Está en la página 1de 3

La felicidad y la actividad de acuerdo a la razón . “¿Cuál es el sumo bien entre todos los prácticos?...

Tanto el vulgo como las personas cultas dicen: la felicidad…Pero respecto a lo que es la felicidad, ya no se hallan de acuerdo, y el vulgo no la define de la misma manera que los sabios.” (Et. n., I, 4, 1095). “Pero encontraremos de inmediato la posibilidad (de definirla), si se puede hallar la actividad que es propia del hombre…Como para todos aquellos a los que espera una obra y una tarea, en la obra misma parece estar su bien y su perfección, así parecerá también para el hombre, si hay una actividad que le es propia… ¿Y cuál será ella?...Pues el vivir es común a las plantas también…y la subsiguiente facultad sensitiva… aparece también común al caballo, al buey y a todo animal, sólo queda (que sea) una vida activa, propia de quien se halla dotado de razón... La obra propia del hombre es (pues) la actividad del alma conforme a razón y no contraria a la razón.” (Et. n., I, 8, 1098). El placer y la actividad “Todos prefieren las cosas agradables y huyen de las dolorosas (Et. n., X, 1, 1172). Y el hecho de que todos, animales y hombres, buscan el placer es señal de que, en cierto sentido, él es el mejor de los bienes (Et. n., VII, 13, 1153). El placer perfecciona el acto, no como un hábito que éste lleva implícito, sino como un cumplimiento sobrevenido, como la flor de la belleza a quien se halla en el pleno vigor de la juventud…Puede creerse que todos apetezcan el placer, por cuanto todos tienden también al vivir, y la vida es actividad, y cada uno es activo en aquellas actos y con aquellas facultades que ama sobre todo… Ahora bien, el placer hace completas las actividades o sea el vivir hacia el cual se aspira. Con razón pues tienden (todos) también al placer, porque a cada uno le perfecciona el vivir, que es cosa deseable... En efecto, aparecen reunidos, y no se dan separados, pues sin actividad no se produce placer, y el placer hace perfecta toda actividad” (Et. n., X, 4, 1174-5). “En efecto, la actividad es acrecentada por el propio placer: juzgan mejor y gobiernan mejor cualquier cosa aquellos que obran con placer… Y tal como el placer propio perfecciona las actividades y las hace más durables y mejores, y los placeres ajenos las disipan… así, tanto como son diversas las actividades, también (son distintos) los placeres…Y parece, también, que para cada animal haya un placer que le es propio, tal como hay una obra (que le es propia): o sea la que responde a su actividad” (Et. n., X, 5, 1175).” La felicidad humana en la vida intelectual . “Queda por decir de la felicidad… pues la suponemos como fin de las acciones humanas. Ella hay que suponerla en una cierta actividad… La vida feliz parece ser la conforme a la virtud; pero ésta es una vida de serio esfuerzo y no de diversión. Y llamamos mejores a las cosas serias que a las alegres y divertidas, y más seria la actividad, sea del hombre o sea de la parte que es siempre mejor en él: ahora bien, lo que proviene de lo mejor ya es superior y más apto para producir felicidad” (Et. nic., X, 6, 1176-7) “Y si la felicidad es actividad conforme a virtud, es racional que sea conforme a la virtud más excelente, y ésta será de la parte mejor. Ahora
UNIDAD 2 Historia de la ética. Fragmentos de Ética a Nicómaco- el modelo ético Aristotélico 1

. sobre todo. Y la parte irracional resulta doble: la vegetativa. y bastarse a sí misma..] Las partes del alma y las virtudes dianoéticas y éticas . del que procede nuestro término “teoría”. la liberalidad. supone uno de los mayores alicientes de nuestra vida. Luego. y nuestra limitación a la hora de conocer es tan profunda. y tener un placer suyo propio que aumenta su actividad. si la actividad del intelecto parece sobresalir por seriedad. en griego. pues éste es. que la actividad teórica nunca tendrá fin para los seres humanos.” (Et. y no tender hacia ningún fin exterior a sí misma. 1102). la inteligencia. en saber. Por lo tanto. “Llamamos virtud humana no a la del cuerpo. n. el más capaz de satisfacer nuestras expectativas de felicidad. Aristóteles era consciente de que la complejidad de la realidad es tan enorme. y el otro como el hijo que escucha al padre. es también. y la concupiscente y apetitiva en general. Fragmentos de Ética a Nicómaco. Para Aristóteles. la temperancia. quien elabora una teoría. lo que constituye al hombre. en cuanto la escucha y la obedece. “En la mayoría de los casos.el modelo ético Aristotélico 2 . las virtudes no UNIDAD 2 Historia de la ética. que no participa de la razón de ninguna manera. 7. ésta es la vida más feliz. “contemplar”. o simplemente la comprende.. la ética proviene del hábito. por eso. del que tomó también el nombre. Por eso. etc. llamamos a las unas dianoéticas (intelectuales) y a las otras éticas (morales): dianoéticas. siendo contemplativa. La actividad teórica consiste. “observar”. la mejor y más dulce cosa.. Pero tengamos en cuenta que. que participa de ella en algún modo. la prudencia. por eso necesita de experiencia y tiempo. para cada uno. lo que a cada uno le es propio por naturaleza. también será doble lo racional: el uno por excelencia y en sí mismo. Por otra parte. sino la del alma. [A primera vista puede parecernos extraño que alguien diga que la felicidad consiste en la actividad teórica. consigue una “visión” de las cosas que supera y resulta preferible al estado de ignorancia en que vivía anteriormente. para el hombre es tal la vida conforme al intelecto.bien. al tiempo que nos proporciona un gozo continuo. éticas. I.. X. Pero también en el alma debe creerse que hay una parte fuera de la razón. n. (Et. la virtud dianoética recibe por la enseñanza la generación y el desarrollo. aunque con una pequeña variación de ethos (costumbre)…Por lo tanto. cualquiera que haya estado intrigado por algo y que por fin un día descubre una explicación satisfactoria de lo que ocurría. la experiencia del asombro. la sabiduría. Y si también a ésta debe llamarse racional. significaba “ver”. infatigable por todo lo que es dado al hombre (y todo lo que se atribuye al bienaventurado parece encontrarse en esta actividad)… En efecto.. según tal diferencia se distingue también la virtud: en efecto.. éste es el fin último de nuestra vida. en última instancia. 13. en entender. el verbo theorein. experimenta esa satisfacción maravillosa que a veces representamos gráficamente como una luz que se enciende repentinamente en nuestro interior. 1177-8). y ser estudiosa. de maravillarse ante los fenómenos circundantes y ante nuestro propio ser. y contraria y que se opone a ésta..

El pensamiento antiguo (Losada. 1959) ADELA CORTINA. tocando. entre habituarse desde pequeños de esta o aquella manera. Fuentes: RODOLFO MONDOLFO. sino grandísima la diferencia. los hábitos nacen de acciones conformes. producimos el acto…En cambio. lo aprendemos haciéndolo. o sabios. es todo. 1103). nos convertimos en sabios. Ética (Tres cantos. como en las otras artes. más bien.” (Et.. tal como nos convertimos en constructores. porque según la diversidad de éstos siguen los hábitos. Así también. Además. nacidos para recibirlas y perfeccionándonos mediante el hábito. No es pequeña. II. justos o fuertes…En una palabra. después de ésta.el modelo ético Aristotélico 3 . realizando actos justos. 1996) UNIDAD 2 Historia de la ética. Fragmentos de Ética a Nicómaco. porque lo que nos es menester aprender para hacerlo. sino en nosotros. las virtudes las conseguimos obrando primero. de todo lo que en nosotros se engendra por naturaleza. pues. Por ello es necesario producir actos de una determinada especie. llevamos primeramente en nosotros la potencia.se engendran por naturaleza o en contra de la naturaleza. o fuertes. n. 1. construyendo o en citaristas.