Está en la página 1de 28

HEPATOPATIAS

CAUSADAS POR
ALTERACIONES
HEMATOLOGICAS
.
LEIDY ANGARITA BAUTISTA.
LADIS DAIANY ROJAS SUAREZ.
El Higado.
 El hígado órgano vital y el
más voluminoso del cuerpo
(pesa 2 kilos en el adulto).

 Está ubicado en la parte


superior y derecha de la
cavidad abdominal, por
debajo del diafragma.

 Gran volumen, por estar


recubierto por las costillas.

 Excepto cuando está


agrandado, apenas se
alcanza a tocar al colocar
las manos sobre el reborde
de las últimas costillas.
Funcion del
Higado.
 Almacena glucógeno, hierro,
cobre, vitamina A, muchas del
complejo vitamínico B, y vitamina
D.
 Produce albúmina y otras
proteínas, de las cuales son
esenciales para la coagulación
normal de la sangre (protrombina
y fibrinógeno).
 Una sustancia anticoagulante que
es la heparina.

 Los aminoácidos digeridos son


desaminados en el hígado; es
decir, su nitrógeno se extrae para
que pueda ser utilizado por el
cuerpo.
 Utiliza el nitrógeno para sintetizar
proteínas a partir de hidratos de
HEMOCROMATO
SIS.
 Caracterizada por el depósito excesivo
de hierro (fierro) en el organismo,
causada por una absorción intestinal
aumentada de hierro.

 Existen otras condiciones en que se


acumula hierro excesivo, como:

 Personas que han recibido


transfusiones múltiples de glóbulos
rojos.
 Personas con anemias hemolíticas.
Patogenia:
(1).
 Es una enfermedad genética habitualmente
causada por mutaciones en un gen llamado
HFE, ubicado en el cromosoma 6.

 Esta enfermedad es autosómica recesiva.


La mutación más frecuente produce la
sustitución de una cisteína por tirosina en
la proteína (mutación C282Y). Una
segunda mutación (H63D) puede originar
la enfermedad cuando el paciente es
heterocigoto compuesto (C282Y/H63D).
Patogenia: (2).
 La mutación de esta proteína que regula la
absorción de hierro en el intestino, lleva a la
acumulación progresiva de hierro en el organismo
(sirve como factor regulador de la interacción de
transferrina con su receptor en el enterocito).

 Al haber una mutación de HFE, esta interacción


diminuye, dando a la célula intestinal una falsa
señal de que las reservas de hierro están bajas,
con lo que aumenta la expresión del transportador
duodenal de hierro (DMT1).
El hierro en exceso produce daño celular por
diversos mecanismos, siendo probablemente el más
importante la generación de daño oxidativo por
generación de radicales libres. Los tejidos más
afectados son el hígado,
el miocardio y glándulas endocrinas.
Manifestaciones
Clinicas:
Diabetes
 Fatigabilidad

 Alteraciones de las pruebas hepáticas:


alteraciones leves hasta cirrosis descompensada e
incluso cáncer hepático.

 Artralgias: Asociadas a artropatía por depósito de


cristales de pirofosfato de calcio (condrocalcinosis).
 Impotencia: Por disminución de la función gonadal
(habitualmente hipogonadismo secundario).
 Trastornos cardiacos: Puede haber alteraciones
electrocardiográficas asintomáticas hasta
insuficiencia cardíaca con miocardiopatía dilatada o
trastornos de la conducción.
Diagnostico:
(1).
EXAMENES DE SANGRE

 Elevaciones de los niveles de ferritina: La


ferritina plasmática es un buen indicador de las
reservas totales de hierro en el organismo. En la
hemocromatosis sus niveles pueden ser mayores de
1000 ng/mL.

 Aumento de la saturación de la transferrina:


Puede exceder el 90%. Esta elevación es más precoz
que la elevación de la ferritina plasmática. Se ha
propuesto que una saturación de transferrina mayor
de 45% debiera hacer necesario descartar
hemocromatosis.

 TIBC (total iron binding capacity): Es una forma


de medir la transferrina. Habitualmente está en
niveles normales.
Diagnostico:
(2).
IMÁGENES

 La RNM (resonancia nuclear magnética) del


hígado es un examen no invasivo que ha
demostrado ser útil para estimar el grado de
acumulación de hierro en el hígado.

RESPUESTA A SANGRÍA
 Cuando existe una acumulación importante de
hierro en el organismo, la extracción de sangre
produce una movilización de las reservas de
hierro desde los parénquimas hacia las células
eritropoyéticas, evitando la anemia ferropriva
incluso después de muchas sangrías
(flebotomías).
 El número de sangrías necesarias para lograr
anemia ferropriva puede usarse como una
medida indirecta de los depósitos de hierro.
Diagnostico:
(3).
BIOPSIA HEPÁTICA
 permite la visualización directa del hierro en el tejido
hepático mediante la tinción de Pearl (azul de Prusia).
 Sin embargo, la forma más exacta de medir la
cantidad de hierro acumulada en el hígado es la
determinación del "índice de hierro hepático" que
consiste en relacionar la concentración de hierro en el
hígado con la edad del paciente.
 Un índice de hierro hepático > 1,9 es muy sugerente
de hemocromatosis hereditaria.
TEST GENÉTICO
Este test detecta las dos mutaciones más
frecuentes del gen HFE (C282Y y H63D) y es
útil en el estudio de familiares de personas
con hemocromatosis genética.
Tratamiento:
El tratamiento de la hemocromatosis va
dirigido a eliminar el exceso de hierro en el
organismo.

La manera más efectiva y sencilla es la


sangría o flebotomía.

Estas sangrías se repiten con una frecuencia


variable según la magnitud de los depósitos de
hierro en el paciente.
 Habitualmente se comienza con una
sangría semanal hasta eliminar el
exceso de hierro (lo que puede tomar
meses). Luego se regula el número de
sangrías, habitualmente una cada 2 a 3
meses.
PORFIRIAS.
 Son un grupo de enfermedades
caracterizadas por alteraciones en la
biosíntesis del grupo heme como
consecuencia de un déficit enzimático.

 Todas ellas se heredan de forma


autosómica dominante.

 Las manifestaciones clínicas de las


porfirias pueden ser de cuatro tipos:

Hepáticas.
Eritropoyéticas.
Neuroviscerales
Cutáneas.
PROTOPORFIRIAS
(1).
 La protoporfiria eritropoyética (PPE)
representa la segunda de las porfirias en
orden de frecuencia después de la porfiria
cutánea tarda.

 El defecto metabólico reside en la médula


ósea, aportando el hígado una
contribución modesta al desarrollo de la
enfermedad.
La PPE aparece como una enfermedad
panétnica, con una frecuencia estimada
de 1-2 casos por cada 10.000
habitantes y una leve tendencia a
agregarse en el sexo masculino.
PROTOPORFIRIAS
(2)
 Su origen se debe a un déficit congénito
de la enzima ferroquelatasa, que cataliza
la incorporación del hierro a la
protoporfirina para sintetizar finalmente
el grupo hemo.

 Se transmite de forma autosómica


dominante, con penetrancia variable.

 La PPE se manifiesta en dos vertientes


clínicas: la afectación cutánea, cuya
presencia es universal y definitoria de
esta enfermedad y la afectación hepática,
responsable de la mortalidad.
Manifestaciones
clinicas: (1).
 Es habitualmente silente, incluso en la fase de
cirrosis hepática establecida.

 Los datos analíticos son inespecíficos, con


elevación discreta de transaminasas y
enzimas de colestasis sin hiperbilirrubinemia
en un 20% de los pacientes con hepatopatía.

El desarrollo de ictericia marca


habitualmente un punto de inflexión en
la historia de la hepatopatía, ya que a
partir de ese momento, el paciente tiene
una expectativa media de vida, no
superior a los tres meses y medio.
Manifestaciones
clinicas: (2).
 fallo hepático terminal con desarrollo de
hipertensión portal, suelen aparecer
complicaciones, tales como:
 anemia hemolítica secundaria a
hiperesplenismo y elevada
protoporfirinemia.
 aparición de dolor abdominal en
hipocondrio derecho, con hipertensión
la arterial,
ictericia taquicardia
como el ycuadro
astenia.de dolor
abdominal, debidos a obstrucción biliar
litiásica sin existir hepatopatía
evolucionada,

los pacientes protoporfíricos excretan


en bilis cantidades elevadas de
protoporfirina, lo que facilita la
formación de cálculos biliares
pigmentarios.
Diagnostico:
Un paciente conocido previamente por padecer
protoporfiria con/sin alteración de la bioquímica
hepática y con tasas de protoporfirina eritrocitaria
o plasmática superiores a 1500 y 50 mg / dl:

Respectivamente, se debe realizar una biopsia


hepática para conocer el grado de lesión
hepática, si ésta ya existía.
 La determinación de protoporfirina sérica
y eritrocitaria confirmará el diagnóstico
de protoporfiria en aquellos pacientes en
que no se hubiera diagnosticado
previamente.

 El descenso de los niveles de


protoporfirina fecal y el aumento urinario
del isómero I de la coproporfirina,
sugieren enfermedad hepática avanzada.
Tratamiento:
 La identificación de pacientes de riesgo
sobre la base de las exploraciones previas,
debe promover el tratamiento que permita
retrasar la progresión de la hepatopatía.
 El empleo del ácido ursodesoxicólico
(AUDC) para facilitar la secreción biliar,

 el uso de colestiramina o carbón activado


para evitar la recirculación enterohepática
de la protoporfirina.

la plasmaféresis para disminuir el nivel


sérico de protoporfirina y su llegada al
hígado, pueden frenar el curso de la
enfermedad.
ANEMIA
MEGALOBLASTI
CA
 Los estados
megaloblásti
cos se deben
a la síntesis
defectuosa
de ADN.

 Lasíntesis de ARN continúa y, como resultado,


se produce un aumento de la masa y la maduración
citoplasmáticas.
ANEMIA
MEGALOBLASTIC
A:
 La circulación recibe hematíes
macroovalocíticos.

 Las células presentan dispoyesis,


caracterizada la maduración citoplasmática
es mayor que la nuclear, produciéndose el
megaloblasto en la médula.

 La dispoyesis incrementa la destrucción


intramedular de las células (eritropoyesis
ineficaz), originándose hiperbilirrubinemia
indirecta e hiperuricemia.
Otro hallazgo característico del
 Están estado
afectadas todas las líneas
megaloblástico celulares. la
lo constituye
reticulocitopenia debida a la
producción defectuosa de hematíes.
ANEMIA POR
DEFICIT DE
VITAMINA B12..
 Debido a la lenta tasa de utilización y a los
considerables depósitos de vitamina B12,
su deficiencia (depósitos tisulares <0,1 mg
y valor sérico <150 pg/ml [110 pmol/l])
tarda en aparecer entre varios meses y
años.
Los depósitos hepáticos de B12
suelen bastar para satisfacer las
necesidades fisiológicas durante 3-5
años en ausencia de factor intrínseco
y de meses a un año en ausencia de
capacidad de reabsorción
enterohepática.
Sintomas y
Signos: (1)
 Se palpan esplenomegalia y hepatomegalia,
pérdida de peso considerable.
 Pueden estar presentes diversas
manifestaciones GI, como
 Anorexia,
 Estreñimiento,
 Diarrea intermitentes,
 Dolor abdominal mal localizado.

 En las fases iniciales una pérdida periférica de


la sensibilidad y vibratoria en las extremidades,
con debilidad leve o moderada y pérdida de
reflejos.
En fases posteriores aparecen
espasticidad, signo de Babinski, mayor
pérdida de la sensibilidad propioceptiva y
vibratoria en las extremidades inferiores y
ataxia.
Sintomas y
Signos: (2)
 La sensibilidad táctil, algésica y térmica se
alteran con menos frecuencia. Las
extremidades superiores se afectan más
tarde y con menos regularidad que las
inferiores.

 Algunos pacientes también muestran


irritabilidad y depresión moderada.

 Puede desarrollarse ceguera para los


colores azul y amarillo.
En los casos avanzados puede surgir
paranoia (demencia megaloblástica),
delirio, confusión, ataxia espástica y, en
ocasiones, hipotensión postural.
Diagnostico y
datos
de laboratorio:
 La enfermedad sistémica
combinada debe
diferenciarse de las
lesiones medulares
compresivas y de la
esclerosis múltiple.

 El diagnóstico precoz es
fundamental, ya que los
defectos neurológicos se
vuelven irreversibles 
La anemia es
cuando persisten durante
macrocítica, con un VCM
meses o años.
>100 fl.
ANEMIA POR
DEFICIT DE
ACIDO FOLICO.
Numerosos tejidos vegetales y animales
contienen ácido fólico (ácido
pteroilglutámico, folacina) como metil o
formil poliglutamatos reducidos .

Los folatos actúan como coenzimas en


procesos en los que existe transferencia de
una unidad de carbono.
 En conversiones de aminoácidos
(p. ej., de histidina a ácido
glutámico a través del ácido
formiminoglutámico) y en la
síntesis y utilización de formatos.
ANEMIA POR
DEFICIT DE ACIDO
FOLICO:
 La absorción se lleva a cabo en el duodeno
y el yeyuno proximal.
En las células epiteliales, los poliglutamatos
de los alimentos se reducen hasta
dihidrofolatos y tetrahidrofolatos.
 Los valores séricos oscilan entre 4 y 21
ng/ml (9-48 nmol/l) y son un fiel reflejo de
la ingestión dietética.

 El folato total del organismo se aproxima a


70 mg, localizándose la tercera parte en el
hígado.
Alrededor del 20% del folato ingerido se
excreta sin haberse absorbido, junto con 60-
90 mg/d no reabsorbidos por la bilis.
Diagnostico: (1)
 Las manifestaciones clínicas principales son las propias
de la anemia.

 La deficiencia de folato es indistinguible de la de


vitamina B12 por los hallazgos en sangre periférica y
en médula ósea, pero no se observan las lesiones
neurológicas propias del déficit de B12.

 El folato es fundamental en la formación del sistema


nervioso durante los períodos fetal y neonatal.

 Cuando no se ingiere folato durante el embarazo


pueden surgir defectos del tubo neural con
alteraciones neurológicas graves.
Otros síntomas neurológicos poco
frecuentes (síndrome de piernas inquietas
del embarazo) también se han relacionado
con la deficiencia de folato.
Diagnostico: (2)
 La principal prueba de laboratorio para
diferenciar esta deficiencia de otras formas
clínicas de anemia megaloblástica consiste
en medir la depleción de folato.

 Concentraciones séricas de ácido fólico <4


ng/ml (<9 nmol/l) sugieren deficiencia;

 El hallazgo de valores bajos de folato


eritrocitario (valores normales, 225-600
ng/ml [510-1.360 nmol/l])

 Confirma el déficit tisular. (El intervalo de


normalidad depende del método de
laboratorio empleado.)