P. 1
FENILCETONURIA

FENILCETONURIA

|Views: 3.081|Likes:
Publicado porGabriel
Revision bibliografica de la fenilcetonuria, y los pocos casos en guatemala
Revision bibliografica de la fenilcetonuria, y los pocos casos en guatemala

More info:

Published by: Gabriel on Jun 05, 2010
Copyright:Traditional Copyright: All rights reserved

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOCX, PDF or read online from Scribd
See more
See less

07/28/2015

pdf

INTRODUCCION

La Fenilcetonuria (FCU) es una enfermedad autosómica recesiva, que afecta sobre todo al cerebro. Se presenta en 1 de cada 10.000 personas. La FCU clásica es el resultado de un defecto en la hidroxilación de la fenilalanina para formar tirosina; la actividad de la fenilalanina hidroxilasa del hígado está ausente o muy reducida. La Fenilalanina (FA) es uno de los ocho aminoácidos esenciales encontrados en los alimentos que contienen proteínas. En este trastorno, la FA no se puede emplear en forma normal debido a la ausencia de la enzima, como consecuencia, se presenta una acumulación en el cuerpo de altos niveles de este aminoácido y otras sustancias derivadas y estrechamente relacionadas con éste. Estos compuestos son tóxicos para el sistema nervioso central y ocasionan daño cerebral. Si no se evitan de manera estricta las proteínas causantes de esta enfermedad, el daño cerebral ocasiona retardo mental severo hacia el final del primer año de vida. La FCU es una enfermedad que se puede tratar y detectar fácilmente a través de un examen de sangre simple en todos los recién nacidos. El pronóstico de los niños detectados en los programas de pesquisa y que mantuvieron un buen control metabólico, es bueno. Es necesario un enfoque multidisciplinario e integrado para el cuidado de los individuos con FCU. Se requieren consistencia y coordinación entre el screening, tratamiento, recolección de datos y los programas de apoyo al paciente.

Fenilcetonuria
Fenilalanina, uno de los 20 aminoácidos constituyentes de las proteínas. La cadena lateral de la fenilalanina contiene un anillo aromático de fenilo:

Forma parte del grupo de aminoácidos con grupos no polares (hidrófobos). Este aminoácido participa como promedio en un 3,5% (en relación con todos los aminoácidos) de la composición de las proteínas. El precursor para su biosíntesis es el corismato, una molécula en forma de anillo que se obtiene, entre otros, a partir de productos intermedios de la glicolisis. No puede ser sintetizado por los mamíferos, por lo que constituye uno de los aminoácidos esenciales. La ausencia de una enzima, la fenilalanina hidroxilasa, que cataliza la degradación de fenilalanina a tirosina, provoca una enfermedad denominada fenilcetonuria.

Antecedentes
Fue en 1934 cuando Fölling realiza la descripción de una enfermedad que cursaba con un grave daño cerebral en la que estaba implicada una sustancia originaria de las proteínas denominada fenilalanina; la denomino imbecillitas phenylpyruvica; u oligofrenia fenilpirúvica, también conocida como enfermedad de Fölling. Tres años más tarde (en 1937) Penrose y Quastel sugieren que se denomine esta enfermedad fenilcetonuria nombre con el que se conoce hoy en día.

En 1947 Jervis observó que cuando se daba fenilalanina a individuos sanos en estos se producía un aumento de otra sustancia llamada Tirosina. Pero cuando suministraba fenilalanina a individuos fenilcetonuricos no presentaban tal elevación. Tras varios años de investigación Jervis concluyó finalmente que en la enfermedad conocida como fenilcetonuria se produce un fallo en la transformación de la fenilalanina en tirosina y que dicha transformación en los individuos sanos tiene lugar en el hígado. Los avances en el tratamiento de la enfermedad no se iniciaron hasta 1953 cuando Bickel publica sus primeros trabajos en los que demuestra la efectividad de una dieta especial restringida en fenilalanina para el tratamiento de la fenilcetonuria. En 1983, Woo aísla e identifica por primera vez el gen donde se dan las instrucciones para la fabricación de la fenilalanina hidroxilasa, responsable de la enfermedad. Fenilcetonuria: Es el más común error del metabolismo de aminoácidos. Consiste en la incapacidad de metabolizar a la fenilalanina. La primera enzima de ruta catabólica de la fenilalanina, la fenilalanina hidroxilasa, cataliza la hidroxilación de la fenilalanina a tirosina. La fenilalanina hidroxilasa inserta uno de los dos átomos de Oxígeno del O2 en la fenilalanina para formar el grupo hidroxilo de la tirosina; el otro átomo de oxígeno se reduce a agua por el NADH que también se requiere en esta reacción. La fenilalanina hidroxilasa requiere un cofactor, la

tetrahidrobiopterina, que transporta electrones desde el NADH al O2 en la hidroxilación de la fenilalanina. El defecto en la síntesis de FAOH (fenilalanina Hidroxilasa) se debe a una anomalía génica localizada en el cromosoma 12. Cuando la fenilalanina hidroxilasa es deficitaria por razones genéticas entra en juego una segunda ruta del metabolismo de la fenilalanina que normalmente se utiliza muy poco. En esta ruta minoritaria la fenilalanina usa transaminasa con el piruvato dando fenilpiruvato. La fenilalanina y el fenilpiruvato se acumulan en la sangre y en los tejidos excretándose por la orina, de ahí proviene el nombre de la enfermedad, fenilcetonuria. Gran parte del fenilpiruvato se descarboxila

produciendo fenilacetato o bien se reduce formando fenil-lactato. El fenilacetato comunica un olor característico a la orina que ha sido utilizado por los médicos para detectar fenilcetonuria en los lactantes.

Si no se trata dentro de las primeras semanas de vida, puede causar retraso mental y otros problemas neurológicos graves. Es un trastorno causado por un gen autosómico recesivo, es decir, para desarrollar la enfermedad heredar el gen defectuoso padres. formas causan Se del conocen gen el de niño los debe dos de

centenares

defectuoso que Algunas de

fenilcetonuria.

ellas son responsables de normal, en la que el nivel en la sangre es muy alto nacimiento y el riesgo de

la fenilcetonuria de en fenilalanina el

retraso mental y

otros problemas es grande. Otras mutaciones son responsables de formas menos severas de la enfermedad. Ese gen defectuoso no tiene efectos negativos en las personas portadoras, pero si dos portadores conciben un niño, hay un 25 % de posibilidades de que éste herede dos genes defectivos y nazca con la enfermedad.

Es crucial que los niños a los que se les ha diagnosticado fenilcetonuria inicien una dieta baja en fenilalanina en las primeras semanas de vida. Los alimentos ricos en proteínas contienen también este aminoácido; por esa razón, las personas que padecen esta enfermedad hereditaria deben evitar todas las fuentes concentradas de proteínas, como la carne, el pescado, las aves, la leche, los huevos, los productos lácteos, las nueces y las legumbres. Como los niños necesitan una gran variedad de nutrientes para desarrollarse y crecer, deben tomar un sustituto nutricional que consiste en una fórmula especial libre de fenilalanina y rica en proteínas. Los niños mayores y los adolescentes que padecen la enfermedad deben seguir bebiendo esa fórmula y complementan sus dietas con una variedad de alimentos bajos en proteínas, como frutas, verduras, algunos cereales y otros productos especiales.

Antiguamente, los médicos creían que los niños con fenilcetonuria podían abandonar sin riesgo esa dieta especial en los primeros estadios de la edad escolar. No obstante, en la actualidad se sabe que el abandono de la dieta puede producir una serie de problemas graves, como dificultades en el estudio, problemas de comportamiento, anormalidades neurológicas y enfermedades mentales. La mayoría de los expertos recomiendan que las personas con fenilcetonuria mantengan esa dieta durante toda la vida. También se ha averiguado que incluso adultos que presentan la enfermedad y que muestran síntomas de retraso mental, pues nacieron antes de que se establecieran los controles en los recién nacidos, experimentan una reducción de los síntomas cuando siguen una dieta baja en fenilalanina. Los adultos pueden mostrar mejoras en áreas como la concentración, la comunicación y los problemas de comportamiento. La investigación sigue tratando de encontrar otras alternativas a la restringida dieta que se emplea como tratamiento. Es de especial importancia que las mujeres con fenilcetonuria que estén embarazadas mantengan un nivel bajo de fenilalanina en la sangre. Unos niveles elevados de este aminoácido en la madre pueden causar serios problemas en el niño, como peso bajo, tamaño pequeño de la cabeza, defectos en el corazón y retraso mental, aun en el caso de que el niño no padezca fenilcetonuria. Ese desorden puede prevenirse si la mujer sigue la dieta especial antes de la concepción. Síntomas La fenilalanina juega un papel en la producción corporal de melanina, el pigmento responsable del color de la piel y del cabello. Por lo tanto, los niños con esta

afección usualmente tienen un cutis, cabello y ojos más claros que sus hermanos o hermanas sin la enfermedad. Otros síntomas pueden ser: • • • • • • • • • Retraso de las habilidades mentales y sociales Tamaño de la cabeza considerablemente por debajo de lo normal Hiperactividad Movimientos espasmódicos de brazos y piernas Retardo mental Convulsiones Erupción cutánea Temblores Postura inusual de las manos

Si la afección se deja sin tratamiento o si no se evitan los alimentos que contienen fenilalanina, se puede detectar un olor "a ratón" o "a moho" en el aliento, la piel y la orina. Este olor inusual se debe a la acumulación de sustancias de fenilalanina en el cuerpo. Signos y exámenes La fenilcetonuria se puede detectar fácilmente con un simple examen de sangre. La mayoría de los estados de los Estados Unidos exige una prueba de detección de esta enfermedad para todos los recién nacidos, la cual generalmente se lleva a cabo con una punción en el talón poco después del nacimiento.

Si la prueba de detección inicial es positiva, se requieren exámenes posteriores de sangre y orina para confirmar el diagnóstico. Tratamiento La fenilcetonuria es una enfermedad que se puede tratar. El tratamiento comprende una dieta extremadamente baja en fenilalanina, especialmente cuando el niño está creciendo. La dieta se tiene que seguir en forma estricta, lo cual requiere la supervisión exhaustiva por parte del médico o del dietista certificado y la cooperación de los padres y del niño. Aquellos pacientes que continúen con la dieta hasta la vida adulta tendrán una mejor salud física y mental. Una “dieta para la vida” se ha convertido en la pauta recomendada por la mayoría de los expertos y es especialmente importante antes de la concepción y durante todo el embarazo. La fenilalanina se encuentra en cantidades significativas en alimentos como la leche, los huevos y otros alimentos comunes. Además, se encuentra en el edulcorante artificial Nutrasweet (aspartamo), razón por la cual cualquier producto que contenga aspartamo se debe evitar. Lofenalac es una leche en polvo infantil especial para bebés con fenilcetonuria que se puede usar durante toda la vida como fuente de proteína, con un contenido extremadamente bajo en fenilalanina y balanceada con respecto a los aminoácidos esenciales restantes. El hecho de tomar suplementos, como el aceite de pescado, para reemplazar los ácidos grasos de cadena larga faltantes de una dieta estándar libre de fenilalanina puede ayudar a mejorar el desarrollo neurológico, incluyendo la coordinación

motriz fina. Asimismo, se pueden necesitar otros suplementos específicos, como el hierro o la carnitina. Expectativas (pronóstico) Se espera que el desenlace clínico sea muy alentador si la dieta se sigue estrictamente, comenzando poco después del nacimiento del niño; pero si el tratamiento se retrasa o el trastorno permanece sin tratamiento, se presentará daño cerebral. El desempeño escolar se puede deteriorar levemente. Si no se evitan las proteínas que contengan fenilalanina, la fenilcetonuria puede conducir a retardo mental hacia el final del primer año de vida. Complicaciones Si este trastorno no recibe tratamiento, se presenta retardo mental severo. El trastorno de hiperactividad y déficit de atención (ADHD, por sus siglas en inglés) parece ser el problema más común que se observa en quienes no siguen estrictamente una dieta muy baja en fenilalanina. Situaciones que requieren asistencia médica Se debe consultar con el médico si a un bebé no le han realizado exámenes para fenilcetonuria, lo cual es particularmente importante si algún familiar padece este trastorno. Prevención. Un análisis enzimático puede determinar si los padres son portadores del gen defectuoso para la fenilcetonuria. Asimismo, se puede tomar una muestra de vellosidades coriónicas en la mujer embarazada para examinar el feto en búsqueda de fenilcetonuria.

Es muy importante que todas las mujeres con fenilcetonuria sigan estrictamente una dieta baja en fenilalanina, tanto antes de quedar embarazadas como a través de todo el embarazo, ya que la acumulación de esta sustancia le causará daño al bebé en desarrollo, incluso sin que éste haya heredado el gen defectuoso.

Tamizaje Neonatal.
El tamizaje neonatal (procedimiento efectuado para identificar a lactantes con deficiencias; en este caso de fenilalanina), es un procedimiento que no se practica en todos los centros asistenciales de nuestro país; únicamente lo realizan el Hospital Roosevelt y el Hospital San Juan de Dios. Sumando los datos de ambos centros, se llega a la conclusión que se le realiza este procedimiento a aproximadamente el 0.3% de la población guatemalteca. Este programa ha estado en vigencia desde el año 2005, y durante ese lapso de tiempo, no se ha identificado ningún caso positivo; únicamente se han dado 4 casos “positivos falsos”, es decir, que el resultado fue positivo, pero al verificar, fue negativo. Según indica la Licda. Gabriela Raxcacó, encargada del Laboratorio Clínico del San Juan de Dios, estos casos se dan en 1:18,000 pacientes. A la fecha no se ha dado ningún caso de fenilcetonuria que se haya identificado, ya que la poca cobertura del programa de tamizaje, la falta de recursos del mismo y otros factores más, impiden poder realizar este examen a toda la población. Así mismo, indica la Licda. Que si hubiera existido algún caso, sería poco probable que hubiera sobrevivido por un período largo de tiempo, ya que al desconocer la familia, el padecimiento del menor, se le daría una dieta con porcentajes de fenilalanina normales, pero que para el menor serían mortales; acortándole la vida drásticamente; provocando esto que las autoridades de salud desconozcan de el caso, manteniendo los informes de estos casos como nulos.

Bibliografía.

1. http://bvs.sld.cu/revistas/san/vol7_2_03/san12203.pdf
2. http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/ency/article/001166.htm

3. Microsoft ® Encarta ® 2007. © 1993-2006 Microsoft Corporation.
4. http://salud.discapnet.es/Castellano/Salud/Enfermedades/EnfermedadesDis

capacitantes/F/Fenilcetonuria/Paginas/Fenilcetonuria.aspx
5. http://www.scielo.edu.uy/pdf/adp/v72n4/benitez-fenilcetonuria.pdf 6. Tratado de Pediatría de Nelson. Estados Unidos. 17 Edición. pág. 398-400

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->