Está en la página 1de 4
Centro de Estudiantes Carrera de Derecho

Centro de Estudiantes Carrera de Derecho

Centro de Estudiantes Carrera de Derecho
Centro de Estudiantes Carrera de Derecho

Al señor RONNIE FERREIRA REYES Director Escuela de Derecho Universidad de Tarapacá Presente.

4 de agosto de 2015

Junto con saludarlo, los estudiantes de la Escuela de Derecho de la Universidad de Tarapacá a través del

Presidente del Centro de Alumnos, nos dirigimos a usted con el objeto de solicitarle aplazar el periodo de entrega

de memorias de grado que expira el día 7 de agosto del año en curso. Las razones de esta petición las detallamos a

continuación.

Como bien debe saber, actualmente distintas unidades académicas de nuestra Universidad se encuentran

movilizadas. Nuestra carrera actualmente se halla en un estado de paralización desde el día viernes 3 de junio por

decisión adoptada en asamblea general de estudiantes de nuestra carrera. Las razones de dicha decisión son por

todos conocidas: el incumplimiento del acuerdo adoptado el año 2013 luego de las demandas solicitadas en el

“Pliego de Exigencias” elaborado por los estudiantes. Pues bien, el incumplimiento de los diversos puntos del

acuerdo (como lo son la contratación de profesores, la compra de material bibliográfico, la creación de nuevos

electivos de formación, entre otros) y la falta de previsión a la hora de implementar las modificaciones respecto de

puntos que sí fueron cumplidos (v.gr. la modificación del Reglamento de Docencia de Pregrado de la Carrera de

Derecho referente a los alumnos que pueden inscribir anteproyectos de investigación en relación a la baja cantidad

de docentes para realizar las labores de profesores guías e informantes) a lo largo de los años, y muy especialmente

hoy en día, han significado un costo mayor para los estudiantes (sobre todo egresados) que están realizando o han

realizado sus distintos proyectos de investigación, ya que no han contado con los materiales necesarios para llevar

a cabo sus actividades de titulación.

Lo dicho en el párrafo anterior se traduce, en definitiva, en un encarecimiento y endeudamiento de los

estudiantes por razón de compra de bibliografía, acceso a información y material mínimo con el que no cuenta la

Universidad, y/o retraso (debido a variadas circunstancias aparte de las que citamos) en la entrega de sus

respectivas memorias.

Este último punto lo consideramos fundamental y esclarecedor, ya que de acuerdo al Reglamento de

Docencia de Pregrado de nuestra carrera y al Reglamento de la Actividad de Titulación, los estudiantes de

Centro de Estudiantes de Derecho

derecho de tercer año en adelante tienen un plazo máximo de dos semestres 1 para realizar sus proyectos de investigación; en el evento de que no alcanzaren a cumplir con los plazos de entrega, pueden optar a elevar una solicitud de prórroga o reprobar la actividad de titulación. Nos importa el primer evento, la petición de prórroga.

Para el caso de solicitar prórroga, está deberá ser elevada al Comité de Carrera, y para ello se debe pagar la suma de $9.000.-, además de explicar los motivos que la fundan. En cuanto a la cantidad y cobro de la prórroga, ésta es de carácter mensual y por ello el estudiante deberá cancelar en efectivo el 10 por ciento del costo del arancel semestral por cada mes de prórroga (es automática y se va renovando hasta que el estudiante entregue su memoria), sin distinguir, en cuanto a cobro, una relación de fecha de solicitud con fecha de entrega (así, por ejemplo, uno puede elevar una solicitud de prórroga el día 10 de agosto, ésta es aprobada, y luego el estudiante entrega su memoria el día 1 de septiembre, el costo de la prórroga será de dos meses y no de uno, por lo que tendrá que pagar dos veces el 10 por ciento del costo del arancel semestral).

Nosotros como estudiantes consideramos que este sistema es extremadamente injusto con los alumnos memoristas, sobre todo con los egresados, y más en las circunstancias en las que se encuentra nuestra carrera. La falta de implementación de puntos mínimos del acuerdo que permitan a nuestros compañeros realizar proyectos de investigación fundados y pertinentes con el quehacer jurídico actual, no puede significar, en la práctica, un castigo monetario que deben asumir los mismos estudiantes. O en otras palabras, las carencias estructurales que arrastra la universidad no pueden traducirse en un endeudamiento adicional de los estudiantes; esto es una especie de doble punición: se establece una actividad de titulación para la cual la universidad no cuenta con los materiales tanto estructurales como humanos necesarios para ser llevada a efecto, y sobre este piso se exigen plazos de cumplimiento al estudiante que en la eventualidad de no poder cumplirlos por razones ajenas a su propia capacidad y voluntad, solo le quedará la vía de reprobación o de solicitar prórrogas (ambas opciones solo conducen al endeudamiento, solo que para el caso de la prórroga, la forma de cobro podríamos tildarla de “draconiana” debido a que no se puede optar ni a créditos ni becas ni a cualquiera otra forma de pago). E incluso, este carácter punitivo con los memoristas se ve reflejado en el inciso primero del artículo cuarenta del Reglamento de Actividad de Titulación que citamos a continuación: “La propiedad intelectual del trabajo de la Actividad de Titulación será derecho exclusivo de la Universidad”.

No basta con dificultar y restringir en la práctica las posibilidades de realizar trabajos de investigación actuales, pertinentes y de calidad; tampoco con exigir cobros que atentan contra la economía de estudiantes que en su mayoría tienen una situación socioeconómica precaria (y esto lo constata, increíblemente, el mismo Modelo Educativo de nuestra universidad), además esta casa de estudios se arroga la propiedad intelectual de los trabajos de investigación de los estudiantes. Trabajos de investigación que en modo alguno la universidad ha tendido a apoyar. Por último, reiteramos que la gravedad de estas razones se ve expresada en mayor amplitud en el caso de los alumnos egresados, debido a que ellos deben pagar el 30 por ciento de arancel anual por cada semestre de su actividad de titulación; y en el caso que estos semestres no les sean suficientes para terminar sus proyectos de

1 El semestre en el que se inscribe el anteproyecto, y la opción de solicitar un semestre adicional.

2
2

Centro de Estudiantes de Derecho

investigación, deberán elevar una solicitud de prórroga que tiene un costo de estampilla de $9.000.- y pagar el 10 por ciento de arancel semestral por cada mes de prórroga. Esto a diferencia de los alumnos de tercer a quinto año, los cuales pueden eximirse de este cobro.

A mayor abundamiento, se suman a las razones antedichas las circunstancias en las que se encuentra nuestra universidad actualmente. Desde hace un mes el Hall Central de la universidad se encuentra tomado por estudiantes de otras carreras. Esto ha impedido un normal funcionamiento en la universidad toda y en nuestra carrera en particular. Asimismo, hace un mes atrás rectoría publicó un protocolo de acuerdo a las demandas que elevó la Federación de Estudiantes de nuestra casa de estudios; en dicho protocolo se establece en el apartado de las actividades de titulación que se suprimiría el cobro de estampillas de $9.000.-, cobro que es propio de la solicitud de prórroga (lamentablemente nada se dijo sobre las cuestiones señaladas más arriba). A la fecha ese cobro aún se mantiene vigente ya que no se han realizado los actos legales pertinentes (elaboración del decreto correspondiente), por lo que los alumnos egresados que deban solicitar prórroga (que son un gran porcentaje de los consultados) deberán pagar por la solicitud, siendo que ya está previamente acordado la eliminación de ese cobro.

Finalmente, la experiencia confirma que en años anteriores en los cuales ha habido movilizaciones a nivel de la universidad toda y en nuestra carrera, se han hecho esfuerzos por recalendarizar las actividades de titulación con el fin de normalizarlas o de aplicar correcciones ante las demandas de los estudiantes debido a realidades que son en gran medida injustas. Actualmente en las carreras de ingeniería (mecánica, en particular), y en la carrera de Derecho sede Iquique, existe un avance en recalendarizar todas las actividades, incluidas las de titulación. Anteriormente en nuestra propia unidad académica en un contexto similar al actual, también se hizo el esfuerzo de recalendarizar las actividades académicas, y por cierto, las actividades de titulación.

Por tanto, de acuerdo a las razones señaladas, y considerando la inquietud generalizada de los alumnos memoristas de nuestra carrera que han visto dificultados sus procesos de investigación, y por ello, la entrega de sus respectivos trabajos, tenga a bien considerar la siguiente petición:

1.- Que, de acuerdo a sus facultades, disponga o informe a quién tenga la atribución respectiva, extender el periodo de entrega de memorias de grado que expira este viernes siete de agosto.

2.- Que considere como fundamento de esta medida las razones esgrimidas en este misiva; además que, según catastro realizado por este centro de estudiantes, son aproximadamente veinte los alumnos imposibilitados de presentar la memoria el día 7 de agosto (lo cual corresponde a un porcentaje altísimo de los estudiantes memoristas); y, muy particularmente, considere el estado de no avance respecto de los puntos sobre las actividades de titulación que se mencionan en el acuerdo entre la Federación de Estudiantes y rectoría, dado a conocer por esta última.

3
3

Centro de Estudiantes de Derecho

3.-Que el periodo de extensión de entrega de memorias se prolongue hasta el día treinta y uno de agosto del presente año. Esto considerando que suponemos que a esa fecha las autoridades respectivas ya van a cumplir con los acuerdos acordados en torno al punto de actividades de titulación; y, además, el hecho de establecer como límite el último día del mes de agosto, permitiría equilibrar la relación de fecha de entrega y cobros en el caso de los memoristas que deban solicitar prórroga (por ejemplo, si un alumno egresado debe solicitar prórroga el día 31 de agosto, en la práctica se le estará cobrando un mes por igual, desde el día primero hasta el día treinta de septiembre. No se da tal caso hoy, ya que se le cobra la misma cantidad, por menos días efectivos de prórroga).

4.- Que tenga a bien considerar discutir dentro de las futuras reuniones y comisiones, evaluar la reglamentación de las actividades de titulación, con el fin de apoyar y mejorar el sistema que actualmente nos rige (encontramos notables deficiencias en cuanto a material bibliográfico actualizado y variado en el área jurídica; escasez de profesores para cumplir los roles de profesor guía e informante, lo que ha producido una sobrecarga exponencial en las labores de los académicos, más considerando que se redujeron los requisitos para inscribir un anteproyecto; cobros excesivos de las actividades de titulación para los alumnos egresados, a diferencia de los que no se hallan en tal calidad, entre otros).

Esperando que acoja esta solicitud, nos despedimos solicitando encarecidamente pronta respuesta de su parte, dada la premura en la que se encuentran nuestros compañeros memoristas en razón del cumplimiento del plazo de entrega.Sin más que agregar y agradeciendo de antemano su atención, se despide cordialmentede usted, los estudiantes de la Escuela de Derecho de la Universidad de Tarapacá.

CC: Jefatura de Carrera, Decanatura FACSOJUR.

ALONSO FERREIRA VERDEJO Presidente Centro de Estudiantes de Derecho