Valencia 7 de marzo 2011, TPCEF 2010-2011.

Compara y comenta las concepciones del docente en las diferentes teorías curriculares
Relato nº 1:
Hola soy Javi, profesor de educación física de la Consolación de Castellón. Mi objetivo en las clases es que los alumnos aprendan a la vez que se sienten partícipes del proceso de aprendizaje, y entiendan que hay una cooperación entre ellos y yo. Para ello, yo intento que mis alumnos tengan compromiso con el proceso educativo, por eso siempre me gusta explorar al máximo todas sus acciones e intento conocerlos cada vez mejor para poder conseguir mi objetivo. En la clase de hoy he salido con los alumnos a un bosque cercano al instituto, allí les he dado una brújula y un mapa, y les he dado 2 horas para que intenten encontrar el máximo número de puntos que he marcado en el mapa. He intentado que sean por parejas mixtas. Las dos parejas con más puntos encontrados serían recompensadas con dos puntos positivos. Las únicas condiciones que tenían en la actividad eran que no podían salir de este pequeño bosque y no juntarse con otras parejas. Todo la demás quedaba a elección de los alumnos. Al finalizar las dos horas la mayoría de las parejas habían encontrado gran parte de los puntos rojos marcados en el mapa, cosa que me ha sido muy gratificante. Tras la llegada de todos les he reunido y les he preguntado que les había parecido la actividad. En general me han contestado que les ha gustado mucho, porque es algo muy novedoso y se han sentido con mucha autonomía para encontrar los objetivos, sentían que dependían de ellos mismos para conseguir la meta. Además todos decían que el tiempo les había pasado muy deprisa. Por lo que a mi respeta, creo que he conseguido los objetivos pretendidos con la actividad. Los alumnos tomaban decisiones de donde ir o no ir y sabían de las consecuencias de esas decisiones en las que era importante la inteligencia motriz más que una buena ejecución. Sentían igualdad entre las diversas parejas y además al no hacerlas ellos se fomentaba la sociabilidad. Parecían muy motivados, y a mi parecer no solo por los puntos positivos de los ganadores, sino también con sentirse realizados ellos mismos. Para mí es muy importante los sentimientos que experimentan los alumnos al realizar la actividad. Por ello, siempre después de cada actividad les pregunto como se sienten, y a partir de su respuesta, inicio una reflexión para encontrar nuevas actividades y desafíos. Siempre intento mejorar mi forma de enseñar y para hacerlo creo que la mejor forma es saber lo que mis alumnos sienten en mis clases, quiero ser mejor con el tiempo.

Relato nº. 2:
Soy Toni, tengo 60 años e imparto clases de Educación Física en el Instituto Alfonso XIII de Vall d’ Alba. Doy mis clases a adolescentes desde 1º a 4º de la ESO. El objetivo principal de mis sesiones es que todos los alumnos ganen en eficiencia en cada una de las actividades y deportes que tratamos. Que sean cada vez más competentes, de cara a triunfar en la sociedad.

En mis clases tenemos contacto con los deportes más importantes, “los de toda la vida”, ya que el resto no sirven para nada, a casi nadie les interesa. A enseñarlos, ayuda mi condición de ex-deportista de élite, fui campeón júnior de salto de longitud y por ello estoy totalmente cualificado para enseñar las mejores técnicas de entrenamiento a mis chicos. También trabajamos las acciones técnicas típicas, como son el lanzamiento de balón medicinal, salto de longitud con pies juntos o salto de altura; y por último la medición de resistencia, fuerza y flexibilidad mediante test. El sistema de evaluación se basa en los resultados, quien es mejor, mejor nota, quien no, suspende. En mis clases no consiento que no se llegue al mínimo normal, no entiendo cómo pueden llegar niños que nunca han corrido o que a penas puedan moverse porque no se levantan del sofá de su casa, porque me “dinamitan” la clase. ¿Qué se creen? ¿Que la sociedad les va dar oportunidades? Aquí el que sobrevive es el más fuerte, ya lo decía ese tal Darwin. El deporte y la EF no están hechas para los flojos, hay que ser rocoso y fuerte. Personalmente no soporto aquellos alumnos que no entienden el deporte o la Educación Física de manera competitiva, que no les vea ganas de ganar y de sacar más nota que el resto. A quien no le vea ese sentimiento de intento de mejora, de una práctica constante para ganar, no podré aprobarlo. Para comprobar esa mejora yo primero analizo como están a nivel básico sin enseñarles nada; les elaboro un plan dirigiendo y exponiendo diferentes ejercicios para que, metodológicamente, reforzando e incidiendo en los errores que yo les veo, vayan mejorando, y finalmente evalúo la mejora. En el proceso de mejora, me gusta que al progresar en los diferentes aspectos técnicos se sientan realizados y noten el aumento de eficiencia, para que así no pierdan motivación. Me gusta que, si ha habido algún alumno con una gran mejora en una clase, se pueda ir contento a casa, por eso doy 0,25 más en estos casos. Tengo que controlar a todos los integrantes del grupo para que no haya ningún eslabón débil, cada uno debe mejorar, ninguno se puede estancar. No obstante si veo que alguien no progresa a pesar de mis esfuerzos lo abandono, que se encarguen sus padres. Prefiero dedicar mi valioso tiempo a los más dotados que son los que más pueden aprovechar mi sabiduría.

Relato nº.3:
Hola, me llamo Pedro y soy profesor de I.E.S. Lluis Vives donde imparto E.F. a los cursos de secundaría. Trato que en mis clases los alumnos desarrollen un espíritu crítico que les ayude a enfrentarse a las concepciones hegemónicas de la sociedad del S. XXI. Por ello, trato de diseñar unidades didácticas en las que no aparezcan los deportes más comunes. No entiendo como otros compañeros se sienten docentes al darles un balón a sus alumnos para que jueguen. Creo que el deporte actual está muy orientado hacia el rendimiento y hacía la competición, creando ésta última grandes desequilibrios entre vencedores (unos pocos) y vencidos (unos muchos). El rendimiento lleva a que otros aspectos de la práctica deportiva queden en el olvido, como puedan ser la dimensión estética del deporte. En todos mis cursos dedico una especial atención en mis clases a trabajar aspectos de la Expresión Corporal, Mimo y Teatro.

Otro aspecto que me perturba es como puede ser que mis compañeros sean capaces de dividir a los alumnos en sus clases libremente en dos partes, dejando que los chicos jueguen por un lado a “juegos de chicos”, mientras que las chicas quedan excluidas y renegadas a tener que practicar deporte encasillado “de chicas” entre ellas en una esquina del patio del instituto. ¿Es qué nadie se da cuenta de que el deporte no se debe de sexualizar? Yo en todas mis clases propongo actividades reflexivas que ayuden a que mis alumnos sean conscientes de estas discriminaciones que se den sobre todo en el deporte de élite. Trato de que mis alumnos aprendan a querer sus características biológicas y que éstas diferencias biológicas no supongan barreras. Una de mis principales inquietudes es lograr integrar a todos mis alumnos, ya que en mi instituto cada vez hay más alumnos de distintas nacionalidades. En concreto en mis clases tengo a tres alumnos peruanos, tres magrebíes y un rumano. En los recreos me duele ver la imagen de cómo están aislados por etnias. Los alumnos españoles los discriminan insultándolos. Yo pienso que todo esto viene dado por un racismo implícito en la sociedad actual. En el deporte me canso de ver como cada fin de semana hay discriminación racista en los campos de fútbol, abucheando o haciendo sonidos racistas a los jugadores rivales simplemente por su color de piel. Yo en todas mis clases trato de integrar a todos mis alumnos, que no haya diferencias. Con tal de que en un futuro sepan convivir en una sociedad más globalizada y multicultural. También trato de reflexionar sobre los actos violentos que rodean al deporte. El deporte espectáculo-rendimiento vive en un falso “fair-play”. El Olimpismo tiene una serie de ideales como el valor, lealtad, respeto por el adversario, que pregona por los cinco continentes, pero que sin embargo, todo esto se queda en meras palabras, ya que todo vale por alcanzar la victoria. Detrás de un “campeón” hay todo un séquito de personas-entidades que se lucran a costa suya, como son el representante, Federaciones, patrocinadores…Todos estos intereses llevan muchas veces al deportista a vivir situaciones de gran presión, que le llevan a recurrir por ejemplo a substancias dopantes. En mis clases de E.F. trato de hacer ver a mis alumnos de que el deporte de élite no es el único existente, hay muchas alternativas mucho más saludables, tanto a nivel físico, como psicológico y social. Por ejemplo, yo trato de realizar actividades lo menos competitivas posibles, en las que todos mis alumnos se sientan vencedores. Para ello trato de realizar juegos cooperativos, en los que todos participen activamente. Para concluir cabe resaltar las principales reflexiones de mi teoría como es emancipar al alumno, para que en su futuro piense y ponga en duda todas las cosas, básicamente que tenga una identidad propia, autonomía. No formar prototipos únicos y universales, si no, darle a cada alumno oportunidades para que desarrolle su potencial. Sé que soy un poco soñador al pensar que mediante mis clases podré transformar la sociedad que me rodea, pero no obstante no puedo tirar la toalla, mi objetivo es lograr en ellos el cambio, por más pequeño que sea habrá valido la pena. Lo importante es el desarrollo del espíritu crítico en cada uno de ellos, sólo de esta forma habré sentido que he logrado mi objetivo docente. COMENTARIO SOBRE LO ESCRITO: En definitiva en estos tres relatos hemos intentado plasmar las tres teorías curriculares, ejemplificando mediante la perspectiva personal docente. Éstos podrían ser perfectamente reales, y en cada uno de ellos hemos intentado plasmar el principal espíritu de cada una de ellas, sus principales características y rasgos diferenciadores, todo ello aplicado en nuestro ámbito educativo, la Educación Física. Estas tres teorías

pueden ser complementarias unas de las otras, todas son válidas, según qué fines se consigan. Dejamos libremente que el lector identifique la perspectiva de cada uno de los tres profesores, no creemos que sea complicado. REALIZADO POR: Ricardo Badenes Bertrán Javier Badenes Celades Marc Moles Tena Enrique Puchol Vicent Samuel López Carril Jorge Sifre Catalá

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful