Está en la página 1de 21

1. MANEJO POSTCOSECHA DEL ESPARRAGO.

2. INTRODUCCIÓN.

El origen del espárrago se localiza en Asia, pero fueron los griegos y los romanos quienes
lo domesticaron y lo introdujeron en Europa. Se utiliza para el consumo el brote tierno
llamado Turión. El espárrago (Asparagus officinalis L.) es uno de los vegetales más
sabrosos; su valor biológico está determinado por su contenido de vitaminas,
carbohidratos, fibra, proteínas y minerales. Sin embargo, este valor nutritivo es afectado
directamente por la nutrición que tiene la planta durante su ciclo de crecimiento. La
nutrición de la planta es uno de los factores que más afectan la calidad de las cosechas.

El espárrago tiene un sistema de crecimiento continuo, sólo interrumpido por las etapas
de agosto o invierno en la que deja de crecer, entra en un período de latencia y mantiene
las reservas que acumuló. Cohea (1991) menciona que cuando los brotes rompen la
dormancia los carbohidratos y los compuestos nitrogenados son suplementados para los
tejidos en crecimiento de las raíces de almacenamiento. Roth (1990) menciona que el
peso promedio de turiones se incrementó con una aplicación óptima de agua y nitrógeno.
Las bajas aplicaciones de éstos cambian la distribución de calibres lo cual resulta en la
producción de turiones de calibre menor.

El presente trabajo muestra en su primera parte algunos conceptos básicos pero no menos
importantes de investigaciones foráneas que combinadas con las observaciones e
investigaciones locales han permitido desarrollar el cultivo de tal manera que se produce
todos los meses del año y se obtienen altos rendimientos. Fundamentalmente el enfoque
específico está orientado a la nutrición, riego y fertilización del cultivo del esparrago.

3. OBJETIVOS
Conocer el procedimiento de postcosecha del esparrago.
Determinar un buen manejo de la postcosecha del esparrago.

4. Generalidades
Se estima que, a los 4 meses y un par de semanas de ser cultivados los espárragos, ya
están listos para ser cosechados y comercializarlos ya sea en manojos frescos o
industrializados, envasados, etc

El espárrago continua creciendo después de la cosecha y es por esto que la aplicación de


bajas temperaturas es crítica durante el manejo poscosecha. Las fisiopatías más comunes
incluyen la curvatura de los ápices hacia arriba en contra de la gravedad y la expansión y
apertura de los ápices ("feathering"). La curvatura también ocurre cuando los ápices
debido a su crecimiento tocan la parte superior del envase y son desviados.

5. Especificaciones pre-cosecha.

Preparación del terreno: Realizar una labor de arado y dos rastrilladas. Es necesario
dejar el terreno mullido y esponjoso. Destruir bien los terrones anteriores y nivelar el
terreno. En esta labor se incorporará el abono orgánico (descompuesto).

Se recomienda usar el subsolador en la preparación para poder forjar un buen sistema


radicular. Es indispensable la buena nivelación del terreno, pues el espárrago es sensible
a los encharcamientos.

Figura 1. Preparación del terreno para espárragos.

Propagación: Se propaga de forma sexual y asexual (plantación y coronas).


Trasplante: Cuando se siembran híbridos, realizar plantación y trasplantar cuando la
plántula tenga 12 cm. con el plumerillo bien desarrollado.
Cuando la propagación es por coronas, realizar el trasplante a los cinco meses. La siembra
directa no es recomendable para una buena producción.
Figura 2. Trasplante de espárragos manualmente.

Densidad de siembra: La densidad en la plantación en el cultivo de espárrago verde,


oscila entre 25 mil y 30 mil plantas por hectárea. Si el cultivo es en invernadero, la
densidad de plantas adecuadas es de 33 mil plantas por hectárea, con un marco de
plantación de 1 m. por 0.33 m.

Figura 3. Densidad de siembra del esparrago.

Control de malezas: El control de malezas es básico especialmente durante los dos


primeros años del cultivo. El cultivo debe mantenerse limpio, para lo cual se recomienda
realizar de dos a tres deshierbes al año. El control manual se realiza cuando los costos lo
permiten. La presencia de malas hierbas además de competir en la captación de agua y
fertilizantes, dificulta la localización y posterior recolección de los turiones verdes.

En la etapa de formación y desarrollo de los plumeros, la parte aérea sintetiza las


sustancias de reserva que son acumuladas en las garras; pero en la fase de recolección se
produce una migración de las reservas acumuladas en la garra que son empleadas en la
formación de turiones. Por tanto, es posible emplear herbicidas sistémicos vía foliar en la
fase de recolección, pues solo afectan a los turiones emergidos y no a la parte subterránea
de la planta.

Figura 4. Personas fumigando para control de malezas.

Fertilización: El cultivo de espárrago extrae 320 kilos de nitrógeno, 240 kilos de fósforo
y 320 kilos de potasio. Las aplicaciones nitrogenadas se recomiendan cuando el cultivo
se encuentra en estado avanzado de desarrollo de sus plumones.
Estudios han demostrado que el fósforo disminuye la fibrosidad de los turiones,
mejorando su calidad. El desarrollo de las raíces se ve influenciado por su presencia o su
ausencia. El potasio es el elemento de mayor extracción en el cultivo de espárrago; su
deficiencia se manifiesta por una disminución en la calidad de los turiones.

Figura 5. Cultivo de esparrago fertilizado y maquinaria fertilizando el esparrago.


(Mayor producción)

Riego: Aunque deben ser ligeros y constantes durante todo el ciclo del cultivo, para el
espárrago verde existen tres momentos importantes en cuanto al riego. El primero tiene
lugar en el establecimiento del cultivo y primer año del mismo. los otros dos
corresponden, por un lado a la recolección y por otro al desarrollo anual de la parte aérea.

• El objetivo del riego de plantación será mantener la humedad del sistema


radicular, y por tanto de formación de la garra. Un exceso de agua induce clorosis
en las plantas jóvenes, dando lugar a clorosis en la punta de los plumeros; si por
el contrario hay un déficit hídrico los plumeros se desarrollan mal y la planta
queda achaparrada.

• El riego de recolección debe mantener la humedad en la zona próxima y donde


vayan a emerger los turiones. Se deberá tener en cuenta que una alteración en el
meristemo terminal del turión provoca un crecimiento irregular con
deformaciones y pérdida del tropismo aéreo. Al inicio de este periodo se regará
hasta la capacidad de campo aportando aproximadamente 200-300 m3/ha y
durante el periodo de recolección se aplicará 30-40 m3/ha semanalmente,
dependiendo del suelo, la modalidad de cultivo, la climatología, etc. En general
esos riegos serán ligeros, procurando que el suelo no quede encharcado. El riego
de desarrollo de la parte aérea influye tanto en los nutrientes como en el agua para
el buen desarrollo de la parte aérea. Durante este periodo si no se dispone de riego
por goteo, es preferible regar por gravedad, que no por aspersión; pues por este
último sistema de riego se corre el riesgo de desarrollar enfermedades fúngicas
que afectan a la parte aérea, especialmente roya. Se aplicarán aproximadamente
1-2 riegos semanales, oscilando las necesidades hídricas durante este periodo
entre 900-1000 m3/ha.

Figura 6. Riego rodado en esparrago.


• El último riego se dará en septiembre, para evitar que haya brotaciones tardías,
que gastarán yemas de la próxima recolección y consumirán reservas de las raíces
y estos nuevos brotes no tendrán tiempo de restituir estas reservas consumidas
antes de que finalice su ciclo.
Si se dispone de riego localizado, se regará por este sistema durante todo el ciclo
de cultivo, tanto en el período de recolección como en el de desarrollo vegetativo.
Conviene instalar dos líneas porta goteros, una por cada lado de cada hilera de
plantas, se trata del mejor sistema de riego.

Figura 7. Riego por goteo en cultivo de esparrago.

Clima: Se trata de una de las especies más sensibles a las oscilaciones térmicas, que se
manifiesta por la inercia de sus movimientos vegetativos. La temperatura de la atmósfera
para el crecimiento de turiones está comprendida entre 11 y 13ºC de media mensual. El
óptimo de desarrollo vegetativo está comprendido entre 18 y 25ºC. Por debajo de 15ºC
por el día y 10ºC por la noche paraliza su desarrollo; por encima de 40ºC encuentra
dificultades para desarrollarse. La humedad relativa óptima en el crecimiento de turiones
está comprendida entre el 60 y 70%.

Si el cultivo es al aire libre, el efecto del viento puede tener una especial incidencia al
final del desarrollo de los plumeros, pues pueden llegar a "encamarlos", no habiéndose
comprobado pernicioso este efecto en el cultivo. En zonas con vientos dominantes en una
dirección fija, se realizarán las hileras de cultivo en esa dirección.

Iluminación: Al tratarse de espárrago verde, la característica del color es un factor de


calidad, por tanto se debe procurar dar este color a la mayor parte posible del turión, como
mínimo dos tercios de su longitud. Es decir, cuando perseguimos el color verde se deberá
actuar procurando captar la mayor cantidad de luz, para que se pueda sintetizar la clorofila
necesaria para lograr dicha coloración.

Suelo: La textura debe ser franca, con inclinación a franco arenosa o limosa; también
admite la franco arcillosa, aunque no le convienen los suelos arcillosos. Para el mejor
aprovechamiento comercial de sus turiones, el suelo no debe ser pedregoso para evitar
que, durante el crecimiento de la yema apical del turión bajo tierra, se deteriore por roces
u obstáculos con las piedras.

El terreno no debe encharcarse en ningún momento, ya que tiene gran sensibilidad a la


asfixia radicular.

El PH óptimo está comprendido entre 7,5 y 8, aunque admite suelos de pH 6,5.

Tiene gran resistencia a la salinidad del suelo y del agua de riego; siendo uno de los
cultivos de huerta que presenta más resistencia a la salinidad, pero aunque tolera una
elevada conductividad eléctrica, se entrevé la posibilidad de que pueda ser causante de la
disminución de longevidad del esparragal.

Figura 8. Tipos de suelo adecuado para el cultivo de espárragos.

Siega: Una vez que finaliza el periodo de aprovisionamiento y restitución de las


sustancias se reserva extraída de la planta durante la recolección, el conjunto de la parte
aérea comienza a secarse.
La siega debe realizarse próxima a la base del tallo, se recomienda realizarla de forma
mecanizada, aunque también se realiza manual. En el mercado existen unas sierras de
disco que son accionadas por un motor que pueden ser empleadas para este efecto, con el
inconveniente que deja toda la materia vegetal segada y hay que retirarla.

También se puede emplear la traílla, la cual siega la planta entera y además saca los restos.
Pero en este caso el terreno debe estar muy nivelado y la planta muy seca.

Figura 9. Plantas de espárragos podadas.

6. Cosecha

La cosecha de los brotes de espárrago se debe llevar a cabo a principios de la primavera


de cada año, empezando desde el segundo o tercer año después de su siembra, esta planta
puede producir así durante al menos dos décadas si el clima es el apropiado y tiene buenas
condiciones de crecimiento. Siempre es recomendable empezar con la cosecha partir del
tercer año, ya que esto permite un mejor desarrollo de la planta en el segundo año,
generando una mayor productividad en los años siguientes.

Los brotes se deben cosechar cuando tienen un tamaño de 12 a 18 cm, esto se hace
cortando el tallo con un cuchillo a una profundidad de 2,5 cm. Los brotes más viejos que
empiezan a abrirse se convierten rápidamente en leñosos.

A partir del tercer año pueden cosecharse los brotes cada 6 semanas. En los años
siguientes y depende de las condiciones de crecimiento, el periodo de cosecha se amplía
hasta en 8 semanas.

Los frutos producidos por los espárragos no deben de consumirse debido al alto grado de
toxicidad que posee.

7. FISIOLOGIAS POSTCOSECHA DEL ESPARRAGO.

El deterioro de un producto fresco es un proceso natural que trae la pérdida del valor de
la hortaliza para su consumo por la muerte y descomposición de sus tejidos. El manejo
post cosecha permite alargar el tiempo de vida de los turiones de espárrago al reducir su
temperatura por hidro-enfriamiento y almacenarlo en condiciones de alta humedad
relativa y baja temperatura hasta su comercialización. El tiempo de vida de un producto
depende de la naturaleza del mismo, siendo la composición mineral un aspecto a tener en
cuenta.

Postcosecha del esparrago

Una vez recolectados los turiones hasta su envasado definitivo deben de colocarse en
posición vertical para evitar que el extremo apical se doble por efecto de geotropismo;
también el extremo de la base debe de estar inmerso en agua.

El producto podría contaminarse durante la cosecha sobre todo si los trabajadores no


respetan los procedimientos de higiene o si el equipo de cosecha está sucio o en malas
condiciones. La contaminación también puede darse durante el almacenamiento y el
transporte del producto cosechado; de ahí la importancia de adoptar buenas prácticas, para
minimizar los factores de riesgo.

Figura 10. Turiones cosechados.

8. Índices de Cosecha.

El momento de la recolección está determinado por las normas de calidad en cuanto a sus
dimensiones y a la coloración del turión, evitando la apertura de brácteas de la cabeza.

Para este cultivo al aire libre es mucho más recomendable la recolección mecanizada, al
no estar los turiones cubiertos de tierra. Si se cultiva esta especie en invernadero la
recolección se realiza de forma manual. La herramienta empleada para el corte va desde
la cuchilla en ángulo de unos 100 grados de apertura hasta los cuchillos de hoja fina
inciso-cortante.
Los turiones o tallos del espárrago se originan de una corona subterránea de raíces y se
cosechan al emerger de la tierra. Comúnmente, se les corta cuando alcanzan
aproximadamente 23cm (9 pulgadas) de longitud. El diámetro del tallo no es un buen
indicador de la madurez apropiada para la cosecha ni de la textura tierna que le
caracteriza.

Figura 11. Cosecha de turiones o espárragos.

9. Enfermedades postcosecha.

La enfermedad que más requiere atención en postcosecha es la pudrición blanda


bacteriana, producida por Erwinia carotovora subsp. carotovora. La pudrición puede
iniciarse en los ápices o en la zona del corte. Los turiones que se recortan por encima de
la porción blanca del primer corte son los más susceptibles a esta pudrición. Esta puede
ser controlada con algunos antibióticos que estén acreditados para su uso o previniendo
su aparición con cobre desde el manejo pre-cosecha, además también puede ser dándole
un buen manejo postcosecha.

Figura 12. Erwinia carotovora en esparrago.


Consideraciones Especiales.

El hidro-enfriamiento en forma rápida inmediatamente después de la cosecha es muy


recomendable. Las cajas de madera de forma piramidal o las de cartón enceradas para
aplicar hidro-enfriamiento en combinación con un acomodo central de las mismas durante
el embarque permiten una buena circulación del aire frío.

10. Operaciones de postcosecha


El producto debe ser transportado al distribuidor o comprador, de tal forma que se
minimicen los daños al producto y los riesgos de contaminación del mismo. Se deben
tener en cuenta las siguientes consideraciones:

- Los vehículos utilizados para el transporte del producto deben ser cerrados en todos sus
lados, de manera que prevengan la contaminación del producto.

- El interior de las cajas de carga debe ser construido preferentemente de materiales lisos,
sin poros, no absorbentes, no corrosivos y no tóxicos.

- Antes de realizar el embarque del producto, es necesario inspeccionar que el interior de


la caja de carga se encuentre libre de olores, materias extrañas, sustancias químicas,
roturas o aberturas de alguna otra impureza.

- Las cajas de carga en que se transporte el producto, deberán ser usadas exclusivamente
para el transporte de frutas o vegetales frescos.

- La temperatura interior de la caja debe ser supervisada y mantenida en un rango


apropiado que no dañe el producto y minimice el desarrollo de microorganismos
patógenos.

- La carga y descarga debe ser realizada cuidadosamente, evitando dañar el producto.

- La transportación no se debe realizar junto con frutas productoras de etileno.


Figura 13. Transporte de espárragos.

Empaque.
Los espárragos son seleccionados y pueden presentarse en los envases colocados en
hileras o en manojos firmemente atados, sujetos por cintas o gomas elásticas, y/o
envasados en pequeñas bolsas de polietileno.

Figura 14. Selección de espárragos.


Figura 15. Espárragos en manojo.

Dentro de los envases se ordenan en hileras regulares y cada una podrá ir protegido con
papel. Los envases que normalmente se utilizan son las cajas de cartón, con dimensiones
de 26 x 50 x 24 cm (Largo x Ancho x Alto), provistas de tapa, o bien se pueden utilizar
envases de cartón de una capacidad de 11 kg con manojos de 0.7 kg cada uno. El producto
no debe sobresalir del nivel superior del envase. Debe empacarse de tal manera que todo
el producto quede debidamente protegido.

Figura 16. Espárragos envasados.

Figura 17. Caja de 11 kg de espárragos


El material usado para empaque debe ser nuevo (en caso del cartón), estar limpio y ser de
calidad tal que evite daños al producto. Se permite el uso de materiales, en particular
papel o sellos, que lleven las especificaciones comerciales, siempre y cuando estén
impresos o etiquetados con tinta o pegamentos no tóxicos.

Etiquetado.

Cada envase debe llevar la siguiente información agrupada en el mismo lado, legible,
escrita de forma indeleble y visible desde el exterior:

a. Identificación: Nombre, razón social y dirección del productor, empacador, exportador


o distribuidor registrado para el uso de la marca.

b. Naturaleza del producto: Si el producto no es visible desde afuera, cada envase debe
llevar una etiqueta con el nombre del producto.

c. Origen del producto: Incluir el país de origen del producto y, opcionalmente, la región
donde se cultivó o el nombre nacional, regional o local.

Figura 18. Etiqueta de espárragos con especificaciones.

11. Estandares de calidad del esparrago


Índices de Calidad al consumidor.
Los espárragos frescos de calidad son de color verde oscuro, firmes y sus ápices se
encuentran cerrados y compactos. Los turiones son rectos, de textura tierna y de
apariencia brillosa.
Los grados de calidad en Estados Unidos son U.S. No. 1 y No. 2.; en California varían de
pequeño (0.47cm / 3/16 pulgadas de diámetro) a "Jumbo" (2.1cm / 13/16 pulgadas de
diámetro), pero como se mencionó, el diámetro no es un buen indicador de textura tierna.
Las normas de calidad del estado de Washington, XF ("Extra Fino", Extra Fancy), están
siendo adoptadas debido a que incluyen tolerancias más estrictas que las especificadas en
el grado U.S. No. 1.

Para exportación el espárrago debe estar:


- Bien desarrollado, de consistencia firme, de forma, color, sabor y olor característico a
la variedad.

- En estado fresco, entero, limpio, sano, recto, con yemas terminales completamente
cerradas.

- Con tallos firmes, exentos de lignificación, hojas verdes, sanas, frescas y tiernas
extendidas sobre la cabeza.

- Libres de humedad anormal externa

- Libres de pudrición

- Libres de plagas y daños causados por plagas

- Libres de cualquier olor, sabor y/o material extraño (polvo, residuos químicos, etc.)

- Libres de defectos mecánicos

- Libres de manchas o indicios de heladas

- Libres de señales de lignificación

- Libres de huecos, abiertos, pelados, partidos y presentar floración alguna.

12. Comercialización en estado fresco


La comercialización en fresco se realiza en manojos, sujetos por cintas o gomas elásticas
y/o envasado en pequeñas bolsas de polietileno, dispuestas en el interior de cajas y en
diversos estratos.

La conservación frigorífica se hace a 2-3ºC y 95-100% de humedad relativa; hay que


tener en cuenta que el espárrago pierde rápidamente sus propiedades organolépticas todo
como se explico anteriormente.

Figura 19. Espárragos en empaque de bolsa.

Para esto hay que tomar en cuenta las siguientes recomendaciones:

• Si las frutas y hortalizas se acondicionan directamente en el campo (por ejemplo,


lavado, enfriado y empacado), hay que asegurarse de que no se contaminen en el
proceso.

• El contacto con estiércol, agua de baja calidad, trabajadores poco limpios y cajas
o materiales de empaque en condiciones no sanitarias aumentan el riesgo de
contaminación por microorganismos patógenos.

• Las instalaciones y equipos de manipulación deben mantenerse limpios y en buen


estado para prevenir la contaminación.

• Cuando se utilice agua o hielo en la manipulación del producto en la zona de


recolección, el agua, incluso la que se usó para hacer el hielo, debe ser agua
potable y debe manipularse bajo condiciones sanitarias para prevenir la
contaminación del producto.

• Los productos de limpieza deben guardarse en un área específica, separada de la


zona de manipulación, envasado y transporte de productos.

• Los productos químicos (productos de limpieza, de encerado, etc.) que entren en


contacto con el producto deben contar con autorización para ser usados de ese
modo en la industria alimentaria.

• El procedimiento de higiene debe contemplar la cosecha y la manipulación de los


productos directamente en el campo.

• El material de envase que se utilice para empacar los productos en el campo debe
guardarse en un sitio que lo proteja de la contaminación.

• Los productos que se cosechen y empaquen en el campo deben protegerse de la


contaminación.

• En la empacadora nada más se hace una selección del producto el cual se acomoda
en manojos de .7 kg y son metidos a cajas de cartón y acomodados. Todo esto
mediante medidas de higiene que la empresa empaquetadora tenga según la
logística de la empresa.

13. Derivados e Industrialización.


Para industrializar los espárragos se recomienda:

• Se recomienda establecer y aplicar un procedimiento de higiene para las actividades de


cosecha y transporte, basado en una evaluación de peligros.

• El procedimiento debe incluir como mínimo aspectos relacionados con el personal, los
equipos y materiales utilizados en la cosecha, la manipulación del producto, el
almacenamiento y el transporte, y las instalaciones sanitarias en el campo, entre otros.
• Debe contarse con un programa de capacitación escrito y en funcionamiento, y mantener
registros de esas actividades.

• Deben emitirse instrucciones de higiene claras, y ponerlas a la vista de los trabajadores


y las visitas.

• Debe contarse con evidencias de la aplicación de procedimientos e instrucciones de


higiene por los trabajadores.

Figura 20. Espárragos con alta calidad.

Temperatura optima de almacenamiento.

0°-2°C (32°-35.6°F)

La vida de almacenamiento varía típicamente entre 14 y 21 días a 2°C y puede extenderse


hasta por 31 días si se les almacena en atmósfera modificada por 7-10 días a 0°C. El
almacenamiento prolongado (~10-12 días) en aire a 0°C puede causar daño por frío.
Figura 21. Espárragos en proceso de almacenamiento.

Humedad Relativa optima de almacenamiento.

95-100%; la humedad relativa alta es esencial para prevenir la desecación y la pérdida de


la apariencia brillosa. El secado del área donde se realizó el corte es un factor negativo de
calidad. Comúnmente, el espárrago se empaca y transporta en cartones provistos de
cojincillos saturados con agua para mantener una humedad alta.

Tasa de respiración.

Temperatúra. ml CO2/kg· hr
°C °F
0 32 14-40
5 41 28-68
10 50 45-152
15 59 80-168
20 68 138-250
25 77 250-300

Para calcular el calor producido multiplique ml CO 2/kg·h por 440 para obtener
Btu/ton/día o por 122 para obtener kcal/ton métrica/día.
Tasa de Producción de etileno.

< 0.1µL/kg·h a 20°C (68°F)

Efectos del etileno.

Los estudios en condiciones controladas indican que la exposición al etileno acelera la


lignificación (fibrosidad, endurecimiento) de los turiones. Sin embargo, la concentración
y el período de exposición al etileno que causa este efecto no son condiciones
comúnmente encontradas durante el almacenamiento y la distribución de estos.

Efectos de Atmósferas Controladas (AC).

Una concentración alta de CO2 (5-10%, típicamente 7%) en aire ayuda a prevenir la
pudrición y a reducir la velocidad a la que los turiones se vuelven fibrosos. Este efecto
benéfico es más pronunciado cuando la temperatura no se puede mantener por debajo de
5°C(41°F) que es lo recomendable. La exposición por un tiempo corto a concentraciones
mayores de CO2 (12-20%) es segura y benéfica solamente si las temperaturas se
mantienen a 0° - 1°C (32° - 33.8°F).

Los síntomas de daño por CO2 son pequeños hundimientos ovalados (picado) que
generalmente aparecen primero en las áreas cercanas a los ápices. El daño severo produce
manchas o una apariencia rugosa.

Figura 22. Espárragos bajo manejo en atmosferas modificadas.


Entre muchos derivados tenemos ala mermelada de esparrago, harina de esparrago, crema
de esparrago, pastas de esparrago.

14. Conclusiones
Se conoció el procedimiento de postcosecha del esparrago.
Se determino el buen manejo de la postcosecha del esparrago.

15. Bibliografía.

Paginas web encontradas

• http://repiica.iica.int/docs/B3446e/b3446e.pdf
http://revistas.uap.edu.pe/ojs/index.php/CYD/article/view/1736/1695
https://www.portalfruticola.com/noticias/2016/12/01/manual-del-cultivo-del-
esparrago/

• Marschner h. (1995) mineral nutrition of higher plants second edition academic


press edition london.

• http://www.aphis.usda.gov/ppq/manuals/port/pdf_fi
les/20fruits_and_vegetables.pdf

16. Anexo
Videos de esparragos
https://www.youtube.com/watch?v=lEU5cCQQScM
https://www.youtube.com/watch?v=xcZFUsHwjnk