Está en la página 1de 16

1.2.

1 DEFINICIÓN Y OBJETIVO DE DIRECCIÓN ESTRATÉGICA

Definición de dirección estratégica

Aunque la palabra estrategia, a nivel de gestión empresarial, tuvo un importante


protagonismo a partir de 1980, sus orígenes se fijan en el término griego stratego
que significa «general» en el sentido de mando militar. También fueron grandes
estrategas militares los chinos, principalmente encabezados por el gran Sun Tzu,
que marca los importantes pilares sobre los que se asienta gran parte de la
estrategia empresarial actual.

Por tanto, el proceso de dirección estratégica requiere una planificación, un


proceso continuo de toma de decisiones, decidiendo por adelantado qué hacer,
cómo hacerlo, cuándo hacerlo y quién lo va a hacer.

Las compañías de hoy en día se enfrentan más que nunca al reto de asimilar
fuertes y continuos cambios, no solo del entorno, sino también sociales, medios
tecnológicos, nuevas regularizaciones y legislaciones, recursos de capital. Es
necesario, tomar decisiones dentro del ámbito empresarial para poder adaptarse a
este cambiante y complejo mundo. Este proceso recibe la denominación de
dirección estratégica, que podemos definirla como el arte y la ciencia de poner en
práctica y desarrollar todos los potenciales de una empresa, que le aseguren una
supervivencia a largo plazo y a ser posible beneficiosa.

Es importante recordar que la estrategia tiene que ir siempre de la mano de la


innovación y la creación de valor añadido.

Cualquier empresa que desee tener éxito y busque beneficios debe someterse a
un sistema formal de dirección estratégica, es decir, seleccionar y definir
perfectamente sus valores dentro de la cadena de valor de la compañía que la
hará destacar frente a la competencia.

La dirección estratégica

La dirección estratégica es la encargada de gestionar el proceso de toma de


decisiones estratégicas.

La dirección estratégica incluye: el análisis estratégico, en el que el estratega


intenta comprender la posición estratégica de la organización; la elección
estratégica, que tiene que ver con la formulación de las posibles acciones a
emprender, su valoración y la elección entre ellas; además de la implantación de
la estrategia, que se ocupa tanto de la planificación de cómo poner en práctica la
estrategia elegida, así de cómo dirigir los cambios necesarios.

Estos tres procesos normalmente se estudian de manera secuencial, pero no se


dan de esta manera, sino que en las empresas se llevan a cabo de forma
conjunta.

Etapas de la dirección estratégica

1. Dirección por control: Es un sistema de dirección válido para entornos estables


ya que centra su atención en el corto plazo y en los aspectos internos de
eficiencia. Los resultados de la empresa dependen de una correcta asignación de
recursos, por lo que el control presupuestario es una técnica básica en este tipo de
dirección.

2. Dirección por extrapolación: Es también conocido como planificación clásica. El


entorno es estable, por lo que es posible predecir el futuro a partir de la
"extrapolación" de las situaciones pasadas. Así, se pueden fijar objetivos a largo
plazo y definir la planificación del camino a seguir para llegar a los objetivos
marcados.

3. Dirección por anticipación: Surge a medida que el entorno se hace más


inestable. Adquiere desde este momento todo su significado y validez el concepto
de estrategia y la dirección estratégica de la empresa. El entorno es dinámico,
pero no turbulento, por lo que la dirección puede "anticiparse" a la evolución del
entorno y dar respuesta a sus amenazas y oportunidades a partir de las fortalezas
y debilidades internas. Sin embargo, esta fase inicial de la dirección estratégica o
de planificación estratégica centra más su atención en la formulación estratégica y
en la vinculación con el entorno descuidando los problemas de implantación y
variables no estrictamente económicas o tecnológicas.

4. Dirección a través de respuestas flexibles y rápidas: La presencia de entornos


cada vez más turbulentos con frecuencia no permite a la dirección empresarial ni
siquiera una actitud de anticipación. Por ello, se hace necesaria una actitud que
permita detectar rápidamente los cambios del entorno y dar respuestas rápidas y
flexibles a los retos planteados en cada momento.

Fases de la dirección estratégica

1. Definición de objetivos estratégicos:

o Definir la filosofía y misión de la empresa o unidad de negocio.


o Establecer objetivos a corto y largo plazo para lograr la misión de la
empresa, que define las actividades de negocios presentes y futuras de una
organización.

2. Planificación estratégica:

o Formular diversas estrategias posibles y elegir la que será más adecuada


para conseguir los objetivos establecidos en la misión de la empresa.
o Desarrollar una estructura organizativa para conseguir la estrategia.

3. Implementación estratégica:

o Asegurar las actividades necesarias para lograr que la estrategia se cumpla


con efectividad.
o Controlar la eficacia de la estrategia para conseguir los objetivos de la
organización.

Elementos básicos de la dirección estratégica

La estrategia presenta cuatro elementos fundamentales:

 Objetivos claros (que los entienda todo el mundo), coherentes (la estrategia
general se ha de dividir en una serie de objetivos pequeños que se han de
cumplir y que han de estar interrelacionados entre ellos, para así cumplir
con la estrategia general) y a largo plazo.
 Profundo conocimiento del entorno competitivo (amenazas y
oportunidades): hacer análisis externo, que consiste en ver cuáles son las
amenazas y oportunidades.
 Valoración de los recursos internos (fortalezas y debilidades): es el análisis
interno: es ver en qué es fuerte uno y en qué es débil.
 Implantación eficaz (no basta con formular buenas estrategias).

Misión, visión y valores

Esta toma de decisiones estratégicas es función y responsabilidad de directivos de


todos los niveles de la organización, pero la responsabilidad final corresponde a la
alta dirección. Es esta quien establecerá la visión, la misión y la filosofía de la
empresa:

La visión de la empresa es el resultado de un proceso de búsqueda, un impulso


intuitivo que resulta de la experiencia y la acumulación de la información.

La misión es la que define la razón de ser de la empresa, que condicionará sus


actividades presentes y futuras, proporciona unidad, sentido de dirección y guía en
la toma de decisiones estratégicas. Nos va a proporcionar una visión clara a la
hora de definir en qué mercado estamos, quiénes son nuestros clientes y con
quién estamos compitiendo. Sin una misión clara es imposible practicar la
dirección estratégica.

La filosofía de la empresa define el sistema de valores y creencias de una


organización. Está compuesta por una serie de principios, que se basan en saber
quiénes somos y en qué creemos, es decir, en sus ideas y valores; y cuáles son
sus preceptos, así como conocer nuestros compromisos y nuestras
responsabilidades con nuestro público, tanto interno como externo. Así pues, la
filosofía de la empresa es la que establece el marco de relaciones entre la
empresa y sus accionistas, empleados, clientes, proveedores, gobierno, sociedad
en general, etc.

Evolución de la dirección estratégica

Cuando surgió el concepto de estrategia, también apareció el concepto de


planificación estratégica que ya hemos definido y que supuso un paso muy
importante para el surgimiento de la dirección estratégica.

Respecto a la planificación estratégica, aparte de los resultados positivos o


negativos acerca de su utilidad, apareció un cierto desencanto debido a que
presenta una serie de deficiencias que algunos autores atribuyen a la mayor
complejidad de la empresa y su entorno, a una falta de comprensión de lo que son
las estrategias, a una implantación descuidada de la estrategia formulada y a una
subestimación de la complejidad del problema estratégico de las empresas. Así la
planificación estratégica aparece como un ataque sólo parcial al problema
estratégico en cuanto a que el análisis del entorno se basa en las variables
económicas y tecnológicas obviando las variables psicosociopolíticas, ya que tanto
la dinámica social y política se consideran irrelevantes y sin ser afectadas, cuando
resulta que estas variables tienen y tendrán una importancia real cada vez mayor,;
se enfoca la atención sobre las relaciones empresa-entorno, bajo una hipótesis
básica de que la configuración interna de la empresa permanecerá esencialmente
sin cambios, en vez de plantear los cambios estructurales internos necesarios; se
pone el énfasis en la formulación de la estrategia, suponiendo que la organización
seguirá, despreocupándose pues de las condiciones necesarias para la realización
de la estrategia formulada, así como de su propia ejecución y control, cuando
precisamente una mala ejecución puede significar el fracaso de la mejor
estrategia.

Así pues, la planificación estratégica ha potenciado el desarrollo de estrategias en


relación y frente al entorno, y básicamente de estrategias competitivas, es decir,
que permiten a la empresa mantener y mejorar de forma duradera su posición
frente a los competidores. Podríamos afirmar que se ha pasado de un extremo a
otro, en ausencia de una preocupación suficiente por el entorno, cuando éste se
vuelve turbulento, surge la necesidad de un planteamiento más adecuado y que
da lugar a la llamada actitud estratégica. Sin embargo, esta nueva actitud,
plasmada en la planificación estratégica, se excedió en cuanto a la importancia
relativa del entorno, pues no se trataba de sustituir el ámbito interno de la
empresa, como centro de atención, por el entorno, sino que se trataba de
complementar y de ampliar el objeto de la atención de la Dirección.

Hoy en día, la Dirección estratégica abarca una mayor cantidad de factores


internos tales como la estructura organizativa, el liderazgo, la cultura, los recursos
humanos y su coordinación y movilización y factores externos tales como las
características de la competencia, la estructura del sector, las condiciones
económicas generales, la evolución de la tecnología.

Por tanto, la dirección estratégica aparece con el objetivo de abarcar la totalidad


del problema estratégico, en donde la fase de formulación de la estrategia
empresarial recoge básicamente el planteamiento de la planificación estratégica, si
bien ampliando el alcance del análisis desde las variables hard (técnico-
económicas) hasta las variables soft (socio-políticoculturales).
Objetivos y funciones de dirección estratégica

El objetivo de la dirección estratégica es formular una estrategia para la empresa y


ponerla en marcha.

El proceso de dirección estratégica requiere una planificación, un proceso continuo


de toma de decisiones, decidiendo por adelantado qué hacer, cómo hacerlo,
cuándo hacerlo y quién lo va a hacer. Esta toma de decisiones estratégicas es
función y responsabilidad de directivos de todos los niveles de la organización,
pero la responsabilidad final corresponde a la alta dirección. Es esta quien
establecerá la visión, la misión y la filosofía de la empresa.

En este contexto incierto, complejo y conflictivo, la dirección estratégica, como


parte de la dirección empresarial, se ocupa de formular e implantar la estrategia.
Ello implica que, para lograr los objetivos, es necesario movilizar los recursos de la
empresa.

Esto supone desarrollar tres funciones básicas:

1. Desarrollo y movilización de los recursos y capacidades de la empresa


2. Coordinación de los diferentes recursos para que estén disponibles
3. Búsqueda de rentas empresariales (creación de valor)

Concepto de estrategia

El concepto de estrategia ha tenido una evolución y han sido varios los autores
que han definido el término sin haber llegado a un consenso

- Andrews (1977): "El patrón de los principales objetivos, propósitos o metas y, las
políticas y planes esenciales para lograrlos, establecidos de tal manera que
definan en qué clase de negocio la empresa está o quiere estar y qué clase de
empresa es o quiere ser".

- Porter (1982): "La esencia de la formulación de una estrategia competitiva


consiste en relacionar a una empresa con su medio ambiente y supone emprender
acciones ofensivas o defensivas para crear una posición defendible frente a las
cinco fuerzas competitivas en el sector industrial en el que está presente y obtener
así un rendimiento superior sobre la inversión de la empresa".

- Hax y Majluf (1996): Consideran que el concepto de estrategia es de carácter


multidimensional, pues "abarca todas las actividades críticas de la empresa,
proporcionándole un sentido de unidad, dirección y propósito, así como facilitando
los cambios necesarios inducidos por su entorno".
 Después de una revisión de la literatura sobre estrategia, se encuentran
nueve dimensiones que proporcionan una definición unificada del concepto
de estrategia:
 Un medio de establecer los propósitos de la organización en términos de
sus objetivos a largo plazo, sus programas de acción y sus prioridades de
asignación de recursos.
 Una definición del ámbito competitivo de la empresa.
 Un intento de conseguir una ventaja sostenible a largo plazo en cada unos
de los negocios, mediante una adecuada respuesta a las oportunidades y
amenazas del entorno de la empresa y las fortalezas y debilidades de la
organización.
 Una forma de definir las tareas directivas integrando las perspectivas
corporativas, de negocio y funcional.
 Un patrón de decisiones coherente, unificador e integrador.
 Una definición de la naturaleza de las contribuciones económicas y no
económicas que se proponen para los grupos participantes de la empresa.
 Un camino para "tensionar" la organización hacia el logro de sus objetivos.
 Un medio de desarrollar las competencias esenciales de la organización.
 Una forma de adquirir recursos tangibles o intangibles que desarrollen las
suficientes capacidades que aseguren la ventaja competitiva sostenible en
el tiempo.

La estrategia no es un manual de instrucciones; ofrece una guía de las decisiones


que se toman en la empresa. Existe una meta a alcanzar y todos han de actuar en
consecuencia para conseguirla.

El principal objetivo de la estrategia empresarial es ayudar a la empresa a tener


éxito creando una ventaja competitiva (a hacer algo que no sabe hacer nadie). El
objetivo de la empresa es maximizar el beneficio –hacer dinero– y maximizar el
valor de las acciones de los accionistas.

Niveles de la estrategia

La jerarquización por niveles de la estrategia empresarial responde a las


necesidades prácticas de mejorar el management frente a entornos cada vez más
cambiantes y turbulentos.

Así podemos distinguir tres niveles posibles de estrategia empresarial:

Estrategia corporativa o de empresa también llamada global o corporate


strategy
Que se trata de considerar la empresa en relación con su entorno, planteándose
en qué actividades se quiere participar y cuál es la combinación adecuada de
éstas. La estrategia corporativa constituye el plan general de actuación directiva
de la empresa diversificada y está referida a las decisiones para establecer
posiciones en industrias diferentes y a las acciones que usa para dirigir sus
negocios diversificados. En este nivel de estrategia cobra mayor importancia
relativa el primer y segundo componente de la estrategia (campo de actividad y las
capacidades distintivas), al tratarse de acotar el ámbito de actividad de la empresa
y asignar las capacidades entre los distintos negocios que configuran el ámbito. El
cuarto componente (la sinergia) se entiende entonces como la búsqueda del
efecto sinérgico resultante de la integración adecuada y complementaria de las
distintas actividades.

Estrategia de negocios

Necesarias en las empresas multiactividad. Se trata de determinar cómo


desarrollar lo mejor posible la actividad o las actividades correspondientes a cada
unidad estratégica, es decir, en un entorno competitivo, cómo competir mejor en
tal o cual negocio. El problema concierne, pues, al segundo y tercer componentes
de la estrategia ( las capacidades distintivas y las ventajas competitivas).

En el cuarto, el énfasis se pone en la sinergia que produce la integración acertada


de las distintas áreas funcionales dentro de cadaactividad.

Estrategia funcional

Se trata, básicamente, de cómo utilizar y aplicar los recursos y habilidades dentro


de cada área funcional, de cada actividad o cada unidad estratégica, a fin de
maximizar la productividad de dichos recursos. Los componentes claves son el
segundo y el cuarto (las capacidades distintivas y la sinergia), este último
correspondiendo al efecto sinérgico que se deriva de la coordinación e integración
correcta de las distintas políticas y acciones que se diseñen dentro de cada área
funcional.

La estrategia funcional debe contribuir a que se alcancen los objetivos de la


empresa, dando sustento a la estrategia corporativa. Se la puede considerar como
la bisagra entre la estrategia corporativa o global y los planes de empresa.

Las estrategias funcionales son las más desarrolladas en la actualidad a nivel de


las empresas, pudiéndose distinguir cinco grandes tipos:

 Estrategia de marketing: Puede ser diseñada a partir de las variables


esenciales del marketing: productos, precios, distribución, promoción-
publicidad.
 Estrategia de producción: Abarca básicamente, el diseño del producto, el
diseño del sistema de producción y la localización en planta.
 Estrategia de financiación: Estudia la selección de proyectos de inversión,
la determinación de la estructura financiera y la política de dividendos.
 Estrategia de investigación y desarrollo: La innovación tecnológica ha
pasado a ser un factor estratégico clave. Su misión es la de la investigación
aplicada y el posterior desarrollo de una aplicación, de una innovación a un
proceso o producto existente o nuevo.
 Estrategia de recursos humanos: El factor humano siempre ha sido
esencial en la empresa aunque se ha considerado y estudiado de diferentes
formas. Puede ser un factor productivo más, cuya recompensa y
comportamiento viene condicionado por su nivel de remuneración o puede
estudiarse como el principal componente de la empresa

La estrategia funcional abarca las funciones de selección, valoración,


compensación, formación, etc., para movilizar todos los recursos humanos en
torno a los objetivos de la empresa y las estrategias que han de permitir lograrlos.

Componentes básicos de la estrategia

La dirección estratégica debe identificar los componentes básicos de la estrategia


para definirla. Menguzzato y Renau proponen los siguientes:

Campo de actividad

Para delimitar el campo de actividad de la empresa es necesario establecer su


relación productiva con el entorno socioeconómico a través de la definición de los
diferentes negocios en los que participa.

 Capacidades distintivas

La definición de las capacidades distintas debe incluir tanto los recursos como las
habilidades de la empresa para dar respuesta a los retos del entorno.

 Ventajas competitivas

Las ventajas competitivas son las características que diferencian a la empresa de


la competencia, bien por la reducción de los costes de sus productos o por su
mejor posicionamiento para la obtención de mayores rentas.

 Efecto sinérgico

El efecto sinérgico supone la búsqueda y explotación de interrelaciones entre


distintas actividades, recursos, habilidades, etc. de la empresa para la creación de
más valor del que se lograría con la actuación separada de estos elementos.

Estrategia empresarial
No hay una definición unánime que la establezca. Dentro de las principales
podemos mencionar las siguientes:

- Según Chandler, es la definición de las metas y objetivos a largo plazo de una


empresa, la adopción de acciones, y asignación de recursos que resultan
necesarios para conseguir estos objetivos.

- Según Ohmae, la estrategia empresarial, en una palabra, es ventaja competitiva;


su objetivo es que la empresa obtenga una ventaja competitiva sostenible sobre
sus competidores.

El papel de la dirección estratégica en el ámbito empresarial

Cuervo García hace las siguientes reflexiones sobre el papel de la dirección


estratégica en el ámbito empresarial:

 El proceso de dirección estratégica está afectado por los valores y las


expectativas de los líderes empresariales y de los grupos que se relacionan
con la empresa y que tratan de influir en ese proceso.
 Las condiciones de incertidumbre, complejidad y conflicto en los que se
enmarca el proceso de dirección estratégica hacen difícil articular este
proceso.
1.2.2 ASPECTOS, NATURALEZA E IMPORTANCIA SOBRE
DIRECCIÓN Y GESTIÓN ESTRATÉGICA
Aspectos de dirección estratégica

Se centran en cuatro aspectos claves de la administración estratégica, que son:

1. El establecimiento de objetivos
2. La actividad de la formulación de la estrategia
3. La implantación de la estrategia
4. Cambio en el análisis de la administración y la actividad de lograr los
objetivos predeterminados.

Los factores claves son los procesos "políticos" y las reacciones individuales
internas de la organización, que pueden forzar la revisión de la estrategia. La
actividad final, el control estratégico, proporciona a los administradores una
retroalimentación negativa que puede, por supuesto, afectar un nuevo proceso de
planeación estratégica.

La eficiencia con que una organización alcanza sus objetivos y satisface las
necesidades de la sociedad depende de cuán bien realicen su trabajo los
administradores. Si hacen bien su trabajo es probable que la organización logre
alcanzar sus objetivos. Y si las principales organizaciones de un país alcanzan sus
metas, la nación como un todo prosperará.

Según Peter Drucker, el desempeño de un gerente puede medirse a partir de dos


conceptos: "Eficiencia" y "Eficacia", dice que "Eficiencia" es "hacer correctamente
lasc osas" y "Eficacia" es "hacer las cosas correctas"

Naturaleza de dirección estratégica

 Las direcciones estratégicas buscan acoplar las empresas al entorno.


 Alcance de las actividades de la empresa: Los límites del alcance se
definen en mercado y producto.
 Ajuste con el entorno: Debe ser algo fundamental para la empresa, ya que
si ese ajuste no se produce no estaremos en una dirección estratégica.
 Deseos de los clientes
 Adaptación a nuevos mercados
 Ajuste con sus recursos y capacidades: Las direcciones estratégicas se
tienen que encargar de desarrollar las capacidades de la empresa, y a partir
de aquí establecer su mercado - producto.
 Afectación a la estructura (recursos): La dirección estratégica debe tener en
cuenta los recursos necesarios para llevarla a cabo.
 Afectación a las operaciones: Debemos tener en cuenta las posibilidades
que tiene la empresa en transporte, marketing, personal, estructuras de
control y directivas, etc.
 Influencia cultural y expectativas de los grupos de interés: Todos esperan
algo dela empresa, y esto influirá en la decisión estratégica, sobre todo los
que tienen poder e influencia en la empresa.
 Afectación a la orientación a L/P: Hay que ser conscientes de que las
direcciones estratégicas, una vez que se adoptan, son irreversibles, debido
a la implicación de factores y recursos que esto conlleva.

En general, las direcciones estratégicas son complejas, y esto es así porque son
inciertas ya que no existe ningún tipo de experiencia y porque afectan a muchos
aspectos de la empresa por los factores que involucran.

La dirección estratégica debe tener muy clara la misión, el entorno y el interior de


la empresa. Estas tres ideas la dirección estratégica las lleva a cabo a través de
un proceso que consta de una serie de etapas. Este proceso será continuo,
transfuncional y repetitivo.

Modelo de gestión de dirección estratégica

Evolución de los sistemas de dirección en la empresa

En las últimas décadas ha venido desarrollándose un interés por las cuestiones


relacionadas con la llamada "estrategia empresarial" y la necesidad de estudiar y
evaluar el "potencial estratégico o la posición competitiva" de la empresa,
motivado por la creciente complejidad del entorno que rodea la actuación
empresarial.

Ante la ineficacia de los modos de dirección convencionales para adaptar la


organización a un entorno cada vez más hostil, nace la necesidad de respuestas
para que la unidad económica pueda sobrevivir o incrementar su eficacia. La
solución a esta necesidad es lo que se pretende a través de la formulación de la
llamada estrategia empresarial, lo que se trata de conseguir por medio de la
denominada "dirección estratégica" de la empresa.

La estrategia empresarial es la respuesta a la necesidad permanente de


adaptación de la empresa a los cambios de su entorno. La importancia y velocidad
de estos cambios son aspectos que definen el escenario estratégico donde se
desenvuelve la empresa. Cambios que se simbolizan por medio de amenazas o
expresión de factores negativos que ponen en dificultad su eficiencia,
supervivencia y las oportunidades, como factores positivos que permiten
aprovechar las situaciones externas. Ante esta perspectiva la empresa cuenta con
unas fortalezas y unas debilidades para alcanzar la adaptación perseguida.

La actitud estratégica persigue una constante adaptación de la empresa con el


entorno inestable, creyendo que el futuro puede ser mejorado a través de
adecuadas acciones estratégicas. La alta dirección de la empresa elige no sólo la
organización interna, sino que también escoge un entorno a través de la fijación de
maneras de competir. La estrategia competitiva no sólo responde al ambiente,
sino que también trata de conformar el ambiente a favor de la empresa.

Evolución de los sistemas de dirección en la empresa

En las últimas décadas ha venido desarrollándose un interés por las cuestiones


relacionadas con la llamada "estrategia empresarial" y la necesidad de estudiar y
evaluar el "potencial estratégico o la posición competitiva" de la empresa,
motivado por la creciente complejidad del entorno que rodea la actuación
empresarial.

Ante la ineficacia de los modos de dirección convencionales para adaptar la


organización a un entorno cada vez más hostil, nace la necesidad de respuestas
para que la unidad económica pueda sobrevivir o incrementar su eficacia. La
solución a esta necesidad es lo que se pretende a través de la formulación de la
llamada estrategia empresarial, lo que se trata de conseguir por medio de la
denominada "dirección estratégica" de la empresa.
La estrategia empresarial es la respuesta a la necesidad permanente de
adaptación de la empresa a los cambios de su entorno. La importancia y velocidad
de estos cambios son aspectos que definen el escenario estratégico donde se
desenvuelve la empresa. Cambios que se simbolizan por medio de amenazas o
expresión de factores negativos que ponen en dificultad su eficiencia,
supervivencia y las oportunidades, como factores positivos que permiten
aprovechar las situaciones externas. Ante esta perspectiva la empresa cuenta con
unas fortalezas y unas debilidades para alcanzar la adaptación perseguida.

La actitud estratégica persigue una constante adaptación de la empresa con el


entorno inestable, creyendo que el futuro puede ser mejorado a través de
adecuadas acciones estratégicas. La alta dirección de la empresa elige no sólo la
organización interna, sino que también escoge un entorno a través de la fijación de
maneras de competir. La estrategia competitiva no sólo responde al ambiente,
sino que también trata de conformar el ambiente a favor de la empresa.

Características de las decisiones estratégicas

- Las decisiones estratégicas son aquellas que afectan a la dirección a largo plazo.

- Las decisiones estratégicas hacen referencia normalmente a cómo lograr ciertas


ventajas para la organización, por ejemplo, con relación a la competencia.

- Las decisiones estratégicas suelen estar relacionadas con el alcance de las


actividades de una organización.

Contenido de la estrategia

 Pueden exigir que se produzcan cambios trascendentales en los recursos


de una organización. Ejemplo: la decisión de desarrollar operaciones a
escala internacional.
 Exigen construir o ampliar capacidades de la empresa.

Consecuencias relevantes

 Las decisiones estratégicas afectan a las decisiones operativas.


 Hay un compromiso de recursos que no puede dedicar a otras cosas.

- ¿Quién decide?: Toma la decisión la alta dirección, pero para su éxito es


necesario cumplir las expectativas de todos.
BIBLIOGRAFIA
http://www.marketing-xxi.com/la-direccion-estrategica-16.htm

http://cursos.clavijero.edu.mx/cursos/117_deh/modulo1/contenido/tema1.1.html?op
c=0

http://www.aulamarketing.net/la-direccion-estrategica-definicion-y-funciones/