Está en la página 1de 11

Ugel 03 – Trujillo nor oeste

PROGRAMA DE INTERVENCIÓN TEMPRANA DE EDUCACIÓN ESPECIAL


PRITE-EE

2° TALLER DE asistencia a familias

CONOCIENDO A MIS HIJOS E


HIJAS

TRUJILLO 08 – 06 - 2018
PROGRAMA DE INTERVENCIÓN TEMPRANA DE EDUCACIÓN ESPECIAL

CONOCIENDO A MIS HIJOS E HIJAS

¿Cuál es el mejor hogar para sus hijos?


La base para una buena educación está definitivamente en el hogar, donde los padres son los
protagonistas al lado de sus hijos.
La autoridad y la disciplina van de la mano ya que los padres enseñan a sus hijos valores,
costumbres, hábitos que le van a servir a desenvolverse y vivir en sociedad.

Hay que tener en cuenta el desarrollo Psicológico del Niño:


La crianza de nuestros hijos puede resultar una de las experiencias más gratificantes de la vida.
El desarrollo de un nuevo ser pueden proporcionarnos enorme alegría y gozo. Pero también
puede constituir una experiencia provocadora de desconcierto y ansiedad. Muchos padres
preocupados por el bienestar de su hijo, se enfrentan a dudas y temores respecto de su
conocimiento y capacidad para proporcionar las experiencias necesarias para un óptimo
desarrollo. Estas dudas y temores se originan casi siempre en la falta de información objetiva
sobre los procesos de desarrollo infantil.

MANEJO DE LA CONDUCTA AGRESIVA EN LOS NIÑOS:


Existen programas correctivos para eliminar o al menos controlar las conductas agresivas. Pero
puede suceder que en ciertos casos no se obtengan los resultados esperados. Entonces es
necesario recurrir a un profesional para su solución. Los padres que se encuentren en esta
situación no deberían sentirse defraudados o frustrados, así como dice el refrán: Árbol que crece
torcido nunca su tronco endereza. Así algunas conductas problemáticas tienden hacerse más
difíciles sobre todo cuando no se interviene a tiempo y cuando las situaciones del ambiente
donde se vive tienden a valorar y fortalecer dichas conductas.

En primer lugar. - Hay que creer firmemente en el potencial que todo ser humano tiene para
cambiar y adaptarse. El hecho de que existan conductas difíciles de modificar no significa que
sean imposibles de cambiar. Esto lo digo porque al enfrentar una conducta perturbadora en
nuestros hijos a menudo abandonamos todo esfuerzo para encauzarlo en mejores direcciones,
escudándonos detrás de un así es él o ella. Así nació no se puede hacer nada, encogemos los
hombros.

2° Taller de Asistencia a Familias 2


PROGRAMA DE INTERVENCIÓN TEMPRANA DE EDUCACIÓN ESPECIAL

Con frecuencia es precisamente este comportamiento de nuestra parte el que sirve para
mantener e incrementar la conducta indeseada.

En Segundo Lugar. -Tenemos que tener en cuenta que el temperamento se hereda. Pero que la
mayor parte de nuestra manera de ser y de comportarnos es resultado de las experiencias que
conforman nuestra vida.
Imaginémonos un niño o niña recién nacida ¿Cuán agresivo (a) es? Veámosla a los 6 meses de
edad ¿Será agresiva? ¿Y esas sonrisas y balbuceos que hace al vernos?, juega con sus manos y
muestra interés a todo lo que le rodea. Bien ahora veámosla a los 8, 10, 14, 16 o 20 años, le
gusta martirizar al gato, matar pajaritos, pega a sus compañeros, asalta a una señora. ¿Cómo
pudo suceder esto? ¿Será que ya estuvo programado (a) y fatalmente predestinado a ello?
En lo personal, hay muchos datos que apoyan este punto de vista, creo que los patrones de
conducta agresiva son resultados de experiencias de aprendizaje. Se concluye lógicamente que,
por medio de otras experiencias de aprendizaje, de manera adecuada es posible modificar y
eliminar dichas conductas, sustituyéndolas por otras que sean menos destructivas y más
adecuadas socialmente.

LA AGRESION: Es cualquier conducta violenta llevada a cabo con el propósito expreso de


producir daño. Parece fácil definir en qué consiste una conducta agresiva, pero de hecho es
todo lo contrario.
A veces somos muy claros cuando nos referimos a Juanito como un niño muy agresivo o a
nuestro vecino como un agresivo vendedor. Igualmente ser precisos al afirmar que en la vida es
necesario ser agresivo para sobrevivir. Volviendo al caso o ejemplo de Juanito si la tira de las
trenzas a Susana lo juzgaremos como agresivo, pero si sabemos que lo hizo por recuperar su
chocolate que ella lo había cogido, veremos que él tuvo la razón y el acto se verá como menos
grave.
Y si al conversar con Juanito nos enteramos que él solo quería bromear con su compañera
entonces suspiramos aliviados. Pero por otra parte si él se
muestra furioso y nos confía que quería arrancarle el pelo a
Susana y hacerla sufrir. Decimos que Juanito es un niño
agresivo.

2° Taller de Asistencia a Familias 3


PROGRAMA DE INTERVENCIÓN TEMPRANA DE EDUCACIÓN ESPECIAL

COMO SE DESARROLLA LA CONDUCTA AGRESIVA:


Algunos sostienen que la agresividad es innata que tiene sus raíces en nuestra propia naturaleza
biológica. Por otro lado, se ha sugerido que debido a razones genéticas algunos individuos nacen
con 3 cromosomas.
Un Cromosoma es un componente de las células que dan origen a un nuevo ser. El cromosoma
“Y” determina el sexo del varón y el Cromosoma “X” de la mujer. Se ha encontrado que en
algunos individuos cuya conducta ha sido considerada como agresiva o peligrosa y que a
menudo se encuentran en cárceles. Que hay un Cromosoma Y de más. De manera que en lugar
de tener un cromosoma XY Tienen 1 cromosoma X y 2Y.
Cuando se presenta una situación frustrante no tiene como resultado la agresión. Por ejemplo,
al quitar a un niño, el privilegio de ver televisión después de la 6 de la tarde. Lo cual es frustrante
para él pues los programas que más le interesan comienzan a esa hora, algunos niños responden
agresivamente, otros llorarán, desobedecerán, otros se ocuparán de otras actividades.
Nos podemos dar cuenta que las conductas agresivas generalmente son aprendidas por medio
de gran variedad de mecanismos.

MECANISMOS MÁS COMUNES:


A) Modelamiento. - Sostiene que la mayor parte de los niños aprende a comportarse de
manera agresiva imitando los modelos que se le presentan a lo largo de su desarrollo. Se ha
observado que niños con manifestaciones de conductas agresivas siguen muy de cerca
patrones de conducta de sus padres. Es decir, somos nosotros quienes con nuestro ejemplo,
actitudes y consejos moldeamos la conducta de nuestros hijos. Algunos estudios señalan
que niños con comportamiento agresivo en la escuela son muy pasivos y obedientes en casa,
ello porque los padres les inculcan a ser machos de verdad en la escuela y a no dejarse, pero
en la casa cualquier manifestación de agresividad es castigada. Estos niños en el fondo no
son agresivos, son obedientes, solo siguen las enseñanzas de los padres.

2° Taller de Asistencia a Familias 4


PROGRAMA DE INTERVENCIÓN TEMPRANA DE EDUCACIÓN ESPECIAL

B) Grupo de Pares: La conducta agresiva se puede trabajar mediante reforzadores.


Reforzador: Es cualquier objeto, evento que tiene la característica de funcionar como
premio. Por ejemplo, Pepito tiene un berrinche que dura ya más de 10 minutos y nos tiene
desesperados. Cedemos al final y le permitimos que siga sentado frente al televisor lo que
estamos haciendo es premiar su conducta de berrinche para obtener lo que quiere. Nuestro
Pepito se tornará berrinchudo. Él no es nada tonto sabe que con los berrinches logra lo que
quiere.
La agresividad del niño tiene el propósito de recibir atención de sus mayores. Es común
observar que cuando el niño solicita la atención de sus padres y no se da, el niño comienza
a subir el tono de sus demandas y a tornarse agresivo y al final logra que se fijen en él. A
veces el niño lleva a sus padres a la desesperación sin importarle el regaño o castigo los
cuales significa que se le tome en cuenta y ese reconocimiento debe ser por los Padres.

ESTRATEGIAS A EMPLEAR FRENTE A LAS CONDUCTAS AGRESIVAS EN LOS


HIJOS:
Cuando los niños manifiestan expresiones de ira tales como gritar, pegar, romper cosas lo más
habitual es decirles: No grites, no golpees. Pero hay que pensar que la partícula “no” es una
negación y con ella pretendemos la paralización de la conducta, pero insistiendo en el NO. NO
AYUDAREMOS A NUESTROS HIJOS A SABER QUE HACER. Por lo tanto, es fundamental seguir una
estrategia diferente.

a) MANTENER EL CONTROL. - Es muy importante que los Padres sean capaces de controlarse,
ya que los niños imitan lo que ven. Si cuando te enfadas con él le gritas o incluso le insultas,
será lo que él haga cuando sienta ira. Pero si le demuestras que hablando y con una
actuación coherente el enfado desaparece, lo percibirá como una forma de expresión.

b) OBSERVAR A LOS HIJOS. - Investigar y reflexionar sobre su comportamiento para saber que
está pasando. Es frecuente etiquetar comportamiento de los niños sin tener en cuenta
factores como si están enfermos, cansados y por supuesto sin valorar el tipo de
comportamiento. No es lo mismo que entre en casa dando un portazo y gritando, a que esté
insultando a su hermana porque le ha roto algo. Observar implica ver que hace y porque lo
hace.

2° Taller de Asistencia a Familias 5


PROGRAMA DE INTERVENCIÓN TEMPRANA DE EDUCACIÓN ESPECIAL

c) REFLEXIONAR CON EL SOBRE LAS CAUSAS DE SU ENFADO.- En el momento que el niño


establece una relación directa entre motivos y conducta, comienza a analizar las situaciones
de una forma más eficaz y aprende a responder también de un modo más adaptativo.

d) ENSEÑARLE LAS CONDUCTAS ADECUADAS QUE LE PERMITIRAN PREVENIR, CANALIZAR Y


NO UTILIZAR LA AGRESIÓN VERBAL O FÍSICA. - Si observas que cuando tu hijo quiere algo
va a otro niño y se lo quita sin más, o le pega debes ayudarle a utilizar otros
comportamientos.

e) INSISTIR EN QUE UTILICE EL LENGUAJE.- Es muy importante que utilice la palabra para
expresar su ira. El hecho de que diga estoy enfadado implica que ha identificado la emoción.
Un primer paso para expresarla adecuadamente.

f) MEDIR LA INFORMACION QUE DAMOS AL NIÑO SOBRE SU COMPORTAMIENTO.- Hay que


evitar expresiones como “eres malo por pegar a Luis”, “cuando te pones así eres
insoportable”. Todas estas verbalizaciones se refieren a una calificación global y estado
permanente del niño (“eres”) y sin duda bajan su autoestima.

g) SER JUSTO CON LOS HIJOS.- En ocasiones estarás tan enfadado que te resultará imposible
no gritarle o decirle algo incorrecto. Si después una vez calmado, reflexionas y le pides
perdón por el comportamiento erróneo, verá que reconocer el error no nos hace peores y
que es algo que debe de hacerse cuando uno se equivoca. No por ello perderás autoridad,
sino que ganarás su respeto.

2° Taller de Asistencia a Familias 6


PROGRAMA DE INTERVENCIÓN TEMPRANA DE EDUCACIÓN ESPECIAL

TECNICAS PARA APRENDER A CANALIZAR LA IRA:


A) ESTABLECER NORMAS CLARAS QUE AYUDEN A LOS NIÑOS A AUTORREGULAR SU
CONDUCTA: Una de las mayores fuentes de conflicto que tenemos en casa con los niños son
las disputas que surgen por no cumplir las normas establecidas que implican en muchas
ocasiones reacciones agresivas por parte de los niños, y a veces también del adulto.

2° Taller de Asistencia a Familias 7


PROGRAMA DE INTERVENCIÓN TEMPRANA DE EDUCACIÓN ESPECIAL

B) ENSEÑAR Y REFORZAR COMPORTAMIENTOS INCOMPATIBLES CON LA AGRESIVIDAD.


Debes enseñar al niño frases que no sean agresivas para responder a una disputa. Por
ejemplo, a pedir las cosas por favor, a decir “No me molestes por favor”, en lugar de gritar
o empujar. El niño comprobará que usando estas frases evita muchas discusiones y obtiene
lo que quiere sin necesidad de pegársele.

C) DESARROLLAR LA EMPATIA: Es quizá una de las tareas más difíciles de conseguir. Ser
empático es comprender al otro factor que no implica de ninguna manera el modificar
nuestros pensamientos o estar de acuerdo con él. Es ponerse en el lugar del otro para
entender lo que ha hecho y por qué.

D) DESARROLLAR ESTRATEGIAS DE AUTOCONTROL: Explícale claramente en que consiste el


autocontrol y ponle ejemplos concretos de la vida cotidiana en los que debe controlarse
(cuando un compañero lo empuja sin querer en el patio, cuando no lo dejamos ver la tele
más rato, cuando le ordenamos recoger la mesa y está jugando)

2° Taller de Asistencia a Familias 8


PROGRAMA DE INTERVENCIÓN TEMPRANA DE EDUCACIÓN ESPECIAL

HIPERACTIVIDAD:
Es un término que describe un conjunto de problemas conductuales característicos,
generalmente son los padres los que se dan cuenta y se inquietan por tal conducta.

A) DIAGNÓSTICO:
Se hace en función a una serie de conductas inadecuadas y que han perdurado por lo menos
durante 6 meses. Intervienen Psicólogos, Neurólogos y Psicopedagogos.
6 ó más de los siguientes síntomas deben estar presentes:
1. Muchas veces es inquieto con sus manos y sus pies cuando permanece sentado.
2. Muchas veces no puede permanecer sentado en clase o en situaciones donde se espera
que lo haga.
3. Muchas veces corre, trepa en forma descontrolada.
4. Muchas veces tiene dificultad para jugar de manera
callada.
5. Muchas veces está en actividad constante como si
estuviera impulsado por un motor.
6. Habla en forma excesiva.
7. Responde sin que se haya concluido la pregunta.
8. Tiene dificultad para esperar su turno.
9. Interrumpe las actividades de los otros.

NOTA:
No se puede saber si un niño es Hiperactivo antes de los 3 o 4 años. Porque la capacidad motora
y sus destrezas atencionales se están desarrollando y el niño está en un período de exploración
y de manipulación. Entre los 2 y los 4 años se puede considerar normal. A partir de los 5 años
requerirá de una consulta de una especialista.

B) TRATAMIENTO:
- Atención Médica, Psicológica y Educacional.
- Un Programa Educativo apropiado
- Terapias psicológicas individuales y familiares si son necesarias.
- Medicación cuando sea conveniente.

2° Taller de Asistencia a Familias 9


PROGRAMA DE INTERVENCIÓN TEMPRANA DE EDUCACIÓN ESPECIAL

BERRINCHE- RABIETA:
Durante los 4 primeros años de vida el niño se echa al suelo, patea, grita, detiene la respiración,
en algunos casos se golpea la cabeza, se tira contra el suelo.
Esto provocado por alguna frustración insignificante y es de corta duración. Es patológico
cuando son frecuentes e intensos, es un medio para liberar sentimientos violentos encerrados.

A) ETIOLOGIA:
- Enfermedades prolongadas. - Presumiblemente se acostumbró a obtener lo que desea
y no son capaces de tolerar la frustración.
- Niños sometidos a métodos disciplinarios incoherentes (muestran mal genio)
- Exceso de críticas y ansiedad de parte de los padres.
- Los accesos de furor son a menudo imitados (padre o madre que se comportan
similarmente)
- Niños con defectos de Lenguaje (se enojan cuando no pueden hacerse comprender)

B) TRATAMIENTO:
El berrinche va ligado a los métodos de crianza de los padres o los adultos que rodean al
niño. En muchos casos uno de los padres proporciona un cuadro de mala conducta al niño
estallando cuando están enojados. Para que sus niños dominen los berrinches deben hacer
uso ellos también del dominio de sí mismos. Muchos NO convertirlos en SI o darles
alternativas.
Rutinas establecidas (sueño, comida, estudio, etc.) Pero no adaptada a los estados de ánimo
de los padres.
Los berrinches deben ser tratados con calma e indiferencia. Los padres deben continuar
mostrándose tranquilos pero firmes. En lo posible ignorar el episodio para que el niño no
crea que está acaparando la atención de este modo. Lo que se sugiere que el niño aprenda
que un berrinche de mal genio nunca da como resultado salirse con la suya.

2° Taller de Asistencia a Familias 10


PROGRAMA DE INTERVENCIÓN TEMPRANA DE EDUCACIÓN ESPECIAL

El problema puede surgir cuando los padres al no poder resistir ver llorar a su niño, le
conceden su atención, fracasando el tratamiento, esto será más reforzante para el niño.
Después de haber calmado la tormenta se le puede hacer ver el error de su conducta, no se
debe intentar en hacerlo razonar cuando está con su berrinche.

LA TERAPIA CONDUCTUAL:
Resulta ser bastante efectiva empleándose la Terapia Tiempo- Fuera, donde se excluye al
niño de un grupo o contexto social. Mientras dure o se mantenga los berrinches. Cuando
estos hayan cesado, se puede readmitir al niño en el contexto social. Se pueden realizar
juegos con reforzadores. Las conductas se eliminarán gradualmente.

2° Taller de Asistencia a Familias 11