Está en la página 1de 10

La Conexión Steiner Heindel de Jeff Auen (Comentado por

Aralba)

Por Jeff Auen, contestado por Aralba

El Texto Oficial de la Rosicrucian Fellowship, expuesto por Jeff Auen, va en Rojo y los
comentarios de Aralba en Azul. Tan solo se comentan los párrafos y oraciones que se
consideran inexactos por Aralba. También se resalta en negrita y subrayado, para mayor
énfasis, aquellas frases que se consideran de vital importancia para que el Lector pueda
decidir su propia conclusión.

Aralba, el Autor de los comentarios, es un Iniciado en los Misterios Menores de las


enseñanzas Rosacruces. Pertenece a la Fraternidad Rosacruz desde hace décadas y,
siendo Alumno Probacionista, alcanzó el Grado Interno de Discipulado. Es un afamado
estudioso de todo lo relacionado con la Rosacruz y conoce, internamente, algunas de las
más importantes instituciones que detentan el sagrado nombre de la Rosa y la Cruz.
Durante los años setenta estuvo inmerso en estudios teológicos y de apologética bíblica,
desde el punto de vista de la Iglesia Evangélica Valdense. La década siguiente de los años
ochenta estuvo dedicada al estudio pormenorizado de la totalidad de la Obra de Max
Heindel. A partir de 1990, ese estudio de las enseñanzas rosacruces se abrió, en abanico,
a otras instituciones rosacrucianas como la A.M.O.R.C. y el Lectorium Rosicrucianum,
así como al concienzudo estudio de la inmensa Obra de Rudolph Steiner.

Justo en el año noventa y seis, dejó constancia en su Trabajo inédito LECCIONES DE LA


TRADICIÓN DEOCCIDENTE (R.P.I. 49,908) de sus más que fundadas sospechas de que
el Maestro, Hermano Mayor Rosacruz, de Max Heindel, fuera el Clarividente e Iniciado
en la Tradición de Occidente, el Dr. Rudolph Steiner. Para Aralba no hay otra cosa más
importante que la búsqueda de la Verdad ni cosa más aborrecible que la mentira en
cualquiera de sus múltiples variantes:

El Concepto Rosacruz del Cosmos es un texto Rosacruz escrito por Max Heindel. La primera
edición fue impresa en noviembre de 1909, poco ha cambiado desde entonces y se considera
la obra magna de Max Heindel. Es una obra de referencia en misticismo Cristiano y en
literatura Oculta que contiene los fundamentos del Cristianismo Esotérico desde la
perspectiva Rosacruz.

El Concepto contiene una delineación extensa del proceso evolutivo del hombre y del
universo, correlacionando ciencia y religión. Es hasta hoy, el texto básico para los cursos de
Filosofía de la escuela, impreso en 1909.

La primera edición contenía más de 700 páginas de profundas Enseñanzas sobre los
principales temas de la ciencia oculta y fue dedicada a un notable conferencista en el
campo oculto llamado Rudolf Steiner, con quien Max Heindel se sintió muy agradecido.
Tenía el subtítulo "Ciencia Oculta" en vez de "Cristianismo Místico" y justo encima del
texto de la misión ("Una Mente Sana, Un Corazón Noble y un Cuerpo Sano, "Servicio") una
cita de Pablo de Tarso: "PROVADLO TODO". Jeff Auen dice que el Dr. Rudolph Steiner
era un notable conferencista pero también un acreditado Clarividente Teósofo y un gran
Iniciado en diversas instituciones iniciáticas europeas de apellido masónico y rosacruciano,
tales que el Martinismo, la O.T.O. o el Rito Masónico Escocés rectificado y el Egipcio de
Menphis Mizraim...

En la siguiente edición, Heindel removió la dedicatoria y cambió los elementos


mencionados. La primera dedicatoria generó controversia entre algunos estudiantes de
ambos instructores, la cual perdura aun. No obstante, como ambos autores, Heindel y
Steiner, parecen haber sido influidos por la misma fuente de la Orden Rosa Cruz, en
alguna medida y en alguna etapa de sus vidas, se vuelve irrelevante este asunto que solo
puede ser resuelto por medio del discernimiento del estudiante a lo largo de su sendero de
desarrollo espiritual. Algo de extrema importancia sucedió entre Rudolph Steiner y Max
Heindel, para que la Rosicrucian Fellowship eliminara de un plumazo, en las siguientes
ediciones de su Concepto Rosacruz del Cosmos, las palabras de agradecimiento hacia su
Maestro y Amigo. Ambos, tanto Steiner como Heindel habían sido estudiantes de la
Teosofía de la Señora Blavasky; pero hay que reconocer, todos los investigadores así lo
corroboran, que el Trabajo Interno de Rudolph Steiner fue absolutamente original e
independiente de la Literatura Teosófica.Jeff Auen hace mención a una cierta irrelevancia
por un origen común de las enseñanzas recibidas por ambos maestros y eso es incierto, dado
que lo único que les unía era su origen teosófico; pero la Tradición Rosacruz, Steiner la recibe
por medio de Clarividencia de primera mano y Max Heindel, en un principio, porque le fuera
legada por un Hermano Mayor de la Rosacruz y que Aralba entiende que fue Rudolph
Steiner.

El asunto de Steiner y Heindel lleva mucho tiempo. En sus primeros años como
estudiante, Heindel estudió prácticamente todo cuanto existía en el campo Teosófico pero le
frustraba grandemente el enfoque público que le daban al tema esotérico. Llegó a un
callejón sin salida. Una amiga, la Dra. Alma Von Brandis, le facilito los medios para que
fuera a Alemania a visitar a Steiner y escucharle sus conferencias. Heindel reconoció en
él a un gran instructor. No es de difícil comprensión que se indique que a Heindel le
frustrara el enfoque público del Tema esotérico, dado que el resto de su vida se dedicó a
divulgar, al gran público, todo lo respectivo a las Enseñanzas Rosacruces y el Maestro Steiner
dirigía su Trabajo hacia la formación de Iniciados en la Clarividencia. Jeff Auen denomina a
Steiner como un Gran Instructor pero también fue un Gran Maestro. La Dra. Alma Von
Brandis, a partir del episodio que tratamos en este Artículo, rompería su amistad con Max
Heindel.

Le oyó varias conferencias y tuvo una o dos entrevistas privadas con Steiner. Sin
embargo, Heindel estimó que lo que Steiner estaba haciendo no era apropiado para
América donde predomina el pragmatismo y el pensamiento claro y lineal. Frustrado, se dio
cuenta de que no había encontrado lo que buscaba (una espiritualidad orientada
occidentalmente que fuera asequible al gran público). Hallándose en esta condición
desafortunada, fue visitado por un Adepto de la Orden Rosacruz estando una noche en
Alemania. Se dice que Max Heindel solo asistió a algunas conferencias y obtuvo alguna que
otra entrevista personal del Maestro Austriaco. Aralba dice que Max Heindel asistió a todas
y cada una de las conferencias que Rudolph Steiner diese en aquellas fechas en Alemania. El
sentido común nos indica que las entrevistas deberían de haber sido concertadas de antemano
y eso indica un gran interés de parte de Max Heindel de lo tratado por, al menos, las
enseñanzas de ese Instructor que tanto le frustraba. A partir de aquí, entramos de nuevo en
lo que Aralba considera fantasía. Una noche en Alemania, Max Heindel es visitado por un
Adepto de la Orden Rosacruz, en su cuerpo espiritual, para recibir si no las mismas, parecidas
enseñanzas a las que impartía Rudolph Steiner. Enseñanzas, por otro lado, que no fueron
conocidas, con anterioridad, por la humanidad a que Rudolph Steiner las sacase de su
Clarividente Imaginación. Nosotros entendemos que fue el propio Hermano Mayor Rudolph
Steiner quien le visitara en el Cuerpo Vital para instruirlo. La modificación de sus enseñanzas
le vendría dada por su propio Maestro Interior, una vez iniciado en la Clarividencia.

Pasó una prueba de confianza y más tarde se le pidió que visitara cierta localidad de
Alemania donde se halla el Templo Rosacruz (dentro y alrededor de una casa
convencional). Heindel pasó seis meses de intenso entrenamiento espiritual y de
clarividencia que le permitió desarrollar la habilidad de entrar al mundo spiritual y
explorar directamente los mundos espirituales tanto estando en el cuerpo como fuera de
él. Durante este tiempo se le enseñó el contenido del Concepto Rosacruz del Cosmos. Se le
pidió que regresara a América con un texto de esta enseñanza y que lo tradujera al Ingles el
cual debía ser publicado antes de 1910. Todo el tiempo que Max Heindel estuvo en Alemania
asistió a las múltiples conferencias de Rudolph Steiner acerca de Christian Rosacruz, la
Teosofía de los Rosacruces y la Iniciación o ¿Cómo alcanzar el conocimiento de los mundos
superiores? También recibió instrucción personal, en esas entrevistas, más numerosas de las
que se asumen como ciertas. En esas instrucciones personales, Max Heindel recibiría
información de primera mano acerca de la Obra, aún inconclusa, CIENCIA OCULTA del
propio Rudolph Steiner.

La primera edición del Concepto Rosacruz del Cosmos se la dedicó a Steiner por la
magnitud del trabajo que venía haciendo en Europa y por la inspiración recibida, lo cual
fue un gran error puesto que fue completamente mal entendida. El problema era: la
Enseñanza contenida en el libro de Heindel (una buena parte del contenido inicial había sido
"presentado" a él por su Instructor) sonaba y se leía muy parecido a las obras básicas
y conferencias de Steiner. Esto hizo pensar a la gente que Heindel había robado el
material, pensamiento que resulto ser tremendamente falso. El Maestro Heindel o no
pudo, o no supo ver el tremendo enfado que se iba a llevar ese Instructor Austro-alemán del
que tan poco había aprendido según algunos de sus discípulos. Heindel se llevó información
de primera mano a Estados Unidos y no solo le sirvió para su progreso espiritual sino que
también publicó “CIENCIA OCULTA” ¿recuerdan el subtítulo del Concepto Rosacruz del
Cosmos? ¿Robo o fusilamiento?, ¿Plagio o Copia?, ¿Inspiración? Queda el lector a su entero
albedrío para decidir de qué se trató. A Rudolph Steiner lo que le fastidiaría, no fue que
Heindel publicara, en Inglés, las Enseñanzas Rosacruces que él le impartiera sino que las
tergiversara o sacase de contexto incluyendo información astrológica completamente ajena;
es decir que no le pidiera su conformidad para la publicación. Es nuestro parecer que Max
Heindel actuó ingenuamente, dado que no conocía en profundidad el carácter del Maestro
Alemán, y creyó que Rudolph Steiner iba a saltar y cantar de alegría cuando viese que su
Obra, la Ciencia Oculta, traducida al Inglés, vulgarizada y cristianizada en su terminología,
era publicada por uno de sus alumnos o asistente a sus conferencias y, lo peor de todo, sin su
consentimiento ni atribuirle a él su Autoría.

Heindel estuvo en Europa por un corto tiempo en las conferencias de Steiner y no se


hallaba interesado en la Antroposofía como tal. Y la dedicatoria a Steiner en la primera
edición, llevo a la gente a pensar que Heindel copio los materiales y los vació en una
forma más simple. Estuvo instruyéndose al menos durante seis meses; dado que la
Instrucciónque recibiera fue de Steiner. La Enseñanza de Rudolph Steiner, como hemos
dicho, era Original en todos los sentidos y nadie antes la había divulgado en aquella forma.
¿Cómo no iba la gente a pensar lo evidente? Lo raro hubiese sido que nadie hubiese caído en
ello. Sí es cierto, nadie lo puede negar, que Max Heindel divulgó las enseñanzas rosacruces
de Steiner de un modo mucho más claro y menos farragoso; tan típico del carácter Teutón.

La gente puede pensar lo que quiera pero estas cosas no son ciertas. En obras posteriores,
Heindel demuestra ser un vidente y poseer conocimiento oculto que no se halla en Steiner ni
en ninguna otra fuente. No basta con decir que la gente puede pensar lo que quiera y que las
cosas son así porque sí, luego veremos cómo es posible que el propio Heindel pudiera haber
sido víctima de la codicia de la gente que le rodeaba, incluida su propia Esposa Augusta Fox
¿Recuerdan el caso de la Obra de Shakespeare, Macbeth? Pues eso. Es evidente que con
posterioridad a ese incidente, cada uno de los maestros llevó su trayectoria y evolución
personal. Nadie discute eso. De hecho, con posterioridad, el propio Steiner trataría el Tema
de Ahriman, una especie de estudio del porqué del mal en el Mundo, y que, por supuesto,
Max Heindel no había integrado en su Obra. Simplemente no había salido de la
Imaginación de su Creador, Steiner.

En la segunda edición, se retractó y explicó su relación con la Orden, su iniciación y su


primera dedicatoria a Steiner. (Heindel tenía pensado escribir un libro sobre esoterismo
Oriental/Occidental y se lo dijo a Steiner y Steiner le pidió que si iba a usar algunos de sus
materiales, que le diera el reconocimiento, cosa en la que Heindel estuvo de
acuerdo.) Alguien debió aconsejar mal a Max Heindel y se le ocurrió esa retahíla de mitos
increíbles acerca de una Iniciación por un Hermano Mayor, ajena a Steiner, con el fin de
marcar distancia de su Obra con la de su, al menos, inspirador. Es lógico que si alguien nos
permite usar su trabajo, al menos lo mencionemos. Eso ha sido siempre así y es lo menos que
se debe de hacer por amor a la honradez y la honestidad. Pero en el Concepto Rosacruz del
Cosmos Max Heindel, a mi parecer, no lo hizo por motivos que se nos escapan,
independientemente de quien pudiera haber salido tan mala idea.

Si uno está llevando a cabo métodos de investigación para probar o refutar cierta
afirmación, uno debe asumir la carga que implica tal investigación y de hacer un juicio
correcto. En el prefacio a la segunda edición del Concepto, Heindel aclara porqué dedicó
la primera edición y porqué la retiró en la segunda edición. Esto confundió, más que
clarificó su relación con Steiner. Por una parte, en la segunda edición del
Concepto, Heindel se retractó de haber dedicado a Steiner el libro y explicó claramente
su relación con Steiner y su error al haberle dedicado el libro. Primero actúa de forma
ingenua y luego de forma despechada. Todos los indicios llevan a la evidencia de que Max
Heindel utilizó material original de Rudolph Steiner, probablemente algún Borrador de su
Tratado de Ciencia Oculta, para la construcción del Concepto Rosacruz del Cosmos,
aliñándolo con aditamentos astrológicos y bellas y aclaratorias láminas de un interés
indudable. Como la Verdad no se puede sustentar sobre una verdad a medias, cualquier tipo
de aditamento aclaratorio para lo único que podía servir es para complicar aún más la cosas,
como así sucedería.

Personalmente se reunió con Steiner y asistió a 8 conferencias entre la primavera de


1907 y 1908. Se sabe que en una de dichas entrevistas Heindel cuestionó a Steiner sobre la
ubicación de la glándula pituitaria la cual estaba erróneamente ubicada en su libro Teosofía
del Rosacruz (detalle que Steiner corrigió en ediciones posteriores). Eso está bien, nadie es
infalible salvo, presuntamente, el Papa de la Iglesia Católico Romana. En una Discusión
siempre hay quien expone una Tesis, quien enfrenta una Antítesis y de cuyo diálogo, como
resultado surge una Síntesis. ¿Quizá utiliza este hecho Jeff Auen como para probar que Max
Heindel estaba muy por encima de Rudolph Steiner? Es mi apreciación personal. Lo dejo
para que lo medite el Lector.

Como usted puede darse cuenta, Heindel respetaba y reconocía a Steiner por su
contribución al esoterismo Occidental. Usted puede aceptar o no sus
palabras. Heindel estuvo en Alemania pues quería escribir su propia versión de Isis sin
Velo por así decirlo, e incursionar donde Blavasky falló y donde Steiner no quiso
proceder a llevar a cabo una diseminación publica que pudiera ser entendida claramente,
sobre el esoterismo. Además, el asunto más importante no es la similitud existente entre
el Concepto y otras obras de Heindel y la Ciencia Oculta y otras obras de Steiner. ¿Por
qué? Nosotros estamos convencidos por estudios paralelos de que en cierta etapa de sus
vidas ambos, Steiner y Heindel tuvieron un Instructor de la misma fuente Rosacruz y que
ambos se basaron en Sus analogías y ejemplos así como de su superior conocimiento de
cosmología. Volvemos a lo mismo, primero damos el trigo diciendo el respeto que Max
Heindel sentía por Steiner para luego proceder a decir que la Obra de Steiner no explicaba
con claridad sus conceptos ¡Blanco y en botella! Debemos recordar que Steiner dirigía su
Trabajo a gente con una cierta formación teosófica ¿En dónde falló Blavasky? ¡Eso nos
parece una presunción sin fundamento! Blavasky cumplió con su trabajo y escribió lo que
debía de escribir. Yo no soy quien para juzgar a una Maestra de tal magnitud. Ya ha salido
el Concepto y la Ciencia Oculta, porque ahí es donde se encuentra el meollo de la cuestión.
No se trata de que se realizara algún tipo de resumen o tesis más extendida acerca de una
serie de enseñanzas recibidas de un eminente conferenciante en un Castillo de Alemania, es
que se transcribe, con precisión cronológica, el trabajo previo de Steiner CIENCIA
OCULTA. Entramos, de nuevo, en la mitificación para explicar que el mismo Maestro
Rosacruz, Hermano Mayor Invisible, inspirara a ambos Maestros. Con evidencia tan pesada
como esa, no queda más que rendiros pleitesía, querido Amigo.

Este instructor usó ciertas frases y métodos de explicación de los hechos ocultos que
influyeron en el estilo y contenido inicial de ambos. Ambos continuaron escribiendo según
sus propias experiencias e investigación y el Instructor pasó a segundo plano. Las
similitudes se explican por tener ambos la misma fuente en común, (influencias e instructores
Rosacruces). Posteriormente, debido a su propio desarrollo y clarividencia y sin estar ya en
contacto con Steiner, Heindel muestra material totalmente original no encontrado en ninguna
otra fuente, tales como:

- Una indicación del número total se seres humanos encarnados o no encarnados;


- Detalles de la clarividencia cuando observa al mineral, la planta, al animal y al ser humano
y cómo cambia la visión.
- La naturaleza de los vórtices y "átomos" etéricos;
- La naturaleza del éter químico como fuerza atómica prismático girando a nivel atómico;
- Descripciones del cordón de plata y sus conexiones con el hígado y vehículos internos;
- Cómo las almas avanzadas pueden prolongar sus existencias más allá de la norma y retener
la juventud;
- Cómo limpiar el cuerpo etérico y métodos curativos;
- Detalles sobre los que mueren por suicidio;
- Cómo es la rotación de los centros astrales en los clarividentes voluntarios e involuntarios,
ilustrado con diagramas;
- La naturaleza de las barreras astrales que rodean los centros de misterios;
- Cómo se desarrollan eventos específicos entre los estudiantes esotéricos y sus Instructores
a diferencia de los métodos occidentales;
- La naturaleza especifica evolutiva de Cristo, Jehová, y el Padre de nuestro Sistema Solar,
etc. En caso contrario de no haber aportado nada nuevo el supuesto Plagio se habría
convertido en supuesto fusilamiento ¿Se acuerdan del Caso del Caballo de Troya de Juan
José Benítez? Eso es un fusilamiento, coger las páginas íntegras del Libro de Urantia y
transcribirlas tal cual; al menos Max Heindel se molestó en cambiar los términos hindúes y
transformarlos en el cristiano anglosajón más purista. No, Max Heindel además aportó
muchas cosas propias, interesantes y esclarecedoras además de la astrología que en CIENCIA
OCULTA brilla por su ausencia. Max Heindel esclareció lo que de otro modo, de haberlo
dejado en las manos de Rudolph Steiner, habría quedado incomprensible para más de la mitad
de la población mundial. De hecho para leer CIENCIA OCULTA, recomendaría muy
encarecidamente que se leyese previamente El Concepto Rosacruz del Cosmos.

Las mejores fuentes que demuestran sus capacidades y condición son Principios Ocultos de
Salud y Curación y los dos volúmenes de Preguntas y Respuestas donde Heindel respondió
a los estudiantes de manera clara y precisa. Además, en Cartas a los Estudiantes usted
encontrará información sobre la vida espiritual y la iniciación que nunca había sido publicada
por Steiner. Como dijimos con anterioridad, es lógico que cada Maestro, a partir de su nexo
de unión, el affaire que tenemos entre manos, siguiera su camino por su lado. Lo contrario
habría convertido a Max Heindel en un inepto incompetente, cosa que evidentemente no era
sino todo lo contrario. Él tuvo su trabajo original posterior como así Steiner continuaría con
el suyo propio.

Con respecto a la afirmación que hace Steiner en su obra el Quinto Evangelio de que "ese
Americano" que promulga enseñanzas Rosacruces en California (Heindel) y que le
copió, “es una opinión que no está basada en hechos ocultos. Repetimos lo que se ha dicho
antes en defensa de Heindel: Las evidencias materiales son tan abrumadoras que el tener que
acudir a los hechos ocultos pareciera una broma de mal gusto. El clarividente es sabio por
naturaleza y la sabiduría nos dice que Santo Tomás tenía razón cuando quería indagar en las
llagas de su Maestro Jesús el Cristo Resucitado.

(1) Heindel se hallaba en proceso de escribir una obra sobre ocultismo popular cuando visitó
a Steiner. Steiner pensaba escribir su Isis sin Velo ¿Recuerdan? Escribió, al final, otra cosa
que se parecía mucho a CIENCIA OCULTA de Rudolph Steiner.
(2) Asistió a conferencias y recibió materiales e iba a usar algunos de ellos. Aprendió en
dichas conferencias y mucho, usando los materiales proporcionados por Steiner. Convirtió
un Borrador de Steiner en una Obra Completa parecida; pero diferente.
(3) Tuvo varias reuniones con Steiner y le informó de su interés. Y lo llevó hasta sus últimas
consecuencias.
(4) Steiner señaló que si usaba dichos materiales le diera el crédito correspondiente. Max
Heindel dedicó un escueto agradecimiento en su primera Edición del Concepto Rosacruz del
Cosmos.
(5) Heindel le dedicó la primera edición del Concepto en señal de respeto y para evitar
confusión sobre la fuente. ¿No dijimos que esa dedicatoria confundió a los lectores que
hicieron creer que el Concepto era un Plagio de la Obra de Steiner?
(6) Retiró su dedicatoria en la segunda edición explicando que existían puntos comunes con
la información de Steiner pero que en ningún momento era un plagiador pues todo plagiador
ofrece información de menor calidad, cosa que no es cierta en su caso. Al final va a resultar
que la Obra de Heindel es hasta de mejor calidad que la de Steiner. No oigan, todos los
expertos valoran con mayor puntuación, sin duda alguna, la Obra de Rudolph Steiner, como
no puede ser de otro modo, dado que solo el Autor Original comprende al ciento por cien su
propia Obra. Lo que sucede es que Max Heindel vulgarizó el Trabajo de Steiner para que
llegase comprensible a un público mayor. Nada más que eso. La Obra de un científico puede
ser incomprensible para el público en general; pero un divulgador la puede convertir en
comprensible ¿Me puede decir si en el proceso se pierde algo? Yo no digo nada, que el lector
decida por sí mismo.

Heindel no era un iniciado cuando se reunió con Steiner. Tampoco es claro que Steiner
chequeara clarividentemente a cada visitante. Si lo hubiera hecho hubiera encontrado un
hombre normal. Solo fue después de su desilusión con Steiner y al abandonar Alemania
que comenzó su proceso iniciatorio y en 6 meses era ya un clarividente capaz de funcionar
fuera del cuerpo. Fue después de esta época que Steiner habló de él refiriéndose al hombre
que "copió nuestras enseñanzas " (referencia en tiempo pasado) y no en el presente
contexto como alguien que se encuentra con otro en los mundos espirituales. Después de
estos encuentros, Heindel era otro. Tenía un profundo conocimiento y acceso a los mundos
espirituales según los lineamientos Rosacruces. El mismo Articulista, primero, nos dice lo
que sucedió en realidad y luego se contradice. Estuvo Max Heindel en Alemania durante un
breve tiempo, estuvo estudiando, escuchando y platicando y salió defraudado por haberse
gastado unos cuartos que los podía haber aprovechado en cosas más interesantes; pero resulta
que tras seis meses de profunda reflexión, no sabemos si acerca de lo acontecido, se inicia
con un Hermano Mayor de la Rosacruz, que supuestamente no sería Rudolph Steiner, y
comienza a poder viajar a los mundos internos para conseguir información de primera mano.
Que a mí me cuenten: O Max Heindel era un desagradecido o un enfermo bipolar. Ninguna
de las dos cosas, porque ponemos en boca de Max Heindel lo que él nunca había dicho.

Es muy importante que además del Concepto, se estudien las demás obras de Heindel,
especialmente sus últimos trabajos basados en su propia experiencia e investigación que no
se presenta como una enciclopedia del ocultismo Occidental. Aralba además invita al lector
a que, después de leer las obras de Max Heindel, como él hizo durante años, que se trabaje
también las más complejas de Rudolph Steiner para tener un campo más amplio de visión. La
Obra de Rudolph Steiner tampoco es una Enciclopedia de Ocultismo Occidental si es lo que
nos pretende indicar. Es un boceto para trabajos posteriores de mayor profundidad con el fin
de ser usado como Obra de consulta.

Si uno vuelve a leer las citas de Rudolph Steiner, el habla como un reportero y comentador,
no como un ocultista que se haya encontrado a Heindel directamente en los mundos
espirituales. Sus comentarios sobre gente a quien se encontró espiritualmente son siempre
diferentes y con reverencia. Es claro que no intentó hacer tal contacto con Heindel. Sus
comentarios se basan en las reuniones anteriores y el Concepto únicamente. Vamos que
Rudolph Steiner vendría a ser algo así como David Icke o algún reportero de la NBC.
Quizá se encontraran en los mundos espirituales, quizá no. ¿Quién lo sabe? Solo ellos dos
podrían habernos contado si soñaban el uno con el otro. El que no nos lo hayan contado no
significa que no lo hicieran.

Con respecto a sus comentarios sobre las diferencias de estilo entre su trabajo La Ciencia
Oculta y el Concepto, solo el tiempo lo dirá. Así como Hegel es "Latín" para muchos
estudiantes de colegios Americanos, así quizás también pase con Walt Whitman y Haiku a
la vuelta del siglo para los europeos medios. Es claro que Rudolph Steiner objetó cualquier
forma de comunicación espiritual que no fuera la suya por razones "puristas".
Aparentemente no se podían encontrar en los mundos espirituales por diversas razones,
razones que son complejas y personales a las que se refiere Heindel cuando fue preguntado
sobre su reunión inicial con su Instructor Rosacruz en Alemania. El Instructor le dijo
claramente que otro individuo había sido el primer elegido para que promulgara
abiertamente al público la enseñanza Rosacruz y que este individuo había "fallado la
prueba." Nada más se dice pero la referencia es claramente, Steiner. Yo, te copio tu Trabajo
y encima voy diciendo por ahí que estás por debajo de mí. ¿Lo están viendo como yo lo veo
mis queridos lectores? Resulta que lo que Rudolph Steiner recibió de los hermanos Mayores
de la Rosacruz lo expuso mal y fue rechazado. No pasó la prueba. ¡Qué vergüenza Rudolph,
ya te lo decía yo! No, perdón, las cosas no fueron así. Rudolph Steiner sembró en su vida la
clarividencia de los mundos internos cosechando sus experiencias, tal cual, mostrándolas al
público a través de sus conferencias principalmente y de su CIENCIA OCULTA que ¡ojo!,
se publicaría, con posterioridad al CONCEPTO ROSACRUZ DEL COSMOS. Luego, la cosa
fue que vino del otro lado del atlántico alguien que le copió el trabajo a Rudolph y le puso
literatura popular. El caso es que nada de esto se le puede reprochar al maestro Danés, sino
a parte de su herederos y acólitos.

Steiner incluso menciona su rechazo a adoptar este papel en su obra el Quinto evangelio.
Lo que no sabemos es la razón de su rechazo. Pudo no haberse dado cuenta de que
sus "consideraciones" eran una "prueba" de parte de su Instructor. Pasamos a creer que su
deseo de formar la Antroposofía como forma única y especializada de enseñanzas
esotéricas y modelo educativo, fue la razón fundamental. Steiner no quiso limitar su trabajo
a una Orden particular o grupo y se comprometió con la Antroposofía. A Steiner se le ha
criticado injustamente de que no hubiese abierto su propia Escuela Rosacruz a pesar de haber
hablado tanto de los Rosacruces y haber subido al estrado sus más esotéricas enseñanzas. Él
siempre se negó a constituir una nueva Escuela Rosacruz. Era un auténtico disparate la
caterva rosicruciana que existía en Europa por aquellos tiempo. La OTO de Theodor Reuss
por un lado, las Rosacruces de Guaita y Peladán por otro. La Golden Dawn de Mc Gregor
Mather con su Rosa de Rubí y Cruz de oro como institución interna, La Rosacruz in Anglia,
masónica, también en el Reino Unido, El Martinismo de Papus y el Rito Escocés Rectificado
y el Egipcio de evidente tendencia Rosacruz y la Rosacruz teosófica de Annie Besant. No,
amigos, al otro lado del Atlántico estaba la Rosacruz in América, también un rito masónico,
y luego vendrían la Cofradía Rosacruz de Clymer, la AMORC de Spencer Lewis y como no,
la de nuestro Querido y Respetado Maestro Max Heindel. Steiner solo se preguntaba ¿Qué
carajo hace falta que yo monte otro chiringuito Rosacruz? La respuesta: Ninguna ya está
ampliamente mancillada la palabra rosacruz como para que yo la enlode más aún ¿Qué opinas
mi queridísimo lector? Pues claro, eso es, ya decía yo.

- Jeff Auen

Nuestro Trabajo en los mundos internos nos muestra que Max Heindel fue mal aconsejado
por la gente que lo rodeaba y cuando, quizá, quiso rectificar ya fuera demasiado tarde.
Rudolph Steiner era una buena persona y no habría tenido ningún inconveniente en que Max
Heindel publicase CIENCIA OCULTA en inglés, dada la lamentable situación económica y
de salud de su visitante. Lo que no pudo perdonar Steiner es que lo que debía de haber sido
una simple traducción, se convirtiera en algo nuevo, completamente distinto EL
CONCEPTO ROSACRUZ DEL COSMOS (Ciencia Oculta) La buena fe de Max Heindel es
evidente, dado que su primera Edición se la dedicaba a su Maestro y Amigo Rudolph Steiner.

Quizá, en las conversaciones que tuvieron en Alemania debió de existir algún malentendido,
dado que Heindel no esperaba que Steiner llegara a ofenderse tras recibir su ejemplar
dedicado. Considero un terrible error la sustitución de ese supuesto Hermano Mayor que le
entregó el Concepto Rosacruz del Cosmos, en lugar del Maestro Steiner, y que debiera
traducir al Inglés para publicarlo antes de 2010. Se ve, con claridad, la sustitución del
Hermano Mayor, Rudolph Steiner, real en carne y hueso, por otro Hermano Mayor,
inventado, de nombre desconocido y que se presentara en el Cuerpo Vital. En aquella época,
que estaba sumida en las supersticiones espiritistas, casi como que todo eso era asumido no
solo como algo posible, sino seguro y cierto. Nuestra investigación oculta nos ha demostrado
que Max Heindel fue instruido por Rudolph Steiner e iniciado por su propio Maestro Interno.

Lo más lamentable es que en contestación a la indignación de Rudolph Steiner, al considerar


que se había copiado y tergiversado su Obra, los editores del Concepto Rosacruz del Cosmos,
nos consta que ya Max Heindel tuvo poco que ver en ello, se inventaran la ladina idea de que
hubo un primer elegido, refiriéndose sin mencionarlo a Rudolph Steiner, que había fracasado
y por ello eligieron a Max Heindel, cuando la persona en cuestión no era otra que el Maestro
Huiracocha, Krum Heller. Todo ello nos parece una invención propia de niños resentidos y
de muy difícil consistencia. Lo cierto es que este affaire fue más alimentado por los
estudiantes de ambos maestros más que por ellos mismos; dado que tanto Rudolph Steiner
en Europa como Max Heindel en Estados Unidos siguieron realizando sus respectivas labores
sin interferencia por parte de ambas fraternidades, la rosacruz y la antroposófica, además de
mantenerse un venerable respeto mutuo.

Hasta aquí hemos llegado queridísimos amigos y, en pocas palabras, me gustaría indicaros
que el Fin nunca justifica los medios. La verdad debe estar fundamentada en los cimientos
de la verdad, pese a quien le pese y si algo aparentemente bello está construido sobre un
montón de escombros muy probablemente terminará degradado. No sirve basar
determinadas teorías en presuntos secretos dignos de las mil y una noches. Todo tiene que
estar fundamentado en la lógica científica y fuera de cualquier atisbo de superstición.
Evidentemente, el lector, ya sabe cuál es mi parecer; ahora yo le invito, con lo que ya
conoce, por lo leído, a que indague por sus propios medios. El Autor de los comentarios
no posee ningún afán de desprestigiar a ninguna escuela de misterios; pero para llegar al
final de la confraternidad Rosacruz, el ecumenismo y sincretismo resultante debe de estar
fundamentado en la mayor de las realidades la Verdad; que, dicho de otro modo, es la
ausencia de cualquier verdad a media y falsedad.

Aralba