Está en la página 1de 56

Lengua, identidad y dependencia

Sumario Poema de Tapa / Gonzalo Rojas


03 Lengua, identidad y dependencia: El poema de tapa de este número pertenece a Gonzalo Rojas. El poeta nació en el puerto
de Lebu, Chile, en 1917, hijo de una maestra y de un minero del carbón que murió joven
04 · Una vieja historia / por Josefina Racedo y Stella Cipriani
por las dolencias de su oficio y a quien Rojas dedicó el celebrado poema "Carbón", publi-
cado en 1964 en su libro Contra la muerte. Fue alfabetizador voluntario de obreros del sa-
07 · Lengua e identidad en América hispanoparlante
Recientes estadísticas señalan que las actividades culturales
litre y profesor de literatura en la Universidad de Concepción. En 1959 recibió una invita-
por Adolfo Colombres
ción oficial a China —que se repetiría en los años sesenta— y tuvo un diálogo de dos ho-

y artísticas de la Argentina –especialmente de Buenos Ai-


ras con Mao Tsetung en el que hablaron "más de literatura que de política", recordó. En

12 · Defensa de la palabra / por Teresa Parodi


1970 Salvador Allende lo nombra Consejero Cultural en aquél país, y en 1972 Encargado

res– superarían a las que se realizan en algunos centros cul-


de Negocios en Cuba, rango equivalente a embajador. Luego del golpe de Pinochet fue des-
pojado de sus cargos universitarios "por significar un peligro para el orden y la seguridad
14 · Mitos y verdades de las lenguas en el mundo

turales del mundo.


interna". Debió permanecer exiliado hasta 1980. Además de obtener en su país el Premio
por Isabel Requejo Nacional en 1992, ha recibido importantes reconocimientos internacionales, entre ellos el

El dato, de ser veraz, es reflejo de dos aspectos contradicto-


premio argentino José Hernández (1997) y el Premio Cervantes (España, 2003). Algunos
18 · Pedagogía y políticas de la lengua
de sus libros son La miseria del hombre (1948), Del relámpago (1981), Desocupado lec-

rios. Por lo general, los medios de comunicación exaltan lo


por Zulma Caballero
tor (1990), Antología de Aire (1994), Río turbio (1996). El poema que reproducimos inte-

Octubre Ocho más visible de este movimiento que se expresa en la mutli-


gra su libro Oscuro (1977):

22 · La escuela y los peligros de de-subjetivación


por Inés Cristina Rosbaco
plicidad de actividades vinculadas a las industrias culturales
26 Escuela, política y violencia y el turismo. Se minimiza que con la crisis no menguaron,
Así que me balearon la izquierda, ¡lo que anduve

por el contrario, se incentivaron las necesidades de expresio-


por Diana Milstein
con esta pierna izquierda por el mundo! Ni un árbol

nes culturales y la capacidad creadora del pueblo y de sus ar-


para decirle nada, y víboras, y víboras,
29 ¿Somos todos burros?
víboras como balas, y agárrenlo y reviéntenlo,

tistas e intelectuales.
por Guillermo Volkind
y el asma, y otra cosa,
y el asma, y son las tres. Y el asma, el asma, el asma.

Las concepciones elitista o mercantilista, que niegan que la


32 La traducción: una constante toma de decisiones
por Jorge Hacker

cultura es producto de las realizaciones materiales y simbó-


Así que son las tres, o ya no son las tres,
ni es el ocho, ni octubre. Así que aquí termina
34 Grupo Espartaco. Singular mirada en los '60 sobre
licas de un pueblo y constituyen su identidad, promueven
la quebrada del Yuro, así que la Quebrada
obreros e indígenas / por Noemí Aira
del Mundo, y va a estallar. Así que va a estallar

políticas que conducen al debilitamiento de la cultura nacio-


la grande, y me balearon en octubre.
36 Entrevista al grupo de rock folclórico Arbolito

nal. Estas son parte del proyecto político y económico que


por Cristina Mateu y Alejandro Volkind
Así que daban cinco mil dólares por esto, o eran cincuenta mil,

profundiza la dependencia.
sangre mía, por esto que fuimos y que somos,
39 Marejadas
¡y todo lo que fuimos y somos! Cinco mil

En este mismo sentido el reciente debate y problemática sus-


por mis ojos, mis manos, cincuenta mil por todo,
40 Justino, violinisto de los valles del Tafí
con asma y todo. Y eso, roncos pulmones míos,

citado por la realización del III Congreso Internacional de la


por Víctor Delgado
que íbamos a cumplir los cuarenta cantando.

Lengua Española en Rosario, exige analizar sus aspectos


43 Libros
Cantando los fatídicos mosquitos de la muerte:

contradictorios. Sin duda, la realización de este congreso no


arriba, arriba, arriba los pobres, la conducta
46 10º Aniversario: Encuentro de Música y Cultura
de la línea de fuego, bienvenida la ráfaga

se puede desvincular, como sostiene Josefina Racedo, de la


popular
si otros vienen después. Vamos, vamos veloces,
48

"ofensiva económica y de dominio de las grandes potencias


vamos veloces a vengar al muerto.
La inseguridad de la desigualdad / por Diana Kordon,
Lucila Edelman, Darío Lagos y Daniel Kersner
y del bloque hegemónico de las clases dominantes de Argen-
Lo mío —¿qué es lo mío?—: esta rosa, esta América
50
con sus viejas espinas. Toda la madrugada

tina" , a la vez que exige considerar lo que significa la len-


Cutura popular y propuestas emergentes con el
me juzgan en inglés. ¿Qué es lo mío y lo mío
Argentinazo / por Cristina Mateu
sino lo tuyo, hermano? La cosa fue de golpe

gua, hablada y escrita, en la constitución identitaria de nues-


53
y al corazón. Aquí
Marejadas
tro pueblos, además de considerar los aspectos más acadé-
va a empezar el origen, y cómanse su miedo.
55

micos y específicos del tema.


Poesía
Así que me carnearon y después me amarraron.
A Vallegrande —a qué— ¡y en helicóptero!

En estas páginas, distintas miradas analizan la cuestión de la


Bueno es regar con sangre colorada el oxígeno

lengua desde su vínculo con la identidad y la dependencia.


aunque después me quemen y me corten las manos,
las dos manos.
—Dispara sin parar
mientras voy con Bolívar, pero vuelvo.

Lota, 1967

Dirección: Josefina Racedo, Jorge Brega, Derli Prada. Administración y Distribución: Gloria Rodríguez
Agrelo 3045,Capital Federal. Teléfono:

2004/2005. RPI en trámite. Las notas firma-


das son responsabilidad de sus autores; los
4931-6157. Año 11, Nº 23, verano

riamente coinciden con la opinión de los


conceptos expresados en ellas no necesa-

Consejo asesor: Luisa Calcumil, Adolfo Colombres, (correo electrónico: lamareaadm@yahoo.com.ar).


®

Alberto Rex González, Néstor Groppa, Jorge Hacker, Colaboran en este número: Noemí Aira, Zulma
e-mail: revistalamarea@hotmail.com

Teresa Parodi, Ana Pampliega de Quiroga. Caballero, Lucila Edelman, Nora Kancepolski, Daniel
Secretaría de Redacción: Cristina Mateu, Víctor Kersner, Diana Kordon, Darío Lagos, Diana Milstein, Inés
Delgado. Cristina Rosbaco, María Stella Taboada, Alejandro Volkind,
Secciones: Jorge Carrizo, Diana Dowek, Diana Flax, Guillermo Volkind.
Gabriela Gresores, Diana Kordon. Ilustración de tapa: Aída Carballo, fragmento de de
Colaboradores: Ana Blayer, Ana Cabrera, Roberto Di Autorretraro con autobiografía, aguafuerte.
Giano, Nora Dottori, Luciano Pablo Grasso, Armando Sigler Producción gráfica: www.acquatinta.com.ar
editores.

Relgis. Rosario: Stella Cipriani.


la marea 3
Lengua, identidad y dependencia
Sumario Poema de Tapa / Gonzalo Rojas
03 Lengua, identidad y dependencia: El poema de tapa de este número pertenece a Gonzalo Rojas. El poeta nació en el puerto
de Lebu, Chile, en 1917, hijo de una maestra y de un minero del carbón que murió joven
por las dolencias de su oficio y a quien Rojas dedicó el celebrado poema "Carbón", publi-
cado en 1964 en su libro Contra la muerte. Fue alfabetizador voluntario de obreros del sa-
04 · Una vieja historia / por Josefina Racedo y Stella Cipriani
litre y profesor de literatura en la Universidad de Concepción. En 1959 recibió una invita-
07 · Lengua e identidad en América hispanoparlante ción oficial a China —que se repetiría en los años sesenta— y tuvo un diálogo de dos ho-
por Adolfo Colombres ras con Mao Tsetung en el que hablaron "más de literatura que de política", recordó. En
1970 Salvador Allende lo nombra Consejero Cultural en aquél país, y en 1972 Encargado Recientes estadísticas señalan que las actividades culturales
12 · Defensa de la palabra / por Teresa Parodi de Negocios en Cuba, rango equivalente a embajador. Luego del golpe de Pinochet fue des-
pojado de sus cargos universitarios "por significar un peligro para el orden y la seguridad y artísticas de la Argentina –especialmente de Buenos Ai-
14 · Mitos y verdades de las lenguas en el mundo interna". Debió permanecer exiliado hasta 1980. Además de obtener en su país el Premio
Nacional en 1992, ha recibido importantes reconocimientos internacionales, entre ellos el
res– superarían a las que se realizan en algunos centros cul-
turales del mundo.
por Isabel Requejo
premio argentino José Hernández (1997) y el Premio Cervantes (España, 2003). Algunos
de sus libros son La miseria del hombre (1948), Del relámpago (1981), Desocupado lec-
18 · Pedagogía y políticas de la lengua tor (1990), Antología de Aire (1994), Río turbio (1996). El poema que reproducimos inte- El dato, de ser veraz, es reflejo de dos aspectos contradicto-
rios. Por lo general, los medios de comunicación exaltan lo
por Zulma Caballero gra su libro Oscuro (1977):

Octubre Ocho más visible de este movimiento que se expresa en la mutli-


22 · La escuela y los peligros de de-subjetivación
por Inés Cristina Rosbaco

Así que me balearon la izquierda, ¡lo que anduve


plicidad de actividades vinculadas a las industrias culturales
26 Escuela, política y violencia con esta pierna izquierda por el mundo! Ni un árbol y el turismo. Se minimiza que con la crisis no menguaron,
por el contrario, se incentivaron las necesidades de expresio-
por Diana Milstein para decirle nada, y víboras, y víboras,
víboras como balas, y agárrenlo y reviéntenlo,
y el asma, y otra cosa,
nes culturales y la capacidad creadora del pueblo y de sus ar-
29 ¿Somos todos burros?
y el asma, y son las tres. Y el asma, el asma, el asma.
tistas e intelectuales.
por Guillermo Volkind

Así que son las tres, o ya no son las tres,


Las concepciones elitista o mercantilista, que niegan que la
32 La traducción: una constante toma de decisiones
por Jorge Hacker ni es el ocho, ni octubre. Así que aquí termina
34 Grupo Espartaco. Singular mirada en los '60 sobre
la quebrada del Yuro, así que la Quebrada
del Mundo, y va a estallar. Así que va a estallar cultura es producto de las realizaciones materiales y simbó-
obreros e indígenas / por Noemí Aira la grande, y me balearon en octubre. licas de un pueblo y constituyen su identidad, promueven
36 Entrevista al grupo de rock folclórico Arbolito Así que daban cinco mil dólares por esto, o eran cincuenta mil, políticas que conducen al debilitamiento de la cultura nacio-
sangre mía, por esto que fuimos y que somos,
nal. Estas son parte del proyecto político y económico que
por Cristina Mateu y Alejandro Volkind
¡y todo lo que fuimos y somos! Cinco mil
39 Marejadas por mis ojos, mis manos, cincuenta mil por todo,
con asma y todo. Y eso, roncos pulmones míos,
profundiza la dependencia.
40 Justino, violinisto de los valles del Tafí que íbamos a cumplir los cuarenta cantando. En este mismo sentido el reciente debate y problemática sus-
citado por la realización del III Congreso Internacional de la
por Víctor Delgado
Cantando los fatídicos mosquitos de la muerte:
arriba, arriba, arriba los pobres, la conducta
Lengua Española en Rosario, exige analizar sus aspectos
43 Libros
de la línea de fuego, bienvenida la ráfaga
46 10º Aniversario: Encuentro de Música y Cultura si otros vienen después. Vamos, vamos veloces, contradictorios. Sin duda, la realización de este congreso no
se puede desvincular, como sostiene Josefina Racedo, de la
popular vamos veloces a vengar al muerto.
48
Lo mío —¿qué es lo mío?—: esta rosa, esta América
"ofensiva económica y de dominio de las grandes potencias
La inseguridad de la desigualdad / por Diana Kordon,
Lucila Edelman, Darío Lagos y Daniel Kersner con sus viejas espinas. Toda la madrugada
50 me juzgan en inglés. ¿Qué es lo mío y lo mío
sino lo tuyo, hermano? La cosa fue de golpe
y del bloque hegemónico de las clases dominantes de Argen-
tina" , a la vez que exige considerar lo que significa la len-
Cutura popular y propuestas emergentes con el
Argentinazo / por Cristina Mateu y al corazón. Aquí
va a empezar el origen, y cómanse su miedo.
gua, hablada y escrita, en la constitución identitaria de nues-
53
Marejadas
55 Así que me carnearon y después me amarraron.
A Vallegrande —a qué— ¡y en helicóptero!
tro pueblos, además de considerar los aspectos más acadé-
micos y específicos del tema.
Poesía
Bueno es regar con sangre colorada el oxígeno

En estas páginas, distintas miradas analizan la cuestión de la


aunque después me quemen y me corten las manos,
las dos manos.
—Dispara sin parar
mientras voy con Bolívar, pero vuelvo.
lengua desde su vínculo con la identidad y la dependencia.
Lota, 1967

Dirección: Josefina Racedo, Jorge Brega, Derli Prada. Administración y Distribución: Gloria Rodríguez
Agrelo 3045,Capital Federal. Teléfono:

2004/2005. RPI en trámite. Las notas firma-


das son responsabilidad de sus autores; los
4931-6157. Año 11, Nº 23, verano

riamente coinciden con la opinión de los


conceptos expresados en ellas no necesa-

Consejo asesor: Luisa Calcumil, Adolfo Colombres, (correo electrónico: lamareaadm@yahoo.com.ar).


®

Alberto Rex González, Néstor Groppa, Jorge Hacker, Colaboran en este número: Noemí Aira, Zulma
e-mail: revistalamarea@hotmail.com

Teresa Parodi, Ana Pampliega de Quiroga. Caballero, Lucila Edelman, Nora Kancepolski, Daniel
Secretaría de Redacción: Cristina Mateu, Víctor Kersner, Diana Kordon, Darío Lagos, Diana Milstein, Inés
Delgado. Cristina Rosbaco, María Stella Taboada, Alejandro Volkind,
Secciones: Jorge Carrizo, Diana Dowek, Diana Flax, Guillermo Volkind.
Gabriela Gresores, Diana Kordon. Ilustración de tapa: Aída Carballo, fragmento de de
Colaboradores: Ana Blayer, Ana Cabrera, Roberto Di Autorretraro con autobiografía, aguafuerte.
Giano, Nora Dottori, Luciano Pablo Grasso, Armando Sigler Producción gráfica: www.acquatinta.com.ar
editores.

la marea 3
Relgis. Rosario: Stella Cipriani.
Una viej a historia
Lengua, identidad y dependencia

Escribe Josefina Racedo

E
unión política entre los doce socios comuni- mica Europea y su pertenencia a ella con el
tarios. (…) Así por ejemplo, España está compromiso de ajustar el conjunto de su
l III Congreso Internacional de la Len- diferentes intereses de los monopolios y po- pozos en explotación y los explorados, más

apadrinando la cooperación con América economía a la par de los países más adelan-
gua Española que se realiza en Rosa- tencias imperialistas que disputan la hege- las destilerías, más todo lo que la infamia li-
rio se inserta políticamente dentro de monía en el mismo y con el ALCA. Tironea- beral de Menem quiso.
la estrategia diseñada por el estado español, a latina a la hora de decidir cuáles son los in- tados, le confiere un grado de influencia en el dos por el ALCA, el mercado que empuja Es- La elección de nuestro país y más en par- de controlar lo que ha sido y es su capital his-
partir de la década de los ochenta, de aprove- tereses comunes de la nueva Europa unida y orden de la política internacional… incom- tados Unidos, los gobiernos de la región con ticular de la ciudad de Rosario para la reali- tórico: los países que han sido sus colonias.

NO MÁS ESPEJITOS DE COLORES.


char los viejos lazos con las antiguas colonias la posibilidad de decidir el cómo y el cuándo parablemente superior (…) provista ahora de diferencias pero de acuerdo con su táctica zación el Congreso de la Lengua, no la pode-
para su nueva expansión imperialista, ofre- de una acción exterior común por mayoría un mayor predicamento en los foros interna- más general, forcejean sin enfrentarse direc- mos analizar sin tener en cuenta que una vez

que en el marasmo de las negociaciones téc- voz con autoridad efectiva en apoyo de los
ciéndose a la vez como cabecera de playa pa- cualificada (…) pero no sería justo ocultar cionales, están en condiciones de hacer oír su tamente con el coloso del Norte. Lula prefie- más la ofensiva cultural está vinculada a la

nicas ha aparecido una decidida voluntad intereses de la América latina. (…) Al fin y
ra el conjunto de la Unión Europea. Los "fes- re un MERCOSUR donde Brasil acuerde por ofensiva económica y de dominio de las Los comentarios del cónsul español en

política española: que la Europa unida no al cabo, los pueblos hispanoamericanos son
tejos" del quinto centenario de la Conquista su lado con el ALCA y lleve a los otros paí- grandes potencias y del bloque hegemónico Córdoba durante los actos del 12 de octubre

permanezca aislada de lo que ocurre y pue- –como España misma– europeos también,
fue el gran acontecimiento proyectado para ses de la región de arrastre. de las clases dominantes de Argentina. Así, de este año rayan con el racismo. Que en una

da suceder en el subcontinente americano.” ya que toda América, fantasías aparte, for-


estos fines. Los festejos fueron frustrados, Por su lado, Kirchner se posiciona desde hoy, el diario La Nación, del grupo Clarín, provincia argentina, el representante del es-

La cumbre de jefes de estado de Guada- ma en su conjunto un sector cualificado de


como es conocido, por la movilización masi- otro eje. Busca ventaja en el ALCA para mo- trae en su Suplemento Económico no sólo las tado español diga con total impunidad que

lajara, realizada en 1991, convocada en 1985 la misma civilización occidental.”


va de los pueblos de nuestra América,. nopolios que, como Techint, sostienen a su explicaciones sobre “El boom de Rosario” de no haber llegado España estaríamos so-
Así, el suplemento especial de los diarios gobierno. Desde ya que todos los países del (titulo de tapa), por el alza en el precio inter- metidos a alguna monarquía incaica, mapu-
Clarín (Buenos Aires), El País (España) y durante la Tercera Conferencia Iberoameri- Pasaron doce años y las distintas líneas en MERCOSUR aspiran a mejores condiciones nacional de la soja y el auge en general del che o siux es un índice del avance en estos
Excelsior (México) del 12 de octubre de 1991 cana de Comisiones Nacionales del Quinto disputa dentro del MERCOSUR, que había en las negociaciones con la CEE, ahora cons- campo, sino que incluye un comentario sobre últimos meses de un interés extremo en re-
traía –con la firma del director del diario es- Centenario. Esta Conferencia sesionó por sido anunciado como forma de asociación y tituida por 15 países. Esta no descansa en su el Congreso de la Lengua como parte del “re- forzar los lazos de la dependencia cultural e
pañol, Joaquín Estefanía– estos párrafos que primera vez en 1983 determinando que allí de integración en favor de los intereses nacio- afán de capturar nuestras economías regiona- nacer cultural, social y hasta deportivo de la ideológica con España.
transcribimos: se iniciaba el período de 10 años de prepara- nales de los países de la región, expresan los les a su favor, librando una disputa feroz de ciudad”. Y como al pasar, en página 3 de di- Lástima que el cónsul no recuerde que en
“No existe la distancia temporal suficien- tivos de las celebracio- mercados con los EEUU y con otras poten- cho suplemento, el corresponsal en Santa Fe, su país existe una reyecía que ejerce casi co-
te para saber aún si la cumbre de Guadalaja- nes del Quinto Cente- cias imperialistas como Rusia, China y Ja- José Bordón, hablando del puerto de Rosario mo único rol el de mediador de los intereses
ra significará un punto y aparte en la rela- nario en América. Y, pón. El proyecto del estado español, la nueva como “eje del conglomerado exportador más económicos del nunca agotado del todo im-
ción histórica entre España, ya implicada de como lo expresaba conquista de un espacio vital dentro de la importante del país…, una región que expor- perio español.
modo absoluto e irreversible en Europa, y Luis Yáñez en aquel economía europea –que como ya señalamos ta el 85% del total de los aceites que se pro- En este presente plagado de luchas de los
una América latina con la que, independien- Suplemento, “la con- viene desde los ’80– , se inscribe a su vez en ducen en Argentina”, señala que el Grupo pueblos por librarse de las opresiones más
temente de la voluntad de los políticos y las ferencia también se fue la disputa interimperialista dentro de la CCE. hispano-argentino que encabeza Port de Ta- oprobiosas, hemos sido elegidos una vez

poco en un instrumen-
naciones, hemos estado vinculados desde ha- transformando poco a Durante los ‘90, en medio de la gran rragona se hizo cargo de la estación en 2002 más para ser sometidos a los dictados de los

to de apoyo a la inte-
ce cinco siglos. La aclaración llegará posi- ofensiva imperialista de la llamada globali- y tiene la concesión hasta 2032. que se disputan los mercados y el mundo.
blemente en las próximas reuniones de jefes zación, el gobierno de Menem benefició a to- O sea que, en un mundo multipolar donde No de otra cosa se trata esta nueva cruza-
de Estado o de gobierno, que se celebrará gración política regio- dos estos contendientes, en particular a los a la única superpotencia, EEUU, le disputan da española que utiliza como fachada el III
justamente en 1992. Año en el que, además nal”. (Las negritas son españoles, con su política de entrega y diver- en todos los planos distintas potencias impe- Congreso Internacional en Rosario El idio-
de celebrar el encuentro entre dos culturas y nuestras.) sificación de la dependencia. En la década rialistas, no podemos tener una mirada inge- ma español es uno más de los idiomas del
dos mundos, concluirá el armazón esencial Cerrando ya las ci- menemista nuestra línea aérea de bandera fue nua hacia este Congreso donde se habla úni- mundo. Sus variantes no son otra cosa que el
de la Europa de Los Doce. (…) Estoy comen- tas del suplemento prácticamente regalada a Iberia; la telefonía a camente contra el peligro de la globalización desarrollo de las relaciones recíprocas, dia-
tando los esfuerzos sordos, nada publicita- conmemorativo, Fran- dos empresas estatales europeas: Telecom anglosajona. No debemos enredarnos simple- lécticas entre sujetos y contexto social e his-
dos, que los negociadores españoles con la cisco Ayala decía en su (Estet France) y Telefónica (del Estado Espa- mente en un debate sobre lengua o lenguas tórico. De un modo u otro estamos en ese
Comunidad europea están haciendo para artículo: “Este país ñol). El mejor negocio lo hizo Repsol al reci- que empañe el hecho de que hay muchos in- universo cultural, por eso no negamos ni

sentes a la hora de cerrar el acuerdo de


Stella Cipriani. Las danzarinas.
que América latina y sus intereses estén pre- nuestro ha adherido a bir YPF (la empresa estatal argentina que tentos imperialistas en disputa y que España despreciamos esta realidad. Ante la inminen-
la Comunidad Econó- nunca daba pérdidas económicas) con sus ha tenido y tiene desde mucho antes el deseo cia de un nuevo refuerzo por dominarnos,

4 la marea la marea 5
Una viej a historia
Lengua, identidad y dependencia

Escribe Josefina Racedo

E
l III Congreso Internacional de la Len- unión política entre los doce socios comuni- mica Europea y su pertenencia a ella con el diferentes intereses de los monopolios y po- pozos en explotación y los explorados, más
gua Española que se realiza en Rosa- tarios. (…) Así por ejemplo, España está compromiso de ajustar el conjunto de su tencias imperialistas que disputan la hege- las destilerías, más todo lo que la infamia li-
rio se inserta políticamente dentro de apadrinando la cooperación con América economía a la par de los países más adelan- monía en el mismo y con el ALCA. Tironea- beral de Menem quiso.
la estrategia diseñada por el estado español, a latina a la hora de decidir cuáles son los in- tados, le confiere un grado de influencia en el dos por el ALCA, el mercado que empuja Es- La elección de nuestro país y más en par- de controlar lo que ha sido y es su capital his-
partir de la década de los ochenta, de aprove- tereses comunes de la nueva Europa unida y orden de la política internacional… incom- tados Unidos, los gobiernos de la región con ticular de la ciudad de Rosario para la reali- tórico: los países que han sido sus colonias.
char los viejos lazos con las antiguas colonias la posibilidad de decidir el cómo y el cuándo parablemente superior (…) provista ahora de diferencias pero de acuerdo con su táctica zación el Congreso de la Lengua, no la pode-
para su nueva expansión imperialista, ofre- de una acción exterior común por mayoría un mayor predicamento en los foros interna- más general, forcejean sin enfrentarse direc- mos analizar sin tener en cuenta que una vez NO MÁS ESPEJITOS DE COLORES.
ciéndose a la vez como cabecera de playa pa- cualificada (…) pero no sería justo ocultar cionales, están en condiciones de hacer oír su tamente con el coloso del Norte. Lula prefie- más la ofensiva cultural está vinculada a la
ra el conjunto de la Unión Europea. Los "fes- que en el marasmo de las negociaciones téc- voz con autoridad efectiva en apoyo de los re un MERCOSUR donde Brasil acuerde por ofensiva económica y de dominio de las Los comentarios del cónsul español en
tejos" del quinto centenario de la Conquista nicas ha aparecido una decidida voluntad intereses de la América latina. (…) Al fin y su lado con el ALCA y lleve a los otros paí- grandes potencias y del bloque hegemónico Córdoba durante los actos del 12 de octubre
fue el gran acontecimiento proyectado para política española: que la Europa unida no al cabo, los pueblos hispanoamericanos son ses de la región de arrastre. de las clases dominantes de Argentina. Así, de este año rayan con el racismo. Que en una
estos fines. Los festejos fueron frustrados, permanezca aislada de lo que ocurre y pue- –como España misma– europeos también, Por su lado, Kirchner se posiciona desde hoy, el diario La Nación, del grupo Clarín, provincia argentina, el representante del es-
como es conocido, por la movilización masi- da suceder en el subcontinente americano.” ya que toda América, fantasías aparte, for- otro eje. Busca ventaja en el ALCA para mo- trae en su Suplemento Económico no sólo las tado español diga con total impunidad que
va de los pueblos de nuestra América,. La cumbre de jefes de estado de Guada- ma en su conjunto un sector cualificado de nopolios que, como Techint, sostienen a su explicaciones sobre “El boom de Rosario” de no haber llegado España estaríamos so-
Así, el suplemento especial de los diarios lajara, realizada en 1991, convocada en 1985 la misma civilización occidental.” gobierno. Desde ya que todos los países del (titulo de tapa), por el alza en el precio inter- metidos a alguna monarquía incaica, mapu-
Clarín (Buenos Aires), El País (España) y durante la Tercera Conferencia Iberoameri- Pasaron doce años y las distintas líneas en MERCOSUR aspiran a mejores condiciones nacional de la soja y el auge en general del che o siux es un índice del avance en estos
Excelsior (México) del 12 de octubre de 1991 cana de Comisiones Nacionales del Quinto disputa dentro del MERCOSUR, que había en las negociaciones con la CEE, ahora cons- campo, sino que incluye un comentario sobre últimos meses de un interés extremo en re-
traía –con la firma del director del diario es- Centenario. Esta Conferencia sesionó por sido anunciado como forma de asociación y tituida por 15 países. Esta no descansa en su el Congreso de la Lengua como parte del “re- forzar los lazos de la dependencia cultural e
pañol, Joaquín Estefanía– estos párrafos que primera vez en 1983 determinando que allí de integración en favor de los intereses nacio- afán de capturar nuestras economías regiona- nacer cultural, social y hasta deportivo de la ideológica con España.
transcribimos: se iniciaba el período de 10 años de prepara- nales de los países de la región, expresan los les a su favor, librando una disputa feroz de ciudad”. Y como al pasar, en página 3 de di- Lástima que el cónsul no recuerde que en
“No existe la distancia temporal suficien- tivos de las celebracio- mercados con los EEUU y con otras poten- cho suplemento, el corresponsal en Santa Fe, su país existe una reyecía que ejerce casi co-
te para saber aún si la cumbre de Guadalaja- nes del Quinto Cente- cias imperialistas como Rusia, China y Ja- José Bordón, hablando del puerto de Rosario mo único rol el de mediador de los intereses
ra significará un punto y aparte en la rela- nario en América. Y, pón. El proyecto del estado español, la nueva como “eje del conglomerado exportador más económicos del nunca agotado del todo im-
ción histórica entre España, ya implicada de como lo expresaba conquista de un espacio vital dentro de la importante del país…, una región que expor- perio español.
modo absoluto e irreversible en Europa, y Luis Yáñez en aquel economía europea –que como ya señalamos ta el 85% del total de los aceites que se pro- En este presente plagado de luchas de los
una América latina con la que, independien- Suplemento, “la con- viene desde los ’80– , se inscribe a su vez en ducen en Argentina”, señala que el Grupo pueblos por librarse de las opresiones más
temente de la voluntad de los políticos y las ferencia también se fue la disputa interimperialista dentro de la CCE. hispano-argentino que encabeza Port de Ta- oprobiosas, hemos sido elegidos una vez
naciones, hemos estado vinculados desde ha- transformando poco a Durante los ‘90, en medio de la gran rragona se hizo cargo de la estación en 2002 más para ser sometidos a los dictados de los
ce cinco siglos. La aclaración llegará posi- poco en un instrumen- ofensiva imperialista de la llamada globali- y tiene la concesión hasta 2032. que se disputan los mercados y el mundo.
blemente en las próximas reuniones de jefes to de apoyo a la inte- zación, el gobierno de Menem benefició a to- O sea que, en un mundo multipolar donde No de otra cosa se trata esta nueva cruza-
de Estado o de gobierno, que se celebrará gración política regio- dos estos contendientes, en particular a los a la única superpotencia, EEUU, le disputan da española que utiliza como fachada el III
justamente en 1992. Año en el que, además nal”. (Las negritas son españoles, con su política de entrega y diver- en todos los planos distintas potencias impe- Congreso Internacional en Rosario El idio-
de celebrar el encuentro entre dos culturas y nuestras.) sificación de la dependencia. En la década rialistas, no podemos tener una mirada inge- ma español es uno más de los idiomas del
dos mundos, concluirá el armazón esencial Cerrando ya las ci- menemista nuestra línea aérea de bandera fue nua hacia este Congreso donde se habla úni- mundo. Sus variantes no son otra cosa que el
de la Europa de Los Doce. (…) Estoy comen- tas del suplemento prácticamente regalada a Iberia; la telefonía a camente contra el peligro de la globalización desarrollo de las relaciones recíprocas, dia-
tando los esfuerzos sordos, nada publicita- conmemorativo, Fran- dos empresas estatales europeas: Telecom anglosajona. No debemos enredarnos simple- lécticas entre sujetos y contexto social e his-
dos, que los negociadores españoles con la cisco Ayala decía en su (Estet France) y Telefónica (del Estado Espa- mente en un debate sobre lengua o lenguas tórico. De un modo u otro estamos en ese
Comunidad europea están haciendo para artículo: “Este país ñol). El mejor negocio lo hizo Repsol al reci- que empañe el hecho de que hay muchos in- universo cultural, por eso no negamos ni
que América latina y sus intereses estén pre- nuestro ha adherido a bir YPF (la empresa estatal argentina que tentos imperialistas en disputa y que España despreciamos esta realidad. Ante la inminen-
sentes a la hora de cerrar el acuerdo de la Comunidad Econó- nunca daba pérdidas económicas) con sus ha tenido y tiene desde mucho antes el deseo cia de un nuevo refuerzo por dominarnos,
Stella Cipriani. Las danzarinas.

4 la marea la marea 5
Una vieja historia
podemos pensar en qué oposición a los engendros que en cada go- vilegiados que “discutirán” delante de ellos.
lengua hemos construi- bierno de turno se nos imponen para doblegar Lo que quieren los organizadores de esta
do en este periodo. Reivindicamos con ur- nuestras luchas y proyectos como pueblo y nueva oferta de espejitos es que nuestro país M e s a D e b a t e Ro s a r i o
gencia alcanzar una mirada critica sobre es- como país. Albergamos en nuestro territorio tribute en una potencia que hoy tiene una gran
tos 512 años de historia. A lo que no pode- 13 lenguas vivas, además del español im- penetración de tipo imperialista en Argentina,
mos renunciar es a las lenguas previas. puesto. Lo hemos enriquecido con esas len- como lo expusimos más arriba.
El nuestro es otro árbol, no el de España. guas, en nuestro uso cotidiano. Considero que no es secundario que domi-
Nuestro tronco se nutre de raíces milenarias, Por eso afirmamos que detrás de este nemos una lengua que se expande por el mun- El viernes 3 de setiembre se presentó Entendemos que lo principal pasa por
vivas en América a pesar del oprobio y la ne- Congreso está el intento de lograr un nuevo do. En sí el habla de los pueblos no tiene carác- la “Mesa Debate Rosario” en la facultad defender la pluralidad lingüística de Amé-
gación. sometimiento, el seguir conculcando nuestras ter de clase, pero luchamos por afirmar dentro de Humanidades y Artes de esa ciudad. rica Latina y particularmente de la Argen-
En resistencia y lucha hemos ido buscan- conciencias y experiencias en aras de replicar de ella un contenido propio y no sólo por el en- La “Mesa” está integrada por distintas ins- tina y el reconocimiento de dicha plurali-
do construir un destino propio, independien- el pensamiento y la ideología de las clases riquecimiento de la lengua dominante. I tituciones culturales que cuestionan las dad, el derecho indeclinable de los pue-
te. No fueron otra cosa los levantamientos, dominantes en la vieja España. Porque allí
Josefina Racedo es psicóloga social, Directora de la
características del Congreso de la Len- blos originarios a la utilización y difusión
las puebladas y hoy las movilizaciones y la irán los docentes a sorber el saber de los pri- gua: “Nuestra posición crítica ante el III de las lenguas originarias. Asimismo, tam-
Escuela de Psicología Social de Tucumán. Congreso Internacional de La Lengua Es- bién reconocemos que la lengua castella-
pañola –dice su declaración–, cuyo eje
Escribe Stella Cipriani
na nos permite entendernos entre todos
El Congreso de la Lengua, intereses y perspectivas
central de discusión será “Identidad Lin- los pueblos de América latina para debatir
güística y Globalización”, nos llevó a con- nuestra problemática en una misma len- Entre el 4 y 5 de noviembre el Centro
formar una mesa de discusión compuesta gua. de Estudiantes de Humanidades y Artes,
por estudiantes universitarios, docentes, Consideramos que la llamada “globali- en el marco de la Mesa de Debate y la Fe-
El Congreso de la Lengua estuvo or- bate. A todos estos sectores excluidos se “la” lengua de España y de la mal llamada profesionales, artistas, periodistas, inte- zación” no es más que una plataforma ria del Libro que realizan regularmente,
ganizado y dirigido por la Real Academia los condenó a efectuar “acciones parale- “Hispanoamérica”. Siendo que en España lectuales y trabajadores de la cultura que ideológica con que se legaliza el ya viejo organizaron paneles en el que estuvieron
Española (RAE), organización que de- las” por fuera de él. subsisten otras lenguas vigorosas como nos proponemos abrir el debate alrededor derecho a la ingerencia a las antiguas po- invitados: Cristina Mateu, Héctor Rougier,
pende del Estado español y cuya misión El III Congreso de la Lengua (IIICL) la vasca y la catalana; y en América, so- de las siguientes consideraciones: tencias. Ha sido caracterizada como una Diana Dowek y Eduardo Azcuy Ameghino.
es defender y custodiar la pureza de la había sido parte de la política de Aznar, brevivieron a la conquista y exterminio es- 1) La contradicción entre la lengua co- ideología de la desideologización, que lleva Convocan para el 17 de noviembre, a las
lengua “castellana”. La iniciativa nacional cuando éste pierde las elecciones (tras el pañol, el guaraní, quechua, aymará, ma- mo creación histórica, social y simbólica al abandono del ser social y de las grandes 11 horas en Laprida y Mendoza (Rosario),
para realizar el III Congreso Internacional atentado de Atocha) asume Rodríguez puche, etc. Mientras que se hablan dialec- de los hombres en su proceso de unión, causas por la que los hombres lucharon a una manifestación en la que se “devuel-
de la Lengua Española comenzó en octu- Zapatero, representante de la socialde- tos en distintas regiones en toda América organización y lucha para relacionarse siempre. Por esta vía se vacían las tradicio- van” los espejitos al Rey de España, o se
bre del 2001 con De la Rúa. Durante su vi- mocracia española. Al tiempo, la senado- por inmensas mayorías oprimidas y em- con la naturaleza y satisfacer sus necesi- nes culturales, la identidad y la historia”. envién los espejitos pintados o con leyen-
sita a España aceptó que Argentina fuera ra Cristina Kirchner asume la responsabi- pobrecidas que no acceden a la educa- dades materiales y espirituales. La “Mesa” se presentó ese mismo 3 de das al Consulado Español como repudio a
sede del Congreso. El primero se había lidad de impulsar el evento ante el gobier- ción y a las que se les niega. 2) En el caso particular del idioma es- setiembre en el Consejo de Profesionales esta ofensiva cultural.
realizado en Zacatecas, México (1997) y no español. En Santa Fe la Vice Goberna-

un panel en el que intervinieron Zulma Ca-


En nombre de defender el castellano pañol, poner en debate su utilización para de Ciencias Económicas de Rosario con Adhieren a la Mesa Debate Rosario:
el segundo en Valladolid, España (2001). dora María Eugenia Bielsa toma la tarea

ballero, doctora en Filosofía y Ciencias de


del avance de la lengua inglesa y de refor- la opresión de los pueblos originarios du-
Participaron de este Congreso sólo 70 de organizarlo. Se convoca a una mesa zar la unidad cultural y económica con los Centro de Estudiantes de Humanidades y
rante la Conquista y su actual utilización. Artes, Grupo Independiente de la Escuela
congresales e invitados designados por la con ministros y secretarios de Cultura de países hispanoparlantes, el gobierno es- 3) Confrontar con la idea de “homoge- la Educación y directora de la Carrera del de Letras, Grupo Estudiantes “Arte de la
RAE, nadie pudo participar sin ser invita- la Municipalidad, Provincia, Nación, dele- pañol y el argentino consolidan acuerdos neización de las culturas por la globaliza- Profesorado en Psicología de la UNR (un Calle”, “Bicho en el Ojo”, Corriente del
do. Unas 900 personas, entre los ellos un- gados del Instituto Cervantes de España y económicos en la perspectiva del "boom" ción anglo-yanqui” como única potencia fragmento de su ponencia “Lengua oficial Sur, Movimiento de Defensa Activa de la
os 170 extranjeros— pudieron presenciar autoridades de las Letras de Argentina. del Puerto de Rosario, del que se favore- globalizadora. y lengua dominada: nuevos y viejos 're- Cultura Nacional, Cátedra Literatura Ibe-
las deliberaciones de los "expertos". Va- En ella se comprometen al armado de pá- ce un pequeño grupo mientras que el 4) Lengua y habla. Lengua “culta”. La querimientos' en los procesos históricos roamericana I (Escuela de Letras UNR),
rias personalidades del campo de las le- gina web, programa, difusión, lista de invi-

edición de LA MAREA) y María Isabel Re-


25 % de los rosarinos están desemplea- lengua “oficial” y lengua “estándar”. Su latinoamericanos” es publicado en esta Alaletra, Pampillón, Agrupación Ex presos
tras fueron ignoradas en la lista inicial, lo tados y el pedido de dinero a empresas,

quejo, doctora en Letras por la UN de Tu-


dos, que miles están por debajo del límite contradicción con las variedades “no es-
que suscitó todo tipo de reclamos e inci- entre ellas Repsol y Telefónica. A su vez, de pobreza y cientos de expulsados del Políticos, Instituto Rosarino de Estudios
tándar”. Sociales IRDES, Asociación de Investiga-
dentes institucionales. difunden proyectos de obras públicas pa- campo se suman al cuadro de hambre y 5) Discutir sobre la “identidad lingüísti- cumán, directora de la sección Lingüística dores en Lengua Quechua de Tucumán,
Esta situación despertó interés y de- ra embellecer la ciudad de Rosario. (La miseria que prevalece. La ciudad de Ro- ca”, teniendo en cuenta que los pueblos Social, Procesos Comunicacionales y Centro de Investigaciones Lingüísticas
bates en los ámbitos culturales y el públi- Capital, Rosario, 21 y 24 de abril de sario se embelleció para el evento, inten- de América Latina han producido sus va- Educación del instituto Cerpacu de la mis- “Ricardo Nardi” de Córdoba, Pueblos Ori-
co en general. Se discutía sobre los invi- 2004). tanto vanamente ocultar estas falencias riedades del lenguaje. ma UNT y docente del área Comunicación ginarios en Lucha, Instituto CERPACU
tados y sobre las ponencias a presentar. Entre las empresas convocadas figu- que persisten y se agravan. Mecanismo 6) Discutir sobre la defensa y el desa- del Instituto Superior de Psicología social (Fac. de Filosofía y Letras de la UNT) y
Por otro lado, cientos de docentes pri- raron Aeropuertos Argentina 2000, Grupo con el que intentaron ocultar nuestra si- rrollo de la cultura nacional y popular. Su de Tucumán. Su ponencia fue: “Lengua Cátedra de Lingüística II (Lic. en Letras )
marios, secundarios y universitarios, prin- Telefónica, Grupo Telecom, Endesa, Gru- tuación y avasallar, no sólo nuestro patri- enfrentamiento a la cultura dominante. social. Identidad lingüística y autorías de de la UNT. MST, ALDE, CEPA, Agrupación
cipales trabajadores de la lengua y el ha- po Santander, Telefé, Repsol YPF, Orga- monio económico sino también, nuestra 7) Abrir debate y reflexionar acerca de la palabra-pensamiento”. J. W. Cooke, AMSAFE, Escuela de Antro-
bla, junto a estudiantes universitarios nización Techint, Sociedad Estatal de identidad y nuestra cultura. I las relaciones dialécticas que existen en- En la misma sala, el 24 de setiembre, pología UNR, Cátedra de Escultura I (Es-
(que solo obtuvieron apenas 250 becas Conmemoraciones Culturales, General
tre las lenguas, valoraciones hegemóni- la “Mesa” organizó el seminario “Identi- cuela de Artes UNR), Centro de Estudian-
para participar), se suma a la mayoría de Motors, Freixenet, las Autopistas del Sol,
cas y variedades dominantes y domina- dad, lengua y nuevas conquistas imperia- tes de Medicina, Sec. Gral de la FUR y
graduados, profesionales e intelectuales Oeste, Sur y La Plata, Mapfre, Prosegur,

la Lengua”, en el que intervinieron Josefi-


das y los procesos de dependencia socio- les - Una mirada crítica al III Congreso de Sec. Gral de la FUA, Mesa federal Agraria
que no lograron acceder al Congreso. A Univías, Vial 3, Rutal al Sur y varias de-

na Racedo, directora de LA MAREA, y la li-


política, económica y cultural. RA, CCC Aborigen, Unión Campesina,
pesar de la pluralidad lingüística propues- pendencias del gobierno español. Se cal-
ta en el programa del Congreso, los pue- cula que el IIICL habría costado 1,3 millo-
8) Discutir acerca de si es posible con- Revista LA MAREA. I

Stella Cipriani es artista plástica, docente de Hu- Inés Cristina Rosbaco, cuya ponencia
quistar una autoría de la palabra-pensa- cenciada en Ciencias de la Educación
blos originarios sólo estuvieron represen- nes de euros.
miento propia, al margen de procesos de
Correo: mesadebaterosario@hotmail.com
tados por especialistas hispano-parlan- El IIICL partió de un principio falaz: manidades y Artes de UNR e integrante de La Me-
liberación políticos y culturales. publicamos resumida en este número.
tes. Con lo cual intentaron controlar el de- considerar la lengua “castellana” como sa de Debate (ver recuadro).

6 la marea la marea 7
Una vieja historia
podemos pensar en qué oposición a los engendros que en cada go- vilegiados que “discutirán” delante de ellos.
lengua hemos construi- bierno de turno se nos imponen para doblegar Lo que quieren los organizadores de esta
do en este periodo. Reivindicamos con ur- nuestras luchas y proyectos como pueblo y nueva oferta de espejitos es que nuestro país
gencia alcanzar una mirada critica sobre es-
M e s a D e b a t e Ro s a r i o
como país. Albergamos en nuestro territorio tribute en una potencia que hoy tiene una gran
tos 512 años de historia. A lo que no pode- 13 lenguas vivas, además del español im- penetración de tipo imperialista en Argentina,
mos renunciar es a las lenguas previas. puesto. Lo hemos enriquecido con esas len- como lo expusimos más arriba.
El nuestro es otro árbol, no el de España. guas, en nuestro uso cotidiano. Considero que no es secundario que domi-
Nuestro tronco se nutre de raíces milenarias, Por eso afirmamos que detrás de este nemos una lengua que se expande por el mun- El viernes 3 de setiembre se presentó Entendemos que lo principal pasa por
vivas en América a pesar del oprobio y la ne- Congreso está el intento de lograr un nuevo do. En sí el habla de los pueblos no tiene carác- la “Mesa Debate Rosario” en la facultad defender la pluralidad lingüística de Amé-
gación. sometimiento, el seguir conculcando nuestras ter de clase, pero luchamos por afirmar dentro de Humanidades y Artes de esa ciudad. rica Latina y particularmente de la Argen-
En resistencia y lucha hemos ido buscan- conciencias y experiencias en aras de replicar de ella un contenido propio y no sólo por el en- La “Mesa” está integrada por distintas ins- tina y el reconocimiento de dicha plurali-
do construir un destino propio, independien- el pensamiento y la ideología de las clases riquecimiento de la lengua dominante. I tituciones culturales que cuestionan las dad, el derecho indeclinable de los pue-
te. No fueron otra cosa los levantamientos, dominantes en la vieja España. Porque allí características del Congreso de la Len- blos originarios a la utilización y difusión
las puebladas y hoy las movilizaciones y la irán los docentes a sorber el saber de los pri- gua: “Nuestra posición crítica ante el III
Josefina Racedo es psicóloga social, Directora de la de las lenguas originarias. Asimismo, tam-
Escuela de Psicología Social de Tucumán. Congreso Internacional de La Lengua Es- bién reconocemos que la lengua castella-
pañola –dice su declaración–, cuyo eje na nos permite entendernos entre todos
central de discusión será “Identidad Lin- los pueblos de América latina para debatir
Escribe Stella Cipriani
El Congreso de la Lengua, intereses y perspectivas
güística y Globalización”, nos llevó a con- nuestra problemática en una misma len- Entre el 4 y 5 de noviembre el Centro
formar una mesa de discusión compuesta gua. de Estudiantes de Humanidades y Artes,
por estudiantes universitarios, docentes, Consideramos que la llamada “globali- en el marco de la Mesa de Debate y la Fe-
El Congreso de la Lengua estuvo or- bate. A todos estos sectores excluidos se “la” lengua de España y de la mal llamada profesionales, artistas, periodistas, inte- zación” no es más que una plataforma ria del Libro que realizan regularmente,
ganizado y dirigido por la Real Academia los condenó a efectuar “acciones parale- “Hispanoamérica”. Siendo que en España lectuales y trabajadores de la cultura que ideológica con que se legaliza el ya viejo organizaron paneles en el que estuvieron
Española (RAE), organización que de- las” por fuera de él. subsisten otras lenguas vigorosas como nos proponemos abrir el debate alrededor derecho a la ingerencia a las antiguas po- invitados: Cristina Mateu, Héctor Rougier,
pende del Estado español y cuya misión El III Congreso de la Lengua (IIICL) la vasca y la catalana; y en América, so- de las siguientes consideraciones: tencias. Ha sido caracterizada como una Diana Dowek y Eduardo Azcuy Ameghino.
es defender y custodiar la pureza de la había sido parte de la política de Aznar, brevivieron a la conquista y exterminio es- 1) La contradicción entre la lengua co- ideología de la desideologización, que lleva Convocan para el 17 de noviembre, a las
lengua “castellana”. La iniciativa nacional cuando éste pierde las elecciones (tras el pañol, el guaraní, quechua, aymará, ma- mo creación histórica, social y simbólica al abandono del ser social y de las grandes 11 horas en Laprida y Mendoza (Rosario),
para realizar el III Congreso Internacional atentado de Atocha) asume Rodríguez puche, etc. Mientras que se hablan dialec- de los hombres en su proceso de unión, causas por la que los hombres lucharon a una manifestación en la que se “devuel-
de la Lengua Española comenzó en octu- Zapatero, representante de la socialde- tos en distintas regiones en toda América organización y lucha para relacionarse siempre. Por esta vía se vacían las tradicio- van” los espejitos al Rey de España, o se
bre del 2001 con De la Rúa. Durante su vi- mocracia española. Al tiempo, la senado- por inmensas mayorías oprimidas y em- con la naturaleza y satisfacer sus necesi- nes culturales, la identidad y la historia”. envién los espejitos pintados o con leyen-
sita a España aceptó que Argentina fuera ra Cristina Kirchner asume la responsabi- pobrecidas que no acceden a la educa- dades materiales y espirituales. La “Mesa” se presentó ese mismo 3 de das al Consulado Español como repudio a
sede del Congreso. El primero se había lidad de impulsar el evento ante el gobier- ción y a las que se les niega. 2) En el caso particular del idioma es- setiembre en el Consejo de Profesionales esta ofensiva cultural.
realizado en Zacatecas, México (1997) y no español. En Santa Fe la Vice Goberna- En nombre de defender el castellano pañol, poner en debate su utilización para de Ciencias Económicas de Rosario con Adhieren a la Mesa Debate Rosario:
el segundo en Valladolid, España (2001). dora María Eugenia Bielsa toma la tarea del avance de la lengua inglesa y de refor- la opresión de los pueblos originarios du- un panel en el que intervinieron Zulma Ca- Centro de Estudiantes de Humanidades y
Participaron de este Congreso sólo 70 de organizarlo. Se convoca a una mesa zar la unidad cultural y económica con los rante la Conquista y su actual utilización. ballero, doctora en Filosofía y Ciencias de Artes, Grupo Independiente de la Escuela
congresales e invitados designados por la con ministros y secretarios de Cultura de países hispanoparlantes, el gobierno es- 3) Confrontar con la idea de “homoge- la Educación y directora de la Carrera del de Letras, Grupo Estudiantes “Arte de la
RAE, nadie pudo participar sin ser invita- la Municipalidad, Provincia, Nación, dele- pañol y el argentino consolidan acuerdos neización de las culturas por la globaliza- Profesorado en Psicología de la UNR (un Calle”, “Bicho en el Ojo”, Corriente del
do. Unas 900 personas, entre los ellos un- gados del Instituto Cervantes de España y económicos en la perspectiva del "boom" ción anglo-yanqui” como única potencia fragmento de su ponencia “Lengua oficial Sur, Movimiento de Defensa Activa de la
os 170 extranjeros— pudieron presenciar autoridades de las Letras de Argentina. del Puerto de Rosario, del que se favore- globalizadora. y lengua dominada: nuevos y viejos 're- Cultura Nacional, Cátedra Literatura Ibe-
las deliberaciones de los "expertos". Va- En ella se comprometen al armado de pá- ce un pequeño grupo mientras que el 4) Lengua y habla. Lengua “culta”. La querimientos' en los procesos históricos roamericana I (Escuela de Letras UNR),
rias personalidades del campo de las le- gina web, programa, difusión, lista de invi- 25 % de los rosarinos están desemplea- lengua “oficial” y lengua “estándar”. Su latinoamericanos” es publicado en esta Alaletra, Pampillón, Agrupación Ex presos
tras fueron ignoradas en la lista inicial, lo tados y el pedido de dinero a empresas, dos, que miles están por debajo del límite contradicción con las variedades “no es- edición de LA MAREA) y María Isabel Re- Políticos, Instituto Rosarino de Estudios
que suscitó todo tipo de reclamos e inci- entre ellas Repsol y Telefónica. A su vez, de pobreza y cientos de expulsados del tándar”. quejo, doctora en Letras por la UN de Tu- Sociales IRDES, Asociación de Investiga-
dentes institucionales. difunden proyectos de obras públicas pa- campo se suman al cuadro de hambre y 5) Discutir sobre la “identidad lingüísti- cumán, directora de la sección Lingüística dores en Lengua Quechua de Tucumán,
Esta situación despertó interés y de- ra embellecer la ciudad de Rosario. (La miseria que prevalece. La ciudad de Ro- ca”, teniendo en cuenta que los pueblos Social, Procesos Comunicacionales y Centro de Investigaciones Lingüísticas
bates en los ámbitos culturales y el públi- Capital, Rosario, 21 y 24 de abril de sario se embelleció para el evento, inten- de América Latina han producido sus va- Educación del instituto Cerpacu de la mis- “Ricardo Nardi” de Córdoba, Pueblos Ori-
co en general. Se discutía sobre los invi- 2004). tanto vanamente ocultar estas falencias riedades del lenguaje. ma UNT y docente del área Comunicación ginarios en Lucha, Instituto CERPACU
tados y sobre las ponencias a presentar. Entre las empresas convocadas figu- que persisten y se agravan. Mecanismo 6) Discutir sobre la defensa y el desa- del Instituto Superior de Psicología social (Fac. de Filosofía y Letras de la UNT) y
Por otro lado, cientos de docentes pri- raron Aeropuertos Argentina 2000, Grupo con el que intentaron ocultar nuestra si- rrollo de la cultura nacional y popular. Su de Tucumán. Su ponencia fue: “Lengua Cátedra de Lingüística II (Lic. en Letras )
marios, secundarios y universitarios, prin- Telefónica, Grupo Telecom, Endesa, Gru- tuación y avasallar, no sólo nuestro patri- enfrentamiento a la cultura dominante. social. Identidad lingüística y autorías de de la UNT. MST, ALDE, CEPA, Agrupación
cipales trabajadores de la lengua y el ha- po Santander, Telefé, Repsol YPF, Orga- monio económico sino también, nuestra 7) Abrir debate y reflexionar acerca de la palabra-pensamiento”. J. W. Cooke, AMSAFE, Escuela de Antro-
bla, junto a estudiantes universitarios nización Techint, Sociedad Estatal de identidad y nuestra cultura. I las relaciones dialécticas que existen en- En la misma sala, el 24 de setiembre, pología UNR, Cátedra de Escultura I (Es-
(que solo obtuvieron apenas 250 becas Conmemoraciones Culturales, General
tre las lenguas, valoraciones hegemóni- la “Mesa” organizó el seminario “Identi- cuela de Artes UNR), Centro de Estudian-
para participar), se suma a la mayoría de Motors, Freixenet, las Autopistas del Sol,
cas y variedades dominantes y domina- dad, lengua y nuevas conquistas imperia- tes de Medicina, Sec. Gral de la FUR y
graduados, profesionales e intelectuales Oeste, Sur y La Plata, Mapfre, Prosegur,
das y los procesos de dependencia socio- les - Una mirada crítica al III Congreso de Sec. Gral de la FUA, Mesa federal Agraria
que no lograron acceder al Congreso. A Univías, Vial 3, Rutal al Sur y varias de-
política, económica y cultural. la Lengua”, en el que intervinieron Josefi- RA, CCC Aborigen, Unión Campesina,
pesar de la pluralidad lingüística propues- pendencias del gobierno español. Se cal-
8) Discutir acerca de si es posible con- na Racedo, directora de LA MAREA, y la li- Revista LA MAREA. I
ta en el programa del Congreso, los pue- cula que el IIICL habría costado 1,3 millo-
quistar una autoría de la palabra-pensa- cenciada en Ciencias de la Educación
blos originarios sólo estuvieron represen- nes de euros. Stella Cipriani es artista plástica, docente de Hu- miento propia, al margen de procesos de Inés Cristina Rosbaco, cuya ponencia
tados por especialistas hispano-parlan- El IIICL partió de un principio falaz: manidades y Artes de UNR e integrante de La Me-
liberación políticos y culturales. publicamos resumida en este número.
tes. Con lo cual intentaron controlar el de- considerar la lengua “castellana” como sa de Debate (ver recuadro). Correo: mesadebaterosario@hotmail.com

6 la marea la marea 7
Lengua
Lengua, identidad y dependencia

e
identidad
en la américa hispanohablante
Escribe Adolfo Colombres Juan Kancepolski, El libro sagrado, 1987. Oleo sobre tela.

L
a celebración en Rosario del Con- también, por desgracia, de los herederos de la sus padres y abuelos aprendieron al bajar del unos minutos a esos actos de contrición que seguirán en peligro de extinguirse, y muchas costumbres y ropajes.
greso Internacional de la Lengua Es- España Negra, clerical, etnocida y esclavista, barco y a la que pueden renunciar sin trau- tanto gustan a la conciencia cristiana, aun sa- se extinguirán en un plazo no muy largo. Ca- En el caso de bilingüismo, es forzoso
pañola ha agitado hasta el encono que fue y sigue siendo usada para dominar, mas para volverse a Europa cuando las cri- biendo que no se dejará de pecar. be destacar también que junto con ellas se avanzar hacia una complementación no anta-
del conflicto una cuestión que nunca dejó de para excluir, para recluir al otro en el círculo sis los expulsan, sino el vehículo de una cul- Señalan los estudios de la UNESCO que perderán todos los elementos de la cultura que gónica de los sistemas lingüísticos, como una
tener una importancia fundamental, pero que de la “barbarie”. Asumir esta dualidad impli- tura y una literatura que hace a su identidad casi el 60% de la humanidad habla alguno de no pueden ser transferidos a la lengua domi- forma de apuntalar el fortalecimiento y no la
rara vez entraba en los temarios de las gran- ca defender por un lado a los hijos de Cervan- profunda, y que cabe en consecuencia con- los ocho idiomas de mayor difusión, mientras nante. Por otra parte, si alguien sepulta su len- extinción de nuestras lenguas. Esto puede ser
des discusiones de la cultura. El proceso glo- tes de los potros de la nueva barbarie que ga- siderarlas propias), y por el otro, sin llegar al que, en el otro extremo del arco, el 96% de gua para eludir una discriminación, se cuida- visto como una utopía, pero se trata de una
balizador, cuya lengua es el inglés, parece ja- lopan por el mundo, arrojando bombas a parricidio, poner con energía las cosas en su las lenguas hoy existentes son habladas ape- rá también de practicar costumbres vistas co- utopía realizable, como lo pusieron ya de ma-
quear seriamente a la lengua de Castilla, por quienes se oponen a su exorbitante afán de lu- lugar, ayudando a que las “minorías” tengan nas por el 4% de la población mundial. Esto mo exóticas por la sociedad dominante, para nifiesto varios ejemplos. En México los indí-
más que ésta se encuentre entre las más ha- cro (porque para un buen porcentaje de los su lugar en el mundo. Mal pueden tenerlo si último ha llevado a algunos expertos a vatici- no ser señalado como un “primitivo”. genas han apelado a la informática para resol-
bladas del mundo. Es que si bien ésta no en- americanos no se trata sólo de una lengua que de entrada se les pide de un modo expreso o nar que en el curso del siglo XXI se extingui- Se sabe que la lengua es un indicativo sus- ver una serie de cuestiones prácticas que im-
frenta ningún peligro de extinción, se tácito que olviden su lengua. rán el 95% de las lenguas que hoy existen. tancial de la identidad, y más aún el habla, piden a sus lenguas convertirse en un vehícu-
siente bastardeada, colonizada o pe- En lo que se refiere al español como Algo más cauteloso, el Atlas de Idiomas en porque ésta termina de anclar al individuo en lo eficaz en el mundo moderno, y no ya tan
netrada por el inglés, que abarrota su lengua agredida, no me opondría, Peligro de ese organismo pone en riesgo de un territorio y una historia. Toda sociedad se sólo en el ámbito de lo cotidiano y sentimen-
léxico de palabras extrañas, las que no como ciertos sectores intelectuales, extinción al 68% de las lenguas, cifra algo funda en un lenguaje, y su derecho a él es ina- tal. El quechua, el aymara y el guaraní han pa-
sólo entran como neologismos técni- a una ley de defensa de esta lengua menor pero igualmente alarmante. Es que lienable, hasta el punto de que debería figurar sado al cine y la TV, y hay emisoras que trans-
cos, pues a menudo palabras de exis- en la esfera pública, pero esa ley, son pocas las que alcanzan hoy los cien mil entre los primeros derechos humanos. Los in- miten programas en muchas otras lenguas
tencia secular son desplazadas por su como llegué a proponerlo alguna hablantes, el umbral mínimo que han fijado convenientes que se quieran endilgar al bilin- amerindias y criollas.
homóloga inglesa, como llamar “Art vez en la Cámara de Diputados de los lingüistas para que una lengua sobreviva. güismo en la práctica social no pueden ser ja- Sin este salto hacia la vida contemporá-
Galery” a una galería del arte, la Nación, no tendría que referirse Se puede responder a este cuadro som- más un pretexto para tornarse cómplice de la nea, las lenguas americanas no pueden tener
“outlet” a los descartes y “sale” a la li- sólo a “la lengua”, sino a “las len- brío que la extinción de las lenguas no obede- extinción de una lengua dominada e imponer su futuro asegurado. El problema más urgen-
quidación de mercancías, palabras guas”, o sea, a la defensa de todas ce a un ciclo natural, como el que tienen los como única la lengua dominante, tal cual se te que se les presenta es su autodeterminación
que se multiplican tanto en los barrios las lenguas que se hablan en el país. seres biológicos, sino que es el resultado de vino haciendo hasta ahora. Nadie puede arro- (es decir, desplegarse sobre su propio hori-
elegantes como populosos, y que dan Porque a nadie se le escapa que esas una fuerte discriminación, de la estigmatiza- garse desde afuera la facultad de decidir, y ni zonte), como una forma de salvar el largo
cuenta de la fascinación que ejercen otras lenguas, en su mayoría indíge- ción de una determinada identidad y de la siquiera de cuestionar, algo que compromete congelamiento provocado por el proceso
en las clases medias y altas los mode- nas pero también criollas, están en presión escolar y social. A fin de salvar a sus tan hondamente el destino de un pueblo. La aculturativo y devolverles la dinámica que
los culturales que impone la globali- una situación muy crítica, y ese hijos del estigma, a menudo los padres optan lengua determina la estructura misma del hoy precisan para resolver las complejas si-
zación. mismo español que reclama tónicos por el recurso dramático de no transmitirles pensamiento: se piensa porque se habla, y no tuaciones comunicativas que se les plantean.
El español es la lengua de Cervan- contra los males que vienen de su lengua, para que tengan la lengua domi- al revés. Aun más, se piensa conforme se ha- Muchos pueblos del continente vienen desa-
tes y del Siglo de Oro, cuyo esplendor afuera las empuja cada día a su de- nante como primera e incluso única, sacrifi- bla. Quien pierde sus propias estructuras de rrollando desde hace años grandes esfuerzos
se mantiene vivo en muchas zonas de saparición, sin dedicar siquiera cando con ello todos los contenidos emocio- pensamiento y de aprehensión simbólica del de modernización lingüística, aunque todavía
Aída Carballo, fragmento de
Nuestra América como una parte irre- nales y los saberes que conlleva. Por eso, sin mundo ha perdido ya el alma de su cultura, en forma dispersa y sin todo el apoyo oficial
nunciable de nuestra herencia, pero Autoretrato con autobigrafía, atacar a fondo la discriminación las lenguas por más que se empeñe en conservar algunas que el tema merece.
aguafuerte.

8 la marea la marea 9
Lengua
Lengua, identidad y dependencia

e
identidad
en la américa hispanohablante
Escribe Adolfo Colombres Juan Kancepolski, El libro sagrado, 1987. Oleo sobre tela.

L
a celebración en Rosario del Con- también, por desgracia, de los herederos de la sus padres y abuelos aprendieron al bajar del unos minutos a esos actos de contrición que seguirán en peligro de extinguirse, y muchas costumbres y ropajes.
greso Internacional de la Lengua Es- España Negra, clerical, etnocida y esclavista, barco y a la que pueden renunciar sin trau- tanto gustan a la conciencia cristiana, aun sa- se extinguirán en un plazo no muy largo. Ca- En el caso de bilingüismo, es forzoso
pañola ha agitado hasta el encono que fue y sigue siendo usada para dominar, mas para volverse a Europa cuando las cri- biendo que no se dejará de pecar. be destacar también que junto con ellas se avanzar hacia una complementación no anta-
del conflicto una cuestión que nunca dejó de para excluir, para recluir al otro en el círculo sis los expulsan, sino el vehículo de una cul- Señalan los estudios de la UNESCO que perderán todos los elementos de la cultura que gónica de los sistemas lingüísticos, como una
tener una importancia fundamental, pero que de la “barbarie”. Asumir esta dualidad impli- tura y una literatura que hace a su identidad casi el 60% de la humanidad habla alguno de no pueden ser transferidos a la lengua domi- forma de apuntalar el fortalecimiento y no la
rara vez entraba en los temarios de las gran- ca defender por un lado a los hijos de Cervan- profunda, y que cabe en consecuencia con- los ocho idiomas de mayor difusión, mientras nante. Por otra parte, si alguien sepulta su len- extinción de nuestras lenguas. Esto puede ser
des discusiones de la cultura. El proceso glo- tes de los potros de la nueva barbarie que ga- siderarlas propias), y por el otro, sin llegar al que, en el otro extremo del arco, el 96% de gua para eludir una discriminación, se cuida- visto como una utopía, pero se trata de una
balizador, cuya lengua es el inglés, parece ja- lopan por el mundo, arrojando bombas a parricidio, poner con energía las cosas en su las lenguas hoy existentes son habladas ape- rá también de practicar costumbres vistas co- utopía realizable, como lo pusieron ya de ma-
quear seriamente a la lengua de Castilla, por quienes se oponen a su exorbitante afán de lu- lugar, ayudando a que las “minorías” tengan nas por el 4% de la población mundial. Esto mo exóticas por la sociedad dominante, para nifiesto varios ejemplos. En México los indí-
más que ésta se encuentre entre las más ha- cro (porque para un buen porcentaje de los su lugar en el mundo. Mal pueden tenerlo si último ha llevado a algunos expertos a vatici- no ser señalado como un “primitivo”. genas han apelado a la informática para resol-
bladas del mundo. Es que si bien ésta no en- americanos no se trata sólo de una lengua que de entrada se les pide de un modo expreso o nar que en el curso del siglo XXI se extingui- Se sabe que la lengua es un indicativo sus- ver una serie de cuestiones prácticas que im-
frenta ningún peligro de extinción, se tácito que olviden su lengua. rán el 95% de las lenguas que hoy existen. tancial de la identidad, y más aún el habla, piden a sus lenguas convertirse en un vehícu-
siente bastardeada, colonizada o pe- En lo que se refiere al español como Algo más cauteloso, el Atlas de Idiomas en porque ésta termina de anclar al individuo en lo eficaz en el mundo moderno, y no ya tan
netrada por el inglés, que abarrota su lengua agredida, no me opondría, Peligro de ese organismo pone en riesgo de un territorio y una historia. Toda sociedad se sólo en el ámbito de lo cotidiano y sentimen-
léxico de palabras extrañas, las que no como ciertos sectores intelectuales, extinción al 68% de las lenguas, cifra algo funda en un lenguaje, y su derecho a él es ina- tal. El quechua, el aymara y el guaraní han pa-
sólo entran como neologismos técni- a una ley de defensa de esta lengua menor pero igualmente alarmante. Es que lienable, hasta el punto de que debería figurar sado al cine y la TV, y hay emisoras que trans-
cos, pues a menudo palabras de exis- en la esfera pública, pero esa ley, son pocas las que alcanzan hoy los cien mil entre los primeros derechos humanos. Los in- miten programas en muchas otras lenguas
tencia secular son desplazadas por su como llegué a proponerlo alguna hablantes, el umbral mínimo que han fijado convenientes que se quieran endilgar al bilin- amerindias y criollas.
homóloga inglesa, como llamar “Art vez en la Cámara de Diputados de los lingüistas para que una lengua sobreviva. güismo en la práctica social no pueden ser ja- Sin este salto hacia la vida contemporá-
Galery” a una galería del arte, la Nación, no tendría que referirse Se puede responder a este cuadro som- más un pretexto para tornarse cómplice de la nea, las lenguas americanas no pueden tener
“outlet” a los descartes y “sale” a la li- sólo a “la lengua”, sino a “las len- brío que la extinción de las lenguas no obede- extinción de una lengua dominada e imponer su futuro asegurado. El problema más urgen-
quidación de mercancías, palabras guas”, o sea, a la defensa de todas ce a un ciclo natural, como el que tienen los como única la lengua dominante, tal cual se te que se les presenta es su autodeterminación
que se multiplican tanto en los barrios las lenguas que se hablan en el país. seres biológicos, sino que es el resultado de vino haciendo hasta ahora. Nadie puede arro- (es decir, desplegarse sobre su propio hori-
elegantes como populosos, y que dan Porque a nadie se le escapa que esas una fuerte discriminación, de la estigmatiza- garse desde afuera la facultad de decidir, y ni zonte), como una forma de salvar el largo
cuenta de la fascinación que ejercen otras lenguas, en su mayoría indíge- ción de una determinada identidad y de la siquiera de cuestionar, algo que compromete congelamiento provocado por el proceso
en las clases medias y altas los mode- nas pero también criollas, están en presión escolar y social. A fin de salvar a sus tan hondamente el destino de un pueblo. La aculturativo y devolverles la dinámica que
los culturales que impone la globali- una situación muy crítica, y ese hijos del estigma, a menudo los padres optan lengua determina la estructura misma del hoy precisan para resolver las complejas si-
zación. mismo español que reclama tónicos por el recurso dramático de no transmitirles pensamiento: se piensa porque se habla, y no tuaciones comunicativas que se les plantean.
El español es la lengua de Cervan- contra los males que vienen de su lengua, para que tengan la lengua domi- al revés. Aun más, se piensa conforme se ha- Muchos pueblos del continente vienen desa-
tes y del Siglo de Oro, cuyo esplendor afuera las empuja cada día a su de- nante como primera e incluso única, sacrifi- bla. Quien pierde sus propias estructuras de rrollando desde hace años grandes esfuerzos
se mantiene vivo en muchas zonas de saparición, sin dedicar siquiera cando con ello todos los contenidos emocio- pensamiento y de aprehensión simbólica del de modernización lingüística, aunque todavía
Nuestra América como una parte irre- nales y los saberes que conlleva. Por eso, sin mundo ha perdido ya el alma de su cultura, en forma dispersa y sin todo el apoyo oficial
nunciable de nuestra herencia, pero atacar a fondo la discriminación las lenguas por más que se empeñe en conservar algunas que el tema merece.
Aída Carballo, fragmento de
Autoretrato con autobigrafía,
aguafuerte.

8 la marea la marea 9
Lengua e identidad...
yen productos mestizos o de fusión. Así, por En la dinámica social de la liberación, el menos aún las
precisa, para no colmarlo de vocablos ajenos
ejemplo, cuando el papiamento no dispone de concepto de “lenguas en extinción” debe ser palabras para ha-
que vengan a poner de manifiesto su impo-
un lexema específico puede tomarlo directa- abolido, pues tal muerte no ocurrirá si nos pro- cerlo. Por el con-
tencia expresiva.
mente del español (su otra matriz), sin que ponemos impedirlo, utilizando todos los re- trario, hizo de su
La oficialización plantea en lo inmediato
eso lo degrade. El créole haitiano y el papia- cursos a nuestro alcance, y sobre todo los re- renuncia al len-
el problema de definir una lengua estandari-
mento de Curaçao se están convirtiendo en la sortes educativos. Un plan coherente de salva- guaje una llave mágica que le abrirá las puer-
zada, que pueda contar con un diccionario y
lengua más importante de sus respectivos mento las convertirá en poco tiempo en len- tas de una felicidad tan pobre como ilusoria.
una gramática unitaria. Cada una de las 37
ámbitos, aunque sin desplazar al francés y el guas en emergencia. Quienes hablan categóri- Es que la cultura de masas, dice Baudrillard,
variantes dialectales que tendría el quechua,
holandés. camente de “lenguas en extinción’ suelen ser excluye de plano la cultura y el saber. Y sin
por ejemplo, puede mantener plena vigencia
Por lo pronto, y en apoyo a la emergencia los que no sólo no hacen nada para impedirlo, saber, ¿puede haber homo sapiens?
en su propio territorio, sin realizar mayores
de nuestras lenguas, es preciso encarar de in- sino también los que incluso apuran su muer- Nos sentimos a menudo inclinados a vivir
sacrificios en aras de una lengua general, pe-
mediato la tan escamoteada cuestión de su re- te, recortando los espacios sociales en los que tal especie de mutación antropológica como
ro el desarrollo literario y científico precisa,
conocimiento legal a nivel nacional o regio- esas lenguas son empleadas, como las escue- una gran tragedia, sin advertir que esta última
sí, de ella, aunque para esto se tenga que re-
nal, e incluso también local, pues las lenguas las que prohíben a los indígenas expresarse en se trata, como ya lo señalara Steiner, de un
currir a una convención erudita, como lo fue
muy minoritarias (las pertenecientes a las mi- ellas incluso fuera del aula. A menudo, tal ac- género reaccionario por su derrotismo. En
el latín de iglesia, el árabe clásico, el hebreo
croetnias) tienen asimismo derecho a ser ad- titud proviene del cientificismo extremo, que efecto, la tragedia se despliega sobre la ceni-
rabínico y el chino clásico, entre otros casos
mitidas en la estructura jurídico-institucional sólo asume el compromiso de estudiar esas za de las cosas, como una consolación por el
que nos presenta la historia, que permitieron
del Estado, de igual modo que el más misera- lenguas antes de que se extingan, sin plantear- verbo y la metafísica. Occidente nos ha im-
sortear una compleja fragmentación lingüísti-
ble de los ciudadanos posee el derecho a un se siquiera la posibilidad de ayudarlas a sobre- buido de un profundo sentimiento trágico, al-
ca e imprimir a sus culturas básicas una di-
documento de identidad que acredite su con- vivir. go poco cultivado por otras civilizaciones,
mensión civilizatoria universal. Podría haber
dición de tal. Al ya viejo problema de la colonización de las que frente a la desigualdad de las fuerzas
tranquilamente una rica literatura en quechua
Dicho reconocimiento no debe quedarse las lenguas se suman hoy otros, como el del militares optaron por abroquelarse en su fuer-
con suficientes lectores, puesto que son va-
en lo meramente declarativo, sino implicar un empobrecimiento generalizado del lenguaje, za moral, en una resistencia cultural que les
rios millones los hablantes de este idioma que
deber del Estado de instrumentar la educa- pues el inglés que domina ni el español domi- permitió sobrevivir sin cantar su propia
han accedido a la escritura, siempre que se al-
ción indígena y de otras minorías lingüísticas nado son ya las lenguas de Shakespeare y de muerte con una lira y entregar luego el alma.
cance una lengua literaria uniformada y se la
en los territorios que se especifiquen como Quevedo, sino pobres formas dialectales que En el espíritu de la tragedia subyace el fa-
enseñe en las escuelas de la región.
ámbitos de aplicación de la ley, lo que hasta se van vaciando de contenido a medida que as- talismo, la aceptación de que las cosas son así
Esto último sería tarea de las academias
ahora suele ser optativo. En las regiones de- ciende la insignificancia. Ya en l96l George por disposición divina, o del destino. Así
de la lengua que algunos pueblos indígenas
claradas interétnicas, la educación debe ser Steiner alertaba sobre el acelerado empobreci- pensamos hoy que la globalización y el neo-
han creado. O sea, conciliar por un lado los
intercultural también para los miembros de la miento del lenguaje, así como sobre la forma capitalismo salvaje son la condición inevita-
dialectos al menos en el terreno de la escritu-
sociedad nacional. Enseñar a éstos los funda- en que la cultura de masas iba destruyendo la ble de estos tiempos, algo que los sencillos
ra, y acuñar por el otro neologismos dentro
mentos de la otra cultura, sus valores y rela- cultura literaria. A su juicio, la palabra confi- humanos no podemos revertir. Pero no es así.
Víctor Rebuffo. Xilografía.
del propio sistema de la lengua, para nombrar
tos, es educarlos para el diálogo interétnico y guraba ya un medio de intercambio tan perver- Estamos ante una agresión a nuestros más
la multitud de elementos nuevos que se de-
la no discriminación. El reconocimiento legal so como el dinero, formando parte del fetichis- arraigados modos de vida, a los fundamentos
signan hasta ahora con palabras tomadas de
de las lenguas contemplará también la vali- mo de la mercancía, como secuela de la publi- mismos de nuestras culturas, y lo que hay que
la lengua dominante. La academia puede le-
La emergencia de nuestras lenguas no dez del uso de ella en los ámbitos administra- cidad y otras manipulaciones ideológicas. En hacer es enfrentar a esos frágiles tinglados,
darle una validez institucional ni generalizar gitimarlos como válidos, por más que tales
puede darse ya en un marco de monolingüis- tivo y judicial, así como el apoyo con recur- los 43 años que pasaron desde entonces, en los donde no imperan las luces de lo sagrado, la
su uso en la prensa escrita ni en los medios neologismos no se usen todavía en ningún
mo, cosa que ningún grupo étnico reclama. Sí, sos genuinos al desarrollo cultural de dichos que se dio una sorprendente revolución en los intensidad de los símbolos verdaderos ni las
audiovisuales. Algo similar ha pasado con el ámbito territorial específico y queden reduci-
el bilingüismo es necesario, pero éste ha de pueblos, por que no puede existir un verdade- medios de difusión, el problema no hizo más conquistas morales que alcanzó la humani-
quechua y el aymara en Perú y Bolivia, aun- dos a la esfera de una convención literaria. En
ser encarado con precauciones, para evitar ro desarrollo lingüístico, un proceso de des- que agravarse, hasta el extremo de que la co- dad al cabo de más de tres millones de años
que la situación se irá modificando a medida el caso del quechua, existen ya varias acade-
que se convierta en la primera etapa en la ex- colonización de las lenguas, sin un concomi- municación sólo puede hacerse ya efectiva de evolución. Se trata de una regresión en-
que dichas etnias alcancen una mayor visibi- mias desplegadas en los distintos países de su
tinción de las lenguas dominadas, como ya en tante proceso de desarrollo cultural, que per- dentro de un lenguaje disminuido y corrupto. mascarada con los destellos de una ciencia y
lidad política y fortalezcan su presencia cultu- área de influencia, las que podrían abordar un
1954 advertía Rosemblat. Tal bilingüismo no mita a los grupos producir su propia moderni- En esta era de la palabra devaluada, adoce- una técnica autistas que van a la deriva, cada
ral en la vida del país. Como señala Esteban trabajo conjunto, bajo la égida de la Acade-
dejará a la deriva a la lengua dominada, sino dad, como alternativa válida, oponible a la de nada, domesticada, se torna necesario recupe- vez más ajenas a toda ética y despreocupadas
E. Mosonyi, resulta prioritario que estas len- mia de la Lengua Quechua del Qosqo. Esto
que la privilegiará en todos los campos, para la sociedad dominante. rar ese valor mágico, numinoso, que aún po- del bienestar de los pueblos.
guas puedan pronto moverse cómodamente sería parte del autodesarrollo lingüístico de
apuntalar su real emergencia. Es decir, la len- seen los “lenguajes en vías de extinción”, cla- Es preciso recordar que la función del
en el ámbito de la programación escolar, de la los pueblos, con miras a alcanzar su propia
gua dominada no debe seguir siendo un mero ves capaces de salvar al mundo de la desertifi- lenguaje, antes que expresar el pensamien-
ciencia y la tecnología elementales, del perio- modernidad y evitar el naufragio de la lengua
instrumento de aproximación conceptual, si- cación del sentido. Es que una palabra vacia- to y reproducir la compleja actividad del
dismo básico, de los textos jurídicos más co- por la incorporación excesiva de vocablos to-
no materia de estudio y un objeto central del da de sentido no puede tener ya vínculos con espíritu, es jugar un papel pragmático acti-
rrientes. Pero hasta el día de hoy, para abordar mados del idioma dominante. En todo esto
proceso de desarrollo. Sólo por esta vía se po- la acción, o sólo sirve para poner trabas a todo vo en el comportamiento humano, y sobre
tales terrenos el hablante de quechua o ayma- resulta de fundamental importancia una clara
drá llegar a ese bilingüismo perfecto que acto capaz de transformar la realidad, como se todo ético. En la defensa del ethos social,
ra utiliza un español quechuizado o aymariza- voluntad política, tanto de la sociedad nacio-
constituye la solución. Si alguien se expresa ve con harta frecuencia. la palabra ha de extremar sus recaudos pa-
do, mientras que el hablante de guaraní apela nal como de los mismos grupos étnicos, los
mal en la lengua dominante será discrimina- Por eso, defender a las lenguas oprimidas ra no hacerse cómplice, por acción u omi-
al yopará, una lengua mezclada. que a menudo, movidos por la desesperanza,
do, y si habla mal su propia lengua estará po- es hoy defender al homo sapiens, a ese bípedo sión, del ascenso del consumo como gran
El desafío es grande, pues el tiempo se se dejan despojar pasivamente de su lengua y
niendo de manifiesto que la situación colonial insatisfecho que, en su afán de conocer el mito de la aldea global. I
acorta y las viejas trabas coloniales impiden a hasta se fugan de su propia identidad.
permanece, y que tal bilingüismo puede ser mundo, inventó millones de palabras para dar
los grupos amerindios producir todas las res- Este problema que se plantea como una
tan sólo de transición. cuenta de los más sutiles matices al inteligir la
necesidad de las lenguas amerindias que bus-
Adolfo Colombres es ensayista y novelista. Autor de va-
puestas necesarias. Esto debe ser asumido co-
El guaraní goza en el Paraguay de un gran realidad o expresar un sentimiento. El homo
mo un problema nacional, y brindar un fran- can su descolonización, puede no serlo en el
reconocimiento, que alcanza incluso a los más consumens, por el contrario, no experimenta
co apoyo a las etnias en la tarea de descoloni- caso de las lenguas criollas, como observa rias obras sobre antropología cultural de América Latina.
altos niveles de la sociedad. La nueva Consti- ningún deseo de profundizar, de saber, ni po- Recientemente publicó América como civilización emer-
zar su idioma, generando a partir de su propio Mosonyi, pues son sistemas por naturaleza
tución lo oficializó, pero no bastó esto para see sentimientos especiales que transmitir y gente.
horizonte lingüístico los neologismos que abiertos a otras lenguas, desde que constitu-

10 la marea la marea 11
Lengua e identidad...
yen productos mestizos o de fusión. Así, por En la dinámica social de la liberación, el menos aún las
precisa, para no colmarlo de vocablos ajenos
ejemplo, cuando el papiamento no dispone de concepto de “lenguas en extinción” debe ser palabras para ha-
que vengan a poner de manifiesto su impo-
un lexema específico puede tomarlo directa- abolido, pues tal muerte no ocurrirá si nos pro- cerlo. Por el con-
tencia expresiva.
mente del español (su otra matriz), sin que ponemos impedirlo, utilizando todos los re- trario, hizo de su
La oficialización plantea en lo inmediato
eso lo degrade. El créole haitiano y el papia- cursos a nuestro alcance, y sobre todo los re- renuncia al len-
el problema de definir una lengua estandari-
mento de Curaçao se están convirtiendo en la sortes educativos. Un plan coherente de salva- guaje una llave mágica que le abrirá las puer-
zada, que pueda contar con un diccionario y
lengua más importante de sus respectivos mento las convertirá en poco tiempo en len- tas de una felicidad tan pobre como ilusoria.
una gramática unitaria. Cada una de las 37
ámbitos, aunque sin desplazar al francés y el guas en emergencia. Quienes hablan categóri- Es que la cultura de masas, dice Baudrillard,
variantes dialectales que tendría el quechua,
holandés. camente de “lenguas en extinción’ suelen ser excluye de plano la cultura y el saber. Y sin
por ejemplo, puede mantener plena vigencia
Por lo pronto, y en apoyo a la emergencia los que no sólo no hacen nada para impedirlo, saber, ¿puede haber homo sapiens?
en su propio territorio, sin realizar mayores
de nuestras lenguas, es preciso encarar de in- sino también los que incluso apuran su muer- Nos sentimos a menudo inclinados a vivir
sacrificios en aras de una lengua general, pe-
mediato la tan escamoteada cuestión de su re- te, recortando los espacios sociales en los que tal especie de mutación antropológica como
ro el desarrollo literario y científico precisa,
conocimiento legal a nivel nacional o regio- esas lenguas son empleadas, como las escue- una gran tragedia, sin advertir que esta última
sí, de ella, aunque para esto se tenga que re-
nal, e incluso también local, pues las lenguas las que prohíben a los indígenas expresarse en se trata, como ya lo señalara Steiner, de un
currir a una convención erudita, como lo fue
muy minoritarias (las pertenecientes a las mi- ellas incluso fuera del aula. A menudo, tal ac- género reaccionario por su derrotismo. En
el latín de iglesia, el árabe clásico, el hebreo
croetnias) tienen asimismo derecho a ser ad- titud proviene del cientificismo extremo, que efecto, la tragedia se despliega sobre la ceni-
rabínico y el chino clásico, entre otros casos
mitidas en la estructura jurídico-institucional sólo asume el compromiso de estudiar esas za de las cosas, como una consolación por el
que nos presenta la historia, que permitieron
del Estado, de igual modo que el más misera- lenguas antes de que se extingan, sin plantear- verbo y la metafísica. Occidente nos ha im-
sortear una compleja fragmentación lingüísti-
ble de los ciudadanos posee el derecho a un se siquiera la posibilidad de ayudarlas a sobre- buido de un profundo sentimiento trágico, al-
ca e imprimir a sus culturas básicas una di-
documento de identidad que acredite su con- vivir. go poco cultivado por otras civilizaciones,
mensión civilizatoria universal. Podría haber
dición de tal. Al ya viejo problema de la colonización de las que frente a la desigualdad de las fuerzas
tranquilamente una rica literatura en quechua
Dicho reconocimiento no debe quedarse las lenguas se suman hoy otros, como el del militares optaron por abroquelarse en su fuer-
con suficientes lectores, puesto que son va-
en lo meramente declarativo, sino implicar un empobrecimiento generalizado del lenguaje, za moral, en una resistencia cultural que les
rios millones los hablantes de este idioma que
deber del Estado de instrumentar la educa- pues el inglés que domina ni el español domi- permitió sobrevivir sin cantar su propia
han accedido a la escritura, siempre que se al-
ción indígena y de otras minorías lingüísticas nado son ya las lenguas de Shakespeare y de muerte con una lira y entregar luego el alma.
cance una lengua literaria uniformada y se la
en los territorios que se especifiquen como Quevedo, sino pobres formas dialectales que En el espíritu de la tragedia subyace el fa-
enseñe en las escuelas de la región.
ámbitos de aplicación de la ley, lo que hasta se van vaciando de contenido a medida que as- talismo, la aceptación de que las cosas son así
Esto último sería tarea de las academias
ahora suele ser optativo. En las regiones de- ciende la insignificancia. Ya en l96l George por disposición divina, o del destino. Así
de la lengua que algunos pueblos indígenas
claradas interétnicas, la educación debe ser Steiner alertaba sobre el acelerado empobreci- pensamos hoy que la globalización y el neo-
han creado. O sea, conciliar por un lado los
intercultural también para los miembros de la miento del lenguaje, así como sobre la forma capitalismo salvaje son la condición inevita-
dialectos al menos en el terreno de la escritu-
sociedad nacional. Enseñar a éstos los funda- en que la cultura de masas iba destruyendo la ble de estos tiempos, algo que los sencillos
ra, y acuñar por el otro neologismos dentro
mentos de la otra cultura, sus valores y rela- cultura literaria. A su juicio, la palabra confi- humanos no podemos revertir. Pero no es así.
del propio sistema de la lengua, para nombrar
tos, es educarlos para el diálogo interétnico y guraba ya un medio de intercambio tan perver- Estamos ante una agresión a nuestros más
la multitud de elementos nuevos que se de-
so como el dinero, formando parte del fetichis- arraigados modos de vida, a los fundamentos
Víctor Rebuffo. Xilografía.
signan hasta ahora con palabras tomadas de la no discriminación. El reconocimiento legal
de las lenguas contemplará también la vali- mo de la mercancía, como secuela de la publi- mismos de nuestras culturas, y lo que hay que
la lengua dominante. La academia puede le-
La emergencia de nuestras lenguas no dez del uso de ella en los ámbitos administra- cidad y otras manipulaciones ideológicas. En hacer es enfrentar a esos frágiles tinglados,
darle una validez institucional ni generalizar gitimarlos como válidos, por más que tales
puede darse ya en un marco de monolingüis- tivo y judicial, así como el apoyo con recur- los 43 años que pasaron desde entonces, en los donde no imperan las luces de lo sagrado, la
su uso en la prensa escrita ni en los medios neologismos no se usen todavía en ningún
mo, cosa que ningún grupo étnico reclama. Sí, sos genuinos al desarrollo cultural de dichos que se dio una sorprendente revolución en los intensidad de los símbolos verdaderos ni las
audiovisuales. Algo similar ha pasado con el ámbito territorial específico y queden reduci-
el bilingüismo es necesario, pero éste ha de pueblos, por que no puede existir un verdade- medios de difusión, el problema no hizo más conquistas morales que alcanzó la humani-
quechua y el aymara en Perú y Bolivia, aun- dos a la esfera de una convención literaria. En
ser encarado con precauciones, para evitar ro desarrollo lingüístico, un proceso de des- que agravarse, hasta el extremo de que la co- dad al cabo de más de tres millones de años
que la situación se irá modificando a medida el caso del quechua, existen ya varias acade-
que se convierta en la primera etapa en la ex- colonización de las lenguas, sin un concomi- municación sólo puede hacerse ya efectiva de evolución. Se trata de una regresión en-
que dichas etnias alcancen una mayor visibi- mias desplegadas en los distintos países de su
tinción de las lenguas dominadas, como ya en tante proceso de desarrollo cultural, que per- dentro de un lenguaje disminuido y corrupto. mascarada con los destellos de una ciencia y
lidad política y fortalezcan su presencia cultu- área de influencia, las que podrían abordar un
1954 advertía Rosemblat. Tal bilingüismo no mita a los grupos producir su propia moderni- En esta era de la palabra devaluada, adoce- una técnica autistas que van a la deriva, cada
ral en la vida del país. Como señala Esteban trabajo conjunto, bajo la égida de la Acade-
dejará a la deriva a la lengua dominada, sino dad, como alternativa válida, oponible a la de nada, domesticada, se torna necesario recupe- vez más ajenas a toda ética y despreocupadas
E. Mosonyi, resulta prioritario que estas len- mia de la Lengua Quechua del Qosqo. Esto
que la privilegiará en todos los campos, para la sociedad dominante. rar ese valor mágico, numinoso, que aún po- del bienestar de los pueblos.
guas puedan pronto moverse cómodamente sería parte del autodesarrollo lingüístico de
apuntalar su real emergencia. Es decir, la len- seen los “lenguajes en vías de extinción”, cla- Es preciso recordar que la función del
en el ámbito de la programación escolar, de la los pueblos, con miras a alcanzar su propia
gua dominada no debe seguir siendo un mero ves capaces de salvar al mundo de la desertifi- lenguaje, antes que expresar el pensamien-
ciencia y la tecnología elementales, del perio- modernidad y evitar el naufragio de la lengua
instrumento de aproximación conceptual, si- cación del sentido. Es que una palabra vacia- to y reproducir la compleja actividad del
dismo básico, de los textos jurídicos más co- por la incorporación excesiva de vocablos to-
no materia de estudio y un objeto central del da de sentido no puede tener ya vínculos con espíritu, es jugar un papel pragmático acti-
rrientes. Pero hasta el día de hoy, para abordar mados del idioma dominante. En todo esto
proceso de desarrollo. Sólo por esta vía se po- la acción, o sólo sirve para poner trabas a todo vo en el comportamiento humano, y sobre
tales terrenos el hablante de quechua o ayma- resulta de fundamental importancia una clara
drá llegar a ese bilingüismo perfecto que acto capaz de transformar la realidad, como se todo ético. En la defensa del ethos social,
ra utiliza un español quechuizado o aymariza- voluntad política, tanto de la sociedad nacio-
constituye la solución. Si alguien se expresa ve con harta frecuencia. la palabra ha de extremar sus recaudos pa-
do, mientras que el hablante de guaraní apela nal como de los mismos grupos étnicos, los
mal en la lengua dominante será discrimina- Por eso, defender a las lenguas oprimidas ra no hacerse cómplice, por acción u omi-
al yopará, una lengua mezclada. que a menudo, movidos por la desesperanza,
do, y si habla mal su propia lengua estará po- es hoy defender al homo sapiens, a ese bípedo sión, del ascenso del consumo como gran
El desafío es grande, pues el tiempo se se dejan despojar pasivamente de su lengua y
niendo de manifiesto que la situación colonial insatisfecho que, en su afán de conocer el mito de la aldea global. I
acorta y las viejas trabas coloniales impiden a hasta se fugan de su propia identidad.
permanece, y que tal bilingüismo puede ser mundo, inventó millones de palabras para dar
los grupos amerindios producir todas las res- Este problema que se plantea como una
tan sólo de transición. cuenta de los más sutiles matices al inteligir la
puestas necesarias. Esto debe ser asumido co- necesidad de las lenguas amerindias que bus-
El guaraní goza en el Paraguay de un gran realidad o expresar un sentimiento. El homo
mo un problema nacional, y brindar un fran- can su descolonización, puede no serlo en el
consumens, por el contrario, no experimenta
Adolfo Colombres es ensayista y novelista. Autor de va-
reconocimiento, que alcanza incluso a los más co apoyo a las etnias en la tarea de descoloni- caso de las lenguas criollas, como observa rias obras sobre antropología cultural de América Latina.
altos niveles de la sociedad. La nueva Consti- ningún deseo de profundizar, de saber, ni po-
zar su idioma, generando a partir de su propio Mosonyi, pues son sistemas por naturaleza Recientemente publicó América como civilización emer-

tución lo oficializó, pero no bastó esto para see sentimientos especiales que transmitir y
horizonte lingüístico los neologismos que abiertos a otras lenguas, desde que constitu-
gente.

10 la marea la marea 11
Lengua, identidad y dependencia

Defensa de
herencia, es anterior a nuestra propia exis- “En este marco suele ser frecuente que He aquí la memoria transcripta. La
tencia. los artistas se coloquen para colocar su historia palpitante. El carozo, el asun-
Y si el lenguaje es herencia será indefec- obra. Cuando hablan de arte también están to impostergable que deberemos eter-
tiblemente el motor de nuestro pensamiento, hablando de competencia, cuando aparecen nizar contra las nuevas formas de bar-
marcará nuestros límites, formará nuestra más obsesionados por la búsqueda de una barie para que el próximo siglo nos
conciencia, condicionará nuestras elecciones forma, con un ojo miran al mercado y al pú- encuentre culturalmente soberanos,
a las de la cultura de la comunidad que nos blico” dice Beatriz Sarlo. Son pocos los que victoriosos en nuestro mundo de per-
contiene, con su pasado gravitando sobre el se escapan de las reglas de juego. tenencia. I

la palabra
presente e incidiendo sobre toda nueva expe- Se confió durante años en la eficacia de

Teresa Parodi es cantautora, asesora de LA MAREA.


riencia. las instituciones pedagógicas, pero su poder
En las últimas décadas el desarrollo de la ha sido ahora atomizado y es impotente para
cultura del zapping instaló la cultura de lo contrarrestar esta nueva realidad. La amplia-
efímero. Lo virtual y la velocidad anulan el ción de los públicos que la caracteriza y la
pensamiento, la reflexión que necesita su decadencia de los valores se encadenaron fa-

Escribe Teresa Parodi


discurrir. “El movimiento es la ceguera” di- talmente y las políticas culturales desarrolla-

E
ce Paul Virilio en su libro El arte del motor. das por los Estados que no confían aún del
Profundiza cuando ejemplifica “las artes todo el destino de la cultura a la dinámica
plásticas en su inmovilidad dan la ilusión de mercantil no son suficientes, no alcanzan.
l arte es parte incuestionable de la cul- mediados del siglo pasado, se está plantean- vienen a decirnos lo mismo: los pensamien- ver, de tener el tiempo de ver”. ‘Hay más en La filosofía contemporánea, mientras
tura. Es la columna vertebral, la mé- do lo contrario. tos, las ideas del hombre, sus sentimientos, lo inmóvil” decía Bergson. tanto, considera a esta la edad de los poe-
dula, la medida, la estatura, el alma. Se está planteando que es imposible uni- los contenidos de su espíritu están en su len- Hoy existe, en cambio, sin duda alguna tas. Es muy difícil hoy definir los límites
Es el alto espíritu colectivo de una manera de versalizar el pensamiento porque hay plura- guaje. una patología televisiva que ha instalado la entre literatura y filosofía. Los que se atre-
ser. lidad de culturas. No se puede traducir ca- “Tengo una lengua y no es la mía” dice fugacidad en la percepción del hombre, de- ven a detenerse para pensar, decir y crear
Traspone el tiempo y los límites con be- balmente un concepto que está sujeto a un el francés Derrida. Por cierto, el lenguaje es jándolo sin posibilidad de aprehensión, de seguirán construyendo el mundo y sus pa-
lleza y transgresión. El arte, en fin, es el terri- tiempo y un espacio si no se es comprensión, de valoración de la vida misma radigmas y seguirán formulándose las pre-
torio fecundo de la memoria y la historia. El hablante de la lengua que lo que pasa vertiginosa ante sus ojos y oídos sin guntas esenciales.
espejo, el corazón, el hueso del hombre y su contenga, si no se es partici- dejar huella en su memoria, sin rozarle el al- Hay en el artista, como en el filósofo,
esencia misma. El arte, dijo Dilthey, es el ór- pante de ese tiempo y ese espa- ma. algo de universal y necesario. Pintando su
gano más adecuado para comprender la vida. cio, esa comunidad, esa cultu- En esta sociedad la lucha por la existen- aldea, expresando sus sonidos, hablando su
La vida, sí, esa realidad última que oculta su ra. cia y por el éxito se ha hecho despiadada y lenguaje, el artista devuelve al mundo esa
rostro misterioso, que es raíz y razón de la ac- Los filósofos contemporá- exige la explotación de los efectos más velo- realidad interpretada, recreada y plena de
tividad del artista como de la reflexión del fi- neos están diciendo que el len- ces e impactantes. Y cuanto más rápido y sentido.
lósofo. guaje no es un medio entre el violento es el impacto de la imagen y el men- El nuevo siglo nos encuentra, pues, deba-
Por la entraña del arte circula la savia que yo y la realidad, sino que el len- saje, menor es su sustancia, su contenido. tiendo el futuro de las identidades.
proviene de aquella generosa raíz y que erige guaje crea la realidad y el yo. Los verdaderos debates del pensamiento El arte cumple un rol fundamental en ese
a la obra de arte en un instrumento privilegia- En otras palabras, el mundo es y la creación artística deben adoptar un mar- debate y, dentro del arte, el lenguaje libra la
do para la comprensión de la vida. el lenguaje. Según Martín Hei- co menos fugaz. más comprometida de las batallas.
Los pueblos se proyectan con el arte ha- degger el hombre no habla el Con la aceleración ya no hay el aquí y el Las palabras sobrevuelan las culturas
cia el futuro. Sus múltiples herramientas nos lenguaje sino el lenguaje habla allá, sólo la confusión mental de lo lejano y subyacentes cargadas de futuro. La resisten-
maravillan. Sus múltiples herramientas resis- al hombre, habla del hombre. lo cercano, el presente y el futuro, lo real y lo cia es cosa nuestra.
ten la embestida fulminante de la realidad “Saludo a los grandes poe- virtual, lo auténtico y su falsificación.
virtual. tas, / a los queridos poetas / que En este inicio de siglo se despliega una
De todas ellas, elijo la palabra. La palabra hace siglos / plagiaron mis institución como nuevo paradigma de liber- “Ella ata al telar
funda. Preserva lo primero y lo último de una ideas”, escribe Maisi Colom- tades múltiples: el mercado, que crea las con- el eco fantasmal del cerro
comunidad y su cultura. bo, poeta tucumana. Am- diciones para relativizar hasta hacer desapa- y calienta de color la lana.
Por eso su defensa debería ser hoy nues- bos, filósofo y poeta, recer la idea de una misión del arte en el Recoge el azul del gorgoteo del agua,
tra batalla más urgente. mundo, del arte como lugar donde no caben Dulzura de azúcar negra la mirada.
Será imposible exterminar a un pueblo las concesiones, del arte como expresión de Misterio y barro, fecundidad de vientre y de manos,
mientras se exprese en su lengua. En él per- la identidad, como expresión de los que no siembra y recoge de maíz el pan,
sistirá la patria. tienen voz, como búsqueda de la belleza. mientras, a grupa, el hijo le entibia el alma.
La identidad heredada sobrevivirá en la El mercado propone un relativismo tole- Sin que me olvide de la Niña,
palabra. Está en nosotros la perpetuidad del rante, introduciendo criterios meramente la Pinta y la Santa María.”
cuantitativos de valoración y de éxito (can-
Maisi Colombo
lenguaje y por ende la de nuestro mundo de
pertenencia. tidad de espectadores, cantidad de ventas),
Mientras todo se globaliza y homogenei- ley de hierro del mercado, donde quedan
za arbitrariamente, mientras las masas acep- abolidas la vocación de absoluto y las con-
tan los códigos virtuales, la filosofía, desde vicciones en la creación artística.

La silla del poeta,Grupo Escombros.

12 la marea la marea 13
Defensa de
la palabra
Lengua, identidad y dependencia

herencia, es anterior a nuestra propia exis- “En este marco suele ser frecuente que He aquí la memoria transcripta. La
tencia. los artistas se coloquen para colocar su historia palpitante. El carozo, el asun-
Y si el lenguaje es herencia será indefec- obra. Cuando hablan de arte también están to impostergable que deberemos eter-
tiblemente el motor de nuestro pensamiento, hablando de competencia, cuando aparecen nizar contra las nuevas formas de bar-
marcará nuestros límites, formará nuestra más obsesionados por la búsqueda de una barie para que el próximo siglo nos
conciencia, condicionará nuestras elecciones forma, con un ojo miran al mercado y al pú- encuentre culturalmente soberanos,
a las de la cultura de la comunidad que nos blico” dice Beatriz Sarlo. Son pocos los que victoriosos en nuestro mundo de per-
contiene, con su pasado gravitando sobre el se escapan de las reglas de juego. tenencia. I
presente e incidiendo sobre toda nueva expe- Se confió durante años en la eficacia de
riencia. las instituciones pedagógicas, pero su poder
En las últimas décadas el desarrollo de la ha sido ahora atomizado y es impotente para Teresa Parodi es cantautora, asesora de LA MAREA.
cultura del zapping instaló la cultura de lo contrarrestar esta nueva realidad. La amplia-
efímero. Lo virtual y la velocidad anulan el ción de los públicos que la caracteriza y la
pensamiento, la reflexión que necesita su decadencia de los valores se encadenaron fa-
discurrir. “El movimiento es la ceguera” di- talmente y las políticas culturales desarrolla-
Escribe Teresa Parodi ce Paul Virilio en su libro El arte del motor. das por los Estados que no confían aún del

E
Profundiza cuando ejemplifica “las artes todo el destino de la cultura a la dinámica
plásticas en su inmovilidad dan la ilusión de mercantil no son suficientes, no alcanzan.
l arte es parte incuestionable de la cul- mediados del siglo pasado, se está plantean- vienen a decirnos lo mismo: los pensamien- ver, de tener el tiempo de ver”. ‘Hay más en La filosofía contemporánea, mientras
tura. Es la columna vertebral, la mé- do lo contrario. tos, las ideas del hombre, sus sentimientos, lo inmóvil” decía Bergson. tanto, considera a esta la edad de los poe-
dula, la medida, la estatura, el alma. Se está planteando que es imposible uni- los contenidos de su espíritu están en su len- Hoy existe, en cambio, sin duda alguna tas. Es muy difícil hoy definir los límites
Es el alto espíritu colectivo de una manera de versalizar el pensamiento porque hay plura- guaje. una patología televisiva que ha instalado la entre literatura y filosofía. Los que se atre-
ser. lidad de culturas. No se puede traducir ca- “Tengo una lengua y no es la mía” dice fugacidad en la percepción del hombre, de- ven a detenerse para pensar, decir y crear
Traspone el tiempo y los límites con be- balmente un concepto que está sujeto a un el francés Derrida. Por cierto, el lenguaje es jándolo sin posibilidad de aprehensión, de seguirán construyendo el mundo y sus pa-
lleza y transgresión. El arte, en fin, es el terri- tiempo y un espacio si no se es comprensión, de valoración de la vida misma radigmas y seguirán formulándose las pre-
torio fecundo de la memoria y la historia. El hablante de la lengua que lo que pasa vertiginosa ante sus ojos y oídos sin guntas esenciales.
espejo, el corazón, el hueso del hombre y su contenga, si no se es partici- dejar huella en su memoria, sin rozarle el al- Hay en el artista, como en el filósofo,
esencia misma. El arte, dijo Dilthey, es el ór- pante de ese tiempo y ese espa- ma. algo de universal y necesario. Pintando su
gano más adecuado para comprender la vida. cio, esa comunidad, esa cultu- En esta sociedad la lucha por la existen- aldea, expresando sus sonidos, hablando su
La vida, sí, esa realidad última que oculta su ra. cia y por el éxito se ha hecho despiadada y lenguaje, el artista devuelve al mundo esa
rostro misterioso, que es raíz y razón de la ac- Los filósofos contemporá- exige la explotación de los efectos más velo- realidad interpretada, recreada y plena de
tividad del artista como de la reflexión del fi- neos están diciendo que el len- ces e impactantes. Y cuanto más rápido y sentido.
lósofo. guaje no es un medio entre el violento es el impacto de la imagen y el men- El nuevo siglo nos encuentra, pues, deba-
Por la entraña del arte circula la savia que yo y la realidad, sino que el len- saje, menor es su sustancia, su contenido. tiendo el futuro de las identidades.
proviene de aquella generosa raíz y que erige guaje crea la realidad y el yo. Los verdaderos debates del pensamiento El arte cumple un rol fundamental en ese
a la obra de arte en un instrumento privilegia- En otras palabras, el mundo es y la creación artística deben adoptar un mar- debate y, dentro del arte, el lenguaje libra la
do para la comprensión de la vida. el lenguaje. Según Martín Hei- co menos fugaz. más comprometida de las batallas.
Los pueblos se proyectan con el arte ha- degger el hombre no habla el Con la aceleración ya no hay el aquí y el Las palabras sobrevuelan las culturas
cia el futuro. Sus múltiples herramientas nos lenguaje sino el lenguaje habla allá, sólo la confusión mental de lo lejano y subyacentes cargadas de futuro. La resisten-
maravillan. Sus múltiples herramientas resis- al hombre, habla del hombre. lo cercano, el presente y el futuro, lo real y lo cia es cosa nuestra.
ten la embestida fulminante de la realidad “Saludo a los grandes poe- virtual, lo auténtico y su falsificación.
virtual. tas, / a los queridos poetas / que En este inicio de siglo se despliega una
De todas ellas, elijo la palabra. La palabra hace siglos / plagiaron mis institución como nuevo paradigma de liber- “Ella ata al telar
funda. Preserva lo primero y lo último de una ideas”, escribe Maisi Colom- tades múltiples: el mercado, que crea las con- el eco fantasmal del cerro
comunidad y su cultura. bo, poeta tucumana. Am- diciones para relativizar hasta hacer desapa- y calienta de color la lana.
Por eso su defensa debería ser hoy nues- bos, filósofo y poeta, recer la idea de una misión del arte en el Recoge el azul del gorgoteo del agua,
tra batalla más urgente. mundo, del arte como lugar donde no caben Dulzura de azúcar negra la mirada.
Será imposible exterminar a un pueblo las concesiones, del arte como expresión de Misterio y barro, fecundidad de vientre y de manos,
mientras se exprese en su lengua. En él per- la identidad, como expresión de los que no siembra y recoge de maíz el pan,
sistirá la patria. tienen voz, como búsqueda de la belleza. mientras, a grupa, el hijo le entibia el alma.
La identidad heredada sobrevivirá en la El mercado propone un relativismo tole- Sin que me olvide de la Niña,
palabra. Está en nosotros la perpetuidad del rante, introduciendo criterios meramente la Pinta y la Santa María.”
lenguaje y por ende la de nuestro mundo de cuantitativos de valoración y de éxito (can-
pertenencia. tidad de espectadores, cantidad de ventas), Maisi Colombo
Mientras todo se globaliza y homogenei- ley de hierro del mercado, donde quedan
za arbitrariamente, mientras las masas acep- abolidas la vocación de absoluto y las con-
tan los códigos virtuales, la filosofía, desde vicciones en la creación artística.

La silla del poeta,Grupo Escombros.

12 la marea la marea 13
Lengua, identidad y dependencia

La cara no visible de las conquistas imperiales

Mitos y verdades
Escribe Isabel Requejo de las lenguas en el mundo
C ada vez que tenemos posibilidad de
acceder a un campo inédito de cono-
cimientos, de información, de expe-
riencias, el mundo se amplía, pero es impres-
incide directamente en el procesos de refor-
zamiento, hegemonía o por el contrario de
agonía, debilitamiento o extinción de los
idiomas.
do. Algunos de ellos van a reunirse en Rosa-
rio, que va a ser la capital mundial de los re-
presentantes de las políticas lingüísticas he-
gemónicas
mo impuesto en tiempos de la colonia como
ideal homogenizador, constituye una de las
tantas restricciones e imposiciones a nuestro
derecho a una autoría de la palabra y del
mundo, conocimientos irrepetibles milena-
rios
A la vez, y en oposición, se nos impone
cierta ilusión comunicacional-ideológico-
ren las memorias históricas de parte de la
humanidad, desaparecen culturas importan-
tes. Es imposible sostener, defender, amar o
transmitir una cultura, una forma propia de
cindible focalizar ese nuevo horizonte de co- Por lo menos es necesario diferenciar dos Sus demiurgos son siempre grupos redu- pensamiento propia, plural, multilingüe. cultural: todos formamos parte de una úni- interpretar el mundo, por fuera de un idioma.
nocimientos indagando el por qué y para qué; aspectos de las políticas lingüísticas: cidos de personas, por lo general académi- Planteo, entonces, un breve panorama de ca y plural aldea global, que, sin embargo, Toda cultura necesita de un idioma o de va-
contextualizarlo en un aquí y ahora para no a.- Aquel que se refiere al esfuerzo con- cos, por lo general aliados al poder político las lenguas en el mundo, los idiomas que per- tiene como idioma universal al inglés. Es el rios que la representen y expresen a lo largo
perdernos en los mares inciertos de la mera ciente desde los lugares donde se toman las de turno. Todos ellos manejan la norma cul- sisten o están en riesgo definitivo de muerte proceso que atienden los medios, en cam- de su proceso histórico de génesis, aprendi-
descripción estadística o dialectal. decisiones políticas, ministerios, academias ta, escriben correctamente, promueven cier- o extinción y lo hago, paradójicamente, en bio los lentos, dolorosos procesos de lin- zaje y transformación.
En lo personal, este nuevo universo de de la lengua, Real Academia de la Lengua, tas relaciones entre los idiomas y escamo- esta “era de internet”, del predominio de un guicidio o glotofagia permanente casi ni No deja de sorprenderme que mientras
conocimiento, fue el descubrimiento de si- para producir efectos ya sea en la estructura tean otras. Pero todos ellos se sienten autori- idioma global: el inglés. Tiempo histórico en merecen atención a nivel mundial. en nuestra Facultad de Filosofía y Letras aún
tuaciones de glotofagia y lingüicidio (muerte de un idioma, o en las funciones de las distin- zados a incidir de manera directa o indirecta el que se nos dice que “todos estamos conec- El lingüista Miy Hale sostiene que se defiende (año 2003) la necesidad de ense-
de lenguas) a nivel mundial. Realidad enmar- tas variedades lingüísticas de ese mismo en las formas de hablar, de pensar, de escri- tados con todos”, lo cual es falso ya que el 80 “perder una lengua es como tirar una bom- ñar cultura greco-romana en primer año de
cada en un contexto socio-político mundial idioma , lo cual afecta no sólo al idioma do- bir, de argumentar correctas de un pueblo, y % de la humanidad no está “online”, ni va a ba atómica sobre el Louvre”, simbolizando la carrera de Letras y dos lenguas y culturas
signado por la hegemonía de poderes milita- minante sino a los idiomas dominados. Por de vez en vez, incluso, como ocurre ahora, estarlo. En cambio, se han agudizado los pro- de este modo la destrucción de siglos y has- latinas (lengua muerta), no se destaque la ne-
res y económicos, así como de intereses y ejemplo, decidir que una variedad lingüística escriben diccionarios de 100 mil americanis- cesos de muerte de idiomas en los cinco con- ta milenios de producción cultural. cesidad e importancia de conocer, defender,
monopolios no sólo lingüísticos, que también es la única correcta, y que existen determina- mos. O sea, también deciden cuales palabras tinentes a un ritmo tal que podemos hablar de A medida que mueren las lenguas, mue- valorar nuestros idiomas americanos con el
afectan la posibilidad de sobrevida ya no só- dos usos sociales de esa lengua que deben es- ya pueden ser aceptadas por la Real Acade- un linguicidio nunca antes visto en la historia
lo de nuestra especie o de determinados gru- tandarizarse y enseñarse, a fin de lograr lo mia como parte de nuestros léxicos de refe- de la humanidad.
pos y pueblos, sino también de sus sistemas que se denomina una competencia lingüística rencia en América. Del total de lenguas que se hablan en el
lingüísticos, de sus formas de representación eficaz, ha sido y es parte de las políticas lin- b.- Aprender en el seno de un grupo so- mundo, sólo una minoría tienen más de cien
cultural, sus memorias históricas . güísticas y educativas. cial y familiar a nombrar la realidad cam- millones de hablantes: chino mandarín, in-
Toda guerra, toda expansión imperialista Desde esta perspectiva, se incide en la de- biante en la que vivimos, a organizar el con- glés, español, hindú (lengua materna de más
o en son de conquista, siempre conmueve a terminación y creación de patrones ortográfi- tenido de nuestra conciencia no desde un de 180 millones de habitantes de la India y
ese bastión de nuestra dignidad como perso- cos comunes sin los cuales uno no puede ser modelo ajeno al de los orígenes sino que sir- la segunda lengua de más de 300 millones),
nas, ese refugio intimo, a la vez social e indi- calificado positivamente, pero además, se va como puente intergeneracional de una bengalí (Bangladesh), árabe, portugués, ru-
vidual, de nuestra dignidad como personas, procura la estandarización e incluso la homo- cultura e idioma, poder legitimar los discur- so, urdú (lengua nacional de Pakistán), japo-
cual es el derecho a nombrar y transmitir lo geneidad lingüística como valor necesario de sos con los que vamos pudiendo dar cuenta nés, penyabí o punyab (India), alemán. Den-
que ocurre en nuestros contextos y vida so- identidad, y como aspecto positivo de una de quienes somos, de nuestra identidad so- tro de medio siglo, más de las mitad de las
cial utilizando el idioma de nuestra génesis y cultura. cial, lingüística y cultural, de nuestras nece- 6000-7000 lenguas podrían perderse.
pertenencia histórico-cultural. Pero también se escriben diccionarios au- sidades y reclamos, requiere a la vez sentir Como nunca antes en la historia de la hu-
La realidad actual de las lenguas tanto a torizados de ese idioma, o diccionarios de como propia a la lengua y cultura de nues- manidad las lenguas desaparecen al cabo de
nivel mundial como nacional, no ha sido re- americanismos, etc. Los diccionarios, las tros orígenes, la de nuestros antepasados. Es pocas generaciones, un ritmo alarmante si es
sultado del azar o de la voluntad de los pue- gramáticas, las sintaxis, las leyes del buen decir, requiere no sólo de discursos reivindi- que consideramos que los idiomas son for-
blos, sino de complejas decisiones, pocas ve- decir no salieron de un hongo mágico, sino catorios de la diversidad lingüística o cultu- mas de producción cultural, simbólica cuya
Hay que comer II, 1977. Técnica mixta sobre papel.
ces conocidas, de planificación lingüística, que han sido y son el producto del trabajo de ral sino de políticas sostenidas desde el Esta- desaparición deja atrás, casi siempre sin re-
de una política lingüística que ha incidido e especialistas, de grupos con nombre y apelli- do a fin de comprender que el monolingüis- gistro escrito, formas de vivir, de entender el

14 la marea la marea 15
Mitos y verdades
Lengua, identidad y dependencia

de las lenguas en el mundo


La cara no visible de las conquistas imperiales

Escribe Isabel Requejo

C ada vez que tenemos posibilidad de


acceder a un campo inédito de cono-
cimientos, de información, de expe-
riencias, el mundo se amplía, pero es impres-
incide directamente en el procesos de refor-
zamiento, hegemonía o por el contrario de
agonía, debilitamiento o extinción de los
idiomas.
do. Algunos de ellos van a reunirse en Rosa-
rio, que va a ser la capital mundial de los re-
presentantes de las políticas lingüísticas he-
gemónicas
mo impuesto en tiempos de la colonia como
ideal homogenizador, constituye una de las
tantas restricciones e imposiciones a nuestro
derecho a una autoría de la palabra y del
mundo, conocimientos irrepetibles milena-
rios
A la vez, y en oposición, se nos impone
cierta ilusión comunicacional-ideológico-
ren las memorias históricas de parte de la
humanidad, desaparecen culturas importan-
tes. Es imposible sostener, defender, amar o
transmitir una cultura, una forma propia de
cindible focalizar ese nuevo horizonte de co- Por lo menos es necesario diferenciar dos Sus demiurgos son siempre grupos redu- pensamiento propia, plural, multilingüe. cultural: todos formamos parte de una úni- interpretar el mundo, por fuera de un idioma.
nocimientos indagando el por qué y para qué; aspectos de las políticas lingüísticas: cidos de personas, por lo general académi- Planteo, entonces, un breve panorama de ca y plural aldea global, que, sin embargo, Toda cultura necesita de un idioma o de va-
contextualizarlo en un aquí y ahora para no a.- Aquel que se refiere al esfuerzo con- cos, por lo general aliados al poder político las lenguas en el mundo, los idiomas que per- tiene como idioma universal al inglés. Es el rios que la representen y expresen a lo largo
perdernos en los mares inciertos de la mera ciente desde los lugares donde se toman las de turno. Todos ellos manejan la norma cul- sisten o están en riesgo definitivo de muerte proceso que atienden los medios, en cam- de su proceso histórico de génesis, aprendi-
descripción estadística o dialectal. decisiones políticas, ministerios, academias ta, escriben correctamente, promueven cier- o extinción y lo hago, paradójicamente, en bio los lentos, dolorosos procesos de lin- zaje y transformación.
En lo personal, este nuevo universo de de la lengua, Real Academia de la Lengua, tas relaciones entre los idiomas y escamo- esta “era de internet”, del predominio de un guicidio o glotofagia permanente casi ni No deja de sorprenderme que mientras
conocimiento, fue el descubrimiento de si- para producir efectos ya sea en la estructura tean otras. Pero todos ellos se sienten autori- idioma global: el inglés. Tiempo histórico en merecen atención a nivel mundial. en nuestra Facultad de Filosofía y Letras aún
tuaciones de glotofagia y lingüicidio (muerte de un idioma, o en las funciones de las distin- zados a incidir de manera directa o indirecta el que se nos dice que “todos estamos conec- El lingüista Miy Hale sostiene que se defiende (año 2003) la necesidad de ense-
de lenguas) a nivel mundial. Realidad enmar- tas variedades lingüísticas de ese mismo en las formas de hablar, de pensar, de escri- tados con todos”, lo cual es falso ya que el 80 “perder una lengua es como tirar una bom- ñar cultura greco-romana en primer año de
cada en un contexto socio-político mundial idioma , lo cual afecta no sólo al idioma do- bir, de argumentar correctas de un pueblo, y % de la humanidad no está “online”, ni va a ba atómica sobre el Louvre”, simbolizando la carrera de Letras y dos lenguas y culturas
signado por la hegemonía de poderes milita- minante sino a los idiomas dominados. Por de vez en vez, incluso, como ocurre ahora, estarlo. En cambio, se han agudizado los pro- de este modo la destrucción de siglos y has- latinas (lengua muerta), no se destaque la ne-
res y económicos, así como de intereses y ejemplo, decidir que una variedad lingüística escriben diccionarios de 100 mil americanis- cesos de muerte de idiomas en los cinco con- ta milenios de producción cultural. cesidad e importancia de conocer, defender,
monopolios no sólo lingüísticos, que también es la única correcta, y que existen determina- mos. O sea, también deciden cuales palabras tinentes a un ritmo tal que podemos hablar de A medida que mueren las lenguas, mue- valorar nuestros idiomas americanos con el
afectan la posibilidad de sobrevida ya no só- dos usos sociales de esa lengua que deben es- ya pueden ser aceptadas por la Real Acade- un linguicidio nunca antes visto en la historia
lo de nuestra especie o de determinados gru- tandarizarse y enseñarse, a fin de lograr lo mia como parte de nuestros léxicos de refe- de la humanidad.
pos y pueblos, sino también de sus sistemas que se denomina una competencia lingüística rencia en América. Del total de lenguas que se hablan en el
lingüísticos, de sus formas de representación eficaz, ha sido y es parte de las políticas lin- b.- Aprender en el seno de un grupo so- mundo, sólo una minoría tienen más de cien
cultural, sus memorias históricas . güísticas y educativas. cial y familiar a nombrar la realidad cam- millones de hablantes: chino mandarín, in-
Toda guerra, toda expansión imperialista Desde esta perspectiva, se incide en la de- biante en la que vivimos, a organizar el con- glés, español, hindú (lengua materna de más
o en son de conquista, siempre conmueve a terminación y creación de patrones ortográfi- tenido de nuestra conciencia no desde un de 180 millones de habitantes de la India y
ese bastión de nuestra dignidad como perso- cos comunes sin los cuales uno no puede ser modelo ajeno al de los orígenes sino que sir- la segunda lengua de más de 300 millones),
nas, ese refugio intimo, a la vez social e indi- calificado positivamente, pero además, se va como puente intergeneracional de una bengalí (Bangladesh), árabe, portugués, ru-
vidual, de nuestra dignidad como personas, procura la estandarización e incluso la homo- cultura e idioma, poder legitimar los discur- so, urdú (lengua nacional de Pakistán), japo-
cual es el derecho a nombrar y transmitir lo geneidad lingüística como valor necesario de sos con los que vamos pudiendo dar cuenta nés, penyabí o punyab (India), alemán. Den-
que ocurre en nuestros contextos y vida so- identidad, y como aspecto positivo de una de quienes somos, de nuestra identidad so- tro de medio siglo, más de las mitad de las
cial utilizando el idioma de nuestra génesis y cultura. cial, lingüística y cultural, de nuestras nece- 6000-7000 lenguas podrían perderse.
pertenencia histórico-cultural. Pero también se escriben diccionarios au- sidades y reclamos, requiere a la vez sentir Como nunca antes en la historia de la hu-
La realidad actual de las lenguas tanto a torizados de ese idioma, o diccionarios de como propia a la lengua y cultura de nues- manidad las lenguas desaparecen al cabo de
nivel mundial como nacional, no ha sido re- americanismos, etc. Los diccionarios, las tros orígenes, la de nuestros antepasados. Es pocas generaciones, un ritmo alarmante si es
sultado del azar o de la voluntad de los pue- gramáticas, las sintaxis, las leyes del buen decir, requiere no sólo de discursos reivindi- que consideramos que los idiomas son for-
blos, sino de complejas decisiones, pocas ve- decir no salieron de un hongo mágico, sino catorios de la diversidad lingüística o cultu- mas de producción cultural, simbólica cuya
ces conocidas, de planificación lingüística, que han sido y son el producto del trabajo de ral sino de políticas sostenidas desde el Esta- desaparición deja atrás, casi siempre sin re-
de una política lingüística que ha incidido e especialistas, de grupos con nombre y apelli- do a fin de comprender que el monolingüis- gistro escrito, formas de vivir, de entender el
Hay que comer II, 1977. Técnica mixta sobre papel.

14 la marea la marea 15
Lengua, identidad y dependencia

¿Por qué este Congreso es antidemocrático?


mismo celo. Uno de el- Como parte de una sociedad o pueblo, ta de interés de los hablantes; presión de otras
los ha sido y es sustra- uno aprende a veces sin darse cuenta, a recor- comunidades; falta de información de los ha-
to lingüístico importante de las variedades dar lo que tiene u otorga prestigio, lo que es- blantes; masacres.
que hablamos, el idioma quechua. tá socialmente aceptado y valorado y a olvi- Otro dato particularmente valioso, aun-
Teniendo en cuenta admás que nada más dar o silenciar lo que carece de valor o de po- que necesario de comprender en su dimen-
Porque sólo podrán exponer trabajos quie- país plurilingüe y pluricultural como el
que en Sudamérica mil lenguas que tuvieron der. Tema que debiera ser enseñado y escla- nes fueron especialmente invitados por los nuestro, no han sido invitados los auténti- sión macro-política y en el contexto del do-
voz e historia han desaparecido en estos últi- recido en las aulas. organizadores, y su elección ha sido he- cos representantes de las lenguas indíge- minio militar y económico de las grandes po-
mos 500 años, y considerando que una len- Para que los miembros de un sociedad cha con criterios no exclusivamente cientí- nas, sino sólo algunos académicos que tencias hegemónicas actuales, es que la ma-
gua amenazada o en riesgo es aquella que ya desarrollen colectivamente esa capacidad no ficos, sino ideológicos y políticos. Hay una hablarán sobre ellas. Se pregona el " res- yor parte de los límites geográficos de las co-
no es hablada más que por los hablantes más meramente reproductora que es el recuerdo censura implícita al no permitirse la partici- peto a la diversidad cultural y lingüística" munidades han variado (64%) y la mayor
ancianos o que no es hablada sino en estado histórico, el hecho de compartir experiencias pación de aquellos autores, docentes, in- pero se impone a las amplias mayorías de parte de los territorios han disminuido. Entre
parcial y empobrecido, tendríamos que pre- sociales comunes es importante, e igualmen- vestigadores, periodistas que quieran in- América la norma lingüística de un espa- las razones principales para esta disminución
guntarnos si no sería decisivamente más im- te importante es poder transmitirlas, legali- tervenir en el debate de los temas expo- ñol estándar. Atendiendo a los niveles ca- se encuentran los movimientos migratorios
niendo sus ideas e interrogantes. Se llamó tastróficos de alfabetización en nuestro (dispersión, migración o confinamientos), la
portante el aprendizaje de idiomas “amena- zarlas por medio de su difusión y escritura.
a inscripción sólo a través de Internet, país, el tema merece de un debate serio,
zados” en nuestra formación en “letras” en Según Montoya, para que uno recuerde una armada". Porque no cualquier dia- entrada de otras lenguas en el mismo territo-
siendo que hay muchísimos lugares y sec- plural, científico, y en ese debate los do-
vez del dominio parcial de un idioma extinto y valore aspectos de su propia identidad lin- lecto se transforma en lengua oficial, só- rio y la acción del gobierno.
tores sociales de nuestro país y del conti- centes tienen mucho por enseñar y no só-
y que ya nadie habla desde hace siglos . güística y cultural, muchas veces , "alguien lo alcanza este estatuto y estatus domi- nente que carecen de tal servicio. Tampo- lo por escuchar. Finalmente, destaco otro aporte del Info-
A lo largo de la historia de la humanidad con poder y autoridad "debe" haber estable- nante el dialecto que representa y que co hubo difusión masiva del Congreso a me: “Las causas históricas, políticas y econó-
han existido más de diez mil lenguas. Hoy de cido qué es bueno o importante recordar". refleja más de cerca los intereses, ideas través de universidades, sindicatos, orga- micas que más afectan a las comunidades lin-
Extracto de la exposición en la Mesa Debate
las seis o siete mil desigualmente habladas, Incluso también, qué contenidos son nece- y formas de representación de los secto- nismos culturales, docentes, etc. En un Rosario, del 3 de septiembre del 2004. güísticas son las colonizaciones, las guerras y
recordadas, aprendidas y escritas, máas de la sarios de aprender o desaprender en deter- res o clases dominantes. las migraciones. Además, la presión del go-
mitad ya no se enseñan a los niños, de hecho minado tiempo histórico. Ocurre algo simi- En estas condiciones de desigualdad bierno, los cambios económicos de la comu-
son ya lenguas en vías de extinción. lar con el olvido. no resulta sorprendente que una parte Según el Informe sobre las Lenguas en el En el citado informe de UNESCO se des- nidad, la ausencia de la lengua en la escuela,
Si un pueblo o comunidad, por causas no En los pueblos y comunidades, no sólo del pueblo e incluso que algunas genera- Mundo, que está siendo concluido por tacan otros aspectos que surgen de las res- la influencia de otras lenguas, los genocidios,
voluntarias por lo general, ya no puede soste- indígenas por cierto, numerosos grupos, aso- ciones no puedan o no estén totalmente UNESCO, el 84% de las lenguas tienen al- puestas de los informantes: el 68% de las len- la no aceptación de los derechos lingüísticos,
ner los puentes inter-generacionales de la ciaciones o instituciones pueden valorar lo de acuerdo en recuperar, valorar o trans- gún tipo de utilización escrita. Aún así, sola- guas están en peligro. Además, la mayor par- la subordinación económica, las deportacio-
transmisión y aprendizaje lingüísticos, su suyo, en abierta oposición a los discursos mitir aspectos de su propia historia y mente el 38% son lenguas estandarizadas y el te de los sujetos entrevistados en los cinco nes, las relaciones con otras culturas y la pér-
destino de supervivencia está en riesgo abso- discriminatorios socialmente aceptados y cultura, y haya aprendido a silenciar, e 13% están en proceso de estandarización. La continentes piensa que la desaparición de la dida de la propiedad de los territorios son ra-
luto. Ya se sabe que para que una lengua per- pueden transformar el aparente olvido en po- incluso desconocerse en su propia me- estandarización es percibida como impres- lengua conllevaría la desaparición de la co- zones que se aducen una y otra vez. Por otra
dure, de cada 100 hablantes, 3 de ellos tienen sibilidad de recuperación valorizada no sólo moria histórica, o hagan lo posible para cindible para la supervivencia de la lengua. munidad. Las razones principales para ello parte, en algunos casos la situación de la len-
que ser niños. Cuando un pueblo pierde su del pasado remoto sino aún del más reciente. que sus hijos aprendan inglés y compu- Uno de los factores que el análisis de las según este informe son: la presión de otra gua ha mejorado gracias a la aplicación de la
idioma, cuando ya no lo recuerdan más que Tales procesos de recuperación activa de tación y dejen de «ser incultos, collas, encuestas elaboradas por UNESCO se ma- lengua; la presión del gobierno; el número autonomía política o del ejercicio de la sobe-
los ancianos, cuando no han podido o no les la memoria no están sólo sostenidos por la etc.». En este proceso han intervenido nifiesta como más preocupante es el de la escaso de hablantes (los hablantes son muy ranía. Los efectos que las colonizaciones, las
ha estado permitido escribirlo, se corta de memoria lingüística, aun cuando esta sea de activamente muchos académicos, reli- transmisión intergeneracional. En este senti- mayores y la lengua está en grave peligro de migraciones y las guerras producen sobre las
raíz su legitimidad y continuidad lingüístico- vital importancia, sino que requieren de ac- giosos, estructuras de represión militar, do se diferencian cuatro grupos: a) el 36% extinción); los efectos negativos que en los lenguas deberán ser temas de estudio muy
cultural e histórica. ciones políticas específicas, de decisiones e incluso gramáticos. de las lenguas analizadas se transmiten de hablantes se producen debido a la ausencia cuidadoso”. I
Casi quinientos años de dominio colonial colectivas, de un protagonismo necesaria- En los países dependientes, coexis- generación en generación sin dificultades, de la lengua en la escuela; la emigración; ac-
han producido un hecho doloroso en el pro- mente no individual que le garantice sostén ten a nivel subjetivo, la vergüenza de ha- b) el 24% de las lenguas se transmite con titudes negativas respecto a la lengua; discri-
ceso de transmisión intergeneracional de la no solo lingüístico sino simbólico, corporal, blar como hablamos (en Tucumán es no- excepciones, c) en el 13 % de las lenguas minación cultural; cambios en la estructura
memoria: para una parte importante de la po- histórico activo. Muchas veces, el encuentro torio este sentimiento), pero también es analizadas no se transmite salvo excepcio- económica de la comunidad; pérdida de terri-
blación no tiene demasiado sentido recordar con quienes pertenecieron a una misma etapa evidente la necesidad de afirmación so- nes y d) el 20% de las lenguas analizadas no torio; asimilación de la cultura dominante;
Isabel Requejo es profesora de Lingüística II en la carrera
y guardar la memoria de una cultura, de vidas histórica, vivida con intensidad, genera con- cio-cultural, étnica y/o lingüística, de se transmite ya. falta de interés del estado con respecto a la
e historias sin "prestigio", de una lengua con- diciones objetivas y subjetivas que nos per- ahí que los procesos de formación con- Al preguntar sobre las razones que origi- lengua; problemas de urbanización; interrup- de Letras de la Facultad de Filosofía y Letras de la Univer-
siderada sólo como un dialecto sin valor. miten recuperar y activar aspectos del pasado tradictoria de identidades no excluyan la nan esta interrupción en la transmisión una ción de la transmisión; industrialización; fal- sidad Nacional de Tucumán
Mas aun, tiene escaso sentido transmitirle e incluso del pasado más reciente. predominancia, valoración o minusvalo- de las respuestas más frecuentes es la de que

ESCUELA SUPERIOR DE PSICOLOGIA SOCIAL


ese conocimiento a sus hijos. Creo que el recuerdo y la memoria indi- rización de los idiomas y lenguas. está lengua está siendo sustituida por otra.
Junto a ésta las razones más citadas son:

DE MENDOZA
Es altamente posible que exista una rela- vidual son importantes, pero infinitamente En el cruce de dos siglos, cuando
Emigración (sobre todo a las grandes ciuda-

“Dr. Enrique Pichon-Rivière”


ción muy estrecha entre el ejercicio del poder más valioso, desde el punto de vista de la numerosos movimientos indígenas, so-
político y simbólico, la persistencia de la me- configuración identitaria y cultural de un ciales, gremiales, políticos y culturales des) / Actitudes negativas respecto de la len-
moria intergeneracional, la transmisión cul- pueblo son los procesos de sostén, esclareci- reivindican sus derechos conculcados, gua. / Falta de prestigio de la lengua /Prefe-

Directora: Lic. Nora Petri de Bauzá


tural y la preservación de un idioma. Es un miento y reforzamiento colectivo de nuestra sus idiomas, posesiones materiales, rencia de los jóvenes por otra lengua / Pre-
dato constatado en nuestra historia que las memoria histórica. El olvido y la memoria culturas e identidades, y defienden de- sión del gobierno. / Matrimonios mixtos /
clases dominantes necesitan para reforzar su también han sido "trabajados" por medio de rechos no sólo culturales o simbólicos, Presión de la cultura dominante. /Asegurar la
supervivencia / Evitar la discriminación / Carrera: Nivel terciario • Modalidad: Técnica
dominio, trabajar fuertemente sobre los pro- políticas educativas y lingüísticas. Así por sino la propiedad de sus tierras , reapa-
cesos mnemotécnicas y subjetivos de un pue- ejemplo, se instó a "mejorar y pulir" el idio- rece este criterio de autoridad , esa pra- Presión escolar.
Título que otorga: • Técnico Superior en Operación Psicosocial
blo o comunidad. Y de hecho han trabajado a ma por medio de la enseñanza de una norma- xis social tan duramente acallada en las El breve panorama anterior merece am- (especializado en trabajo grupal, institucional y comunitario)
fin de que sean recordadas algunas historias tiva culta o de una gramática oficial. Incluso dictaduras que legitima el poder e im- plia reflexión, investigación y debate entre
y protagonismos, y en cambio, que se olvi- se propuso que había que erradicar las expre- portancia de la memoria transformada docentes y alumnos.Debiera incluirse en las Título intermedio: • Técnico en comunicación y trabajo grupal
currícula del área Lengua e Historia, ya que
25 de Mayo 547 • 1º Piso • Mendoza • Tel.: (0261) 4235813
den tantos otros. Un proceso que siempre ha siones que atentaran contra la pureza del en acción desocultante que a la vez de-
encontrado resistencias pero que a la vez ha idioma. Tal vez por eso Weinreich decía que viene en conocimiento histórico del pa- es un tema de enorme trascendencia no solo
calado hondo en la subjetividad de miles. una lengua es un "dialecto con un ejército y sado y del presente. a nivel de lo lingüístico.

16 la marea la marea 17
Lengua, identidad y dependencia

E
mismo celo. Uno de el- Como parte de una sociedad o pueblo, ta de interés de los hablantes; presión de otras
los ha sido y es sustra- uno aprende a veces sin darse cuenta, a recor- ¿Por qué este Congreso es antidemocrático? comunidades; falta de información de los ha-
to lingüístico importante de las variedades dar lo que tiene u otorga prestigio, lo que es- blantes; masacres.
que hablamos, el idioma quechua. tá socialmente aceptado y valorado y a olvi- Otro dato particularmente valioso, aun-
Teniendo en cuenta admás que nada más dar o silenciar lo que carece de valor o de po- que necesario de comprender en su dimen-
Porque sólo podrán exponer trabajos quie- país plurilingüe y pluricultural como el
que en Sudamérica mil lenguas que tuvieron der. Tema que debiera ser enseñado y escla- nes fueron especialmente invitados por los nuestro, no han sido invitados los auténti- sión macro-política y en el contexto del do-
voz e historia han desaparecido en estos últi- recido en las aulas. organizadores, y su elección ha sido he- cos representantes de las lenguas indíge- minio militar y económico de las grandes po-
mos 500 años, y considerando que una len- Para que los miembros de un sociedad cha con criterios no exclusivamente cientí- nas, sino sólo algunos académicos que tencias hegemónicas actuales, es que la ma-
gua amenazada o en riesgo es aquella que ya desarrollen colectivamente esa capacidad no ficos, sino ideológicos y políticos. Hay una hablarán sobre ellas. Se pregona el " res- yor parte de los límites geográficos de las co-
no es hablada más que por los hablantes más meramente reproductora que es el recuerdo censura implícita al no permitirse la partici- peto a la diversidad cultural y lingüística" munidades han variado (64%) y la mayor
ancianos o que no es hablada sino en estado histórico, el hecho de compartir experiencias pación de aquellos autores, docentes, in- pero se impone a las amplias mayorías de parte de los territorios han disminuido. Entre
parcial y empobrecido, tendríamos que pre- sociales comunes es importante, e igualmen- vestigadores, periodistas que quieran in- América la norma lingüística de un espa- las razones principales para esta disminución
guntarnos si no sería decisivamente más im- te importante es poder transmitirlas, legali- tervenir en el debate de los temas expo- ñol estándar. Atendiendo a los niveles ca- se encuentran los movimientos migratorios
niendo sus ideas e interrogantes. Se llamó tastróficos de alfabetización en nuestro (dispersión, migración o confinamientos), la
portante el aprendizaje de idiomas “amena- zarlas por medio de su difusión y escritura.
a inscripción sólo a través de Internet, país, el tema merece de un debate serio,
zados” en nuestra formación en “letras” en Según Montoya, para que uno recuerde una armada". Porque no cualquier dia- entrada de otras lenguas en el mismo territo-
siendo que hay muchísimos lugares y sec- plural, científico, y en ese debate los do-
vez del dominio parcial de un idioma extinto y valore aspectos de su propia identidad lin- lecto se transforma en lengua oficial, só- rio y la acción del gobierno.
tores sociales de nuestro país y del conti- centes tienen mucho por enseñar y no só-
y que ya nadie habla desde hace siglos . güística y cultural, muchas veces , "alguien lo alcanza este estatuto y estatus domi- nente que carecen de tal servicio. Tampo- lo por escuchar. Finalmente, destaco otro aporte del Info-
A lo largo de la historia de la humanidad con poder y autoridad "debe" haber estable- nante el dialecto que representa y que co hubo difusión masiva del Congreso a me: “Las causas históricas, políticas y econó-
han existido más de diez mil lenguas. Hoy de cido qué es bueno o importante recordar". refleja más de cerca los intereses, ideas través de universidades, sindicatos, orga- micas que más afectan a las comunidades lin-
güísticas son las colonizaciones, las guerras y
Extracto de la exposición en la Mesa Debate
las seis o siete mil desigualmente habladas, Incluso también, qué contenidos son nece- y formas de representación de los secto- nismos culturales, docentes, etc. En un Rosario, del 3 de septiembre del 2004.
recordadas, aprendidas y escritas, máas de la sarios de aprender o desaprender en deter- res o clases dominantes. las migraciones. Además, la presión del go-
mitad ya no se enseñan a los niños, de hecho minado tiempo histórico. Ocurre algo simi- En estas condiciones de desigualdad bierno, los cambios económicos de la comu-
son ya lenguas en vías de extinción. lar con el olvido. no resulta sorprendente que una parte Según el Informe sobre las Lenguas en el En el citado informe de UNESCO se des- nidad, la ausencia de la lengua en la escuela,
Si un pueblo o comunidad, por causas no En los pueblos y comunidades, no sólo del pueblo e incluso que algunas genera- Mundo, que está siendo concluido por tacan otros aspectos que surgen de las res- la influencia de otras lenguas, los genocidios,
voluntarias por lo general, ya no puede soste- indígenas por cierto, numerosos grupos, aso- ciones no puedan o no estén totalmente UNESCO, el 84% de las lenguas tienen al- puestas de los informantes: el 68% de las len- la no aceptación de los derechos lingüísticos,
ner los puentes inter-generacionales de la ciaciones o instituciones pueden valorar lo de acuerdo en recuperar, valorar o trans- gún tipo de utilización escrita. Aún así, sola- guas están en peligro. Además, la mayor par- la subordinación económica, las deportacio-
transmisión y aprendizaje lingüísticos, su suyo, en abierta oposición a los discursos mitir aspectos de su propia historia y mente el 38% son lenguas estandarizadas y el te de los sujetos entrevistados en los cinco nes, las relaciones con otras culturas y la pér-
destino de supervivencia está en riesgo abso- discriminatorios socialmente aceptados y cultura, y haya aprendido a silenciar, e 13% están en proceso de estandarización. La continentes piensa que la desaparición de la dida de la propiedad de los territorios son ra-
luto. Ya se sabe que para que una lengua per- pueden transformar el aparente olvido en po- incluso desconocerse en su propia me- estandarización es percibida como impres- lengua conllevaría la desaparición de la co- zones que se aducen una y otra vez. Por otra
dure, de cada 100 hablantes, 3 de ellos tienen sibilidad de recuperación valorizada no sólo moria histórica, o hagan lo posible para cindible para la supervivencia de la lengua. munidad. Las razones principales para ello parte, en algunos casos la situación de la len-
que ser niños. Cuando un pueblo pierde su del pasado remoto sino aún del más reciente. que sus hijos aprendan inglés y compu- Uno de los factores que el análisis de las según este informe son: la presión de otra gua ha mejorado gracias a la aplicación de la
idioma, cuando ya no lo recuerdan más que Tales procesos de recuperación activa de tación y dejen de «ser incultos, collas, encuestas elaboradas por UNESCO se ma- lengua; la presión del gobierno; el número autonomía política o del ejercicio de la sobe-
los ancianos, cuando no han podido o no les la memoria no están sólo sostenidos por la etc.». En este proceso han intervenido nifiesta como más preocupante es el de la escaso de hablantes (los hablantes son muy ranía. Los efectos que las colonizaciones, las
ha estado permitido escribirlo, se corta de memoria lingüística, aun cuando esta sea de activamente muchos académicos, reli- transmisión intergeneracional. En este senti- mayores y la lengua está en grave peligro de migraciones y las guerras producen sobre las
raíz su legitimidad y continuidad lingüístico- vital importancia, sino que requieren de ac- giosos, estructuras de represión militar, do se diferencian cuatro grupos: a) el 36% extinción); los efectos negativos que en los lenguas deberán ser temas de estudio muy
cultural e histórica. ciones políticas específicas, de decisiones e incluso gramáticos. de las lenguas analizadas se transmiten de hablantes se producen debido a la ausencia cuidadoso”. I
Casi quinientos años de dominio colonial colectivas, de un protagonismo necesaria- En los países dependientes, coexis- generación en generación sin dificultades, de la lengua en la escuela; la emigración; ac-
han producido un hecho doloroso en el pro- mente no individual que le garantice sostén ten a nivel subjetivo, la vergüenza de ha- b) el 24% de las lenguas se transmite con titudes negativas respecto a la lengua; discri-
ceso de transmisión intergeneracional de la no solo lingüístico sino simbólico, corporal, blar como hablamos (en Tucumán es no- excepciones, c) en el 13 % de las lenguas minación cultural; cambios en la estructura
memoria: para una parte importante de la po- histórico activo. Muchas veces, el encuentro torio este sentimiento), pero también es analizadas no se transmite salvo excepcio- económica de la comunidad; pérdida de terri-
blación no tiene demasiado sentido recordar con quienes pertenecieron a una misma etapa evidente la necesidad de afirmación so- nes y d) el 20% de las lenguas analizadas no torio; asimilación de la cultura dominante;
y guardar la memoria de una cultura, de vidas histórica, vivida con intensidad, genera con- cio-cultural, étnica y/o lingüística, de se transmite ya. falta de interés del estado con respecto a la
Al preguntar sobre las razones que origi-
Isabel Requejo es profesora de Lingüística II en la carrera
e historias sin "prestigio", de una lengua con- diciones objetivas y subjetivas que nos per- ahí que los procesos de formación con- lengua; problemas de urbanización; interrup- de Letras de la Facultad de Filosofía y Letras de la Univer-
siderada sólo como un dialecto sin valor. miten recuperar y activar aspectos del pasado tradictoria de identidades no excluyan la nan esta interrupción en la transmisión una ción de la transmisión; industrialización; fal- sidad Nacional de Tucumán
Mas aun, tiene escaso sentido transmitirle e incluso del pasado más reciente. predominancia, valoración o minusvalo- de las respuestas más frecuentes es la de que
ese conocimiento a sus hijos. Creo que el recuerdo y la memoria indi- rización de los idiomas y lenguas. está lengua está siendo sustituida por otra.
Junto a ésta las razones más citadas son:
ESCUELA SUPERIOR DE PSICOLOGIA SOCIAL
Es altamente posible que exista una rela- vidual son importantes, pero infinitamente En el cruce de dos siglos, cuando
ción muy estrecha entre el ejercicio del poder más valioso, desde el punto de vista de la numerosos movimientos indígenas, so- Emigración (sobre todo a las grandes ciuda-
político y simbólico, la persistencia de la me- configuración identitaria y cultural de un ciales, gremiales, políticos y culturales des) / Actitudes negativas respecto de la len-
DE MENDOZA
“Dr. Enrique Pichon-Rivière”
moria intergeneracional, la transmisión cul- pueblo son los procesos de sostén, esclareci- reivindican sus derechos conculcados, gua. / Falta de prestigio de la lengua /Prefe-
tural y la preservación de un idioma. Es un miento y reforzamiento colectivo de nuestra sus idiomas, posesiones materiales, rencia de los jóvenes por otra lengua / Pre-
dato constatado en nuestra historia que las memoria histórica. El olvido y la memoria culturas e identidades, y defienden de- sión del gobierno. / Matrimonios mixtos / Directora: Lic. Nora Petri de Bauzá
clases dominantes necesitan para reforzar su también han sido "trabajados" por medio de rechos no sólo culturales o simbólicos, Presión de la cultura dominante. /Asegurar la
supervivencia / Evitar la discriminación / Carrera: Nivel terciario • Modalidad: Técnica
dominio, trabajar fuertemente sobre los pro- políticas educativas y lingüísticas. Así por sino la propiedad de sus tierras , reapa-
cesos mnemotécnicas y subjetivos de un pue- ejemplo, se instó a "mejorar y pulir" el idio- rece este criterio de autoridad , esa pra- Presión escolar.
Título que otorga: • Técnico Superior en Operación Psicosocial
blo o comunidad. Y de hecho han trabajado a ma por medio de la enseñanza de una norma- xis social tan duramente acallada en las El breve panorama anterior merece am- (especializado en trabajo grupal, institucional y comunitario)
fin de que sean recordadas algunas historias tiva culta o de una gramática oficial. Incluso dictaduras que legitima el poder e im- plia reflexión, investigación y debate entre
y protagonismos, y en cambio, que se olvi- se propuso que había que erradicar las expre- portancia de la memoria transformada docentes y alumnos.Debiera incluirse en las Título intermedio: • Técnico en comunicación y trabajo grupal
den tantos otros. Un proceso que siempre ha siones que atentaran contra la pureza del en acción desocultante que a la vez de- currícula del área Lengua e Historia, ya que
encontrado resistencias pero que a la vez ha idioma. Tal vez por eso Weinreich decía que viene en conocimiento histórico del pa- es un tema de enorme trascendencia no solo
25 de Mayo 547 • 1º Piso • Mendoza • Tel.: (0261) 4235813
calado hondo en la subjetividad de miles. una lengua es un "dialecto con un ejército y sado y del presente. a nivel de lo lingüístico.

16 la marea la marea 17
Lengua, identidad y dependencia

Pe da go gía y
Escribe Zulma Caballero

po lí ti ca s de la lengua
Lengua oficial y lengua dominada:
nuevos y viejos "requerimientos"
en los procesos históricos
latinoamericanos

E
n primer lugar, expreso mi adhesión a (así la categorizan Cucuzza y Pineau) que combinación con la idea tomista de la guerra jetaré al yugo y obediencia de -Reconocer "a la Iglesia por señora y su-
este movimiento crítico y analítico llamaremos "original", en tanto es el origen justa. En la Controversia sobre la naturaleza la Iglesia y de Su Majestad, y periora del universo mundo" (lo cual signifi-
que busca discutir de manera abierta de la dominación a través de la palabra escri- de los indios americanos, la idea de Las Ca- tomaré vuestras mujeres e hi- caba abandonar la propia religión). Era, en-
y participativa las contradicciones en torno ta. Es una escena de lectura del momento de sas es "La variante latina de la relativización jos y los haré esclavos, y co- tonces, una escena de lectura que imponía
a las políticas de la lengua, sobre todo te- la conquista española: lo que se lee es el lla- cultural, [que] trata de entender el por qué de mo tales los venderé y dispon- una religión.
niendo en cuenta la próxima realización en mado "Requerimiento o Conminación a los los hábitos del otro, pero al mismo tiempo dré de ellos como Su Majes- -Reconocer al Papa, que tenía la potestad
Rosario del "III Congreso Internacional de indios". Momento fundante en la genealogía cree que, aceptada la diversidad, aún tenemos tad mandare, y os to ma ré de hablar en nombre de la iglesia. Esto sig-
la Lengua Española". de la identidad lingüística latinoamericana, motivos racionales fundados para preferir vuestros bienes y os haré to- nificaba obedecer a alguien distante, repre-
Creo que esta posibilidad de aportar di- un momento de pérdida original, de pérdida moralmente entre comportamientos". Este dos los males y daños que pu- sentado a su vez por los reyes.
ferentes perspectivas abre un campo favo- de los orígenes que hacen al ser histórico punto de vista entiende que determinados diere, como a vasallo que no -Reconocer "al rey y a la reyna nuestros
rable al despliegue interdisciplinario. Mi (por supuesto, no es el único momento). comportamientos culturales pueden ser "erro- obedece ni quieren recibir a su señores como a superiores e señores y reyes
posición se sostiene en la idea de conside- El Requerimiento es un documento atri- res probables", disculpables, y modificables señor y le resisten y contradi- destas islas y Tierra Firme". Esta obediencia
rar la lengua (o las lenguas) como creación buido a Juan López de Palacios Rubio, cate- por instrucción (o por evangelización). cen; y protesto que las muer- se debía a que la iglesia había donado a los
histórica, social y simbólica, y como crea- drático de la Universidad Salamanca. Emba- El Requerimiento, entonces, autorizaba el tes y daños que de ella se re- reyes ese poder.
ción humana sujeta a diferentes ejercicios jador en Roma y defensor del poder monár- empleo de la fuerza contra los indígenas de crecieren sea a vuestra culpa, -Dado que los sacerdotes eran los repre-
de dominación. La opresión lingüística es quico, se destacó como experto jurista y co- América, luego de realizarles una lectura en y no de Su Majestad, ni mía, sentantes de la iglesia, del papa y de los re-
una de las formas privilegiadas que asumen mo tal participó activamente en la cuestión castellano que "notificaba" que desde la crea- ni de estos caballeros que con- yes, se requería/conminaba a los indios para
las relaciones de poder. El reconocimiento de los Justos Títulos del Dominio de Indias, ción del mundo existía la delegación divina migo vinieron y de cómo os lo que "consintáis y deis lugar que estos padres
de la pluralidad cultural y lingüística es un sobre la cual realizó un detallado razona- del poder en la tierra al Papa. Los justos títu- digo y requiero, pido al pre- religiosos vos declaren y prediquen lo
derecho, sin negar que el devenir histórico miento acerca de la legitimidad de la sobera- los permitían que éste a su vez delegara en sente escribano que me lo dé susodicho".
nos ha homogeneizado a través de la lengua nía castellana sobre los territorios america- los reyes de España dicho poder. El círculo se por testimonio signado". -Es decir, debían consentir a que los pa-
castellana. nos. cerraba con la transferencia del poder que le- Tal como afirman Cucuzza y dres religiosos les declararan (les explicaran,
Entiendo a la lengua oficial como la El Requerimiento informaba que los in- gitimaba al conquistador y a los religiosos. Pineau, se oía leer para obede-

Requerir significa intimar o


lengua del poder (cuando digo lengua ‘ofi- dios eran vasallos del monarca castellano y El Requerimiento expresaba en el cierre: cer al conquistador :
cial’ tomo del diccionario el significado de súbditos del Papa; se les comunicaba tam- "Por ende, como mejor puedo, vos ruego y
esta palabra: que emana de la autoridad), y bién que si oponían resistencia, se podía uti- requiero que entendáis bien esto que os he di- avisar con autoridad pública.
a la lengua dominada como la lengua no lizar la fuerza para que fueran sometidos. cho, y toméis para entenderlo y deliberar so- Es también necesitar o hacer
autorizada, la lengua de quienes tienen es- Fue escrito en 1513 y rigió hasta 1542. bre ello el tiempo que fuese justo, y reconoz- necesaria una cosa. Inducir,
caso poder (pero que pueden, sin embargo, Recordemos que hacia 1550 el dominico cáis a la Iglesia por señora y superiora del persuadir. Requerimiento es la
resistir). Bartolomé de las Casas mantuvo con Ginés universo mundo, y al sumo pontífice llamado acción y efecto de requerir, es

Conminar es amenazar. Inti-


de Sepúlveda la famosa discusión denomina- Papa en su nombre, y a Su Majestad en su lu- una intimación.
UN REQUERIMIENTO FUNDACIONAL da "Controversia de Valladolid". Sepúlveda gar, como superior y señor y rey de las islas y
fundamenta en las leyes cristianas y en el de- tierra firme, por virtud de la dicha donación, mar la autoridad un mandato,
Hay diferentes "escenas de lectura" en recho natural las siguientes y ríspidas cues- y consintáis que estos padres religiosos os de- dos de la verdad os quisiereis convertir a la con apercibimiento de corrección o pena.
la historia humana. Una escena de lectura tiones: la idea de imperio y la guerra justa claren y prediquen lo susodicho. Si así lo hi- santa fe católica, como lo han hecho casi to- Algo conminatorio es un mandamiento que
es "el lugar donde se realiza/materializa lo contra los indígenas; la servidumbre natural; ciereis, haréis bien, y aquello que sois tenidos dos los vecinos de las otras islas; y a más de incluye amenaza.
escrito como práctica social de comunica- el recto principio del mandar y el obedecer; y obligados, y Su Majestad, y yo en su nom- esto Su Majestad vos dará muchos privile- Vemos entonces que el Requerimiento es
ción" (Cucuzza y Pineau, 2002). Es tam- la licitud de la sumisión del nuevo mundo al bre, vos recibirán con todo amor y caridad, y gios y excepciones y os hará muchas merce- una intimación, una orden que debe cumplir-
bién el resultado de procesos de larga dura- imperio castellano. Para Sepúlveda, lo que vos dejarán vuestras mujeres e hijos libres sin des. Si no lo hiciereis, o en ello dilación ma- se para no sufrir consecuencias o penaliza-
ción, en el que se sintetizan diferentes esce- se busca con el sometimiento del bárbaro es servidumbre, para que de ellas y de vosotros liciosamente pusiereis, certifícoos que con ciones ¿Qué decía el texto, qué se ordenaba
nas de lecturas registradas en variados mo- su civilización. Según Fernández Buey hagáis libremente todo lo que quisiereis y por la ayuda de Dios yo entraré poderosamente hacer y cuáles eran las amenazas? En esta
mentos de la historia cultural. En la historia (1995), Sepúlveda universalizaba la teoría bien tuviereis; y no vos compelerá a que os contra vosotros y os haré guerra por todas escena de lectura, el sacerdote reunía a los
latinoamericana hay una escena fundante aristotélica de la servidumbre natural en tornéis cristianos, salvo si vosotros, informa- las partes y manera que yo pudiere, y os su- indios y les leía en castellano, exigiendo:

18 la marea la marea 19
Pe da go gía y
po lí ti ca s de la lengua
Lengua, identidad y dependencia

Escribe Zulma Caballero

Lengua oficial y lengua dominada:


nuevos y viejos "requerimientos"
en los procesos históricos
latinoamericanos

E
n primer lugar, expreso mi adhesión a (así la categorizan Cucuzza y Pineau) que combinación con la idea tomista de la guerra jetaré al yugo y obediencia de -Reconocer "a la Iglesia por señora y su-
este movimiento crítico y analítico llamaremos "original", en tanto es el origen justa. En la Controversia sobre la naturaleza la Iglesia y de Su Majestad, y periora del universo mundo" (lo cual signifi-
que busca discutir de manera abierta de la dominación a través de la palabra escri- de los indios americanos, la idea de Las Ca- tomaré vuestras mujeres e hi- caba abandonar la propia religión). Era, en-
y participativa las contradicciones en torno ta. Es una escena de lectura del momento de sas es "La variante latina de la relativización jos y los haré esclavos, y co- tonces, una escena de lectura que imponía
a las políticas de la lengua, sobre todo te- la conquista española: lo que se lee es el lla- cultural, [que] trata de entender el por qué de mo tales los venderé y dispon- una religión.
niendo en cuenta la próxima realización en mado "Requerimiento o Conminación a los los hábitos del otro, pero al mismo tiempo dré de ellos como Su Majes- -Reconocer al Papa, que tenía la potestad
Rosario del "III Congreso Internacional de indios". Momento fundante en la genealogía cree que, aceptada la diversidad, aún tenemos tad mandare, y os to ma ré de hablar en nombre de la iglesia. Esto sig-
la Lengua Española". de la identidad lingüística latinoamericana, motivos racionales fundados para preferir vuestros bienes y os haré to- nificaba obedecer a alguien distante, repre-
Creo que esta posibilidad de aportar di- un momento de pérdida original, de pérdida moralmente entre comportamientos". Este dos los males y daños que pu- sentado a su vez por los reyes.
ferentes perspectivas abre un campo favo- de los orígenes que hacen al ser histórico punto de vista entiende que determinados diere, como a vasallo que no -Reconocer "al rey y a la reyna nuestros
rable al despliegue interdisciplinario. Mi (por supuesto, no es el único momento). comportamientos culturales pueden ser "erro- obedece ni quieren recibir a su señores como a superiores e señores y reyes
posición se sostiene en la idea de conside- El Requerimiento es un documento atri- res probables", disculpables, y modificables señor y le resisten y contradi- destas islas y Tierra Firme". Esta obediencia
rar la lengua (o las lenguas) como creación buido a Juan López de Palacios Rubio, cate- por instrucción (o por evangelización). cen; y protesto que las muer- se debía a que la iglesia había donado a los
histórica, social y simbólica, y como crea- drático de la Universidad Salamanca. Emba- El Requerimiento, entonces, autorizaba el tes y daños que de ella se re- reyes ese poder.
ción humana sujeta a diferentes ejercicios jador en Roma y defensor del poder monár- empleo de la fuerza contra los indígenas de crecieren sea a vuestra culpa, -Dado que los sacerdotes eran los repre-
de dominación. La opresión lingüística es quico, se destacó como experto jurista y co- América, luego de realizarles una lectura en y no de Su Majestad, ni mía, sentantes de la iglesia, del papa y de los re-
una de las formas privilegiadas que asumen mo tal participó activamente en la cuestión castellano que "notificaba" que desde la crea- ni de estos caballeros que con- yes, se requería/conminaba a los indios para
las relaciones de poder. El reconocimiento de los Justos Títulos del Dominio de Indias, ción del mundo existía la delegación divina migo vinieron y de cómo os lo que "consintáis y deis lugar que estos padres
de la pluralidad cultural y lingüística es un sobre la cual realizó un detallado razona- del poder en la tierra al Papa. Los justos títu- digo y requiero, pido al pre- religiosos vos declaren y prediquen lo
derecho, sin negar que el devenir histórico miento acerca de la legitimidad de la sobera- los permitían que éste a su vez delegara en sente escribano que me lo dé susodicho".
nos ha homogeneizado a través de la lengua nía castellana sobre los territorios america- los reyes de España dicho poder. El círculo se por testimonio signado". -Es decir, debían consentir a que los pa-
castellana. nos. cerraba con la transferencia del poder que le- Tal como afirman Cucuzza y dres religiosos les declararan (les explicaran,
Entiendo a la lengua oficial como la El Requerimiento informaba que los in- gitimaba al conquistador y a los religiosos. Pineau, se oía leer para obede-
lengua del poder (cuando digo lengua ‘ofi- dios eran vasallos del monarca castellano y El Requerimiento expresaba en el cierre: cer al conquistador :
cial’ tomo del diccionario el significado de súbditos del Papa; se les comunicaba tam- "Por ende, como mejor puedo, vos ruego y Requerir significa intimar o
esta palabra: que emana de la autoridad), y bién que si oponían resistencia, se podía uti- requiero que entendáis bien esto que os he di- avisar con autoridad pública.
a la lengua dominada como la lengua no lizar la fuerza para que fueran sometidos. cho, y toméis para entenderlo y deliberar so- Es también necesitar o hacer
autorizada, la lengua de quienes tienen es- Fue escrito en 1513 y rigió hasta 1542. bre ello el tiempo que fuese justo, y reconoz- necesaria una cosa. Inducir,
caso poder (pero que pueden, sin embargo, Recordemos que hacia 1550 el dominico cáis a la Iglesia por señora y superiora del persuadir. Requerimiento es la
resistir). Bartolomé de las Casas mantuvo con Ginés universo mundo, y al sumo pontífice llamado acción y efecto de requerir, es
de Sepúlveda la famosa discusión denomina- Papa en su nombre, y a Su Majestad en su lu- una intimación.
UN REQUERIMIENTO FUNDACIONAL da "Controversia de Valladolid". Sepúlveda gar, como superior y señor y rey de las islas y Conminar es amenazar. Inti-
fundamenta en las leyes cristianas y en el de- tierra firme, por virtud de la dicha donación, mar la autoridad un mandato,
Hay diferentes "escenas de lectura" en recho natural las siguientes y ríspidas cues- y consintáis que estos padres religiosos os de- dos de la verdad os quisiereis convertir a la con apercibimiento de corrección o pena.
la historia humana. Una escena de lectura tiones: la idea de imperio y la guerra justa claren y prediquen lo susodicho. Si así lo hi- santa fe católica, como lo han hecho casi to- Algo conminatorio es un mandamiento que
es "el lugar donde se realiza/materializa lo contra los indígenas; la servidumbre natural; ciereis, haréis bien, y aquello que sois tenidos dos los vecinos de las otras islas; y a más de incluye amenaza.
escrito como práctica social de comunica- el recto principio del mandar y el obedecer; y obligados, y Su Majestad, y yo en su nom- esto Su Majestad vos dará muchos privile- Vemos entonces que el Requerimiento es
ción" (Cucuzza y Pineau, 2002). Es tam- la licitud de la sumisión del nuevo mundo al bre, vos recibirán con todo amor y caridad, y gios y excepciones y os hará muchas merce- una intimación, una orden que debe cumplir-
bién el resultado de procesos de larga dura- imperio castellano. Para Sepúlveda, lo que vos dejarán vuestras mujeres e hijos libres sin des. Si no lo hiciereis, o en ello dilación ma- se para no sufrir consecuencias o penaliza-
ción, en el que se sintetizan diferentes esce- se busca con el sometimiento del bárbaro es servidumbre, para que de ellas y de vosotros liciosamente pusiereis, certifícoos que con ciones ¿Qué decía el texto, qué se ordenaba
nas de lecturas registradas en variados mo- su civilización. Según Fernández Buey hagáis libremente todo lo que quisiereis y por la ayuda de Dios yo entraré poderosamente hacer y cuáles eran las amenazas? En esta
mentos de la historia cultural. En la historia (1995), Sepúlveda universalizaba la teoría bien tuviereis; y no vos compelerá a que os contra vosotros y os haré guerra por todas escena de lectura, el sacerdote reunía a los
latinoamericana hay una escena fundante aristotélica de la servidumbre natural en tornéis cristianos, salvo si vosotros, informa- las partes y manera que yo pudiere, y os su- indios y les leía en castellano, exigiendo:

18 la marea la marea 19
Lengua, identidad y dependencia
EDICIONES DEL DOCK

1989 - 2004

POESÍA - NARRATIVA

15 AÑOS INTENTANDO
LA BUENA LITERATURA

les enseñaran) esos justos títulos, ese poder y una situación de desigualdad: unos conside- a los varones blancos. En cuanto a mujeres, FUERA DE ESCENA GPara esto hace falta revisar el archivo,

esa obediencia. raron que los indios eran bárbaros, otros que indios, blancos pobres y negros, no se pensa- buscar en la memoria histórica para com- Avda. Córdoba 2054 1º "A" (1120)
El Requerimiento era un requerimiento de eran salvajes susceptibles de evangelización, ba en ellos a la hora de planificar la educa- prender e interpretar lo que se jugó, por Buenos Aires
Frente a un Congreso de la Lengua que
obediencia. Se debía escuchar y aprender otros que se trataba de buenos salvajes igno- ción. parece querer eludir conflictos, que se ejemplo, en aquellas escenas de lectura. Tel./Fax: 4374-2772
obligatoriamente lo que los sacerdotes predi- rantes del evangelio y de las leyes. En 1740, en Carolina, EE.UU., se impo- muestra hasta el momento como un lugar ar- Creo que revisitar el pasado ayuda a enten- e-mail:dock@interar.com.ar
caran, ya que estaban representando a los ver- Las órdenes religiosas habían comenza- nía una multa de 100 libras para quien ense- monioso y aséptico en donde el sólo estar der el presente.
daderos dueños de las islas y tierra firme (es do una educación homogeneizadora, en una ñara o hiciera enseñar a un esclavo. En 1823, como expositor implica alto honor y consi- GLos soportes: materiales o tecnología

decir, todo el territorio latinoamericano cono- conquista cultural que estuvo caracterizada en Carolina del Sur, un clérigo metodista deración, este "fuera de escena" que esta- de la palabra, al alcance de todas y todos.
cido) porque el rey y la reina eran superiores, por el despojo de bienes, la apropiación de blanco fue atacado por una muchedumbre por mos construyendo aquí convoca a participa- Frente a los Requerimientos como con-
eran señores, “reyes de estas tierras”, pues la obras de la cultura, la imposición de una len- haber fundado una escuela para niños negros. ciones múltiples, plurilingües, no selectivas. minante intimación, creo que se trata aquí
INSTITUTO
iglesia les había donado a los reyes las tierras gua y una cultura como superior, la imposi- En 1831, en Virginia, se decretó que enseñar El conflicto, histórico y social, político y de otra cuestión que no sé bien qué nombre
y el poder sobre ellas. ción de una doctrina religiosa, la domestica- a leer a negros era ilegal, y se debía pagar una económico, es reprimido en el orden del dis- darle. Ya no requerimiento, ya no conmina-
Se suponía que los indios no habían sido ción de los indios como mano de obra. multa de 50 dólares más un castigo de dos curso para que queden fuera las cuestiones ción, ya no homogeneización cultural, ni SUPERIOR DE
PSICOLOGIA
informados, lo cual se reparaba en ese acto de Hay un “choque” entre oralidad y escri- meses de cárcel a profesores blancos que al- que pueden disminuir los resultados del es- imposición sin mediaciones de una lengua y
lectura. “La relación pedagógica entre ameri- tura durante la conquista. Ese encontronazo fabetizaran a negros. Para negros y mulatos fuerzo estético. Un bello congreso puede una cultura. Un fuera de escena en donde
SOCIAL DE
canos y españoles se establecía como una re- entre la oralidad no alfabetizada y la lectura que recibieran instrucción, había un castigo realizarse con muchos acuerdos y con pocas oralidad y escritura se encuentren, debatan,
discutan. I
TUCUMAN
lación de dominación” (Puiggrós, 2003). de la palabra escrita se produce en un lugar consistente en cincuenta latigazos. Para las estridencias.
Podemos imaginar el pensamiento de los donde se instala el poder. Porque, dicen Cu- niñas también existían formas de discrimina- Foucault habla de los modos de la in-
religiosos: “Yo, sacerdote, soy criado, mensa- cuzza y Pineau, en distintos períodos y con ción en esos tiempos y lugares, ya que se vo- quietud ante los poderes y peligros de la pa-
Bibliografía
jero y capitán; hago saber que Dios nuestro diferentes finalidades, ‘unos’ leen mientras taba por no destinar dinero a la educación fe- labra, de allí la necesidad de inventar proce-
(S.E. 1161)
señor creó el cielo y la tierra, a San Pedro le que ‘otros’ sólo escuchan (hasta que en la menina (Bowen, 1992). En la provincia de dimientos para controlar, seleccionar y do- Bowen, James (1992). Historia de la educación occiden-
dio un cargo para que todos obedeciesen co- lectura silenciosa ambas prácticas sociales
Avala la Escuela de Psicología Social
Santa Fe, hasta las primeras décadas del siglo minar los acontecimientos. tal. Siglos XVII-XX. Barcelona: Herder. Tomo III
confluyen en la cabeza de un sólo indivi-
fundada por el
mo cabeza de todos los hombres, estuviesen XX, al decretarse la obligatoriedad de la es- Esta escena de lectura, en este escenario Caballero Zulma (2004). Maestras en Rosario. Género y

Dr. Enrique Pichon-Rivière


donde estuviesen, lo puso en Roma pero le duo). colaridad primaria, como había pocas escue- donde nos hemos reunido hoy, la considero
olvido. Rosario: Editorial AMSAFE (en prensa).
Cucuzza, Héctor y Pineau, Pablo (2000). "Escenas de lec-
en 1967
permitió que juzgara y gobernara a todo el “Leer” frente a “oír leer”, para estos his- las públicas y la habilitación de nuevas orga- paradójicamente como un "fuera de escena" tura en la Historia de la Educación Argentina". Carlos
mundo: cristianos, moros, judíos, gentiles y toriadores, denota en términos antinómicos nizaciones se llevaba a cabo con una gran donde, volviendo a los ítems propuestos por Paz, Córdoba. (Internet.)
Rectora: Psicóloga
de cualquier otra secta o creencia. El papa es que la escritura estuvo asociada al poder des-
Josefina Racedo
lentitud, se debió continuar con el subsidio a Cucuzza, Héctor (dir.) y Pineau, Pablo (codir.) (2002).
Cucuzza y Pineau: Para una historia de la enseñanza de la lectura y escritu-
gobernador y padre de todos los hombres. Un de momentos originarios. La marca de la es- las particulares. Pero el monto de dinero que GLos actores no se hallan en oposición ra en Argentina. Del catecismo colonial a La Razón de Mi
papa otorgó a los reyes Don Fernando y Doña critura supone un productor y un lector; su- se otorgaba a las escuelas de niñas era bastan- binaria: lectores y oyentes, lengua oficial y Vida. Buenos Aires: Miño y Dávila.

Desde 1996:
Isabel estas islas, con todo lo que en ellos hay pone asimismo ciertas condiciones sociales: te inferior con respecto a las escuelas de va- lengua dominada, saber hegemónico formal Fernandez Buey, Nicolás (1995). La gran perturbación.

Carrera de nivel terciario


(bienes, animales, mujeres, hombres).” quiénes producen, con qué soportes, para Discurso del indio metropolitano. Barcelona, Ediciones
rones: el subsidio que se otorgaba consistía frente a saberes informales y convivenciales,
con título oficial de:
Destino.
¿Qué sentido encontrar en el Requeri- qué usos del poder, quiénes pueden leer la en dos pesos por alumno varón y un peso por la escritura subordinando a la oralidad. Puiggrós, Adriana (2003). Qué pasó en la educación ar-
miento? Uno de los sentidos es que los espa- marca y quiénes sólo oír su lectura (Cucuzza alumna mujer (Mikielievich, en Caballero, GEscenas plurales, en nuevas políticas de gentina. Buenos Aires, Editorial Galerna.
ñoles debían ser los educadores, ya que se ins- y Pineau, 2002). 2004). Tanto la discriminación como la desi- las lenguas en las que no haya primeros ac- TECNICO SUPERIOR EN
tauraban a sí mismos como los únicos con de- Vale recordar aquí algunas políticas de gualdad de oportunidades para las mujeres tores y actores secundarios. PSICOLOGIA SOCIAL - 3 años
recho a educar, tarea que identificaban con la exclusión relacionadas con la lectura y la es- eran constantes, y estaban incorporadas a GLas finalidades: resistir a la globaliza-
evangelización (Puiggrós, 2003). La escena critura. Ambrosio Millicay, un negro liberto, Asesoría a instituciones
Trabajo en comunidades
otras tradiciones, normas y costumbres que ción unificadora y aniquiladora de las cultu-
Zulma Caballero es Doctora en Filosofía y Ciencias de
del requerimiento inaugura un sistema educa- en 1819 fue azotado en la plaza pública de regulaban la política de los sexos en la socie- ras. Resignificación de los contenidos cultu-
Catamarca por haberse descubierto que sabía
C. Alvarez 722
tivo bifurcado, que diferencia entre salvajes y dad. El sistema jurídico amparaba las desi- rales y lingüísticos, sobre todo de aquellos la Educación, directora de la Carrera de Profesorado en

(4000) San Miguel


civilizados; no solamente consideraban a la leer y escribir. También podemos recordar gualdades, y si bien las maestras debían for- contenidos agredidos, negados o silenciados. Psicología y docente en la Facultad de Psicología - UNR.

de Tucumán
hispánica una cultura superior, sino la única que hacia 1776, en EE.UU. durante el perío- mar ciudadanos conscientes y responsables GLos espacios y los tiempos: heteróto-
Este texto es un fragmento de su intervención en el semi-

Tel.: 0381-4217070
do posrevolucionario, todos debían poder ir nario "Una mirada crítica al III Congreso de la Lengua"
forma digna de tal nombre (op. cit.). Los espa- para cuando llegara la hora de votar, no eran pos, diversos, múltiples. Abiertos, no exclu- realizado el 3 de septiembre en el Auditórium del Conse-
ñoles, con sus diferencias, establecían siempre a la escuela; sin embargo, “todos” se refería ellas mismas ciudadanas. yentes. Discusiones accesibles a todos. jo Prof. de Ciencias Económicas, Rosario.

20 la marea la marea 21
Lengua, identidad y dependencia
EDICIONES DEL DOCK

1989 - 2004

POESÍA - NARRATIVA

15 AÑOS INTENTANDO
LA BUENA LITERATURA

les enseñaran) esos justos títulos, ese poder y una situación de desigualdad: unos conside- a los varones blancos. En cuanto a mujeres, FUERA DE ESCENA GPara esto hace falta revisar el archivo,

esa obediencia. raron que los indios eran bárbaros, otros que indios, blancos pobres y negros, no se pensa- buscar en la memoria histórica para com-
El Requerimiento era un requerimiento de eran salvajes susceptibles de evangelización, ba en ellos a la hora de planificar la educa- Frente a un Congreso de la Lengua que prender e interpretar lo que se jugó, por
Avda. Córdoba 2054 1º "A" (1120)

obediencia. Se debía escuchar y aprender otros que se trataba de buenos salvajes igno- ción. parece querer eludir conflictos, que se ejemplo, en aquellas escenas de lectura.
Buenos Aires

obligatoriamente lo que los sacerdotes predi- rantes del evangelio y de las leyes. En 1740, en Carolina, EE.UU., se impo- muestra hasta el momento como un lugar ar- Creo que revisitar el pasado ayuda a enten-
Tel./Fax: 4374-2772

caran, ya que estaban representando a los ver- Las órdenes religiosas habían comenza- nía una multa de 100 libras para quien ense- monioso y aséptico en donde el sólo estar der el presente.
e-mail:dock@interar.com.ar

daderos dueños de las islas y tierra firme (es do una educación homogeneizadora, en una ñara o hiciera enseñar a un esclavo. En 1823, como expositor implica alto honor y consi- GLos soportes: materiales o tecnología

decir, todo el territorio latinoamericano cono- conquista cultural que estuvo caracterizada en Carolina del Sur, un clérigo metodista deración, este "fuera de escena" que esta- de la palabra, al alcance de todas y todos.
cido) porque el rey y la reina eran superiores, por el despojo de bienes, la apropiación de blanco fue atacado por una muchedumbre por mos construyendo aquí convoca a participa- Frente a los Requerimientos como con-
eran señores, “reyes de estas tierras”, pues la obras de la cultura, la imposición de una len- haber fundado una escuela para niños negros. ciones múltiples, plurilingües, no selectivas. minante intimación, creo que se trata aquí
iglesia les había donado a los reyes las tierras gua y una cultura como superior, la imposi- En 1831, en Virginia, se decretó que enseñar El conflicto, histórico y social, político y de otra cuestión que no sé bien qué nombre
y el poder sobre ellas. ción de una doctrina religiosa, la domestica- a leer a negros era ilegal, y se debía pagar una económico, es reprimido en el orden del dis- darle. Ya no requerimiento, ya no conmina- INSTITUTO
Se suponía que los indios no habían sido ción de los indios como mano de obra. multa de 50 dólares más un castigo de dos curso para que queden fuera las cuestiones ción, ya no homogeneización cultural, ni SUPERIOR DE
informados, lo cual se reparaba en ese acto de Hay un “choque” entre oralidad y escri- meses de cárcel a profesores blancos que al- que pueden disminuir los resultados del es- imposición sin mediaciones de una lengua y
lectura. “La relación pedagógica entre ameri- tura durante la conquista. Ese encontronazo fabetizaran a negros. Para negros y mulatos fuerzo estético. Un bello congreso puede una cultura. Un fuera de escena en donde PSICOLOGIA
canos y españoles se establecía como una re- entre la oralidad no alfabetizada y la lectura que recibieran instrucción, había un castigo realizarse con muchos acuerdos y con pocas oralidad y escritura se encuentren, debatan,
de la palabra escrita se produce en un lugar
SOCIAL DE
lación de dominación” (Puiggrós, 2003). consistente en cincuenta latigazos. Para las estridencias. discutan. I
Podemos imaginar el pensamiento de los donde se instala el poder. Porque, dicen Cu- niñas también existían formas de discrimina- Foucault habla de los modos de la in- TUCUMAN
religiosos: “Yo, sacerdote, soy criado, mensa- cuzza y Pineau, en distintos períodos y con ción en esos tiempos y lugares, ya que se vo- quietud ante los poderes y peligros de la pa-
jero y capitán; hago saber que Dios nuestro diferentes finalidades, ‘unos’ leen mientras taba por no destinar dinero a la educación fe- labra, de allí la necesidad de inventar proce-
señor creó el cielo y la tierra, a San Pedro le que ‘otros’ sólo escuchan (hasta que en la menina (Bowen, 1992). En la provincia de dimientos para controlar, seleccionar y do-
Bibliografía
dio un cargo para que todos obedeciesen co- lectura silenciosa ambas prácticas sociales Santa Fe, hasta las primeras décadas del siglo minar los acontecimientos.
Bowen, James (1992). Historia de la educación occiden-
tal. Siglos XVII-XX. Barcelona: Herder. Tomo III
(S.E. 1161)

mo cabeza de todos los hombres, estuviesen confluyen en la cabeza de un sólo indivi- XX, al decretarse la obligatoriedad de la es- Esta escena de lectura, en este escenario Caballero Zulma (2004). Maestras en Rosario. Género y Avala la Escuela de Psicología Social
donde estuviesen, lo puso en Roma pero le duo). colaridad primaria, como había pocas escue- donde nos hemos reunido hoy, la considero
olvido. Rosario: Editorial AMSAFE (en prensa). fundada por el
permitió que juzgara y gobernara a todo el “Leer” frente a “oír leer”, para estos his- las públicas y la habilitación de nuevas orga- paradójicamente como un "fuera de escena"
Cucuzza, Héctor y Pineau, Pablo (2000). "Escenas de lec- Dr. Enrique Pichon-Rivière
tura en la Historia de la Educación Argentina". Carlos
mundo: cristianos, moros, judíos, gentiles y toriadores, denota en términos antinómicos nizaciones se llevaba a cabo con una gran donde, volviendo a los ítems propuestos por Paz, Córdoba. (Internet.)
en 1967
de cualquier otra secta o creencia. El papa es que la escritura estuvo asociada al poder des- lentitud, se debió continuar con el subsidio a Cucuzza y Pineau: Cucuzza, Héctor (dir.) y Pineau, Pablo (codir.) (2002).
gobernador y padre de todos los hombres. Un de momentos originarios. La marca de la es- las particulares. Pero el monto de dinero que
Para una historia de la enseñanza de la lectura y escritu- Rectora: Psicóloga
GLos actores no se hallan en oposición
papa otorgó a los reyes Don Fernando y Doña critura supone un productor y un lector; su-
ra en Argentina. Del catecismo colonial a La Razón de Mi Josefina Racedo
se otorgaba a las escuelas de niñas era bastan- binaria: lectores y oyentes, lengua oficial y Vida. Buenos Aires: Miño y Dávila.
Isabel estas islas, con todo lo que en ellos hay pone asimismo ciertas condiciones sociales: te inferior con respecto a las escuelas de va- lengua dominada, saber hegemónico formal Fernandez Buey, Nicolás (1995). La gran perturbación.
(bienes, animales, mujeres, hombres).” quiénes producen, con qué soportes, para rones: el subsidio que se otorgaba consistía frente a saberes informales y convivenciales,
Discurso del indio metropolitano. Barcelona, Ediciones Desde 1996:
¿Qué sentido encontrar en el Requeri- qué usos del poder, quiénes pueden leer la en dos pesos por alumno varón y un peso por
Destino. Carrera de nivel terciario
la escritura subordinando a la oralidad. Puiggrós, Adriana (2003). Qué pasó en la educación ar-
miento? Uno de los sentidos es que los espa- marca y quiénes sólo oír su lectura (Cucuzza alumna mujer (Mikielievich, en Caballero,
con título oficial de:
GEscenas plurales, en nuevas políticas de gentina. Buenos Aires, Editorial Galerna.
ñoles debían ser los educadores, ya que se ins- y Pineau, 2002). 2004). Tanto la discriminación como la desi- las lenguas en las que no haya primeros ac-
Vale recordar aquí algunas políticas de
TECNICO SUPERIOR EN
tauraban a sí mismos como los únicos con de- gualdad de oportunidades para las mujeres tores y actores secundarios.
exclusión relacionadas con la lectura y la es-
PSICOLOGIA SOCIAL - 3 años
recho a educar, tarea que identificaban con la eran constantes, y estaban incorporadas a GLas finalidades: resistir a la globaliza-
evangelización (Puiggrós, 2003). La escena critura. Ambrosio Millicay, un negro liberto, otras tradiciones, normas y costumbres que ción unificadora y aniquiladora de las cultu- Asesoría a instituciones
del requerimiento inaugura un sistema educa- en 1819 fue azotado en la plaza pública de regulaban la política de los sexos en la socie- ras. Resignificación de los contenidos cultu- Trabajo en comunidades
tivo bifurcado, que diferencia entre salvajes y Catamarca por haberse descubierto que sabía dad. El sistema jurídico amparaba las desi- rales y lingüísticos, sobre todo de aquellos
Zulma Caballero es Doctora en Filosofía y Ciencias de
la Educación, directora de la Carrera de Profesorado en
civilizados; no solamente consideraban a la leer y escribir. También podemos recordar gualdades, y si bien las maestras debían for- contenidos agredidos, negados o silenciados. Psicología y docente en la Facultad de Psicología - UNR.
C. Alvarez 722
hispánica una cultura superior, sino la única que hacia 1776, en EE.UU. durante el perío- mar ciudadanos conscientes y responsables GLos espacios y los tiempos: heteróto-
Este texto es un fragmento de su intervención en el semi- (4000) San Miguel
forma digna de tal nombre (op. cit.). Los espa- do posrevolucionario, todos debían poder ir para cuando llegara la hora de votar, no eran pos, diversos, múltiples. Abiertos, no exclu-
nario "Una mirada crítica al III Congreso de la Lengua" de Tucumán
a la escuela; sin embargo, “todos” se refería
realizado el 3 de septiembre en el Auditórium del Conse-
ñoles, con sus diferencias, establecían siempre ellas mismas ciudadanas. yentes. Discusiones accesibles a todos.
Tel.: 0381-4217070
jo Prof. de Ciencias Económicas, Rosario.

20 la marea la marea 21
La escuela
Lengua, identidad y dependencia

y los peligros de

María Inés Tapia Vera. El dragón y los miedos. Litografía.


DE-SUBJETIVACION
La importancia del respeto a la cultura y la lengua de origen

Escribe Inés Cristina Rosbaco

S
i hay algo que somete a un pueblo es También hay que “formatear” el pensa- naturaleza, mayor discriminación entre los herramientas más eficaces ha sido la pro- como un ejemplo de lo que ocurre con los ció un episodio escolar en el que su maestra
el grado de heteronomía, de depen- miento de acuerdo a la lógica del mercado. hombres, profundización de la división de hibición de la lengua de origen. Debemos niños marginados por la escuela expulsiva. les había pedido describir verbalmente la lá-
dencia, que mantienen sus ciudada- Algunos psicólogos lo llaman “pensamiento clases, inteligencia cada vez más alejada de tomar conciencia de los efectos catastrófi- Marcelo es un niño de 6 años de los que de- mina de un confortable líving-comedor.
nos respecto de quienes detentan el poder. web”. Se caracteriza por la fragmentación y lo concreto real. También es histórico que cos que puede producir la desestimación nominé “desnutrido escolar” por los efectos También les había pedido que escribieran en
Lo contrario es la autonomía. Todos juntos, la vertiginosidad de los movimientos, como para expandir su dominio, desde épocas re- de la lengua de origen. de de-subjetivación que padecía al momen- sus cuadernos la siguiente frase que debían
podemos tener un rol activo en transformar en los jueguitos electrónicos o las películas motas los opresores conocen la importancia to de la consulta. La de-subjetivación está completar: “La casa en que vivo es...” Mar-
lo social desde el lugar que cada uno ocupa con predominio de la acción e imágenes tan de la lengua. No sólo con la fuerza se domi- Escuela expulsiva relacionada con el “no poder”, con un senti- celo no sabía por qué no quería hablarle a su
en los espacios públicos, un lugar en la lu- veloces que las interiorizamos sin darnos na. Es en este marco que ubico el sentido del y de-subjetivación miento de profunda impotencia. maestra, pero le aseguraba a su madre que
cha contra la opresión de cualquier imperio. cuenta. La primacía de la imagen y del zap- Congreso de la Lengua Española. Marcelo repitió primer grado. Varios era “mala y fea”.
Solos, somos impotentes, no podemos vis- ping lleva a la fragmentación y a la muerte El Banco Mundial plantea con sinceri- La escuela es el espacio público privi- meses antes de terminar el año lectivo tomó El niño había hecho inhibición cognitiva
lumbrar una salida, un proyecto de vida. del metarrelato. Los medios de comunica- dad algunas de estas cosas. Por ejemplo, en legiado que encuentra el niño al salir del una decisión contundente: dejar de hablarle y verbal severa. Aunque en su casa hablaba
Depende de nuestro grado de autonomía ción, especialmente la TV, imponen estos 1996 advertía que las políticas que manda espacio familiar para constituirse como su- a su maestra. Hasta ese entonces había con sus hermanitos, nunca fue charlatán, di-
que seamos artífices de nuestro propio des- modos de ver y pensar. Se intenta generar implementar para enriquecimiento de algu- jeto social. La escuela no sólo enseña el aprendido a la par de sus compañeros pero, fícilmente lo sean los niños pequeños de las
tino, luchando para transformar una reali- un pensamiento pragmático, útil en una so- nos van a aparejar un gran número de deso- conocimiento sistematizado sino que con- “inexplicablemente” —según con tó su “villas miseria”, que están poco estimulados
dad opresora que margina cada día más. ciedad mercantilista. La nueva cultura light cupados, y propone políticas compensato- tribuye a la formación del sujeto social, maestra—, cuando dejó de hablarle también para hablar, sobre todo para narrar. La fami-
En los últimos 30 años hemos visto có- produce subjetividades frágiles, tan delga- rias. ¿Acaso un acto de sensibilidad huma- afianza modos de pensamiento que no po- dejó de aprender. lia vivía cerca del cementerio sobre un ca-
mo las políticas neoliberales han producido das que hasta las diferencias sexuales se di- na? No, sino que aquellos que se encuentran drían construirse sólo en el espacio fami- Marcelo fue derivado a consulta psicoló- mino de tierra en una casilla de una sola ha-
un cambio en la función del Estado y en la luyen. Nunca en nombre de la diversidad se en riesgo social pueden producir un desbor- liar, pues necesitan nutrirse de modos de gica por la fonoaudióloga, quien lo atendía bitación construida con acumuladores de
economía de mercado. Estos cambios no han borrado tanto las diferencias. de que desestabilice la armonía social nece- relación, reglas y normativas diferentes al por sus dificultades para hablar. Incluido en autos y techo de chapa. Dormían todos en
acontecen solamente a nivel económico o La Ley Federal de Educación vino a saria para el mercado. Habíamos entendido que éste puede brindarle. ¿Qué ocurre con un grupo de niños con problemas de apren- una cama grande que ocupaba casi toda la
político. Por aquello de que “nadie puede consolidar estos cambios en la escuela, re- mal cuando nos hablaban de niños en riesgo los niños que “no les da la cabeza”, como dizaje, empezó a recobrar la confianza en sí vivienda.
gobernar sentado sobre bayonetas”, esas gulando entre otras cosas el tipo de pensa- social, creímos que la preocupación era por se suele decir, y son expulsados de la es- mismo y se volvió más participativo. Un día el padre retó a Marcelo por algo
políticas no pueden sostenerse sin un cam- miento en que se forma a los niños. Piaget los niños pero no, estaban hablando del ries- cuela tras reiterados fracasos? Se acaba En una ocasión en que los niños habla- que el niño había hecho. Pregunté a la ma-
bio en los valores, en las normas; tampoco estaba un tanto equivocado, hay estudios go que representaban para “la sociedad”, la para ellos la constitución del sujeto social. ban sobre las características de sus vivien- dre por qué Marcelo mantuvo la mirada ga-
sin el reforzamiento de la lengua dominan- que demuestran que en un momento del de- que debe entenderse como un grupo reduci- A mi modo de ver, no hay posibilidad de das, Marcelo dijo: “las casas se pueden cha durante la reprimenda. Me respondió
te. sarrollo la escuela puede ser el factor prin- do de personas enriquecidas en un proceso constitución de un sujeto social sin la es- construir con diferentes materiales, pueden que de haber sostenido la mirada hubiera si-
Cuando se produce un cambio profundo cipal de construcción de modalidades de tan acelerado como descarado. cuela. El niño expulsado es privado de las ser de lata, cartón, madera o cajitas” (sig- do un “desfachatado”. Recordé cuando la
en las políticas socio-económicas como las pensamiento. La lengua de un determinado grupo so- herramientas que el día de mañana le per- nificativamente, no mencionó ladri llos, maestra dice “mírenme cuando explico, no
de la “globalización”, se impone un cambio Sabemos que el pensamiento sin palabra cial se puede analizar desde diferentes pers- mitan ser artífice de su propio destino. siendo que su padre trabajaba en un horno se distraigan” ¿Qué habrá entendido Marce-
en los modos de pensar y actuar acorde a la no es posible. pectivas. Una de ellas es la comunicación, Desconoce sus potencialidades porque un de ladrillos). Contó que su papá había vacia- lo cuando escuchó esto, habrá mirado a la
lógica del mercado. Una lógica nueva del Históricamente, el pensamiento se ha cuyo dominio es vital para que la lengua es- otro social le dijo “vos no podés”, y eso do las “cajitas” que encontró amontonadas cara a la maestra? Qué desconcierto para
mercado tiene que redefinir sus lexemas, el forjado en el desesperado intento del hom- té, una vez más en la historia, al servicio de suena como un mandato social que lo inhi- cerca del cementerio y que con ellas había él…
significado de las palabras: el Estado pasa a bre por dominar la naturaleza, y también a la dominación. Es imposible dominar a un be cognitivamente y lo repliega dentro de construido la casilla en que vivía la familia. La madre me contó que de bebé Marce-
ser un prestador eficiente de servicios pú- los otros hombres. Conocimiento/pensa- pueblo sin la imposición de la lengua de los una coraza defensiva, impidiendo su desa- Preguntamos a su mamá qué eran las “caji- lo tomó el pecho con ganas y que ella le ha-
blicos, el ciudadano es un usuario, la justi- miento es un par que siempre fue conse- que detentan el poder. Cuando se ha querido rrollo subjetivo e intelectual. tas” y así supimos que eran acumuladores blaba mucho cuando le daba de mamar. Co-
cia social es concertación social. cuente con el poder. A mayor dominio de la exterminar culturas indígenas, una de las Referiré aquí la historia de “Marcelo” de autos. Llegado a este punto, Marcelo aso- mo cualquier bebé, Marcelo amaba la forma

22 la marea la marea 23
La escuela
Lengua, identidad y dependencia

y los peligros de

María Inés Tapia Vera. El dragón y los miedos. Litografía.


DE-SUBJETIVACION
La importancia del respeto a la cultura y la lengua de origen

Escribe Inés Cristina Rosbaco

S
i hay algo que somete a un pueblo es También hay que “formatear” el pensa- naturaleza, mayor discriminación entre los herramientas más eficaces ha sido la pro- como un ejemplo de lo que ocurre con los ció un episodio escolar en el que su maestra
el grado de heteronomía, de depen- miento de acuerdo a la lógica del mercado. hombres, profundización de la división de hibición de la lengua de origen. Debemos niños marginados por la escuela expulsiva. les había pedido describir verbalmente la lá-
dencia, que mantienen sus ciudada- Algunos psicólogos lo llaman “pensamiento clases, inteligencia cada vez más alejada de tomar conciencia de los efectos catastrófi- Marcelo es un niño de 6 años de los que de- mina de un confortable líving-comedor.
nos respecto de quienes detentan el poder. web”. Se caracteriza por la fragmentación y lo concreto real. También es histórico que cos que puede producir la desestimación nominé “desnutrido escolar” por los efectos También les había pedido que escribieran en
Lo contrario es la autonomía. Todos juntos, la vertiginosidad de los movimientos, como para expandir su dominio, desde épocas re- de la lengua de origen. de de-subjetivación que padecía al momen- sus cuadernos la siguiente frase que debían
podemos tener un rol activo en transformar en los jueguitos electrónicos o las películas motas los opresores conocen la importancia to de la consulta. La de-subjetivación está completar: “La casa en que vivo es...” Mar-
lo social desde el lugar que cada uno ocupa con predominio de la acción e imágenes tan de la lengua. No sólo con la fuerza se domi- Escuela expulsiva relacionada con el “no poder”, con un senti- celo no sabía por qué no quería hablarle a su
en los espacios públicos, un lugar en la lu- veloces que las interiorizamos sin darnos na. Es en este marco que ubico el sentido del y de-subjetivación miento de profunda impotencia. maestra, pero le aseguraba a su madre que
cha contra la opresión de cualquier imperio. cuenta. La primacía de la imagen y del zap- Congreso de la Lengua Española. Marcelo repitió primer grado. Varios era “mala y fea”.
Solos, somos impotentes, no podemos vis- ping lleva a la fragmentación y a la muerte El Banco Mundial plantea con sinceri- La escuela es el espacio público privi- meses antes de terminar el año lectivo tomó El niño había hecho inhibición cognitiva
lumbrar una salida, un proyecto de vida. del metarrelato. Los medios de comunica- dad algunas de estas cosas. Por ejemplo, en legiado que encuentra el niño al salir del una decisión contundente: dejar de hablarle y verbal severa. Aunque en su casa hablaba
Depende de nuestro grado de autonomía ción, especialmente la TV, imponen estos 1996 advertía que las políticas que manda espacio familiar para constituirse como su- a su maestra. Hasta ese entonces había con sus hermanitos, nunca fue charlatán, di-
que seamos artífices de nuestro propio des- modos de ver y pensar. Se intenta generar implementar para enriquecimiento de algu- jeto social. La escuela no sólo enseña el aprendido a la par de sus compañeros pero, fícilmente lo sean los niños pequeños de las
tino, luchando para transformar una reali- un pensamiento pragmático, útil en una so- nos van a aparejar un gran número de deso- conocimiento sistematizado sino que con- “inexplicablemente” —según con tó su “villas miseria”, que están poco estimulados
dad opresora que margina cada día más. ciedad mercantilista. La nueva cultura light cupados, y propone políticas compensato- tribuye a la formación del sujeto social, maestra—, cuando dejó de hablarle también para hablar, sobre todo para narrar. La fami-
En los últimos 30 años hemos visto có- produce subjetividades frágiles, tan delga- rias. ¿Acaso un acto de sensibilidad huma- afianza modos de pensamiento que no po- dejó de aprender. lia vivía cerca del cementerio sobre un ca-
mo las políticas neoliberales han producido das que hasta las diferencias sexuales se di- na? No, sino que aquellos que se encuentran drían construirse sólo en el espacio fami- Marcelo fue derivado a consulta psicoló- mino de tierra en una casilla de una sola ha-
un cambio en la función del Estado y en la luyen. Nunca en nombre de la diversidad se en riesgo social pueden producir un desbor- liar, pues necesitan nutrirse de modos de gica por la fonoaudióloga, quien lo atendía bitación construida con acumuladores de
economía de mercado. Estos cambios no han borrado tanto las diferencias. de que desestabilice la armonía social nece- relación, reglas y normativas diferentes al por sus dificultades para hablar. Incluido en autos y techo de chapa. Dormían todos en
acontecen solamente a nivel económico o La Ley Federal de Educación vino a saria para el mercado. Habíamos entendido que éste puede brindarle. ¿Qué ocurre con un grupo de niños con problemas de apren- una cama grande que ocupaba casi toda la
político. Por aquello de que “nadie puede consolidar estos cambios en la escuela, re- mal cuando nos hablaban de niños en riesgo los niños que “no les da la cabeza”, como dizaje, empezó a recobrar la confianza en sí vivienda.
gobernar sentado sobre bayonetas”, esas gulando entre otras cosas el tipo de pensa- social, creímos que la preocupación era por se suele decir, y son expulsados de la es- mismo y se volvió más participativo. Un día el padre retó a Marcelo por algo
políticas no pueden sostenerse sin un cam- miento en que se forma a los niños. Piaget los niños pero no, estaban hablando del ries- cuela tras reiterados fracasos? Se acaba En una ocasión en que los niños habla- que el niño había hecho. Pregunté a la ma-
bio en los valores, en las normas; tampoco estaba un tanto equivocado, hay estudios go que representaban para “la sociedad”, la para ellos la constitución del sujeto social. ban sobre las características de sus vivien- dre por qué Marcelo mantuvo la mirada ga-
sin el reforzamiento de la lengua dominan- que demuestran que en un momento del de- que debe entenderse como un grupo reduci- A mi modo de ver, no hay posibilidad de das, Marcelo dijo: “las casas se pueden cha durante la reprimenda. Me respondió
te. sarrollo la escuela puede ser el factor prin- do de personas enriquecidas en un proceso constitución de un sujeto social sin la es- construir con diferentes materiales, pueden que de haber sostenido la mirada hubiera si-
Cuando se produce un cambio profundo cipal de construcción de modalidades de tan acelerado como descarado. cuela. El niño expulsado es privado de las ser de lata, cartón, madera o cajitas” (sig- do un “desfachatado”. Recordé cuando la
en las políticas socio-económicas como las pensamiento. La lengua de un determinado grupo so- herramientas que el día de mañana le per- nificativamente, no mencionó ladri llos, maestra dice “mírenme cuando explico, no
de la “globalización”, se impone un cambio Sabemos que el pensamiento sin palabra cial se puede analizar desde diferentes pers- mitan ser artífice de su propio destino. siendo que su padre trabajaba en un horno se distraigan” ¿Qué habrá entendido Marce-
en los modos de pensar y actuar acorde a la no es posible. pectivas. Una de ellas es la comunicación, Desconoce sus potencialidades porque un de ladrillos). Contó que su papá había vacia- lo cuando escuchó esto, habrá mirado a la
lógica del mercado. Una lógica nueva del Históricamente, el pensamiento se ha cuyo dominio es vital para que la lengua es- otro social le dijo “vos no podés”, y eso do las “cajitas” que encontró amontonadas cara a la maestra? Qué desconcierto para
mercado tiene que redefinir sus lexemas, el forjado en el desesperado intento del hom- té, una vez más en la historia, al servicio de suena como un mandato social que lo inhi- cerca del cementerio y que con ellas había él…
significado de las palabras: el Estado pasa a bre por dominar la naturaleza, y también a la dominación. Es imposible dominar a un be cognitivamente y lo repliega dentro de construido la casilla en que vivía la familia. La madre me contó que de bebé Marce-
ser un prestador eficiente de servicios pú- los otros hombres. Conocimiento/pensa- pueblo sin la imposición de la lengua de los una coraza defensiva, impidiendo su desa- Preguntamos a su mamá qué eran las “caji- lo tomó el pecho con ganas y que ella le ha-
blicos, el ciudadano es un usuario, la justi- miento es un par que siempre fue conse- que detentan el poder. Cuando se ha querido rrollo subjetivo e intelectual. tas” y así supimos que eran acumuladores blaba mucho cuando le daba de mamar. Co-
cia social es concertación social. cuente con el poder. A mayor dominio de la exterminar culturas indígenas, una de las Referiré aquí la historia de “Marcelo” de autos. Llegado a este punto, Marcelo aso- mo cualquier bebé, Marcelo amaba la forma

22 la marea la marea 23
Lengua, identidad y dependencia
con la alegría de los padres para con él, por- dibujo de la ballena, no se hizo más pis en la sobre el verbal, y que un empujón o un nara con esa escuela-ballena. Odió sus úti- inviste de libido, que es la energía de la
que el origen del pensar sólo es posible si escuela. golpe, nunca fuertes, son formas habitua- les, los perdió, rompió su cuaderno, ¿para pulsión de vida. Vida, eros, libido, amor,
acontece al interior de un campo deseante y La maestra me contó que nunca lo enten- les de encuentro, de comunicarse, de te- qué guardaría en su mochila esas cosas que son todos términos que remiten a la consti-
placentero para los padres. Así Marcelo dió, parecía extraño, siempre “en las nubes”. nerse en cuenta. sólo servían para destruirlo? La maestra y tución subjetiva.
construyó un pensamiento modelado por la Un día les estaba explicando la suma en el En pocos meses Marcelo se encontró la madre lo retaron por esto una y otra vez La lengua, indiscriminada del resto de
cultura de origen y las normas familiares. pizarrón y él salió diciendo que le habían totalmente despistado: lo que era bueno y y el circuito del odio siguió alimentándose. los objetos amados, es parte de lo que brin-
Para ir despegándose del pensamiento ma- choreado su perro. La maestra lo corrigió: malo para él, no lo era para la escuela. Ca- Así llegamos al momento en que la charla da la cultura. La lengua es lo primero que
terno se necesita el empujón que da la ley “se dice robado”. “No, choreado”, insistió da vez se desorganizaba más, porque un sobre la lámina del living-comedor llevó a el niño libidiniza. Cuando el niño ama la
de la escuela. El pensamiento se organiza él. Cuando le pregunté, me contó que cono- niño reconoce su identidad en aquello que un cortocircuito entre la imagen de todo lengua, no sólo se constituye en y a través
en base a una ley que le es externa, podría- cía tres tipos de choreo: él de una mamá que va recibiendo de los otros, como si se mi- aquello por lo que Marcelo se sabía existir de ella, sino que construye su pensamiento.
mos hablar de un pensamiento social que mandó a su hijo al dispensario a chorear una rara en un espejo y éste le confirma la ima- y la escuela, en la que nada reconocía como El pensamiento es energía ligada, re-
deviene singular. radio. Eso no estaba mal por que la señora gen que tiene internalizada. Pero cuando propio. presentaciones capaces de ser unidas con
Cuando Marcelo cumplió seis años el estaba sola y tenía 5 chicos para darles de la imagen que recibe es la de un descono- Desbordado de angustia y con vivencias sentido a través de una relación de amor
papá comunicó a su madre que lo iba a comer. Sí estaba mal lo que había hecho cido, el niño se desestructura. Sus valores, de desamparo en un ámbito desconocido que el niño arma con los objetos —sean es-
mandar a la escuela del centro “pa´ que Raúl, había robado remedios del dispensario sus costumbres, su lengua, todo eso que lo por él, es probable que el niño haya hecho tos sus progenitores, hermanos, etc.— que
aprenda como los hijos de los dotores; no para “darse” con sus amigos. Y ese choreo hace reconocerse en su sí mismo desapare- una regresión a etapas de su vida que le más tarde se extenderá a los objetos de co-
quiero que sea burro como yo ni que se la era distinto del que hizo su tío con un revól- ce como por encanto y su subjetividad brindaban a su Yo mayor seguridad. nocimiento. De pequeño, el niño se sabe
pase pisando mierda con barro toda su vida ver para sacarle la cartera a una señora; eso queda expuesta, amenazada de fragmenta- Dónde habrá guardado Marcelo el amor existir por el rostro de su madre, cuando
y que no le alcance pa´ criar a los hijos.” estaba muy mal por que él no sabía si la se- ción. que sentía al aprender las cosas que le en- éste le sonríe, le habla, gesticula, siempre
Cuando Marcelo entró a la escuela se le ñora llevaba dinero para darle de comer a Ante su integridad psíquica en peligro, señaba su padre, por ejemplo cuando iba acompañado del amor. El desamor, ocasio-
abrió un mundo nuevo. “¡Qué edificio tan sus hijos. Marcelo se acorazó. En vez de placer y entusiasmado a ayudarlo a la “pisada” en la nado por todo lo que genere displacer,
grande, me daba miedo!”, me dijo mientras En otra oportunidad, su “seño” se enojó amor sintió odio a todo lo que se relacio- fábrica de ladrillos. Si con eso ayudaba a su amenaza a su superviviencia, genera recha-
dibujaba una escuela con paredes transpa- mucho y lo mandó a la dirección por que le padre en el trabajo, él estaba contento de zo y odio en el niño.
en que su madre lo acogía en sus brazos y embarrarse y se sentía importante. Quizás Un maestro me contó de un adolescen-
así comenzó a amar la lengua en que ella le rentes que dejaban ver una gran ballena con había tirado a un chico con un bizcocho.
dientes inmensos. “Y parece que te piyaste Cuando la supervisora le preguntó por qué ese odio que Marcelo aprendió temprana- te que escribió en el pizarrón: “No sé leer
hablaba. Esta mamá, si bien tenía sus parti- mente a sentir contra quienes tan violenta- pero estoy orgulloso de ser toba”. Podría-
cularidades propias, reproducía la cultura de miedo”, le dije, porque la mamá me ha- había hecho eso, Marcelo respondió con na-
bía contado que se hizo pis durante todo el turalidad que sabía que “el Juan tenía mucho mente lo oprimen —ese odio que es inhe- mos interpretarlo como: “No sé leer la len-
del grupo en el que estaba inserta. Con lo rente a la lucha de clases—, pueda utilizar- gua de ustedes pero estoy orgulloso de mi
transmitido por su madre Marcelo fue primer año escolar. Ella no entendía por hambre porque su mamá no tenía comida”.
qué, pues en la casa ya no lo hacía. Curio- Y yo le creí, porque recordé que en su barrio lo junto a todos los Marcelos de América identidad”. La lengua que los niños traen a
constituyendo su subjetividad. También latina para transformar esta realidad social la escuela es la materia con la que se han
samente, después de nuestra charla con el manejan un lenguaje gestual que predomina
que oprime cada día más. Como indica la constituido, junto a otros aspectos de su
dialéctica, nada es lineal, hay que odiar pa- cultura. Arriesgando una hipótesis podría-
ra transformar, tanto como hay que amar mos decir que muchos niños de culturas di-
profundamente para jugarse por un proyec- ferentes sienten una suerte de traición a sus
to de vida, por una transformación en una orígenes cuando van a la escuela a apren-
sociedad más justa. der otra cultura. Los modos en que estos
niños estructuran su percepción y su lógica
Lengua y formación del pensamiento
Primera Escuela
Primera Privada
Escuela de de
Privada Psicología Social
Psicología Social de pensamiento son diferentes a los nues-
fundada por por
el Dr. Enrique Pichon Rivière tros, tienen representaciones distintas con
Cada grupo humano posee una cultura lógicas distintas. La estructura de la per-
fundada el Dr. Enrique Pichon Rivière
con valores, costumbres, normas que regu- cepción de la realidad está ligada a la cul-
dirigida por Ana P. de Quiroga
dirigida por Ana P. de Quiroga
lan lo permitido y lo prohibido, y una len- tura de pertenencia y muy en especial a la
gua en su sentido más amplio. El grupo le lengua de origen. Los ejemplos de culturas
PARA OPERAR EN GRUPOS - ORGANIZACIONES - COMUNIDAD asegura al sujeto su supervivencia y su diferentes sirven para ver el riesgo que co-
TRABAJO - SALUD - EDUCACIÓN constitución como sujeto social, dándole un rremos de cometer los mismos errores con
lugar desde el cual incorporar esa cultura. niños pobres que, en mayor o menor medi-
Estudie Los miembros de un conjunto social nos da, tienen también una lengua diferente y
constituimos sujetados a una cultura. Los distintos modos de pensamiento. I
PSICOLOGIA SOCIAL enunciados de origen de nuestro grupo so-
cial tienen un carácter de certeza gracias al
cual nos paramos en un piso firme que sos-
tiene los pilares que nos constituyen. Esto
4 AÑOS
INCORPORADO A LA ENSEÑANZA OFICIAL - A 1245 no tiene un carácter teórico para el sujeto,
sus pilares constitutivos se asientan en el
amor, son instituidos tempranamente a tra-
ARTICULACIÓN UNIVERSITARIA
Inés Cristina Rosbaco es Licenciada en Ciencias de la
vés de la madre. En el eje amparo-desam- Educación. Este texto es una parte de su intervención en
el seminario “Identidad, lengua y nuevas conquistas im-
paro (Freud) el bebé ama todo aquello que
CHARLAS INFORMATIVAS EN NOVIEMBRE
periales - Una mirada crítica al III Congreso de la Len-
INFORMES E INSCRIPCION: 24 DE NOVIEMBRE 997 - Ciudad de Buenos Aires le asegure su supervivencia. Ama los obje- gua ”, organizado por la Mesa Debate Rosario el 24 de
tos que le producen placer y bienestar, en- setiembre en el Consejo de Profesionales de Ciencias
tabla con ellos una relación amorosa, los
TELEFAX: 4957-1907 4931-0200 - E-MAIL: secretaria@psicologiasocial.esc.edu.ar
SITIO WEB: www.psicologiasocial.esc.edu.ar Económicas, Rosario.

24 la marea la marea 25
Lengua, identidad y dependencia
con la alegría de los padres para con él, por- dibujo de la ballena, no se hizo más pis en la sobre el verbal, y que un empujón o un nara con esa escuela-ballena. Odió sus úti- inviste de libido, que es la energía de la
que el origen del pensar sólo es posible si escuela. golpe, nunca fuertes, son formas habitua- les, los perdió, rompió su cuaderno, ¿para pulsión de vida. Vida, eros, libido, amor,
acontece al interior de un campo deseante y La maestra me contó que nunca lo enten- les de encuentro, de comunicarse, de te- qué guardaría en su mochila esas cosas que son todos términos que remiten a la consti-
placentero para los padres. Así Marcelo dió, parecía extraño, siempre “en las nubes”. nerse en cuenta. sólo servían para destruirlo? La maestra y tución subjetiva.
construyó un pensamiento modelado por la Un día les estaba explicando la suma en el En pocos meses Marcelo se encontró la madre lo retaron por esto una y otra vez La lengua, indiscriminada del resto de
cultura de origen y las normas familiares. pizarrón y él salió diciendo que le habían totalmente despistado: lo que era bueno y y el circuito del odio siguió alimentándose. los objetos amados, es parte de lo que brin-
Para ir despegándose del pensamiento ma- choreado su perro. La maestra lo corrigió: malo para él, no lo era para la escuela. Ca- Así llegamos al momento en que la charla da la cultura. La lengua es lo primero que
terno se necesita el empujón que da la ley “se dice robado”. “No, choreado”, insistió da vez se desorganizaba más, porque un sobre la lámina del living-comedor llevó a el niño libidiniza. Cuando el niño ama la
de la escuela. El pensamiento se organiza él. Cuando le pregunté, me contó que cono- niño reconoce su identidad en aquello que un cortocircuito entre la imagen de todo lengua, no sólo se constituye en y a través
en base a una ley que le es externa, podría- cía tres tipos de choreo: él de una mamá que va recibiendo de los otros, como si se mi- aquello por lo que Marcelo se sabía existir de ella, sino que construye su pensamiento.
mos hablar de un pensamiento social que mandó a su hijo al dispensario a chorear una rara en un espejo y éste le confirma la ima- y la escuela, en la que nada reconocía como El pensamiento es energía ligada, re-
deviene singular. radio. Eso no estaba mal por que la señora gen que tiene internalizada. Pero cuando propio. presentaciones capaces de ser unidas con
Cuando Marcelo cumplió seis años el estaba sola y tenía 5 chicos para darles de la imagen que recibe es la de un descono- Desbordado de angustia y con vivencias sentido a través de una relación de amor
papá comunicó a su madre que lo iba a comer. Sí estaba mal lo que había hecho cido, el niño se desestructura. Sus valores, de desamparo en un ámbito desconocido que el niño arma con los objetos —sean es-
mandar a la escuela del centro “pa´ que Raúl, había robado remedios del dispensario sus costumbres, su lengua, todo eso que lo por él, es probable que el niño haya hecho tos sus progenitores, hermanos, etc.— que
aprenda como los hijos de los dotores; no para “darse” con sus amigos. Y ese choreo hace reconocerse en su sí mismo desapare- una regresión a etapas de su vida que le más tarde se extenderá a los objetos de co-
quiero que sea burro como yo ni que se la era distinto del que hizo su tío con un revól- ce como por encanto y su subjetividad brindaban a su Yo mayor seguridad. nocimiento. De pequeño, el niño se sabe
pase pisando mierda con barro toda su vida ver para sacarle la cartera a una señora; eso queda expuesta, amenazada de fragmenta- Dónde habrá guardado Marcelo el amor existir por el rostro de su madre, cuando
y que no le alcance pa´ criar a los hijos.” estaba muy mal por que él no sabía si la se- ción. que sentía al aprender las cosas que le en- éste le sonríe, le habla, gesticula, siempre
Cuando Marcelo entró a la escuela se le ñora llevaba dinero para darle de comer a Ante su integridad psíquica en peligro, señaba su padre, por ejemplo cuando iba acompañado del amor. El desamor, ocasio-
abrió un mundo nuevo. “¡Qué edificio tan sus hijos. Marcelo se acorazó. En vez de placer y entusiasmado a ayudarlo a la “pisada” en la nado por todo lo que genere displacer,
grande, me daba miedo!”, me dijo mientras En otra oportunidad, su “seño” se enojó amor sintió odio a todo lo que se relacio- fábrica de ladrillos. Si con eso ayudaba a su amenaza a su superviviencia, genera recha-
dibujaba una escuela con paredes transpa- mucho y lo mandó a la dirección por que le padre en el trabajo, él estaba contento de zo y odio en el niño.
en que su madre lo acogía en sus brazos y embarrarse y se sentía importante. Quizás Un maestro me contó de un adolescen-
así comenzó a amar la lengua en que ella le rentes que dejaban ver una gran ballena con había tirado a un chico con un bizcocho.
dientes inmensos. “Y parece que te piyaste Cuando la supervisora le preguntó por qué ese odio que Marcelo aprendió temprana- te que escribió en el pizarrón: “No sé leer
hablaba. Esta mamá, si bien tenía sus parti- mente a sentir contra quienes tan violenta- pero estoy orgulloso de ser toba”. Podría-
cularidades propias, reproducía la cultura de miedo”, le dije, porque la mamá me ha- había hecho eso, Marcelo respondió con na-
bía contado que se hizo pis durante todo el turalidad que sabía que “el Juan tenía mucho mente lo oprimen —ese odio que es inhe- mos interpretarlo como: “No sé leer la len-
del grupo en el que estaba inserta. Con lo rente a la lucha de clases—, pueda utilizar- gua de ustedes pero estoy orgulloso de mi
transmitido por su madre Marcelo fue primer año escolar. Ella no entendía por hambre porque su mamá no tenía comida”.
qué, pues en la casa ya no lo hacía. Curio- Y yo le creí, porque recordé que en su barrio lo junto a todos los Marcelos de América identidad”. La lengua que los niños traen a
constituyendo su subjetividad. También latina para transformar esta realidad social la escuela es la materia con la que se han
samente, después de nuestra charla con el manejan un lenguaje gestual que predomina
que oprime cada día más. Como indica la constituido, junto a otros aspectos de su
dialéctica, nada es lineal, hay que odiar pa- cultura. Arriesgando una hipótesis podría-
ra transformar, tanto como hay que amar mos decir que muchos niños de culturas di-
profundamente para jugarse por un proyec- ferentes sienten una suerte de traición a sus
to de vida, por una transformación en una orígenes cuando van a la escuela a apren-
sociedad más justa. der otra cultura. Los modos en que estos
niños estructuran su percepción y su lógica
Lengua y formación del pensamiento
Primera Escuela
Primera Privada
Escuela de de
Privada Psicología Social
Psicología Social de pensamiento son diferentes a los nues-
fundada por por
el Dr. Enrique Pichon Rivière tros, tienen representaciones distintas con
Cada grupo humano posee una cultura lógicas distintas. La estructura de la per-
fundada el Dr. Enrique Pichon Rivière
con valores, costumbres, normas que regu- cepción de la realidad está ligada a la cul-
dirigida por Ana P. de Quiroga
dirigida por Ana P. de Quiroga
lan lo permitido y lo prohibido, y una len- tura de pertenencia y muy en especial a la
gua en su sentido más amplio. El grupo le lengua de origen. Los ejemplos de culturas
PARA OPERAR EN GRUPOS - ORGANIZACIONES - COMUNIDAD asegura al sujeto su supervivencia y su diferentes sirven para ver el riesgo que co-
TRABAJO - SALUD - EDUCACIÓN constitución como sujeto social, dándole un rremos de cometer los mismos errores con
lugar desde el cual incorporar esa cultura. niños pobres que, en mayor o menor medi-
Estudie Los miembros de un conjunto social nos da, tienen también una lengua diferente y
constituimos sujetados a una cultura. Los distintos modos de pensamiento. I
PSICOLOGIA SOCIAL enunciados de origen de nuestro grupo so-
cial tienen un carácter de certeza gracias al
cual nos paramos en un piso firme que sos-
tiene los pilares que nos constituyen. Esto
4 AÑOS
INCORPORADO A LA ENSEÑANZA OFICIAL - A 1245 no tiene un carácter teórico para el sujeto,
sus pilares constitutivos se asientan en el
amor, son instituidos tempranamente a tra-
ARTICULACIÓN UNIVERSITARIA
Inés Cristina Rosbaco es Licenciada en Ciencias de la
vés de la madre. En el eje amparo-desam- Educación. Este texto es una parte de su intervención en
el seminario “Identidad, lengua y nuevas conquistas im-
paro (Freud) el bebé ama todo aquello que
CHARLAS INFORMATIVAS EN NOVIEMBRE
periales - Una mirada crítica al III Congreso de la Len-
INFORMES E INSCRIPCION: 24 DE NOVIEMBRE 997 - Ciudad de Buenos Aires le asegure su supervivencia. Ama los obje- gua ”, organizado por la Mesa Debate Rosario el 24 de
tos que le producen placer y bienestar, en- setiembre en el Consejo de Profesionales de Ciencias
tabla con ellos una relación amorosa, los
TELEFAX: 4957-1907 4931-0200 - E-MAIL: secretaria@psicologiasocial.esc.edu.ar
SITIO WEB: www.psicologiasocial.esc.edu.ar Económicas, Rosario.

24 la marea la marea 25
Resultado de las políticas estatales aplicadas en el sistema educativo

¿Somos todos
burros?
Quién “mide” el conocimiento
Escribe Guilermo Volkind

¿ Las estadísticas sobre el nivel de conocimiento de nuestros jóvenes,


según quién lo realiza y qué se evalúa, puede ofrecer un panorama en-
gañoso de la veradera situación educativa.

U
n profesor de la carrera de Derecho de la Universidad
de La Plata decidió evaluar la cultura general de sus
alumnos. Las respuestas a esas preguntas tomaron in-
mediatamente, o mejor dicho, él les dio, estado público. Los
la enseñanza que ambos grupos reciben. Lo que era una per-
cepción en la educación comienza a tener ‘sustento académi-
co’ y rigor científico, a partir de la investigación presentada
por el sociólogo y economista Juan J. Llach, ex ministro de
los latinoamericanos que están hoy bajo la línea de pobreza?
¿Acaso fue la educación el factor de empobrecimiento? Rati-
ficando ésto, en el II Congreso Internacional de Educación or-
ganizado por la Universidad Nacional del Litoral, Pablo Gen-
tili planteó que “en América Latina, está demostrado que la
2. Crear la figura del coordinador de curso y profesores tuto-
res en enseñanza media;
3. Reestructurar la escuela técnica vinculada con las necesi-
dades y preocupaciones productivas del país.
medios tuvieron su comidilla diaria. La “prueba” era conclu- Educación del gobierno de la Alianza, que advierte sobre las
escolaridad tiene un efecto limitado para sacar a los pobres de Con respecto al primero ¿pueden imaginar la cantidad de pa-
yente: los alumnos universitarios carecen de la información ge- desigualdades que dejan profundas huellas en el mapa educa-

?
la pobreza”. pel que se ha impreso desde al alfonsinismo hasta ahora en rela-
neral esperada. cional argentino” (La Nación, 2/5/04).
ción a los contenidos?, ¿del dinero invertido en especialistas y
¿Qué conocimientos se seleccionaron para elaborar la Lo que no aparece es una explicación de este “especialis-
Frente a todos los datos, reconocidos hoy, padecidos desde asesores?, ¿del tiempo utilizado por maestros y profesores para

va no fracasó.
prueba? El propio docente admitió que eligió temas al azar, sin ta” de su papel cuando fue parte del poder y presentó su libro
hace tiempo, el Ministro Filmus dice que la Reforma Educati- tratar de comprender los cambios?, ¿de los negocios editoriales
criterio especifico. “Educación para todos” con los resultados del diagnóstico.
que definen lo nuevo y lo viejo del conocimiento? Lamentable-
¿Hasta cuándo el conocimiento va ser “medido” así? Cuando a comienzos del año 2004, el Sindicato Unificado
Si se la mira desde los propósitos implícitos, es cierto. Des- mente, de esto no tenemos datos estadísticos, sólo empíricos. ¿Es
En la Argentina el 67% de los jóvenes de entre 15 y 24 años de Trabajadores de la Educación de la Provincia de Buenos
de lo declamado, produjo más destrucción que la que ellos posible que después de este gasto millonario, tengan que definir
no estudia. Esto es lo que exige respuesta. Aires (SUTEBA) dio a conocer las cifras de deserción escolar
mismos habían previsto. los núcleos de contenido?
Las cifras en educación siempre producen efecto pero de-
pende quién las aporte. Cuando son planteadas por sindicatos,
en el nivel polimodal (producto de un exhaustivo trabajo) fue
denostado con el argumento de que tenía propósitos políticos Los datos confirman también lo que escribí en LA MAREA En relación al segundo, en los inicios de los '70 se instaló el

¿?
¿
desde el año 95 en adelante: el proyecto económico político proyecto de profesor de tiempo completo en la enseñanza media.
especialistas que no se identifican con los políticos de turno o de enfrentamiento con el gobierno provincial. El 20 de octu-
que se delineaba para la Argentina necesitaba ampliar la re- Dentro de su cargo tenía horas que no pasaba al frente del grupo
como en artículos anteriores de esta revista, en general son cali- bre, el Ministro de Educación de la provincia, Mario Oporto,
tención en el primer nivel de escolaridad y reducirlo notoria- y dedicaba al seguimiento de sus alumnos y también ejercía las
ficadas de agoreras, tendenciosas. Cuando son escritas por mi- admitió oficialmente las cifras que antes había negado. Más de
mente en el tercero, lo cual aparejaría la destrucción del nivel funciones de profesor tutor. Diferentes cambios en el nivel me-
nistros, especialistas o pseudoespecialistas reconocidos por su 100.000 alumnos que asisten al polimodal en la provincia de-
medio. dio y ajustes presupuestarios fueron casi eliminando este tipo de
“adaptación ideológica”, dan cuenta de la realidad. Desde este jaron la escuela el año pasado. Entre el 2001 y 2003 el aban-
Para ese proyecto de reforzar la dependencia de la Argen- cargos. También, en los últimos diez años, el carácter en general
lugar que les otorga el poder, se hacen diagnósticos de la situa- dono creció desde un 9,5% sobre la matrícula inicial hasta el
tina al imperialismo, de aumentar la concentración de la ri- de los tutores fue de depositarios de conflictos. Alumnos, padres
ción educativa que reiteran hasta el hartazgo los datos que cual- 12,73% lo que representa un total de 100.361 alumnos.
queza, de enajenar los bienes nacionales, utilizaron diversas y docentes hacen cargo y derivan al tutor todo tipo de problemas.
quier ciudadano puede obtener viviendo con cierta conciencia Si se le puede dar crédito a un informe del Banco Mundial,
teorías que anestesiaron, confundieron, tergiversaron la reali- ¿Se reinstalará esta figura con las mismas características?, ¿los

¿?
en este país. A su vez, en innumerables trabajos anteriores, los cuatro de cada diez chicos que se inscribieron en 2004 en este
dad. Hicieron todo lo posible para desmentir lo que percibía- tutores recibirán una formación adecuada para desarrollar su ta-
mismos autores hacen lo imposible por desmentir lo que la ma- nivel no terminarán sus estudios, o sea que unos 214.000 alum-
mos y ahora, diez años después, una supuesta investigación de rea?, ¿depositarán en una persona la posibilidad de resolver con-
yoría vive y siente. De todos modos los porcentajes toman esta- nos no obtendrán su título.
los mismos que redactaron y sostuvieron la Ley Federal y la flictos de la magnitud que se presenta en la enseñanza media?
do público cuando la realidad estalla y no puede ser disimulada. Según un estudio encargado por el Banco Interamericano
de Educación Superior, con los datos quemándoles las manos, Con respecto al tercero, la escuela técnica fue destruida
Vale la pena analizar los argumentos que esgrimen para de Desarrollo (BID), la probabilidad de que un niño pobre ter-
intentan salir indemnes y hacer cargo a otros de los resultados. porque no respondía a las necesidades de “modernización” de la
que no puedan seguir engañando. mine la escuela secundaria es menor al 27% contra el 83% de
¿Cuáles son las propuestas del ministro y de este gobierno Argentina y sus egresados estaban lejos de responder a la
“La década del 90 llevó más chicos a las aulas, con lo que uno rico.
frente a una realidad que “superó sus expectativas” para resol- demanda productiva. ¿Cuáles son las actuales necesidades y
se achicó la brecha en el acceso a la educación entre los secto- Sin embargo hasta ahora, los mismos autores habían insis-
ver los conflictos?: preocupaciones productivas del país? ¿Quiénes y cómo se van a
res de mayores ingresos y los que menos tienen. Pero, al mis- tido en la educación como factor de desarrollo, crecimiento,
1. Delimitar los núcleos de aprendizaje para todas las es- definir? ¿La “reforma” educativa no fue realizada justamente
mo tiempo, multiplicó las distancias en cuanto a la calidad de equidad..¿Cómo va poder sacar la educación a casi la mitad de
cuelas del país; para eso?

26 la marea la marea 27
Resultado de las políticas estatales aplicadas en el sistema educativo

¿Somos todos
burros?
Quién “mide” el conocimiento
Escribe Guilermo Volkind

¿ Las estadísticas sobre el nivel de conocimiento de nuestros jóvenes,


según quién lo realiza y qué se evalúa, puede ofrecer un panorama en-
gañoso de la veradera situación educativa.

U
n profesor de la carrera de Derecho de la Universidad
de La Plata decidió evaluar la cultura general de sus
alumnos. Las respuestas a esas preguntas tomaron in-
mediatamente, o mejor dicho, él les dio, estado público. Los
la enseñanza que ambos grupos reciben. Lo que era una per-
cepción en la educación comienza a tener ‘sustento académi-
co’ y rigor científico, a partir de la investigación presentada
por el sociólogo y economista Juan J. Llach, ex ministro de
los latinoamericanos que están hoy bajo la línea de pobreza?
¿Acaso fue la educación el factor de empobrecimiento? Rati-
ficando ésto, en el II Congreso Internacional de Educación or-
ganizado por la Universidad Nacional del Litoral, Pablo Gen-
tili planteó que “en América Latina, está demostrado que la
2. Crear la figura del coordinador de curso y profesores tuto-
res en enseñanza media;
3. Reestructurar la escuela técnica vinculada con las necesi-
dades y preocupaciones productivas del país.
medios tuvieron su comidilla diaria. La “prueba” era conclu- Educación del gobierno de la Alianza, que advierte sobre las
escolaridad tiene un efecto limitado para sacar a los pobres de Con respecto al primero ¿pueden imaginar la cantidad de pa-
yente: los alumnos universitarios carecen de la información ge- desigualdades que dejan profundas huellas en el mapa educa-
la pobreza”. pel que se ha impreso desde al alfonsinismo hasta ahora en rela-
neral esperada. cional argentino” (La Nación, 2/5/04).
ción a los contenidos?, ¿del dinero invertido en especialistas y

? ¿Qué conocimientos se seleccionaron para elaborar la


prueba? El propio docente admitió que eligió temas al azar, sin
criterio especifico.
¿Hasta cuándo el conocimiento va ser “medido” así?
En la Argentina el 67% de los jóvenes de entre 15 y 24 años
no estudia. Esto es lo que exige respuesta.
Las cifras en educación siempre producen efecto pero de-
pende quién las aporte. Cuando son planteadas por sindicatos,
especialistas que no se identifican con los políticos de turno o
Lo que no aparece es una explicación de este “especialis-
ta” de su papel cuando fue parte del poder y presentó su libro
“Educación para todos” con los resultados del diagnóstico.
Cuando a comienzos del año 2004, el Sindicato Unificado
de Trabajadores de la Educación de la Provincia de Buenos
Aires (SUTEBA) dio a conocer las cifras de deserción escolar
en el nivel polimodal (producto de un exhaustivo trabajo) fue
denostado con el argumento de que tenía propósitos políticos
de enfrentamiento con el gobierno provincial. El 20 de octu-
Frente a todos los datos, reconocidos hoy, padecidos desde
hace tiempo, el Ministro Filmus dice que la Reforma Educati-
va no fracasó.
Si se la mira desde los propósitos implícitos, es cierto. Des-
de lo declamado, produjo más destrucción que la que ellos
mismos habían previsto.
Los datos confirman también lo que escribí en LA MAREA
desde el año 95 en adelante: el proyecto económico político
que se delineaba para la Argentina necesitaba ampliar la re-
asesores?, ¿del tiempo utilizado por maestros y profesores para
tratar de comprender los cambios?, ¿de los negocios editoriales
que definen lo nuevo y lo viejo del conocimiento? Lamentable-
mente, de esto no tenemos datos estadísticos, sólo empíricos. ¿Es
posible que después de este gasto millonario, tengan que definir
los núcleos de contenido?
En relación al segundo, en los inicios de los '70 se instaló el
proyecto de profesor de tiempo completo en la enseñanza media.
Dentro de su cargo tenía horas que no pasaba al frente del grupo ¿?
¿? como en artículos anteriores de esta revista, en general son cali-
ficadas de agoreras, tendenciosas. Cuando son escritas por mi-
nistros, especialistas o pseudoespecialistas reconocidos por su
“adaptación ideológica”, dan cuenta de la realidad. Desde este
lugar que les otorga el poder, se hacen diagnósticos de la situa-
ción educativa que reiteran hasta el hartazgo los datos que cual-
quier ciudadano puede obtener viviendo con cierta conciencia
en este país. A su vez, en innumerables trabajos anteriores, los
mismos autores hacen lo imposible por desmentir lo que la ma-
yoría vive y siente. De todos modos los porcentajes toman esta-
do público cuando la realidad estalla y no puede ser disimulada.
Vale la pena analizar los argumentos que esgrimen para
bre, el Ministro de Educación de la provincia, Mario Oporto,
admitió oficialmente las cifras que antes había negado. Más de
100.000 alumnos que asisten al polimodal en la provincia de-
jaron la escuela el año pasado. Entre el 2001 y 2003 el aban-
dono creció desde un 9,5% sobre la matrícula inicial hasta el
12,73% lo que representa un total de 100.361 alumnos.
Si se le puede dar crédito a un informe del Banco Mundial,
cuatro de cada diez chicos que se inscribieron en 2004 en este
nivel no terminarán sus estudios, o sea que unos 214.000 alum-
nos no obtendrán su título.
Según un estudio encargado por el Banco Interamericano
de Desarrollo (BID), la probabilidad de que un niño pobre ter-
tención en el primer nivel de escolaridad y reducirlo notoria-
mente en el tercero, lo cual aparejaría la destrucción del nivel
medio.
Para ese proyecto de reforzar la dependencia de la Argen-
tina al imperialismo, de aumentar la concentración de la ri-
queza, de enajenar los bienes nacionales, utilizaron diversas
teorías que anestesiaron, confundieron, tergiversaron la reali-
dad. Hicieron todo lo posible para desmentir lo que percibía-
mos y ahora, diez años después, una supuesta investigación de
los mismos que redactaron y sostuvieron la Ley Federal y la
de Educación Superior, con los datos quemándoles las manos,
y dedicaba al seguimiento de sus alumnos y también ejercía las
funciones de profesor tutor. Diferentes cambios en el nivel me-
dio y ajustes presupuestarios fueron casi eliminando este tipo de
cargos. También, en los últimos diez años, el carácter en general
de los tutores fue de depositarios de conflictos. Alumnos, padres
y docentes hacen cargo y derivan al tutor todo tipo de problemas.
¿Se reinstalará esta figura con las mismas características?, ¿los
tutores recibirán una formación adecuada para desarrollar su ta-
rea?, ¿depositarán en una persona la posibilidad de resolver con-
flictos de la magnitud que se presenta en la enseñanza media?
Con respecto al tercero, la escuela técnica fue destruida
¿?
intentan salir indemnes y hacer cargo a otros de los resultados. porque no respondía a las necesidades de “modernización” de la
que no puedan seguir engañando. mine la escuela secundaria es menor al 27% contra el 83% de
¿Cuáles son las propuestas del ministro y de este gobierno Argentina y sus egresados estaban lejos de responder a la
“La década del 90 llevó más chicos a las aulas, con lo que uno rico.
frente a una realidad que “superó sus expectativas” para resol- demanda productiva. ¿Cuáles son las actuales necesidades y
se achicó la brecha en el acceso a la educación entre los secto- Sin embargo hasta ahora, los mismos autores habían insis-
ver los conflictos?: preocupaciones productivas del país? ¿Quiénes y cómo se van a
res de mayores ingresos y los que menos tienen. Pero, al mis- tido en la educación como factor de desarrollo, crecimiento,
1. Delimitar los núcleos de aprendizaje para todas las es- definir? ¿La “reforma” educativa no fue realizada justamente
mo tiempo, multiplicó las distancias en cuanto a la calidad de equidad..¿Cómo va poder sacar la educación a casi la mitad de
cuelas del país; para eso?

26 la marea la marea 27
Es realmente enloquecedor si centes que garantizan el conocimiento, las diferentes concep-
Algo extraño sucede en las escuelas
uno intenta vivir, pensar, ha- ciones ideológicas, la investigación. Jóvenes que estudian, se
cer, al compás de esta arcaica reciben y se quedan en el país. Que se organizan, luchan con-
música que vuelve a poner, tra la destrucción. Mantienen circuitos solidarios. Crean.

Escuela, política yviolencia


con total desparpajo, en la Por eso, a pesar de que los números que hoy llegan de la
escuela y los docentes, la mano de los que antes los negaron confirman nuestras afirma-
principal responsabilidad de ciones, más que satisfacción producen hastío. Una enorme ne-
la generación y la resolución cesidad de terminar con dilaciones. BASTA. BASTA de men-
de los problemas. tiras, de deformar verdades, de encubrir los intereses corpora-
Para reforzar, Llach afirma: tivos de ámbitos académicos, de analizar con estereotipos la

A PROPÓSITO DEL USO DE CIERTAS PALABRAS


“El capital de la escuela tiene una importante influencia en los enorme complejidad de la situación educativa. BASTA de des-
resultados, más allá de los condicionamientos económicos y gastar económica y psíquicamente a los docentes. Basta de ser

María Inés Tapia Vera. Personaje de Spili paseando por la ciudad. Litografía.
sociales”. en educación los abanderados de lo posible. ¿Cuántas cosas

Escribe Diana Milstein


“El interés por el estudio no es un dato natural dice Tenti que se consideraban imposibles se van logrando en la Argenti-
Fanfani consultor del Instituto Internacional de Planeamiento na en particular después de diciembre del 2001? Fueron los
Educativo IIPE. La falta de interés se la imputó a la escuela, obreros con sus conocimientos los que lograron poner en mar-
que es la gran responsable de desarrollar ese interés. Esto de-
lata una falla de la institución”.
“¿Qué pasa si este año todos exigimos un poco más?”, de-
safió Filmus en el II Encuentro Federal de Escuelas de Ense-
ñanza Pública de Gestión Privada.
Juan Carlos Tedesco, en el mismo ámbito, llamó a ser exi-
gentes “cognitiva y éticamente”, condición que permitiría la for-
mación de “inteligencias responsables”. Redondeó diciendo que
“si el maestro no cree en las posibilidades de sus alumnos, por-
que en particular son pobres, éstos no aprenden”. Filmus com-
pletó diciendo que esto era un acto discriminativo por parte del
docente y una muestra de desconfianza en su propio trabajo”.
Todos coinciden en la necesidad de desarrollar la “sociedad
del conocimiento”, concepto difundido masivamente pero de
libre interpretación.
Jamás, a la luz de los resultados, un análisis autocrítico de

¿ todos aquellos que desde diferentes lugares sotuvieron la Re-


forma. Jamás una consideración política de sus propósitos de-
vastadores. Nunca una interpretación de los problemas de
aprendizaje de los alumnos en el contexto de la destrucción de
la escuela secundaria. Nunca una lectura de la falta de interés
cha las fábricas quebradas y vaciadas por sus patrones. Son los
docentes los que logran que funcione todos los días la única
institución pública que queda en pie. Somos muchos los que
echamos a De la Rúa del gobierno. Somos muchos los que ins-

L
de los jóvenes como resultado de la imposibilidad de trabajo talamos redes de solidaridad.
para millones. Ninguna relación entre las decisiones políticas Si las abuelas siguen recuperando nietos, si se derogaron
económicas y la destrucción de la universidad pública. leyes de impunidad, ¿por qué se rinde pleitesía a las leyes de
Sin embargo, en la Universidad devastada y sin presupues- educación que facilitaron la mayor polarización económica en a escuela, en la que se despliega una parte impor- los esfuerzos que se realizan, desconfianza y un cierto es-
to, en las escuelas primarias y medias podemos encontrar do- la Argentina? ¿Qué impide derogarlas? tante de la vida cotidiana de numerosas personas cepticismo, es necesario revisar ideas que se presentan co-

¿? Los docentes y los alumnos discutimos a diario sobre los


contenidos, el concepto de nación, de representación, de futu-
ro, de proyecto. Nos arrancaron las palabras, las vaciaron y nos
culpabilizan por los resultados. Así como los obreros recupe-
raron fábricas, nosotros también podemos recuperarlas y asig-
resulta hoy para muchas de ellas un lugar, por
momentos raro, a veces absurdo, tal vez chocante y has-
ta, insólito; un espacio en el que se percibe que hay cam-
bios fundamentales que se califican como negativos, pe-
ro no se sabe exactamente en qué consisten ni se tiene ex-
mo evidentes y obturan la posibilidad de comprensión.
Ideas que no han surgido como efecto de la elaboración
reflexiva colectiva, sino que han sido activamente promo-
vidas desde los centros de poder que han impulsado la lla-
mada Transformación Educativa y con frecuencia dadas
narle significado. La escuela tendrá sentido para los alumnos y plicaciones claras de por qué suceden; un sitio en el que a por válidas, por algunos sectores gremiales y progresistas,
los docentes cuando dejemos de llevar al aula las políticas alie- veces las personas quedan perplejas ante lo que ellas mis- pese a sus posturas críticas. No olvidemos en este sentido
nantes que con pocos matices se vienen planteando desde ha- mas ven, escuchan, sienten y hacen. que la dominación es posible en la medida en que las ma-
ce más de veinte años. Cuando podamos enseñar y aprender Esta situación de desconcierto, confusión e inseguri- yorías naturalizan una particular y hegemónica manera de
los contenidos que facilitan la comprensión de la realidad. Si dad no es el producto de la incapacidad de adaptarse a ver el mundo.
organizamos nuestras prácticas cotidianas otorgándole carác- cambios de diversa índole que efectivamente suceden en Propongo, para comprender lo que hoy sucede en las
ter científico. el curso de la historia, sino que está fundamentalmente in- escuelas, colocar en foco a los centros de poder del Esta-
Los cambios profundos se producen con la transformación ducida por un conjunto de políticas de Estado que provo- do como un problema central para la educación escolari-
del Estado. A esto se llega canalizando la rabia en la lucha co- can una intensa precarización de las condiciones de fun- zada en la Argentina. Para ello, examino un conjunto de
tidiana por otras condiciones de vida. Entre éstas está otra edu- cionamiento de las escuelas y del trabajo de los docentes, argumentaciones falaces que, como efecto de los procesos
cación. Unamos lo que pretenden disociar (alumnos, padres, estimulan la desorganización de los sistemas escolares y hegemónicos, operan como evidencias y producen un
docentes) y consideremos a la educación un instrumento privi- de las escuelas en particular y relegan a las escuelas esta- efecto de invisibilidad de fenómenos, de situaciones e in-
legiado para lograr esto. I tales a una función de contención social de los “pobres”. clusive de sujetos, sin cuyo reconocimiento, no es posible
Guillermo Volkind es Licenciado en Ciencias de la Educación y psicólogo social.
Para poder modificar ese estado de extrañeza frente a dilucidar las confusiones1 ni encontrar modos de reactuar
Fotos: Nora Kancepolski
la cotidianeidad que produce parálisis, desvalorización de sobre las realidades.

28 la marea la marea 29
Es realmente enloquecedor si centes que garantizan el conocimiento, las diferentes concep-
Algo extraño sucede en las escuelas
uno intenta vivir, pensar, ha- ciones ideológicas, la investigación. Jóvenes que estudian, se
cer, al compás de esta arcaica reciben y se quedan en el país. Que se organizan, luchan con-
música que vuelve a poner, tra la destrucción. Mantienen circuitos solidarios. Crean.
con total desparpajo, en la Por eso, a pesar de que los números que hoy llegan de la
escuela y los docentes, la mano de los que antes los negaron confirman nuestras afirma-
principal responsabilidad de
la generación y la resolución
de los problemas.
Para reforzar, Llach afirma:
“El capital de la escuela tiene una importante influencia en los
ciones, más que satisfacción producen hastío. Una enorme ne-
cesidad de terminar con dilaciones. BASTA. BASTA de men-
tiras, de deformar verdades, de encubrir los intereses corpora-
tivos de ámbitos académicos, de analizar con estereotipos la
enorme complejidad de la situación educativa. BASTA de des-
Escuela, política yviolencia
resultados, más allá de los condicionamientos económicos y gastar económica y psíquicamente a los docentes. Basta de ser
sociales”. en educación los abanderados de lo posible. ¿Cuántas cosas A PROPÓSITO DEL USO DE CIERTAS PALABRAS

María Inés Tapia Vera. Personaje de Spili paseando por la ciudad. Litografía.
“El interés por el estudio no es un dato natural dice Tenti que se consideraban imposibles se van logrando en la Argenti-
Fanfani consultor del Instituto Internacional de Planeamiento na en particular después de diciembre del 2001? Fueron los Escribe Diana Milstein
Educativo IIPE. La falta de interés se la imputó a la escuela, obreros con sus conocimientos los que lograron poner en mar-
que es la gran responsable de desarrollar ese interés. Esto de-
lata una falla de la institución”.
“¿Qué pasa si este año todos exigimos un poco más?”, de-
safió Filmus en el II Encuentro Federal de Escuelas de Ense-
ñanza Pública de Gestión Privada.
Juan Carlos Tedesco, en el mismo ámbito, llamó a ser exi-
gentes “cognitiva y éticamente”, condición que permitiría la for-
mación de “inteligencias responsables”. Redondeó diciendo que
“si el maestro no cree en las posibilidades de sus alumnos, por-
que en particular son pobres, éstos no aprenden”. Filmus com-
pletó diciendo que esto era un acto discriminativo por parte del
docente y una muestra de desconfianza en su propio trabajo”.
Todos coinciden en la necesidad de desarrollar la “sociedad
del conocimiento”, concepto difundido masivamente pero de
libre interpretación.
Jamás, a la luz de los resultados, un análisis autocrítico de
todos aquellos que desde diferentes lugares sotuvieron la Re-
cha las fábricas quebradas y vaciadas por sus patrones. Son los
¿? forma. Jamás una consideración política de sus propósitos de-
vastadores. Nunca una interpretación de los problemas de
aprendizaje de los alumnos en el contexto de la destrucción de
la escuela secundaria. Nunca una lectura de la falta de interés
docentes los que logran que funcione todos los días la única
institución pública que queda en pie. Somos muchos los que
echamos a De la Rúa del gobierno. Somos muchos los que ins-
de los jóvenes como resultado de la imposibilidad de trabajo talamos redes de solidaridad.
Si las abuelas siguen recuperando nietos, si se derogaron

L
para millones. Ninguna relación entre las decisiones políticas
económicas y la destrucción de la universidad pública. leyes de impunidad, ¿por qué se rinde pleitesía a las leyes de
Sin embargo, en la Universidad devastada y sin presupues- educación que facilitaron la mayor polarización económica en a escuela, en la que se despliega una parte impor- los esfuerzos que se realizan, desconfianza y un cierto es-
to, en las escuelas primarias y medias podemos encontrar do- la Argentina? ¿Qué impide derogarlas? tante de la vida cotidiana de numerosas personas cepticismo, es necesario revisar ideas que se presentan co-
Los docentes y los alumnos discutimos a diario sobre los resulta hoy para muchas de ellas un lugar, por mo evidentes y obturan la posibilidad de comprensión.
contenidos, el concepto de nación, de representación, de futu-
¿? ro, de proyecto. Nos arrancaron las palabras, las vaciaron y nos
culpabilizan por los resultados. Así como los obreros recupe-
raron fábricas, nosotros también podemos recuperarlas y asig-
momentos raro, a veces absurdo, tal vez chocante y has-
ta, insólito; un espacio en el que se percibe que hay cam-
bios fundamentales que se califican como negativos, pe-
ro no se sabe exactamente en qué consisten ni se tiene ex-
Ideas que no han surgido como efecto de la elaboración
reflexiva colectiva, sino que han sido activamente promo-
vidas desde los centros de poder que han impulsado la lla-
mada Transformación Educativa y con frecuencia dadas
narle significado. La escuela tendrá sentido para los alumnos y plicaciones claras de por qué suceden; un sitio en el que a por válidas, por algunos sectores gremiales y progresistas,
los docentes cuando dejemos de llevar al aula las políticas alie- veces las personas quedan perplejas ante lo que ellas mis- pese a sus posturas críticas. No olvidemos en este sentido
nantes que con pocos matices se vienen planteando desde ha- mas ven, escuchan, sienten y hacen. que la dominación es posible en la medida en que las ma-
ce más de veinte años. Cuando podamos enseñar y aprender Esta situación de desconcierto, confusión e inseguri- yorías naturalizan una particular y hegemónica manera de
los contenidos que facilitan la comprensión de la realidad. Si dad no es el producto de la incapacidad de adaptarse a ver el mundo.
organizamos nuestras prácticas cotidianas otorgándole carác- cambios de diversa índole que efectivamente suceden en Propongo, para comprender lo que hoy sucede en las
ter científico. el curso de la historia, sino que está fundamentalmente in- escuelas, colocar en foco a los centros de poder del Esta-
Los cambios profundos se producen con la transformación ducida por un conjunto de políticas de Estado que provo- do como un problema central para la educación escolari-
del Estado. A esto se llega canalizando la rabia en la lucha co- can una intensa precarización de las condiciones de fun- zada en la Argentina. Para ello, examino un conjunto de
tidiana por otras condiciones de vida. Entre éstas está otra edu- cionamiento de las escuelas y del trabajo de los docentes, argumentaciones falaces que, como efecto de los procesos
cación. Unamos lo que pretenden disociar (alumnos, padres, estimulan la desorganización de los sistemas escolares y hegemónicos, operan como evidencias y producen un
docentes) y consideremos a la educación un instrumento privi- de las escuelas en particular y relegan a las escuelas esta- efecto de invisibilidad de fenómenos, de situaciones e in-
legiado para lograr esto. I tales a una función de contención social de los “pobres”. clusive de sujetos, sin cuyo reconocimiento, no es posible
Para poder modificar ese estado de extrañeza frente a dilucidar las confusiones1 ni encontrar modos de reactuar
Fotos: Nora Kancepolski
Guillermo Volkind es Licenciado en Ciencias de la Educación y psicólogo social.
la cotidianeidad que produce parálisis, desvalorización de sobre las realidades.

28 la marea la marea 29
Escuela, política y violencia ...

última Dictadura Militar– la Reforma Educativa de los 90 sólo da una imagen falsa y ambigua acerca de la relación No es posible ignorar que, con mayor o menor visibili-
postuló la existencia de un ambiguo espacio público “no entre el Estado y las escuelas, sino que además colabora dad, muchas políticas educativas han sido resistidas preci-
estatal”. Bajo la equívoca expresión “la educación es un –aún sin quererlo– para que sus presencias concretas se samente porque en lugar de operar como instrumentos de
problema de todos”, invitó a acompañar las políticas pú- vuelvan poco visibles. estabilización político-social, han producido la activación
blicas educativas a asociaciones de padres y otros grupos Las relaciones entre Estado y escuelas adoptaron en de protestas y demandas que, supuestamente, las políticas
comunitarios a acompañar, con un rol complementario y los últimos años otras formas de mediación. Se trata de un sociales tratan de encauzar y aquietar. Estos efectos desor-
subordinado al que cumplía el Estado a través de sus fun- desplazamiento parcial de la organización estatal escolar ganizadores –aún bajo la misma lógica del Estado– en
cionarios, expertos e instituciones. De este modo, el dis- por otras formas de autoridad y de control. Esto resulta bá- principio fueron vividos como situaciones de crisis, pero,
curso oficial de la “Transformación Educativa”, sin mu- sico para comprender que el Estado no "renunció" al ma- al instalarse como “modo de existencia”, provocaron ese
cho esfuerzo, se integró a un conjunto muy diverso de ar- nejo de las escuelas. El Estado se hace presente a través de estado de confusión y desánimo propio de un conflicto que
gumentos democratizadores –que una década atrás habían órdenes y cambios de reglamentaciones confusas que sub- aparentemente no encuentra ni salida, ni superación.
consistido en prácticas concretas a niveles locales y tam- vierten formas establecidas de ordenamiento, que alteran En un país marcado por gobiernos dictatoriales extre-
bién nacionales– y cambió el sentido de la participación y bruscamente rutinas, que descomponen modos instalados madamente represivos, atentados, secuestros, asesinatos y
el protagonismo. Cerró los espacios de participación sobre de relación, etc.; crea las condiciones para que las escue- desapariciones, desocupación, hambre, mortandad debida
los que habían avanzado los docentes e instaló otra idea de las sean un factor más de las relaciones clientelísticas, se a enfermedades curables, formas de censura, e impunidad
participación: delegar las responsabilidades de recursos fi- conviertan en un botín de reparto entre facciones políticas de todo tipo, esa suerte de estabilización de la desorgani-
nancieros en lo que denominaron asociaciones interme- (me refiero a las diversas formas de actividad de punteros zación es una de las formas más intensas y, por lo general,
dias, para corregir lo que se planteó como problemas de de partidos gobernantes), sean escenarios de arbitrarieda- no reconocidas de la violencia de Estado. Máxime cuando
mala administración. Según se decía, la escuela pública des en materia reglamentaria, de distribución de recursos, se trata de un Estado –promotor y regulador de violencias–
estatal no tenía serios problemas presupuestarios, sino etc. Su presencia, esencialmente, es desorganizadora de la que se manifiesta “preocupado” por la “violencia escolar”.
graves problemas de administración y falta de gerencia- vida social escolar, lo cual facilita la instalación de nuevas A través de esta breve presentación pretendí advertir
miento3 por tratarse de un sistema burocrático y centrali- formas de control y disciplinamiento en el marco del fun- acerca de la importancia de comenzar a reconocer las mo-
zado. Se impulsaron entonces las políticas de descentrali- cionamiento deteriorado de un Estado. vilizaciones, demandas y otras formas de resistencia como
zación y regionalización que produjeron, al principio, una espacio social para comprender la dirección y el curso de
confusión generalizada, porque fueron enunciadas y com- “Abajo” la política, “arriba” la violencia las políticas sociales y, al mismo tiempo, advertir acerca de
prendidas como parte de las políticas de participación y la tremenda relevancia que tiene sobre la vida cotidiana es-
porque formaron parte de una supuesta ley que regulaba Una de las consecuencias paradójicas de esta desorga- colar la violencia que ejerce el Estado. De este modo, su-
de manera federal, y por lo tanto producía un efecto de nización, ha sido la de facilitar la percepción del espacio giero un cambio radical en la perspectiva de análisis de la
“equidad” en las escuelas de todo el país y para todos los escolar como un campo donde se despliega el juego de las situación de las escuelas argentinas: pensar las políticas
María Inés Tapia Vera. Final del juego. Litografía. niveles de enseñanza. relaciones de fuerza, la disputa por discursos e intereses mirando hacia los de abajo y analizar la violencia miran-
Como todos sabemos, ninguno de estos efectos se pro- diferentes. do hacia los de arriba. I
La escuela estatal “desacreditada” dujo: no hubo participación, ni democratización, ni regu- El reconocimiento colectivo de esto se expresa en las
lación federal, ni equidad. Lo que se produjo fue una dis- constantes, aunque discontinuas y aisladas, formas de
La educación pública fundada a finales del siglo XIX minución sustantiva del presupuesto que se trasuntó en re- movilización en contra de decisiones estatales vincula-
fue un sistema político, estatal y centralizado cuya tenden- bajas salariales, abandono del cuidado de los edificios y das al ámbito educativo que se produjeron a lo largo y a
cia fue la de escolarizar a la población infantil como par- los materiales, desabastecimiento de los mínimos recursos lo ancho del país desde comienzos de la década del 90 y
te de una misión "civilizatoria", homogeneizadora y de para que las escuelas cuenten con los servicios de electri- se agudizaron a partir de mediados de la misma. Madres,
imposición de la educación y la cultura legítimas. Su ex- cidad, gas y agua necesarios, desarticulación de esquemas junto a otros familiares, alumnos y docentes en diferen-
pansión durante cien años fue acompañada por una su- básicos de sanidad escolar, etc. Esta situación continuó tes escuelas, protagonizaron de maneras muy diversas
puesta misión democratizadora que era materializada por profundizándose en la misma dirección hasta la fecha y se formas colectivas de interpelación al Estado para lograr
la escuela primaria pública y estatal. Para ello, la escuela ha sumado a los tantos fenómenos que produjeron la pér- reivindicaciones de condiciones “mínimas” de existen-
primaria moderna en la Argentina, produjo una ficción dida de credibilidad en la educación pública estatal. Pero cia, tomando como ámbito privilegiado para las mismas,
que consistió en ser la institución que democratizaba e desde los centros de poder del Estado no sólo se produjo a las escuelas. Se percibe una disconformidad que se ex-
igualaba a “todos”.2 Lo interesante es que esta ficción creó esto, sino también “críticas” y explicaciones acerca de es- presa toda vez que surge desde un pequeño inconvenien-
realidad y, durante un cierto período, entre la ficción de- ta situación que tendieron a responsabilizar sobre todo a te hasta un gran problema. Son cotidianas y están incor-
Diana Milstein es Profesora para la enseñanza primaria, Magister en
mocratizadora y la realidad hubo cierta proximidad. La los docentes, convirtiéndolos en sujetos interpelados por poradas a la habitualidad situaciones que, en la vida nor-
ficción tuvo eficacia pedagógica porque otorgó sentido a la acción desorganizadora del Estado. mal de una escuela, serían extremadamente excepciona- Antropología Social por la Universidad Nacional de Misiones y Doctoranda
la realidad y esa “construcción de lo real” hizo posible la les. Así, por ejemplo, no sorprende que un conjunto de en Antropología Social por la Universidad de Brasilia.
La falacia del “abandono” madres, alumnos y directoras “aprieten” a un funcionario
Notas
referencia a la vida real. La educación pública logró, en
cierta medida, convertirse en una suerte de lugar en el que para obtener reparaciones del edificio escolar; que
era posible igualar, ascender socialmente y esto estaba En respuesta a estas acusaciones del discurso oficial, miembros de Cooperadoras escolares y docentes discu- 1 Para esto se requiere mirar y examinar la realidad empírica y revisar las
“garantizado” por el Estado, que gozaba así, con relación se suele denunciar el “abandono de las escuelas por parte tan acaloradamente para mantener el control por parte de herramientas con las que se percibe y se analiza, dado que la realidad no es-
tá dada, sino que es objeto de construcción colectiva en la que actúan fuer-
a la institución educativa, de una importante credibilidad del Estado”. El término “abandono” alude a la idea de in- cada escuela de su comedor, que madres se organicen pa- zas dominantes, alternativas y de oposición.
en la mayor parte de la población. dolencia o indiferencia que produce efectos de progresivo ra demandar protección de la salud de sus hijos; que di- 2 Entre otros, recientemente, S. Carli (2002) ha analizado aspectos de lo que
Sobre la base de esta histórica credibilidad que gozaba desmantelamiento. En este sentido, podría ser apropiado rectoras reclamen ante las autoridades el reestableci- aquí denomino ficción igualadora de la educación primaria argentina y Du-
miento de servicios básicos de funcionamiento para sus bet y Martucelli (1998) también aluden a lo que mencionan como "represen-
la institución estatal educativa y apoyándose en la idea de su uso. El problema es que “abandono” también indica ab- taciones ideales" en su estudio sobre la educación primaria pública francesa.
participación y protagonismo de la “comunidad educati- dicación o renunciamiento, lo que daría lugar a pensar en escuelas; que se interpele directamente a un gobernador 3 Este término lo subrayo por las implicancias que tiene el tratamiento, muy
va”–impulsada fundamentalmente por los docentes y sus una suerte de repliegue, alejamiento y disminución de la para obtener el envío de papelería para cumplir con los extendido, del sistema educativo y de las escuelas como una suerte de em-
presencia del Estado. Esta combinación de significados no requisitos administrativos, etc. presas, fábricas, etc.
gremios durante la década del 80, luego de terminada la

30 la marea la marea 31
Escuela, política y violencia ...

última Dictadura Militar– la Reforma Educativa de los 90 sólo da una imagen falsa y ambigua acerca de la relación No es posible ignorar que, con mayor o menor visibili-
postuló la existencia de un ambiguo espacio público “no entre el Estado y las escuelas, sino que además colabora dad, muchas políticas educativas han sido resistidas preci-
estatal”. Bajo la equívoca expresión “la educación es un –aún sin quererlo– para que sus presencias concretas se samente porque en lugar de operar como instrumentos de
problema de todos”, invitó a acompañar las políticas pú- vuelvan poco visibles. estabilización político-social, han producido la activación
blicas educativas a asociaciones de padres y otros grupos Las relaciones entre Estado y escuelas adoptaron en de protestas y demandas que, supuestamente, las políticas
comunitarios a acompañar, con un rol complementario y los últimos años otras formas de mediación. Se trata de un sociales tratan de encauzar y aquietar. Estos efectos desor-
subordinado al que cumplía el Estado a través de sus fun- desplazamiento parcial de la organización estatal escolar ganizadores –aún bajo la misma lógica del Estado– en
cionarios, expertos e instituciones. De este modo, el dis- por otras formas de autoridad y de control. Esto resulta bá- principio fueron vividos como situaciones de crisis, pero,
curso oficial de la “Transformación Educativa”, sin mu- sico para comprender que el Estado no "renunció" al ma- al instalarse como “modo de existencia”, provocaron ese
cho esfuerzo, se integró a un conjunto muy diverso de ar- nejo de las escuelas. El Estado se hace presente a través de estado de confusión y desánimo propio de un conflicto que
gumentos democratizadores –que una década atrás habían órdenes y cambios de reglamentaciones confusas que sub- aparentemente no encuentra ni salida, ni superación.
consistido en prácticas concretas a niveles locales y tam- vierten formas establecidas de ordenamiento, que alteran En un país marcado por gobiernos dictatoriales extre-
bién nacionales– y cambió el sentido de la participación y bruscamente rutinas, que descomponen modos instalados madamente represivos, atentados, secuestros, asesinatos y
el protagonismo. Cerró los espacios de participación sobre de relación, etc.; crea las condiciones para que las escue- desapariciones, desocupación, hambre, mortandad debida
los que habían avanzado los docentes e instaló otra idea de las sean un factor más de las relaciones clientelísticas, se a enfermedades curables, formas de censura, e impunidad
participación: delegar las responsabilidades de recursos fi- conviertan en un botín de reparto entre facciones políticas de todo tipo, esa suerte de estabilización de la desorgani-
nancieros en lo que denominaron asociaciones interme- (me refiero a las diversas formas de actividad de punteros zación es una de las formas más intensas y, por lo general,
dias, para corregir lo que se planteó como problemas de de partidos gobernantes), sean escenarios de arbitrarieda- no reconocidas de la violencia de Estado. Máxime cuando
mala administración. Según se decía, la escuela pública des en materia reglamentaria, de distribución de recursos, se trata de un Estado –promotor y regulador de violencias–
estatal no tenía serios problemas presupuestarios, sino etc. Su presencia, esencialmente, es desorganizadora de la que se manifiesta “preocupado” por la “violencia escolar”.
graves problemas de administración y falta de gerencia- vida social escolar, lo cual facilita la instalación de nuevas A través de esta breve presentación pretendí advertir
miento3 por tratarse de un sistema burocrático y centrali- formas de control y disciplinamiento en el marco del fun- acerca de la importancia de comenzar a reconocer las mo-
zado. Se impulsaron entonces las políticas de descentrali- cionamiento deteriorado de un Estado. vilizaciones, demandas y otras formas de resistencia como
zación y regionalización que produjeron, al principio, una espacio social para comprender la dirección y el curso de
confusión generalizada, porque fueron enunciadas y com- las políticas sociales y, al mismo tiempo, advertir acerca de
prendidas como parte de las políticas de participación y la tremenda relevancia que tiene sobre la vida cotidiana es-
“Abajo” la política, “arriba” la violencia

porque formaron parte de una supuesta ley que regulaba Una de las consecuencias paradójicas de esta desorga- colar la violencia que ejerce el Estado. De este modo, su-
de manera federal, y por lo tanto producía un efecto de nización, ha sido la de facilitar la percepción del espacio giero un cambio radical en la perspectiva de análisis de la
“equidad” en las escuelas de todo el país y para todos los escolar como un campo donde se despliega el juego de las situación de las escuelas argentinas: pensar las políticas
María Inés Tapia Vera. Final del juego. Litografía. niveles de enseñanza. relaciones de fuerza, la disputa por discursos e intereses mirando hacia los de abajo y analizar la violencia miran-
Como todos sabemos, ninguno de estos efectos se pro- diferentes. do hacia los de arriba. I
dujo: no hubo participación, ni democratización, ni regu- El reconocimiento colectivo de esto se expresa en las
lación federal, ni equidad. Lo que se produjo fue una dis- constantes, aunque discontinuas y aisladas, formas de
La escuela estatal “desacreditada”
La educación pública fundada a finales del siglo XIX minución sustantiva del presupuesto que se trasuntó en re- movilización en contra de decisiones estatales vincula-
fue un sistema político, estatal y centralizado cuya tenden- bajas salariales, abandono del cuidado de los edificios y das al ámbito educativo que se produjeron a lo largo y a
cia fue la de escolarizar a la población infantil como par- los materiales, desabastecimiento de los mínimos recursos lo ancho del país desde comienzos de la década del 90 y
te de una misión "civilizatoria", homogeneizadora y de para que las escuelas cuenten con los servicios de electri- se agudizaron a partir de mediados de la misma. Madres,
imposición de la educación y la cultura legítimas. Su ex- cidad, gas y agua necesarios, desarticulación de esquemas junto a otros familiares, alumnos y docentes en diferen-
pansión durante cien años fue acompañada por una su- básicos de sanidad escolar, etc. Esta situación continuó tes escuelas, protagonizaron de maneras muy diversas
puesta misión democratizadora que era materializada por profundizándose en la misma dirección hasta la fecha y se formas colectivas de interpelación al Estado para lograr
la escuela primaria pública y estatal. Para ello, la escuela ha sumado a los tantos fenómenos que produjeron la pér- reivindicaciones de condiciones “mínimas” de existen-
primaria moderna en la Argentina, produjo una ficción dida de credibilidad en la educación pública estatal. Pero cia, tomando como ámbito privilegiado para las mismas,
que consistió en ser la institución que democratizaba e desde los centros de poder del Estado no sólo se produjo a las escuelas. Se percibe una disconformidad que se ex-
igualaba a “todos”.2 Lo interesante es que esta ficción creó esto, sino también “críticas” y explicaciones acerca de es- presa toda vez que surge desde un pequeño inconvenien-
realidad y, durante un cierto período, entre la ficción de- ta situación que tendieron a responsabilizar sobre todo a te hasta un gran problema. Son cotidianas y están incor-
mocratizadora y la realidad hubo cierta proximidad. La los docentes, convirtiéndolos en sujetos interpelados por poradas a la habitualidad situaciones que, en la vida nor-
Diana Milstein es Profesora para la enseñanza primaria, Magister en
ficción tuvo eficacia pedagógica porque otorgó sentido a la acción desorganizadora del Estado. mal de una escuela, serían extremadamente excepciona- Antropología Social por la Universidad Nacional de Misiones y Doctoranda
la realidad y esa “construcción de lo real” hizo posible la les. Así, por ejemplo, no sorprende que un conjunto de en Antropología Social por la Universidad de Brasilia.
referencia a la vida real. La educación pública logró, en madres, alumnos y directoras “aprieten” a un funcionario
cierta medida, convertirse en una suerte de lugar en el que para obtener reparaciones del edificio escolar; que
La falacia del “abandono”
Notas
era posible igualar, ascender socialmente y esto estaba En respuesta a estas acusaciones del discurso oficial, miembros de Cooperadoras escolares y docentes discu- 1 Para esto se requiere mirar y examinar la realidad empírica y revisar las
“garantizado” por el Estado, que gozaba así, con relación se suele denunciar el “abandono de las escuelas por parte tan acaloradamente para mantener el control por parte de herramientas con las que se percibe y se analiza, dado que la realidad no es-

a la institución educativa, de una importante credibilidad del Estado”. El término “abandono” alude a la idea de in- cada escuela de su comedor, que madres se organicen pa- tá dada, sino que es objeto de construcción colectiva en la que actúan fuer-
zas dominantes, alternativas y de oposición.
en la mayor parte de la población. dolencia o indiferencia que produce efectos de progresivo ra demandar protección de la salud de sus hijos; que di- 2 Entre otros, recientemente, S. Carli (2002) ha analizado aspectos de lo que
Sobre la base de esta histórica credibilidad que gozaba desmantelamiento. En este sentido, podría ser apropiado rectoras reclamen ante las autoridades el reestableci- aquí denomino ficción igualadora de la educación primaria argentina y Du-

la institución estatal educativa y apoyándose en la idea de su uso. El problema es que “abandono” también indica ab- miento de servicios básicos de funcionamiento para sus bet y Martucelli (1998) también aluden a lo que mencionan como "represen-
taciones ideales" en su estudio sobre la educación primaria pública francesa.
participación y protagonismo de la “comunidad educati- dicación o renunciamiento, lo que daría lugar a pensar en escuelas; que se interpele directamente a un gobernador 3 Este término lo subrayo por las implicancias que tiene el tratamiento, muy
va”–impulsada fundamentalmente por los docentes y sus una suerte de repliegue, alejamiento y disminución de la para obtener el envío de papelería para cumplir con los extendido, del sistema educativo y de las escuelas como una suerte de em-
gremios durante la década del 80, luego de terminada la presencia del Estado. Esta combinación de significados no requisitos administrativos, etc. presas, fábricas, etc.

30 la marea la marea 31
Reflexiones de un traductor argentino de Brecht, Moliére,
Wesker y otros autores Los autores ante la traducción de su país, Austria, así como de sus tradicio-
nes conservadoras, totalitarias y racistas.

La tra duc ción: A partir del año 1962, luego de años de aprendizaje, actua-
ciones y asistencias de dirección, comencé mi camino como
director de teatro profesional. De las 65 obras estrenadas a ese
nivel entre 1962 y 2004, 20 fueron textos en otro idioma origi-
nal, no castellano. En todos los casos me ocupé de las traduc-
Ciertamente no están lejos de posiciones
análogas Harold Pinter, en una Londres ca-
da vez menos chauvinista, o Gore Vidal,
uno de los críticos más duros y efectivos
de su Estados Unidos natal, profetas cul-

una constante ciones además de las puestas en escena.


En la práctica el devenir de las traducciones para la esce-
na se compone de trámites complejos. Se supone que los au-
tores, que en general confían la representación extranjera de
turales e ideólogos, además de talentos li-
terarios reconocidos. Pinter publicó en Enero de
2003 un poema antibélico titulado War (Guerra) condenando la
guerra de Afganistán y la invasión de Irak, poema que recibió

toma de decisiones sus obras a las asociaciones de autores de cada país, deberían
elegir cuidadosamente a los que habrán de tener la responsa-
bilidad de llevarlos a otro idioma. Esto no siempre es así en
el Premio Wilfred Owen (en honor a uno de los grandes poe-
tas ingleses muerto a los 25 años en la Primera Guerra Mun-

Escribe Jorge Hacker


dial) bellamente traducido en la revista Radar, de Página 12.
nuestras sociedades neoliberales y dependientes. Grandes y Ante ejemplos como estos, y a pesar de opiniones a veces
pequeñas agencias literarias, con un poder económico apre- encontradas de los autores mismos, la pregunta es: ¿Cómo re-
ciable y contactos en el ambiente del espectáculo, suelen mo- nunciar a la responsabilidad de traducir los valiosos mensajes
nopolizar a los autores de éxito y digitan o incorporan sus

Austríaco de origen, nacido en Viena


en verdad dirigidos a todos los habitantes del planeta Tierra,
obras a sus agencias para usufructuar los porcentajes de bole- cuando nos han sido dadas las armas y la capacidad de tomar

en 1931, el autor emigró con sus pa-


torales que no siempre forman parte de su práctica como tería que en el caso de autores famosos, suelen significar in- decisiones idiomáticas y la ideología para comprender los con-
traductor.

dres a la Argentina en 1938. Con el Traductores argentinos en problemas


gresos millonarios. También los empresarios privados, pro- tenidos y, las más de las veces, las intenciones de los creadores?
Es por ello que hay traductores especializados en diá- pietarios de salas o productores que manejan a figuras impor-

alemán como lengua materna y el es-


logos y monólogos escénicos, y en hacer más comprensi- tantes, suelen condicionar los porcentajes de ingresos por tra-

pañol como idioma de adopción, en


bles los conflictos, las didascalias, las acotaciones y los ducciones a la elección de quienes firman el traslado del éxi-

Actualizar las versiones de obras antiguas


modismos que las convenciones escénicas exigen. to en el país de origen al teatro local en cada caso, figurando En los últimos años, al disminuir nuestro poder editorial

1945 ya hablaba cuatro idiomas. Tra-


muchas veces en forma personal al frente de la traducción. en detrimento del creciente poder español, los traductores ar-

ductor de vasta experiencia,


A esto hay que agregar que a muchos autores no les inte- gentinos nos hemos visto cada vez más acorralados por las
resa demasiado el destino de sus piezas en el extranjero. Una grandes agencias españolas y su monopolio de las traduccio-

comparte aquí algunas re-


Son, por lo menos, conflictivas las traducciones de las vez que se sienten protegidos en sus intereses (en el caso fre- nes. Esta, que parece una mera cuestión de mercado, es más

flexiones sobre su oficio.


tragedias antiguas de Esquilo, Sófocles y Eurípides. Los cuente de autores ya fallecidos son los herederos los que tie- profunda. Nadie duda que las lenguas españolas y el castella-
traslados del griego antiguo a nuestro idioma de hoy, del nen la decisión al respecto) no siempre tienen interés en con- no argentino son idiomas distintos, en lo literario y en lo dra-
griego homérico al español de 2004, pueden haber sufrido servar el control sobre las traducciones, en especial tratándo- mático, en los giros idiomáticos y en las expresiones popula-
varias traducciones intermedias que logran hacer perder se de idiomas que no dominan, y de países en los que el tras- res, en el vocabulario y en la terminología técnica. Nada se di-
La traducción literaria y poética es un arte inde- sentidos originales a la tragedia más pintada. No hay más lado idiomático implica un traslado cultural. Suelen confor- ce en España como en Argentina, aun las palabras que son
pendiente que nunca se detiene en el conoci- que ver y considerar al diccionario Corominas de etimolo- marse con una administración que les garantiza el derecho in- iguales tienen sonidos diferentes, y en la escritura cambian el
miento ni en la experiencia, sino que avanza a gía y significados a partir de orígenes y traducciones va- telectual, que traducido en dinero significa la defensa del ca- ritmo y los tiempos.
niveles de creatividad y descubrimientos sensi- rias, para que a uno le venga el deseo de limpiar tanto pital representado por la autoría y la traducción. Al igual que En los últimos filmes de Almodóvar, sin ir más lejos, ha-
bles, que se identifica fuertemente con el arte que avance desordenado y siempre a punto de hacer estallar en la música, toda representación debe ser defendida por la ría falta un subtitulado para que el espectador argentino dis-
interpreta. los significados perimidos y los sonidos petrificados que asociación de autores del sitio donde se presenta la obra. frute con claridad de ese idioma cargado de giros desconoci-
La traducción, hija natural de la prosa y de la poesía, ahí se encuentran. Quiero citar un ejemplo, que no por ser fuera de lo común dos y a un ritmo endemoniado, que los latinoamericanos no
dejará su estela de conocimiento cosmopolita, su sello de En la mayoría de los casos se parecen más a remedos y y extremo, deja de constituir un indicio cabal. Se trata de Tho- acostumbramos.
validez universal. Y sus cartas de ciudadanía a los textos convenciones viejas y fuera de uso. A una búsqueda literal mas Bernhard, el inconformista austríaco ya fallecido, autor Dependerá de las posibilidades de recuperar nuestra in-
que trasladará de su lengua original a decenas, a veces y no literaria de expresiones condenadas a vivir entre sig- de novelas y dramas, textos conocidos en el mundo entero y dustria, que la Argentina pueda revertir, aunque sea en parte,
centenas de idiomas receptores, para ir a recalar en nos de exclamación sin una justificación sólida. llevados a todos los idiomas. En una entrevista a la que acce- el manejo y los contratos de traducción editoriales y jerarqui-
las bibliografías y en las bibliotecas de culturas le- Las traducciones de las tragedias (no se debe olvidar dió en Viena en 1986 le preguntan: zar a los traductores locales. Con sólo entrar a Internet, vemos
janas. que son en primer lugar textos dramáticos, y que fueron he- “¿Se interesa usted por la suerte de sus libros?” que las posibilidades de participar en las colecciones impor-
No por ello, el género traducción deja de ser menos chos para ser dichos desde un escenario) dan una sensación -Hablando francamente, no. tantes están limitadas a españoles y, en segundo término, a las
delicado y complejo que los materiales que están de museo y, desprovistas de su vitalidad original, obligan “¿Y por las traducciones? editoriales mejicanas, que tuvieron la suerte de no quedar tan
en su origen. Los textos suelen exigir una toma de sin excepción a adaptaciones y versiones actualizadas. -Apenas me intereso por mi propio destino, así que menos desairadas en la competencia. I
decisiones constante, el profundo conocimiento de Esto no quiere decir que no haya aciertos. Lo que se- aún por el destino de mis libros. El destino de mis libros en el

Jorge Hacker es Traductor Público Nacional de Alemán e Inglés (UBA 1954).


sinónimos, giros idiomáticos y particularidades de guramente no hay es un cuidado y un control sobre edicio- extranjero. No me interesa en lo más mínimo. Una traducción
cada idioma. Hablo por supuesto de la traducción nes, que con tal de ser impresas (no olvidemos que se tra- es un libro diferente, que no tiene nada que ver con el texto
literaria en primer lugar. ta muchas veces de textos escolares, o sea de ediciones original. Es el libro de quien lo tradujo. Yo escribo en lengua Ha trabajado durante años como intérprete en simultáneo en encuentros y con-
gresos internacionales. Es actor, director y maestro de actuación y dirección de
Asimismo, el género decide el lenguaje y el estilo multitudinarias) desaprovechan la oportunidad de ser alemana... No se puede traducir. Una pieza de música es inter- actores. Tradujo al español los Escritos sobre Teatro de Bertolt Brecht, así como
condiciona una forma de utilizar el idioma; un en- atractivas. Es más, invitan a un estudio memorizado ya pretada en todo el mundo conforme a la partitura, pero ¿un li- sus poemas y canciones, labor esta última que mereció en 2001 el Premio Teatro
sayo filosófico no se rige por los dictados de las li- que no responden a expresiones familiares identificables bro...? ¡A mí, deberían interpretarme en alemán, sea donde del Mundo a la mejor Labor en Edición (80 Poemas y Canciones, Adriana Hidal-
por los lectores. En última instancia representan a esos go Editora). Tradujo a Moliére del francés y la Trilogía de Arnold Wesker, que
cencias poéticas, y los textos dramáticos exigen al sea, y con mi orquesta! puso en escena y le significó el Premio Moliére 1974. Durante 14 años fue direc-
traductor una toma de conciencia y un conoci- bustos de mármol de ojos vacíos, incoloros. Antiguos de Está claro que es la opinión de un conocido trasgresor, un tor del Teatro de la Alianza Francesa, donde condujo y enseñó teatro en dos idio-
miento del escenario y de los tiempos y ritmos ac- toda antigüedad. crítico implacable de las inclinaciones culturales y políticas mas. Es asesor de LA MAREA.

32 la marea la marea 33
La tra duc ción:
Reflexiones de un traductor argentino de Brecht, Moliére,
Wesker y otros autores Los autores ante la traducción de su país, Austria, así como de sus tradicio-

una constante
nes conservadoras, totalitarias y racistas.
A partir del año 1962, luego de años de aprendizaje, actua- Ciertamente no están lejos de posiciones
ciones y asistencias de dirección, comencé mi camino como análogas Harold Pinter, en una Londres ca-

toma de decisiones
director de teatro profesional. De las 65 obras estrenadas a ese da vez menos chauvinista, o Gore Vidal,
nivel entre 1962 y 2004, 20 fueron textos en otro idioma origi- uno de los críticos más duros y efectivos
nal, no castellano. En todos los casos me ocupé de las traduc- de su Estados Unidos natal, profetas cul-
ciones además de las puestas en escena. turales e ideólogos, además de talentos li-
En la práctica el devenir de las traducciones para la esce- terarios reconocidos. Pinter publicó en Enero de
na se compone de trámites complejos. Se supone que los au- 2003 un poema antibélico titulado War (Guerra) condenando la
tores, que en general confían la representación extranjera de guerra de Afganistán y la invasión de Irak, poema que recibió
sus obras a las asociaciones de autores de cada país, deberían el Premio Wilfred Owen (en honor a uno de los grandes poe-
elegir cuidadosamente a los que habrán de tener la responsa- tas ingleses muerto a los 25 años en la Primera Guerra Mun-
bilidad de llevarlos a otro idioma. Esto no siempre es así en dial) bellamente traducido en la revista Radar, de Página 12.
nuestras sociedades neoliberales y dependientes. Grandes y Ante ejemplos como estos, y a pesar de opiniones a veces
Escribe Jorge Hacker pequeñas agencias literarias, con un poder económico apre- encontradas de los autores mismos, la pregunta es: ¿Cómo re-
ciable y contactos en el ambiente del espectáculo, suelen mo- nunciar a la responsabilidad de traducir los valiosos mensajes
nopolizar a los autores de éxito y digitan o incorporan sus en verdad dirigidos a todos los habitantes del planeta Tierra,
obras a sus agencias para usufructuar los porcentajes de bole- cuando nos han sido dadas las armas y la capacidad de tomar
Austríaco de origen, nacido en Viena torales que no siempre forman parte de su práctica como tería que en el caso de autores famosos, suelen significar in- decisiones idiomáticas y la ideología para comprender los con-
en 1931, el autor emigró con sus pa- traductor. gresos millonarios. También los empresarios privados, pro- tenidos y, las más de las veces, las intenciones de los creadores?
Es por ello que hay traductores especializados en diá- pietarios de salas o productores que manejan a figuras impor-
dres a la Argentina en 1938. Con el logos y monólogos escénicos, y en hacer más comprensi- tantes, suelen condicionar los porcentajes de ingresos por tra- Traductores argentinos en problemas
alemán como lengua materna y el es- bles los conflictos, las didascalias, las acotaciones y los ducciones a la elección de quienes firman el traslado del éxi-
modismos que las convenciones escénicas exigen. to en el país de origen al teatro local en cada caso, figurando En los últimos años, al disminuir nuestro poder editorial
pañol como idioma de adopción, en muchas veces en forma personal al frente de la traducción. en detrimento del creciente poder español, los traductores ar-
1945 ya hablaba cuatro idiomas. Tra- Actualizar las versiones de obras antiguas A esto hay que agregar que a muchos autores no les inte- gentinos nos hemos visto cada vez más acorralados por las
ductor de vasta experiencia, resa demasiado el destino de sus piezas en el extranjero. Una grandes agencias españolas y su monopolio de las traduccio-
Son, por lo menos, conflictivas las traducciones de las vez que se sienten protegidos en sus intereses (en el caso fre- nes. Esta, que parece una mera cuestión de mercado, es más
comparte aquí algunas re- tragedias antiguas de Esquilo, Sófocles y Eurípides. Los cuente de autores ya fallecidos son los herederos los que tie- profunda. Nadie duda que las lenguas españolas y el castella-
flexiones sobre su oficio. traslados del griego antiguo a nuestro idioma de hoy, del nen la decisión al respecto) no siempre tienen interés en con- no argentino son idiomas distintos, en lo literario y en lo dra-
griego homérico al español de 2004, pueden haber sufrido servar el control sobre las traducciones, en especial tratándo- mático, en los giros idiomáticos y en las expresiones popula-
varias traducciones intermedias que logran hacer perder se de idiomas que no dominan, y de países en los que el tras- res, en el vocabulario y en la terminología técnica. Nada se di-
La traducción literaria y poética es un arte inde- sentidos originales a la tragedia más pintada. No hay más lado idiomático implica un traslado cultural. Suelen confor- ce en España como en Argentina, aun las palabras que son
pendiente que nunca se detiene en el conoci- que ver y considerar al diccionario Corominas de etimolo- marse con una administración que les garantiza el derecho in- iguales tienen sonidos diferentes, y en la escritura cambian el
miento ni en la experiencia, sino que avanza a gía y significados a partir de orígenes y traducciones va- telectual, que traducido en dinero significa la defensa del ca- ritmo y los tiempos.
niveles de creatividad y descubrimientos sensi- rias, para que a uno le venga el deseo de limpiar tanto pital representado por la autoría y la traducción. Al igual que En los últimos filmes de Almodóvar, sin ir más lejos, ha-
bles, que se identifica fuertemente con el arte que avance desordenado y siempre a punto de hacer estallar en la música, toda representación debe ser defendida por la ría falta un subtitulado para que el espectador argentino dis-
interpreta. los significados perimidos y los sonidos petrificados que asociación de autores del sitio donde se presenta la obra. frute con claridad de ese idioma cargado de giros desconoci-
La traducción, hija natural de la prosa y de la poesía, ahí se encuentran. Quiero citar un ejemplo, que no por ser fuera de lo común dos y a un ritmo endemoniado, que los latinoamericanos no
dejará su estela de conocimiento cosmopolita, su sello de En la mayoría de los casos se parecen más a remedos y y extremo, deja de constituir un indicio cabal. Se trata de Tho- acostumbramos.
validez universal. Y sus cartas de ciudadanía a los textos convenciones viejas y fuera de uso. A una búsqueda literal mas Bernhard, el inconformista austríaco ya fallecido, autor Dependerá de las posibilidades de recuperar nuestra in-
que trasladará de su lengua original a decenas, a veces y no literaria de expresiones condenadas a vivir entre sig- de novelas y dramas, textos conocidos en el mundo entero y dustria, que la Argentina pueda revertir, aunque sea en parte,
centenas de idiomas receptores, para ir a recalar en nos de exclamación sin una justificación sólida. llevados a todos los idiomas. En una entrevista a la que acce- el manejo y los contratos de traducción editoriales y jerarqui-
las bibliografías y en las bibliotecas de culturas le- Las traducciones de las tragedias (no se debe olvidar dió en Viena en 1986 le preguntan: zar a los traductores locales. Con sólo entrar a Internet, vemos
janas. que son en primer lugar textos dramáticos, y que fueron he- “¿Se interesa usted por la suerte de sus libros?” que las posibilidades de participar en las colecciones impor-
No por ello, el género traducción deja de ser menos chos para ser dichos desde un escenario) dan una sensación -Hablando francamente, no. tantes están limitadas a españoles y, en segundo término, a las
delicado y complejo que los materiales que están de museo y, desprovistas de su vitalidad original, obligan “¿Y por las traducciones? editoriales mejicanas, que tuvieron la suerte de no quedar tan
en su origen. Los textos suelen exigir una toma de sin excepción a adaptaciones y versiones actualizadas. -Apenas me intereso por mi propio destino, así que menos desairadas en la competencia. I
decisiones constante, el profundo conocimiento de Esto no quiere decir que no haya aciertos. Lo que se- aún por el destino de mis libros. El destino de mis libros en el
sinónimos, giros idiomáticos y particularidades de guramente no hay es un cuidado y un control sobre edicio- extranjero. No me interesa en lo más mínimo. Una traducción
cada idioma. Hablo por supuesto de la traducción nes, que con tal de ser impresas (no olvidemos que se tra- es un libro diferente, que no tiene nada que ver con el texto Jorge Hacker es Traductor Público Nacional de Alemán e Inglés (UBA 1954).
literaria en primer lugar. ta muchas veces de textos escolares, o sea de ediciones original. Es el libro de quien lo tradujo. Yo escribo en lengua Ha trabajado durante años como intérprete en simultáneo en encuentros y con-
Asimismo, el género decide el lenguaje y el estilo multitudinarias) desaprovechan la oportunidad de ser alemana... No se puede traducir. Una pieza de música es inter-
gresos internacionales. Es actor, director y maestro de actuación y dirección de
actores. Tradujo al español los Escritos sobre Teatro de Bertolt Brecht, así como
condiciona una forma de utilizar el idioma; un en- atractivas. Es más, invitan a un estudio memorizado ya pretada en todo el mundo conforme a la partitura, pero ¿un li- sus poemas y canciones, labor esta última que mereció en 2001 el Premio Teatro
sayo filosófico no se rige por los dictados de las li- que no responden a expresiones familiares identificables bro...? ¡A mí, deberían interpretarme en alemán, sea donde del Mundo a la mejor Labor en Edición (80 Poemas y Canciones, Adriana Hidal-
cencias poéticas, y los textos dramáticos exigen al por los lectores. En última instancia representan a esos sea, y con mi orquesta!
go Editora). Tradujo a Moliére del francés y la Trilogía de Arnold Wesker, que
puso en escena y le significó el Premio Moliére 1974. Durante 14 años fue direc-
traductor una toma de conciencia y un conoci- bustos de mármol de ojos vacíos, incoloros. Antiguos de Está claro que es la opinión de un conocido trasgresor, un tor del Teatro de la Alianza Francesa, donde condujo y enseñó teatro en dos idio-
miento del escenario y de los tiempos y ritmos ac- toda antigüedad. crítico implacable de las inclinaciones culturales y políticas mas. Es asesor de LA MAREA.

32 la marea la marea 33
Retrospectiva plástica

Grupo Espartaco
Singular mirada en los '60 sobre obreros e indígenas
Escribe Noemí Aira

E
n la Universidad de Tres de Febrero (UnTreF), de
lunes a sábado, hasta fin de noviembre, se puede
visitar una muestra retrospectiva sobre Espartaco
(1957 y 1968). El grupo de plásticos argentinos, con una
mirada en común, buscaba encontrar una iconografía con
la cual retratar la identidad nacional, latinoamericana y
los problemas obreros e indígenas, despreciados por la
mirada burguesa extranjerizante de la época (¿y actual?).
El grupo expuso por primera vez en 1957 en la Asocia-
ción Estímulo de Bellas Artes con obras de Ricardo Car-
Carlos Sessano. Familia, 1962. Oleo sobre tela.
Colección Amelia Ozaeta
pani, Mario Mollari, Pascual Di Bianco y Juan Manuel

Mario Mollari. Campesino (detalle), 1959/60. Oleo sobre tela.


diéndose –de hecho-, por un lado, la urbana/obrera, por
otro la indígena.
El trabajo de curaduría de la UnTreF logró reunir 54
obras de los nueve integrantes de Espartaco. Algunas desdoblan y borronean, desfigurándose pero adquiriendo una cua-
nunca habían sido exhibidas antes. De ellas emana intac- lidad expresiva propia del relato trágico.
to el espíritu con que fueron concebidas. Quizá porque Esta muestra es esencial para revisar el arte argentino. Nos
muchos de los temas trabajados siguen teniendo actuali- ofrece una faceta no siempre recordada: la búsqueda de algunos
dad. En su manifiesto publicado en 1957 proponían fun- artistas para conectarse con la realidad social y un lugar donde el
dar un arte popular, nacional y revolucionario. Con mar- arte pueda ser, al mismo tiempo, vehículo y productor de un dis-
cada influencia de los muralistas mexicanos, Espartaco curso político y social de su tiempo y su geografía. I
procura abandonar la pintura de caballete para alcanzar
Ricardo Carpani. Desocupados, 1960. Oleo sobre tela. un arte popular, de masas, que pueda ayudar en las luchas
Colección MAMba. sociales para borrar los límites de clases. No quiere ser
espejo de la realidad y la mirada del artista juega un pa-
Sánchez. Al año siguiente se sumaron Esperilio Bute, pel central en la construcción de los discursos. Entre las
Juana Elena Diz, Raúl Lara Torrez y Carlos Sessano. En obras que pueden verse, aparecen “Coloso” y “Amantes”
1965 también se acerca Venturi, cuya militancia años más de Carpani, cuyas figuras monumentales parecen emer-
tarde lo llevará a un destino trágico, convirtiéndose en el ger de la oscuridad, con sus pieles curtidas, perfiles geo-
primer artista plástico desaparecido. métricos y de gigantescas proporciones. En los paisajes
La separación del grupo comenzó en 1961 cuando industriales de Sánchez encontramos también esa geome-
Carpani y Del Bianco decidieron separarse para asumir tría de cuadricula que enviste a la arquitectura de la peri-
un compromiso directo con la militancia político sindical. ferias industriales, salvadas de la monotonía por el color
Pero oficialmente se dará a conocer en 1968, con una y el detalle. En Diz, la única mujer del grupo, podemos
muestra en la Galería Witcomb, cuando sus integrantes ver a la indígena como centro de sus obras, mujeres poé-
consideraran concluida la labor del grupo, ya que sus ticas, de pieles oscuras, con manos desproporcionada-
obras resultaban absorbidas por ese mismo sistema que mente grandes (como símbolo del trabajo manual) con
deseaban destruir; a la vez que entraron a cotizar en un miradas simultáneamente duras y melancólicas que se es-
mercado de arte del que no habían buscado participar. capan más allá del marco.
Juana Elena Diz. Las amigas, 1966. Oleo sobre tela. Además, surgieron discrepancias respecto a cuál debía En las obras de Carlos Sessano, encontramos influen- Juan Manuel Sánchez. Marines, 1965. Oleo sobre tela.
ser la perspectiva de las problemáticas a abordar; divi- cia de la nueva figuración. Personajes deformados que se

34 la marea la marea 35
Retrospectiva plástica

Grupo Espartaco
Singular mirada en los '60 sobre obreros e indígenas
Escribe Noemí Aira

E
n la Universidad de Tres de Febrero (UnTreF), de
lunes a sábado, hasta fin de noviembre, se puede
visitar una muestra retrospectiva sobre Espartaco
(1957 y 1968). El grupo de plásticos argentinos, con una
mirada en común, buscaba encontrar una iconografía con
la cual retratar la identidad nacional, latinoamericana y
los problemas obreros e indígenas, despreciados por la
mirada burguesa extranjerizante de la época (¿y actual?).
El grupo expuso por primera vez en 1957 en la Asocia-
ción Estímulo de Bellas Artes con obras de Ricardo Car-
pani, Mario Mollari, Pascual Di Bianco y Juan Manuel Carlos Sessano. Familia, 1962. Oleo sobre tela.
Colección Amelia Ozaeta

diéndose –de hecho-, por un lado, la urbana/obrera, por


otro la indígena. Mario Mollari. Campesino (detalle), 1959/60. Oleo sobre tela.

El trabajo de curaduría de la UnTreF logró reunir 54


obras de los nueve integrantes de Espartaco. Algunas desdoblan y borronean, desfigurándose pero adquiriendo una cua-
nunca habían sido exhibidas antes. De ellas emana intac- lidad expresiva propia del relato trágico.
to el espíritu con que fueron concebidas. Quizá porque Esta muestra es esencial para revisar el arte argentino. Nos
muchos de los temas trabajados siguen teniendo actuali- ofrece una faceta no siempre recordada: la búsqueda de algunos
dad. En su manifiesto publicado en 1957 proponían fun- artistas para conectarse con la realidad social y un lugar donde el
dar un arte popular, nacional y revolucionario. Con mar- arte pueda ser, al mismo tiempo, vehículo y productor de un dis-
cada influencia de los muralistas mexicanos, Espartaco curso político y social de su tiempo y su geografía. I
procura abandonar la pintura de caballete para alcanzar
Ricardo Carpani. Desocupados, 1960. Oleo sobre tela. un arte popular, de masas, que pueda ayudar en las luchas
Colección MAMba. sociales para borrar los límites de clases. No quiere ser
espejo de la realidad y la mirada del artista juega un pa-
Sánchez. Al año siguiente se sumaron Esperilio Bute, pel central en la construcción de los discursos. Entre las
Juana Elena Diz, Raúl Lara Torrez y Carlos Sessano. En obras que pueden verse, aparecen “Coloso” y “Amantes”
1965 también se acerca Venturi, cuya militancia años más de Carpani, cuyas figuras monumentales parecen emer-
tarde lo llevará a un destino trágico, convirtiéndose en el ger de la oscuridad, con sus pieles curtidas, perfiles geo-
primer artista plástico desaparecido. métricos y de gigantescas proporciones. En los paisajes
La separación del grupo comenzó en 1961 cuando industriales de Sánchez encontramos también esa geome-
Carpani y Del Bianco decidieron separarse para asumir tría de cuadricula que enviste a la arquitectura de la peri-
un compromiso directo con la militancia político sindical. ferias industriales, salvadas de la monotonía por el color
Pero oficialmente se dará a conocer en 1968, con una y el detalle. En Diz, la única mujer del grupo, podemos
muestra en la Galería Witcomb, cuando sus integrantes ver a la indígena como centro de sus obras, mujeres poé-
consideraran concluida la labor del grupo, ya que sus ticas, de pieles oscuras, con manos desproporcionada-
obras resultaban absorbidas por ese mismo sistema que mente grandes (como símbolo del trabajo manual) con
deseaban destruir; a la vez que entraron a cotizar en un miradas simultáneamente duras y melancólicas que se es-
mercado de arte del que no habían buscado participar. capan más allá del marco.
Además, surgieron discrepancias respecto a cuál debía En las obras de Carlos Sessano, encontramos influen-
ser la perspectiva de las problemáticas a abordar; divi- cia de la nueva figuración. Personajes deformados que se
Juana Elena Diz. Las amigas, 1966. Oleo sobre tela. Juan Manuel Sánchez. Marines, 1965. Oleo sobre tela.

34 la marea la marea 35
Una banda de “rock folclórico”

*
A rbolito ,
De la chacarera al pogo
Su música, su nombre y sus letras hacen referencia a la historia
de los más oprimidos de nuestro país. Este grupo independiente
de rock intenta recuperar y ensamblar música, historia e identi-
dad nacional. Lo que sigue es una charla con Ezequiel Jusid,
miembro fundador de la banda.

Centro Cultural General San Martín, el 27 de junio, Arbolito


presente en el Encuentro por los 10 años de LA MAREA.

Entrevistan Alejandro Volkind y Cristina Mateu

—Llaman a lo suyo rock folclórico, no es una definición tra- —¿Cuál es la formación de los integrantes del grupo?
dicional para los amantes del folclore ni para los rockeros.
cia de Buenos Aires, de catorce mil habitantes, vaciado de su —No, somos independientes. No sé si por
—Somos egresados de la Escuela de Música Popular de Ave- historia, se abrió un debate un domingo en la plaza. Fue muy elección o por necesidad. Si no hay una compañía que pon-
—En un momento tuvimos que definir cómo llamar lo que llaneda, allí nos conocimos. Menos uno de los percusionistas movilizante. Alguna gente se enojó, algunos señores del mu- ga la plata para un disco lo tenés que hacer igual. Nosotros no
hacíamos para las gacetillas de prensa. Los diarios tienen su que se incorporó el año pasado. Recién allí aprendimos a to- nicipio y que habían estado con el Proceso. Osvaldo contó la nos preocupamos por eso, la manera de hacerlo es tocando. En
columna de rock y la de folclore. A veces estábamos en una o car folclore, porque veníamos de tocar rock. En general so- historia y nosotros tocamos, su propuesta fue cambiarle el las plazas, en la calle. Durante más de dos años tocamos en el
en otra. Entonces lo definimos como rock folclórico. A esto mos todos porteños, salvo el baterista que es de Tandil y el nombre al pueblo. Un pueblo tan lindo con nombre de un ge- Parque Lezama todos los domingos, a la gorra y vendiendo
llegamos porque la mayoría de los ritmos que hacemos son clarinetista de Chañar Ladeado, Santa Fe. Somos de la época nocida. Allí nadie sabía quién era Rauch. Sabemos que des- nuestros discos. Nunca entramos en el circuito de rock y de fol-

—¿Y por qué el nombre Arbolito?


folclóricos, cuecas, chacareras, huainos, tinkus… Y es rock, de Charly, Spinetta, todo rock nacional. pués en las escuelas se hicieron trabajos sobre esto. Hay en clore por una cuestión ideológica. En general, a las bandas que
porque más allá de los instrumentos folclóricos que tenemos, otros pueblos que se están planteando cosas parecidas. Para empiezan en el circuito rockero les hacen vender entradas an-
la base del grupo es rockera, batería, bajo y guitarra. Además —Fue el primer nombre que pensamos, veníamos de leer el este 12 de Octubre también se está organizando una actividad ticipadas, es decir que hay que pagar para tocar. En las peñas

—¿Esto les permite actuar en los dos ámbitos musicales?


la actitud y el espíritu es más rockero que folclórico. libro Rebeldía y esperanza de Osvaldo Bayer, en el que men- en la Diagonal Roca de la Capital Federal para cambiar el no es muy diferente, te hacen pagar el sonido y para eso tenés

—Además de un posicionamiento en lo musical, también


ciona ese personaje que nos pareció símbolo de la resistencia nombre de la calle y sacar el monumento. que vender cincuenta entradas o pagar 150 pesos. Preferimos ir

lo tienen en el contenido de las letras…


—Sí, por ejemplo, estuvimos en República Cromagnon que indígena. Hablamos con Osvaldo Bayer, le contamos, se puso a la plaza, armar nuestras cosas, tocar y pasar la gorra. Desde
es un lugar super rockero y también estuvimos en el Centro muy contento que jóvenes que podrían ser sus nietos, treinta ese lugar fuimos creciendo y nos encanta ir con nuestra camio-

—¿Cómo surgió el grupo?


Cultural del Sur como banda folclórica. años después de su investigación, tomaran ese nombre. Él ha- —Tal vez esto tenga que ver con la persona que somos cada neta que compramos entre todos. No entramos en esos circui-

—¿Esto no les resta espacios de difusión o la masificación


bía investigado la masacre de Rauch, en el año 1963, y fue in- uno. Pasa por la sensibilidad que tenemos sobre estos temas tos comerciales porque siempre terminás perdiendo plata.

que generan los circuitos comerciales?


—En el inicio éramos un dúo, Agustín con quena y charango vitado allá a dar una conferencia y cuando volvió lo metieron que tocamos y nos preocupaban. Siempre nos preguntan si
y yo con guitarra. Viajamos tocando y a la gente le gustaba lo preso. Nos grabó la historia contada por él. Habitualmente, en militamos. O si militamos desde lo nuestro. En realidad, con-
que hacíamos. Cuando volvimos, tocábamos en el subte y los recitales a los que él puede venir, viene y cuenta la histo- tamos las cosas que nos pasan, o les pasan a otros y nos mo- —Nosotros generamos nuestros propios espacios, fundamen-
allí nos propusieron ir a un festival. Éramos mucho más fol- ria con nuestra música de fondo. Es muy emocionante. Si no, vilizan. Hay gente a la que no la movilizan los chicos de la ca- talmente en la calle y las plazas. También solíamos alquilar un

—¿Cuántos trabajos han grabado?


clóricos que ahora. Para ese festival incorporamos a otro ami- lo hago yo tratando de copiar las palabras de él, pero no es lo lle, la injusticia. Pasa más por la persona que por el músico. lugar para cien personas y nos encargábamos del buffet y la

—Hay una recuperación histórica en lo que ustedes ha-


go con bombo y le pusimos el nombre a la banda. Luego fui- mismo. fiesta. Ahora lo seguimos haciendo, pero van mil personas a

cen… — ¿Cuáles son las posibilidades y dificultades de la pro- —¿Con qué regularidad lo hacen?
mos incorporando bajo, batería; las coplas andinas son cortas —Tenemos un casete, dos CD y estamos grabando el próximo. las fiestas que hacemos en el Teatro Verdi, en la Boca.

ducción discográfica? Hay músicos que sólo graban en


y aprovechamos para improvisar dentro de una cueca o carna-

—Ahora son un grupo más numeroso. ¿Cuántos son? Miami…


valito y eso le fue dando el espíritu más rockero. —Sí, el año pasado, para el 12 de Octubre, la gente de Rauch —Una o dos veces al año, aunque intercalamos con otros lu-
organizó una charla en la plaza del pueblo con Osvaldo Bayer gares como La Trastienda o el Ateneo, en donde el mecanis-
—Somos muchos. La base son seis, más un grupo de sikus y fuimos con él. Fue fuertísimo. En ese pueblo de la provin- —En nivel de grabación de lo que hicimos hasta ahora es muy mo es el bordereau, ellos cobran la entrada y tienen la consu-
que por lo general son ocho y otro grupo de percusión que casero. Cada vez con más tecnología pero pidiendo cosas mición, es más un recital de teatro. En el Teatro Verdi todo es
puede reunir hasta quince. Además invitamos armoniquistas, * El “pogo” ha sido definido por jóvenes estudiantes como: “Una energía que se prestadas y grabando en estudios en nuestras casas. No sona- nuestro, montamos el espectáculo como a nosotros nos gusta,
cantantes... Hemos llegado a ser veintipico. En las presenta- expresa saltando, empujando y rebotando contra otros. Es sentir la música, des- rá como un disco grabado en Miami pero tiene otras cosas que armamos la iluminación y el sonido. Creo que a la gente le

—¿No graban en compañías discográficas?


cargar frustraciones. Es fuerza, es alegría. Hay varios tipos de pogos, por ejem-
ciones en la Capital en donde ponemos todas las fichas esta- plo, el punk y el heavy. En los recitales en vivo se hace “pogo”, raramente en las se sienten más. El problema es juntar la plata para editar. gusta porque sabe que tiene bebidas baratas, la música y está
mos todos, pero cuando vamos de gira el grupo es el de base. “discos”. todo bien.

36 la marea la marea 37
Una banda de “rock folclórico”

*
A rbolito ,
De la chacarera al pogo
Su música, su nombre y sus letras hacen referencia a la historia
de los más oprimidos de nuestro país. Este grupo independiente
de rock intenta recuperar y ensamblar música, historia e identi-
dad nacional. Lo que sigue es una charla con Ezequiel Jusid,
miembro fundador de la banda.

Centro Cultural General San Martín, el 27 de junio, Arbolito


presente en el Encuentro por los 10 años de LA MAREA.

Entrevistan Alejandro Volkind y Cristina Mateu

—Llaman a lo suyo rock folclórico, no es una definición tra- —¿Cuál es la formación de los integrantes del grupo? cia de Buenos Aires, de catorce mil habitantes, vaciado de su —No, somos independientes. No sé si por
dicional para los amantes del folclore ni para los rockeros. —Somos egresados de la Escuela de Música Popular de Ave- historia, se abrió un debate un domingo en la plaza. Fue muy elección o por necesidad. Si no hay una compañía que pon-
—En un momento tuvimos que definir cómo llamar lo que llaneda, allí nos conocimos. Menos uno de los percusionistas movilizante. Alguna gente se enojó, algunos señores del mu- ga la plata para un disco lo tenés que hacer igual. Nosotros no
hacíamos para las gacetillas de prensa. Los diarios tienen su que se incorporó el año pasado. Recién allí aprendimos a to- nicipio y que habían estado con el Proceso. Osvaldo contó la nos preocupamos por eso, la manera de hacerlo es tocando. En
columna de rock y la de folclore. A veces estábamos en una o car folclore, porque veníamos de tocar rock. En general so- historia y nosotros tocamos, su propuesta fue cambiarle el las plazas, en la calle. Durante más de dos años tocamos en el
en otra. Entonces lo definimos como rock folclórico. A esto mos todos porteños, salvo el baterista que es de Tandil y el nombre al pueblo. Un pueblo tan lindo con nombre de un ge- Parque Lezama todos los domingos, a la gorra y vendiendo
llegamos porque la mayoría de los ritmos que hacemos son clarinetista de Chañar Ladeado, Santa Fe. Somos de la época nocida. Allí nadie sabía quién era Rauch. Sabemos que des- nuestros discos. Nunca entramos en el circuito de rock y de fol-
folclóricos, cuecas, chacareras, huainos, tinkus… Y es rock, de Charly, Spinetta, todo rock nacional. pués en las escuelas se hicieron trabajos sobre esto. Hay en clore por una cuestión ideológica. En general, a las bandas que
porque más allá de los instrumentos folclóricos que tenemos, —¿Y por qué el nombre Arbolito? otros pueblos que se están planteando cosas parecidas. Para empiezan en el circuito rockero les hacen vender entradas an-
la base del grupo es rockera, batería, bajo y guitarra. Además —Fue el primer nombre que pensamos, veníamos de leer el este 12 de Octubre también se está organizando una actividad ticipadas, es decir que hay que pagar para tocar. En las peñas
la actitud y el espíritu es más rockero que folclórico. libro Rebeldía y esperanza de Osvaldo Bayer, en el que men- en la Diagonal Roca de la Capital Federal para cambiar el no es muy diferente, te hacen pagar el sonido y para eso tenés
—¿Esto les permite actuar en los dos ámbitos musicales? ciona ese personaje que nos pareció símbolo de la resistencia nombre de la calle y sacar el monumento. que vender cincuenta entradas o pagar 150 pesos. Preferimos ir
—Sí, por ejemplo, estuvimos en República Cromagnon que indígena. Hablamos con Osvaldo Bayer, le contamos, se puso —Además de un posicionamiento en lo musical, también a la plaza, armar nuestras cosas, tocar y pasar la gorra. Desde
es un lugar super rockero y también estuvimos en el Centro muy contento que jóvenes que podrían ser sus nietos, treinta lo tienen en el contenido de las letras… ese lugar fuimos creciendo y nos encanta ir con nuestra camio-
Cultural del Sur como banda folclórica. años después de su investigación, tomaran ese nombre. Él ha- —Tal vez esto tenga que ver con la persona que somos cada neta que compramos entre todos. No entramos en esos circui-
—¿Cómo surgió el grupo? bía investigado la masacre de Rauch, en el año 1963, y fue in- uno. Pasa por la sensibilidad que tenemos sobre estos temas tos comerciales porque siempre terminás perdiendo plata.
—En el inicio éramos un dúo, Agustín con quena y charango vitado allá a dar una conferencia y cuando volvió lo metieron que tocamos y nos preocupaban. Siempre nos preguntan si —¿Esto no les resta espacios de difusión o la masificación
y yo con guitarra. Viajamos tocando y a la gente le gustaba lo preso. Nos grabó la historia contada por él. Habitualmente, en militamos. O si militamos desde lo nuestro. En realidad, con- que generan los circuitos comerciales?
que hacíamos. Cuando volvimos, tocábamos en el subte y los recitales a los que él puede venir, viene y cuenta la histo- tamos las cosas que nos pasan, o les pasan a otros y nos mo- —Nosotros generamos nuestros propios espacios, fundamen-
allí nos propusieron ir a un festival. Éramos mucho más fol- ria con nuestra música de fondo. Es muy emocionante. Si no, vilizan. Hay gente a la que no la movilizan los chicos de la ca- talmente en la calle y las plazas. También solíamos alquilar un
clóricos que ahora. Para ese festival incorporamos a otro ami- lo hago yo tratando de copiar las palabras de él, pero no es lo lle, la injusticia. Pasa más por la persona que por el músico. lugar para cien personas y nos encargábamos del buffet y la
go con bombo y le pusimos el nombre a la banda. Luego fui- mismo. —¿Cuántos trabajos han grabado? fiesta. Ahora lo seguimos haciendo, pero van mil personas a
mos incorporando bajo, batería; las coplas andinas son cortas —Hay una recuperación histórica en lo que ustedes ha- —Tenemos un casete, dos CD y estamos grabando el próximo. las fiestas que hacemos en el Teatro Verdi, en la Boca.
y aprovechamos para improvisar dentro de una cueca o carna- cen… — ¿Cuáles son las posibilidades y dificultades de la pro- —¿Con qué regularidad lo hacen?
valito y eso le fue dando el espíritu más rockero. —Sí, el año pasado, para el 12 de Octubre, la gente de Rauch ducción discográfica? Hay músicos que sólo graban en —Una o dos veces al año, aunque intercalamos con otros lu-
—Ahora son un grupo más numeroso. ¿Cuántos son? organizó una charla en la plaza del pueblo con Osvaldo Bayer Miami… gares como La Trastienda o el Ateneo, en donde el mecanis-
—Somos muchos. La base son seis, más un grupo de sikus y fuimos con él. Fue fuertísimo. En ese pueblo de la provin- —En nivel de grabación de lo que hicimos hasta ahora es muy mo es el bordereau, ellos cobran la entrada y tienen la consu-
que por lo general son ocho y otro grupo de percusión que casero. Cada vez con más tecnología pero pidiendo cosas mición, es más un recital de teatro. En el Teatro Verdi todo es
puede reunir hasta quince. Además invitamos armoniquistas, * El “pogo” ha sido definido por jóvenes estudiantes como: “Una energía que se prestadas y grabando en estudios en nuestras casas. No sona- nuestro, montamos el espectáculo como a nosotros nos gusta,
cantantes... Hemos llegado a ser veintipico. En las presenta- expresa saltando, empujando y rebotando contra otros. Es sentir la música, des- rá como un disco grabado en Miami pero tiene otras cosas que armamos la iluminación y el sonido. Creo que a la gente le
se sienten más. El problema es juntar la plata para editar. gusta porque sabe que tiene bebidas baratas, la música y está
cargar frustraciones. Es fuerza, es alegría. Hay varios tipos de pogos, por ejem-
ciones en la Capital en donde ponemos todas las fichas esta- plo, el punk y el heavy. En los recitales en vivo se hace “pogo”, raramente en las
mos todos, pero cuando vamos de gira el grupo es el de base. “discos”. —¿No graban en compañías discográficas? todo bien.

36 la marea la marea 37
Arbolito...

—Otro problema en la dis- —Han tocado en actos universitarios…


tribución y comercializa-
ción, es la concentración en
grandes cadenas comercia-
les. ¿Cómo hacen ustedes?
—Siempre que nos invitan tocamos en las facultades. Tam-
bién nos invita gente vinculada al trabajo social y vamos a ba-
rrios como La Matanza. Vamos seguido al Barrio Nicole, que
tiene una Biblioteca Popular que se llama Arbolito a la que
Muestras de pintura
—Ahora hay algo muy inte- asisten 200 pibes. Siempre vamos cuando necesitan juntar
resante que es la Unión de plata. También fuimos a Moreno, Adrogué y otras zonas a to-
Músicos Independientes car en solidaridad por cuestiones sociales. Ahora estamos tra-
tando de cuidar más nuestras presentaciones solidarias, a ve-
(UMI) que ha logrado mu-
chos convenios con fábri- ces los que organizan no saben mucho sobre sonido y final-
mente lo que resulta es malo, no le sirve a nadie y nosotros
Ana Candioti:
cas de discos, con estu-

—¿Cómo trabajan sus composiciones musicales, grupal o


"Arte y testimonio: religiosidad y feria en la que-
dios, con distribuidoras. tampoco tocamos cómodos.

individualmente?
brada y en la puna". Inaugura el 20 de noviembre
Se está peleando tam- a las 12 hs. en el Museo Eduardo Sívori, Infanta
bién en SADAIC para Isabel 555, Buenos Aires. La muestra continúa la
que se incluya la cate- —No hay nada determinado. Yo soy el que más compongo en serie sobre campesinos del NOA comenzada por
goría de músico independiente, que no guitarra, lo llevo y entre todos destrozamos el tema. El arre- la artista en los años 80. Es el producto artístico
glo es espontáneo, va saliendo zappando, nadie se lo lleva y de un recorrido realizado durante la Semana
existe. Para ser socio de SADAIC tenés que tener cinco te- Santa de 2003 por distintas localidades de Salta y
mas editados por un sello multinacional. Los convenios de la lo arregla. Sale lo que sale. Somos rockeros en nuestros orí-
Jujuy, dentro de un programa del Instituto de
UMI ayudaron para que los músicos independientes puedan genes, crecimos escuchando a Led Zeppeling, Charly García, Rescate y Revalorización del Patrimonio Cultural
editar discos a precios más baratos. En relación a la venta, no- Pescado Rabioso, no escuchábamos a los Charchaleros. Pero de la Universidad Nacional de Tucumán, cuyo
sotros la hacemos en los recitales y la distribución es nuestra.
Las distribuidoras te dan un tercio del precio de venta, aunque
no nos es ajeno el folclore,
nuestros padres escuchaban a
Diana Dowek: objetivo fue registrar y compartir diferentes ex-
presiones culturales y de religiosidad popular en
Mercedes Sosa y nuestra for- "Una larga Marcha", muestra retrospectiva 1972-2004, comunidades campesinas e indígenas de esa
tenemos un arreglo con una. Para una banda, que el disco es-

—¿Se dedican exclusivamente a la música o tienen otras


mación en la Escuela de Músi- en la Universidad Nacional de Lanús desde el 20 de oc- región.
té en Musimundo es importante.

ocupaciones?
ca Popular es folclórica y ahí tubre. Sede Académica, 29 de Septiembre 3901,

DOS MUESTRAS EXCELENTES


se mezcla todo. No nos propo- Remedios de Escalada, Lanús.

EN EL SÍVORI
—Algunos sí otros no. Tenemos de docentes hasta albañiles. nemos hacer una chacarera, sa-
le con ritmo de chacarera y de
Uno trabaja en una maderera, otro en la construcción. Esta-
Matilde Recondo:
Gucemas
mos en camino de ir dejando algunos de estos trabajos porque golpe le metemos un instru-
se nos complica cuando tenemos que hacer giras. Recién este mento que no tiene nada que

—¿Cómo se da esta fusión?


"De juegos y jugadores " (pinturas - objetos) desde el 29
año estamos ganando algo como para no trabajar todo el día ver con el folclore…

Al principio el rock y el fol-


de octubre. Palacio de las artes, Museo del papel,

—¿Por dónde van de gira?


en otra cosa.

clore no se mezclaban, parecían excluirse mutuamente.


Zapiola 2196. Buenos Aires.

—Fuimos a la costa y a muchos Gerardo Ramos Gucemas expuso una muestra retrospectiva de su
pueblos de la provincia de Buenos —Esto se dio ya en los ‘70, tal vez más en Chile con Los Jai- obra (1970-2004) en el Museo de Artes Plásticas Eduardo Sívori,
Aires, porque es hasta donde lle- vas, por ejemplo. Después se cortó con la dictadura. Ahora, en setiembre pasado. Gucemas, que nació en España en 1941 pero
ga la camioneta. Ahora quere- reaparece. Lo más novedoso en nuestros recitales, creo, se da vive en Tucumán desde 1971, supo dar testimonio en sus pinturas
en que mientras unos bailan una chacarera o un huaino, otros de la realidad del país que adoptó para vivir. Indudablemente ad-
mos ir más lejos, al Sur, pero te-
hacen pogo. Nuestros recitales no los podemos hacer con gen- mirador de Goya, expresionista, riguroso dibujante, temperamen-
nemos que replantearnos la in- tal, excelente colorista trabajando con densas capas cromáticas su-
fraestructura, porque no podemos te sentada, que es lo que pasa con una banda de rock y no es
perpuestas, a la vez luminosas y brillantes, sobre una superficie
común en un recital folclórico. I

Arbolito y los integrantes de la banda


ir con esta camioneta ni con el soni- cuidadosamente estructurada, pone de manifiesto que es uno de

—¿Tienen bandas amigas con las que participen en algu-


do que tenemos. los grandes artistas contemporáneos.

na movida?
Nos conmociona con esa desgarradora indagación sobre la cruel-
dad, el dolor, la violencia, la opresión, expresados con un gran

Tapia Vera
Ezequiel Jusid, voz, guitarra acústica y eléctrica;
Arbolito, banda de rock-folclórico, está integrada por conocimiento del oficio pictórico. Sus pinturas expresan la
—Bandas amigas tenemos, pero por lo general no comparti-

Agustín Ronconi, voz, flauta traversa, quen, charango


descarnada visión de este artista ante la vida.
mos recitales. Compartimos con algunas bandas como El Por-

y violín; Andrés Fariña, bajo eléctrico y coros; Diego


tón, Epurse Muove, este espacio alternativo, un lugar donde

—¿No participan en encuentros del tipo del Quilmes Fariza, batería y bombo legüero; Sebastián Ablín, per-
no transar con los bolicheros.

Rock?
cusión y accesorios. María Inés Tapia Vera expuso dibujos y grabados también en el Museo Sívori entre el 11 de setiem-
—No. Fundamentalmente porque no estamos con una compa- bre y el 10 de octubre pasados. En su trabajo la artista presenta imágenes de su vida cotidiana junto a
Se llaman Arbolito en referencia a un valiente indio ran- Gala y Circe, sus hijas, y también bocetos de niños con los cuales ha trabajado como docente. Al ser
ñía. El Quilmes Rock lo organiza Pop & Art, los productores quel mencionado en una obra de Osvaldo Bayer. Cuen- representados con el arte que les imprime María Inés, estos dibujos de niños dejan de ser infantiles
de todas las bandas que van a tocar. A El Otro Yo tal vez la ta este autor que, en 1826, se contrató a Rauch, san- para convertirse a través de la línea, la composición, a veces el color, en una excelente expresión artís-
convocan como banda independiente porque lleva muchos guinario general alemán que luchó contra Napoleón pa- tica que nos obliga a detenernos en cada obra para comunicarnos con esas miradas que nos sugieren
años y se ganó un lugar. Hemos tenido ofrecimientos de se- ra desplazar y exterminar a los indios de la provincia de sus sentimientos con particular intensidad.
llos y compañías poco serias para nosotros. Ser independien- Buenos Aires. Rauch se jactaba de su eficacia y cruel- Con un cuidado grafismo, fuerte, expresivo, Tapia Vera da testimonio de un mundo en el que esta
te es una elección y una necesidad. Si viene alguien y te ofre- da en la matanza indígena. Arbolito, joven ranquel, es- artista, madre, docente, mujer que lucha por lo que cree, decide compartirlo con nosotros.

Ana Maldonado
ce algo interesante, que creemos es bueno para todos, no es- tudió los movimientos del prestigioso general, preparó
tamos en contra de eso. una meboscada y lo asesinó vengando a su tribu.

38 la marea la marea 39
Muestras de pintura
Arbolito...

—Otro problema en la dis- —Han tocado en actos universitarios…


tribución y comercializa- —Siempre que nos invitan tocamos en las facultades. Tam-
ción, es la concentración en bién nos invita gente vinculada al trabajo social y vamos a ba-
grandes cadenas comercia- rrios como La Matanza. Vamos seguido al Barrio Nicole, que
les. ¿Cómo hacen ustedes? tiene una Biblioteca Popular que se llama Arbolito a la que
—Ahora hay algo muy inte- asisten 200 pibes. Siempre vamos cuando necesitan juntar

Ana Candioti:
resante que es la Unión de plata. También fuimos a Moreno, Adrogué y otras zonas a to-
Músicos Independientes car en solidaridad por cuestiones sociales. Ahora estamos tra-
(UMI) que ha logrado mu- tando de cuidar más nuestras presentaciones solidarias, a ve-
chos convenios con fábri- ces los que organizan no saben mucho sobre sonido y final-
cas de discos, con estu- mente lo que resulta es malo, no le sirve a nadie y nosotros
"Arte y testimonio: religiosidad y feria en la que-
dios, con distribuidoras. tampoco tocamos cómodos. brada y en la puna". Inaugura el 20 de noviembre
Se está peleando tam- —¿Cómo trabajan sus composiciones musicales, grupal o a las 12 hs. en el Museo Eduardo Sívori, Infanta
bién en SADAIC para individualmente? Isabel 555, Buenos Aires. La muestra continúa la
que se incluya la cate- —No hay nada determinado. Yo soy el que más compongo en serie sobre campesinos del NOA comenzada por
goría de músico independiente, que no guitarra, lo llevo y entre todos destrozamos el tema. El arre- la artista en los años 80. Es el producto artístico
existe. Para ser socio de SADAIC tenés que tener cinco te- glo es espontáneo, va saliendo zappando, nadie se lo lleva y de un recorrido realizado durante la Semana
Santa de 2003 por distintas localidades de Salta y
mas editados por un sello multinacional. Los convenios de la lo arregla. Sale lo que sale. Somos rockeros en nuestros orí-

Diana Dowek:
Jujuy, dentro de un programa del Instituto de
UMI ayudaron para que los músicos independientes puedan genes, crecimos escuchando a Led Zeppeling, Charly García, Rescate y Revalorización del Patrimonio Cultural
editar discos a precios más baratos. En relación a la venta, no- Pescado Rabioso, no escuchábamos a los Charchaleros. Pero de la Universidad Nacional de Tucumán, cuyo
sotros la hacemos en los recitales y la distribución es nuestra. no nos es ajeno el folclore, objetivo fue registrar y compartir diferentes ex-
Las distribuidoras te dan un tercio del precio de venta, aunque nuestros padres escuchaban a presiones culturales y de religiosidad popular en
tenemos un arreglo con una. Para una banda, que el disco es- Mercedes Sosa y nuestra for- "Una larga Marcha", muestra retrospectiva 1972-2004, comunidades campesinas e indígenas de esa
té en Musimundo es importante. mación en la Escuela de Músi- en la Universidad Nacional de Lanús desde el 20 de oc- región.

—¿Se dedican exclusivamente a la música o tienen otras ca Popular es folclórica y ahí tubre. Sede Académica, 29 de Septiembre 3901,

Matilde Recondo:
se mezcla todo. No nos propo- Remedios de Escalada, Lanús.
ocupaciones?
DOS MUESTRAS EXCELENTES
—Algunos sí otros no. Tenemos de docentes hasta albañiles. nemos hacer una chacarera, sa-
Uno trabaja en una maderera, otro en la construcción. Esta- le con ritmo de chacarera y de
mos en camino de ir dejando algunos de estos trabajos porque golpe le metemos un instru-
mento que no tiene nada que
EN EL SÍVORI
se nos complica cuando tenemos que hacer giras. Recién este

Gucemas
"De juegos y jugadores " (pinturas - objetos) desde el 29
año estamos ganando algo como para no trabajar todo el día ver con el folclore…
de octubre. Palacio de las artes, Museo del papel,
en otra cosa. —¿Cómo se da esta fusión? Zapiola 2196. Buenos Aires.
—¿Por dónde van de gira? Al principio el rock y el fol-
—Fuimos a la costa y a muchos clore no se mezclaban, parecían excluirse mutuamente. Gerardo Ramos Gucemas expuso una muestra retrospectiva de su
pueblos de la provincia de Buenos —Esto se dio ya en los ‘70, tal vez más en Chile con Los Jai- obra (1970-2004) en el Museo de Artes Plásticas Eduardo Sívori,
Aires, porque es hasta donde lle- vas, por ejemplo. Después se cortó con la dictadura. Ahora, en setiembre pasado. Gucemas, que nació en España en 1941 pero
ga la camioneta. Ahora quere- reaparece. Lo más novedoso en nuestros recitales, creo, se da vive en Tucumán desde 1971, supo dar testimonio en sus pinturas
mos ir más lejos, al Sur, pero te- en que mientras unos bailan una chacarera o un huaino, otros de la realidad del país que adoptó para vivir. Indudablemente ad-
hacen pogo. Nuestros recitales no los podemos hacer con gen- mirador de Goya, expresionista, riguroso dibujante, temperamen-
nemos que replantearnos la in- tal, excelente colorista trabajando con densas capas cromáticas su-
fraestructura, porque no podemos te sentada, que es lo que pasa con una banda de rock y no es
perpuestas, a la vez luminosas y brillantes, sobre una superficie
ir con esta camioneta ni con el soni- común en un recital folclórico. I cuidadosamente estructurada, pone de manifiesto que es uno de
do que tenemos. los grandes artistas contemporáneos.
—¿Tienen bandas amigas con las que participen en algu- Arbolito y los integrantes de la banda Nos conmociona con esa desgarradora indagación sobre la cruel-
na movida? dad, el dolor, la violencia, la opresión, expresados con un gran
conocimiento del oficio pictórico. Sus pinturas expresan la
—Bandas amigas tenemos, pero por lo general no comparti- Arbolito, banda de rock-folclórico, está integrada por
descarnada visión de este artista ante la vida.

Tapia Vera
mos recitales. Compartimos con algunas bandas como El Por- Ezequiel Jusid, voz, guitarra acústica y eléctrica;
tón, Epurse Muove, este espacio alternativo, un lugar donde Agustín Ronconi, voz, flauta traversa, quen, charango
no transar con los bolicheros. y violín; Andrés Fariña, bajo eléctrico y coros; Diego
—¿No participan en encuentros del tipo del Quilmes Fariza, batería y bombo legüero; Sebastián Ablín, per-
cusión y accesorios.
Rock? María Inés Tapia Vera expuso dibujos y grabados también en el Museo Sívori entre el 11 de setiem-
—No. Fundamentalmente porque no estamos con una compa- bre y el 10 de octubre pasados. En su trabajo la artista presenta imágenes de su vida cotidiana junto a
Se llaman Arbolito en referencia a un valiente indio ran- Gala y Circe, sus hijas, y también bocetos de niños con los cuales ha trabajado como docente. Al ser
ñía. El Quilmes Rock lo organiza Pop & Art, los productores quel mencionado en una obra de Osvaldo Bayer. Cuen- representados con el arte que les imprime María Inés, estos dibujos de niños dejan de ser infantiles
de todas las bandas que van a tocar. A El Otro Yo tal vez la ta este autor que, en 1826, se contrató a Rauch, san- para convertirse a través de la línea, la composición, a veces el color, en una excelente expresión artís-
convocan como banda independiente porque lleva muchos guinario general alemán que luchó contra Napoleón pa- tica que nos obliga a detenernos en cada obra para comunicarnos con esas miradas que nos sugieren
años y se ganó un lugar. Hemos tenido ofrecimientos de se- ra desplazar y exterminar a los indios de la provincia de sus sentimientos con particular intensidad.
llos y compañías poco serias para nosotros. Ser independien- Buenos Aires. Rauch se jactaba de su eficacia y cruel- Con un cuidado grafismo, fuerte, expresivo, Tapia Vera da testimonio de un mundo en el que esta
te es una elección y una necesidad. Si viene alguien y te ofre- da en la matanza indígena. Arbolito, joven ranquel, es- artista, madre, docente, mujer que lucha por lo que cree, decide compartirlo con nosotros.
ce algo interesante, que creemos es bueno para todos, no es- tudió los movimientos del prestigioso general, preparó
Ana Maldonado
tamos en contra de eso. una meboscada y lo asesinó vengando a su tribu.

38 la marea la marea 39
Trabajo y vida cotidiana

Justino,
violinisto de los valles del Tafí
el frío. Los mayores sabían voltear el surco y nosotros, los
changos, pelar caña a su costado. “Surco y cola” le decía-
mos a aquel modo de trabajo duro, un poco triste también.
Por ahí nos hacían un fueguito para que nos calentára-
mos…así, hasta que nos hemos hecho mayores. Pero el
sacrificio traía su alegría. Comprarse un traje, un vestido,
después de la cosecha era una cosita buena.

“Estaba con su violín ultrajadito”


trajadito, sin aprender música. Cuando él salía al campo
yo sacaba el violín y practicaba, luego lo guardaba como
hacía él en un tirante del techo donde ensillaban muchas
cosas, de todo guardaban allí. La intención mía era apren-
der por mí lado, a escondidas. Un día, me pongo a prac-
ticar, me sabía ya una zamba, un gato y alguito más…; y
él viene y se afirma ahí en esa puerta. Y yo con el violín
tocando, sentado en su cama. Cuando le héi visto, me
quedé quieto esperando su reto o su castigo. Lo que fue-
ra iba a recibir. Pero nomás me ha dicho, bueno ya que yo
–Con la música, recién a los 18 héi querido empezar. Mi no puedo aprender, vos vas a aprender. Me dio autoriza-
papá tenía un amigo, don Lorenzo Ochoa, violinero co- ción, mi padre, y empecé a hacerme músico. Aprendí só-
mo don Francisco Ríos y don Demetrio Ríos, músicos de lo a afinar el violín. Aunque no sé bien en qué toco. Co-
loco la prima en un tono que me interesa en el momento

Escribe Víctor Delgado


por aquí. Y cada uno tenía sus músicas. Todavía toco una
zamba de cada uno, que me las aprendí de jovencito. Y y luego van las demás cuerdas. La segunda toma su soni-
resulta que don Lorenzo le cambió a mi padre un violín do de la primera, la tercera de la segunda y así… Afino

“Yo héi nacido abajeño”


un poco ultrajado ya. Pero no ha podido sacarle ninguna así, que es mi manera. Un violinisto afina el instrumento
Mula Corral está cerca de Tafí del Valle, para el música, él. Ese violín roto todavía tengo yo guardado, le según los otros instrumentos, pero yo he tocado en falso

otro lado del dique, en un recodo de El Mollar.


he fabricado después la tapa pero sin resultado. No da las acomodándome al bandoleón de Chundo, corriendo los

Una pizca de poblado de adobe y piedra. Ahí


–Mi padre Facundo Sandalio Méndez, era un hombre que voces; porque el violín vale por su madera. Bueno, mi dedos para que suene, sin tener que modificar mi afina-

vive Justino Méndez, violinisto renombrado del


hacía trabajo rural, en la zafra. Vino de San Pedro de Co- papá lo hái preparado con cola porque tenía la tapa me- ción. Todas las piezas héi podido tocar así y ha sabido so-

Valle, y su compañera Silveria. Arribeños de


lalao; y mi madre, Andrea Avelina Sandoval, ha sido ca- dio partida. Pero le daba el sol y se volvía a descolar. Te- nar bonito. A veces perdía el tono y el Chundo lo volvía
nía cuerdas de tripa, de esas cuerdas que había antes… a pillar de nuevo. El, siempre que tomaba vino, se recor-
hablar donoso. Curtidos por fuera, endulzados
tamarqueña de Santa María. Se han establecido nomás en
Una medio roja, otras amarillas…, las mismas se usaban daba muy mucho de aquello y me decía vos sos buen mú-

por dentro. Justino cumple sus 80 y hay fiesta


este sitio. Pero yo no nací aquí, héi nacido abajeño, por la
zafra. Mis mayores estaban en el Ingenio San José y no en las guitarras. Y mi padre estaba áhi con su violín ul- sico porque no te sabís perder.

en el patio de tierra. Encollado en su gorro de


ha alcanzado mi madre a llegar aquí. La zafra es hasta no-

siempre, al pié de una enramada, recibe a los


viembre, y he visto la luz en aquel ingenio de los Frías

que van llegando de los barrios de más arriba.


Silva. Arribeño me héi hecho nomás después cuando héi Fiesta en Mula Corral

Amigos, parientes y musiqueros de la región.


llegado aquí, con tres meses casi. A caballo me han traí-

De Casas Viejas, de Rincón, de Potrerillo…, de


do hasta Mula Corral.

“Era todo un cerco de pirca”


En el patio de tierra, se toca, canta, baila y bebe torias que contrastan con la alegría contagiosa de

más lejos también. Entre ellos, Andrea Acosta


sin que falten las empanadas, el locro y el estofado. aquel patio. “Es que por ahí uno tiene su dolencia pe-

Villafañe, Cantor Ayala, Rosario Tolaba, los


“Don Sandalio, el padre de Justino ha vivido 102 años ro no dice nadita, así somos nomás”, ahora ensaya

integrantes del Taller de Música Esperanza de


–Ahora mismo tengo mi encono con quienes quieren y ha sabido tener cien surcos de caña. Justino y los una explicación el bombisto .
hermanos aporcaban y desaporcaban la tierra”, el que
Tafí del Valle, con dos voces jóvenes: Marta
cambiarle el nombre. Si siempre se ha llamado Mula Co- Desde unos parlantes enormes atrona la cumbia
trae estos recuerdos es el bombisto Benito Centeno. cuartetera, para que bailen los jóvenes y los musique-

Monasterio y Verónica Cruz; Orlando Alvarez,


rral. No hay por qué cambiar, digo. Porque aquí era todo
un cerrado de pirca para poner ganado. Entonces un día El también supo pelar caña “por tanto” en los ingenios ros tengan descanso. Recién a las nueve de la noche,

director de FM Alem y conductor de “La voz


nosotros, de muchachos, andábamos nombrando el sitio de Santa Lucía hasta jubilarse. “Y era lo más liviano. Justino desenfunda el violín y hace su repertorio es-

de los menhires”. También Josefina Racedo del


como Potrerillo. Y mi abuelo dijo no, aquí el nombre es La apilada, la cargada, la hachada…son menesteres perado. Sabedor de melodías casi olvidadas, su arte

CERPACU y directora de LA MAREA, quien se


Mula Corral. Es el nombre del lugar, cómo pueden pre- más duros, de mucho brazo”, avisa. “He visto a es cosa que no se discute en la zona. Dicen que tam-
peones trabajar 18 horas seguidas, alimentados con
ha acercado en representación de la revista y
tender quitarlo. En el tiempo del militarismo, también bién supo ser buen pierqueador ¡Vaya oficio para un
charque nomás. Esos zafreros para mí tenían arte”, violinisto! Y que mucho mejor ha sabido levantar mu-

del MODACUNA “para homenajear, compartir


ellos han pretendido cambiar muchos nombres, pero no
corresponde. Aunque tenga nombre de animal, qué pro- sentencia antes de desgranar una lista interminable ros con la piedra recogida del río; que “es otro arte:

y brindar con el violinisto tucumano, blema hay. Ahora andan con que se llama Cristo Rey, que de ingenios que ya no están. “En todo El Mollar no ha- descubrir el lado bonito de la roca e ir imaginando la

en agradecimiento a sus aportes


es su santo patrono. Todo el que vive aquí, casi, quiere bía un sólo almacén porque la gente se iba y concha- pared por adelantado”. Luego están los muros de ado-

al movimiento y a la cultura de este suelo”.


llamarlo así. A la gente nativa de aquí, quizá ya le parece baba en la caña”, susurra su ladero el guitarrista Jor- be con que se alzan las viviendas más modestas. A
mal nombrar un animal. Pero los nombres de antes hay ge Tolaba quien supo hombrear bolsas en el ingenio éstas, para que las paredes “no estuvieran de vicio, el
que defenderlos no se pueden quitarlos porque sí. más grande de Concepción de La Banda del Río Sa- violinisto solía esmerarse con una moldurita para

“Las manos se nos morían de frío”


lí. “Miles de tucumanos se han marchado cuando la poner santitos”.
–Yo no me doy gran importancia. Son cosas que hago nomás. No caña fue a menos. Muchos han vuelto y otros están en Justino es montaraz para empuñar el instrumento,
soy el violín número uno de El Mollar. Muchos tocamos violín, acá. villas miserias”, acota. Tolaba es un buen músico y que suena agreste y encrespado como el paisaje. Es
Y todos tienen su valor. En todo el Valle hay casi 25 violineros. Lo –Y ésto no es como entonces. No había plantas, y todo es- cantor de la zona, “cantor de asaditos”, dice él en to- noche avanzada cuando toca una mariquita. Y sigue
que pasa que algunos tocan dos piecitas, como ser una chacarera y te suelo yo sembraba con arvejas, maíz… y eso era para el no de disculpas. Su amigo Benito, que parece afecto con Las Palmeras una polka antigua, bien campera.
dos gatos…, nada más que eso. Pero también es música aunque sea gasto de uno. Siempre fui un hombre de oficio. De los 10 a las frases sonoras se aficiona con más relatos de vi- Con el bombo lo acompaña uno de sus nietos. En el
poquito. años héi hecho la zafra por Negro Potrero, en la finca de das complicadas. Aquí, casi todos han conocido el ri- centro del patio, Justo Reyes, el mayor de los hijos,
Yo héi empezado a encontrarle la vuelta al intrumento cuando fui los Caspinchango, señores dueños del Valle. En tiempo de gor de la zafra, muchos han trabajado para patrones pirquero y albañil, baila con su madre. Hoy no se apa-
mayor, porque antes…, era distinto con nuestros padres. Al volver del zafra no se podía ser musiquero, pelábamos caña nomás. en condiciones semifeudales. Son asuntos que se garán las luces en casa de los Méndez, señal de que
servicio militar, con 21 años, todavía, para salir a una fiesta héi teni- Mis padres, mis hermanos…, todos. ¡Caían unas heladas! cuentan con la naturalidad que trae la costumbre. His- hay fiesta en Mula Corral.
do que seguir pidiendo permiso. Y si él respondía que no, no había lu- y casi no llevábamos abrigo. Las manos se nos morían con
gar para el disgusto.

40 la marea la marea 41
Trabajo y vida cotidiana

Justino,
violinisto de los valles del Tafí
el frío. Los mayores sabían voltear el surco y nosotros, los
changos, pelar caña a su costado. “Surco y cola” le decía-
mos a aquel modo de trabajo duro, un poco triste también.
Por ahí nos hacían un fueguito para que nos calentára-
mos…así, hasta que nos hemos hecho mayores. Pero el
sacrificio traía su alegría. Comprarse un traje, un vestido,
después de la cosecha era una cosita buena.

“Estaba con su violín ultrajadito”


trajadito, sin aprender música. Cuando él salía al campo
yo sacaba el violín y practicaba, luego lo guardaba como
hacía él en un tirante del techo donde ensillaban muchas
cosas, de todo guardaban allí. La intención mía era apren-
der por mí lado, a escondidas. Un día, me pongo a prac-
ticar, me sabía ya una zamba, un gato y alguito más…; y
él viene y se afirma ahí en esa puerta. Y yo con el violín
tocando, sentado en su cama. Cuando le héi visto, me
quedé quieto esperando su reto o su castigo. Lo que fue-
ra iba a recibir. Pero nomás me ha dicho, bueno ya que yo
–Con la música, recién a los 18 héi querido empezar. Mi no puedo aprender, vos vas a aprender. Me dio autoriza-
papá tenía un amigo, don Lorenzo Ochoa, violinero co- ción, mi padre, y empecé a hacerme músico. Aprendí só-
mo don Francisco Ríos y don Demetrio Ríos, músicos de lo a afinar el violín. Aunque no sé bien en qué toco. Co-
por aquí. Y cada uno tenía sus músicas. Todavía toco una loco la prima en un tono que me interesa en el momento
zamba de cada uno, que me las aprendí de jovencito. Y y luego van las demás cuerdas. La segunda toma su soni-
Escribe Víctor Delgado resulta que don Lorenzo le cambió a mi padre un violín do de la primera, la tercera de la segunda y así… Afino
un poco ultrajado ya. Pero no ha podido sacarle ninguna así, que es mi manera. Un violinisto afina el instrumento
“Yo héi nacido abajeño” música, él. Ese violín roto todavía tengo yo guardado, le según los otros instrumentos, pero yo he tocado en falso
Mula Corral está cerca de Tafí del Valle, para el acomodándome al bandoleón de Chundo, corriendo los
he fabricado después la tapa pero sin resultado. No da las
otro lado del dique, en un recodo de El Mollar. voces; porque el violín vale por su madera. Bueno, mi dedos para que suene, sin tener que modificar mi afina-
–Mi padre Facundo Sandalio Méndez, era un hombre que
Una pizca de poblado de adobe y piedra. Ahí hacía trabajo rural, en la zafra. Vino de San Pedro de Co- papá lo hái preparado con cola porque tenía la tapa me- ción. Todas las piezas héi podido tocar así y ha sabido so-
vive Justino Méndez, violinisto renombrado del lalao; y mi madre, Andrea Avelina Sandoval, ha sido ca- dio partida. Pero le daba el sol y se volvía a descolar. Te- nar bonito. A veces perdía el tono y el Chundo lo volvía
Valle, y su compañera Silveria. Arribeños de tamarqueña de Santa María. Se han establecido nomás en nía cuerdas de tripa, de esas cuerdas que había antes… a pillar de nuevo. El, siempre que tomaba vino, se recor-
este sitio. Pero yo no nací aquí, héi nacido abajeño, por la Una medio roja, otras amarillas…, las mismas se usaban daba muy mucho de aquello y me decía vos sos buen mú-
hablar donoso. Curtidos por fuera, endulzados sico porque no te sabís perder.
zafra. Mis mayores estaban en el Ingenio San José y no en las guitarras. Y mi padre estaba áhi con su violín ul-
por dentro. Justino cumple sus 80 y hay fiesta
ha alcanzado mi madre a llegar aquí. La zafra es hasta no-
en el patio de tierra. Encollado en su gorro de viembre, y he visto la luz en aquel ingenio de los Frías
siempre, al pié de una enramada, recibe a los Silva. Arribeño me héi hecho nomás después cuando héi
que van llegando de los barrios de más arriba. llegado aquí, con tres meses casi. A caballo me han traí-
Fiesta en Mula Corral

Amigos, parientes y musiqueros de la región. do hasta Mula Corral.


En el patio de tierra, se toca, canta, baila y bebe torias que contrastan con la alegría contagiosa de
De Casas Viejas, de Rincón, de Potrerillo…, de
“Era todo un cerco de pirca” sin que falten las empanadas, el locro y el estofado. aquel patio. “Es que por ahí uno tiene su dolencia pe-
más lejos también. Entre ellos, Andrea Acosta “Don Sandalio, el padre de Justino ha vivido 102 años ro no dice nadita, así somos nomás”, ahora ensaya
Villafañe, Cantor Ayala, Rosario Tolaba, los –Ahora mismo tengo mi encono con quienes quieren y ha sabido tener cien surcos de caña. Justino y los una explicación el bombisto .
integrantes del Taller de Música Esperanza de cambiarle el nombre. Si siempre se ha llamado Mula Co- hermanos aporcaban y desaporcaban la tierra”, el que Desde unos parlantes enormes atrona la cumbia
rral. No hay por qué cambiar, digo. Porque aquí era todo trae estos recuerdos es el bombisto Benito Centeno. cuartetera, para que bailen los jóvenes y los musique-
Tafí del Valle, con dos voces jóvenes: Marta
un cerrado de pirca para poner ganado. Entonces un día El también supo pelar caña “por tanto” en los ingenios ros tengan descanso. Recién a las nueve de la noche,
Monasterio y Verónica Cruz; Orlando Alvarez, de Santa Lucía hasta jubilarse. “Y era lo más liviano.
nosotros, de muchachos, andábamos nombrando el sitio Justino desenfunda el violín y hace su repertorio es-
director de FM Alem y conductor de “La voz como Potrerillo. Y mi abuelo dijo no, aquí el nombre es La apilada, la cargada, la hachada…son menesteres perado. Sabedor de melodías casi olvidadas, su arte
de los menhires”. También Josefina Racedo del Mula Corral. Es el nombre del lugar, cómo pueden pre- más duros, de mucho brazo”, avisa. “He visto a es cosa que no se discute en la zona. Dicen que tam-
CERPACU y directora de LA MAREA, quien se tender quitarlo. En el tiempo del militarismo, también peones trabajar 18 horas seguidas, alimentados con bién supo ser buen pierqueador ¡Vaya oficio para un
ellos han pretendido cambiar muchos nombres, pero no charque nomás. Esos zafreros para mí tenían arte”, violinisto! Y que mucho mejor ha sabido levantar mu-
ha acercado en representación de la revista y
corresponde. Aunque tenga nombre de animal, qué pro- sentencia antes de desgranar una lista interminable ros con la piedra recogida del río; que “es otro arte:
del MODACUNA “para homenajear, compartir de ingenios que ya no están. “En todo El Mollar no ha-
blema hay. Ahora andan con que se llama Cristo Rey, que descubrir el lado bonito de la roca e ir imaginando la
y brindar con el violinisto tucumano, es su santo patrono. Todo el que vive aquí, casi, quiere bía un sólo almacén porque la gente se iba y concha- pared por adelantado”. Luego están los muros de ado-
en agradecimiento a sus aportes llamarlo así. A la gente nativa de aquí, quizá ya le parece baba en la caña”, susurra su ladero el guitarrista Jor- be con que se alzan las viviendas más modestas. A
al movimiento y a la cultura de este suelo”. mal nombrar un animal. Pero los nombres de antes hay ge Tolaba quien supo hombrear bolsas en el ingenio éstas, para que las paredes “no estuvieran de vicio, el
que defenderlos no se pueden quitarlos porque sí. más grande de Concepción de La Banda del Río Sa- violinisto solía esmerarse con una moldurita para
lí. “Miles de tucumanos se han marchado cuando la poner santitos”.
–Yo no me doy gran importancia. Son cosas que hago nomás. No “Las manos se nos morían de frío” caña fue a menos. Muchos han vuelto y otros están en Justino es montaraz para empuñar el instrumento,
soy el violín número uno de El Mollar. Muchos tocamos violín, acá. villas miserias”, acota. Tolaba es un buen músico y que suena agreste y encrespado como el paisaje. Es
Y todos tienen su valor. En todo el Valle hay casi 25 violineros. Lo –Y ésto no es como entonces. No había plantas, y todo es- cantor de la zona, “cantor de asaditos”, dice él en to- noche avanzada cuando toca una mariquita. Y sigue
que pasa que algunos tocan dos piecitas, como ser una chacarera y te suelo yo sembraba con arvejas, maíz… y eso era para el no de disculpas. Su amigo Benito, que parece afecto con Las Palmeras una polka antigua, bien campera.
dos gatos…, nada más que eso. Pero también es música aunque sea gasto de uno. Siempre fui un hombre de oficio. De los 10 a las frases sonoras se aficiona con más relatos de vi- Con el bombo lo acompaña uno de sus nietos. En el
poquito. años héi hecho la zafra por Negro Potrero, en la finca de das complicadas. Aquí, casi todos han conocido el ri- centro del patio, Justo Reyes, el mayor de los hijos,
Yo héi empezado a encontrarle la vuelta al intrumento cuando fui los Caspinchango, señores dueños del Valle. En tiempo de gor de la zafra, muchos han trabajado para patrones pirquero y albañil, baila con su madre. Hoy no se apa-
mayor, porque antes…, era distinto con nuestros padres. Al volver del zafra no se podía ser musiquero, pelábamos caña nomás. en condiciones semifeudales. Son asuntos que se garán las luces en casa de los Méndez, señal de que
servicio militar, con 21 años, todavía, para salir a una fiesta héi teni- Mis padres, mis hermanos…, todos. ¡Caían unas heladas! cuentan con la naturalidad que trae la costumbre. His- hay fiesta en Mula Corral.
do que seguir pidiendo permiso. Y si él respondía que no, no había lu- y casi no llevábamos abrigo. Las manos se nos morían con
gar para el disgusto.

40 la marea la marea 41
Justino ...
“Tocaban zambas que llaman chilenas”

–Cuando había fiesta, venían esos hombres, los violineros del Adolfo Colombres. perspectiva de desvastación nos enajera-
Valle, a sacarme el permiso para que vaya con ellos. Mi pa- non. Entre las que deconstruye para mos-
dre nunca se ha negado a eso. Entonces ya me héi hecho mú- América como civilización emergente trar sus cimientos es importante resaltar:

Editorial Sudamericana. Buenos Aires, 2004.


sico a ese modo. Cada vez que ha habido un casamiento, que a) Niega el concepto de que las trans-
ha terminado una ciega o una señalada de terneros, donde se formaciones van a surgir de la integra-
ha sabido hacer una fiesta, me héi hecho presente con el vio- 275 páginas. ción de empresarios y comerciantes y
lín. A lo primero con ellos, que tocaban zambas pero le lla- no de los pueblos: "a los capitales no se
maban chilenas, así le han dicho ellos a la zamba: chilena; ese Este libro-proyecto, a la vez que reflexión, movilización del les puede pedir que sean solidarios ni
nombre le daban y la gente bailaba. pensamiento y del sentimiento, quiere incitar a la acción: la de ha- que defiendan otra causa que la de la

“Lástima da que se pierda”


cer realidad concreta, colectivamente, la emergencia civilizatoria máxima rentabilidad posible".
de América. Para Colombres, ésta es una preocupación de larga b) Denosta las ideas mestizaje e
Justino Méndez es montaraz para empuñar el instrumen- data. Hoy esa emergencia se potencia en dos significaciones inte- hibridación: "es preciso ya enterrar
–Y fui armando mi repertorio. Después también fui inventan- to, que suena agreste y encrespado como el paisaje. rrelacionadas: emergencia como renacimiento en una convergen- ese viejo esquema de crisol de ra-
do mis músicas. Una zamba llamé Mula Corral, otra El Mo- cia que nos identifique a todos desde las plurales matrices comu- zas, embuste ideológico que sirvió
llar; también hice para nombrar a Los Pocitos, El Pedregal y ese conjunto que llamamos Los Toleños. Nos hemos concen- nitarias, simbólicas, sociales, históricas de nuestras geografías para negar la persistencia de tradi-
la de Nuñorco, que es la parte alta del cerro. Es decir, una mú- trado todo para ponernos un nombre. Bandoleón, bombo, identitarias. Y emergencia como urgencia, como imperativo que ciones culturales diferentes y con-
sica por cada lugar de la zona. Cinco zambas tengo, ninguna guitarra y violín, tocábamos. Y hemos sabido tener éxito en no puede esperar en este marco de políticas de disolución y frag- vertir la hibridez en motivo de jactancia
tiene letra. A mí me ha salido de componerlas y cada una tie- la zona. A Santa María hemos ido a cinco carnavales. A San mentación. (…) ser mestizo (…) es pensar y actuar como europeo con un
ne su diferencia. Yo sólo las toco, porque los violineros de José del Norte, a Fuerte Quemado, Las Mojarras, hemos Este nuevo milenio pone a Nuestra América ante una opción anecdótico matiz local de sabor nacional".
por acá no tocan la música de otros sino la de ellos. Yo sí. Ya ido… Tocábamos desde la una de la tarde, cuando comenza- de hierro: o emerge como una verdadera civilización, consciente c) Desnuda el viejo concepto de integración desde sus dos ver-
en aquel tiempo he empezado a tocar la de todos. Al inicio he ba el carnaval, hasta las ocho. Y ahí cortábamos porque se- de su particularidad y valor universal munida de un proyecto pro- tientes: integrar a los indígenas a la civilización occidental o indi-
tocado zambas, chacareras, gatos, escondidos, remedios, mos invitado en otro pueblito, para el baile de más noche. En- pio, o queda convertida en un Occidente de segunda mano, al ser- genizar las matrices culturales resultantes de un largo proceso de
triunfos… Eso tocaban los amigos de mi padre y eso me tonces, unos se quedaban sin baile para que bailaran los del vicio del hiperdesarrollo del otro Occidente. inmigraciones: "El proyecto exige reafricanizar al negro y reuro-
aprendí. Ellos traían músicas bien antiguas tomadas de violi- otro pueblo. Y así…, de carnaval en carnaval. La gente paga- El desafío implica desocultar los modelos que nos han enaje- peizar al europeo, es decir, ayudarlos a recuperar sus propias tra-
neros más viejos. Porque me han sabido decir que en Tafí del ba nuestra cerveza. Nos han dado de comer y una propina nado y reconstruir otros propios. Por eso la escritura de Colombres diciones, pues ellas enriquecerán el cuadro cultural con nuevas
Valle, en 1860 ya ha habido violineros. Quizá haya sido el también. Todos querían bailar desde temprano. Pedir una se mueve a lo largo de todo el libro entre el desafío y el reto, este propuestas (…) El desarrollo de nuestra América no puede exigir
zamba, una chacarera, un gato…, hasta tres veces la misma último entendido como alegato y como conciencia reflexiva sobre en modo alguno una extirpación de raíces, que neguemos una par-
pieza; y los bailarines que nunca se cansaban de dar vueltas. los errores y los falsos conceptos montados por generaciones. te sustancial de lo que somos".
En el campo la gente no se cansa. Sabe que puede ser la úni- ¿Con quiénes polemiza Colombres? Con las clases dominan- d) Desmiente el supuesto sincretismo "usado para negar la au-
ca vez en el año que baila. tes dueñas de la economía, con los intelectuales, científicos o pe- tonomía de las culturas en la esfera de lo sagrado es el rito de la

“Y si héi nacido con este arte…”


sudocientíficos sociales que han desviado la mirada de la historia violencia colonial (…) en la mayoría de los casos no existe un ver-
y el presente de nuestros pueblos y se han hecho cómplices del sa- dadero sincretismo, sino tan sólo una mera superposición que em-
queo desde la imposición de culturas enajenantes y la desvasta- pobrece a los mundos simbólicos que entran en su configuración".
–Cuando eso, ya estaba casado. A veces, al marcharme, ella ción de nuestros patrimonios Advierte que tanto el mestizaje como el sincretismo ocultan pro-
ha protestado un poco. O cuando he vuelto de los carnavales Colombres reta principalmente a los intelectuales como quien cesos coloniales, han operado para favorecer la estigmatización de
ha querido protestar. ¿Qué héi tenido que hacer?. Ponerme sacude al otro para que se dé cuenta, para que asuma la tarea de lo indígena o su subordinación a los procesos de dominación
firme y hablarle a Silveria. Si héi nacido con este arte qué voy aportar con una vigilancia crítica, a las transformaciones de la pra- e) Objeta la idea del monoglinguismo usado como herramien-
a hacer. No me voy a quedar quieto. Si quería seguirme que xis social popular. Lo cual significa ponerse a la par de y no por ta para proponer una supuesta unidad, que no es más que homo-
aprendiera guitarra, bombo… lo que sea. Como no ha apren- encima o por afuera, sino aprender de los procesos y las luchas po- geneización y negación.
dido nada se ha sabido quedar conforme en su casa. pulares f) Denuncia un ecologismo empresarial que practica el "ma-

“Los demás días fueron de puro trabajo”


La primera frase del libro puede irritar: "Nuestra America ha quillaje verde", destruye y luego intenta aparecer como denfensor
comenzado el tercer milenio casi sin proyectos colectivos capaces del medio ambiente.
de afirmarnos ante el mundo como civilización emergente". ¿Es g) Critica el concepto de modernidad elaborado por la elites
Amigos y musiqueros se reunieron en El Mollar para cel- –La música ha sido cuestión de los fines de semana. Los de- que Colombres se olvida de Chiapas, de las luchas de los desocu- europeas en el Siglo XIX que "se presentó como la religión del
ebrar los 80 de Justino, “el violín número 1 del valle”. más días, puro trabajo. Yo he vuelto de las fiestas a mi casa y pados, de diciembre de 2001, de los sin tierra, de las mujeres en progreso, destruyó diversidad, desterritorializa pensamiento, de-
de allí a mis oficios. A lo primero, fue la zafra y mis otros lucha?... No, pronto se advierte que usa el nosotros crítico para re- grada medio ambiente y desestructura sujetos colectivos".
asuntos aquí, en el barrio, mi huerto, mi arveja, mi maíz…, ferirse a los intelectuales profesionales. Así, páginas más adelan- h) Demuele el concepto de Era Posmoderna: la "barbarie pos-
primer instrumento del Valle. Hoy, mucha juventud quiere to- una pirca, una changa de albañilería, disponer un horquetón, te dice: "al parecer la emancipación del hombre está ya lejos de las moderna opera como una subcultura del embrutecimiento, inven-
car el teclado y esa cosa moderna que escuchan en la radio. un portal de madera…, todo eso. Más después me héi concha- preocupaciones de los que asumieron la tarea de pensar como una ta la cultura light, de shopping center e intenta encerrar a los indi-
Está muy bien. Pero cuánto hay para sentir en nuestro lugar bado en Vialidad. El trabajo mío ha sido con balde, con mar- profesión, pero los sectores no neutralizados por la cultura de ma- viduos en miserables celdas, sustrayéndolos de los ‘peligrosos’ la-
¿no? Por eso, no dejo de tocar la música vieja, para que no se tillo…, de colocar alcantarillas, instalar tubos, hacer encofra- sas siguen considerándola como una causa irrenunciable". zos de la solidaridad y la reciprocidad que nutren todo proceso
pierda. Lástima me da que algún día no se escuche más. dos y todo esa cosa en la carretera, ¿no? Las manos me han En esta dialéctica de desafío y polémica Colombres desarrolla cultural verdadero".

“Querían bailar desde temprano”


quedado ásperas y grandotonas con tanta cal, verdad. Los de- un pensamiento que opera dialécticamente con dos estrategias. Por En este movimiento de deconstrucción y develación concep-
dos siempre machucados, las uñas adoloridas, casi siempre un lado desmonta y denuncia la raíz de dominación simbólica, cul- tual, de criticar y proponer al mismo tiempo, Colombres va hil-
con algún malestar en las muñecas, pero el violín me ha hecho tural y social de categorías que persisten acríticamente en la defi- vanando a lo largo del libro las condiciones que deben tenerse en
–Casi siempre héi tocado solo. En grupo, por poco tiempo, olvidar todas esas inconveniencias. El se ha dejado tocar con nición de nuestras realidades; devela su falacia conceptual en razón cuenta en el proceso de emergencia civilizatoria.
con Quintino Mamaní que era del Rincón. El se acordaba mis modos rústicos que así lo héi sabido hacer yo. Y siempre de que no ser emergentes de los hechos sino conceptualizaciones
muy mucho de Chazarreta y tocaba sus piezas. Después, con
María S. Taboada
ha estado conmigo, aunque no. Por áhi las manos andaban en impuestas para desmentir nuestra propia percepción. Por otro lado, (Fragmento de su intervención en la presentación del libro en Tucumán)
Polo Tolaba, con Tito Mamaní, con Evaristo “Chundo”, tuve el trabajo y mi cabeza sintiendo las notas; armando con el pu- y a la inversa, incita a resignificar categorías que desde esa misma
ro pensamiento una música. Y eso es nomás la vida mía. I

42 la marea la marea 43
Justino ...
“Tocaban zambas que llaman chilenas”

–Cuando había fiesta, venían esos hombres, los violineros del Adolfo Colombres. perspectiva de desvastación nos enajera-
Valle, a sacarme el permiso para que vaya con ellos. Mi pa- non. Entre las que deconstruye para mos-
dre nunca se ha negado a eso. Entonces ya me héi hecho mú- América como civilización emergente trar sus cimientos es importante resaltar:
sico a ese modo. Cada vez que ha habido un casamiento, que a) Niega el concepto de que las trans-
ha terminado una ciega o una señalada de terneros, donde se Editorial Sudamericana. Buenos Aires, 2004. formaciones van a surgir de la integra-
ha sabido hacer una fiesta, me héi hecho presente con el vio- 275 páginas. ción de empresarios y comerciantes y
lín. A lo primero con ellos, que tocaban zambas pero le lla- no de los pueblos: "a los capitales no se
maban chilenas, así le han dicho ellos a la zamba: chilena; ese Este libro-proyecto, a la vez que reflexión, movilización del les puede pedir que sean solidarios ni
nombre le daban y la gente bailaba. pensamiento y del sentimiento, quiere incitar a la acción: la de ha- que defiendan otra causa que la de la
cer realidad concreta, colectivamente, la emergencia civilizatoria máxima rentabilidad posible".
“Lástima da que se pierda” de América. Para Colombres, ésta es una preocupación de larga b) Denosta las ideas mestizaje e
data. Hoy esa emergencia se potencia en dos significaciones inte- hibridación: "es preciso ya enterrar
–Y fui armando mi repertorio. Después también fui inventan- rrelacionadas: emergencia como renacimiento en una convergen- ese viejo esquema de crisol de ra-
Justino Méndez es montaraz para empuñar el instrumen-

do mis músicas. Una zamba llamé Mula Corral, otra El Mo-


to, que suena agreste y encrespado como el paisaje.
cia que nos identifique a todos desde las plurales matrices comu- zas, embuste ideológico que sirvió
llar; también hice para nombrar a Los Pocitos, El Pedregal y ese conjunto que llamamos Los Toleños. Nos hemos concen- nitarias, simbólicas, sociales, históricas de nuestras geografías para negar la persistencia de tradi-
la de Nuñorco, que es la parte alta del cerro. Es decir, una mú- trado todo para ponernos un nombre. Bandoleón, bombo, identitarias. Y emergencia como urgencia, como imperativo que ciones culturales diferentes y con-
sica por cada lugar de la zona. Cinco zambas tengo, ninguna guitarra y violín, tocábamos. Y hemos sabido tener éxito en no puede esperar en este marco de políticas de disolución y frag- vertir la hibridez en motivo de jactancia
tiene letra. A mí me ha salido de componerlas y cada una tie- la zona. A Santa María hemos ido a cinco carnavales. A San mentación. (…) ser mestizo (…) es pensar y actuar como europeo con un
ne su diferencia. Yo sólo las toco, porque los violineros de José del Norte, a Fuerte Quemado, Las Mojarras, hemos Este nuevo milenio pone a Nuestra América ante una opción anecdótico matiz local de sabor nacional".
por acá no tocan la música de otros sino la de ellos. Yo sí. Ya ido… Tocábamos desde la una de la tarde, cuando comenza- de hierro: o emerge como una verdadera civilización, consciente c) Desnuda el viejo concepto de integración desde sus dos ver-
en aquel tiempo he empezado a tocar la de todos. Al inicio he ba el carnaval, hasta las ocho. Y ahí cortábamos porque se- de su particularidad y valor universal munida de un proyecto pro- tientes: integrar a los indígenas a la civilización occidental o indi-
tocado zambas, chacareras, gatos, escondidos, remedios, mos invitado en otro pueblito, para el baile de más noche. En- pio, o queda convertida en un Occidente de segunda mano, al ser- genizar las matrices culturales resultantes de un largo proceso de
triunfos… Eso tocaban los amigos de mi padre y eso me tonces, unos se quedaban sin baile para que bailaran los del vicio del hiperdesarrollo del otro Occidente. inmigraciones: "El proyecto exige reafricanizar al negro y reuro-
aprendí. Ellos traían músicas bien antiguas tomadas de violi- otro pueblo. Y así…, de carnaval en carnaval. La gente paga- El desafío implica desocultar los modelos que nos han enaje- peizar al europeo, es decir, ayudarlos a recuperar sus propias tra-
neros más viejos. Porque me han sabido decir que en Tafí del ba nuestra cerveza. Nos han dado de comer y una propina nado y reconstruir otros propios. Por eso la escritura de Colombres diciones, pues ellas enriquecerán el cuadro cultural con nuevas
Valle, en 1860 ya ha habido violineros. Quizá haya sido el también. Todos querían bailar desde temprano. Pedir una se mueve a lo largo de todo el libro entre el desafío y el reto, este propuestas (…) El desarrollo de nuestra América no puede exigir
zamba, una chacarera, un gato…, hasta tres veces la misma último entendido como alegato y como conciencia reflexiva sobre en modo alguno una extirpación de raíces, que neguemos una par-
pieza; y los bailarines que nunca se cansaban de dar vueltas. los errores y los falsos conceptos montados por generaciones. te sustancial de lo que somos".
En el campo la gente no se cansa. Sabe que puede ser la úni- ¿Con quiénes polemiza Colombres? Con las clases dominan- d) Desmiente el supuesto sincretismo "usado para negar la au-
ca vez en el año que baila. tes dueñas de la economía, con los intelectuales, científicos o pe- tonomía de las culturas en la esfera de lo sagrado es el rito de la
sudocientíficos sociales que han desviado la mirada de la historia violencia colonial (…) en la mayoría de los casos no existe un ver-
“Y si héi nacido con este arte…” y el presente de nuestros pueblos y se han hecho cómplices del sa- dadero sincretismo, sino tan sólo una mera superposición que em-
queo desde la imposición de culturas enajenantes y la desvasta- pobrece a los mundos simbólicos que entran en su configuración".
–Cuando eso, ya estaba casado. A veces, al marcharme, ella ción de nuestros patrimonios Advierte que tanto el mestizaje como el sincretismo ocultan pro-
ha protestado un poco. O cuando he vuelto de los carnavales Colombres reta principalmente a los intelectuales como quien cesos coloniales, han operado para favorecer la estigmatización de
ha querido protestar. ¿Qué héi tenido que hacer?. Ponerme sacude al otro para que se dé cuenta, para que asuma la tarea de lo indígena o su subordinación a los procesos de dominación
firme y hablarle a Silveria. Si héi nacido con este arte qué voy aportar con una vigilancia crítica, a las transformaciones de la pra- e) Objeta la idea del monoglinguismo usado como herramien-
a hacer. No me voy a quedar quieto. Si quería seguirme que xis social popular. Lo cual significa ponerse a la par de y no por ta para proponer una supuesta unidad, que no es más que homo-
aprendiera guitarra, bombo… lo que sea. Como no ha apren- encima o por afuera, sino aprender de los procesos y las luchas po- geneización y negación.
dido nada se ha sabido quedar conforme en su casa. pulares f) Denuncia un ecologismo empresarial que practica el "ma-
La primera frase del libro puede irritar: "Nuestra America ha quillaje verde", destruye y luego intenta aparecer como denfensor
“Los demás días fueron de puro trabajo” comenzado el tercer milenio casi sin proyectos colectivos capaces del medio ambiente.
de afirmarnos ante el mundo como civilización emergente". ¿Es g) Critica el concepto de modernidad elaborado por la elites
–La música ha sido cuestión de los fines de semana. Los de- que Colombres se olvida de Chiapas, de las luchas de los desocu- europeas en el Siglo XIX que "se presentó como la religión del
más días, puro trabajo. Yo he vuelto de las fiestas a mi casa y progreso, destruyó diversidad, desterritorializa pensamiento, de-
Amigos y musiqueros se reunieron en El Mollar para cel-
pados, de diciembre de 2001, de los sin tierra, de las mujeres en
de allí a mis oficios. A lo primero, fue la zafra y mis otros
ebrar los 80 de Justino, “el violín número 1 del valle”.
lucha?... No, pronto se advierte que usa el nosotros crítico para re- grada medio ambiente y desestructura sujetos colectivos".
asuntos aquí, en el barrio, mi huerto, mi arveja, mi maíz…, ferirse a los intelectuales profesionales. Así, páginas más adelan- h) Demuele el concepto de Era Posmoderna: la "barbarie pos-
primer instrumento del Valle. Hoy, mucha juventud quiere to- una pirca, una changa de albañilería, disponer un horquetón, te dice: "al parecer la emancipación del hombre está ya lejos de las moderna opera como una subcultura del embrutecimiento, inven-
car el teclado y esa cosa moderna que escuchan en la radio. un portal de madera…, todo eso. Más después me héi concha- preocupaciones de los que asumieron la tarea de pensar como una ta la cultura light, de shopping center e intenta encerrar a los indi-
Está muy bien. Pero cuánto hay para sentir en nuestro lugar bado en Vialidad. El trabajo mío ha sido con balde, con mar- profesión, pero los sectores no neutralizados por la cultura de ma- viduos en miserables celdas, sustrayéndolos de los ‘peligrosos’ la-
¿no? Por eso, no dejo de tocar la música vieja, para que no se tillo…, de colocar alcantarillas, instalar tubos, hacer encofra- sas siguen considerándola como una causa irrenunciable". zos de la solidaridad y la reciprocidad que nutren todo proceso
pierda. Lástima me da que algún día no se escuche más. dos y todo esa cosa en la carretera, ¿no? Las manos me han En esta dialéctica de desafío y polémica Colombres desarrolla cultural verdadero".
quedado ásperas y grandotonas con tanta cal, verdad. Los de- un pensamiento que opera dialécticamente con dos estrategias. Por En este movimiento de deconstrucción y develación concep-
“Querían bailar desde temprano” dos siempre machucados, las uñas adoloridas, casi siempre un lado desmonta y denuncia la raíz de dominación simbólica, cul- tual, de criticar y proponer al mismo tiempo, Colombres va hil-
con algún malestar en las muñecas, pero el violín me ha hecho tural y social de categorías que persisten acríticamente en la defi- vanando a lo largo del libro las condiciones que deben tenerse en
–Casi siempre héi tocado solo. En grupo, por poco tiempo, olvidar todas esas inconveniencias. El se ha dejado tocar con nición de nuestras realidades; devela su falacia conceptual en razón cuenta en el proceso de emergencia civilizatoria.
con Quintino Mamaní que era del Rincón. El se acordaba mis modos rústicos que así lo héi sabido hacer yo. Y siempre de que no ser emergentes de los hechos sino conceptualizaciones
muy mucho de Chazarreta y tocaba sus piezas. Después, con ha estado conmigo, aunque no. Por áhi las manos andaban en impuestas para desmentir nuestra propia percepción. Por otro lado, (Fragmento de su intervención en la presentación del libro en Tucumán)
Polo Tolaba, con Tito Mamaní, con Evaristo “Chundo”, tuve el trabajo y mi cabeza sintiendo las notas; armando con el pu- y a la inversa, incita a resignificar categorías que desde esa misma María S. Taboada
ro pensamiento una música. Y eso es nomás la vida mía. I

42 la marea la marea 43
panqui: unos hacen de trueno, y es pa’ Además de describir, demostrar y fun-

NOVEDADES
ta. Así se siente cercano a Lukacs, ca que no ahorra culto al gauchismo Desde ya, no se puede pretender que nos hechos fundamentales del período

V.D
Luxemburgo y Gramsci. más vernáculo, cuya imaginería se estos columnistas establezcan correla- otros la llovida. damentar la penetración imperialista en de la segunda guerra y la posguerra,

EDICIONES CINCO
Es éste un libro para leer y discutir, muestra caprichosa y distante de to- to alguno entre la suerte del gaucho y la Argentina, Carlos Echagüe polemiza así como las características del régi-
que esto último es lo que hace falta, do rigor, pero fiel a las representacio- la vida de los actuales, y siempre mal con las teorías difundidas en los gran- men de propiedad, uso y renta del sue-
para que el mundo intelectual y los nes que los estancieros supieron acu- remunerados, obreros rurales. Para des medios de comunicación y acadé- lo en la Argentina, hasta llegar al aná-
pueblos lleven la crítica ideológica a ñar y preservar a través del tiempo. evocar la peonada, alcanza con algún micos que disfrazan esta penetración lisis de las políticas "neokeynesianas"
fondo contra las variantes filosóficas Visión que este libro intenta perpe- recuerdo tierno de quien, quizá duran- imperialista con conceptos en boga que y el gobierno del actual presidente
Lingüística social y autorías de la palabra
A.S.
que avalaron y fundamentaron a fa- tuar, idealizando el espíritu rebelde te un verano, se aproximó hasta la ma- encubren su verdadera naturaleza y rea- Kirchner.
vor de la ofensiva expansionista de firma la necesidad de retomar el cami- y del pensamiento.
Temas de debate en psicología social y educación.
del gaucho y su libre andar por la tera de la estancia de sus mayores.
no de independencia nacional y popular
María Isabel Requejo
los imperialismos en el mundo en es- pampa; hasta ensayar, difusas razo- No en vano Mariano Grondona fue su
tos últimos años. Al mismo tiempo nes sobre su desaparición: “¿Fue el primer entusiasta comentarista. Desde fortaleciendo la unidad de los sectores
Vazeilles abre la polémica, dentro alambrado el que acabó con el gau- las páginas del diario fundado por Mi- patrióticos y populares. Patrimonio cultural e identidad.
Su lectura no sólo permite conocer el Culturas populares, memoria social y educación.
Josefina Racedo, María Isabel Requejo,
del campo popular y del materialis- cho? ¿O fue el tipo de explotación tre, celebró la aparición del libro; sir-
Zulma Segura, María Stella Taboada
quién es quién de los grandes grupos
José Gabriel Vazeilles
mo dialéctico en particular, sobre las que convirtió a las estancias en fábri- viéndole para conjeturar que el argen-
conclusiones acerca del aparente fra- cas de productos agropecuarios (…) tino en su “esencia íntima es un cen- económicos sino que ofrece elementos
indispensables para comprender la his- Psicología Clínica Pichoniana.
Una perspectiva vincular, social y operativa
La basura cultural en las caso del marxismo para contraponer- con un manejo –opina Félix Luna– tauro”; de donde los jugadores de polo
de la subjetividad.
se a esa ofensiva. casi científico de los rodeos?”, se que “brillan sin rivales en el mundo”, toria reciente.
jergas de Nietzche y Heidegger
Editorial Manuel Suárez, Vazeilles es actualmente el titular de preguntarán cándidamente. serían una clara extensión del espíritu Fernando Fabris, María Dolores Galiña-
nes
Carlos Echagüe
Buenos Aires, 2004. 256 páginas la cátedra paralela en la Facultad de Así es como reeditan imágenes y si- gauchesco (¿¡!?).
Temas de Psicología Social Nº 23.
Filosofía y Letras de la U.B.A. de tuaciones idílicas de la vida campes- En suma, el volumen –devenido en un
“Este es un libro a contracorriente” Historia Social General, en polémica tre, por encima de las clases sociales, fiel muestrario de producciones simbó- Argentina.
pública con la tradicional cátedra de sin que haya opresores ni oprimidos. licas de nuestra oligarquía terratenien- Declinación de la Soberanía Luz Mala - Poesía
Jorge Brega
dice el autor al empezar el prólogo.
Luis A. Romero. y disputa Interimperialista
Gloria Rodríguez
Lo comenzó a elaborar en pleno auge Omitiéndose que aquel “hombre li- te– abunda en un pintoresquismo fun-
bre” (que aquí describen en su indivi- cional a los intereses de dicha clase, Editorial Agora, Bs. As., 2004
de la llamada “política única” neoli-

Especializada en
dualidad, solitario y cabalgando por que se retrata a sí misma innocua y 500 páginas
beral, hoy ya muy deteriorada por la

Historia Crítica de la Psicología Social


crisis evidente del capitalismo. Sin una pradera desierta) integró una nu- –cuando hace falta– telúrica, diluyen- La lucha de los lenguajes

Literatura Argentina 24 de noviembre 997


merosa masa campesina, ni libre ni in- do cualquier tensión en el campo ar- El autor se ocupa en este último libro
embargo, según el autor, el desembo-

Volumen 2 (1224) Buenos Aires


dependiente, desde que temprana- gentino. del proceso de declinación de la sobera-
que de ese fracaso todavía no es cla-

Tel./Fax: 4931-6197
mente, en el Río de la Plata, predomi- Sólo desde una “4x4”, desde las grade- nía nacional, siguiendo la trama econó-
ro. No han madurado, todavía, fuer-

Julio Schvartzman email: edicionescinco@navigo.com.ar


naran las relaciones de producción rías de la Sociedad Rural, del patio de mica y política que, en el último cuarto Director del volumen:
zas capaces de cambios que mejoren

Serie dirigida por Noé Jitrik.


que obligaron al trabajo forzoso, el comidas de la Expo Chacra, o arrella- de siglo, hundió al pueblo argentino en
la situación de miseria y exclusión
agregamiento, el peonaje obligatorio nados frente a la chimenea, en un cas- el hambre y la miseria.
que soporta la inmensa mayoría de la

Eugenio Gastiazoro
y la servidumbre. En correspondencia, co paquete de estancia, se ve el campo A partir de una voluminosa bibliografía Emecé Editores, Bs. As., 2004
población mundial.
claro, con el sistema de apropiación de esta manera. Existió y existe otra y valiosas fuentes documentales y pe- 653 páginas
Trazando un correlato con el plano
de las ideas, el autor sostiene que la de la tierra y la consolidación de un realidad rural, ausente en las páginas riodísticas describe y caracteriza a los Historia Argentina
teoría de Fukuyama, que en su mo- régimen latifundista, luego definitiva- de esta obra; vislumbrarla implicaría grupos terratenientes y de burguesía in- Introducción al análisis eco- El director general de esta obra Noe Ji-
mento recorrió el mundo, hoy tam- mente consolidado por la “organiza- contrariar el propósito de esta “tribuna termediaria vinculados a uno u otro im- nómico social trik ha llevado a cabo una vasta y conti-
bién evidencia su endeblez compro- ción nacional’. De eso, del latifundio de doctrinas”. perialismo, que protagonizaron sucesi- Tomo IV / de 1930 nua labor crítica. Desde 1960 hasta aho-
bada por la historia humana de los úl- y sus efectos, sí que no se habla. Para Como ya hemos dicho: distantes de ser vos cambios de hegemonía dentro del a nuestros días ra ha publicado varios trabajos sobre
bloque de las clases dominantes argen- Editorial Agora, Bs. As., 2004 autores y textos decisivos de la literatu-
timos años. Sin embargo, la visión Rincón Gaucho los autores alcanza con una mirada representaciones telúricas, el riel
tinas; y que, fueron, a su vez, los princi- 497 páginas ra argentina. Esta obra, cuyo plan le
del mundo que desarrollaron Marx y Antología del suplemento bucólica de la llanura y –de tanto en muerto, la fábrica paralizada, la estan-

Selección de 30 autores a cargo de


pales beneficiarios de esas políticas de pertenece, expresa no solo una expe-
Campo de La Nación.

NUDOS
Engels tampoco tiene hoy continui- tanto– una reflexión nostalgiosa, sin cia refrenando la vida rural, el paraje

Analía H. Testa.
remordimientos, sin víctimas ni victi- despoblado y silente, persisten como entrega del patrimonio nacional, favo- Con esta obra el autor completa el estu- riencia del campo literario sino también
dad vigorosa y fértil.
marios. Lo que “ya no está” o integra cruda realidad social a superar en el recidas por los cambios operados en el dio económico-social sobre la historia una concepción original de la historia y
Vazeilles toma posición frente a las
un reducto de “usos y costumbres” en presente siglo, repechando designios mundo con la crisis mundial y derrota Argentina, de 1930 a nuestros días. Este su relación con la literatura. El director
teorías de Nietzche y Heiddeger, y a Editorial Emecé Argentina,
extinción, se debe al transcurrir del históricos. del socialismo. es un libro que abarca los últimos seten- del presente volumen, Julio Schvartz-
su antecedente común Platón. Conti- Colección: Tradiciones. Bs. As., 2004.
tiempo y al progreso que, ¡lástima!, no El joven Castelnuovo –mucho más La correlación de fuerzas en el plano ta años de la vida nacional, desde el gol- man es crítico ensayista y docente de la
núa ese hilo conductor ideológico en 391 páginas
ha podido resguardar algo de aquella perceptivo que el maduro–, alguna económico entre el imperialismo yan- pe que derrocó al gobierno radical de Universidad de Buenos Aires, especia-
el postmodernismo actual, definido
“vida pura, de valores diáfanos y no- vez planteó las dificultades de un qui, ruso y europeos, sus vínculos inter- Hipólito Yrigoyen, que dio origen a la lista en la literatura correspondiente a la

EN LA CULTURA ARGENTINA
por el autor como “el regreso «light» Mirada literaria sobre el campo ar-
bles”. Y por tan difuso camino se lle- arriero para convencer a su burro de nacionales y nacionales permiten com- década infame. El autor desentraña las turbulenta época rosista.
del irracionalismo fascista”. Analiza gentino, desde una inconfundible óp-
ga a extrañas definiciones; como que que ambos formaban “parte del mis- prender la penetración extranjera en el contradicciones internas de los hechos Los trabajos aquí reunidos cuentan una

Últimas colecciones comple-


y critica los conceptos ideológicos tica de la oligarquía. El libro contie-
país y la disputa que éstos libran por el fundamentales y la incidencia sobre ella historia de conformación de identida-

tas de una de las más impor-


que acompañan el accionar político y ne una selección de notas ya publica- Bairoletto sería un “pobre gaucho ex- mo reino animal”. La renovada oligar-
control político y económico. La tra- de los factores externos –en particular, des imaginadas y provisorias a través

tantes revistas de la cultura


militar de las grandes potencias a ni- das en la columna homónima del su- traviado”. Descripción desapacible quía terrateniente, aún travestida y
yectoria de los principales grupos mo- la lucha de los pueblos oprimidos por su del lenguaje. Entre los autores figuran

antidictatorial. Adquiera la su-


vel mundial, diferenciando las épocas plemento rural del diario La Nación; para un “desterrado”, marginado y fi- emperifollada para encantar, está más
nopolistas, las operaciones de extranje- liberación y la disputa entre los distintos Martín Kohan, Leónidas Lamborghini,

ya. Consultas: revistalama-


históricas. Vazeilles se posiciona des- espacio inspirado por el extinto co- nalmente perseguido por la ley de los lejos, todavía, de tal cometido. En el
rización de la tierra, desindustrializa- imperialismos– que nos permite aproxi-

rea@yahoo.com.ar y en Li-
de el materialismo dialéctico para su modoro Juan José Güiraldes, “El ca- patrones; cuya suerte, más allá de la campo argentino (al menos el que se Elida Lois, Claudia Román, Cristina
ción, vaciamiento de empresas estata- marnos a la comprensión de todos esos

brería Raíces, Agrelo 3045,


mirada critica pero aclara que se co- dete”. anécdota, sintetiza los estertores de un describe y defiende en esta obra) son Iglesias, Sandra Gasparini, Juan Carlos
les, las privatizaciones y el endeuda- complejos fenómenos.

Capital, Tel. (011) 4931-6157.


loca en este campo desde una postura Puede resultar un ejercicio interesan- producto social que no tuvo cabida en cosa distinta los dueños de la tierra y Belardi, entre otros, además de Julio

A.S.
la estructura latifundista. quienes la trabajan. Como decía Yu- miento son tópicos rigurosa y clara- Varios apéndices acompañan a la obra Schvartzman y Noe Jitrik.
de renovación, aunque no revisionis- te adentrarse en esta evocación clási-
mente abordados. que favorece el conocimiento de algu-

44 la marea la marea 45
ta. Así se siente cercano a Lukacs, ca que no ahorra culto al gauchismo Desde ya, no se puede pretender que panqui: unos hacen de trueno, y es pa’ Además de describir, demostrar y fun- nos hechos fundamentales del período
Luxemburgo y Gramsci. más vernáculo, cuya imaginería se estos columnistas establezcan correla- otros la llovida. damentar la penetración imperialista en de la segunda guerra y la posguerra,
la Argentina, Carlos Echagüe polemiza
NOVEDADES
Es éste un libro para leer y discutir, muestra caprichosa y distante de to- to alguno entre la suerte del gaucho y V.D así como las características del régi-
que esto último es lo que hace falta, do rigor, pero fiel a las representacio- la vida de los actuales, y siempre mal con las teorías difundidas en los gran- men de propiedad, uso y renta del sue- EDICIONES CINCO
para que el mundo intelectual y los nes que los estancieros supieron acu- remunerados, obreros rurales. Para des medios de comunicación y acadé- lo en la Argentina, hasta llegar al aná-
pueblos lleven la crítica ideológica a ñar y preservar a través del tiempo. evocar la peonada, alcanza con algún micos que disfrazan esta penetración lisis de las políticas "neokeynesianas"
fondo contra las variantes filosóficas Visión que este libro intenta perpe- recuerdo tierno de quien, quizá duran- imperialista con conceptos en boga que y el gobierno del actual presidente
que avalaron y fundamentaron a fa- tuar, idealizando el espíritu rebelde te un verano, se aproximó hasta la ma- encubren su verdadera naturaleza y rea- Kirchner.
firma la necesidad de retomar el cami-
Lingüística social y autorías de la palabra
vor de la ofensiva expansionista de del gaucho y su libre andar por la tera de la estancia de sus mayores. A.S. y del pensamiento.
los imperialismos en el mundo en es- pampa; hasta ensayar, difusas razo- No en vano Mariano Grondona fue su no de independencia nacional y popular Temas de debate en psicología social y educación.
tos últimos años. Al mismo tiempo nes sobre su desaparición: “¿Fue el primer entusiasta comentarista. Desde fortaleciendo la unidad de los sectores María Isabel Requejo

Vazeilles abre la polémica, dentro alambrado el que acabó con el gau- las páginas del diario fundado por Mi- patrióticos y populares. Patrimonio cultural e identidad.
del campo popular y del materialis- cho? ¿O fue el tipo de explotación tre, celebró la aparición del libro; sir- Su lectura no sólo permite conocer el Culturas populares, memoria social y educación.
mo dialéctico en particular, sobre las que convirtió a las estancias en fábri- viéndole para conjeturar que el argen- quién es quién de los grandes grupos Josefina Racedo, María Isabel Requejo,

conclusiones acerca del aparente fra- económicos sino que ofrece elementos
Zulma Segura, María Stella Taboada
José Gabriel Vazeilles cas de productos agropecuarios (…) tino en su “esencia íntima es un cen-
indispensables para comprender la his-
La basura cultural en las caso del marxismo para contraponer- con un manejo –opina Félix Luna– tauro”; de donde los jugadores de polo Psicología Clínica Pichoniana.
toria reciente.
jergas de Nietzche y Heidegger se a esa ofensiva. casi científico de los rodeos?”, se que “brillan sin rivales en el mundo”,
Una perspectiva vincular, social y operativa

Vazeilles es actualmente el titular de preguntarán cándidamente. serían una clara extensión del espíritu
de la subjetividad.
Editorial Manuel Suárez, Fernando Fabris, María Dolores Galiña-
Buenos Aires, 2004. 256 páginas la cátedra paralela en la Facultad de Así es como reeditan imágenes y si- gauchesco (¿¡!?). nes
Filosofía y Letras de la U.B.A. de tuaciones idílicas de la vida campes- En suma, el volumen –devenido en un Carlos Echagüe
“Este es un libro a contracorriente” Historia Social General, en polémica tre, por encima de las clases sociales, fiel muestrario de producciones simbó- Argentina. Temas de Psicología Social Nº 23.

dice el autor al empezar el prólogo. pública con la tradicional cátedra de sin que haya opresores ni oprimidos. licas de nuestra oligarquía terratenien- Declinación de la Soberanía
y disputa Interimperialista
Luz Mala - Poesía
Lo comenzó a elaborar en pleno auge Luis A. Romero. Omitiéndose que aquel “hombre li- te– abunda en un pintoresquismo fun- Jorge Brega
bre” (que aquí describen en su indivi- cional a los intereses de dicha clase, Editorial Agora, Bs. As., 2004
de la llamada “política única” neoli- Gloria Rodríguez
dualidad, solitario y cabalgando por que se retrata a sí misma innocua y 500 páginas
beral, hoy ya muy deteriorada por la
crisis evidente del capitalismo. Sin una pradera desierta) integró una nu- –cuando hace falta– telúrica, diluyen- La lucha de los lenguajes Especializada en
merosa masa campesina, ni libre ni in- do cualquier tensión en el campo ar- El autor se ocupa en este último libro Historia Crítica de la Psicología Social
embargo, según el autor, el desembo-
dependiente, desde que temprana- gentino. del proceso de declinación de la sobera- Literatura Argentina 24 de noviembre 997
que de ese fracaso todavía no es cla-
mente, en el Río de la Plata, predomi- Sólo desde una “4x4”, desde las grade- nía nacional, siguiendo la trama econó- Volumen 2 (1224) Buenos Aires
ro. No han madurado, todavía, fuer-
naran las relaciones de producción rías de la Sociedad Rural, del patio de mica y política que, en el último cuarto Director del volumen: Tel./Fax: 4931-6197
zas capaces de cambios que mejoren
que obligaron al trabajo forzoso, el comidas de la Expo Chacra, o arrella- de siglo, hundió al pueblo argentino en Julio Schvartzman email: edicionescinco@navigo.com.ar
la situación de miseria y exclusión
agregamiento, el peonaje obligatorio nados frente a la chimenea, en un cas- el hambre y la miseria. Serie dirigida por Noé Jitrik.
que soporta la inmensa mayoría de la
y la servidumbre. En correspondencia, co paquete de estancia, se ve el campo A partir de una voluminosa bibliografía Emecé Editores, Bs. As., 2004
población mundial.
claro, con el sistema de apropiación de esta manera. Existió y existe otra y valiosas fuentes documentales y pe- Eugenio Gastiazoro 653 páginas
Trazando un correlato con el plano
de las ideas, el autor sostiene que la de la tierra y la consolidación de un realidad rural, ausente en las páginas riodísticas describe y caracteriza a los Historia Argentina
teoría de Fukuyama, que en su mo- régimen latifundista, luego definitiva- de esta obra; vislumbrarla implicaría grupos terratenientes y de burguesía in- Introducción al análisis eco- El director general de esta obra Noe Ji-
mento recorrió el mundo, hoy tam- mente consolidado por la “organiza- contrariar el propósito de esta “tribuna termediaria vinculados a uno u otro im- nómico social trik ha llevado a cabo una vasta y conti-
bién evidencia su endeblez compro- ción nacional’. De eso, del latifundio de doctrinas”. perialismo, que protagonizaron sucesi- Tomo IV / de 1930 nua labor crítica. Desde 1960 hasta aho-
bada por la historia humana de los úl- y sus efectos, sí que no se habla. Para Como ya hemos dicho: distantes de ser vos cambios de hegemonía dentro del a nuestros días ra ha publicado varios trabajos sobre
timos años. Sin embargo, la visión Rincón Gaucho los autores alcanza con una mirada representaciones telúricas, el riel bloque de las clases dominantes argen- Editorial Agora, Bs. As., 2004 autores y textos decisivos de la literatu-
del mundo que desarrollaron Marx y Antología del suplemento bucólica de la llanura y –de tanto en muerto, la fábrica paralizada, la estan- tinas; y que, fueron, a su vez, los princi- 497 páginas ra argentina. Esta obra, cuyo plan le
Engels tampoco tiene hoy continui- Campo de La Nación. tanto– una reflexión nostalgiosa, sin cia refrenando la vida rural, el paraje pales beneficiarios de esas políticas de pertenece, expresa no solo una expe-
remordimientos, sin víctimas ni victi- despoblado y silente, persisten como entrega del patrimonio nacional, favo- Con esta obra el autor completa el estu- riencia del campo literario sino también
dad vigorosa y fértil. Selección de 30 autores a cargo de

NUDOS
marios. Lo que “ya no está” o integra cruda realidad social a superar en el recidas por los cambios operados en el dio económico-social sobre la historia una concepción original de la historia y
Vazeilles toma posición frente a las Analía H. Testa.
un reducto de “usos y costumbres” en presente siglo, repechando designios mundo con la crisis mundial y derrota Argentina, de 1930 a nuestros días. Este su relación con la literatura. El director
teorías de Nietzche y Heiddeger, y a Editorial Emecé Argentina,
extinción, se debe al transcurrir del históricos. del socialismo. es un libro que abarca los últimos seten- del presente volumen, Julio Schvartz-
su antecedente común Platón. Conti- Colección: Tradiciones. Bs. As., 2004.
tiempo y al progreso que, ¡lástima!, no El joven Castelnuovo –mucho más La correlación de fuerzas en el plano ta años de la vida nacional, desde el gol- man es crítico ensayista y docente de la
núa ese hilo conductor ideológico en 391 páginas
ha podido resguardar algo de aquella perceptivo que el maduro–, alguna económico entre el imperialismo yan- pe que derrocó al gobierno radical de Universidad de Buenos Aires, especia-
el postmodernismo actual, definido
“vida pura, de valores diáfanos y no- vez planteó las dificultades de un qui, ruso y europeos, sus vínculos inter- Hipólito Yrigoyen, que dio origen a la lista en la literatura correspondiente a la
por el autor como “el regreso «light» Mirada literaria sobre el campo ar-
bles”. Y por tan difuso camino se lle- arriero para convencer a su burro de nacionales y nacionales permiten com- década infame. El autor desentraña las turbulenta época rosista.
del irracionalismo fascista”. Analiza gentino, desde una inconfundible óp-
EN LA CULTURA ARGENTINA
ga a extrañas definiciones; como que que ambos formaban “parte del mis- prender la penetración extranjera en el contradicciones internas de los hechos Los trabajos aquí reunidos cuentan una
y critica los conceptos ideológicos tica de la oligarquía. El libro contie-
Bairoletto sería un “pobre gaucho ex- mo reino animal”. La renovada oligar- país y la disputa que éstos libran por el fundamentales y la incidencia sobre ella historia de conformación de identida-
que acompañan el accionar político y ne una selección de notas ya publica-
militar de las grandes potencias a ni- das en la columna homónima del su- traviado”. Descripción desapacible quía terrateniente, aún travestida y control político y económico. La tra- de los factores externos –en particular, des imaginadas y provisorias a través Últimas colecciones comple-
vel mundial, diferenciando las épocas plemento rural del diario La Nación; para un “desterrado”, marginado y fi- emperifollada para encantar, está más yectoria de los principales grupos mo- la lucha de los pueblos oprimidos por su del lenguaje. Entre los autores figuran tas de una de las más impor-
históricas. Vazeilles se posiciona des- espacio inspirado por el extinto co- nalmente perseguido por la ley de los lejos, todavía, de tal cometido. En el nopolistas, las operaciones de extranje- liberación y la disputa entre los distintos Martín Kohan, Leónidas Lamborghini, tantes revistas de la cultura
de el materialismo dialéctico para su modoro Juan José Güiraldes, “El ca- patrones; cuya suerte, más allá de la campo argentino (al menos el que se rización de la tierra, desindustrializa- imperialismos– que nos permite aproxi- Elida Lois, Claudia Román, Cristina antidictatorial. Adquiera la su-
mirada critica pero aclara que se co- dete”. anécdota, sintetiza los estertores de un describe y defiende en esta obra) son ción, vaciamiento de empresas estata- marnos a la comprensión de todos esos Iglesias, Sandra Gasparini, Juan Carlos ya. Consultas: revistalama-
Puede resultar un ejercicio interesan- producto social que no tuvo cabida en cosa distinta los dueños de la tierra y les, las privatizaciones y el endeuda- complejos fenómenos. Belardi, entre otros, además de Julio rea@yahoo.com.ar y en Li-
loca en este campo desde una postura
la estructura latifundista. quienes la trabajan. Como decía Yu- miento son tópicos rigurosa y clara- Varios apéndices acompañan a la obra Schvartzman y Noe Jitrik. brería Raíces, Agrelo 3045,
te adentrarse en esta evocación clási-
Capital, Tel. (011) 4931-6157.
de renovación, aunque no revisionis-
mente abordados. que favorece el conocimiento de algu- A.S.

44 la marea la marea 45
10 años de La Marea

Al cumplir 10 años de existencia LA MAREA realizó el 27 de junio pasado en el


Centro Cultural General San Martín un encuentro con la música y la cultura genuina.

Encuentro de Música De acuerdo con su propuesta editorial por una "cultura nacional, popular, científi-
ca y democrática", concretó un hecho poco convencional en el centro porteño:
artistas profesionales y consagrados actuaron
junto a productores naturales del arte popular argentino.

y Cultura Popular
José Curbelo.
Payador oriental, en sus dé-
cimas cuestionó a quienes glo-
balizan la miseria y abogó:
“¡Qué La Marea crezca hasta
ahogar la injusticia!”.

Muestra de Manuel Amigo (pinturas y tapas de la revista Nudos).

Valentín Chocobar, Cala Loto, Cachi y Justino Méndez


Cala Loto, hachero y vidalero de Santiago del Estero y Casilda Chazarreta, presen-
Aníbal Glüsman. tes con el arte de su región. Valentín Chocobar, conocedor refinado de la baguala, trajo

Teresa Parodi.
Eximio intérprete de la música popular de Salta. Mientras Eusebio Maidana, toba desocupado, ejecutó un
n'bonquen (violín) construido por sus manos.
Viviana Prado
tango y folclore, generó La reconocida cantautora popular, asesora de nuestra
Justiano Méndez, primer violín del Mollar, interpretó con sencillez y pureza su reperto-
y Eduardo Taccone.
un clima especial en los revista, con la que nos une un largo camino de lucha en
dos mil asistentes de la rio de viejas melodías populares campesinas.
varios movimientos: el de la Reconstrucción y Desarro-
sala A/B del Centro Cantante y guitarrista, suma-
llo de la Cultura Nacional, el Movimiento por la Verda-
Cultural. Esmerada eje- ron la identidad de la música po-
dera Historia, y acutalmente, el MODACUNA, trajo su
cución del ex tecladista pular ciudadana; y una sentida
canto del litoral.
del Sexteto Tango. mención a la muerte de Martín
Cisneros, desocupado de la Boca.

Martín Ortellado, malambeador bonaerense. nidad toba del Barrio Los Pu-
Jóvenes, miembros de una comu-

Esquilador; ex peón rural, obrero de la carne y mitas del Gran Rosario,


otros oficios, lejos de estilizaciones dudosas, con pil- bailaron al son de músicas, algu-
Claudio Sosa, tucumano, integrante
chas de peón endomingado y en alpargatas, mostró el nas de ellas provenientes de
de “Músicos de provincia”.
malambo surero aprendido en las materas de las estan- "nuestro cancionero nacional".
cias de la llanura. Lo acompañaron el guitarrista Rubén Vestidos algunos con plumas y
“Soy testigo -dijo- de la discusión que viene
Hidalgo y Martín Ortellado (h). ropas que intentaban acercarse a
generando La Marea a través de estos diez años. Ella
acompaña las luchas sociales sin olvidar la cultura.” imaginario que tenemos sobre el-
los, mostraron algo que trascen-
día la actuación: el orgullo por su
identidad, reivindicada en el escenario y en su lugar de vida, tan difícil como son
Rolando Goldman. las villas del gran Rosario. Esta visión, supone de nuestra parte renunciar al imagi-
Daniel Galán Trío. El maestro Daniel Galán, Experto y consagrado charanguista –antes de su in- nario del indígena y asumir que sus manifestaciones pueden tener y tienen elemen-
Alejandro Correo y Marcelo Presia, docentes de la terpretación– manifestó alegría por compartir con esta tos transculturales, pero eso, en modo alguno quita valor a su presencia y aporte.
Escuela de Música Popular de Avellaneda, se incorpo- revista la lucha por nuestra cultura y exaltó el esfuerzo Los que queremos aportar a la cultura tenemos mucho que hacer para apoyar estas
raron con el ritmo del jazz y el blues. editorial que autosostiene el proyecto. manifestaciones y darles cabida en la sociedad, como lo hizo LA MAREA".

46 la marea la marea 47
Encuentro de Música
y Cultura Popular
10 años de La Marea

Al cumplir 10 años de existencia LA MAREA realizó el 27 de junio pasado en el


Centro Cultural General San Martín un encuentro con la música y la cultura genuina.
De acuerdo con su propuesta editorial por una "cultura nacional, popular, científi-
ca y democrática", concretó un hecho poco convencional en el centro porteño:
artistas profesionales y consagrados actuaron
junto a productores naturales del arte popular argentino.

José Curbelo.
Payador oriental, en sus dé-
cimas cuestionó a quienes glo-
balizan la miseria y abogó:
“¡Qué La Marea crezca hasta
ahogar la injusticia!”.

Muestra de Manuel Amigo (pinturas y tapas de la revista Nudos).

Valentín Chocobar, Cala Loto, Cachi y Justino Méndez


Cala Loto, hachero y vidalero de Santiago del Estero y Casilda Chazarreta, presen-
Aníbal Glüsman. tes con el arte de su región. Valentín Chocobar, conocedor refinado de la baguala, trajo
Eximio intérprete de la música popular de Salta. Mientras Eusebio Maidana, toba desocupado, ejecutó un
tango y folclore, generó n'bonquen (violín) construido por sus manos. Teresa Parodi.
Justiano Méndez, primer violín del Mollar, interpretó con sencillez y pureza su reperto- La reconocida cantautora popular, asesora de nuestra
un clima especial en los revista, con la que nos une un largo camino de lucha en
Viviana Prado
dos mil asistentes de la rio de viejas melodías populares campesinas.
varios movimientos: el de la Reconstrucción y Desarro-
y Eduardo Taccone.
sala A/B del Centro Cantante y guitarrista, suma-
llo de la Cultura Nacional, el Movimiento por la Verda-
Cultural. Esmerada eje- ron la identidad de la música po-
dera Historia, y acutalmente, el MODACUNA, trajo su
cución del ex tecladista pular ciudadana; y una sentida
canto del litoral.
del Sexteto Tango. mención a la muerte de Martín
Cisneros, desocupado de la Boca.

Jóvenes, miembros de una comu-


Martín Ortellado, malambeador bonaerense. nidad toba del Barrio Los Pu-
Esquilador; ex peón rural, obrero de la carne y mitas del Gran Rosario,
otros oficios, lejos de estilizaciones dudosas, con pil- bailaron al son de músicas, algu-
chas de peón endomingado y en alpargatas, mostró el nas de ellas provenientes de
malambo surero aprendido en las materas de las estan-
Claudio Sosa, tucumano, integrante
"nuestro cancionero nacional".
cias de la llanura. Lo acompañaron el guitarrista Rubén
de “Músicos de provincia”.
“Soy testigo -dijo- de la discusión que viene Vestidos algunos con plumas y
Hidalgo y Martín Ortellado (h). ropas que intentaban acercarse a
generando La Marea a través de estos diez años. Ella
acompaña las luchas sociales sin olvidar la cultura.” imaginario que tenemos sobre el-
los, mostraron algo que trascen-
día la actuación: el orgullo por su
identidad, reivindicada en el escenario y en su lugar de vida, tan difícil como son
Rolando Goldman. las villas del gran Rosario. Esta visión, supone de nuestra parte renunciar al imagi-
Daniel Galán Trío. El maestro Daniel Galán, Experto y consagrado charanguista –antes de su in- nario del indígena y asumir que sus manifestaciones pueden tener y tienen elemen-
Alejandro Correo y Marcelo Presia, docentes de la terpretación– manifestó alegría por compartir con esta tos transculturales, pero eso, en modo alguno quita valor a su presencia y aporte.
Escuela de Música Popular de Avellaneda, se incorpo- revista la lucha por nuestra cultura y exaltó el esfuerzo Los que queremos aportar a la cultura tenemos mucho que hacer para apoyar estas
raron con el ritmo del jazz y el blues. editorial que autosostiene el proyecto. manifestaciones y darles cabida en la sociedad, como lo hizo LA MAREA".

46 la marea la marea 47
Un análisis del “fenómeno Blumberg” desde un perspectiva psicosocial

La inseguridad de la desigualdad
Escriben Diana Kordon, Lucila Edelman, Darío Lagos y Daniel Kersner*

Los sentimientos de desprotección de bue- Finalmente las vivencias de inseguridad hunden sus raíces nuestro propio ideal (político, religioso, étnico, odio a la policía es quizás el más fuerte lazo de

na parte de nuestra sociedad son terreno


en los inicios mismos de la vida de cada sujeto, cuando la pre- estético, etc.) identidad entre los chicos dedicados al robo. No
maturez del cachorro humano lo hace extremadamente vulnera- Así las cosas, el enemigo se construye por la di- hay pibe chorro que no tenga un caído bajo la me-

fértil para los mensajes inquisitoriales,


ble, al punto de depender de manera total y permanente de un ferencia y por la negación. Por la diferencia se lo tralla policial en su historia de pérdidas y humi-
convierte en container de todo lo que para el sujeto

paranoicos y represivos de las campañas de


otro para poder sobrevivir. Es esta marca en el origen la que se llaciones” (Alarcón, 2003). Junto a la perdida de
activa cuando desde lo social fracasan los mecanismos garanti- es negativo, sea interno o externo. Por la negación, las esperanzas se pierde también la noción de fu-

inducción psicológica de la derecha política.


zadores de la protección (en teoría la ley y el Estado, pero solo al anularlo en su alteridad ha dejado de ser un se- turo, tan cara y necesaria para el funcionamiento
en teoría), y encuentran su espacio las invocaciones represivas: mejante, un prójimo, y por lo tanto se pierde el vin- psíquico, para la propia proyección del sujeto y

Los autores indagan los resortes del


la mano dura, la reforma del código penal, la pena de muerte y/o culo de reciprocidad. Freud habla del Nebenmensch como com- para el desarrollo y mantenimiento de su sentimiento de mismi-
la represión política y social lisa y llana. plejo del semejante, como un primer objeto que es similar al su- dad.

psiquismo en los que estas campañas


El intento de reducir la edad de imputabilidad (de 18 a 16 jeto, y al que define como prójimo, y con el cual mantiene una re- Tampoco hay en ellos demasiada consideración por el otro.
lación de reciprocidad (Kancyper, 2002). Tal pérdida, y su susti-

E
años), como el de aumentar las penas para ciertos delitos, moti-

encuentran su sustrato.
¿Por qué habrían de tenerla cuando desde el poder y desde buena
vados por el fenómeno Blumberg, presenta la reveladora singu- tución por el vínculo de enemistad, supone una teoría del otro y parte de la sociedad se les da la espalda? ¿Por qué habrían de ser
laridad de que en el secuestro y homicidio de Axel no se regis- una sociología de la exclusión y el aniquilamiento. Si el enemigo considerados y respetuosos de la alteridad cuando se los priva de
tra la participación de menores de edad, y que la condena apli- no es reconocido como un semejante, como un otro miembro de todo, cuando toda reciprocidad les es negada? Como metáfora
l fenómeno Blumberg nos obliga a reconsiderar una serie de cable a la figura penal en cuestión –secuestro seguido de muer- la cultura, es pasible de ser aniquilado, etimológicamente reduci- condensadora hace un tiempo se discutía si los cartoneros podían
aspectos de nuestra actualidad. No pondremos el énfasis en te– es la máxima de nuestro código penal: cadena perpetua. do a la nada.2 Recordemos los discursos de Videla acerca de los tener acceso a la basura de la ciudad de Buenos Aires.
las evidentes aristas políticas que el fenómeno representa, es- ¿Qué es entonces lo que se reclama? El fenómeno Blumberg desaparecidos (“no están, no existen”), o de Saint Jean acerca de Si no hay reciprocidad no hay prójimo, el otro es sólo un logi
pecialmente en cuanto a la instrumentación del mismo ya sea por debe ser analizado teniendo en cuenta la totalidad del discurso todos aquellos a los que iban a matar (en una enumeración que co- (derivado de gil), reificado, es sólo un obstáculo descartable en-
parte de la derecha brutal o de la derecha cínica, sino que nos ocu- Blumberg: el contenido de sus discursos y de todas sus declara- menzaba por los subversivos y finalizaba con los tímidos). tre el sujeto y la satisfacción de su necesidad. Por otro camino, el
paremos de los articuladores psicosociales que se ponen en mar- ciones (incluyendo su concepción de los derechos humanos: En este punto, y por sus consecuencias, es importante desta- de la desinvestidura, se puede negar al otro y tratarlo como ene-
cha. “los derechos humanos son para los delincuentes”, su descalifi- car la diferencia conceptual entre enemigo y adversario o rival, migo. No por vía de la investidura paranoica, sino por la desin-
Es indudable que el fenómeno Blumberg asienta sobre un im- cación a los organismos de derechos humanos: “a mí no vinie- quien compite con otro, pugnando por obtener una misma cosa o vestidura.
portante grado de descomposición social, signado en primer lugar ron a verme de los derechos humanos”, sus comentarios sobre el por superarle. Sinónimos: contrario, competidor, adversario, La pérdida de la esperanza, la pérdida del miedo (producto de
por la cada vez más amplia desigualdad económica. En el país joven Sebastián Bordón, o sus reflexiones sobre el voto califica- émulo.3 La rivalidad es una competencia que transcurre en un la desesperación) y la pérdida de la noción de alteridad –del otro
coexisten paisajes propios de Beverly Hills con otros compatibles do). También debe incluir sus propuestas, sus asesores políticos, campo vincular reglado y tiene en el deporte uno de sus paradig- como prójimo y del vínculo de reciprocidad, reemplazados por el
con las zonas más pobres del planeta. Como subproducto de la de- la composición social de cada una de sus masivas concentracio- mas. Las normas estructuran la vincularidad en la que transcurre otro como enemigo y por el vínculo de aniquilamiento, ya sea por
sigualdad y la descomposición social, se registra un evidente in- nes, el discurso del resto de los oradores presentes, etc. la rivalidad determinando lo permitido y lo prohibido. Es siempre transformarlo en un objeto persecutorio mediante un mecanismo
cremento en la violencia social, sobre el cual se montan verdade- En este último ítem vale la pena subrayar la referencia al un ejercicio de terceridad (como en el deporte hay un reglamen- paranoico, o, ante la extrema desigualdad desinvistiendo al otro
ras campañas de inducción psicológica, prolijamente instrumen- Himno Nacional del rabino Berman, quien propuso reemplazar to, árbitros, sanciones, y un sometimiento, por internalizacion, de por completo de su condición de semejante– conforman un tan-
tadas por los medios masivos de comunicación, pertenecientes en la libertad por la seguridad en los versos de la canción patria. El los rivales a estas instancias). La enemistad en cambio no sabe de dem donde se articulan mecanismos psicológicos y sociales. I
su mayoría a unos pocos grupos económicos multimedios. aparente dislate postula una nueva escala de valores donde la se- reglas ni terceridades, es el enfrentamiento radical regido por la
Nos interesa destacar sobre qué resortes del psiquismo guridad, entendida como el resguardo de vidas y bienes de los lógica del aniquilamiento.
estas campañas encuentran su sustrato y posterior anu- sectores acomodados, ocuparía la máxima valoración social, en El otro polo del miedo es el de los excluidos. Es sabido que
Referencias bibliográficas:
damiento. Los innegables sentimientos de desprotec- tanto del grito sagrado se trata. cuando se pierde la esperanza se pierde el miedo. En numerosos
ción que padece buena parte de nuestra sociedad, pre- Otra de las reflexiones que nos surge es en torno al miedo, reportajes televisivos y gráficos a jóvenes marginados vueltos de- 1, 2 y 3- Gran Espasa Ilustrado. Editorial Espasa Calpe. Madrid, 1997.
sentan un terreno especialmente fértil para que germi- tan cercano a las vivencias de desprotección y desamparo. En lincuentes, se reitera la frase “nosotros estamos jugados”. Signi- Alarcón, Cristian. Cuando me muera quiero que me toquen cumbia. Vidas de pibes
chorros. Ed, Norma. Bs.As., 2003.
nen los mensajes inquisitoriales, paranoicos y represi- el mapa de la desigualdad social, el miedo opera por presencia fica para nosotros no hay esperanzas, no hay porvenir, no hay nin-
Kancyper, Luis. La confrontación generacional. Estudio psicoanalítico. Editorial Lu-
vos. o por ausencia en ambos extremos. Si el otro es acusado a tra- guna posibilidad de otra cosa y, en consecuencia, no hay nada que men. Buenos Aires, 2003.
Los sentimientos de desprotección e inermidad se re- vés de un discurso discriminador y segregacionista, si es estig- perder. Los jóvenes caídos del sistema, sin trabajo, sin estudio, sin Freud, Sigmund. Psicología de las masas y análisis del yo. El malestar en la cultura.
posibilidades más o menos cercanas de reinserción social, sin si- Lo ominoso. Tótem y tabú. Editorial Amorrortu. Buenos Aires, 1979.

*Los doctores Diana Kordon, Lucila Edelman, Darío Lagos y Daniel Kersner in-
montan, en nuestra historia reciente, a los delitos de lesa matizado por un discurso paranoico, deja de ser un otro pleno,
humanidad cometidos por la última dictadura militar y a un semejante, para convertirse en enemigo, el que tiene mala quiera promesas por parte del poder político y económico, han
los grandes delitos económicos cometidos en la década del noven- voluntad a otro y le desea o hace mal / el contrario en la gue- perdido también el miedo: nada que perder, nada que temer. No tegran el Comité Ejecutivo del Equipo Argentino de Trabajo e Investigación Psicoso-
esperan, como los ladrones profesionales, dar un golpe y salvar- cial (EATIP), una institución sin fines de lucro conformada por médicos psiquiatras y
ta, y que impunes en su mayoría, afectan a nuestra sociedad hasta rra.1 El lugar de enemigo es, en rigor, el lugar en donde mue- psicólogos que brinda asistencia psicoterapéutica a personas que han sido afectadas
el día de hoy. La impunidad incrementa las vivencias de despro- ren la semejanza y la alteridad. Por eso el enemigo no tiene de- se, pero tampoco temen tirotearse con la policía por un magro bo- por violaciones a los derechos humanos. Los fundadores y miembros del Comité Eje-
tección antes señaladas al tiempo que genera má violencia. recho a la autonomía y, sobre todo, no tiene derecho a diferir de tín. Saben que más temprano que tarde caerán presos o bajo las cutivo, crearon y formaron parte entre 1979 y 1990 del Equipo de Asistencia Psicoló-
balas, como antes el hermano mayor, el amigo o el vecino. “El gica de Madres de Plaza de Mayo.

48 la marea la marea 49
La inseguridad de la desigualdad
Un análisis del “fenómeno Blumberg” desde un perspectiva psicosocial

Escriben Diana Kordon, Lucila Edelman, Darío Lagos y Daniel Kersner*

Los sentimientos de desprotección de bue- Finalmente las vivencias de inseguridad hunden sus raíces nuestro propio ideal (político, religioso, étnico, odio a la policía es quizás el más fuerte lazo de
en los inicios mismos de la vida de cada sujeto, cuando la pre- estético, etc.) identidad entre los chicos dedicados al robo. No
na parte de nuestra sociedad son terreno maturez del cachorro humano lo hace extremadamente vulnera- Así las cosas, el enemigo se construye por la di- hay pibe chorro que no tenga un caído bajo la me-
ble, al punto de depender de manera total y permanente de un ferencia y por la negación. Por la diferencia se lo tralla policial en su historia de pérdidas y humi-
fértil para los mensajes inquisitoriales, otro para poder sobrevivir. Es esta marca en el origen la que se convierte en container de todo lo que para el sujeto llaciones” (Alarcón, 2003). Junto a la perdida de
activa cuando desde lo social fracasan los mecanismos garanti- es negativo, sea interno o externo. Por la negación, las esperanzas se pierde también la noción de fu-
paranoicos y represivos de las campañas de zadores de la protección (en teoría la ley y el Estado, pero solo al anularlo en su alteridad ha dejado de ser un se- turo, tan cara y necesaria para el funcionamiento
en teoría), y encuentran su espacio las invocaciones represivas: mejante, un prójimo, y por lo tanto se pierde el vin- psíquico, para la propia proyección del sujeto y
inducción psicológica de la derecha política. culo de reciprocidad. Freud habla del Nebenmensch como com-
la mano dura, la reforma del código penal, la pena de muerte y/o para el desarrollo y mantenimiento de su sentimiento de mismi-
Los autores indagan los resortes del la represión política y social lisa y llana. plejo del semejante, como un primer objeto que es similar al su- dad.
El intento de reducir la edad de imputabilidad (de 18 a 16 jeto, y al que define como prójimo, y con el cual mantiene una re- Tampoco hay en ellos demasiada consideración por el otro.
psiquismo en los que estas campañas años), como el de aumentar las penas para ciertos delitos, moti- lación de reciprocidad (Kancyper, 2002). Tal pérdida, y su susti- ¿Por qué habrían de tenerla cuando desde el poder y desde buena
vados por el fenómeno Blumberg, presenta la reveladora singu- tución por el vínculo de enemistad, supone una teoría del otro y parte de la sociedad se les da la espalda? ¿Por qué habrían de ser

E
encuentran su sustrato. laridad de que en el secuestro y homicidio de Axel no se regis- una sociología de la exclusión y el aniquilamiento. Si el enemigo considerados y respetuosos de la alteridad cuando se los priva de
tra la participación de menores de edad, y que la condena apli- no es reconocido como un semejante, como un otro miembro de todo, cuando toda reciprocidad les es negada? Como metáfora
l fenómeno Blumberg nos obliga a reconsiderar una serie de cable a la figura penal en cuestión –secuestro seguido de muer- la cultura, es pasible de ser aniquilado, etimológicamente reduci- condensadora hace un tiempo se discutía si los cartoneros podían
aspectos de nuestra actualidad. No pondremos el énfasis en te– es la máxima de nuestro código penal: cadena perpetua. do a la nada.2 Recordemos los discursos de Videla acerca de los tener acceso a la basura de la ciudad de Buenos Aires.
las evidentes aristas políticas que el fenómeno representa, es- ¿Qué es entonces lo que se reclama? El fenómeno Blumberg desaparecidos (“no están, no existen”), o de Saint Jean acerca de Si no hay reciprocidad no hay prójimo, el otro es sólo un logi
pecialmente en cuanto a la instrumentación del mismo ya sea por debe ser analizado teniendo en cuenta la totalidad del discurso todos aquellos a los que iban a matar (en una enumeración que co- (derivado de gil), reificado, es sólo un obstáculo descartable en-
parte de la derecha brutal o de la derecha cínica, sino que nos ocu- Blumberg: el contenido de sus discursos y de todas sus declara- menzaba por los subversivos y finalizaba con los tímidos). tre el sujeto y la satisfacción de su necesidad. Por otro camino, el
paremos de los articuladores psicosociales que se ponen en mar- ciones (incluyendo su concepción de los derechos humanos: En este punto, y por sus consecuencias, es importante desta- de la desinvestidura, se puede negar al otro y tratarlo como ene-
cha. “los derechos humanos son para los delincuentes”, su descalifi- car la diferencia conceptual entre enemigo y adversario o rival, migo. No por vía de la investidura paranoica, sino por la desin-
Es indudable que el fenómeno Blumberg asienta sobre un im- cación a los organismos de derechos humanos: “a mí no vinie- quien compite con otro, pugnando por obtener una misma cosa o vestidura.
portante grado de descomposición social, signado en primer lugar ron a verme de los derechos humanos”, sus comentarios sobre el por superarle. Sinónimos: contrario, competidor, adversario, La pérdida de la esperanza, la pérdida del miedo (producto de
por la cada vez más amplia desigualdad económica. En el país joven Sebastián Bordón, o sus reflexiones sobre el voto califica- émulo.3 La rivalidad es una competencia que transcurre en un la desesperación) y la pérdida de la noción de alteridad –del otro
coexisten paisajes propios de Beverly Hills con otros compatibles do). También debe incluir sus propuestas, sus asesores políticos, campo vincular reglado y tiene en el deporte uno de sus paradig- como prójimo y del vínculo de reciprocidad, reemplazados por el
con las zonas más pobres del planeta. Como subproducto de la de- la composición social de cada una de sus masivas concentracio- mas. Las normas estructuran la vincularidad en la que transcurre otro como enemigo y por el vínculo de aniquilamiento, ya sea por
sigualdad y la descomposición social, se registra un evidente in- nes, el discurso del resto de los oradores presentes, etc. la rivalidad determinando lo permitido y lo prohibido. Es siempre transformarlo en un objeto persecutorio mediante un mecanismo
cremento en la violencia social, sobre el cual se montan verdade- En este último ítem vale la pena subrayar la referencia al un ejercicio de terceridad (como en el deporte hay un reglamen- paranoico, o, ante la extrema desigualdad desinvistiendo al otro
ras campañas de inducción psicológica, prolijamente instrumen- Himno Nacional del rabino Berman, quien propuso reemplazar to, árbitros, sanciones, y un sometimiento, por internalizacion, de por completo de su condición de semejante– conforman un tan-
tadas por los medios masivos de comunicación, pertenecientes en la libertad por la seguridad en los versos de la canción patria. El los rivales a estas instancias). La enemistad en cambio no sabe de dem donde se articulan mecanismos psicológicos y sociales. I
su mayoría a unos pocos grupos económicos multimedios. aparente dislate postula una nueva escala de valores donde la se- reglas ni terceridades, es el enfrentamiento radical regido por la
Nos interesa destacar sobre qué resortes del psiquismo guridad, entendida como el resguardo de vidas y bienes de los lógica del aniquilamiento.
estas campañas encuentran su sustrato y posterior anu- sectores acomodados, ocuparía la máxima valoración social, en El otro polo del miedo es el de los excluidos. Es sabido que
damiento. Los innegables sentimientos de desprotec- tanto del grito sagrado se trata. cuando se pierde la esperanza se pierde el miedo. En numerosos Referencias bibliográficas:
ción que padece buena parte de nuestra sociedad, pre- Otra de las reflexiones que nos surge es en torno al miedo, reportajes televisivos y gráficos a jóvenes marginados vueltos de- 1, 2 y 3- Gran Espasa Ilustrado. Editorial Espasa Calpe. Madrid, 1997.
sentan un terreno especialmente fértil para que germi- tan cercano a las vivencias de desprotección y desamparo. En lincuentes, se reitera la frase “nosotros estamos jugados”. Signi- Alarcón, Cristian. Cuando me muera quiero que me toquen cumbia. Vidas de pibes
nen los mensajes inquisitoriales, paranoicos y represi- el mapa de la desigualdad social, el miedo opera por presencia fica para nosotros no hay esperanzas, no hay porvenir, no hay nin- chorros. Ed, Norma. Bs.As., 2003.
Kancyper, Luis. La confrontación generacional. Estudio psicoanalítico. Editorial Lu-
vos. o por ausencia en ambos extremos. Si el otro es acusado a tra- guna posibilidad de otra cosa y, en consecuencia, no hay nada que men. Buenos Aires, 2003.
Los sentimientos de desprotección e inermidad se re- vés de un discurso discriminador y segregacionista, si es estig- perder. Los jóvenes caídos del sistema, sin trabajo, sin estudio, sin Freud, Sigmund. Psicología de las masas y análisis del yo. El malestar en la cultura.
montan, en nuestra historia reciente, a los delitos de lesa matizado por un discurso paranoico, deja de ser un otro pleno, posibilidades más o menos cercanas de reinserción social, sin si- Lo ominoso. Tótem y tabú. Editorial Amorrortu. Buenos Aires, 1979.

humanidad cometidos por la última dictadura militar y a un semejante, para convertirse en enemigo, el que tiene mala quiera promesas por parte del poder político y económico, han *Los doctores Diana Kordon, Lucila Edelman, Darío Lagos y Daniel Kersner in-
los grandes delitos económicos cometidos en la década del noven- voluntad a otro y le desea o hace mal / el contrario en la gue- perdido también el miedo: nada que perder, nada que temer. No tegran el Comité Ejecutivo del Equipo Argentino de Trabajo e Investigación Psicoso-
ta, y que impunes en su mayoría, afectan a nuestra sociedad hasta rra.1 El lugar de enemigo es, en rigor, el lugar en donde mue- esperan, como los ladrones profesionales, dar un golpe y salvar- cial (EATIP), una institución sin fines de lucro conformada por médicos psiquiatras y

el día de hoy. La impunidad incrementa las vivencias de despro- ren la semejanza y la alteridad. Por eso el enemigo no tiene de- se, pero tampoco temen tirotearse con la policía por un magro bo- psicólogos que brinda asistencia psicoterapéutica a personas que han sido afectadas
por violaciones a los derechos humanos. Los fundadores y miembros del Comité Eje-
tección antes señaladas al tiempo que genera má violencia. recho a la autonomía y, sobre todo, no tiene derecho a diferir de tín. Saben que más temprano que tarde caerán presos o bajo las cutivo, crearon y formaron parte entre 1979 y 1990 del Equipo de Asistencia Psicoló-
balas, como antes el hermano mayor, el amigo o el vecino. “El gica de Madres de Plaza de Mayo.

48 la marea la marea 49
Acerca de quién produce nuestra cultura y quién se beneficia con ella

La cultura popular y ría interesante armar un registro mi-


nucioso de todas las formas y pro-
puestas culturales que se fueron
dando a lo largo de la crisis desata-

las propuestas emergentes


da en el 2001, tanto en los distintos
barrios de las grandes ciudades, co-
mo en casi todos los pueblos, distri-
tos y municipios provinciales del
país.

con el Argentinazo Enumero, desordenadamente, solo


algunas de las viejas y nuevas orga-
nizaciones y actividades que crecie-
ron y se difundieron al calor del Ar-

Escribe Cristina Mateu


gentinazo: La Coordinadora Multi-
sectorial de Trabajadores de la Cul-
tura, Movimiento en Defensa Activa
de la Cutlura Nacional, Movimiento

La crisis del 2001 puso en juego una


Argentina Resiste, Manifiesto Ar-

práctica y concepción de la cultura


gentino, Teatro por la identidad,
Músicos de Provincia, varias agru-

en amplias mayorías, en lucha y re- deterioro social creciente de los sectores populares y exacerbadas las paciones de cineastas y documenta-

sistencia con las prácticas y con-


contradicciones entre las clases dominantes. En estas condiciones se listas, Unión de Músicos Independientes, Asociación de Artistas Vi-
suales de la República Argentina (AAVRA), Arquitectos de a Pie,

cepciones de la cultura dominante,


agudizó el enfrentamiento entre los afectados por la situación de rea-
juste, reconversión y achicamiento económico y social con los res- Médicos sociales Salvador Mazza, asambleas barriales con comisio-

que aún muestra su potencialidad y


ponsables de esta crisis. nes culturales y grupos teatrales, nucleamientos independientes de ar-

pugna por otra cultura.


Este enfrentamiento adoptó nuevas modalidades1 –como conse- tistas e intelectuales que responden creativamente a la crisis (como lo
cuencia de su agudización y de la imposibilidad de ciertas institucio- es el grupo Escombros o grupo de percusión El Choque, tanto como
nes tradicionales para resolverla por la traición de sindicatos, el des- aquellos profesionales ingenieros y químicos que investigaron para
crédito de políticos y dirigentes carismáticos, la ruptura de las redes producir insumos nacionales y reemplazar los importados o estudian-
sociales tradicionales, la crisis de representatividad y hegemonía en tes que ayudaron en las empresas recuperadas, etc.).
Una perspectiva popular estalla en la crisis de la lucha algunos intelectuales y artistas que forman parte del cam-
los distintos sectores sociales y en la forma de representatividad po- Nucleamientos que no se dieron solamente como crítica política
po popular han logrado acceder a puestos antes vedados para ellos y
lítica y social, emergencia de nuevas organizaciones y nuevos repre- al estado de cosas imperante, sino como propuesta cultural, estética,
La pueblada del 19 y 20 de diciembre del 2001 conmovió al país encontraron en agrupaciones colectivas formas de identificación.
sentantes de decisión colectiva, etc. Se plasmó, así, una nueva con- ética y una práctica activa, a veces aparentemente desligada de un po-
y abrió en las clases populares oprimidas la necesidad de "no dele- Estas formas, organizaciones y contenidos emergentes de la pue-
cepción que fue definida como: “que se vayan todos” para hacerse sicionamiento político, pero que en sí misma era un cuestionamiento
gar". Recuperando una larga tradición de luchas sociales, el Argenti- blada de diciembre –reelaborando viejas prácticas potenciadas en la
cargo y “no delegar”. a las políticas culturales dominantes.
nazo fue la primera pueblada que forzó la renuncia de un presidente lucha social– pugnan por otra cultura; en lucha y en contradicción
Esta nueva concepción estuvo presente antes y después del esta- Estas organizaciones y nucleamientos
antipopular, frenó el avance antidemocrática del estado de sitio y con las políticas culturales “neoliberales, conservadores, reacciona-
llido social entre amplios sectores populares y se transformó en una populares, tan dispares, encontraron en
obligó a suspender el pago de la deuda externa. rias”, oficiales y de aquellas políticas que sólo promueven las indus-
consigna tácita en la pueblada. No delegar las decisiones en el Esta- los objetivos sociales comunes para salir
Frente a la crisis política, económica y social –agravada por déca- trias culturales como salida a la crisis.
do, en los políticos corruptos, en las organizaciones sociales o insti- de la crisis una práctica colectiva que se
das de entrega del patrimonio nacional, privatizaciones y ajustes de contraponía a la práctica individual pro-
Conflicto, tensión, lucha por un cambio tuciones que no representan y encontrar formas colectivas para resol-
las llamadas políticas neoliberales– las clases populares introdujeron pia de la cultura dominante, reforzada
ver los problemas inmediatos que la crisis social generaba (organiza-
una perspectiva que produjo una profunda crítica y nuevas prácticas desde los '90 con los discursos oficiales
Por qué situamos este momento y este lugar para analizar las pro- ciones barriales, de desocupados, comedores, delegados, recupera-
frente a la política dominante (puebladas, cortes de rutas y calles, que proponían: “hacé la tuya”, cuya polí-
puestas culturales emergentes. Porque fue un proceso de cambio, mo- ción por parte de trabajadores de empresas quebradas o abandonadas,
asambleas populares, escraches). tica cultural individualista, banalizada y
mento en el que sujetos y la sociedad reestablecen, revalorizan y re- organización de los pequeños ahorristas, atención de la salud públi-
Esta perspectiva popular que se acrecienta con el estallido no só- fragmentada, –”globalizada” y “light”,
dimensionan sus relaciones. Este proceso de cambio en la revaloriza- ca, educación).
lo se manifiesta en la representación política y social sino también en como se la dió en llamar– acompañaba la
ción y redimensionamiento de las relaciones sociales genera conflic- Esta nueva concepción penetró en varios planos de la actividad
el campo cultural. Producto de esa gran pueblada, también las clases política económica y social de ajuste y
tos de intereses, tensiones, reposicionamientos, avances y retrocesos social y en distintos estamentos y generó propuestas que se contrapu-
oprimidas han salido a disputar distintos ámbitos culturales y han lu- entrega del patrimonio nacional, a la vez
de los sujetos en la sociedad que lo modifican, y a su vez, marcan y sieron a las propuestas y a la ideología dominante.
chado por abrir nuevos espacios para la producción, reproducción, que nos proponía “no perder el tren del
movilizan a la sociedad en su conjunto, que –en mayor o menor me- Cómo se expresó esta concepción en el plano de las actividades y
exhibición, creación y manifestación de expresiones culturales con primer mundo”. En el campo ideológico
dida– trasponen todos los planos de la actividad individual y social. producciones culturales, cuáles fueron las críticas a la ideología do-
distintos niveles de elaboración y en diferentes áreas culturales y ex- y cultural, la política llamada "neolibe-
En la Argentina de diciembre de 2001, las relaciones políticas, minante y cuáles fueron las condiciones y propuestas emergentes de
presivas. ral", se sostenía con las premisas de “un
económicas y sociales habían alcanzado un grado de tensión que se crítica y lucha, de readaptación / aceptación de la cultura, cómo se
Esto las ha llevado a pelear por presupuesto para estas activida- mundo uno” que nos identificaba a todos.
hacía imposible mantenerlas en las mismas condiciones. Momento de construye, en este marco de conflicto, la cultura nacional y popular,
des artístico-culturales, por la apropiación de lugares, por reconoci- Nos prometía un acceso rápido y exitoso
tensión producto de una profundización de la crisis económica es- como define Josefina Racedo, en “resistencia y lucha” .
mientos oficiales, por espacios públicos de creación y actividad cul- a ese paraíso globalizado, pero resignan-
tural para todas las edades; y también por contenidos y temas, que el tructural y de los factores de concentraciones y centralización de los
Las propuestas culturales emergentes con el Argentinazo do nuestra propia producción cultural y
pueblo –cada vez más– toma en sus manos iniciando una crítica y capitales monopólicos externos, con un endeudamiento acrecentado
convirtiéndonos en espectadores. Así vi-
cuestionamiento a las formas y contenidos impuestos por la cultura desde fines de los '70, con la desarticulación de la industria nacional,
Seguramente los que participamos del Argentinazo tenemos un mos llegar a la Argentina megaespectácu-
dominante, pasados y presente. También producto trabada la capacidad productiva del agro, con el
sinnúmeros de hechos que dan cuenta de estas nuevas propuestas. Se- los teatrales, musicales y audiovisuales

50 la marea la marea 51
Acerca de quién produce nuestra cultura y quién se beneficia con ella

ría interesante armar un registro mi-

La cultura popular y nucioso de todas las formas y pro-


puestas culturales que se fueron
dando a lo largo de la crisis desata-
da en el 2001, tanto en los distintos
barrios de las grandes ciudades, co-
las propuestas emergentes mo en casi todos los pueblos, distri-
tos y municipios provinciales del
país.
Enumero, desordenadamente, solo
con el Argentinazo algunas de las viejas y nuevas orga-
nizaciones y actividades que crecie-
ron y se difundieron al calor del Ar-
gentinazo: La Coordinadora Multi-
Escribe Cristina Mateu sectorial de Trabajadores de la Cul-
tura, Movimiento en Defensa Activa
de la Cutlura Nacional, Movimiento
Argentina Resiste, Manifiesto Ar-
La crisis del 2001 puso en juego una gentino, Teatro por la identidad,
práctica y concepción de la cultura Músicos de Provincia, varias agru-
deterioro social creciente de los sectores populares y exacerbadas las paciones de cineastas y documenta-
en amplias mayorías, en lucha y re- contradicciones entre las clases dominantes. En estas condiciones se listas, Unión de Músicos Independientes, Asociación de Artistas Vi-
sistencia con las prácticas y con- agudizó el enfrentamiento entre los afectados por la situación de rea- suales de la República Argentina (AAVRA), Arquitectos de a Pie,
juste, reconversión y achicamiento económico y social con los res- Médicos sociales Salvador Mazza, asambleas barriales con comisio-
cepciones de la cultura dominante, nes culturales y grupos teatrales, nucleamientos independientes de ar-
ponsables de esta crisis.
que aún muestra su potencialidad y Este enfrentamiento adoptó nuevas modalidades1 –como conse- tistas e intelectuales que responden creativamente a la crisis (como lo
cuencia de su agudización y de la imposibilidad de ciertas institucio- es el grupo Escombros o grupo de percusión El Choque, tanto como
pugna por otra cultura. aquellos profesionales ingenieros y químicos que investigaron para
nes tradicionales para resolverla por la traición de sindicatos, el des-
crédito de políticos y dirigentes carismáticos, la ruptura de las redes producir insumos nacionales y reemplazar los importados o estudian-
sociales tradicionales, la crisis de representatividad y hegemonía en tes que ayudaron en las empresas recuperadas, etc.).
de la lucha algunos intelectuales y artistas que forman parte del cam-
los distintos sectores sociales y en la forma de representatividad po- Nucleamientos que no se dieron solamente como crítica política
po popular han logrado acceder a puestos antes vedados para ellos y
lítica y social, emergencia de nuevas organizaciones y nuevos repre- al estado de cosas imperante, sino como propuesta cultural, estética,
Una perspectiva popular estalla en la crisis

La pueblada del 19 y 20 de diciembre del 2001 conmovió al país encontraron en agrupaciones colectivas formas de identificación.
sentantes de decisión colectiva, etc. Se plasmó, así, una nueva con- ética y una práctica activa, a veces aparentemente desligada de un po-
y abrió en las clases populares oprimidas la necesidad de "no dele- Estas formas, organizaciones y contenidos emergentes de la pue-
cepción que fue definida como: “que se vayan todos” para hacerse sicionamiento político, pero que en sí misma era un cuestionamiento
gar". Recuperando una larga tradición de luchas sociales, el Argenti- blada de diciembre –reelaborando viejas prácticas potenciadas en la
cargo y “no delegar”. a las políticas culturales dominantes.
nazo fue la primera pueblada que forzó la renuncia de un presidente lucha social– pugnan por otra cultura; en lucha y en contradicción
Esta nueva concepción estuvo presente antes y después del esta- Estas organizaciones y nucleamientos
antipopular, frenó el avance antidemocrática del estado de sitio y con las políticas culturales “neoliberales, conservadores, reacciona-
llido social entre amplios sectores populares y se transformó en una populares, tan dispares, encontraron en
obligó a suspender el pago de la deuda externa. rias”, oficiales y de aquellas políticas que sólo promueven las indus-
consigna tácita en la pueblada. No delegar las decisiones en el Esta- los objetivos sociales comunes para salir
Frente a la crisis política, económica y social –agravada por déca- trias culturales como salida a la crisis.
do, en los políticos corruptos, en las organizaciones sociales o insti- de la crisis una práctica colectiva que se
das de entrega del patrimonio nacional, privatizaciones y ajustes de contraponía a la práctica individual pro-
tuciones que no representan y encontrar formas colectivas para resol-
las llamadas políticas neoliberales– las clases populares introdujeron pia de la cultura dominante, reforzada
ver los problemas inmediatos que la crisis social generaba (organiza-
una perspectiva que produjo una profunda crítica y nuevas prácticas desde los '90 con los discursos oficiales
Conflicto, tensión, lucha por un cambio

Por qué situamos este momento y este lugar para analizar las pro- ciones barriales, de desocupados, comedores, delegados, recupera-
frente a la política dominante (puebladas, cortes de rutas y calles, que proponían: “hacé la tuya”, cuya polí-
puestas culturales emergentes. Porque fue un proceso de cambio, mo- ción por parte de trabajadores de empresas quebradas o abandonadas,
asambleas populares, escraches). tica cultural individualista, banalizada y
mento en el que sujetos y la sociedad reestablecen, revalorizan y re- organización de los pequeños ahorristas, atención de la salud públi-
Esta perspectiva popular que se acrecienta con el estallido no só- fragmentada, –”globalizada” y “light”,
dimensionan sus relaciones. Este proceso de cambio en la revaloriza- ca, educación).
lo se manifiesta en la representación política y social sino también en como se la dió en llamar– acompañaba la
ción y redimensionamiento de las relaciones sociales genera conflic- Esta nueva concepción penetró en varios planos de la actividad
el campo cultural. Producto de esa gran pueblada, también las clases política económica y social de ajuste y
tos de intereses, tensiones, reposicionamientos, avances y retrocesos social y en distintos estamentos y generó propuestas que se contrapu-
oprimidas han salido a disputar distintos ámbitos culturales y han lu- entrega del patrimonio nacional, a la vez
de los sujetos en la sociedad que lo modifican, y a su vez, marcan y sieron a las propuestas y a la ideología dominante.
chado por abrir nuevos espacios para la producción, reproducción, que nos proponía “no perder el tren del
movilizan a la sociedad en su conjunto, que –en mayor o menor me- Cómo se expresó esta concepción en el plano de las actividades y
exhibición, creación y manifestación de expresiones culturales con primer mundo”. En el campo ideológico
dida– trasponen todos los planos de la actividad individual y social. producciones culturales, cuáles fueron las críticas a la ideología do-
distintos niveles de elaboración y en diferentes áreas culturales y ex- y cultural, la política llamada "neolibe-
En la Argentina de diciembre de 2001, las relaciones políticas, minante y cuáles fueron las condiciones y propuestas emergentes de
presivas. ral", se sostenía con las premisas de “un
económicas y sociales habían alcanzado un grado de tensión que se crítica y lucha, de readaptación / aceptación de la cultura, cómo se
Esto las ha llevado a pelear por presupuesto para estas activida- mundo uno” que nos identificaba a todos.
hacía imposible mantenerlas en las mismas condiciones. Momento de construye, en este marco de conflicto, la cultura nacional y popular,
des artístico-culturales, por la apropiación de lugares, por reconoci- Nos prometía un acceso rápido y exitoso
tensión producto de una profundización de la crisis económica es- como define Josefina Racedo, en “resistencia y lucha” .
mientos oficiales, por espacios públicos de creación y actividad cul- a ese paraíso globalizado, pero resignan-
tural para todas las edades; y también por contenidos y temas, que el tructural y de los factores de concentraciones y centralización de los
do nuestra propia producción cultural y
pueblo –cada vez más– toma en sus manos iniciando una crítica y capitales monopólicos externos, con un endeudamiento acrecentado
convirtiéndonos en espectadores. Así vi-
cuestionamiento a las formas y contenidos impuestos por la cultura desde fines de los '70, con la desarticulación de la industria nacional,
Las propuestas culturales emergentes con el Argentinazo

Seguramente los que participamos del Argentinazo tenemos un mos llegar a la Argentina megaespectácu-
dominante, pasados y presente. También producto trabada la capacidad productiva del agro, con el
sinnúmeros de hechos que dan cuenta de estas nuevas propuestas. Se- los teatrales, musicales y audiovisuales

50 la marea la marea 51
Poesía / Luz mala

“llave en mano”, lo que no solo sumó tantísimos ar- En ese encuentro con los sectores populares ha- Jorge Brega. Luz Mala. Ediciones Cinco,
tistas, actores, músicos, profesionales, trabajadores llaron un cauce común para resolver los condi- Buenos Aires, 2004, 64 págs., $ 12. Poesía de reg-
culturales e intelectuales a las filas de los desocu- cionamientos materiales e ideológicos imperan- istro objetivo, afín al modo de representación del
pados sino también despojó a la cultura nacional de tes. Esta es una propuesta cultural que emergió arte fotográfico. Un tono directo que busca la
los presupuestos, formas y contenidos propios para emoción, más que en el discurso, en la materia de
con fuerza en el Argentinazo y qué aún está vi-
los hechos:

Anuncio en vía pública


asumir los del “mundo global”. gente y en lucha con otras propuesta contrapues-
En contraposición, como una necesidad del su- tas.
jeto social en situación de indefensión2 (material y
espiritual) –en el encuentro con los otros que pade- Las distintas concepciones culturales en lucha Esa foto.
cen la misma situación, en lucha contra el someti- Sus ojos en los míos.
miento y la opresión social y junto al cuestiona- Avenida San Juan. Barrio San Qué es la cultura, qué y cómo se produce y quién Estas tres concepciones de cultura están en lucha, en un sistema Su brazo acunando al bebé.
miento político y económico– se produce una revi- Cristobal de Capital Federal. Placas y se beneficia con ella es un tema que hay que de- en el que aún persisten las causas de la crisis estructural que ya de- Su calma.
sión y crítica en el plano ideológico-cultural. árboles con los que la Asamblea del finir y aclarar. Coexisten varias concepciones y finimos más arriba, con un 21 % de desocupación, con altas tasas Los pliegues de la falda.
Qué hay de nuevo en estas propuestas cultura- barrio recuerda a los desapareci-
dos durante la última dictadura.
prácticas culturales en lucha en la actualidad, de desnutrición y aumento de las enfermedades producidas por la La luz en su regazo.
les que emergieron con fuerza en el Argentinazo. simplificando al máximo podríamos reducirlas a pobreza, con una creciente deserción escolar y analfabetismo. Un Despego el cartel del muro.
Contradictoriamente podríamos decir que nada y tres: sistema cuya contradicción también en el plano cultural, es que su Pesa.
todo a la vez. producción es social pero su apropiación es privada e individual. Es Lo arrastro en la noche.
Una concepción que define a la cultura y el arte como un área en
decir, la sociedad está en condiciones de producir más alimento y Lo extiendo bajo el andén.
Porque no es nuevo que artistas plásticos se junten en una obra sí misma al margen de las determinaciones económicas, políticas y
Me arropo con él y sueño.
colectiva, no hay nada de novedoso en que trabajadores de la cultura, sociales de una sociedad; en la que las capacidades innatas y las ap- otros bienes pero no todos pueden acceder a ellos porque no pueden

De cómo mi padre me llora


actores, músicos e intelectuales se solidarizan con las luchas del pue- titudes técnicas son individuales y el contexto social no son determi- comprarlos, así también la producción de bienes culturales, mate-
blo, ni en el reclamo por mayor presupuesto, ni en la producción de nantes. El acceso a esa cultura está limitado a la capacidad económi- riales y simbólicos, aumentó, abaratándose (cámaras digitales, nue-
obras que planteen problemáticas vinculadas a las necesidades y vi- ca, intelecutal y social de una elite (en 1880 era afrancesada y positi- vas tecnologías de edición, computadoras, etc.), sin embargo, in-
cisitudes del pueblo argentino. vista, en los 90 globalizada y posmoderna). Por supuesto las grandes mensas mayorías no acceden a ellos, mientras que otros han retro- No me lamento, sólo sangro
Lo nuevo a mi entender, es que amplios sectores populares se mayorías quedan fuera, no solo de la producción sino tambíen de su cedido al punto de perder su educación básica. cuando mi padre me ordena la falda
apropian de este proceso –en el que se retoman viejas prácticas cul- contemplación. Esta concepción estuvo y está presente en la exalta- Sintéticamente, el Argentinazo profundizó y expandió una pro- y me alza de los escombros de mi hogar
turales del pueblo— lo toman en sus manos, y se difunde en los nive- ción y exhibición en la vidriera cultural de los ricos y famosos, fun- puesta cultural popular contrahegemónica que tiene viejas raíces en entre el Tigris y el Éufrates
les más oprimidos de la sociedad, impulsando en lucha y resistencia damentalmente del “mundo uno”, hegemonizado por la industria cul- la Argentina. Como momento de crisis, reubicó a los artistas e inte- en la aldea donde todos nacimos.
formas y contenidos que acompañan sus propias necesidades y cues- tura norteamericana. lectuales, que las clases dominante colocan por encima y por fuera
tionamientos. de la sociedad, dentro del cauce popular y planteó la disputa por Y ahora que lo escucho llorarme
Otra concepción encuentra una relación entre la producción sim-
otra cultura –una cultura nacional, popular, científica y democráti- sé que aún me carga consigo
Así, tanto las asambleas barriales, como los artistas y profesiona- bólica y las condiciones materiales de existencia sociales, pero como

MISTERIO BUFO DE DARÍO FO


cuando se lanza sobre el invasor
les organizados, buscaron juntos con otros, resolver los problemas mero producto técnico y comercial cuyas posibilidades de existencia ca– que está en lucha y resistencia contra las concepciones cultura-
blandiendo el puñal de la historia
económicos que el Estado no resuelve, y vincular esos problemas se da a través de “gestores” culturales que la vehiculizan. La cultura les dominantes que entienden la cultura como por fuera y por enci-
económicos a los problemas ideológicos culturales. A partir de enton- en manos de especialistas recoge las particularidades de la identidad ma de la actividad, producción y creación del pueblo. I
ces, y como nunca proliferaron cursos para conocer la verdadera his- nacional y la transforma en un producto de consumo comercial más
toria, para conocer el proceso del endeudamiento, talleres para ense- amplio, en el que el pueblo tiene acceso como espectador privilegia-
Vuelve a la escena porteña, presentado por el grupo Cánta-
ñar arte y música a sectores humildes, movimientos barriales de re- do. Aquí la producción individual del artista/intelectual está escindi-
1 Laufer, Rubén y Spiguel, Claudio. “Las puebladas argentinas: tradición histórica y for- ro, el clásico de Darío Fo, Misterio Bufo. El escenario del
denominación de calles con nombre de protagonistas populares, de da de la producción social de la cultura. Esta concepción es visible en “Ombligo de la Luna” se convertirá en la plaza de un pueblo medieval, a la
mas actuales”. En Trabajo e identidad ante la invasión globalizadora. Compilación:
estados oprimidos o dependientes de luchas populares, proyección de aquellas propuestas que apuestan a “bajar” la cultura al pueblo para Cristina Mateu. Ediciones Cinco / La Marea, Buenos Aires, 2000 que llegará un juglar para relatar hechos bíblicos desde el punto de vista de
películas no comerciales, cine-debates, revalorización de la memoria que éste “se eleve”, se eduque y “consuma” cultura. Supone la posi- 2 Quiroga, Ana P. de. “El hombre tiene hoy terror de inexistencia”, en La Marea Nº 8, los humildes, realizando una aguda crítica y mofándose de los poderosos.
de protagonistas y luchas populares, los artistas e intelectuales parti- pág. 22 y “La lucha es hoy un signo de salud mental”, La Marea Nº 17, pág. 18. Micaela Tytelman despliega los dist