Está en la página 1de 2

Trokosis, la esclavitud africana de las esposas de los dioses

Mujeres esclavas hoy en Ghana, Benín, Togo y Nigeria, lugares que deberían
estar sensibilizados al estar históricamente vinculados con el sufrimiento de la
compraventa de personas en el pasado.

Todos los 8 de marzo se conmemora el día de la mujer trabajadora, que en


África es uno de los días grandes equiparable al día de la independencia. En
este día se reconoce la gran labor que la mujer desempeña y especialmente en
países en vías de desarrollo donde son las mujeres las que soportan todas las
cargas familiares desde que tienen uso de razón.

Pese a esta celebración, existen multitud de casos de malos tratos y


agresiones aberrantes contra la mujer siendo una de ellas la esclavitud ritual.

Costumbre ritual para expiar la culpa de otro

Trokosis (también conocido como fiashidi) significa, literalmente, “esposas de


dios” en el dialecto ewé, uno de los 50 que se hablan en Ghana Es un sistema
religioso tradicional y de justicia que data de principios del siglo XVII y
practicado por algunas etnias africanas.

Según esta costumbre, cuando una persona, generalmente un hombre, comete


un robo o alguna falta grave, los jefes tradicionales exigen que los familiares
entreguen a niñas vírgenes a los sacerdotes para calmar la furia de los dioses
por el crimen cometido.

Las tareas cotidianas de las niñas esclavas

Una vez que una niña es entregada a un sacerdote, que es el representante en


la tierra de un dios, pasa a ser una propiedad de él y deberá servirlo de tres o
cinco años, después de los cuales la familia puede reclamarla.

Las tareas que las trokosis llevan a cabo incluyen cantar en la liturgia, cargar el
agua sagrada para el santuario, cocinar, lavar, labrar la tierra, cuidar de los
animales y después de tener tres menstruaciones la servidumbre de estas
niñas también es sexual. Es común encontrar a muchas de ellas con más de 10
hijos. Todo por el sacerdote que puede tener más de 100 niñas esclavas.

A las niñas trokosis se les niega la educación u otro tipo de preparación. Su


comida y ropa deben ser proporcionadas por sus propias familias y en el caso
de que mueran, o el sacerdote se canse de ella, su familia debe reemplazarla
por otra niña virgen. Cuando un sacerdote muere, sus niñas trokosis pasan a
manos de su sucesor.
El drama presente siempre en cada caso

Existen dos “categorías” de trokosis: las que consiguen su libertad después de


servir un tiempo limitado al sacerdote y las que se ofrecen de por vida, aunque
cuando consigue su libertad está ligada de por vida a la deidad y puede ser
requerida de nuevo para prestar servicios en el santuario.

Realmente hay casos dramáticos, como el de Julie Dogbadzi que fue


entregada al sacerdote porque su abuelo fue acusado de un robo. Durante los
catorce años que duró su cautiverio, Julie, trabajó hasta la extenuación, sufrió
hambre, no fue a la escuela y, a los 12 años, tuvo a su primer hijo, producto de
una violación por parte del sacerdote del santuario, de 90 años.

Hay otros muchos casos ya que se estima que actualmente en Benín, Ghana,
Togo y Nigeria existen más de 20.000 niñas cautivas sirviendo a los dioses
representados por sacerdotes que toda su vida la han pasado a cuerpo de rey.

¿Qué se hace contra este abuso?

Existen organizaciones dedicadas a erradicar esta práctica salvaje y vejatoria,


como “International Needs Ghana” que ya ha liberado y rehabilitado a unas
2.800 chicas, en muchos de los casos, acordando con los sacerdotes dar por
cada una unos 1.000 dólares y algún animal.

Lo más curioso de todo es que en Ghana, país democrático y con el mayor


número de mujeres bajo esta tortura, existen leyes que prohíben estas
prácticas y así el 12 de junio de 1998, el Parlamento de Ghana aprobó una
enmienda en la que se añade la Sección 314A al Código Penal. Esta sección
establece que cualquier tipo de esclavitud, ya sea tradicional o ritual, es un
delito. Sin embargo nunca se ha detenido a ningún sacerdote por cometer este
delito.

PALABRAS CLAVE: trokosis, esclavitud, esclava ritual, malos tratos, maltrato,


africa, ghana, Togo, benin, nigeria,