Está en la página 1de 7

ENEATIPO 6.

EL MIEDO "IMAGINAR LO
PEOR"

ENEATIPO 6

EL MIEDO
“ IMAGINAR LO PEOR”

PASIÓN: El Miedo
FIJACIÓN: Duda-Ambivalencia/Acusación
MECANISMO DE DEFENSA: Proyección
RASGOS PRINCIPALES: Leales, fieles, obedientes,
paranoides, dubitativos, racionales,
culposos, víctimas, hiper-
controlados, desconfiados,
vigilantes, escépticos,
pesimistas, amargados, inseguros,
Y TAMBIÉN TODO LO
CONTRARIO
P ara comenzar a hablar sobre el E6 me viene a la mente una frase que

solía decirnos un Profesor de Educación Física en los campamentos de la


Secundaria, cuando aprendíamos a escalar la Sierra de La Ventana. La frase
rezaba:“Vamos! Lo Malo Ya Paso...Ahora Viene Lo Peor!”

Creo que nada más acertado para explicar el dilema del desconfiado y pesimista
Eneatipo 6, cuya pasión es El Miedo, aunque como en todos los demás Eneatipos
- exceptuando la lujuria- este casi nunca es visible. En el caso del 6, la Pasión del
Miedo o Cobardía sale en forma de ansiedad, duda y ambivalencia, ademas de
una actitud híper vigilante. Estamos frente al más lógico, racional y paradójico
de los caracteres, quizás uno de los más difíciles de comprender. Justamente el
sello personal del Eneatipo 6 es LO CONTRADICTORIO.

Imagínense lo ambivalente que es este tipo de Personalidad que pertenecen a el 2


personas tan opuestas como ser Mahatma Ghandi
y Adolf Hitler ( Lo cual nos ejemplifica claramente la AMPLITUD del Eneagrama y
como en un mismo Eneatipo puede variar la personalidad de acuerdo al nivel de
sanidad, auto conocimiento y Desarrollo Personal). .Dada esta particularidad,
digamos lo que digamos sobre los Seis, también suele ser cierto lo
contrario.

Los miembros del Eneatipo 6 aprendieron desde pequeños que el mundo es un


lugar no solo peligroso, sino también imprevisible, que no se puede confiar en la
gente porque siempre de una manera u otra te van a terminar traicionando, que en
lo posible, siempre hay que tratar de acomodarse con “la Autoridad” y que siempre
hay que estar preparado...No vaya a ser que se venga el Apocalipsis,así sin
avisar. Este pensamiento vendría a ser como una sensación de que en cualquier
momento el cielo se puede caer apedazos, sin previo aviso.Imagínense por un
momento lo que es vivir con esa sensación interna...
El eneatipo VI vive una ambivalencia existencial: duda de sí mismo, duda de los
demás y hasta duda de su propia duda.Sin embargo,los Seis quieren creer en si
mismos, en los demás y en lo que ven. Su problema es que siempre le están
buscando “el pelo al huevo” , es decir, las pruebas fehacientes de que pueden
creer y confiar con seguridad .Así como los integrantes del Eneatipo 9 viven
“aletargados”, los Seis, muy por el contrario, viven en un estado de constante
alerta, como si tuvieran dentro de si una alarma marca ACME que les avisa de
cualquier peligro , ya sea posible o imposible, ya que los Seis en los momentos de
REAL MIEDO no suelen tenerlo. Sus miedos son mas bien futuristas y con un tinte
previsor y catastrófico. En otras palabras: Ansiedad por la supervivencia. Esto
hace que los Seis suelan ser desconfiados, de todo y de todos. Son paranoides y
suelen creer firmemente que los demás representan una amenaza , ya que muy
probablemente tengan intenciones de atacarlos o en el peor de los casos,
destruirlos. Por eso, ellos siempre tienen que estar en guardia, con una actitud
hiper-vigilante, como si vivieran toda su vida en una Torre Vigía avistando al
horizonte para ver cuando viene el Malón.Sumado a esto, suelen tener una
especie de Sexto Sentido para oler y desenmascarar las mentiras.

Esta ambivalencia y desconfianza, esta falta de brújula interna, hace que los Seis
vivan en un mar de incertidumbre, buscando una Autoridad, ya sea en la forma de
una persona o de una institución, en quien poder confiar y quien los guíe. Los Seis
suelen ser obedientes y cumplir las reglas al pie de la letra, esto les da una
sensación de seguridad, como si ateniéndose a las reglas les otorgase una cierta
inmunidad que lograra que nadie pudiera hacerles daño. también suelen ser
acusadores con quien no las cumplen, como diciendo “Miren yo como cumplo las
reglas y los demás no”. Se aferran a la autoridad...Hasta que esta les de alguna
prueba de que no es confiable y ahí, automáticamente, se transformaran en
opositores. También cabe notar que los Seis se manejan con la llamada “LEY DEL
GALLINERO”: son sumisos con los que tienen arriba y déspotas con los que
tienen debajo de ellos.Según Claudio Naranjo, muchos 6 son “lame botas”
(chupamedias, bah!).
Entre los diferentes miedos que aquejan al Eneatipo VI podemos citar, entre otros:
miedo al cambio, a cometer errores, a lo desconocido, a soltarse, a la hostilidad, al
engaño, a no ser capaz de sobrellevar las situaciones, a no sobrevivir, a la
soledad en un mundo amenazante, a la traición, miedo a la trasgresión, a la culpa,
al castigo, y hasta miedo a amar. Pero quizás el mayor temor de este eneatipo sea
el dar rienda suelta a sus impulsos agresivos y sexuales, lo cual conduce al
individuo a un sentimiento de impotencia. Es por esto que los 6 reprimen sus
deseos fuertemente y les cuesta poder confiar y entregarse. Además, proyectan
en el afuera aquellos aspectos que rechazan en si mismos, por lo tanto se
convierten en acusadores de sí mismos...Y de los demás.

El 6 solo puede actuar tras haber medido y analizado cuidadosamente cada paso
y cada consecuencia imaginable, sabiendo con mucha precisión donde está y que
piensa y sobre todo, cuales son las variables nefastas que pueden llegar a
acontecer. Justamente, los Seis gozan de ventajas notables que les otorga el
poder del pensamiento negativo. Su búsqueda de lo que puede salir mal y de
quién puede hacerles algo malo, los mantiene atentos y en el presente. No
obstante, piden consejos a todo el mundo...Para luego terminar haciendo lo que a
ellos les parece.

Como para muestra basta un botón, les voy a contar una anécdota personal. Hace
algunos años, nos fuimos con uno de mis mejores amigos-a quien creo 6--de
vacaciones a la Playa. Yo, el primer día que llegue, me fui a hacer un Piercing..
Desde que llegamos, mi amigo no hizo mas que decirme que estaba loco, que era
un inconsciente, que el Piercing se me iba a infectar, que el ombligo se me iba a
caer a pedazos y lo mínimo, que iba a morir de Septicemia. No obstante, como la
Moda no incomoda, me lo hice (no solo ese, sino también uno pequeñito en la
nariz, ji, ji) y el me acompaño, observando todo el proceso y diciéndome que era
un kamikaze y poco mas, que me iba a venir un castigo divino. Cada vez que
miraba mis piercings (los cuales yo lucía orgulloso) ponía cara de pánico. Pasaron
los días....Un día me levanto y mi amigo se había ido temprano a la mañana al
centro. Cosa rara, porque era el primero en levantarse para ir a la Playa. Cuando
entra al apartamento...Gran Sorpresa Gran !!!! El Señor se había ido al lugar
donde yo me había hecho el Piercing...A Hacerse uno..Y nada menos que en la
ceja, lugar peligroso si los hay!!!! Esto nos muestra la ambivalencia y la
desconfianza de los Seis.

Las personas de este eneatipo afrontan el miedo de 2 maneras: la huida hacia


atrás o lalucha (que no es más que una “huida hacia delante”). De todos los
eneatipos, este es el que posee mayor diferencia entre los subtipos: por un lado
tenemos al “miedoso propiamente dicho” (fóbico), cuya forma de lidiar con el
miedo es desarmar a su enemigo con su simpatía, calor, amistad congraciadora y
necesidad de protección. Este es un Seis que siente su miedo de forma aguda y
se queda paralizado por él, como un ciervo sorprendido por los focos de un coche.
Este Seis es tímido, indeciso, vacilante, sumiso, inseguro y trata constantemente
de mantenerse a salvo y lejos del peligro. Woody Allen (un 6 Fobico en la vida
real) hace una parodia de este tipo en todas sus películas.

En el extremo opuesto tenemos al 6 “contrafóbico” que es el que ataca antes de


que lo ataquen y asume una actitud de fanático, fuerte y beligerante ante la vida
como una forma de lidiar con su miedo. Enmascaran su miedo con fuerza y
temeridad. Son bravucones (y bravuconas), arriesgados y siempre están en busca
de situaciones que puedan representar un reto y así poner a prueba su valor para
demostrar su fuerza y auto-confianza. Generalmente se involucran en Deportes
Extremos y Artes Marciales. Algunos pasan mucho tiempo en el gimnasio para
“ensanchar” su físico y parecer fuertes y poderosos. (Los “Pato-Vica” podrían ser
un buen ejemplo de esto). Las mujeres Contrafóbicas tienen un mix de Fuerza,
Belleza y Masculinidad.Un buen ejemplo de 6 Contrafóbico podría ser Rambo; su
contraparte femenina podría ser el personaje de Linda Hamilton en “Terminator”.
Oscilando entre ambos subtipos (el “Conservación Fóbico” y el “Sexual
Contrafóbico”), encontramos a un tercer tipo de“miedoso”, al que podríamos
denominar “Carácter prusiano”, en referencia al estereotipo de la rigidez alemana.
Este tercer subtipo (el llamado subtipo “Social”) está regido por el deber, es muy
rígido, correcto, responsable y controlado, posee una devoción a cumplir con las
responsabilidades y vive buscando la claridad de las reglas y normas, como una
forma de lidiar con su miedo a la autoridad.
El 6 Social cumple las reglas y normas para así protegerse. Su pensamiento es “Si
acato las reglas y normas y me porto bien, nadie podrá atacarme ni castigarme”.
Generalmente suelen “acusar” a los que no las cumplen con la autoridad, como
una forma de mostrar que ellos “se portan bien y acatan las normas y los demás
no”. En esto los Seis pueden ser muy solapados. En el extremo patológico, los
miembros de este Subtipo pueden llegar a ser fanáticos obsesivos de una causa o
grupo. (Hitler es un buen ejemplo del Subtipo Social llevado a su extremo
fanático).

Al sentirse tan inseguros, los Seis tienen también muy arraigado el concepto de
“GRUPO”, al mejor estilo de “Unidos Venceremos” . Son los mas gregarios de los
Eneatipos y los que mas buscan la seguridad en los grupos de pertenencia, ya
sean clubes, equipos, asociaciones , grupos de chat, de Bonsai, del Gimnasio, o,
en el peor de los casos, Sectas. Se manejan con la noción de “Ellos y Nosotros”:
el Grupo genera seguridad son iguales a uno, por eso los de afuera del grupo son
“amenazantes”. Un Seis solo es inofensivo. Dos Seis solos también. Ahora, un
grupo de Seis bien constituidos...Pueden llegar a ser de temer. Siempre guiados
por la Ansiedad por la supervivencia, los Seis son partidarios de ahorrar para
épocas de vacas flacas, además de invertir en el futuro y ser leal a una empresa
para asegurarse la jubilación. Dicho en palabras sencillas, los Seis buscan
seguridad y garantías, e intentan proteger sus apuestas o inversiones. Piensan
que la vida está plagada de peligros e incertidumbres, por lo cual hay que
abordarla con cautela y expectativas moderadas. Claro que como todo el mundo,
los Seis también tienen deseos y sueños, pero temen que actuar según ellos
socavaría su seguridad y así se auto-justifican con excusas tales como :“Me
encantaría ser actor, pero lamentablemente de eso no se puede vivir” o “ Hubiera
querido ser Una Super Modelo, pero ya sabemos los favores sexuales que tienen
que pagar para llegar a la cima”.Les interesa más establecer y mantener sus redes
de seguridad que trabajar por sus objetivos y aspiraciones verdaderos.

Resumiendo, los 6 tienen bien arraigado el hábito mental de imaginar lo peor y la


idea de que todo es o puede ser peligroso y, a veces, terrible. Por lo tanto,
deberán sentirse inquietos por ello y deberán pensar en que ocurrirá. Además,
para evitar equivocarse, deberán depender de alguien más fuerte o más sabio en
quien confiar, para que de la ORDEN O AUTORIZACIÓN NECESARIAS (o
rebelarse contra ellas!)

También podría gustarte