Está en la página 1de 6

RESUMEN CORTO DEL PROGRAMA ELECTORAL DE

PODEMOS PARA LAS ELECCIONES GENERALES
DEL 26J

Para Podemos su programa electoral es su programa político.

Según su propuesta número 225 su programa electoral es un contrato
vinculante con la ciudadanía, que los ciudadanos podremos revocar en
cualquier momento si incumplen su programa, a través de un referéndum y
nuevas elecciones.

Su programa político está lleno de medidas democráticas que nos devuelve a
los ciudadanos el poder de decir en todos los aspectos de nuestras vidas y
de nuestro país.

Es un programa político que cubre las necesidades básicas de todos los
ciudadanos y que respeta nuestros derechos humanos y nuestra dignidad.

Su programa político no tiene nada que ver con el comunismo ni es extremista,
sus propuestas son las de un gobierno socialdemócrata, un sistema justo y
proporcional en función de las necesidades de sus ciudadanos.

Respecto a la modificación del IVA sólo subirán el IVA superreducido del 4%,
bajarán los suministros básicos (calefacción, gas y electricidad) al tipo reducido
del 10%, bajarán el IVA de los productos escolares y culturales, y subirán el IVA
de los artículos de lujo.

Respecto a la reforma del IRPF subirán los impuestos para las rentas de más
de 60.000 euros anuales y otras medidas para eliminar las desigualdades y las
oportunidades de fraude y elusión fiscal.

Proponen que haya una renta garantizada de 600 euros mensuales para todos
los hogares sin ingresos.

Proponen también otra renta complementaria de 900 euros para los
trabajadores con baja remuneración, para que no haya trabajadores pobres.

Proponen acabar con los desahucios, para que en ningún caso se desaloje o
desahucie a ninguna persona sin alternativa habitacional y acabar con la
pobreza energética, garantizando el acceso a un suministro mínimo.

En cuanto al empleo, proponen eliminar los incentivos al empleo a tiempo
parcial, que no se superen las 35 horas laborales semanales y prohibir el uso
abusivo de las horas extraordinarias. Incremento gradual del salario mínimo
interprofesional. También apoyarán la creación de empresas emergentes a
través de un Instituto de Crédito Oficial y de una futura banca pública. Para los
autónomos: 1) establecerán cuotas porcentuales y progresivas en función del
rendimiento para los que facturen por encima del salario mínimo interprofesional
y alta gratuita para aquellos que lo hagan por debajo, 2) pago trimestral, 3) la
creación de un régimen de cotizaciones a tiempo parcial para aquellos que
trabajen media jornada, 4) la inclusión de los autónomos en el Régimen General
de la Seguridad Social, 5) que no respondan a las deudas con todo su
patrimonio, y 6) reestructuración y cancelación de deudas que les libere una vez
que la situación de quiebra es efectiva. Se reformará el despido, el despido
improcedente y el despido nulo por fraude de ley y que el gobierno sea el que
autorice los ERE. Se adoptarán medidas contra la desigualdad retributiva entre
hombres y mujeres y se reformará el sistema de permisos por nacimiento o
adopción.

En cuanto a la ayuda a los bancos propone realizar una auditoría de los bancos
que han recibido ayudas públicas para determinar las que deben asumir los
bancos, establecer un organismo público de protección al consumidor bancario
(para que no pasen casos como los de las preferentes), y se respaldarán formas
de financiación alternativas como las cooperativas de crédito, la banca ética o el
crowdfunding. Se reestructurará la deuda pública derivada de las ayudas a los
bancos y el rescate de la Unión Europea. Se eliminará el secreto bancario
privilegiado de los paraísos fiscales, para eliminar la extraterritorialidad y la
deslocalización del capital financiero. También se derogará la reforma del
artículo 135 de la Constitución que hizo el PSOE para que la deuda no sea lo
primero a pagar frente a cualquier otro gasto del Estado.

En cuanto a la corrupción y los delitos fiscales propone rebajar la cuantía de
delito fiscal a 50.000 euros, ampliar a 10 años el plazo de prescripción de delito
fiscal y agravar las penas cuando se superen los 120.000 euros defraudados.
También se desarrollará un Plan Nacional contra la Corrupción y para la

Transparencia Institucional que se coordinará a través de un organismo
independiente integrado por la Administración, ONGs y personas relevantes de
la sociedad civil, que dotará de recursos preventivos y de persecución eficaces,
y una constante formación de los de los inspectores, así como de los funcionarios
para la detección y denuncia de los delitos. Se protegerá a los que denuncien
los delitos fiscales.

Se aplicarán medidas para la transparencia de las instituciones públicas. Por
ejemplo, respecto al Parlamento, se hará pública la información relativa a su
gestión, su personal y su presupuesto, y la información relativa a los procesos
legislativos en curso o finalizados; se garantizará el acceso al Parlamento de
todos los ciudadanos y se habilitará un escaño ciudadano desde el que puedan
llegar peticiones al Parlamento. Se mejorará la accesibilidad del Portal de
Transparencia y se establecerá la obligatoriedad legal de publicar sus cuentas
en la web a la Casa Real, al Consejo General del Poder Judicial, los partidos
políticos, los sindicatos y las organizaciones empresariales. Se regularán las
incompatibilidades en los cargos públicos, se reducirá el número de altos cargos
y se eliminarán sus privilegios: rebajando sus retribuciones, sus complementos
y dietas, y eliminando las indemnizaciones por cese y las pensiones de oro.
También se actuará legalmente contra el enriquecimiento injusto o ilícito de los
altos cargos.

En cuanto a la política democrática proponen desarrollar un marco normativo
que facilite las iniciativas de los ciudadanos, para que su voz irrumpa en las
instituciones, y se incorporarán los conocimientos y los sentimientos populares
a los debates parlamentarios, a través de instrumentos de participación
ciudadana. Se derogará la ley mordaza y se protegerá el ejercicio de los
derechos de expresión, reunión y manifestación.

En cuanto a las elecciones se reformará el sistema electoral para garantizar la
igualdad del voto de todos los ciudadanos. Se ampliará el proceso electoral de
dos a cuatro semanas para disponer de un mayor margen para el envío de las
papeletas, se eliminará el voto rogado y se facilitará por diferentes medios el voto
de los españoles que residan en el extranjero.

Se reformará el modelo territorial para que, entre otras medidas, las
comunidades autónomas adopten las competencias y los recursos de las
diputaciones provinciales hasta su supresión constitucional.

En cuanto al sistema judicial se mejorará el servicio público de asistencia
jurídica gratuita y la dignificación del turno de oficio; las multas y sanciones serán
proporcionales a la renta; se realizará una auditoría pública del sistema judicial;

se reformará la fiscalía; se eliminarán los privilegios procesales; y se establecerá
la elección directa de los miembros del Consejo General de Poder Judicial por
parte de los ciudadanos.

Se creará la Oficina de Derechos Humanos que coordinará la puesta en marcha
de un Plan Nacional de Derechos Humanos y Equidad de Género, que velará
por el cumplimiento de los compromisos internacionales adquiridos por España
en materia de derechos humanos, junto con representantes de las ONGs, de
organizaciones civiles y sociales, y de organizaciones profesionales (como el
Consejo General de la Abogacía).

En cuanto a la violencia machista proponen que las mujeres puedan ser
independientes, garantizando una alternativa habitacional inmediata sin
necesidad de denuncia previa y ayudas económicas adecuadas y suficientes
que garantice esa independencia. Además proponen una serie de medidas
educativas para el respeto y la educación no sexista desde el nacimiento.

Se aumentarán las partidas presupuestarias para Educación, Sanidad y
Servicios Sociales para implementar medidas que garanticen una educación
pública, una sanidad pública y unos servicios sociales públicos de mayor calidad.
Se ofrecerá una educación infantil de 0 a 6 años universal y gratuita, se
garantizará el acceso universal a los estudios superiores a través de la reducción
de tasas y un aumento de las becas. Se ampliará la cartera de medicamentos
financiados, el acceso a la tarjeta sanitaria será universal y se aprobará una Ley
de Transparencia del Sistema Sanitario para la transparencia en la gestión de
los recursos y procesos de contratación, que evalúe las políticas públicas de
salud y genere mecanismos de rendición de cuentas. Se creará el Instituto de
Innovación e Investigación en Servicios Sociales y se creará una cartera estatal
de servicios sociales garantizados para toda la ciudadanía, promoviendo la
gestión municipal de los servicios sociales.

Se creará un Plan Nacional de Transición Energética que movilice la inversión
público-privada en eficiencia energética y energías verdes, para transformar el
aparato productivo, el modelo inmobiliario y el sistema de transportes para
avanzar hacia una economía basada en energías renovables. Con ello se
crearán 300.000 puestos de trabajo estables. Se realizará una auditoría de
costes de todo el sistema eléctrico español y se establecerán controles efectivos
que impidan el oligopolio en el sistema eléctrico. Además se promoverá la
recuperación por parte del Estado las centrales hidroeléctricas cuyas
concesiones a empresas caduquen.

En cuanto a la memoria histórica proponen una serie de medidas para que los
hechos históricos que afectan a nuestro país, como el franquismo, sean
reformulados desde una perspectiva crítica y justa, orientados a la verdad. Entre
otras medidas se establecerán medidas para el esclarecimiento y divulgación de
la verdad, se elaborará un mapa integral de fosas comunes que permita diseñar
un futuro plan de exhumaciones, y se facilitará el acceso a la justicia a las
víctimas del franquismo.

Con respecto al Ministerio de Defensa se evitarán las puertas giratorias y se
harán plenamente transparentes las relaciones entre el Ministerio de Defensa y
la industria de defensa. Además, en las Fuerzas Armadas los servicios que no
son propios del cuerpo, como carpinteros, albañiles, mecánicos, etc., serán
desempeñados por personal civil.

En cuanto a la cuestión de Cataluña proponen reconocer constitucionalmente la
naturaleza plurinacional de España y asegurar el derecho de los gobiernos
autonómicos de celebrar consultas sobre el encaje territorial en el país. Se
promueve la convocatoria de un referéndum con garantías en Cataluña para que
sus ciudadanos puedan decidir. Se recuperará el respeto y se evaluará y se
debatirá.
(Inciso: si el programa político de Podemos se basa en que los ciudadanos
pueden influir y pueden decidir en las cuestiones importantes del Estado, ¿creéis
que Pablo Iglesias puede decir que las opiniones de los catalanes no le importan
y que Cataluña se queda en España sí o sí? No. Sería incoherente con sus
políticas. Sería contradictorio con sus creencias. Creo que el respeto y la
atención a las opiniones de TODOS los ciudadanos es la base para un buen
gobierno.)

En cuanto a la religión proponen la sustitución de la Ley de Libertad Religiosa
por la Ley de Libertad de Conciencia, que garantice la laicidad del Estado y su
independencia de todas las confesiones. Se apostará por una educación laica.
Se anulará el Concordato de 1953 y se eliminarán los privilegios de la Iglesia
Católica, como el impago del IBI o la financiación estatal.

Se modificará la Ley de Montes que prohíba recalificar y construir en terrenos
quemados, y se impulsarán actividades productivas sostenibles que contribuyan
a la creación del empleo en el ámbito rural.

Se elaborará una Ley de Bienestar Animal que vele por los derechos de los
animales, evitando el confinamiento y el maltrato animal. Además se reducirá el
IVA de los servicios veterinarios que no serían considerados servicios de lujo.

Por último, me parece interesante destacar la oposición al TTIP y toda una serie
de medidas que proponen implantar contra la evasión fiscal a nivel internacional.

¿Dónde está el comunismo? ¿Dónde está el radicalismo y el extremismo?
Su programa político está lleno de medidas democráticas que nos devuelve a los
ciudadanos el poder de decir en todos los aspectos de nuestras vidas y de nuestro país.
Es un programa político que cubre las necesidades básicas de todos los ciudadanos y
que respeta nuestros derechos humanos y nuestra dignidad. Su programa político no
tiene nada que ver con el comunismo ni es extremista, sus propuestas son las de un
gobierno socialdemócrata, un sistema justo y proporcional en función de las
necesidades de sus ciudadanos.
No os creáis las mentiras de aquellos que gobiernan para los bancos y las grandes
empresas o para ellos mismos, votad por un país en el que no haya gente pobre.