Informe
2008


Comité
Nacional
Ruso
para
la
Protección
de
la
Radiación
No‐Ionizante


El
 Comité
 Nacional
 Ruso
 para
 la
 Protección
 de
 la
 Radiación
 No‐Ionizante
 ha

aceptado
una
importante
decisión
(dictamen)
sobre
el
tema
“Comunicación
móvil

y
 la
 salud
 de
 los
 niños”
 (se
 adjunta
 el
 texto
 de
 la
 decisión).
 Los
 miembros
 del

comité
 dan
 una
 predicción
 de
 enfermedades
 posibles,
 posibilidad
 que
 puede
 ser

elevada
para
los
niños
que
usen
los
modernos
teléfonos
móviles.
Esta
decisión
está

basada
 en
 los
 resultados
 de
 investigaciones
 fundamentales
 sobre
 la
 influencia

biológica
 de
 los
 campos
 electromagnéticos,
 que
 han
 sido
 desarrolladas
 en
 Rusia

durante
 40
 años
 y
 que
 tiene
 en
 cuenta
 los
 datos
 recientes.
 El
 Comité
 (RNCNIRP)

considera
que
los
fabricantes
deben
informar
a
los
clientes
sobre
el
posible
riesgo

de
usar
teléfonos
móviles
para
la
salud
de
los
niños.
El
punto
de
vista
del
Comité

(RNCNIRP)
 está
 apoyado
 por
 los
 miembres
 de
 los
 Comités
 de
 protección
 de
 la

salud
de
las
dos
cámaras
del
Parlamento
Ruso.

Los
miembros
del
Comité
(RNCNIRP)
dirigen
actividades
continuas
en
el
área
de
la

seguridad
de
campos
electromagnéticos
de
la
telecomunicación
móvil.

La
 parte
 rusa
 del
 proyecto
 “Estudios
 de
 confirmación
 de
 la
 investigación

soviética
sobre
efectos
inmunológicos
de
las
microondas”,
supervisado
por
el

Profesor
Yuri
Grigoriev,
del
Centro
Médico
Biofísico
Federal,
está
completamente

acabada.
 Este
 estudio
 se
 inició
 bajo
 el
 auspicio
 de
 la
 agenda
 de
 investigación
 del

Proyecto
 Internacional
 de
 Campos
 Electromagnéticos
 RF
 (radiofrecuencias)
 de
 la

Organización
 Mundial
 de
 la
 Salud.
 Los
 resultados
 generales
 de
 la
 parte
 rusa
 del

estudio,
 obtenidos
 por
 medio
 del
 Test
 de
 Fijación
 Complementaria
 (Complement

Fixation
 Test)
 y
 ELISA
 confirmaron
 en
 general
 los
 hallazgos
 de
 los
 estudios

anteriores
 e
 indicaron
 posibles
 efectos
 de
 la
 exposición
 de
 campos

electromagnéticos
 RF
 en
 los
 procesos
 autoinmunes.
 La
 exposición
 resultó
 en

un
incremento
de
la
formación
de
anticuerpos
en
el
extracto
de
tejido
cerebral.
Sin

embargo,
 la
 respuesta
 a
 los
 campos
 electromagnéticos
 de
 RF
 no
 pareció
 ser

patológica.
 Mientras
 que
 hubo
 dificultades
 con
 el
 modelo
 animal,
 nuestros

resultados
mostraron
las
mismas
tendencias
generales
a
las
de
estudios
anteriores

sugiriendo
 posibles
 efectos
 adversos
 del
 serum
 sanguíneo
 de
 las
 ratas
 expuestas

durante
el
embarazo
y
desarrollo
fetal,
postnatal
en
ratas
intactas.

En
 2007
 entraron
 en
 vigor
 en
 Rusia
 los
 nuevos
 estándares
 de
 seguridad

obligatorios
 “Niveles
 máximos
 permisibles
 de
 campos
 magnéticos
 de
 50Hz
 en

edificios
públicos
y
residenciales
y
en
áreas
residenciales”.
Se
desarrolló
un
amplio

estudio
científico,
que
incluía
estudios
higiénicos
y
experimentales,
para
establecer

límites
 científicamente
 basados
 MPL
 para
 PF
 MF
 para
 exposción
 no
 ocupacional.

Esto
permite
el
establecimiento
de
un
nivel
seguro
para
limitiar
la
exposición
de
la

población
general
a
los
campos
magnéticos
de
potencia
igual
a
5µT
dentro
de
una

residencia
 continuamente
 habitada
 (exposición
 crónica)
 y
 10µT
 en
 otras
 áreas

residenciales
(exposición
de
periodos
cortos).
Los
studios
animales
en
laboratorio

fueron
 desarrollados
 en
 su
 mayoría
 por
 la
 Dra.
 Nina
 Rubtsova
 en
 el
 Instituto
 de

Salud
 Ocupacional
 RAMS.
 La
 mayoría
 de
 los
 estudios
 higiénicos
 y
 el
 desarollo
 de

métodos
 instrumentales
 para
 la
 medición
 de
 PF
 MF
 generados
 por
 fuentes


relevantes
para
el
público
general
fueron
llevados
a
cabo
por
el
Dr.
Oleg
Grigoriev

y
por
el
Dr.
Anton
Merkulov
en
el
Centro
de
Seguridad
Electromagnética.
Todos
los

estudios
 se
 desarollaron
 en
 colaboración
 cercana
 con
 los
 miembros
 del
 Comite

RNCNIRP
 y
 los
 resultados
 principales
 de
 este
 estudio
 científico
 y
 proyecto
 de

niveles
higiénicos
fueron
debatidos
y
aprovados
por
el
Comité
RNCNIRP.

Sobre
 la
 base
 de
 los
 estudios
 higiénicos,
 experimentales,
 clínicos
 y
 fisiológicos

previos,
las
nuevas
normas
sanitarias
para
la
atenuación
de
campos
geomagnéticos

fue
 desarrollada
 por
 el
 Instituto
 de
 Investigación
 Científica
 de
 Salud
 Ocupacional

RAMS.

El
laboratorio
científico
de
la
Profesora
Valentina
Nikitina
de
la
Universidad
State

Marine
 ha
 desarollado
 una
 investigación
 higiénica
 con
 equipos
 tecnológicos
 de

importación
 y
 la
 configuración
 de
 los
 impulsos
 de
 soldadura.
 Las
 investigaciones

han
 demostrado
 que
 en
 el
 tiempo
 de
 uso
 de
 este
 equipo,
 el
 tamaño
 del
 campo

electromagnético
puede
ser
mayor,
que
el
de
los
niveles
máximos
permisibles
para

áreas
 de
 trabajo,
 fijados
 por
 los
 niveles
 de
 seguridad
 rusos.
 El
 laboratorio
 de
 la

Profesora
Nikitina
toma
parte
activa
en
el
desarrollo
de
nuevos
materiales
para
la

protección
 de
 campos
 magnéticos
 de
 frecuencia
 industrial.
 Estos
 materiales

utilizan
tecnologías
nanotécnicas,
y
las
pruebas
que
se
han
realizado
han
mostrado

una
 alta
 eficiencia.
 En
 2007
 la
 Profesora
 Nikitina
 tiene
 el
 nuevo
 curso
 de

formación
 “ecología
 electromagnética”
 en
 la
 Universidad
 Marine
 de
 San

Petersburgo.

Se
analizaron
los
resultados
de
la
investigación
experimental
del
Dr.
A.
Tchubiy
y
el

Dr.
 V.
 Zhukov
 sobre
 radiación
 electromagnética
 caótica
 (EMR)
 de
 una
 persona

(bioobjeto,
 una
 población
 de
 microorganismos),
 formando
 su
 imagen
 de

información
electromagnética
(EMI)
on
n!
portando
frecuencias
y
siendo
uniforme

con
la
imagen
corporal.

El
 profesor
 Igor
 Belyaev
 (Instituto
 de
 Física
 General
 de
 la
 Academia
 Rusa
 de
 las

Ciencias)
 muestra
 que
 las
 microondas
 no‐termales
 (MW)
 de
 teléfonos
 móviles

afectan
 a
 la
 conformación
 del
 nucléidos
 en
 células
 de
 la
 bacteria
 E.Coli
 y
 en

limfocitos
humanos
de
forma
similar
a
los
campos
magnéticos
de
extremadamente

baja
 intensidad
 (ELF)
 a
 baja
 intensidad.
 Datos
 experimentales
 sugieren
 que
 la

magnitud
 de
 ambos
 efectos
 (MW
 y
 ELF)
 dependen
 de
 la
 frecuencia
 y
 del
 campo

magnético
estático.
Hemos
propuesto
previamente
el
modelo
físico
para
los
efectos

de
 la
 combinación
 ELF/campos
 magnéticos
 estáticos
 sobre
 el
 dominioADN‐
nucléido
 cargado.
 Ahora
 hemos
 desarrollado
 el
 modelo
 de
 rotación
 lenta
 no‐
uniforme
 del
 dominioADN‐nucléido
 cargado
 para
 los
 efectos
 combinados
 de

microondas
 no
 termales
 y
 campos
 magnéticos
 estáticos.
 La
 solución
 de
 este

modelo
 sugiere
 que
 la
 acción
 combinada
 de
 microondas
 y
 campos
 magnéticos

estáticos
resulta
en
un
rotación
lenta
no‐uniforme
del
nucléido
con
una
velocidad

angular
que
dependen
de
la
frecuencia
Larmor.
El
modelo
predice
que
los
efectos

no
 termales
 de
 las
 microondas
 son
 dependientes
 de
 la
 frecuencia
 portadora
 y

también
del
campo
magnéticos
estático
en
el
área
de
exposición.


En
 2007,
 el
 estudio
 de
 los
 primeros
 procesos
 físicos
 subyacentes
 a
 la
 recepción

biológica
de
campos
magnéticos
de
baja
frecuencia
fue
continuada
por
el
Profesor

V.N.
 Binhi
 del
 Instituto
 de
 Física
 General
 RAS.
 Se
 consideró
 el
 problema

denominado
 “kT
 problem”,
 con
 su
 formulación,
 contenido
 y
 consecuencias.
 La


formulación
 habitual
 del
 problema
 señala
 la
 paradoja
 de
 efectos
 biológicos
 de

campos
 magnéticos
 débiles
 de
 baja
 frecuencia.
 Al
 mismo
 tiempo,
 la
 formulación

está
 basado
 en
 diversas
 asunciones
 implícitas.
 El
 análisis
 de
 estas
 asunciones

muestra
que
no
siempre
están
justificadas.
En
particular,
dianas
moleculares
de
los

campos
 magnéticos
 en
 tejidos
 biológicos
 pueden
 operar
 bajo
 condiciones
 físicas

que
no
se
corresponden
con
las
asunciones
mencionadas.
En
consecuencia,
como

sucede,
el
problema
kT
puede
no
ser
un
argumento
contra
la
existencia
de
efectos

magnetobiológicos
 no
 termales.
 Ejemplos
 específicos
 se
 debaten:
 nanopartículas

magnéticas
encontradas
en
muchos
organismos,
estados
rotacionales
de
larga
vida

en
algunas
moléculas
con
estructuras
proteínicas,
momentos
de
giro
magnético
en

pares
radicales,
y
momentos
magnéticos
de
protones
en
agua
líquida.

Se
mostró
que
los
efectos
biológicos
de
ELF
MF
débiles
no
pueden
ser
explicados

basándonos
 en
 el
 modelo
 de
 Zhadin
 y
 Bames
 [Bioelectromagnetics,
 26:323‐330,

2005]
en
donde
se
afirmaba
que
la
acción
combinada
de
campos
magnéticos
de
DC

y
 AC
 en
 el
 movimiento
 termal
 de
 iones
 en
 macromoléculas
 biológicas
 y,
 como

resultado,
 una
 diversidad
 de
 fenómenos
 biológicos
 podía
 ser
 explicada.
 Adair

[Bioelectromagnetics,
 27:332‐334,
 2006]
 cuestionó
 que
 la
 interacción
 de
 campos

magnéticos
débiles
con
iones
atrapados
en
cavidades
proteínicas
puedan
producir

efectos
biológicos
detectables
cambiando
el
carácter
de
las
órbitas
de
los
iones.
Sus

argumentos
fueron
analizados
y
algunos
se
muestran
como
injustificados.
Se
hace

hincapié
 en
 que
 las
 críticas
 inválidas
 no
 promueven
 la
 producción
 de
 un

conocimiento
real
sobre
la
naturaleza
de
los
efectos
magnetobiológicos.


Decisión
 del
 Comité
 Nacional
 Ruso
 sobre
 Protección
 de
 la
 Radiación
 No‐
Ionizante

“NIÑOS
Y
TELÉFONOS
MÓVILES:


LA
SALUD
DE
LA
PRÓXIMAS
GENERACIONES
ESTÁ
EN
PELIGRO”


14
Abril
2008,
Moscú,
Rusia


Por
 primera
 vez
 en
 la
 historia,
 nos
 enfrentamos
 a
 una
 situación
 en
 la
 que
 la

mayoría
de
los
niños
y
adolescentes
en
el
mundo
están
continuamente
expuestos
a

la
influencia
potencialmente
adversa
de
los
campos
electromagnéticos
de
teléfonos

móviles.

El
campo
electromagnético
es
un
importante
factor
biotrópico,
que
afecta
no

sólo
 a
 la
 salud
 humana
 en
 general,
 sino
 también
 a
 los
 procesos
 de
 la

actividad
 nerviosa
 más
 elevada,
 incluyendo
 el
 comportamiento
 y
 el

pensamiento.
 La
 radiación
 afecta
 directamente
 al
 cerebro
 humano
 cuando
 la

gente
utiliza
los
teléfonos
móviles.

A
pesar
de
las
recomendaciones,
citadas
en
las
Normas
Sanitarias
del
Ministerio
de

Salud,
el
cual
insiste
en
que
las
personas
menores
de
18
años
no
deberían
usar

teléfonos
 móviles
 (SanPin
 2.18/2.2.4.1190‐03
 punto
 6.9),
 niños
 y
 adolescentes

son
el
grupo
objetivo
del
marketing
de
las
comunicaciones
móviles.



Los
 actuales
 niveles
 de
 seguridad
 para
 la
 exposición
 a
 microondas
 de
 teléfonos

móviles
 han
 sido
 desarrollados
 para
 los
 adultos
 y
 no
 consideran
 los
 rasgos

característicos
del
organismo
de
los
niños.
La
OMS
considera
que
la
protección
de

la
 salud
 de
 los
 niños
 de
 la
 imposible
 influencia
 negativa
 de
 los
 campos

electromagnéticos
 de
 los
 teléfonos
 móviles
 como
 una
 tarea
 de
 la
 más
 alta

prioridad.
Este
problema
ha
sido
confirmado
también
por
el
Comité
Científico
de
la

Comisión
Europea,
por
autoridades
nacionales
de
países
europeos
y
asiáticos,
por

participantes
 de
 Conferencias
 científicas
 internacionales
 sobre
 efectos
 biológicos

de
los
campos
electromagnéticos.


LOS
RIESGOS
POTENCIALES
PARA
LA
SALUD
DE
LOS
NIÑOS
ES
MUY
ALTO

‐la
 absorción
 de
 energía
 electromagnética
 en
 la
 cabeza
 de
 un
 niño
 es

considerablemente
más
alta
que
en
la
cabeza
de
un
adulto
(el
cerebro
de
los
niños

posee
una
conductividad
más
elevada,
menor
talla,
huesos
craneales
más
delgados,

menor
distancia
de
la
antena,
etc.).

‐el
organismo
de
los
niños
tiene
más
sensibilidad
a
los
campos
electromagnéticos

que
el
de
los
adultos

‐el
 cerebro
 de
 los
 niños
 tiene
 mayor
 sensibilidad
 a
 la
 acumulación
 de
 efectos

adversos
bajo
condiciones
de
exposición
crónica
a
los
campos
electromagnéticos.

‐los
 campos
 electromagnéticos
 afectan
 a
 la
 formación
 del
 proceso
 de
 actividad

nerviosa
elevada
(pensamiento‐comportamiento).

‐los
niños
de
hoy
pasaran
mucho
más
tiempo
usando
teléfonos
móviles
de
lo
que
lo

hagan
los
adultos
de
hoy.

En
concordancia
con
la
opinión
del
Comité
Nacional
Ruso
para
la
Protección
de
la

Radiación
 No‐Ionizante,
 los
 siguientes
 peligros
 para
 la
 salud
 se
 presentan

como
 probables
 para
 ser
 padecidos
 por
 los
 niños
 que
 utilicen
 teléfonos

móviles
en
un
futuro
cercano:


‐disrupción
de
memoria

‐descenso
de
atención

‐disminución
de
capacidades
cognitivas
y
de
aprendizaje

‐incremento
de
la
irritabilidad


‐problemas
de
sueño

‐incremento
de
la
sensibilidad
al
stress

‐mayor
disponibilidad
a
la
epilepsia


Esperados
(posibles)
riesgos
remotos
de
salud:


‐tumores
cerebrales


‐tumores
de
los
nervios
acústico
y
vestibular
(a
la
edad
de
25‐30
años)


‐enfermedad
de
Alzheimer

demencia


‐síndrome
depresivo,
y
otro
tipo
de
deneraciones
de
las
estructuras
nerviosas
del

cerebro
(a
la
edad
de
50
‐60)


Los
 miembros
 del
 Comité
 Nacional
 Ruso
 para
 la
 Protección
 de
 la
 Radiación

No‐Ionizante
 enfatizan
 la
 urgencia
 de
 defender
 la
 salud
 de
 los
 niños
 de
 la

influencia
de
los
campos
electromagnéticos
de
los
sistemas
de
comunicación

inalámbrica.
 Hacemos
 un
 llamamiento
 a
 las
 autoridades
 y
 gobiernos,
 a
 la

sociedad
entera,
a
prestar
atención
a
esta
amenaza
que
se
aproxima
y
a
tomar

medidas
adecuadas
de
cara
a
prevenir
las
consecuencias
negativas
para
la
salud
de

las
futuras
generaciones.


Los
niños
que
usan
teléfonos
móviles
no
son
capaces
de
darse
cuenta
de
que
están

sometiendo
 sus
 cerebros
 y
 su
 salud
 al
 riesgo
 de
 la
 radiación
 de
 campos

electromagnéticos.
Creemos
que
este
riesgo
no
es
mucho
más
bajo
que
el
riesgo
de

la
salud
de
los
niños
al
tabaco
o
al
alcohol.
Es
nuestra
obligación
profesional
no

permitir
que
se
dañe
la
salud
de
los
niños
por
inacción.


Sign up to vote on this title
UsefulNot useful