Está en la página 1de 8

La sangre es un tejido conectivo líquido que circula a través del sistema cardiovascular.

Compuesta por una matriz extracelular liquida (plasma) y elementos celulares.

Funciones:
 TRANSPORTE de - Sustancias nutritivas y O2 hacia las células.

- Desechos y CO2 desde las células.

- Hormonas y otras sustancias reguladoras a las células y tejidos.


 HOMEOSTASIS: actúa como amortiguador y participa en la coagulación y la
termorregulación.
 HEMOSTASIA: mecanismo que provoca detención de proceso hemorrágico gracias a la
capacidad de la sangre de coagular y formar un trombo
 DEFENSA: - Leucocitos

- Transporte de anticuerpos

- Sistema del complemento

NEUTROFILOS

GRANULADOS EOSINOFILOS
ERITROCITOS

PLASMA BASOFILOS
LEUCOCITOS
SANGRE
ELEMENTOS
FIGURADOS LINFOCITOS
AGRANULADOS
MONOCITOS
FRAGMENTOS
PLAQUETAS
CELULARES

ELEMENTOS FIGURADOS:
Eritrocitos: (glóbulos rojos): son células anucleadas que carecen de orgánulos típicos (si no
tienen mitocondrias=> no generan energía y al no tener RER => no pueden dividirse ni
regenerarse). A pesar de esto el tiempo de vida media es de 120 días; tiene una excelente
estructura adaptativa en su membrana plasmática y es capaz de detener los procesos de
oxidación que pueden dañar la célula. La membrana le permite cambiar de forma y adaptarse
al pasaje por los capilares.

El eritrocito está repleto de una proteína, Hemoglobina, que es la causa de la tinción uniforme
con eosina y de la granulidad citoplasmática. En reposo tiene forma de esfera desinflada, disco
bicóncavo. Presenta, en general por coloración de rutina, un color rojizo con un área central
más clara y una periferia más intensamente teñida, esto debido al menor diámetro que tiene
en el centro y mayor concentración de hemoglobina en la periferia.
La forma del eritrocito es mantenida por proteínas de la membrana en asociación al
citoesqueleto, que proporciona la estabilidad mecánica y la flexibilidad necesarias para resistir
las fuerzas ejercidas durante la circulación.

Membrana plasmática del eritrocito: Además de una bicapa lipídica normal, contiene dos
grupos de proteínas importantes desde el punto de vista funcional

 Proteínas integrales de la membrana: consisten en dos grandes familias de proteínas


transmembrana. Los dominios extracelulares de estas proteínas integrales de la membrana
están glucosilados y expresan antígenos específicos de grupo sanguíneo (A, B y O).
- Proteínas de banda 3: es la más abundante. Esta fija la hemoglobina y actúa como un
sitio de anclaje para las proteínas del citoesqueleto. Además son intercambiadores
iónico, es decir, canales transmembrana que permiten el intercambio de iones
negativos (ingreso de Cl- y salida de HCO3-).
- Glucoforina C: desempeña un papel importante en la adhesión de la red proteína del
citoesqueleto subyacente a la membrana celular.
 Proteínas periféricas de la membrana: se encuentran en la superficie interna de la
membrana celular.
- Proteínas de banda 4 Son proteínas de anclaje de la membrana con el citoesqueleto que está
- Proteínas anquirina constituido principalmente por una proteína denominada espectrina.

HEMOGLOBINA: los eritrocitos transportan oxígeno (desde el aparato


respiratorio a los tejidos) y dióxido de carbono (desde los tejidos
hacia el aparato respiratorio donde es liberado al exterior) unidos a la
hemoglobina. Tiene alta afinidad por el O2 y baja por el CO2.

La hemoglobina se compone de cuatro cadenas polipeptidicas, dos α


y dos β. Cada una unida a un grupo hemo que contiene hierro.

RECICLAJE DE HEMOGLOBINA

Luego de los 120 días los glóbulos rojos pueden ser transportados al “sistema mononuclear
fagocitico”, un conjunto de macrófagos ubicados en el bazo o en el hígado. Allí se produce la
hemocatelesis, destrucción de glóbulos rojos maduros. Producto de esto es que hay
abundante hemoglobina que tiene que ser reciclada.

La hemoglobina tiene dos partes, el grupo hemo y otra parte proteica (globina).

La globina: es transformada en aminoácidos que son utilizados para la síntesis de nuevas


proteínas

El grupo hemo: tiene dos porciones

1- Hierro: que puede ser reutilizado y es transportado por la transferrina a la medula ósea
donde es reutilizado por la síntesis de nueva hemoglobina de los nuevos glóbulos
rojos; otra parte del hierro puede ser almacenado por el hígado en forma de ferritina y ser
utilizado en el momento que sea necesario.
2- Biliverdina: se transforma rápidamente en bilirrubina no conjugada (insoluble) que es un
producto toxico; el encargado de detoxificarlo es el hígado. Es transportado hacia este
donde lo conjuga con el ácido glucoronico.
Esta bilirrubina conjugada se transforma en urobilinogeno que puede tener dos destinos:

- urobilina (da color a la orina)


- estercobilina (da color a las heces)

INTERCAMBIO DE GASES A NIVEL INTERCAMBIO DE GASES A NIVEL


PULMONAR SANGUINEO

Leucocitos: se subclasifican en dos grupos generales según la presencia o ausencia de


gránulos en el citoplasma. Son, entonces, GRANULOCITOS (presentan gránulos primarios,
inespecíficos o azurofilos; y gránulos secundarios, específicos) y AGRANULOCITOS (presentan
solo gránulos primarios).

Dentro de los granulocitos se encuentran:

 neutrófilos: son los más abundantes; miden de 9 a 12 µm (más grande que los eritrocitos).
El núcleo de las células maduras es multilobulado (de 3 a 5 lóbulos unidos por cromatina
densa) por lo que suele llamarse neutrófilos polimorfonucleares. El citoplasma esta
débilmente teñido con gránulos neutros (no se tiñen ni con colorantes ácidos ni con
colorantes básicos).
En las hembras presenta un palillo de tambor llamado “corpúsculo de Barr”, es un
cromosoma X inactivo y condensado, aislado en una lobulacion del núcleo.
Los neutrófilos son células móviles; participan del proceso inflamatorio realizando
microfagocitosis, son una de las primeras defensas contra bacterias y hongos. Permanecen
solo unas horas en circulación y abandonan los capilares hacia la zona inflamada por
diapédesis y quimiotaxis. Su migración es controlada por moléculas de adhesión.
La diapédesis comienza cuando los neutrófilos interactúan con la superficie luminal del
endotelio. Comprende 4 fases:
1° marginación: donde las células que circulan se marginan de esta circulación y se acercan
a la cara apical del endotelio de dicho vaso.
2° rotación: Las selectinas presentes en la superficie del neutrófilo circulante interaccionan
con receptores en la superficie de las células endoteliales. Como consecuencia reducen su
velocidad y ruedan sobre la superficie del endotelio
3° adhesión: La unión estrecha de los neutrófilos y la superficie endotelial se logra por otro
grupo de moléculas de adhesión que se expresa en la superficie de los neutrófilos llamadas
integrinas. Estas se activan por señales quimiocinas de las células endoteliales y se unen a
sus receptores en el endotelio. Esto logra que los neutrófilos se detengan y comienza la
migración.
4° migración: las los leucocitos emiten seudópodos y comienza la migración hacia el tejido
conectivo. A su vez estas células son atraídas por sustancias quimiotácticas del tejido
conectivo. Esta migración es favorecida por células especiales que producen sustancias
que colaboran en la vaso dilatación y con ello la fluidez de este tejido para que sea más
fácil el pasaje de los glóbulos blancos del territorio vascular al territorio del tejido
conectivo.

 eosinofilos: miden de 12 a 15 µm. Son escasos con núcleo bilobulado en antifaz y


granulaciones citoplasmáticas eosinofilas muy grandes de hasta 1 µm. tapando
parcialmente al núcleo. Cromatina grumosa, no se distingue nucléolo.
Los eosinofilos de desarrollan y maduran en la medula ósea. Una vez que se liberan de la
medula, circulan en la sangre periférica y después migran al tejido conectivo.
Cumplen la función de fagocitar complejos antígeno-anticuerpo. Tiene un papel
fundamental en enfermedades parasitarias, con sus gránulos degradan las larvas para que
puedan ser ingeridas por los neutrófilos y macrófagos. El eosinofilo modula y regula las
reacciones alérgicas. Posee histoaminasas, mioperioxidasas y otras enzimas.
 basófilos: son los menos abundantes y representan el 0,5% de los leucocitos. Presenta un
núcleo lobulado en forma de S que suele quedar cubierto por los gránulos fuertemente
basófilos y metacromaticos, emparentados con los mastocitos del tejido conectivo.
En sus gránulos poseen heparina, histamina y peroxidasa; estas sustancias son mediadores
químicos que modulan la inflamación. Tienen función en los estados alérgicos y de
hipersensibilidad. Poseen inmunoglobulina E en su membrana.

Dentro de los agranulocitos se encuentran:


 linfocitos: son las principales células funcionales del sistema linfático o inmunitario. Miden
entre 7 a 15 µm. Núcleo esférico o ligeramente escotado, ocupa casi toda la celula (alta
relación núcleo/citoplasma). Cromatina densa, no se distingue el nucléolo. El citoplasma
aparece como un reborde azul palido, en general no se observan orgánulos citoplasmático
salvo por algunos granulos azudofiros finos (corresponden a los lisosomas). En los
linfocitos de mayor tamaño se encuentra mayor cantidad de ribosomas, y estos son la
causa de la leve basofilia de los linfocitos.
En el organismo hay tres tipos de linfocitos según función:
-Linfocitos T: experimentan diferenciación en el timo, tiene una vida media prolongada y
participan en la inmunidad mediada por células.
-Linfocitos B: fueron identificados como una población separada en la bolsa de Fabricio de
las aves y en los órganos equivalentes a esta (medula ósea) en mamíferos. Participan en la
producción de anticuerpos circulantes.
-Linfocitos NK: programadas para destruir ciertos tipos de células transformadas.
 monocitos: células muy grandes entre 12 a 18 µm. Núcleo muy escotado, forma
arriñonada. Citoplasma abundante, con gránulos pequeños azudofiros densos.
Viajan de la medula ósea a los tejidos del cuerpo, donde se diferencias en los diversos
fagocitos, por ejemplo, los macrófagos y actúan como células presentadoras de antígenos
en el sistema inmunitario. Los monocitos permanecen en la sangre solamente unos 3 días.

Fragmentos celulares: plaquetas o trombocitos


Son pequeños fragmentos citoplasmáticos limitados por membrana y anucleados que
provienen de los megacariocitos.

Formados por 4 zonas (distinguibles con el MET):

 Zona periférica: consiste en la membrana, glucoproteínas, glucosaminoglicanos y varios


factores de coagulación.
 Zona estructural: microtúbulos y filamentos de actina y miosina.
 Zona de orgánulos: en el centro. Contiene a los gránulosα, formados por fibrinógeno y
factores de coagulación. Los gránulos δ o densos contienen ATP y ADP que facilitan la
vasoconstricción.
 Zona membranosa: formada por canales membranosos que pueden ser invaginaciones de
la membrana plasmática hacia el citoplasma.

Las plaquetas actúan en la vigilancia continua de los vasos sanguíneos, detención de la


hemorragia, la formación de coágulos de sangre y la reparación de tejido lesionado. Se da
mediante la adhesión, aglutinación y activación de las plaquetas, formando un tapón
hemostático y activando el plasminógeno de los tejidos que remueve el coágulo una vez que
curó el tejido.
También participan en la reparación de los tejidos más allá del vaso mismo, estimulando
células musculares lisas y fibroblastos para que se dividan y permitan la reparación de los
tejidos.

HEMATOPOYESIS

Los eritrocitos, leucocitos y plaquetas son incapaces de reproducirse en el torrente sanguíneo,


dependen entonces de un proceso de renovación constante a partir de otras células
denominadas células madre o stem cells. Se originan en el interior del hueso, en la médula
ósea (la hematopoyesis prenatal se da también en eñ saco vitelino, hígado y bazo).

Todas las células sanguíneas derivan de una ÚNICA célula progenitora: célula madre
pluripotente (o totipotente). Esta célula origina dos líneas separadas de diferenciación: una
para los linfocitos (cél. madre linfoide) y otra para el resto de las células sanguíneas (cél. madre
mieloide). A estas dos progenitoras se las denomina células madre multipotentes. A la
determinación celular le sigue una serie de divisiones que amplifican el número de células de
un determinado tipo especializado.

El sistema hematopoyético puede ser considerado como una jerarquía de células: cél madres
pluripotentes originan células progenitoras comprometidas, las cuales son irreversiblemente
determinadas como ancestros de uno o unos pocos tipos celulares sanguíneos.

Las células madre se diferencian de las células progenitoras en su capacidad de


autorrenovación.

FACTORES REGULADORES:

 Endócrinos: eritropoyetina y trombopoyetina


 Parácrinos: factores de crecimiento e interleuquinas
La hematopoyesis está regulada por los factores de crecimiento hematopoyéticos (HGF o
CSF). Para la formación de eritrocitos (eritropoyesis), el regulador principal es la eritropoyetina
(EPO).

El gen EPO está regulado por la cantidad de oxígeno en la sangre: cuando esta baja, se
incrementa la síntesis de ARNm. Su principal sitio de producción es el riñón, además del hígado
y macrófagos de la médula ósea.

La EPO controla la proliferación, diferenciación y maduración de los progenitores de los


eritrocitos. Actúa a través de un receptor de membrana presente en los progenitores
eritroides. Hay dos tipos de receptores: de alta afinidad, que inducen la diferenciación, y de
baja afinidad, que inducen la proliferación.

Las dos células fagocíticas, neutrófilos y macrófagos, parecen derivar de un progenitor común:
GM-CFU (unidad formadora de colonias de granulocitos neutrófilos y de macrófagos). Este
progenitor bipotencial luego originará los respectivos progenitores.

La concentración de estos factores aumenta en respuesta a las infecciones bacterianas y son


sintetizafos por varios tipos celulares del estroma medular que incluyen:

 células endoteliales de los sinusoides


 fibroblastos y células reticulares
 macrófagos
 linfocitos T

Los megacariocitos se originan de la célula progenitora MEG-CFU (unidad formadora de


colonias de megacariocitos). Sobre las etapas iniciales de diferenciación se sabe que no existe
ningún factor específico, mientras que en estados tardíos es probable la acción reguladora de
la EPO.

Los megacariocitos se van segmentando produciendo las plaquetas. El principal regulador de


esto es la trombopoyetina.

En cuanto a los eosinófilos, se ha descripto una EO-CFU (unidad formadora de colonias de


eosinófilos). El factor estimulante específico para eosinófilos es la IL5 (interleuquina 5).

Los basófilos derivarían de una BA-CFU (unidad formadora de colonias de basófilos). No se


conocen factores específicos de diferenciación pero se sabe que son sensibles a interleuquinas.

Microambiente inductivo hematopoyético

Varios tipos celulares del entorno hematopoyético participan activamente en la regulación del
proceso de formación de células sanguíneas. Esta función es ejercida de dos maneras posibles:

1) mediante contactos célula-célula


2) mediante la secreción parácrina de diversos HGFs. La regulación puede tomar dos vías:
basal y de activación.
Regulación basal: asegura la producción mínima de células necesaria para la vida en
condiciones de salud. Se conoce como hematopoyesis constitutiva.

Regulación de activación: se pone en juego cuando, en condiciones anormales, se necesita


reforzar la producción de determinados tipos celulares. Se desencadena, por ejemplo, ante la
entrada de antígenos al organismo: la exposición al mismo por parte del linfocito T promueve
la liberación de varias interleukinas.
El comportamiento de una célula hematopoyética depende en parte del azar

Los HGFs se definen como factores de naturaleza glucoproteica que promueven la producción
de colonias de células sanguíneas diferenciadas. Estos podrían tener diferentes efectos sobre
las células:

 aumentar la probabilidad de supervivencia de algunas células respecto de otras


 controlar el número de divisiones de las células progenitoras antes de diferenciarse
 actuar tempranamente influenciando la determinación
 actuar tardíamente favoreciendo la diferenciación.

Los HGF actuarían regulando probabilidades y no dictando lo que una célula hará. Tanto el
programa de división celular como el proceso de determinación o compromiso celular hacia un
camino particular de diferenciación, parecen involucrar eventos azarosos que operan a nivel
de cada célula individual.