Está en la página 1de 2

Argumentos simples Argumentos complejos

Un argumento es cualquier conjunto de Un argumento bien conformado tiene


proposiciones de las cuales se dice que una organización interna coherente, en
una sigue de la otras que pretenden que sus elementos constituyentes
apoyar o fundamentar su verdad. mantienen una relación de dependencia
lógica similar a la que, por ejemplo,
guardan las piezas de un esqueleto.
Por otro lado, en numerosos
argumentos sólo se expresan las
premisas y se deja implícita la
conclusión cuando ésta resulta
demasiado obvia
Aunque el (P) de un argumento no
siempre está señalado en el texto por
determinada marca, puede identificarse
con la ayuda de algunos conectivos,
como en consecuencia, de ahí que, por
consiguiente, luego, por tanto, de modo
que, en conclusión, por eso, entre otros

Hay momentos en los que es necesario


expresar un condicionamiento de (P)
para delimitar la validez de su alce, ya
que existen determinadas
circunstancias, de no mencionarse, lo
invalidarían.
La Fundamentación (F) de un
argumento está conformada por esas
razones que sustentan o justifican (P)
para que merezca la confianza y
aceptación del destinatario.
A los enunciados que constituyen la
fundamentación de un argumento les
designa con el nombre genérico de
premisas, las cuales se basan en datos
provenientes de opiniones, creencias,
valores, presunciones, hechos,
evidencias, indicios, datos estadísticos
y testimonio de autoridades en el
tema.
Las razones que se exponen a favor de
un argumento logran su propósito
persuasivo sólo si el auditorio está de
acuerdo con ellos o es propenso a
estarlo. El hecho de que quien
argumente crea firmemente en lo
lógico de sus fundamentos, no es
razón suficiente para que el
destinatario también los acepte como
tal.