Está en la página 1de 7

¿ERES ORUGA O MARIPOSA?

Romanos 12:1-2

En esta oportunidad, entraremos en la porción más importante de la


palabra de Dios en la Epístola del apóstol Pablo a los Romanos en cuanto a las
aplicaciones que todo creyente justificado, redimido, adoptado y santificado
debe aplicar a su vida, de forma que agrade a Dios, haciendo su voluntad
agradable y perfecta.

De la obra que cada uno permita que el Espíritu Santo haga en sus vidas,
depende que la iglesia se levante con vuelo de águila (Is. 40:29-31). Por tanto,
quisiera que Dios obrara en cada uno de nosotros de tal manera que vivamos,
como lo que decimos ser, y que de esta manera glorifiquemos al Dios de los Cielos.

Pero hermanos amados, así como ocurrió en el día de nuestra salvación, la


compresión y aceptación de lo que analizaremos ahora depende de la gracia
soberana de Dios, por tanto oremos y pongamos nuestro corazón en la disposición
de que Dios tenga misericordia de nosotros y nos permita que su voluntad expresa
sea una realidad en nuestras vidas.

Recordemos aquí el deseo del Señor Jesucristo cuando dice en Apocalipsis


3:20: “He aquí, yo estoy a la puerta y llamo; si alguno oye mi voz y abre la puerta,
entraré a él, y cenaré con él, y él conmigo”. Jesús quiere recibir, una vez y para
siempre de sus discípulos, esa invitación a cenar con él.

Hermanos, consagrarse es dedicar toda nuestra vida al Señor, sirviéndole y


glorificándole. Así como dijo el mismo Jesús en Juan 4:34 - “Mi comida es que haga
la voluntad del que me envió; y que acabe su obra”.

Veamos hermanos, la manera práctica y efectiva en que se nos demanda


esta entrega, de tal forma que luego de estudiar esta porción, obedezcamos. El
Señor nos reclama por medio del apóstol Pablo una entrega incondicional para
hacer su voluntad en nosotros.

Veamos tres peticiones para lograr la consagración genuina. Estas serán


hechas por medio de ruegos:

I. PRESENTA TU CUERPO
II. NO TE CONFORMES A ESTE SIGLO - SINO TRANSFORMÁTE
III. COMPRUEBA LA VOLUNTAD DE DIOS

Veamos la primera rogativa:


Iglesia de Convertidos a Cristo 2
Autor: Pastor Arq. José R. Mallén Malla “Edificación”

I. PRESENTA TU CUERPO
Romanos 12:1
A. ESTA PETICIÓN VA DIRECTAMENTE A LOS CREYENTES

1. Esta petición se dirige a todos los creyentes y en ésta se utiliza una


expresión de ruego y no de mandato. Ésta es una sorprendente
forma que el apóstol Pablo utiliza aquí para solicitarnos el que nos
consagremos, (“Os ruego”). La misma también la utilizó en Filemón
vv. 8, 9, 10. “Aunque tengo mucha libertad (confianza o derecho)
en Cristo Jesús de mandarte... más bien te ruego”.

2. Esta rogativa se hace sobre la base de las misericordias de Dios


para con nosotros, las cuales se han planteado en todo lo que va
de la epístola, las cuales son: Justificación, sustitución, santificación,
adopción, morada eterna, auxilio divino, elección divina, gloria
venidera, separación, fidelidad divina. Por todo esto y por mucho
más, tengo el derecho de rogarles que: “presentéis vuestros
cuerpos”.

3. Esta rogativa va dirigida a nosotros, con una gran motivación, para


que todo lo que hemos aprendido, nos sirva de aliento, para que
de una manera práctica y eficiente vivamos una vida cristiana que
glorifique el nombre del Señor, en la medida en que hacemos su
voluntad agradable y perfecta. Las misericordias de Dios tienen que
estar presentes cada día en nuestras mentes, para que podamos
vivir como cristianos gozosos, aún cuando lo que vivamos no nos
agrade.

B. LA PETICIÓN IMPLICA UNA PRESENTACIÓN VOLUNTARIA

1. Cuando hablamos de una presentación voluntaria, estamos


diciendo que todo creyente tiene que rendir su vida al Señor
Jesucristo para que pueda comprobar cuál es su voluntad
agradable y perfecta, pues de otra manera no podrá lograrlo. Es
bueno recordar aquí las enseñanzas de Jesús en cuanto a la auto-
negación, cuando dijo en Lucas 9:23: “Y decía a todos: Si alguno
quiere venir en pos de mí, niéguese a sí mismo, tome su cruz cada
día, y sígame”.

2. Dios requiere una entrega de algo vivo y santo, como dice el texto:
“que presentéis vuestros cuerpos en sacrificio vivo, santo,
agradable a Dios…” Esta entrega tiene que ser voluntaria en la
medida en que oramos al Señor para que tome nuestro cuerpo, el
Iglesia de Convertidos a Cristo 3
Autor: Pastor Arq. José R. Mallén Malla “Edificación”

cual ha sido vivificado por la obra del Espíritu, como se nos ha dicho
en Romanos 8:11. Dios no quiere muertos ofrecidos en su altar
(como hacían los israelitas, los cuales llevaban corderos sin vida
para el sacrificio).

3. Si vamos a hacer la entrega de nuestro cuerpo para no hacer


nada, hemos hecho una entrega de algo muerto. Dios quiere que
nuestro cuerpo sea entregado con sinceridad, entendiendo que
de esta manera lo constituimos en un sacrificio vivo, santo y por
tanto agradable a él. Cuando hacemos esto, entonces estamos en
disposición y capacidad de hacer su voluntad. Este acto de
presentación implica una acción puntual porque está dado en
tiempo aoristo.

C. ESTA ENTREGA ES UN CULTO RACIONAL

1. El apóstol Pablo nos dice que esta entrega representa “Nuestro


culto racional”. Él está diciendo que si hacemos esto, se considerará
para Dios como nuestro culto racional, o servicio espiritual. Cristo ha
muerto, ha resucitado, mandó al consolador y nos dio vida, para
que con nuestros cuerpos, vivos y santos, podamos ofrecernos en
sacrificio a él.

2. No hay sacrificio más hermoso para Dios, aparte del de Cristo, que
ver que sus hijos, cada día de su vida, presentan voluntariamente su
cuerpo para su uso eterno para la gloria de su Padre. Es como si
estuviéramos presentándole una ofrenda viva y permanente con la
disposición de que él haga de nosotros lo que quiera. Es así como
se distinguen los que son verdaderos cristianos, dispuestos a dar
todo lo que el Señor les pida.

3. Es muy bueno decir que somos cristianos, pero sin estar en disposición
de que se nos pida algo que no deseamos ofrecer. Es en estos
momentos es que demostramos lo que somos. Cuando Dios nos
pida algo de valor y tengamos que entregarlo voluntariamente,
sabiendo que estamos ofreciendo un servicio espiritual entonces ahí
comprobaremos que somos verdaderos creyentes.

La segunda rogativa es:


II. NO TE CONFORMES A ESTE SIGLO - SINO TRANSFÓRMATE
Iglesia de Convertidos a Cristo 4
Autor: Pastor Arq. José R. Mallén Malla “Edificación”

Romanos 12:2

A. ESTA PETICIÓN CONTRASTA CON EL ESTILO DE VIDA QUE


ALGUNOS LLEVAN

1. El texto apunta: “No os conforméis a este siglo, sino transformaos por


medio de la renovación de vuestro entendimiento, para que
comprobéis cuál sea la buena voluntad de Dios, agradable y
perfecta”. Esta rogativa llama al creyente a no vivir conformado al
estilo de vida del mundo.

2. Esta demanda del apóstol Pablo nos hace discernir los diferentes
estilos de vida que los creyentes pueden estar llevando.
Evidentemente que hay muchos que dicen ser creyentes que viven
un estilo de vida conformado a las corrientes de este siglo, las
cuales están manejadas por su príncipe y señor. Esto es
inconcebible para Dios.

3. Notemos como se logra la victoria en cuanto a no conformarnos a


este siglo: La demanda aquí es “Transformaos”. Esto lo logramos
produciendo una “Metamorfosis”, que tendrá como objetivo hacer
una renovación de nuestro entendimiento. Recordemos que
cuando venimos a Cristo, tenemos concepciones intelectuales,
morales, espirituales y filosóficas que distan mucho de las verdades
que la palabra de Dios tiene para nosotros, por tanto, debemos
hacer una reestructuración de nuestro entendimiento. El que se
deja moldear por este siglo (malo y perverso) del cual nos liberó el
Señor, no podrá hacer su acto de presentación (Gá. 1:4). Es como
el proceso que experimenta una fea oruga para convertirse en una
bella mariposa. La pregunta está planteada ¿Eres oruga o
mariposa?

B. ESTA PETICIÓN DEMANDA UNA TRANSFORMACIÓN TOTAL

1. Cuando hablamos de metamorfosis, estamos diciendo que debe


haber un cambio total en la estructura intelectual, espiritual y moral
del creyente que experimenta este acto de presentación. Esto
implica una transformación por medio de la renovación de nuestra
mente, por el Espíritu. (Ef. 4:22-24) nos explica el proceso, así como
lo vemos que ocurre en la oruga que se convierte en mariposa.
2. Esta petición demanda, un cambio en la estructura de nuestros
pensamientos, de tal forma que lleven nuestra voluntad a vivir
plenamente para Dios. Esta transformación sólo la puede hacer el
Iglesia de Convertidos a Cristo 5
Autor: Pastor Arq. José R. Mallén Malla “Edificación”

Espíritu Santo en aquellos que estén en la disposición de obedecer


las ordenanzas de Dios.

3. Esta transformación, la que llamamos metamorfosis o cambio de


mente implica además un cambio:
 De mi mente a la mente de Cristo;
 De mi imagen a la imagen de Cristo;
 De mi carácter al carácter de Cristo.
No es una transformación externa, sino una transformación por
medio de una renovación interna, la cual se ejecutará en nuestra
mente ¿Eres oruga o mariposa?

C. ESTA PETICIÓN ES DIRECTA A LA OBEDIENCIA

1. Esta porción de la Escritura nos hace una demanda directa a la


obediencia del creyente y abarca toda la vida consciente del hijo
de Dios que ha recibido, Justificación, sustitución, santificación,
morada eterna, adopción, auxilio divino, elección soberana, la
promesa de la gloria venidera, de la separación imposible y de la
fidelidad de Dios.

2. Todo creyente obediente y espiritualmente guiado por el Espíritu


Santo tiene que seguir las enseñanzas de Dios y en este aspecto el
apóstol Pablo nos recomienda en 2 Corintios 10:3-6 cuál debe ser
nuestra actitud en cuanto a someter todo pensamiento a la
obediencia a Cristo.

3. El sujetar todo pensamiento (en cautividad) a la obediencia a Cristo


es una obra que nos ayudará a buscar la ayuda del Espíritu de Dios,
pues solos, no podremos. Ahora bien, nosotros somos llamados a
tomar la decisión de presentarnos a Dios, pensando en sus
misericordias para con nosotros, llevando la actitud correcta de
quitar de nosotros lo que no sirve y revestirnos del hombre nuevo,
creado según Dios, para de esta manera lograr esta transformación
¿Eres oruga o mariposa? Así pasamos a la tercera rogativa.

La tercera rogativa es:


III. COMPRUEBA LA VOLUNTAD DE DIOS
Romanos 12:2b
Iglesia de Convertidos a Cristo 6
Autor: Pastor Arq. José R. Mallén Malla “Edificación”

A. ESTE LLAMADO NOS LLEVA A EXPERIMENTAR

1. Cuánto gozo hay en un creyente cuando comprueba el por qué


de su fe y de sus acciones. Efesios 5:8-10 nos recuerda algo
importante sobre esto: “Porque en otro tiempo erais tinieblas, mas
ahora sois luz en el Señor; andad como hijos de luz, (porque el fruto
del Espíritu es en toda bondad, justicia y verdad), comprobando lo
que es agradable al Señor”.

2. Todavía hay más gozo cuando comprobamos que lo que hacemos


y pensamos es lo que a Dios le agrada y lo que él desea. Veamos
las palabras de Jesús en Juan 8:29 cuando dice: “Porque el que me
envió, conmigo está; no me ha dejado solo el Padre, porque yo
hago siempre lo que le agrada”.

3. Evidentemente es maravilloso saber que andamos en la perfecta


voluntad de Dios y no en su voluntad permisiva. Saber que Dios está
con nosotros aprobando lo que hacemos es una gran y maravillosa
bendición. Esta es, pues, la razón principal de obedecer este
mandato.

B. ESTE LLAMADO NOS ENSEÑA DOS VERDADES

1. Primeramente, Dios tiene un plan para cada una de nuestras vidas,


plan que él quiere que descubramos. Recordemos que Dios trabaja
y quiere que nosotros nos integremos a su trabajo. Por esto, si no
obedecemos sus demandas, no podremos darnos cuenta nunca,
de lo que él desea de nuestras vidas y siempre seremos ignorantes
de los planes divinos.

2. La segunda verdad nos lleva a saber que, sólo aquellos que se


rinden a Dios y rehúsan vivir conforme a este siglo, serán los únicos
que descubrirán el plan maravilloso que él tiene reservado para los
que le aman. Estemos claros que Dios no obrará en una vida
desobediente o indispuesta a hacer su voluntad.

3. Por tanto, después de saber estas 2 verdades, tratemos de buscar


los recursos que Dios nos da, con el propósito de lograr una vida
que glorifique su nombre, porque estamos seguros que andamos
en “el centro” de su voluntad perfecta, produciendo fruto para su
gloria y no alrededor de su voluntad permisiva.

C. ESTE LLAMADO ES PARA COMPROBAR


Iglesia de Convertidos a Cristo 7
Autor: Pastor Arq. José R. Mallén Malla “Edificación”

1. El salmista David nos dice en el Salmo 40:8 - “El hacer tu voluntad,


Dios mío, me ha agradado, Y tu ley está en medio de mi corazón”
Así también nos dice en el (Salmo 143:10) “Enséñame a hacer tu
voluntad, porque tú eres mi Dios; Tu buen Espíritu me guíe a tierra de
rectitud”.

2. Todo cristiano debe decir: ¡Cuán buena, agradable y perfecta es su


voluntad para nosotros! Que maravillosa es para nuestras vidas;
cuán agradable es para Dios, el que la hagamos y cuán perfecta
es, para llevarnos a la medida de la estatura de la plenitud de
Cristo. Busquemos que sea parte integral de nuestras acciones.

3. Ahora bien, para dedicarnos a Dios, necesitamos fe para rendir


nuestra voluntad y desear que él haga de nosotros lo que quiera.
En una ocasión una niña muy amada por mí me dijo: “Le pedí a
Dios esta noche, que hiciera lo que él quisiera de mí, que aunque
no me gustara hacer lo que él me pidiera, yo lo haría”. Esto cautivó
mi alma y me enseñó por qué dice el Señor que de los tales es el
reino de los cielos.

CONCLUSIÓN Y APLICACIÓN:
Esta debe ser nuestra oración a Dios, en cuanto a nuestra presentación,
“Señor, no se haga lo que yo quiero, sino lo que tú quieras”, recordando las
palabras de Nuestro Señor Jesucristo en el huerto de Getsemaní, cuando iba hacia
el Calvario. Así que pregúntate ¿Eres oruga o mariposa?