Está en la página 1de 4

Apologetics Press :: Temas Doctrinales

¿Cómo Obtuvimos la Biblia?


por Brad Harrub, Ph.D.
[English]

Versión Imprimible | Enviar este artículo

Pregunte a un niño cómo obtuvimos la Biblia, y las respuestas que reciba pueden variar desde la
tienda de la esquina hasta un ángel del cielo. Pero, interesantemente, algunos adultos todavía
están inseguros de cómo exactamente llegamos a obtener la Biblia. Desafortunadamente, la
respuesta no aparece mágicamente con la edad. Considere por un momento si un amigo o un
compañero de trabajo le pidiera que le contara cómo obtuvimos la Biblia. ¿Cuál sería su
respuesta?

. El profesor o docente tiene un papel primordial porque trabaja desde


la sociedad al contexto de un proceso didáctico reforzando la teoría del
aprendizaje de una manera constructiva al dominar y enseñar a dominar
contenidos y los objetivos en alcance, evaluando el conocimiento del
alumno basados en las características del grupo seleccionando la
tecnología adecuada y favorable para obtener el resultado deseado y
conseguir una actitud progresista. Sus aplicaciones son diversas y basadas
en calificar las necesidades y los objetivos a perseguir, haciendo de la
calidad educativa más efectiva sobre todo en los jóvenes de la nueva era.

La tecnología educativa nació en siglos pasados, en la década de los años


50, pasando por varios enfoques y tendencias como la audiovisual, la
programada, la tecnológica instruccional siendo criptica como en la propia
enseñanza. A pesar de lo que se cree por su nombre, no se refiere a la
parte tecnológica del funcionamiento de una maquinaria limitándose a sí
misma; es la encamación la educación en el currículo del estudio en una
programación de conceptos rígidos, cerrados y concretos.

Art. 208. —Plazo. Remuneración.

Cada accidente o enfermedad inculpable que impida la prestación del servicio no


afectará el derecho del trabajador a percibir su remuneración durante un período
de tres (3) meses, si su antigüedad en el servicio fuere menor de cinco (5) años, y
de seis (6) meses si fuera mayor. En los casos que el trabajador tuviere carga de
familia y por las mismas circunstancias se encontrara impedido de concurrir al
trabajo, los períodos durante los cuales tendrá derecho a percibir su remuneración
se extenderán a seis (6) y doce (12) meses respectivamente, según si su
antigüedad fuese inferior o superior a cinco (5) años. La recidiva de enfermedades
crónicas no será considerada enfermedad, salvo que se manifestara transcurridos
los dos (2) años. La remuneración que en estos casos corresponda abonar al
trabajador se liquidará conforme a la que perciba en el momento de la interrupción
de los servicios, con más los aumentos que durante el período de interrupción
fueren acordados a los de su misma categoría por aplicación de una norma legal,
convención colectiva de trabajo o decisión del empleador. Si el salario estuviere
integrado por remuneraciones variables, se liquidará en cuanto a esta parte según
el promedio de lo percibido en el último semestre de prestación de servicios, no
pudiendo, en ningún caso, la remuneración del trabajador enfermo o accidentado
ser inferior a la que hubiese percibido de no haberse operado el impedimento. Las
prestaciones en especie que el trabajador dejare de percibir como consecuencia del
accidente o enfermedad serán valorizadas adecuadamente.

La suspensión por causas económ

TITULO IV

De la Remuneración del Trabajador

CAPITULO I

Del sueldo o salario en general

Artículo 103. —Concepto.

A los fines de esta ley, se entiende por remuneración la contraprestación que debe
percibir el trabajador como consecuencia del contrato de trabajo. Dicha
remuneración no podrá ser inferior al salario mínimo vital. El empleador debe al
trabajador la remuneración, aunque éste no preste servicios, por la mera
circunstancia de haber puesto su fuerza de trabajo a disposición de aquél.

Art. 103 BIS. — Beneficios sociales.

Se denominan beneficios sociales a las prestaciones de naturaleza jurídica de


seguridad social, no remunerativas, no dinerarias, no acumulables ni sustituibles en
dinero, que brinda el empleador al trabajador por sí o por medio de terceros, que
tiene por objeto mejorar la calidad de vida del dependiente o de su familia a cargo.

Son beneficios sociales las siguientes prestaciones:

a) Los servicios de comedor de la empresa,

b) (Inciso derogado por art. 1º de la Ley Nº 26.341 B.O. 24/12/2007)

c) (Inciso derogado por art. 1º de la Ley Nº 26.341 B.O. 24/12/2007)

d) Los reintegros de gastos de medicamentos y gastos médicos y odontológicos del


trabajador y su familia que asumiera el empleador, previa presentación de
comprobantes emitidos por farmacia, médico u odontólogo, debidamente
documentados;
e) La provisión de ropa de trabajo y de cualquier otro elemento vinculado a la
indumentaria y al equipamiento del trabajador para uso exclusivo en el desempeño
de sus tareas:

f) Los reintegros documentados con comprobantes de gastos de guardería y/o sala


maternal, que utilicen los trabajadores con hijos de hasta seis (6) años de edad
cuando la empresa no contare con esas instalaciones;

g) La provisión de útiles escolares y guardapolvos para los hijos del trabajador,


otorgados al inicio del período escolar;

h) El otorgamiento o pago debidamente documentado de cursos o seminarios de


capacitación o especialización;

i) El pago de gastos de sepelio de familiares a cargo del trabajador debidamente


documentados con comprobantes.

(Artículo incorporado por art. 1º de la Ley N° 24.700 B.O. 14/10/1996)

Art. 104. —Formas de determinar la remuneración.

El salario puede fijarse por tiempo o por rendimiento del trabajo, y en este último
caso por unidad de obra, comisión individual o colectiva, habilitación, gratificación o
participación en las utilidades e integrarse con premios en cualquiera de sus formas
o modalidades.

Art. 105. —Formas de pago. Prestaciones complementarias.

Forma de pago. Prestaciones complementarias. El salario debe ser satisfecho en


dinero, especie, habitación, alimentos o mediante la oportunidad de obtener
beneficios o ganancias.

Las prestaciones complementarias, sean en dinero o en especie, integran la


remuneración del trabajador, con excepción de:

a) Los retiros de socios de gerentes de sociedades de responsabilidad limitada, a


cuenta de las utilidades del ejercicio debidamente contabilizada en el balance;

b) Los reintegros de gastos sin comprobantes correspondientes al uso del


automóvil de propiedad de la empresa o del empleado, calculado en base a
kilómetro recorrido, conforme los parámetros fijados o que se fijen como
deducibles en el futuro por la DGI;

c) Los viáticos de viajantes de comercio acreditados con comprobantes en los


términos del artículo 6 de la Ley N. 24.241, y los reintegros de automóvil en las
mismas condiciones que las especificadas en el inciso anterior;

d) El comodato de casa-habitación del propiedad del empleador, ubicado en barrios


o complejos circundantes al lugar de trabajo, o la locación, en los supuestos de
grave dificultad en el acceso a la vivienda.

(Artículo sustituido por art. 2º de la Ley N° 24.700 B.O. 14/10/1996)


Art. 105 BIS. — Cajas de Asistencia a la Canasta Familiar o vales
alimentarios.

(Artículo derogado por art. 1º del Decreto Nacional N° 773/1996 B.O. 16/7/1996).

Art. 106. —Viáticos.