Está en la página 1de 16

FACULTAD DE INGENIERIA AGRICOLA

AFORADORES CHAMBERLAIN

CURSO : HIDRÁULICA.

PROFESOR : ING. TOLEDO CASANOVA LUIS.

ALUMNO : BAUTISTA GÓMEZ DEINER.

CARLOS VILLAR ELOISA.

LOZANO VENTURA CINTHIA.

SIESQUEN ROJAS MARCO.

YOVERA CHOZO DARWIN.

CICLO : 2017 – II

Lambayeque, Octubre del 2017


INDICE

2
INTRODUCCIÓN

Este tema tiene por finalidad explicar los principios fundamentales relativos a la

evaluación de las características del flujo en los vertederos y aforadores, ya que son éstas

las que determinan las relaciones existentes entre la altura de carga y el caudal y el límite

modular en dichos dispositivos de medida.

Conocer el caudal de ingreso y en su caso, el escurrido de la parcela bajo riego, es

un dato fundamental para el diseño y optimización de la operación de los sistemas de

riego por superficie. Existen una amplia variedad de dispositivos para monitorear en

forma continua el caudal en cada una de las fases de operación del riego. Para el

monitoreo y evaluación del riego a nivel parcelario los más utilizados son los aforadores

y vertederos (Kindsvater y Carter, 1957; Robinson y Chamberlain, 1960; Shen, 1960;

Israelsen y Hansen, 1965; Skogerboe et al, 1967; Withers, B and Vipond, S., 1974; Bos

et al, 1986).

En cada caso para conseguir valores aceptables en las mediciones del caudal es de

suma importancia que el dispositivo seleccionado sea instalado adecuadamente a campo

y se encuentre hidráulicamente calibrado. Samani y Magallanez (1993) investigaron el

aforo de un canal trapezoidal mediante la instalación de una tubería colocada axialmente.

Ammari (2002) determinó la posibilidad de medir el flujo en un canal rectangular

utilizando un cilindro portátil. Wahl (2005) presentan para una gran variedad de

dispositivos de aforo, que incluyen métodos de aforo en tuberías circulares, tablas de fácil

utilización que incluyen las dimensiones para su construcción, requerimientos de carga y

sus correspondientes ecuaciones de gasto. Shamel I. Al-Kadhi (2006) analizaron los

aforadores tubulares con una técnica simple y portátil de bajo costo, desarrollando un

factor de corrección de flujo que considera el efecto de las curvaturas de líneas de flujo.

3
OBJETIVOS
OBJETIVO GENERAL:

Conocer el funcionamiento de los aforadores Chamberlain.

OBJETIVOS ESPECÍFICOS:

Conocer los parámetros de construcción del aforador Chamberlain.

4
AFORADOR CHAMBERLAIN

Este es otro aforador de profundidad crítica de un diseño similar al Parshall, que

resulta particularmente útil como aforador portátil para mediciones eventuales de

pequeños caudales en corrientes o canales sin revestir (Chamberlain 1952). Se puede

prefabricar en fibra de vidrio o en láminas finas de metal e instalarse en unos pocos

minutos.

Existen muchas versiones de mayor tamaño y variaciones del principio del

aforador. Por lo común se suelen construir in situ en lugar de prefabricarse y son

particularmente útiles para corrientes rápidas de montaña (Goodell 1950) o en

condiciones semitropicales en las que pueden ocurrir inundaciones repentinas con mucha

carga (Gwinn 1964). Una dimensión intermedia de un aforador de tipo Washington,

diseñado para ser utilizado en Nuevo México, puede medir caudales de hasta 6 m³/s con

un fuerte arrastre de fondo (Aldon y Brown 1965).

No existen aforadores estandarizados y se tienen que calibrar utilizando el método

velocidad/superficie examinado en la sección Método velocidad/superficie.

5
UTILIZACIÓN DE ESTRUCTURAS EXISTENTES

Las estructuras existentes se pueden a veces utilizar como secciones de control

para dar una estimación de los caudales máximos a través de las alcantarillas de las

carreteras o de las aperturas de los puentes. Para alcantarillas rectangulares, se puede

calcular un valor aproximado a partir de la fórmula general del caudal que atraviesa un

vertedero rectangular:

Efecto de la sumersión en la calibración de un aforador en H (de USDA-ARS 1979)

Un aforador del Washington State College para medir caudales pequeños (M. G. Kay)

6
Las características de estos aforadores, de acuerdo con los estudios de Robinson y

Chamberlain (1958) son las siguientes:

 Parece ser que las condiciones de acceso afectan grado mínimo la relación altura-

gasto

 El material depositado en el acceso no modifica la relación anterior de un modo

considerable

 Se pueden medir toda una serie de cursos de agua por medio de esta estructura,

con pequeñas variaciones de la altura

 Los aforadores actúan en mayores condiciones de sumersión que aquellos

rectangulares, sin que sea necesario realizar correcciones para determinar el

caudal exacto

 La forma trapezoidal se adapta mejor a la forma normal de los canales que la

rectangular

 Los detalles de construcción tales como la transición son más simples

 Por el contrario, la relación entre la altura y el caudal no puede ser expresada en

forma de ecuación tan simple como en el caso del aforador rectangular

 Teniendo en cuenta que una variación pequeña de la altura origina una

modificación relativamente mayor del caudal, la sensibilidad del aforador a los

cambios de caudal es menor que los rectangulares.

7
AFORADOR CUTLER FLOW (Sin cuello o desgargantado)

El aforador "sin cuello," es un nombre que se ha adaptado del original en inglés "Cutthroat

Flume." A pesar de que varios expertos no consideran el aparato digno de confianza como

un medidor de agua, hay otros que dicen que si da buenos resultados. Se da a continuación

una breve descripción de ello y su uso para medir el agua en los canales abiertos. Ha

resultado de una serie de trabajos de G.V. Skogerboe, M.C. Hyatt, R.K. Anderson, y K.O.

Eggleston. El aforador ofrece unas ventajas sobre el Parshall, tales como una fácil

construcción e instalación con mayor economía.

El aforador sin cuello tiene la forma que se muestra en la figura 5.16 y consiste de la

sección de entrada convergente, la garganta de ancho, "W," y la sección de salida

divergente. El fondo del aforador es plano en contraste con el aforador Parshall. La

descarga o caudal se obtiene midiendo las profundidades de flujo, o carga, aguas arriba,

8
Ha, y aguas abajo, Hb, de la garganta. Estas cargas se pueden medir con escalas en las

posiciones indicadas en la figura o bien con pozos tranquilizadores.

La descarga en el aforador sin cuello bajo condiciones de flujo libre depende únicamente

por la carga aguas arriba, Ha. Se calcula por la ecuación:

(5.10)

Donde:

Q = descarga o caudal en m3 /s

Ha = Carga en m

n = exponente del flujo libre

C = coeficiente del flujo libre

La relación entre la longitud del aforador (L), la sumersión transitoria (St) y los

Coeficientes y Exponentes para el cálculo de la descarga de Condiciones de Flujo libre y

Sumergido son mostrados en la tabla 5.4.

Tabla 5.4. Parámetros para aforadores sin cuello

L (Metros) St(%) Flujo (n) Libre(K) Flujo(ns) Sumergido(Ks)

0.5 60.7 2.080 6.15 1.675 3.50

0.6 62.0 1.989 5.17 1.600 2.90

0.7 63.0 1.932 4.63 1.550 2.60

0.8 64.2 1.880 4.18 1.513 2.35

9
0.9 65.3 1.843 3.89 1.483 2.15

1 66.4 1.810 3.60 1.456 2.00

1.2 68.5 1.756 3.22 1.427 1.75

1.4 70.5 1.712 2.93 1.407 1.56

1.6 72.0 1.675 2.72 1.393 1.45

1.8 73.8 1.646 2.53 1.386 1.32

2 75.5 1.620 2.40 1.381 1.24

2.2 77.0 1.600 2.30 1.378 1.18

2.4 78.4 1.579 2.22 1.381 1.12

2.6 79.5 1.568 2.15 1.386 1.08

2.7 80.5 1.562 2.13 1.390 1.06

Figura 5.16. Planta del aforador sin cuello

10
El valor de la exponente n depende de la longitud, L, del aforador. El valor del coeficiente

de flujo libre, C, depende de la longitud y el ancho de 1a garganta, W.

El valor de esta se da por:

C = KH l.025 (5.11)

El valor de K depende de la longitud del aforador. El cuadro da valores de estos factores.

Para determinar e1 caudal cuando el aforador funciona bajo condiciones de flujo

sumergido, tiene que medirse la profundidad aguas arriba, Ha y aguas abajo, Hb, Con estas

condiciones el caudal se determina por:

(5.12)

Donde:

Q = descarga en m /seg.

Ha = profundidad aguas arriba en m

Hb = profundidad aguas abajo en m

n = exponente de flujo libre

nS = exponente de flujo sumergido

S = la sumersión Hb/Ha en forma decimal

11
CS = coeficiente de flujo sumergido – KS W 1.025

Los valores de KS y NS se pueden tomar de la tabla 5.4. También en el cuadro aparece un

St, que es la sumersión transitoria o sea el límite de sumersión entre el flujo libre y el flujo

sumergido.

La determinación del caudal en un aforador sin cuello se muestra por medio de los

siguientes ejemplos:

1. W = < 20 cm" >20 cm, L = < 180 cm" >180 cm

Ha = 0.25 m, Hb = 0.10 m

Entonces

De la tabla el valor de St = 73.7%, y como S es menor que St hay flujo libre en el aforador

y se pueden usar las ecuaciones para obtener la descarga.

C = KW1.025

Y por lo tanto C = 2.53 (0.20) 1.025 = 0.486

De la tabla 5.4 el valor de la exponente n es 1.65 y el caudal se calcula por la ecuación:

2. W= < 10 cm" >10 cm, L = < 90 cm" >90 cm

Ha= < 30 cm" >30 cm Hb = < 27 cm" >27 cm

12
La sumersión

De la tabla St = 65.3% Como S es mayor que St tenemos flujo sumergido y se calcula la

descarga por medio de la ecuación:

De la tabla 5.4 el valor de KS = 2.15, n = 1.843 y nS = 1.483 entonces C = 2.15

(.10)1.025=0.203

Cabe mencionar que el colog S = - log S o en nuestro caso el colog (0.9) = 0.0458

Por medio de las calculadoras programables, es rápido y fácil calcular los caudales. Una

vez construidos los aforadores y conociendo las dimensiones, se puede preparar tablas de

caudales bajo condiciones de flujo libre si se desea.

El aforador debe instalarse en un tramo recto del canal, cerca de la toma del agua, pero a

una distancia suficiente para evitar que el agua llegue sin turbulencia al aforador. Siempre

es preferible que los aforadores sin cuello operen bajo condiciones de flujo libre. Es

necesario tener datos de los flujos máximos y mínimos a medirse con sus respectivos

tirantes y las dimensiones del canal.

13
El tirante aguas abajo será prácticamente lo mismo después de la instalación del aforador,

pero la profundidad aguas arriba aumentará según las pérdidas de carga. Estas pérdidas

se consideran igual a la diferencia de elevación entre las superficies de agua en la entrada

y salida del aforador. En la determinación de las dimensiones del aforador, que es

semejante al proceso para el aforador Parshall, se deben considerar estás pérdidas y su

efecto en el borde libre del canal. Si son excesivas hay que escoger un tamaño mayor o

dejarlo funcionar bajo condiciones de flujo sumergido.

Se recomienda que la relación de la amplitud de garganta a la longitud sea entre 0.1 y

0.4, o sea W/L= 0.1 hasta 0.4.

CONCLUSIONES

 Se puede concluir que el aforador Chamberlain resulta útil como aforador portátil

para mediciones eventuales de pequeños caudales en corrientes o canales sin

revestir.

 También se puede decir que el aforador sin cuello sirve para medir el agua en los

canales abiertos. Además de ofrecer ventajas sobre el Parshall, tales como una

fácil construcción e instalación con mayor economía.

RECOMENDACIONES

14
 Al realizar mediciones de caudal con vertederos, es importante que el flujo sobre

la cresta sea libre y no presente escurrimientos en sus paredes, ya que esto afectará

la precisión de las formulas, dando resultados no confiables.

 Cuando se proceda a tomar lecturas de carga H, en vertederos se debe esperar a

que se estabilice el flujo de agua en el canal hidrodinámico, para obtener medidas

precisas.

 Los canales Chamberlain son apropiados para regular y medir caudales que

trasladen desechos sólidos.

 El aforador “sin cuello” o Cutlerflow debe instalarse en un tramo recto del canal,

cerca de la toma del agua, pero a una distancia suficiente para evitar que el agua

llegue sin turbulencia al aforador. Siempre es preferible que los aforadores sin

cuello operen bajo condiciones de flujo libre.

 Efectuar un mantenimiento periódico a los vertederos, canal Chambelain y canal

Cutlerflow, utilizados en los ensayos de laboratorio a efecto de obtener medidas

precisas y confiables.

LINKOGRAFÍA

 N. W. Hudson. Medición sobre el terreno de la erosión del suelo y de la

escorrentía (1997). Recuperado de:

15
https://books.google.com.pe/books?id=m1DFcx3B0dYC&pg=PA77&lpg=PA77

&dq=aforador+chamberlain&source=bl&ots=7TqPGCfAlk&sig=YUZ-

OgYtk_LRUP9uurT5CacHZRA&hl=es&sa=X&sqi=2&ved=0ahUKEwiE3f6M

383UAhWILcAKHebbBisQ6AEIPDAI#v=onepage&q&f=false

 Orson W. Israelsen, Vaughn E. Hansen. Principios y aplicaciones del riego.

Recuperado de: https://books.google.com.pe/books?id=vRtP-

aU0QU8C&printsec=frontcover#v=onepage&q&f=false

 Ochoa Granillo, José. Maestría Ciencias Geología. Curso de obras hidráulicas.

Recuperado de:

https://www.google.com.pe/url?sa=t&rct=j&q=&esrc=s&source=web&cd=9&c

ad=rja&uact=8&ved=0ahUKEwiZvtnb-

uHWAhWElZAKHVDRBCwQFgg4MAg&url=http%3A%2F%2Fgaia.geologia

.uson.mx%2Facademicos%2Fochoa%2FHIDROGEOLOGIA%25202014-

2%2FPRESAS%2Fhidraulica%2520de%2520canales%2520de%2520riego.docx

&usg=AOvVaw3IeDESTZeJX357i0pawWTT

16