Está en la página 1de 3

El Signo Lingüístico

Considerado como parte importante de la comunicación, y la unidad más pequeña de la


oración, el cual representa una construcción de aceptación social, ya que es válido en el marco
de un determinado contexto lingüístico.

El signo lingüístico es la combinación de un concepto (conocido como significado) y de una


imagen acústica (significante), y ambas componen una costrucción social, que funciona dentro
de un sistema lingüístico, poniendo a un elemento en lugar del otro. 
 
Como sistema, tiene la capacidad de aplicarse a ímismo y de explicar los demás sistemas de
signos, tal como lo explica la lingüística y la semiótica, disciplinas que se encargan de explicar
la teoría de los signos, dentro de su perspectiva.
 
Como mencionamos anteriormente, el signo lingüístico está compuesto de dos elementos
fundamentales, que son el significado y el significante. 
 
Ambos son partes del signo, donde el significante constituye el plano de expresión y el
significado es el plano mental del contenido; y cada uno de estos conforman la forma y la
sustancia de la palabra y la oración.
 
De acuerdo a lo anterior, podemos decir que el significado es una representación psíquica o de
la cosa y no puede ser definido más que en el interior del proceso de significación.
 
El significante del signo lingüístico es el conjunto de los elementos fonológicos de la serie de
sonidos que lo forman. 
 
La única diferencia entre el significado y el significante es q este último es un mediador: la
materia es necesaria y en semiología el significado puede ser reemplazado por cierta materia.
 
Los signos lingüísticos se caracterizan: 
 
1.-En relación de sus planos:
 
Arbitrariedad: el enlace entre el significado con el significante es arbitrario e inmotivado, y que
el significado puede estar asociado a cualquier nombre y no existe un nexo natural entre ellos.
 
Linealidad: el signo es lineal, pues el significante actua sucesivamente en el tiempo, es decir no
pueden ser pronunciados en forma simultánea, sino uno después del otro, en unidades
sucesivas, que se producen linealmente en el tiempo.
 
Biplánico: el significante y el significado están estrechamente unidos.
 
2.- En relación al tiempo:
 
Inmutabilidad: Consiste en que la comunidad impone el uso de un signo lingüístico en un
momento determinado de la evolución de una lengua, es decir que está característica es
posible considerarla en un estado de tiempo (perspectiva sincrónica).
 
Mutabilidad: es decir, que desde una perspectiva diacrónica (a través del tiempo), las unidades
de una lengua pueden transformarse.
 
Carácter Articulado: que las unidades lingüísticas mayores son divisibles en partes más
perqueñas, en el cual hay doble articulación. Según la primera: significado y significante. Según
la segunda: unidades pequeñas sin significado. Al cambiar un fonema cambia el significado.
 
Los signos lingüísticos pueden ser de los siguientes tipos:
 
Indicios: son signos que sin parecerse al objeto significado, mantienen con él alguna relación
de dependencia, como por ejemplo, el humo es indicio de que hay fuego, la palidez de una
persona es un indicio de enfermedad, etc. 
 
Iconos: son signos intencionados que se caracterizan por una gran similitud entre el objeto
entre el objeto representado y la representación, y en este caso, la fotografía de una persona
es un ejemplo de icono, así como una representación gráfica de un animal, un dibujo, etc. son
otros ejemplos.
 
Símbolos: son signos intencionados que basan la relación con lo representado en una
convención totalmente arbitraria, en la que no hay ninguna semejanza ni parecido. La lengua
está formada se símbolo y la asociación entre una palabra y su concepto es simbólica, y esto
se puede demostrar diciendo que para el mismo concepto cada lengua ha inventado un
símbolo distinto; así tenemos, por ejemplo, paz, pau, peace, pace, paix, fred, frieden, etc.

Clases de signos

Existen dos clases de signos: las señales y los síntomas o indicios.

Las señales

Las señales son signos creados por el ser humano para comunicarse.
Tienen las siguientes características:

 Son convencionales, es decir, el resultado de un acuerdo entre usuarios.


 Están codificadas, porque se utilizan según las reglas de uso de un código.

· Cuando las señales guardan alguna relación de semejanza con la realidad que representan
se llaman iconos. Por ejemplo: la silueta de una mujer en la puerta de entrada a los lavabos.
· Cuando las señales representan una entidad social, cultural o religiosa reciben el nombre de
símbolos.

Los síntomas o indicios

Los síntomas o indicios son signos que hacen referencia a fenómenos naturales y no tienen
intención de comunicar nada, aunque sí nos indican algo.
Los síntomas, por tanto, no están codificados.

Componentes del signo lingüístico

El signo lingüístico se compone de dos planos que se relacionan entre sí: el significante y el
significado.

 El significante se concreta en dos dimensiones:

- Los sonidos que pronunciamos y se transmiten a través del aire.


- Y la imagen acústica que tenemos de tales sonidos en nuestra mente y que nos permite
reconocer cada uno de los sonidos aunque se pronuncien diferente.
 El significado se concreta también, en dos dimensiones:

- La realidad a la que aplicamos el término.


- Y el concepto de la palabra.
Características de los signos lingüísticos

· Los signos lingüísticos forman parte de un código. Una lengua es un código, es decir, un
sistema formado por un conjunto de signos lingüísticos t de reglas de combinación que nos
permiten construir mensajes.

· Los signos lingüísticos son convencionales. Están creados por acuerdo implícito entre los
usuarios.

· Los signos lingüísticos son lineales. Nuestros órganos articulatorios no nos permiten emitir
varios sonidos de forma simultánea. Por eso, nuestros sonidos se ordenan linealmente, es
decir, uno detrás de otro.

· Los signos lingüísticos son arbitrarios. Es decir, no hay una relación de semejanza entre el
significante de un signo lingüístico y la realidad que representa.

LOS SIGNOS LINGÜÍSTICOS.

1. Fonética: Estudia las características físicas de sonidos del habla humana.


2. Fonología: Estudia lo organización de los sonidos para formar el sistema de lengua
particular.

3. Morfología: Estudia las palabras y sus estructura.

4. Sintaxis: Estudia las combinaciones de las palabras para formar unidades mayores de
construcción.

5. Semántica: Estudia el significado de las palabras.