Está en la página 1de 2

Urbanismo 2

Unidad 7. Los sistemas de redes de servicios urbanos


Nombre: Nicole Yambay
Los sistemas de transporte
Un sistema es un “Conjunto cosas que relacionadas entre sí ordenadamente contribuyen a
determinado objeto” y transporte se define como “sistema de medios para conducir personas
y cosas de un lugar a otro”. Según éstas dos definiciones, los sistemas de transporte son
considerados como un conjunto de medios que relacionados entre sí ordenadamente tienen
el objetivo de conducir personas y cosas de un lugar a otro.
La clasificación de éstos es citada en el libro de Zarate Martín según su propiedad de
público o privado, según el número de personas que lo utilizan, según el mayor o menor uso
y del ámbito socioeconómico. Preferencias culturales y del nivel de rentas de los usuarios.
Concretamente existen varios tipos de transportes. Entre los colectivos se puede citar al
tranvía, autobús, el metro, el trolebús y los ferrocarriles. Y entre los individuales aparece el
automóvil, el taxi y la bicicleta.
El transporte en Paraguay fue evolucionando, así como en los demás países. Desde
caballos, carrozas, ferrocarriles, botes, hasta automóviles. Los condicionantes locales
siempre jugaron un papel influyente, por ejemplo, los grandes desniveles e irregularidades
en Asunción dificultaba la constitución de vías ortogonales y continuas. Los ríos que cruzan
la ciudad también presentaban un desafío en cuanto a la eficaz comunicación entre lugares
internos y hacia el exterior con los países o ciudades extranjeras limítrofes.
Asunción fue fundad como la madre de ciudades gracias a que al ser descubierta se vio una
increíble oportunidad de ser la conectora a distintos puntos del mapa. Era el punto de
encuentro, el corazón, que podría unir a todos los otros países y ciudades vecinas. Es así
que Asunción creció en esa época mucho más que las otras ciudades en cuanto a medios
de comunicación o transporte. Embarcaciones y distintas vías de comunicación de generan
a partir de éste punto fundacional.
Con el tiempo la ciudad se vio afectada cada vez más por el incremento del flujo de
personas que dependían de este centro y hasta hoy en día no deja de ser cabeza para todo
el país. El incremento en la demanda de transporte nunca fue enteramente satisfecho y el
gobierno actual propone soluciones temporales a problemas constantes de uso intensivo de
medios de transporte.
Es así que se propusieron varias alternativas, los autobuses entraron en auge y hasta ahora
son el medio principal de transporte colectivo. Lastimosamente, el gobierno no es el
responsable enteramente de la manutención y evolución de éstos, sino empresas privadas
en su mayoría que no responden bien a la enorme demanda de la gente. La mayoría de los
que utilizan este medio se encuentran en clase baja y media, ya que su costo es muy inferior
al de transportes individuales. Existe una gran cantidad de autobuses solo para Asunción y
área metropolitana, pero de igual forma no cubren todos los recorridos ni todas las zonas
eficazmente. El factor tiempo es algo muy deficiente en éste medio de transporte por su
lentitud en el desplazamiento, el elevado consumo de energía, la contaminación, la escasa
capacidad y su coste es mayor al del tranvía y metro.
Por ésta gran cantidad de inconvenientes, además de la falta de manutención y cuidado de
los mismos es que gran cantidad de personas están reemplazándolo por transportes
individuales como el automóvil y el taxi.
En Asunción existe un problema enorme de congestión de tráfico en casi todas las horas del
día. Cada vez más incrementan los tiempos de transporte de un lugar a otro ocasionado por
éstas congestiones. Los últimos gobiernos se avocaron a tratar de solucionar éstos
problemas con una gran cantidad de viaductos, asfaltos nuevos, aumento de carriles en
calles principales, semáforos, estacionamientos subterráneos, estacionamientos en altura,
estacionamiento sobre las veredas o a un costado de la calle. Se han implementado todas
éstas medidas para tratar de controlar éste auge masivo de automóviles, motos, autobuses
y taxis. Todo esto ha llevado a dedicar cada vez más la ciudad a los vehículos y dejar de
lado la comodidad y el esparcimiento de personas. Se ha dejado de lado la acción de
transportarse a pie o con bicicletas y se ha vuelto muy peligroso. Toda la infraestructura que
se realiza se dedica a los automóviles y ésta es aclamada por el pueblo, pero luego de unos
años de utilización queda obsoleta y vuelve a estar como antes e incluso peor.
Es por eso que en los últimos años surgieron algunas medidas tímidas de consciencia hacia
el uso de bicicletas, el metrobús, el tranvía, el trolebús, la preferencia al peatón, entre otros,
los cuales fueron dejados a un lado gobierno tras gobierno. Y es por la falta de éstos que la
situación se agrava cada vez más y la ciudad de convierte en una ciudad dedicada a los
autos y no a las personas, la contaminación se vuelve insoportable, el costo de vida
aumenta, los accidentes aumentan y la congestión lo que lleva a pasar cada vez más horas
en el tráfico que en la casa, con la familia, con los amigos y en actividades de recreación.
Concluyo de esta forma que en Asunción se necesita de un gobierno con las fuerzas
necesarias para implementar todos esos medios de transporte citados que disminuirían el
uso del autobús y el automóvil. Se deben implementar de forma eficaz atendiendo a no
obstruir otras vías ni generar mayores problemas de transporte sino como un respiro a las
tan excesivamente transitadas vías principales de circulación. A pesar de conllevar un gasto
de instalación, construcción y manutención mayor, es la gran solución para el uso y la
demanda intensiva que propone Asunción y sus alrededores, además de hacer de nuestra
ciudad más sustentable y agradable para vivir y transitar.