Está en la página 1de 3

Definición de ecuación diferencial:

Una ecuación en la que aparecen derivadas o diferenciales de una o más


variables dependientes (funciones) respecto a una o más variables
independientes se denomina ecuación diferencial ED.

Ejemplos de ecuaciones diferenciales:

La incógnita de una ecuación diferencial es una función. Para determinar esta


función existen distintos métodos, analíticos, gráficos y numéricos. El método
utilizado para resolver una ED en particular depende en gran medida del tipo o
forma que presente la ecuación dada u obtenida empíricamente.
Clasificación de las ecuaciones diferenciales
Clasificación de las ecuaciones diferenciales:
Las ecuaciones diferenciales se clasifican de acuerdo a tres características
principales: tipo, orden y linealidad.
Según el tipo una ecuación diferencial puede ser ordinaria, ecuación
diferencial ordinaria (EDO), o parcial, ecuación diferencial parcial (EDP). Una
EDO es aquella que sólo contiene derivadas ordinarias, esto es, derivadas de una
o varias funciones de una sola variable independiente. Una EDP, en cambio,
contiene derivadas parciales (derivadas de una o más funciones de dos o más
variables independientes).
El orden de una ecuación diferencial lo determina el orden de la más alta
derivada presente en la ecuación.
Una ecuación diferencial es lineal si presenta la siguiente forma general:

Dos observaciones importantes sobre las ecuaciones diferenciales lineales:


(i) La variable dependiente y todas sus derivadas sólo tienen exponente igual a
1.
(ii) Los coeficientes de los términos de la ecuación sólo involucran a la variable
independiente x.
Una ecuación diferencial que no cumple las condiciones anteriores, se
denomina ecuación diferencial no lineal.
Solución de una ecuación diferencial
Solución de una ecuación diferencial:
Una función f, definida en algún intervalo I, es solución de una ecuación
diferencial en este intervalo, si al sustituir f en la ED la reduce a una identidad.
Solución de una EDO: "Cualquier función , definida en un intervalo I y que
tiene al menos n derivadas continuas en I, las cuales cuando se sustituyen en una
EDO de n-ésimo orden reducen la ecuación a una identidad, se dice que es una
solución de la ecuaciòn en el intervalo". - Zill -
La solución de un ecuación diferencial puede ser una función dada en
forma implícita o explícita.
Una ecuación diferencial tiene generalmente un número infinito de soluciones o,
más bien, una familia n-paramétrica de soluciones. El número de
paramétros n depende, como es natural, del orden de la ecuación. Cuando se
asignan o determinan valores numéricos a los paramétros, se obtiene una
solución particular de la ecuación diferencial, que satisface no sólo la ecuación
diferencial si no ciertas condiciones iniciales o de frontera.
Ecuaciones diferenciales de primer orden
Ecuaciones diferenciales de primer orden:
La ecuación diferencial de primer orden, en donde la derivada de y, y', aparece
despejada en términos de una función f de dos variables, la función y y su
variable independiente x, está dada por:

Integración directa
Integración directa:
La ecuación diferencial (1) toma una forma particularmente simple si en la
función f no aparecen términos en y:

Para hallar la solución general de la ED (2), basta con integrar ambos miembros
de la ecuación, para obtener:

Recomendación: repase y practique las técnicas de integración.


Problemas con condiciones iniciales
Problemas con condiciones iniciales:
Un problema planteado con una ecuación diferencial como y' = f (x, y) y
una condición inicial

constituyen un problema con valor inicial inicial. La solución particular de


un problema con valor inicial se obtiene calculando un valor particular del
parámetro C de la solución general de una ED, como por ejemplo de la (3), que
es la solución general de (2), a partir de los valores iniciales
Ejemplo ilustrativo