Está en la página 1de 25

CORTE DE CONSTITUCIONALIDAD

REPÚBLICA DE GUATEMALA, C.A. Expediente 3157-2017


Página 1 de 25

EXPEDIENTE 3157-2017

CORTE DE CONSTITUCIONALIDAD, EN CALIDAD DE TRIBUNAL

EXTRAORDINARIO DE AMPARO: Guatemala, veinte de marzo de dos mil

dieciocho.

Se tiene a la vista para dictar sentencia, la acción constitucional de

amparo en única instancia promovida por Sandra Nineth Morán Reyes y

Leocadio Juracán Salomé, en calidad de diputados al Congreso de la República

de Guatemala, contra la Corte Suprema de Justicia. Los postulantes actuaron

con el patrocinio del abogado Rafael Cetina Moreno quien, posteriormente, fue

sustituido por el abogado William Omar Antonio Ávila. Es ponente en el presente

caso la Magistrada Vocal III, Gloria Patricia Porras Escobar, quien expresa el

parecer de este Tribunal.

ANTECEDENTES

I. EL AMPARO

A) Interposición y autoridad: presentado el cinco de julio de dos mil diecisiete,

en esta Corte. B) Acto reclamado: auto de veintidós de junio de dos mil

diecisiete, por el que la autoridad cuestionada rechazó in límine la solicitud de

antejuicio promovida por el Ministerio Público contra Jimmy Morales Cabrera,

Presidente de la República de Guatemala. C) Violaciones que denuncia: al

derecho a la justicia y al principio de seguridad jurídica. D) Hechos que motivan

el amparo: de lo expuesto por los postulantes y del estudio de los antecedentes

se resume: D.1) Producción del acto reclamado: a) los ahora postulantes

plantearon denuncia ante el Ministerio Público contra Jimmy Morales Cabrera,

Presidente de la República de Guatemala, por la posible comisión de varios

delitos, en cuanto a la tragedia ocurrida el ocho de marzo de dos mil diecisiete


CORTE DE CONSTITUCIONALIDAD
REPÚBLICA DE GUATEMALA, C.A. Expediente 3157-2017
Página 2 de 25

dentro del establecimiento Hogar Seguro Virgen de la Asunción del municipio de

San José Pinula del departamento de Guatemala, en la que fallecieron cuarenta

y una adolescentes y otras resultaron lesionadas por quemaduras gravísimas;

institución a cargo directo de la Secretaría de Bienestar Social de la Presidencia,

que depende jerárquicamente de la Presidencia de la República, por lo cual el

alto mandatario debió dictar las medidas necesarias para protección de las

menores; b) el Ministerio Público, por medio de la Fiscalía de Delitos

Administrativos, promovió diligencias de antejuicio contra el primer mandatario de

la Nación, al estimar la posible comisión de los delitos de incumplimiento de

deberes e incumplimiento de deberes de asistencia; y c) las diligencias fueron

elevadas a la Corte Suprema de Justicia –autoridad cuestionada–, que en auto

de veintidós de junio de dos mil diecisiete –acto reclamado–, rechazó in límine el

antejuicio planteado. D.2) Agravios que se reprochan al acto reclamado:

estimaron que la resolución agraviante, emitida por la autoridad reprochada,

constituye un claro caso de violación a los principios y garantías constitucionales

de justicia y seguridad consagrados en el artículo 2º del Texto Fundamental; al

rechazar el antejuicio contra Jimmy Morales Cabrera, en calidad de Presidente

de la República de Guatemala, con argumentos no previstos en la ley de la

materia relativos a la denuncia por motivos espurios, políticos e ilegítimos, por el

contrario funda su decisión con la pertinencia del actuar del mandatario el día de

los hechos, lo que permite concluir que la autoridad cuestionada se extralimitó en

las funciones asignadas legalmente. D.3) Pretensión: solicitaron que se otorgue

amparo, se les restituya en sus derechos y garantías constitucionales y, como

consecuencia, se deje sin efecto el auto que constituye el acto reclamado y se

dicte la resolución correspondiente. E) Uso de procedimientos y recursos:


CORTE DE CONSTITUCIONALIDAD
REPÚBLICA DE GUATEMALA, C.A. Expediente 3157-2017
Página 3 de 25

ninguno. F) Caso de procedencia: invocaron el contenido en la literal d) del

artículo 10 de la Ley de Amparo, Exhibición Personal y de Constitucionalidad. G)

Ley que estiman violada: citaron el artículo 2º de la Constitución Política de la

República de Guatemala.

II. TRÁMITE DEL AMPARO

A) Amparo provisional: no se otorgó. B) Terceros interesados: a) Jimmy

Morales Cabrera, Presidente de la República de Guatemala; y b) Ministerio

Público. C) Remisión de antecedente: expediente original que contiene las

diligencias de antejuicio identificado con el número 162-2017 de la Corte

Suprema de Justicia. D) Medio de comprobación: copia digital certificada del

antecedente del amparo.

III. ALEGACIONES DE LAS PARTES

A) Los postulantes reiteraron los argumentos que expusieron en el escrito inicial

de amparo. Solicitaron que se otorgue la protección constitucional y, como

consecuencia, se deje sin efecto la resolución que constituye el acto reclamado y

se dicte la que en derecho corresponda. B) La Corte Suprema de Justicia,

autoridad cuestionada, manifestó que conoció, analizó, fundamentó y advirtió

que las funciones del Presidente de la República de Guatemala están delegadas

por ramo en diferentes dependencias y, en el presente caso, la Secretaría de

Bienestar Social está a cargo del Hogar Seguro Virgen de la Asunción. En ese

orden de ideas, con fundamento en lo considerado y leyes citadas, resolvió

rechazar liminarmente la solicitud de antejuicio promovida por el Ministerio

Público, porque estimó que no subsisten los elementos de razonabilidad que den

certeza los argumentos expuestos por el ente fiscal, careciendo de

fundamentación y sustento para comprobar la existencia de indicios de


CORTE DE CONSTITUCIONALIDAD
REPÚBLICA DE GUATEMALA, C.A. Expediente 3157-2017
Página 4 de 25

racionalidad que determinen la comisión de uno o varios ilícitos penales

atribuidos al mandatario Jimmy Morales Cabrera, concluyendo que la denuncia

fue promovida por razones políticas y espurias. Al resolver rechazó in limine el

antejuicio. C) Jimmy Morales Cabrera, Presidente de la República de

Guatemala, tercero interesado, indicó que la acción constitucional de amparo

se planteó, según los postulantes, porque se violó el artículo 2º de la Constitución

Política de la República de Guatemala, manifestando en su escrito inicial que

“(…) La Corte Suprema de Justicia deniega no solo a los interponentes sino a

todos los habitantes, los derechos consignados en el artículo referido, al rechazar

in limine la solicitud de antejuicio (…)”, pero en ningún momento plantearon las

razones de hecho y de derecho necesarias para poder llevar a la Corte de

Constitucionalidad a emitir una decisión favorable a sus pretensiones, requisito

indispensable al presentar esta clase de acciones; asimismo, la resolución

dictada por la autoridad reprochada, al rechazar la solicitud de antejuicio, no solo

se encuentra debidamente fundamentada y razonada, sino que la misma se

encuentra acorde con las constancias procesales. Requirió que se deniegue el

amparo y se hagan las demás declaraciones pertinentes. D) El Ministerio

Público, por medio de la Fiscalía de Asuntos Constitucionales, Amparos y

Exhibición Personal, estimó que la autoridad reprochada al dictar la resolución

señalada como acto reclamado, actuó fuera de las atribuciones que le confiere la

Ley en Materia de Antejuicio puesto que, tal y como lo afirman los postulantes,

existe violación a las garantías y principios de justicia y seguridad consagrados

en el artículo 2º constitucional, debido a que se está denegando el trámite del

antejuicio contra Jimmy Morales Cabrera, Presidente de la República de

Guatemala, con argumentos no coherentes con los supuestos de rechazo,


CORTE DE CONSTITUCIONALIDAD
REPÚBLICA DE GUATEMALA, C.A. Expediente 3157-2017
Página 5 de 25

consistente en que la denuncia contra funcionarios con derecho de antejuicio se

hayan interpuesto por motivos espurios, políticos e ilegales, fundamentándose en

la pertinencia del actuar del mandatario el día de los hechos, lo que, inclusive,

permite concluir que se extralimitó en sus funciones. Adujo, además, que la

autoridad reprochada no cumplió con la exigencia de una debida fundamentación

en la decisión que asumió, puesto que la resolución debió contener una

argumentación lógica y estructurada de los motivos en que basó su

pronunciamiento, lo cual no es más que el producto del análisis lógico-jurídico de

los hechos sometidos a su conocimiento, a la luz de los preceptos legales

aplicables al caso concreto, situación que, como se advierte, no fue cumplida por

dicha autoridad. Solicitó que se otorgue y, como consecuencia, se restaure en la

situación jurídica afectada, se deje en suspenso en cuanto a los postulantes el

acto reclamado, se ordene a la autoridad cuestionada dicte una nueva

resolución, tomando en cuenta lo considerado por esa institución.

CONSIDERANDO

-I-

Es procedente otorgar el amparo cuando la autoridad cuestionada, al

rechazar para su trámite las diligencias de antejuicio, incurre tanto en indebida

como en falta de fundamentación, al asumir una decisión que sobrepasa el

ámbito de sus facultades y no es congruente con las constancias procesales,

vulnerando con ello los derechos de petición, a una tutela judicial efectiva y el

debido proceso.

- II -

La naturaleza de la garantía constitucional del amparo responde a la tutela

de los derechos y libertades fundamentales, procediendo en cualquier ámbito


CORTE DE CONSTITUCIONALIDAD
REPÚBLICA DE GUATEMALA, C.A. Expediente 3157-2017
Página 6 de 25

como preceptúa el artículo 265 constitucional– en los que estos pueden verse

amenazados o lesionados por actos de autoridad.

La viabilidad del amparo, según lo ha reiterado la jurisprudencia

constitucional, no tiene como fin la revisión del criterio de fondo asumido por los

órganos de la jurisdicción ordinaria al resolver los conflictos sometidos a su

conocimiento, en tanto solo a estos corresponde la potestad prevista en el

artículo 203 constitucional. Por el contrario, el objeto de esa garantía

fundamental se circunscribe a controlar que se hayan respetado y observado los

derechos que la Constitución Política de la República de Guatemala y el resto del

ordenamiento jurídico reconocen, por lo cual opera ante la amenaza o lesión a

los mismos.

Por su parte, en lo que atañe a la tutela judicial efectiva, es menester

señalar que configura en sí misma un derecho fundamental, a la vez que es una

garantía para el resto de derechos y es mediante la eficaz intervención de los

jueces (cualquiera que sea su competencia o jerarquía) que se afianza su

protección; así, el control en amparo ha de verificar que la intervención de los

tribunales de justicia, incluida la resolución que dirima la pretensión de las partes,

provea tutela en los términos constitucionalmente exigidos. Por supuesto que la

función del Tribunal de Amparo no lo autoriza a cuestionar o refutar el criterio de

fondo que configura la decisión material que el juez o el tribunal, en ejercicio de

la función constitucionalmente conferida, emita para decidir el asunto; en cambio,

la garantía del derecho a una tutela judicial efectiva exige corroborar que los

distintos elementos en este contenido no se vean afectados arbitrariamente.

De esa cuenta, como también lo ha sostenido la jurisprudencia

constitucional, el derecho a la tutela judicial efectiva demanda garantizar el


CORTE DE CONSTITUCIONALIDAD
REPÚBLICA DE GUATEMALA, C.A. Expediente 3157-2017
Página 7 de 25

acceso a los tribunales de justicia para instar las acciones respectivas, la

observancia del debido proceso en el trámite correspondiente y la solución

mediante la emisión de una resolución fundamentada debidamente, lo que

incluye la exigencia de motivación.

En cuanto a esto último, el derecho a una resolución debidamente

fundada, exige que la autoridad se auto restrinja en orden a las limitaciones que

su función le impone, de igual manera, la resolución que emita debe responder a

las específicas pretensiones formuladas por las partes, en congruencia con el

objeto de la causa y lo actuado en esta, todo lo cual requiere una motivación

clara, completa y razonable que ponga de manifiesto una decisión jurídica

congruente, exenta de arbitrariedad.

Cabe acotar que un fallo judicial que se apoya en criterios

manifiestamente irrazonables o en el que advierta incongruencia con las

constancias procesales y lo expresamente pedido, denota un acto arbitrario que

indudablemente no provee tutela judicial, en cuanto no configura una resolución

fundada en derecho; en cualquier caso, el yerro ha de ser evidente, incidiendo en

la decisión de fondo y por consiguiente, afectando los derechos de quien pide,

ámbito en el que necesariamente debe intervenir el Tribunal de Amparo, no para

disentir del criterio jurídico sostenido e imponer el propio, sino para el único

efecto de requerir ulterior pronunciamiento que dé respuesta fundada y razonable

al asunto en discusión.

- III -

Del estudio de las constancias procesales, se establecen los hechos

relevantes siguientes: a) los ahora postulantes plantearon denuncia ante el

Ministerio Público contra Jimmy Morales Cabrera, Presidente de la República de


CORTE DE CONSTITUCIONALIDAD
REPÚBLICA DE GUATEMALA, C.A. Expediente 3157-2017
Página 8 de 25

Guatemala, por la posible comisión de varios delitos contra menores de edad por

los hechos ocurridos el ocho de marzo de dos mil diecisiete en el Hogar Seguro

Virgen de la Asunción; b) el Ministerio Público, por medio de la Fiscalía de

Delitos Administrativos, con base en la denuncia anterior, promovió diligencias de

antejuicio contra el primer mandatario de la Nación, al estimar la posible comisión

de los delitos de incumplimiento de deberes e incumplimiento de deberes de

asistencia, por parte del alto funcionario, y c) las diligencias fueron elevadas a la

Corte Suprema de Justicia –autoridad cuestionada–, que en auto de veintidós de

junio de dos mil diecisiete –acto reclamado–, rechazó in límine el antejuicio

planteado, al estimar, en lo conducente: “… Respecto a los motivos espurios, es

pertinente citar que el Diccionario de la Lengua Española de la Real Academia

Española define al vocablo espurio como: falso o fingido. Manuel Ossorio y Florit

en su Diccionario de Ciencias Jurídicas, Políticas y Sociales, indica que el

término espurio se originó del latín <<spurius>> que constituye un adjetivo que

alude a todo aquello que es falso, contrahecho o no auténtico. Un ejemplo de la

definición dada a este término puede ser la elaboración de un informe espurio

que contiene datos o hechos falsos, o bien no aporta elementos, evidencias y

pruebas capaces de acreditar su existencia; de esa forma, espurio se aplica a

todo lo que es falso o ilegal. Con base en lo anteriormente relacionado, se

establece que los motivos espurios, son aquellos que se basan en hechos falsos,

ilegítimos, ilegales, sin fundamento, sin bases jurídicas y no auténticos; es decir,

hechos inexistentes, absurdos, contrarios a la ley o que no tiene prueba,

evidencia u otros elementos de convicción que permitan acreditar su existencia.

En cuanto a los motivos políticos, Juan José Solozábal Echavarría en su obra

Una Nota Sobre el Concepto de Política, indica que, la política puede definirse
CORTE DE CONSTITUCIONALIDAD
REPÚBLICA DE GUATEMALA, C.A. Expediente 3157-2017
Página 9 de 25

como la actividad por la que se concilian intereses diferentes dentro de una

unidad, dándoles una participación en el poder, en proporción a la importancia de

estos intereses para el bienestar y la supervivencia de la comunidad en su

conjunto; razón por la cual dentro de la contraposición de esos intereses

existentes, se generan conflictos de carácter político; por lo que en el supuesto

de conflicto entre las partes enfrentadas por diferentes posturas e intereses,

indica el autor citado que caben tres posibilidades: la inmovilidad, de modo que

cada uno bloquea al otro y nadie cambia su comportamiento, actitud que a pesar

de las apariencias de irracionalidad, ocurre si no se está acostumbrado a

negociar, si los valores de las partes difieren considerablemente, o si de hecho

existen pocas oportunidades de negociar entre sí; la coacción, o la utilización de

la fuerza física para dirimir el conflicto; o el arreglo pacífico, en que las partes se

dan cuenta de que este ofrece una alternativa más favorable que la

inmovilización o la coacción y adoptan su comportamiento de manera que se

produzca esta alternativa; en ese sentido, se puede inferir que lo político se

refiere en primer lugar a personas afiliadas a un partido político y que han sido

elegidas o nombradas para tareas asociadas a organismos, asociaciones o

instituciones públicas y en segundo lugar, puede referirse a cualquier persona

afiliada a una asociación o grupo que desarrolle actividad partidaria, con

independencia de si ostentan o no algún cargo público; de lo anteriormente

indicado puede decirse que los motivos políticos se refieren a intereses

sectoriales o partidistas que se traducen en actos de rivalidad de tipo partidista;

es decir, aquellos encaminados a vencer al rival político, por el solo hecho de no

estar en una posición de correligionario o de constituir un potencial competidor

en la esfera política partidaria (…). De los hechos relatados y del análisis del
CORTE DE CONSTITUCIONALIDAD
REPÚBLICA DE GUATEMALA, C.A. Expediente 3157-2017
Página 10 de 25

expediente formado con ocasión de las presentes diligencias de antejuicio, se

advierte que el hecho que genera la solicitud de antejuicio, radica en que el siete

y ocho de marzo del presente año, en las instalaciones del Hogar Seguro Virgen

de la Asunción, acaecieron diversos acontecimientos, mismos que involucran el

fallecimiento de menores de edad que se encontraban bajo el abrigo provisional

del referido hogar. Los denunciantes señalaron que el Presidente de la República

de Guatemala, Jimmy Morales Cabrera, como autoridad máxima según la

jerarquía ascendiente respecto a la Secretaría de Bienestar Social, debió emitir

las disposiciones pertinentes para resguardar la vida e integridad de las menores

residentes en el Hogar Seguro Virgen de la Asunción, debido a que fue

informado sobre lo sucedido en su oportunidad por el jefe de la Comisaría Trece

de la Policía Nacional Civil. Además, se hizo referencia a que el día diez de

marzo de dos mil diecisiete, el Presidente de la República de Guatemala, a

través de la entrevista realizada por la cadena de televisión CNN en Español,

reconoció que el Estado era el responsable de los hechos suscitados el ocho de

marzo del año en curso en el Hogar Seguro Virgen de la Asunción. Al analizar la

denuncia planteada, es necesario señalar que en la esfera de protección a la

niñez y adolescencia participan y coadyuvan diversas instituciones públicas que

ostentan mandatos constitucionales para el efecto, como lo son: el Presidente de

la República de Guatemala, el Procurador de Derechos Humanos, la

Procuraduría General de la Nación, el Consejo Nacional de Adopciones, la

Policía Nacional Civil, adscrita al Ministerio de Gobernación y entre otros, la

Secretaría de Bienestar Social de la Presidencia de la República, de la cual debe

hacerse, en el presente caso un mayor énfasis, debido a que las Secretarías de

la Presidencia de la República son órganos cuyo objeto es el apoyo y


CORTE DE CONSTITUCIONALIDAD
REPÚBLICA DE GUATEMALA, C.A. Expediente 3157-2017
Página 11 de 25

asesoramiento al Presidente en cuanto a las funciones y atribuciones que la ley

le designa al mismo. La Secretaría de Bienestar Social fue creada como un

órgano de auxilio y ejecución respecto a una de las diversas actividades de la

Presidencia de la República que comprende la prevención y protección integral

de la niñez y adolescencia, ello en concordancia al Acuerdo Gubernativo número

101-2015, Reglamento Orgánico Interno de la Secretaría de Bienestar Social de

la Presidencia de la República, y por tanto a la referida Secretaría le corresponde

determinada competencia contenida en ley, siendo esta, de acuerdo al artículo 3

del cuerpo legal citado: ‘… ejecutar a nivel nacional las políticas nacionales en

materia de niñez y adolescencia, programas y servicios dirigidos a la prevención

y restitución de los derechos de la niñez y adolescencia a nivel nacional,

fortaleciendo la preservación familiar, así como reinsertar y resocializar a los

adolescentes en conflicto con la Ley Penal’; así también le corresponden tanto

funciones generales como específicas, siendo su autoridad superior el Secretario

de Bienestar Social, quien representa legalmente a la Secretaría y se encuentra

apoyado por Subsecretarios, como es el caso en específico del Subsecretario de

Protección y Acogimiento a la Niñez y Adolescencia, encargado de dirigir

programas y acciones de protección familiar temporal, protección y abrigo

residencial y no residencial a las niñas, niños o adolescentes que por orden de

autoridad judicial competente son separados de su familia o que no cuentan con

ella (artículo 15 del cuerpo legal citado).- Además, dentro de la Secretaría de

Bienestar Social existen Direcciones Sustantivas, entre otras, la Dirección de

Protección Especial, Acogimiento Familiar y Residencial y la Dirección de

Protección Especial Residencial, Hogar Seguro Virgen de la Asunción, que

conforme al artículo 48 del cuerpo legal citado es: ‘… la encargada de planificar,


CORTE DE CONSTITUCIONALIDAD
REPÚBLICA DE GUATEMALA, C.A. Expediente 3157-2017
Página 12 de 25

organizar, dirigir, coordinar, monitorear y supervisar los planes y programas

técnicos y administrativos en los diferentes servicios de protección especial a la

niñez y adolescencia vulnerada en sus derechos, cuando estos son separados

de su medio familiar o carecer de él’. En conclusión, la Secretaría de Bienestar

Social de la Presidencia de la República presenta una organización con

funciones, responsabilidades y grados de jerarquía. Conforme el contexto ya

expuesto, y posterior al análisis de los argumentos esgrimidos por la entidad

denunciante, es preciso señalar que el artículo 185 de la Constitución Política de

la República de Guatemala, establece que: ‘Son funciones del Presidente de la

República: a) Cumplir y hacer cumplir la Constitución y las leyes…’, por su parte

el artículo 202 determina que: ‘El Presidente de la República tendrá los

secretarios que sean necesarios. Las atribuciones de estos serán determinadas

por la ley…’; conforme a ello, esta Corte estima que el Presidente de la

República de Guatemala, en su momento giró las instrucciones precisas para

resguardar el orden en el sitio, pues solicitó a la Policía Nacional Civil que

resguardara el perímetro del lugar, a raíz del conocimiento que tuvo sobre el

amotinamiento de menores [de edad] residentes en el Hogar Seguro Virgen de la

Asunción, previo a lo acontecido el ocho de marzo de dos mil diecisiete, por lo

que desde ese momento la situación quedó a cargo de dicha institución. De otra

parte, con base a la normativa anteriormente expuesta, logra apreciarse que la

encargada del resguardo y protección a nivel nacional en materia de niñez y

adolescencia, prevención y restitución de los derechos de la niñez y adolescencia

a nivel nacional, la preservación familiar, así como la reinserción de adolescentes

en conflicto con la Ley Penal le corresponde a la Secretaría de Bienestar Social

de la Presidencia de la República, que si bien es cierto depende de la


CORTE DE CONSTITUCIONALIDAD
REPÚBLICA DE GUATEMALA, C.A. Expediente 3157-2017
Página 13 de 25

Presidencia de la República, también lo es que en ella están delegadas

funciones y atribuciones específicas en cuanto al ramo. Asimismo, es de hacer

notar que el Hogar Seguro Virgen de la Asunción también cuenta con una

estructura interna delimitada, sobre la que recae directamente la responsabilidad

de la tutela de los niños, niñas y adolescentes que se encuentren bajo su

resguardo, e inclusive, el director de la referida institución, figura como tutor legal

de los niños que en ese lugar se albergan. Con base en lo anterior, puede

advertirse que las funciones del Presidente de la República de Guatemala, están

delegadas por ramo en diferentes dependencias, y en el presente caso en la

Secretaría de Bienestar Social de la cual depende el Hogar Seguro Virgen de la

Asunción, teniendo este último también sus funciones y responsabilidades

enmarcadas en ley. Asimismo, en el informe circunstanciado presentado por el

Procurador de Derechos Humanos, emitido el catorce de marzo del presente

año, en el cual realizó un estudio sobre los hechos acaecidos en el mencionado

hogar -obrante en los folios del doscientos setenta y dos al doscientos noventa y

tres (272-293) del expediente de mérito- se hace referencia a que los días siete y

ocho de marzo en las instalaciones del referido Hogar, estuvieron presentes

personal directivo de ambas entidades, así como elementos de la Policía

Nacional Civil, sin embargo en ningún momento se hace referencia al funcionario

denunciado; en virtud de lo anterior, al Presidente Jimmy Morales Cabrera

no puede atribuírsele los hechos señalados, en virtud que el mismo giró las

instrucciones precisas y pertinentes para sobrellevar lo acontecido, aun cuando

no estuvo presente en el lugar de los hechos, como si lo estuvieron personal

directivo de las entidades referidas, por lo que las instrucciones tomadas en

cuanto a lo sucedido en ese momento fueron realizadas por las autoridades del
CORTE DE CONSTITUCIONALIDAD
REPÚBLICA DE GUATEMALA, C.A. Expediente 3157-2017
Página 14 de 25

Hogar Seguro Virgen de la Asunción, la Secretaría de Bienestar Social, agentes

de la Policía Nacional Civil, y en informe presentado por el Procurador de los

Derechos Humanos puede observarse tal extremo. Respecto a lo argüido por la

entidad denunciante, en cuanto a que el diez de marzo de dos mil diecisiete, el

Presidente de la República de Guatemala, a través de la entrevista realizada por

la cadena de televisión CNN en Español, reconoció que el Estado es el

responsable de los hechos suscitados el ocho de marzo del año en curso en el

Hogar Seguro Virgen de la Asunción, para el efecto, es preciso señalar que el

Estado de Guatemala se encuentra conformado por diversas instituciones, no

siendo únicamente el Presidente de la República de Guatemala quien lo

conforma. Por lo que esta Corte estima que si bien se acompaña a la denuncia

abundante documentación, no se aportan elementos de razonabilidad que den

certeza a los argumentos vertidos por la entidad denunciante, careciendo la

presente solicitud de antejuicio de fundamentación y sustento, no lográndose

comprobar la existencia de indicios racionales que determinen la comisión de uno

o varios ilícitos penales atribuibles al Presidente de la República de Guatemala,

señor Jimmy Morales Cabrera, de esa cuenta, no se considera necesaria una

pesquisa en el presente caso; siendo así, que la solicitud de antejuicio se basa

en razones políticas y espurias, por lo que se concluye que debe rechazarse in

límine la presente solicitud…” (El resaltado no aparece en el texto original).

- IV -

Esta Corte, previo a dar respuesta al asunto sometido a conocimiento de

la justicia constitucional, estima pertinente analizar lo relativo al derecho de

antejuicio, el cual constituye una prerrogativa que se otorga por la Constitución a

ciertos dignatarios o funcionarios públicos, y que les garantiza el derecho a no


CORTE DE CONSTITUCIONALIDAD
REPÚBLICA DE GUATEMALA, C.A. Expediente 3157-2017
Página 15 de 25

ser detenidos ni sometidos a investigación o enjuiciamiento penal, sin que

previamente exista una declaratoria emanada por autoridad competente que

declare que ha lugar a formación de causa penal. Como características propias

de esta prerrogativa, se tiene que: a) se concede en la Constitución, como una

excepción al principio de igualdad ante la ley, respecto del inicio de un proceso

penal; b) se materializa mediante un procedimiento desarrollado en una ley

ordinaria, cuyo agotamiento debe ser de manera previa a la decisión de

formación de causa penal, salvo rechazo de plano de la denuncia que lo origina –

que puede hacerse en tanto se advierta que la denuncia se formuló por razones

espurias, políticas o ilegítimas–; c) garantiza la continuidad de la función pública

frente a acusaciones penales apoyadas en imputaciones falsas, venganzas

políticas, señalamientos ilegítimos o espurios dirigidas contra el funcionario que

goza de esa prerrogativa; d) no se instituye para propiciar la impunidad sino para

resguardar la dignidad y la autonomía funcional en el ejercicio de un cargo

público; e) sirve de medio de control previo, a efecto de establecer la relevancia

de que determinado dignatario o funcionario público deba ser sujeto de

investigación o enjuiciamiento criminal, sobre todo si se trata de acciones (u

omisiones) realizadas durante el desempeño de la función pública; f) se da en

función del cargo público y no propiamente a la persona que desempeña ese

cargo. Ello es lo que explica el por qué se indica en el segundo párrafo del

artículo 2 de la Ley en Materia de Antejuicio que este “termina cuando el

dignatario o funcionario público cesa en el ejercicio del cargo, y no podrá

invocarlo en su favor aun cuando se promueva por acciones sucedidas durante

el desempeño de sus funciones”. Así entendida, esa prerrogativa es (un derecho)

inherente e irrenunciable; y g) únicamente tiene como objetivo el determinar si es


CORTE DE CONSTITUCIONALIDAD
REPÚBLICA DE GUATEMALA, C.A. Expediente 3157-2017
Página 16 de 25

procedente –ha lugar- la formación de causa penal contra el funcionario

antejuiciado, sin que en el procedimiento puedan tipificarse delitos ni emitirse

declaraciones que corresponda realizar a jueces del orden penal [Véase artículos

16 y 17, inciso g), ambos de la Ley en Materia de Antejuicio]. De esa cuenta, no

corresponde emitir opinión sobre la responsabilidad o no del funcionario

denunciado, sino solamente sobre la posibilidad de encausamiento penal.

Esa prerrogativa también es así comprendida, entre otros, por la Corte

Constitucional colombiana, que ha determinado lo siguiente: “(...) Otro de los

elementos característicos de los estados democráticos de régimen o sistema

presidencial de gobierno, además del ya señalado principio institucional de

equilibrio ante las ramas y órganos del poder público, se encuentra en la figura

del fuero penal especial y del disciplinario propio y autónomo que protege a

ciertos altos funcionarios del Estado, con el cual se pretende garantizar, de una

parte la dignidad del cargo y de las instituciones que representan, y de otra la

independencia y autonomía de algunos órganos del poder público para

garantizar el pleno ejercicio de sus funciones y la investidura de sus principales

titulares, las cuales se podrían ver afectadas por decisiones ordinarias originadas

en otros poderes del Estado, distintos de aquel al cual pertenece el funcionario

protegido con un fuero especial; de otra parte, el fuero sirve también para

garantizar que las decisiones de la voluntad general, bien sea que ésta se haya

expresado directamente o a través de sus representantes, no serán

desconocidas, y que en todo caso prevalecerán los principios y procedimientos

consagrados en la Constitución y en la ley. Dicho fuero especial no implica el

sometimiento a jueces y tribunales especiales, esto es, distintos de los ordinarios,

en aquellos casos en que sean objeto de investigaciones y eventualmente


CORTE DE CONSTITUCIONALIDAD
REPÚBLICA DE GUATEMALA, C.A. Expediente 3157-2017
Página 17 de 25

acusaciones, determinados funcionarios del Estado, sino el cumplimiento de un

trámite procesal especial de definición de la procedencia subjetiva y en concreto

del juicio penal; ello precisamente para lograr la realización de los objetivos

propios y esenciales del Estado Social de Derecho, el cual, si bien, tal como lo ha

dicho esta Corporación ‘...configura un Gobierno de leyes por encima de las

personas’, garantiza también de forma paralela la integridad y salvaguarda de

sus instituciones y la seguridad de las personas que las representan, pues sólo

así es posible mantener el equilibrio en el ejercicio del poder. La razón de ser del

fuero especial es la de servir de garantía de la independencia, autonomía y

funcionamiento ordenado de los órganos del Estado a los que sirven los

funcionarios vinculados por el fuero. Ante todo, se busca evitar que mediante el

abuso del derecho de acceso a la justicia se pretenda paralizar ilegítimamente el

discurrir normal de las funciones estatales y el ejercicio del poder por parte de

quienes han sido elegidos democráticamente para regir los destinos de la

Nación” (Vid. Corte Constitucional, Sentencia C-222 de 1996. M.P. Fabio Morón

Díaz).

-V-

Por otra parte, en las diligencias de antejuicio lo que se pretende es que la

autoridad respectiva verifique que los señalamientos no son espurios, ilegítimos o

políticos y que solamente pretenden entorpecer el desempeño de la función

pública, de tal cuenta, esta autoridad, no puede emitir opinión sobre la

responsabilidad o no del funcionario denunciado, sino solamente sobre la

posibilidad de un encausamiento penal. De tal manera, lo que debe ser tomado

en cuenta por los órganos a quienes en la Constitución y las leyes del país se les

ha conferido la facultad, es decidir respecto de la procedencia de la formación de


CORTE DE CONSTITUCIONALIDAD
REPÚBLICA DE GUATEMALA, C.A. Expediente 3157-2017
Página 18 de 25

causa contra funcionarios de gobierno. Así también lo ha entendido esta Corte,

cuando en la sentencia de uno de abril de dos mil cuatro, dictada en el

expediente 2152-2003, consideró: “… es oportuno señalar que el antejuicio,

según el actual ordenamiento jurídico procesal penal, se concibe como un

obstáculo a la persecución penal, atendiendo a la inmunidad personal de la cual

gozan ciertos funcionarios que por razón del cargo o función pública que

desempeñan, pueden estar expuestos sensiblemente a incriminaciones sin

fundamento por actos realizados en el ejercicio de su cargo; la finalidad de dicha

prerrogativa, es la de proteger la continuidad de la función pública, amenazada

ante la posible ligereza de una sindicación que, por razones espurias o

eminentemente políticas, pudiera dar lugar a la interrupción injustificada de una

autoridad en sus funciones públicas. De ahí que un antejuicio se considere viable

si los hechos que motiven el mismo permitan reflejar, de acuerdo con el principio

de legalidad en materia penal establecido en el artículo 17 de la Constitución,

una acción u omisión propia del funcionario que posteriormente pueda ser

calificada como ilícita, y ameritar, como consecuencia de la declaración de

causa, la separación del cargo del funcionario antejuiciado…”. Lo anterior revela,

en su debido contexto, la finalidad por la que constitucionalmente fue instituida la

prerrogativa del antejuicio.

En cuanto al artículo 16 de la Ley en Materia de Antejuicio, esta Corte

precisó que: “La razonabilidad de la calificación sobre si una denuncia puede

merecer el posterior trámite de un antejuicio, debe ser realizada por un órgano

judicial en ejercicio de su función jurisdiccional -potestad de juzgar- sin imputar

directamente al funcionario denunciado la comisión de delitos. Dentro de esta

razonabilidad, el juez a quien se traslada la denuncia, como parte del derecho al


CORTE DE CONSTITUCIONALIDAD
REPÚBLICA DE GUATEMALA, C.A. Expediente 3157-2017
Página 19 de 25

juez natural, debe establecer si a su criterio existen elementos de razón

suficientes que hagan viable la pesquisa, y si llega a tal conclusión, debe

inhibirse y remitir las actuaciones a donde corresponde; contrario sensu, si no

existen tales elementos de juicio (ya sea porque la denuncia se sustente en

hechos que el denunciante no tuvo conocimiento directo sino por terceras

personas, o bien, la denuncia no proporcione los elementos de razonabilidad

suficientes sustentados en una investigación previa realizada por la persona o el

órgano denunciante) debe rechazar la denuncia, en atención a que la

admisibilidad de la denuncia de un hecho que constituya un obstáculo a una

eventual persecución penal posterior compete a un juez y no al Organismo

Legislativo. (...), esta Corte advierte que la autoridad impugnada, en el acto

reclamado, se limitó a remitir las diligencias de antejuicio aludidas al Organismo

competente para su conocimiento, sin efectuar el análisis a que está obligada de

conformidad con lo expuesto en el artículo 16 del Decreto 85-2002 del Congreso

de la República que regula: ‘Cuando un juez competente tenga conocimiento de

una denuncia o querella presentada en contra de un dignatario o funcionario que

goce de derecho de antejuicio, según lo estipulado por la ley, se inhibirá de

continuar instruyendo y en un plazo no mayor de tres días hábiles, elevará el

expediente a conocimiento de la Corte Suprema de Justicia para que ésta,

dentro de los tres días hábiles siguientes de su recepción, lo traslade al órgano

que deba conocer del mismo, salvo que a ella misma le correspondiera conocer.

El juez no podrá emitir en la nota de remesa juicios de valor ni tipificar el

delito’ (la negrilla no aparece en el texto original), de lo que se deduce que (...) la

Corte Suprema de Justicia no es, al tenor de lo dispuesto en la norma transcrita,

un mero ente de gestión, que agote su intervención procedimental en la simple


CORTE DE CONSTITUCIONALIDAD
REPÚBLICA DE GUATEMALA, C.A. Expediente 3157-2017
Página 20 de 25

remisión de las actuaciones al órgano que deba conocer del antejuicio; la dicción

‘“conocimiento’ en el orden jurídico implica el conjunto de reflexiones que

realiza el juez, en forma precedente a la emisión de un fallo o resolución,

conducta que no fue concretada por la Honorable Corte Suprema de Justicia,

tribunal que, en el presente asunto, se limitó a enviar los antecedentes al

Congreso de la República”. (Cfr. Sentencia de uno de abril de dos mil cuatro,

dictada en el expediente 2152-2003). Con base en esas consideraciones, se ha

otorgado amparo, criterio que se ha mantenido hasta la presente fecha y tiene

como finalidad el que la Corte Suprema de Justicia cumpla, en la labor impuesta

en el artículo 16 antes mencionado, con calificar, como tribunal de derecho, si

amerita no remitir las diligencias de antejuicio al Congreso de la República, de

apreciarse que en la denuncia penal que origina aquellas diligencias, se incurrió

en violación de la prohibición de la última oración del artículo 4 de la Ley en

Materia de Antejuicio. Esa decisión debe ser fundamentada y debe evidenciar el

iter lógico jurídico que llevó al tribunal a asumir su decisión, de manera que, si se

advierte infracción de aquella regla, el tribunal de derecho debe rechazar

liminarmente la denuncia y no propiciar la continuación del procedimiento con la

remisión de aquella al Congreso de la República. Con lo anterior, esta Corte

resalta la importancia de la labor que debe realizar la Corte Suprema de Justicia,

en la fase establecida en el artículo 16 de la Ley en Materia de Antejuicio. Revela

lo anterior la responsabilidad que descansa en la Corte Suprema de Justicia,

máximo tribunal de jurisdicción ordinaria, en cuanto a mantener un adecuado

balance en un sistema de pesos y contrapesos, que propicie el adecuado

mantenimiento del Estado Constitucional de Derecho, pues es innegable que el

Organismo Ejecutivo y el Organismo Legislativo son poderes políticos. Si esta


CORTE DE CONSTITUCIONALIDAD
REPÚBLICA DE GUATEMALA, C.A. Expediente 3157-2017
Página 21 de 25

labor no se cumple, quedarán los integrantes de aquel máximo tribunal sujetos a

la responsabilidad pertinente, sin perjuicio de que funcionen las garantías

establecidas en la Constitución Política de la República, que posibiliten solventar

una crisis institucional y retornar a la observancia del régimen establecido en el

texto supremo. En este mismo sentido se pronunció este Tribunal en sentencia

de veintiocho de julio de dos mil quince, dentro del expediente 2647-2015.

Finalmente, el artículo 4 de la Ley en Materia de Antejuicio, en cuanto a la

procedencia del antejuicio, prescribe que la denuncia o querella puede ser

presentada por la comisión de un acto o hecho constitutivo de delito por parte de

un dignatario o funcionario público, por tal condición, y no “simplemente por

razones espurias, políticas o ilegítimas”.

- VI -

Esta Corte, del estudio de las constancias procesales y los alegatos de las

partes, tomando en cuenta las consideraciones previas y sin prejuzgar sobre la

procedencia o improcedencia de la solicitud de antejuicio promovida, estima que

le asiste la razón a los postulantes de la acción constitucional de amparo, debido

a que, del análisis del acto que se reputa lesivo, cuya transcripción en su parte

conducente consta en líneas precedentes, se advierte tanto indebida como falta

de fundamentación en lo dispuesto, puesto que lo resuelto no proporciona una

respuesta clara y precisa sobre lo manifestado por los accionantes.

Al respecto, es importante destacar que el Ministerio Público solicitó las

diligencias de antejuicio aduciendo la probable participación de Jimmy Morales

Cabrera, Presidente de la República de Guatemala, en la comisión de hechos

que, a su juicio, revisten características de delito, por el actuar directo del

mandatario en momentos previos inmediatos a los hechos lamentables ocurridos


CORTE DE CONSTITUCIONALIDAD
REPÚBLICA DE GUATEMALA, C.A. Expediente 3157-2017
Página 22 de 25

en el Hogar Seguro Virgen de la Asunción, a cargo de la Secretaría de Bienestar

Social de la Presidencia.

Sin embargo, tal como se observa en la transcripción del acto reclamado

ut supra, la autoridad objetada fue prolija en explicar doctrinariamente qué debía

entenderse por motivos espurios y políticos; asimismo, refirió que las funciones

del Presidente de la República de Guatemala están delegadas en diferentes

dependencias, teniendo estas últimas sus funciones y responsabilidades

enmarcadas en ley. Los anteriores elementos permitieron concluir a la autoridad

reprochada que al Presidente Jimmy Morales Cabrera no podría atribuírsele los

hechos señalados, porque aun y cuando no estuvo presente en el lugar de los

hechos “giró las instrucciones precisas y pertinentes para sobrellevar lo

acontecido”. En tales afirmaciones, a criterio de esta Corte, la autoridad

reprochada se extralimita en sus funciones, puesto que emite opinión sobre la

responsabilidad del funcionario, además no se advierte un razonamiento claro y

preciso en el que se analice en forma integral las actuaciones, concretamente la

totalidad de los argumentos expuestos en el escrito de solicitud de diligencias de

antejuicio. En otras palabras, no se observa relación o análisis por parte de la

autoridad cuestionada, sobre los hechos y circunstancias expuestos por la

institución requirente, de ahí que no se demostró lo espurio o falso de la

denuncia presentada, por el contrario, emitió juicios de valor respecto a la

intervención en el asunto del alto funcionario contra quien se promovieron las

diligencias, al indicar que: “giró las instrucciones precisas para resguardar el

orden en el sitio” o “giró las instrucciones precisas y pertinentes para sobrellevar

lo acontecido”, afirmaciones que, a criterio de este Tribunal, no es viable ser

efectuadas por la autoridad denunciada, especialmente tomando en cuenta la


CORTE DE CONSTITUCIONALIDAD
REPÚBLICA DE GUATEMALA, C.A. Expediente 3157-2017
Página 23 de 25

naturaleza de los ilícitos endilgados al mandatario, puesto que conforme a lo

establecido en la ley de la materia y lo reiterado en numerosas ocasiones esta

Corte, las consideraciones efectuadas durante las diligencias de antejuicio no

pueden ir encaminadas a determinar la licitud –o pertinencia– o no del actuar del

funcionario público antejuiciado, sino a comprobar la existencia de indicios

racionales que determinen la comisión de uno o varios delitos penales que le son

atribuidos. Por aparte, esta Corte advierte que la autoridad reprochada afirmó

que la denuncia, además de ser espuria, era política, sin incluir explicación

alguna sobre esta última circunstancia, que permitiera concatenar las

consideraciones doctrinarias que incluyó en su resolución en cuanto a esta.

En ese sentido, el pronunciamiento de la autoridad cuestionada, al dejar

de pronunciarse sobre la totalidad de las argumentaciones y medios aportados

por la institución solicitante del antejuicio y efectuar afirmaciones que sobrepasan

el ámbito de sus atribuciones, vulneró los derechos de petición, a una tutela

judicial efectiva y del debido proceso de los postulantes, por lo que se concluye

en que la decisión asumida incurre tanto en indebida como en falta de

fundamentación.

Conforme lo anteriormente expuesto, se estima procedente otorgar el

amparo solicitado, ordenando a la autoridad reprochada que dicte nueva

resolución congruente a lo aquí considerado, sin condenarla en costas por la

presunción de buena fe que se presume en las actuaciones judiciales.

LEYES APLICABLES

Artículos citados, 265, 268, 272 literal b), de la Constitución Política de la

República de Guatemala; 8º, 10, 42, 43, 45. 49, 50, 52, 53, 54, 149, 163 literal b),

170 y 185 de la Ley de Amparo, Exhibición Personal y de Constitucionalidad; 7


CORTE DE CONSTITUCIONALIDAD
REPÚBLICA DE GUATEMALA, C.A. Expediente 3157-2017
Página 24 de 25

Bis del Acuerdo 3-89, y 29 y 35 del Acuerdo 1-2013, ambos de la Corte de

Constitucionalidad.

POR TANTO

La Corte de Constitucionalidad, con base en lo considerado y leyes

citadas, resuelve: I. Por las inhibitorias presentadas por los Magistrados Dina

Josefina Ochoa Escribá y Bonerge Amilcar Mejía Orellana, se integra este

Tribunal con los Magistrados Henry Philip Comte Velásquez y María Cristina

Fernández García, para conocer y resolver el presente asunto. II. Otorga el

amparo solicitado por Sandra Nineth Morán Reyes y Leocadio Juracán Salomé,

en calidad de diputados del Congreso de la República de Guatemala, contra la

Corte Suprema de Justicia y como consecuencia: a) restablece a los postulantes

en la situación jurídica afectada, dejando en suspenso la resolución que

constituye el acto reclamado; b) para los efectos positivos de este fallo, la

autoridad cuestionada deberá dictar nueva resolución debidamente

fundamentada, y c) se conmina a la autoridad reprochada a dar exacto

cumplimiento a lo resuelto dentro del plazo de cinco días, contado a partir de que

reciba la ejecutoria de este fallo, con el apercibimiento de que en caso de

incumplimiento incurrirá en multa de dos mil quetzales (Q2,000.00) cada uno de

sus integrantes, sin perjuicio de las responsabilidades consiguientes. III. No hay

especial condena en costas. IV. Notifíquese, y oportunamente, remítase la

ejecutoria de esta sentencia.


CORTE DE CONSTITUCIONALIDAD
REPÚBLICA DE GUATEMALA, C.A. Expediente 3157-2017
Firmado digitalmente Página 25 de 25
por JOSE
FRANCISCO DE
MATA VELA Fecha:
20/03/2018 1:03:40 p.
m. Razón: Aprobado
Ubicación: Corte de
Constitucionalidad

Firmado digitalmente Firmado digitalmente


por GLORIA por NEFTALY
PATRICIA PORRAS ALDANA HERRERA
ESCOBAR Fecha: Fecha: 20/03/2018
20/03/2018 1:07:59 p. 1:09:05 p. m. Razón:
m. Razón: Aprobado Aprobado Ubicación:
Ubicación: Corte de Corte de
Constitucionalidad Constitucionalidad

Firmado digitalmente Firmado digitalmente


por HENRY PHILIP por MARIA CRISTINA
COMTE VELASQUEZ FERNANDEZ GARCIA
Fecha: 20/03/2018 Fecha: 20/03/2018
1:09:57 p. m. Razón: 1:10:45 p. m. Razón:
Aprobado Ubicación: Aprobado Ubicación:
Corte de Corte de
Constitucionalidad Constitucionalidad

Firmado digitalmente
por MARTIN RAMON
GUZMAN
HERNANDEZ Fecha:
20/03/2018 1:14:40 p.
m. Razón: Aprobado
Ubicación: Corte de
Constitucionalidad