Está en la página 1de 2

La Peña Azulilla Valgas de Fresa, quiere dirigirse a todos los seguidores del Linares

Deportivo, peñas, medios de comunicación social y a toda la sociedad linarense en


general, y ante los hechos acaecidos el pasado fin de semana del 31 de julio al 1 de
agosto, realizar las siguientes consideraciones:

PRIMERO: Como es bien sabido el equipo de la ciudad de Jaén en fechas recientes ha


conseguido salvar el plazo de pago de los haberes a sus jugadores ante la AFE,
eludiendo el descenso administrativo de categoría y una eventual desaparición. Según se
ha publicado en diferentes medios de comunicación social ello ha sido posible, además
de por el loable esfuerzo de sus dirigentes, por el apoyo de instituciones públicas y
representantes políticos locales, provinciales e incluso autonómicos y nacionales, y
cajas de ahorros.

SEGUNDO: Queremos en este sentido poner de manifiesto la clara diferencia de trato


que, ahora hace un año, recibió el CD Linares en los meses agónicos previos a su
desaparición, cuando las circunstancias eran similares (incluso la deuda del Real Jaén a
la Seguridad Social y Hacienda supera en 5 millones de euros la que tenía el CD
Linares).

Por un lado, de las propias instituciones y representantes políticos locales de Linares,


los cuales dieron la causa por perdida semanas antes de que vencieran el plazo de pago a
la AFE, ahuyentando así toda solución de última hora, sin hacer apenas esfuerzos por
salvar al club, y con el silencio como respuesta de la oposición. No se asumió que el
Linares es patrimonio histórico de la ciudad. El Consistorio de la capital, que ya evitó el
descenso del Club de su ciudad comprando las acciones necesarias para su conversión
en S.A.D., a diferencia del de nuestra ciudad, ha agotado nuevamente hasta el último
minuto las posibilidades de solucionar el problema, además de haberle cedido, hace
unas semanas, un terreno de 10.000 metros cuadrados a través de un convenio
urbanístico aprobado en Pleno del Ayuntamiento con una tercera empresa,
patrimonializando el Club.

Por otro, el comportamiento de Instituciones y representantes de ámbito superior al


municipal, que literalmente se abstuvieron de hacer el más mínimo esfuerzo por salvar
al Club de Linares, que entonces era exactamente igual de representativo que el de la
capital, mientras que cuando se ha tratado de éste todos los esfuerzos han sido pocos,
bien mediante ayudas directas, bien mediante la intermediación ante terceros para
conseguir dichas ayudas, avales y/o préstamos.

Mención especial merece el comportamiento del la Excma. Diputación de esta


Provincia, que ha tenido al parecer un papel directo en la salvación del equipo de la
capital y que sistemáticamente ha financiado al Real Jaén a través –como mínimo- del
Trofeo del Olivo, teóricamente provincial, ignorando al resto de los equipos de la
provincia y en particular al equipo de Linares, incluso en años en que éste ha arrastrado
más masa social y ha obtenido más éxitos deportivos para la ciudad y provincia. Es una
discriminación de la que nos sentimos hastiados mientras asistimos boquiabiertos al
comportamiento del Ayuntamiento de Linares y muy especial al de sus Concejales con
la condición de Diputados Provinciales que nada han hecho nunca en este sentido, y
muy al contrario han tenido una actitud servil y sumisa. Como linarenses nos sentimos
discriminados y tratados como ciudadanos de segunda categoría.
TERCERO: En otro orden, fundamental relevancia ha tenido también la participación
de un influyente político a nivel autonómico y nacional, de esta misma provincia,
“abriendo muchas puertas”, como así reconoce su máximo accionista, para la salvación
del Club capitalino, cuando no abrió ninguna hace un año para el CD Linares. Es
también responsabilidad de los gobernantes locales reivindicar el trato no
discriminatorio en las ayudas y coberturas, como representantes políticos de todos que
son, a sus superiores en la jerarquía provincial y regional de partido, defendiendo los
intereses de la ciudad, zafándose de la sumisión de partido, y no sólo en lo relacionado
con el deporte en esta ciudad y provincia.

En definitiva, la sociedad linarense quiere respuestas a preguntas tales como: “¿Por qué
Gaspar Zarrías ayuda a unos y a otros no? ¿Por qué regala el Ayuntamiento de Jaén
terrenos al Real Jaén Sociedad Anónima Deportiva y en Linares, en cambio, salen hasta
hierbajos del vetusto cemento de nuestro Linarejos en ruinas? ¿Por qué el Trofeo
Provincial del Olivo siempre subvenciona a un Club independientemente de si en ese
año hay otro Club en la provincia con igual e incluso mayor caché deportivo?

Por todo ello y ante lo hasta aquí expuesto, como peña que siente al LINARES como
algo muy querido, y como patrimonio de toda la ciudad, queremos en primer lugar
animar a todos nuestros vecinos a que apoyen el proyecto deportivo del actual
LINARES DEPORTIVO, basado en la austeridad y en la premisa de que sólo se llegará
donde la afición y la ciudad quieran, más teniendo en cuenta que este club no ha
contado ni al parecer contará con el apoyo de todo el aparato institucional como ocurre
en otros casos, por muy significados que puedan llegar los logros de nuestro equipo. Por
otro, queremos dirigirnos al Ayuntamiento de nuestra ciudad, al que por un lado hay
que agradecerle el apoyo económico que en la actualidad presta, pero al que hay que
requerirle al mismo tiempo una actitud más activa, por un lado para facilitar la ayudas
de terceros al que es de largo el equipo más representativo de la ciudad y que más masa
social arrastra, y al que le reclamamos una actitud más beligerante ante la clara
discriminación que esta afición ha venido sufriendo a lo largo de la historia, cuyo punto
culmen ha sido la indecente diferencia de trato recibida con respecto a la capital ante la
objetivamente igual situación de estar amenazado el equipo de ambas ciudades de
desaparición.

Linares a cuatro de agosto de 2010.

El Presidente de la Peña Azulilla Valgas de Fresa