Está en la página 1de 3

¡UN CORAZÓN ENDURECIDO!

1 “El Señor dijo a Moisés: “Cuando hayas vuelto a Egipto, cuida de hacer ante Faraón todas las maravillas que ha puesto en tu mano. Pero yo endureceré su corazón, de modo que no dejará ir al pueblo.”

2

Cuando alguien nos habla de una persona que tiene un corazón endurecido ¿Qué es lo primero que pensamos? ¿Cómo te imaginas entonces que era Faraón con un corazón endurecido? Ahora lo peor del texto leído atrás anteriormente, es que nos dice que fue el mismo Dios que endureció el corazón del Faraón. Que Dios tan terrible el que se nos presenta en ese texto, un Dios que niega la Salvación a alguien que puede arrepentirse, pero Él mismo Dios es quien decide endurecer, hacer terco y necio al Faraón. ¿Qué Dios es este que estamos viendo en este texto?, ¿Sera qué es el mismo Dios de amor que se describe en la Biblia? 1 Juan 4:8 S.Juan3:16 El versículo de Éxodo 4:21, muchas veces ha sido un dolor de cabeza para algunos Cristianos ya que no comprenden que Dios es el que está hablando si es el mismos Dios que desea dar salvación a todos o un Dios que excluye de la salvación a ciertas personas y, también uno de los favoritos de aquellas personas que se encuentran en contra de la Palabra De Dios, ya que lo ven como una arma para defenderse y decir que Dios mismo se encarga de tener preferidos y que Él decide a quien quiere salvar.

3

4

Es preciso que para comprender lo que Dios nos está diciendo a través de la Biblia, nosotros analicemos unos textos que preceden al de Éxodo 4:21, les invito a abrir la Palabra de Dios en Éxodo 4:10-17. 10 Entonces dijo Moisés a Jehová: ¡Ay, Señor! nunca he sido hombre de fácil palabra, ni antes, ni desde que tú hablas a tu siervo; porque soy tardo en el habla y torpe de lengua. 11 Y Jehová le respondió: ¿Quién dio la boca al hombre? ¿o quién hizo al mudo y al sordo, al que ve y al ciego? ¿No soy yo Jehová? 12 Ahora pues, ve, y yo estaré con tu boca, y te enseñaré lo que hayas de hablar. 13 Y él dijo: ¡Ay, Señor! envía, te ruego, por medio del que debes enviar. 14 Entonces Jehová se enojó contra Moisés, y dijo: ¿No conozco yo a tu hermano Aarón, levita, y que él habla bien? Y he aquí que él saldrá a recibirte, y al verte se alegrará en su corazón. 15 Tú hablarás a él, y pondrás en su boca las palabras, y yo estaré con tu boca y con la suya, y os enseñaré lo que hayáis de hacer. 16 Y él hablará por ti al pueblo; él te será a ti en lugar de boca, y tú serás para él en lugar de Dios. 17 Y tomarás en tu mano esta vara, con la cual harás las señales. En los versículos leídos anteriormente nosotros podemos darnos cuenta, que por medio de Moisés Dios era el que le estaba hablando al Faraón. Esto es muy importante que lo tomemos en cuenta para que nosotros podamos descubrir porque El mismo Dios dice que Él iba a endurecer el corazón de Faraón.

5

6

el sembrador salió a sembrar. “La expresión "todas las maravillas" no se refiere únicamente a las tres señales mencionadas en los vers. oiga. Todo dependía de la recepción dada a la semilla por cada tipo de tierra. y brotó pronto. al momento la reciben con gozo. Plaga de la muerte del ganado. 2. Plaga de los piojos. y vinieron las aves del cielo y la comieron. entonces ¿Cómo es posible que Dios quisiera que El Faraón se perdiera? No debemos de olvidar que al Faraón le fueron enviadas diez señales para que pudiera proceder al arrepentimiento. Plaga de las langostas. Plaga de las ranas. 16 Estos son asimismo los que fueron sembrados en pedregales: los que cuando han oído la palabra. 9 Entonces les dijo: El que tiene oídos para oír. 7. a sesenta. 6 Pero salido el sol. y porque no tenía raíz. Plaga de las tinieblas. 18 Estos son los que fueron sembrados entre espinos: los que oyen la palabra. ni tampoco en la forma como fue sembrada. pues brotó y creció. aconteció que una parte cayó junto al camino. 2-9. sino más bien una elección deliberada de parte del rey (ver PP 272). se secó. 5 Otra parte cayó en pedregales. en seguida viene Satanás.7 Si nosotros leemos en el libro de Éxodo 5:1-3 allí notamos la reacción de Faraón que tuvo ante las palabras que Dios estaba hablando por medio de Moisés y Aarón. 17 pero no tienen raíz en sí. Plaga del granizo. pero ustedes podrán decirme El Faraón reacciono de esa manera porque Dios dijo que iba a endurecer su corazón. porque cuando viene la tribulación o la persecución por causa de la palabra. y a ciento por uno. 10. se quemó. 13-20 En la parábola de Cristo del sembrador y la semilla no había diferencia entre la semilla esparcida en una clase de tierra y en las otras. 4. 3. De la misma manera. pero después que la oyen. Plaga de las moscas. y los espinos crecieron y la ahogaron. 13 Y les dijo: ¿No sabéis esta parábola? ¿Cómo. 9. 6. 7 Otra parte cayó entre espinos. 8 Pero otra parte cayó en buena tierra. MARCOS 4:3-9. y no dio fruto. pues. sino a todos los milagros que habría de realizar en la presencia de Faraón” CBA T2. sino que son de corta duración. Todas estas plagas tenían una función hacer cambiar al Faraón de pensar. el endurecimiento del corazón de Faraón en ninguna manera fue un acto de Dios. Muerte de los primogénitos. 8. porque no tenía profundidad de tierra. 5. 4 y al sembrar. entenderéis todas las parábolas? 14 El sembrador es el que siembra la palabra. S. 3 Oíd: He aquí. y dio fruto. y produjo a treinta. 9 10 11 . donde no tenía mucha tierra. Plaga de las ulceras. y quita la palabra que se sembró en sus corazones. El contesto con orgullo creyéndose superior a Dios. Plaga de Sangre. luego tropiezan. 15 Y éstos son los de junto al camino: en quienes se siembra la palabra. 8 Yo podría darte la razón porque según lo leído en éxodo 4:21 eso era lo que Dios iba a hacer con Faraón endurecerle su corazón pero no olvidemos que Dios quiere que todos nosotros tengamos vida eterna. las cuales fueron: 1.

Hay en conjunto diez declaraciones tales. 8: 19). en cinco (caps. que el Señor endurecería el corazón de Faraón (cap. 2 Ped. Que las diferentes palabras se usan más o menos indistintamente resulta evidente por el estudio del contexto.12 13 14 19 pero los afanes de este siglo. 8. 7: 14. a sesenta. "hacer pesado". por ejemplo). y las codicias de otras cosas. que significa que Dios haría "firme" el corazón de Faraón de modo que no se conmoviera y cambiaran sus sentimientos hacia Israel. de acuerdo con la naturaleza de ellos (derrite la cera y endurece la arcilla. Al rehusar ser corregido. 34) la palabra kabed . Dios no se complace con el sufrimiento y muerte de los impíos. 22. en primer lugar. así también la influencia del Espíritu de Dios sobre los corazones de los hombres produce diferentes efectos de acuerdo con las condiciones del corazón. Pero cada manifestación sucesiva del poder divino lo dejó más determinado a hacer su propia voluntad. De modo que cuando se le dijo a Moisés. 1 Tim. "hacer duro". 7: 13. Su negativa no sólo se expresó durante las plagas que pudieron imitar los magos de Egipto. 20 Y éstos son los que fueron sembrados en buena tierra: los que oyen la palabra y la reciben. Mediante repetidas amonestaciones y despliegue del poder divino. 17) se usa la palabra jazaq . la cual significa que Dios había hecho "pesado" el corazón de Faraón. al juicio y a la muerte. 6: 6). 9: 7. aquí atribuido a Dios. 9: 7). Continuó también después de que cayeron sobre los egipcios y no sobre el pueblo de Israel. CBA T2 SOBRE EL VERSÍCULO DE EXODO 4:21 Los comentadores han diferido mucho en su comprensión del endurecimiento del corazón de Faraón. entran y ahogan la palabra. En el pasaje del cap. CBA T2 SOBRE EL VERSÍCULO DE EXODO 4:21 Hay también diez declaraciones que indican que Faraón endureció su propio corazón. y cuando se vio forzado a confesar que había pecado (cap. y dan fruto a treinta. conduce a la salvación y la vida. y a ciento por uno. 4: 21. 9: 12. un hecho del que fue informado el rey (cap. 8: 15. kabed . 8: 19. 14: 4. ). 3: 9) y hace que su sol brille sobre los malos y los buenos (Mat. 10:20. la cuarta y la quinta plagas. El endurecimiento de su corazón se demostró aún más claramente cuando quebrantó su promesa de dejar salir a Israel bajo la condición de que Moisés y Aarón eliminarían la plaga. 11:10. y el engaño de las riquezas. Aun los paganos reconocieron que fueron Faraón y los mismos egipcios quienes endurecieron su corazón. Pero así como el sol afecta los diversos materiales de una manera diferente. 15 . que implica que el Señor haría "duro" o "insensible" el corazón de Faraón. antes de llegar a Egipto. Fue pues su propia resistencia a la luz lo que endureció su corazón. 13: 15) la palabra qasháh . 10: 1 se usa una tercera palabra. y en una (cap. 9: 35) se usa la palabra jazaq . qasháh . "hacer firme". El endurecimiento del corazón de Faraón fue evidente. y no Dios (1 Sam. El pecador arrepentido permite que el Espíritu de Dios lo conduzca a la conversión y a la salvación. y en el caso del otro. 4: 21). sino que desea que todos se arrepientan y se salven (Eze. Dios envió luz que tenía el propósito de señalarle a Faraón los errores de su conducta. en el caso de uno. 2: 4. a cada uno de acuerdo con su propia elección. Dios se refirió a la continua negativa del rey de obedecerle y dejar salir a los israelitas. y se hace infructuosa. En cuatro de ellas (caps. 32. 7: 3 se usa otra palabra hebrea. 5: 45). 27. despreció y rechazó la luz hasta que quedó insensible a ella. porque no prestó atención a la demanda del Señor de que dejara ir a Israel. para suavizar y subyugar su corazón e inducirlo a cooperar con la voluntad divina (DTG 289). y la luz finalmente le fue retirada. En ocho de ellas (Exo. pero el impenitente endurece más y más su corazón. o insensible a la influencia divina. 9: 27). sino también durante aquéllas que los magos mismos reconocieron que eran "dedo de Dios" (cap. En el pasaje del cap. 33: 11. La mismísima manifestación de la misericordia de Dios.