Está en la página 1de 1

2 DE OCTURBE DE 1872

¿Saben que foog acaba de despedir a su mayordomo? No me diga! No son


seis, ya en lo que va del año? Exacto
¿Y qué ha hecho el pobre para recibir ese castigo?

El agua que preparo para afeitarlo estaba demasiado fría en vez de estarla en
veintinueve en lugar de treinta.

Después apareció un nuevo mayordomo que era francés su nombre es


Passeportout y el señor Foog decide probarlo y le pregunta que hora era y el
respondió las once y veintidós minutos y el señor Foog le dijo: que atrasaba 4
minutos pero lo perdono y era la última vez. El señor Foog decidió hacer una
propuesta a sus amigos.

Que él podía dar la vuelta al mundo en 80 dias y todo se burló, pero al final
apostaron a 20,000 libras.
Así que el señor Foog partió junto con su mayordomo Passeportout se olvido
de apagar las luces del farol de gas de mi habitación.
4 de octubre de 1872

Llegaron el señor foog y Passeportout a Mongolia, passeportout salió de la


estación, para que valle a comprar lo que le había ordenado su mayordomo,
unos morocos miraron sus zapatos y le dijeron ¡tus zapatos! Y Passeportout
miro sus zapatos y no sabía que le iba a pegar los morocos le pegaron y lo
quitaron sus zapatos, Passeportout corrió hasta la estación del tren y a lo iba a
dejar el tren se malogro entonces decidieron ir con un elefante y le ofrecieron a
1,200 libras, llegaron en un lugar y vieron que había un problema iban a
quemar a una chica viva, Passeportout ayuda a la chica y salió cargándole.
La señorita se despertó asustada, el señor Foog le dijo; Passeportout te
presenta la Sra: Auda.

La Sra. Auda le agradeció a Passeportout, el Señor foog siguió con sus


aventura, cuando viajaban se apago el motor del tren y Passeportout de nuevo
decidió ayudarlos y salieron sanos y salvos de esa tragedia.
Desenlace

Llegaron al pueblo y el Señor Foog se dijo estas arruinado y decidió casarse


con la señorita pero luego Passeportout dijo que estaba a tiempo y el señor
Foog se presento ante sus amigos y gano la apuesto pero ellos lo creyeron
imposible.