Está en la página 1de 84

AAnnóónniimmoo

LLEEYYEENNDDOO EELL HHOORRÓÓSSCCOOPPOO NNoocciioonneess ddee AAssttrroollooggííaa

c c i i o o n n e e s s d d e e

Digitalización y Arreglos BIBLIOTECA UPASIKA

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

LEYENDO EL HORÓSCOPO

Manual popular para interpretarlo personalmente de acuerdo con las posiciones de los planetas en las casas.

Traducción de un libro de autor inglés anónimo por Adolfo de la Peña Gil

El horóscopo es el pasado que se refleja en el futuro, una débil sombra que proyectan nuestras vidas pasadas. Un mal aspecto equivale a una oportunidad para hacer nuevo esfuerzo y para educir de nuestra alma capacidades de iniciativa, resistencia, comprensión, etc.

CONTENIDO

Capítulo I Las Doce Casas, página 5.

Capítulo II Los Planetas, página 11.

Capítulo III Influencias Planetarias, página 19.

Capítulo IV Análisis de los Aspectos, página 48.

Capítulo V Síntesis, página 66. Vida o Muerte, página 66. Salud y Enfermedad, página 70. Carácter, página 75. Amor y Matrimonio, página 80.

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

NOTA DEL TRADUCTOR

Durante el verano de 1925 pasé ochenta días de vacaciones, en Lashio, un poblado colindante con la frontera occidental de China, y cuyos alrededores se conocen como “la Suiza Burmana”. Fui huésped del Dr. Lakshmi y me ocupé entonces de traducir este Manual Astrológico cuyo autor ignoro, y que en Rangún me había prestado la Sra. Freanie J. Bilimoria, estudiante persa de astrología. Se trata de un libro escrito por uno que sabía; pero en términos sencillos, destinado a principiantes en el estudio de la Astrología, que es la más exacta de todas las ciencias adivinatorias. Con este manual, cualquier estudiante podrá analizar su propio horóscopo y adquirir algunos elementos básicos de interpretación del mismo. Las indicaciones relativas a Plutón fueron gentilmente suministradas por el erudito amigo y completo astrólogo Sr. Aldo Lavagnini, a quien debo agradecimiento por está ayuda.

Adolfo de la Peña Gil México, D. F. Primavera 1957

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

Anónimo – Leyendo el Horóscopo 4

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

CAPÍTULO I LAS DOCE CASAS

LAS 12 CASAS. La interpretación de un horóscopo puede considerarse bajo dos encabezados generales: el primero, de análisis; y el segundo, de síntesis. En el análisis de un horóscopo está incluido el significado de cada casa, signo, planeta y aspectos, tomados separadamente; y, en la síntesis, las reglas para combinar estos factores separados y para tratar de definir su total efecto colectivo. Comenzaremos por el análisis, ya que el conocimiento de la significación de cada detalle es esencial antes de pasar a la tarea, mucho más difícil, de sintetizar. En primer lugar ordinal se halla el significado de cada una de las 12 Casas. 1a. CASA. Esta significa al “nativo” o sujeto del horóscopo, su apariencia general, disposición, ambiente mundanal y destino. Generalmente es un sumario de todo el mapa, siendo suministrados los diversos detalles por las otras casas. Es la parte más importante del horóscopo, correspondiente al signo Aries y gobernando la cabeza. Indica la personalidad, en tanto que las restantes once casas señalan los atributos, poderes y medio ambiente de la persona. Marte y el Sol son particularmente fuertes aquí, y probablemente Urano también, aunque por, regla general cualquier cuerpo celeste en el Ascendente de la primera casa, tiene gran prominencia e importancia. 2a. CASA. Indica el dinero, riqueza y posesiones del nativo. Gobierna la garganta, lo mismo que Taurus. Cuando Venus se halla aquí, su influencia es especialmente fuerte. 3a. CASA. Esta casa rige sobre el intelecto y su expresión a través de escritos, cartas, documentos, libros, lectura y educación. También tiene mucha influencia sobre cortos viajes, hermanos y hermanas, y parientes en general. Gobierna los pulmones, hombros, y brazos como Géminis. El planeta Mercurio es fuerte en esta casa.

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

4a. CASA. Por esta casa se significan los padres, aunque difieren los astrólogos en opinión respecto a si esta casa denota el padre o la madre. Muchos astrólogos europeos afirman que es el padre, pero otros, siguiendo la opinión de algunos Hindús, piensan que es la madre. También rige asuntos que proceden de la paternidad, por ejemplo el hogar, la vida doméstica, el lugar de residencia y el patrimonio en tierras o casas. En el cuerpo humano gobierna el estómago y la digestión como Cáncer. La Luna es fuerte en esta casa. 5a. CASA. Indica los placeres, diversiones y vida social del nativo; los asuntos de amor, considerados aparte del matrimonio; especulación e hijos. Gobierna el corazón, como Leo. El Sol es fuerte en esta casa. 6a. CASA. Los sirvientes y empleados de cualquier clase son designados por esta casa; también denota una ocupación o empleo bajo un superior; además se refiere a enfermedades y magia. En el cuerpo humano gobierna el intestino delgado y el hígado, como Virgo. Mercurio en esta casa es fuerte. 7a. CASA. El matrimonio, las sociedades, las compañías con otros, para el bien o para el mal, son particularmente controladas por esta casa. Bajo malos aspectos, significan enemigos y rivales. Rige los riñones y las ingles, como libra. Venus y Saturno son fuertes en esta casa. 8a. CASA. Denota la muerte, legados, testamentos y bienes de los difuntos. El dinero de la esposa o del marido, del socio en los negocios, o de cualquier otra persona con la que el nativo se hubiere asociado para cualquier empresa, es también señalado aquí. Esta casa sugiere asimismo el poder de regeneración y procreación; significa el intestino grueso y órganos genitales, lo mismo que Escorpio. Marte es aquí poderoso. 9a. CASA. Largos viajes por mar y tierra, religión, filosofía, iglesias, universidades, la mente superior que trata de asuntos abstractos como opuesta a la inferior o concreta, los sueños y el misticismo, todo viene a quedar bajo el gobierno de esta casa que rige asimismo los muslos, como Sagitario. El planeta Júpiter es aquí poderoso. 10a. CASA. El honor, la reputación, poder, posición pública, ocupación, jefatura, superioridad, todo ello debe ser juzgado por esta casa. El padre (o la madre;

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

véase la observación al hablar de la 4a. Casa). En el cuerpo humano gobierna las rodillas, como Capricornio. Saturno y Marte son aquí muy potentes. 11a. CASA. Esta casa significa amigos, asociados, relaciones y sociedades. Gobierna la espinilla o parte anterior de la canilla de la pierna, lo mismo que Acuario. Son fuertes aquí Saturno y Urano. 12a. CASA. Caridad, protección, secreto, retiro, reserva, aislamiento, son regidos por esta casa. Cuando se halle afligida, pueden presentarse en la vida del nativo, pérdidas, enemigos secretos, dificultades ocultas, engaño, fraude, confinamiento en prisiones u hospitales, y enfermedad. En el cuerpo humano esta casa gobierna los pies, como Piscis. Cuando Júpiter se encuentra en ella, es poderoso.

Puede obtenerse una lectura secundaria de cualquier mapa considerando la séptima casa como la primera casa del socio o compañera; la octava cómo su segunda; y así sucesivamente con todas las casas hasta la sexta. La porción de dinero de la esposa o del socio comercial es de consideración secundaria en la octava casa, y tan sólo surge del hecho de ser ésta la segunda casa (dinero) a partir de la séptima (matrimonio y asociados). De igual manera, siendo la novena casa la tercera contando de la séptima, se le puede atribuir el significado secundario de hermanos y cuñados; y porque la undécima es la quinta a partir de la séptima, incluye los hijos de la esposa y tiene, por tanto, una relación casi tan importante sobre la cuestión de niños como la tiene la quinta casa. Es obvio que de esta manera se puede obtener un gran número de significados secundarios en cada una de las casas, y en algunos libros antiguos aparecen listas completas de tales significados, algunos de los cuales son muy útiles para el horario astrológico, pero en su mayor parte son comparativamente de poca importancia cuando se trata del horóscopo de nacimiento. La casa más importante es el Ascendente y en seguida vienen, en orden de importancia, la décima y la séptima. La cuarta casa, aunque es angular, es la menos importante de las cuatro. Parece que las casas novena y undécima dan más prominencia a los asuntos significados por los planetas que en ellas se encuentran, y no al regente de la casa, probablemente porqué ambas casas se hallan sobre el horizonte. Sin embargo, un planeta cercano a la cúspide de la cuarta casa se hace sentir siempre, especialmente en la última parte de la

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

vida. Como regla general, las casas sobre el horizonte son más importantes que las que se hallan bajo él. Si dos planetas se aspectan, el que está sobre el horizonte es más fuerte que el que se halla debajo; y si ambos están sobre el horizonte o debajo, el más elevado tiene la más fuerte influencia en igualdad de otras circunstancias. Hablando en general, cualquier planeta bien aspectado en cualquier casa traerá buena fortuna mediante las cosas significadas por la casa; siendo los mejores planetas Júpiter y Venus. De igual manera, todo planeta mal aspectado, en cualquier casa, traerá molestias mediante los asuntos significados por la casa; siendo Marte y Saturno los peores a este respecto. Cuando hay una mezcla de buenos y malos aspectos, como sucede a menudo, el bien procederá del planeta bien aspectado; y el infortunio del que se halle mal aspectado. Esta es solamente una regla general, sujeta a modificaciones que aparecerán después. Antes de que pueda llegarse a un juicio, se deben considerar y tomar en cuenta todas las casas así como los signos y los planetas; y los esfuerzos del astrólogo deberían dirigirse a obtener una fotografía compuesta, una combinación sintética del todo, empresa difícil a causa de la complejidad del conjunto. Si hay alguna casa que tenga derecho a ser considerada aparte del resto, es la primera casa con el signo ascendente y el planeta ascendente (si hay alguno), pues ambos dan información importante acerca de la apariencia personal, carácter y fortuna. Sin embargo, la información suministrada por el Ascendente no es completa bajo ninguna de esas tres fases. A menudo nos da una exacta descripción de la apariencia personal pero hay variaciones en el tipo, aportadas muchas veces por las otras partes del horóscopo, tales como el signo que contiene al Sol en el horóscopo de un hombre o la Luna en el de una mujer; y cuando un signo o casa contenga inusitado número de planetas, cuatro, cinco o más, es seguro que influenciará la apariencia, carácter y fortuna del nativo, independientemente del lugar en que pueda estar situado en el horóscopo. Igualmente por lo que hace al carácter y la fortuna: son influenciados por cada parte del horóscopo pero la primera casa, el signo ascendente y el planeta ascendente dan por regla general un resumen del conjunto, mejor que el que pudiera obtenerse de cualquier otro signo en el mapa, aunque, como sucede con la apariencia personal, ello estará sujeto a modificaciones y variaciones. En los siguientes capítulos de esta serie, analizaremos los varios detalles de un horóscopo. Ya hemos descrito el significado de las casas; seguiremos con las influencias de los signos ascendentes, luego con la naturaleza de cada

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

planeta, el efecto producido por cada planeta en cada casa, y, por último, los resultados de los aspectos de un planeta a otro.

Las partes del cuerpo regidas por los signos son las mismas que rigen las casas correspondientes. Ya fueron señaladas al hablar de las casas, pero las repetimos ahora con mayor amplitud, bajo la denominación de los signos, para facilitar la referencia, pues es muy importante el asunto al tratarse de accidentes o enfermedades (Véase dibujo de la página 4).

ARIES. La cabeza, la cara (especialmente las partes superiores), la coronilla de la cabeza, la frente, ojos, nariz y cerebro. TAURO. El cuello y la garganta, posiblemente también el cerebelo, la base del cerebro, los oídos y la barba. GÉMINIS. Los hombros, brazos, manos, pecho y pulmones. CÁNCER. Los senos, estómago y digestión. LEO. El corazón, la espalda y espina dorsal. VIRGO. El abdomen, canal intestinal (especialmente el intestino delgado) el hígado, páncreas y posiblemente el bazo y el útero; el plexo solar y una buena parte del sistema nervo-simpático se incluyen aquí, si bien algo de él se refiere a Cáncer. LIBRA. Los riñones, ingles y caderas. ESCORPIO. La vejiga, el intestino grueso, las partes genitales y el ano. SAGITARIO. Muslos y asentaderas. CAPRICORNIO. Las rodillas. ACUARIO. Las piernas, de la rodilla al tobillo. PISCIS. Los pies.

Un maléfico, o bien el Sol, la Luna o Mercurio seriamente afligidos, propenden a afectar la parte del cuerpo regida por la casa y signo en que se hallen colocados. Los signos y casas impares rigen el lado izquierdo; los signos y casas pares el derecho. Cuando la parte del cuerpo afectada se halle regida por la casa, el signo enseñará si es del lado derecho o del izquierdo; pero cuando la parte afectada está regida por el signo, la casa indicará si es derecha o izquierda. Por ejemplo; el Rey Eduardo VII tenía Marte en el ascendente (cabeza) en Capricornio (rodilla) lo que indica, o bien el lado

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

derecho de la cabeza o la rodilla izquierda. El 18 de Julio de 1898 se cayó al bajar una escalinata y se fracturó la rótula de la rodilla izquierda.

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

CAPÍTULO II LOS PLANETAS

Cada cuerpo celeste tiene dominio sobre ciertos departamentos del mundo y del hombre; todas las cosas, ya sea en el mundo externo o en su

carácter, deben clasificarse en tal manera. La experiencia moderna ha confirmado muchos de los hallazgos que sobre estos puntos nos legaron los antiguos astrólogos, pero hay algunas cuestiones que requieren nueva investigación a la luz de los descubrimientos científicos modernos, así como de las revelaciones ocultas.

A continuación damos una corta relación de las cosas regidas por cada

cuerpo celeste y del tipo de carácter que confiere cada uno de ellos. Cuando se

hallan en el Ascendente, las cualidades, personas, ocupaciones y cosas tenderán a ocupar un lugar prominente en la historia de la vida que indica el horóscopo, modificadas y restringidas de acuerdo con la naturaleza del signo en el que se hallé colocado el planeta. Cuando se hallen en su propia casa (en cuyo caso se dice que está “dignificado”) o cuando estén “exaltados” conferirán de lleno sus características sobre el nacido y serán acompañadas de buena fortuna y éxito si no hay malos aspectos. Cuando se hallan en “detrimento” o “decaídos” su influencia es más débil y menos afortunada. La casa opuesta a la casa “propia” de un planeta, es la que se designa como la casa del detrimento de aquel planeta. La casa opuesta a aquella en que el planeta se halla en “exaltación”, es la que determina que un planeta en ella se encuentre “decaído” o “abatido”.

EL SOL. Da ambición, valor, confianza en sí mismo, dignidad, autoridad, habilidad para mandar, guiar y controlar a otros, capacidad para puestos de prominencia y responsabilidad, orgullo del honor, fuerza de voluntad, generosidad, vida pública y cierta propensión a desplegar magnificencia y ostentación.

Si la indicación está apoyada por otras, el nativo se elevará tal vez en la

vida, ganará la buena voluntad de sus superiores, será una persona de nota en su propia esfera. El sol confiere fortuna para el adelanto y el éxito en general.

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

Cuando esté débil, seriamente afligido o mal colocado en el horóscopo, estas cualidades no se encontrarán, o se hallarán muy debilitadas en el carácter. El Sol rige la vitalidad, la salud hasta cierto grado, el corazón, la columna vertebral, el ojo derecho del hombre y el izquierdo de la mujer. En una nación significa los dignatarios, oficiales, personas en el poder, el Rey, las autoridades nacionales o municipales y los superiores en general. Las ocupaciones que favorece son las del signo en que se halle colocado y las del planeta con el qué se halle en el más íntimo y fuerte aspecto, así como también aquellas que llevan al ejercicio de sus características de autoridad y poder. Rige, entre Iba metales, el oro; entre los colores, el anaranjado y entre los días, el Domingo; significa al Padre; denota la Individualidad o parte espiritual del hombre; y es clasificado como seco, caliente, positivo y masculino.

LA LUNA. Hace a una persona sociable, de virtudes domésticas, amante del hogar, tratable, adaptable, sensitivo, imaginativo, modesto, reservado, prudente, económico, variable, amante de viajar, inconstante, algunas veces indolente y falto de energía e iniciativa. Robustece las características personales del signo en que se halle colocada. Confiere benevolencia general y social, popularidad con iguales e inferiores, y muchas amistades. Su mejor lugar es en Cáncer y en Tauro; pero su buena o mala influencia depende, casi en su totalidad, de sus aspectos. En el cuerpo gobierna los tejidos más delicados, el estómago y la digestión, el seno, la vejiga, el sistema nervioso hasta cierto grado, el ojo izquierdo del hombre y el derecho de la mujer, y el “doble etéreo”. Tiene algo que ver con la mediumnidad y con la facultad psíquica, de la clase más pasiva y receptiva. Favorece en parte aquellas ocupaciones propias del signo en que esté colocada; significa viajeros de todas clases; las masas del pueblo; los que están en contacto con el público en general; traficantes de líquidos, pescadores, vendedores ambulantes, sirvientes, trabajadores domésticos como cocineros y amas de llaves, casas y toda clase de criaturas pertenecientes al sexo femenino, ya sean de la familia humana o sub-humana. Su metal la plata; colores, blanco plateado y violeta; día, el Lunes. Significa la Madre, y, en el hombre, la personalidad o parte material; y es clasificada como fría, húmeda, negativa, femenina y prolífica.

MERCURIO. Hace a una persona inteligente, ingeniosa, aguda, argumentadora, sutil, amante del conocimiento, de la ciencia, de los libros y de la escritura; persona

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

que puede beneficiarse por una buena educación; y que tendrá habilidad para la oratoria pública si el planeta es angular o se halla sobre el horizonte en signos cardinales. Si el planeta está bien colocado, confiere buena memoria, fácil palabra, habilidad literaria, pero hace al nativo algo variable, inconstante

y desarreglado. Rige el intelecto, la facultad razonante y el conocimiento por

su propio fin, aparte de cualquiera aplicación práctica. Es muy adaptable y se

dice que toma sobre sí muchas de las características del planeta regente del

signo en el que se halle colocado, y del planeta con quien tenga el más cercano

y fuerte aspecto. Las ocupaciones que sugiere son aquellas en las que tienen

prominente lugar el intelecto, la oratoria, o la aptitud para escribir: autores,

editores, reporteros, dependientes, profesores, predicadores, conferencistas, libreros, secretarios, abogados, agentes viajeros, filósofos y hombres de ciencia. El planeta Mercurio da una gran sagacidad y aptitud para cualquier negocio significado por el planeta con el que se halle en combinación. En el cuerpo gobierna el cerebro, sistema nervioso, la lengua, manos y lenguaje. Su metal el azogue; su color amarillo; y su día el Miércoles. Significa hermanos, hermanas y parientes en general y está clasificado como aéreo, nervioso, mental y mudable.

VENUS. Confiere buen carácter y hace a una persona amable, popular, inclinado

a los placeres, confiado, jovial, alegre, sociable, amante de la belleza, de la

elegancia, de los adornos, del lujo y finos trajes; da gusto por la poesía y bellas artes, por el canto y la música, por la distinción en el vestir. Es el planeta del amor y la belleza; rige los afectos, amistades, popularidad, noviazgos y matrimonios; aporta éxito, en general, mediante las cosas significadas por la casa en la cual se encuentre. Su benéfico poder es tan sólo inferior al de Júpiter. En el cuerpo gobierna las mejillas, barba, riñones, ingles y el sistema generativo interno. Favorece las ocupaciones conectadas con la belleza y el lujo, especialmente aquellas en las que se despliegan las cualidades del planeta: música, conciertos, canto, baile, teatros, diversiones, placeres y arte

en general; joyería, ornamentos, telas, perfumes, flores, artículos de tocador y de fantasía. Su metal, el cobre; sus colores el índigo y el verde; su día el Viernes. Es clasificado como de calor moderado y húmedo.

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

MARTE. Hace a una persona valiente, aventurera, generosa, extravagante, agresiva, enérgica, positiva, confiada en sí misma, pronta para la percepción y acción, resentida a la oposición, enemiga de obedecer, sensible a la ofensa, altamente excitable, violenta, determinada y orgullosa. Entre sus peores cualidades, cuando está mal colocado o muy afligido, se cuentan el mal carácter, obstinación, venganza, disipación e ímpetus de romper con toda ley o convencionalismo que se oponga a los deseos del nativo. En el cuerpo humano rige la cabeza, frente, nariz, olfato, el oído izquierdo, los órganos genito- urinales y la hiel. Significa personas y ocupaciones tales como soldados, marineros, atletas, luchadores en general, cirujanos, químicos, trabajadores y comerciantes en hierro, ingenieros, carniceros, matarifes, sacamuertos, herreros, trabajadores con fuego, fabricantes de explosivos y cañones. Su más favorable influencia confiere alguna habilidad práctica y produce un obrero rápido. Rige sobre el metal hierro, el color rojo, y el día Martes. Significa el deseo, la pasión, el cuerpo astral; y está clasificado como caliente, seco y estéril.

JÚPITER. Hace a una persona generosa, sincera, benevolente, humana, justa,

cortés, refinada, honorable, fiel, llena de tacto, religiosa; algo amante de la ceremonia, pompa y fausto; observante de las costumbres sociales, buenas formas y etiqueta; una que prefiere el orden, claridad, elegancia y belleza, y que tiene alguna inclinación hacia el teatro. Cuando se halla bien colocado y no seriamente afligido, es el más afortunado de todos los planetas y llamado el “benéfico mayor” o el de la fortuna, siendo Venus el “benéfico menor”. En el cuerpo domina la sangre, el hígado, los muslos y los pies, y tiene alguna influencia sobre la digestión, asimilación y crecimiento; aumenta el tamaño del cuerpo y en algunos casos, cuando está afligido, ocasiona gordura

y plétora. Las profesiones que significa son aquellas conectadas con la religión, las iglesias, ministerios y sacerdocio de todas clases; jueces, magistrados, médicos, profesores y dignatarios de las Universidades. En los negocios,

fabricantes de telas y paños, así como los abarroteros; teniendo algo que ver con vapores y comercio de ultramar. Su metal, estaño; sus colores, azul pálido

y púrpura; su día, jueves; su piedra preciosa, Jaspe, Granate. Se clasifica como moderadamente caliente, seco y prolífico. Está en su apogeo en Sagitario, y bueno en Piscis y Cáncer. Se halla bien colocado en Aries y Leo, pero débil y

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

desafortunado en Virgo y Capricornio.

SATURNO. Hace al nativo serio, grave, reservado, dueño de si, sutil, diplomático, paciente, resignado, fiel, invariable, cauto, prudente, lento, pensador, económico y deseoso de poder o posesiones; hace a las personas firmes, prácticas, buenos administradores y capaces de soportar mucha responsabilidad; pero mal colocado, comunica egoísmo, avaricia, frialdad, melancolía, falta de simpatía, misantropía, disimulo. Bajo su lado malo, es considerado como el planeta más desafortunado y se llama “el maléfico

mayor”, siendo Marte el menor; pero cuando se halla bien colocado confiere muchas cualidades buenas. En el cuerpo rige los huesos, los dientes, el bazo, las rodillas, espinillas,

las coyunturas y el oído derecho. Sus buenos aspectos con el Sol, la Luna y el

Ascendente, conservan la vitalidad, especialmente en la vejez; pero sus malos aspectos causan desvitalización, perjudican la nutrición y ocasionan accidentes.

Significa trabajadores prácticos, administradores y obreros; tierras, propiedades inmuebles, madera, minas y los empleados y dueños de ellas. Si está bien aspectado confiere habilidad financiera para negocios bancarios,

fortuna en especulaciones e inversiones, habilidad para manejar la propiedad. Significa asimismo oficiales del municipio, de la parroquia o del Estado y toda persona encargada de conservar el orden y la ley. Cuando se halla mal colocado, significa ocupaciones laboriosas, pesadas, serviles o improductivas;

y a veces, mala reputación, escándalo, alguna especie de desgracia,

impopularidad y ruina. Denota al Padre, la vejez, el metal plomo, los colores azul obscuro, verde, plomizo y gris; el día Sábado. Se clasifica como seco y estéril y tiene correspondencia con la mente inferior o concreta.

URANO. Hace a una persona independiente, amante de la libertad, original, no convencional, voluntarioso, desobediente, rebelde, errante, algo brusco y tosco

en sus maneras; alguien que odia el control, las reglas y restricciones de todas

clases, ya sean intelectuales, morales o sociales; pero da alguna inclinación

por la ciencia, la astrología, el ocultismo. Cuando se halle en posición prominente y bien apoyado por otras indicaciones, las personas nacidas bajo este planeta serán muy capaces para ejercer el poder y la autoridad, buenas

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

para mandar, pero malas para obedecer y a menudo llegan a hacerse notables bajo ambos aspectos rompiendo con lo convencional y abriendo nuevas rutas en cualquier esfera de acción que sigan. Los nacidos bajo su influencia son algo autoritarios, intelectualmente orgullosos, inclinados al egoísmo y, con mucha facilidad, a sentirse ofendidos; pero, por la combinación con otros planetas, sus características pueden ser modificadas y dirigidas por una variedad de canales. Por la combinación con el Sol o Saturno, confiere aptitud para la vida pública en el Estado o en la ciudad; con Júpiter, prominencia en la Ley o la Religión; con Marte, mucho valor como soldado y energía como ingeniero; con Venus confiere genio artístico o musical; con Mercurio, un intelecto muy original, apto para el estudio de ciencias, filosofía o literatura. No se conoce bien qué partes del cuerpo gobierna Urano, pero parece que influencia el cerebro y sistema nervioso, posiblemente los dientes, el sentido del oído; y tiene qué ver con la más alta clase de genios musicales. Significa gente de autoridad, del Presidente abajo; miembros de los Congresos federales y locales, funcionarios públicos, inventores, anticuarios, electricistas y personas que se preocupan por cosas fuera de lo común, astrólogos, hipnotistas, investigadores de fenómenos psíquicos u ocultos. Su influencia se descarga a menudo repentinamente, casi inesperadamente, ya sea para bien o para mal. Se cree que tiene la más estrecha afinidad con el Sol, siendo Urano el planeta del cual el Sol era un sustituto en la antigua astrología. Fue descubierto por Sir William Herschel cuando se hallaba en el grado 25 de Géminis. Probablemente rige los elementos Uranio y Radio, aunque esto no ha podido aún comprobarse. En la conciencia significa la Voluntad y el Poder de

la Voluntad, así como el sentimiento del Yo, aunque no en el sentido crudo o

tosco del egoísmo. Se clasifica como frío, positivo seco y estéril. Es fuerte en Acuario.

NEPTUNO. Este planeta es más difícil de comprender que los otros, y, con pocas excepciones, las cualidades, características y experiencias que da se pueden definir menos claramente. Se sabe que atrae fuertemente hacia el lado psíquico y oculto de la vida, especialmente cuando se halla en posición angular, o bien en conjunción o muy fuerte aspecto con el Sol, la Luna o Mercurio. Da sueños, visiones y extrañas experiencias psíquicas de toda clase y por regla general ocupa lugar de cierto modo prominente en los horóscopos de médiums

y personas que son psíquicas por naturaleza. Aparte de esto, fortalece la

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

imaginación, inclina hacia el romanticismo, aumenta el gusto estético así como el genio, ya sea en música, pintura, poesía o producción de novelas; y pertenece al lado plástico, emocional y receptivo de la naturaleza. Si se halla bien aspectado, confiere popularidad y éxito entre las masas de gente común y entre inferiores, pero si se halla afligido puede surgir algún daño o peligro de parte de ellas mismas. Sus dones psíquicos son propensos a ser debilitados si Marte se encuentra muy fuerte en el horóscopo. Los nacidos bajo Neptuno son de buen carácter, complacientes, amigos de las buenas cosas de la vida, del lujo, comodidades y facilidades. Inclina a viajar y al cambio de ocupación y probablemente no es maléfico si se encuentra libre de malos aspectos o bien apoyado por los buenos. Pero cuando está afligido da propensión a una extrema indolencia, a bajas condescendencias, a malos hábitos como el vino y las drogas intoxicantes; acarrea inestabilidad e inseguridad en los negocios; así como desconfianza, inconstancia, traición, engaño y fraude, ya sea que el nativo adquiera tales defectos o los sufra, en sus resultados, de parte de otros. Cuando afecta la salud, causa síncopes, desmayos, parálisis, y hace muy delicada la constitución del paciente. Es fuerte en Piscis y probablemente también en Cáncer. Se cree que Neptuno es un planeta para el cual la Luna fue un sustituto en antiguos tiempos. Fue descubierto el 23 de Septiembre de 1846 en el grado 25 de Acuario.

PLUTON. Descubierto a principios de 1930, entre Castor y Procyón en el Observatorio fundado por Percival Lowell en Flagstaff, la aparición de este planeta ha coincidido extrañamente con el auge de las doctrinas y tendencias dictatoriales totalitarias en el mundo; de la misma manera que el descubrimiento de Urano pareció dar la señal para varios movimientos de independencia y la aparición de Neptuno fomentar los movimientos internacionales e internacionalistas. La influencia de este planeta sugiere cierta analogía con la de Marte, de acuerdo con lo cual, los astrólogos casi unánimemente le han asignado como domicilio el signo Escorpio, aunque parece obrar de una manera mucho más drástica, tanto en sentido integrativo como desintegrativo. Cuando se halla al ascendente de una persona, en un horóscopo, o de otra manera preeminente, tanto por su posición como por sus aspectos, tiene que fortalecer su voluntad y autoridad, y la efectividad de su poder, tanto para el bien como para el mal, haciendo abstracción de aquello que pudiera constituir un freno o representar

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

un obstáculo para los demás. Aunque le sobre energía, al plutosiano, por consiguiente, suelen faltarle escrúpulos y consideraciones éticas. Guando se ponen en un determinado camino, la consecución del objeto que se han propuesto representa para ellos todo, y lo demás carece de importancia. Tanto en el campo político como en el de la ciencia pueden lograr los éxitos más ruidosos, aunque en último análisis pueda ser muy discutible el real beneficio que deriva de ellos. Además de los anteriores se supone existan cuando menos otros dos planetas: Vulcano entre el Sol y Mercurio, Pan más allá de Plutón; pero sería inútil hablar de sus posibles influencias cuando tampoco tenemos medios para poder determinar con seguridad su posición.

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

CAPÍTULO III

INFLUENCIA EJERCIDA POR LOS PLANETAS EN LAS 12 CASAS

Uno o varios de los cuerpos celestes pueden estar colocados en cualquiera de las doce casas del horóscopo, y los asuntos significados por la casa se modifican de acuerdo con la naturaleza de la combinación. En este capítulo analizaremos el significado de un planeta en una casa, considerado aparte de las otras influencias, aunque en realidad es difícil separar esta influencia particular del resto que integra todo el horóscopo. Por ejemplo, un planeta en la segunda casa tiene su propio significado con relación a asuntos de dinero, pero si el planeta es fuerte por el signo, o se halla en su “exaltación” confiere mucha mayor fortuna qué si se halla en su “detrimento” o en su “decaimiento”; de igual manera, si se halla bien aspectado atraerá más beneficios que si los aspectos que recibe son malos. En las siguientes notas consideraremos los significados, hasta donde sea posible, independientemente de las influencias modificadoras de los signos y de los aspectos; mas debe tener muy presente el lector que hay que tomar en cuenta estas modificaciones al leer el horóscopo, ya que el verdadero significado, en un caso dado, puede ser mejor o peor que el señalado a continuación.

EL ASCENDENTE O PRIMERA CASA.

Un cuerpo celeste colocado en el Ascendente, especialmente si se halla muy cerca de la cúspide, modifica la apariencia y disposición personal del nativo, la que será una mezcla de indicaciones del signo y del planeta ascendente. Previamente han sido descritas ya estas influencias y no hay para qué repetirlas aquí. El Ascendente en sí, es el grado del Zodíaco que está al oriente del horizonte en un momento dado. Un nuevo grado asciende cada cuatro minutos; un nuevo signo aproximadamente cada dos horas y los 12 signos ascienden, en cada lugar de la tierra, en 24 horas.

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

EL SOL ASCENDENTE. Da poder, dignidad, autoridad, ardor, generosidad y las otras características del Sol en su plenitud, modificadas tan soto por el signo en que se halle colocado y por los aspectos que reciba. Es favorable para el éxito en general, para la promoción en la vida y en términos amplios significa que el nativo será persona de importancia o de alguna notoriedad de acuerdo con su posición en la vida. Es muy afortunado para la salud, vitalidad, fuerte constitución y larga vida. Es necesario agregar aquí que, ya sea que se encuentre en el Ascendente o en alguna otra casa, varios de los acontecimientos indicados por el Sol en un horóscopo “femenino” pueden suceder mediante el marido, y algunos de los acontecimientos indicados en horóscopo masculino, mediante la esposa. LA LUNA ASCENDENTE. Afecta la apariencia y disposición personal de acuerdo con la naturaleza de la Luna ya descrita. Su influencia sobre la salud es fuerte aquí y depende del predominio de los buenos o malos aspectos que reciba: si son buenos habrá salud y fuerza, pero si la afligen seriamente, sufrirán aquellas partes del cuerpo regidas por el signo que contiene la Luna y por el Planeta que la aflige. Esta posición es buena para ocupaciones significadas por la Luna, para negocios o trabajo profesional que lleve a la persona ante el mundo o a la vida pública. MERCURIO ASCENDENTE. Confiere una inteligencia fuerte y activa, de acuerdo con la naturaleza del planeta, pero que será modificada por la influencia del signo; la memoria probablemente será buena, y habrá facilidad para hablar o escribir o para cualquier otra de las ocupaciones de Mercurio. La salud variará de acuerdo con el estado del sistema nervioso y de la mente, cualquiera cosa que afecte a éstas, afectará a aquélla, especialmente si Mercurio se halla solo en el Ascendente o muy cerca de la cúspide. VENUS ASCENDENTE. Vuelve muy activos los afectos y las emociones según la naturaleza de este planeta que ya fue descrita. El amor de la comodidad, el sentido de la belleza, una disposición sociable y amistosa, y el buen gusto, serán las características prominentes. Es muy afortunado para la salud y el éxito en general y probablemente confiere amigos y popularidad. A no ser que esté debilitado por el signo o muy afligido por los aspectos, hay la mayor probabilidad de matrimonio. MARTE en el ASCENDENTE.

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

Hace que los atributos marciales sean prominentes en la apariencia personal y el carácter; da energía, valor, determinación, actividad, combatividad, orgullo, etc., que se aumentarán si Marte se encuentra en Aries. Leo, Escorpión, Sagitario o Capricornio; y disminuirán si se halla en Tauro, Cáncer, Virgo, Libra y Piscis. En todo caso, Marte es fuerte en el Ascendente, imparte fuego, y vigor fortaleciendo la constitución, pero si está seriamente afligido, o si hubiere muchos planetas en signos de fuego, puede haber peligro de temeridad, accidentes, contagios infecciosos, alta temperatura durante las enfermedades y otros males ocasionados por este planeta. Las ocupaciones, así como las personas significadas por él, seguramente alcanzarán prominencia en la vida, del nativo de un modo u otro. JÚPITER ASCENDENTE. La apariencia personal, disposición y fortuna, exhibirán las características del planeta, modificadas por el signo y los aspectos. El nativo será de buen carácter, benevolente, justo, humanitario, genial, popular, honorable y lleno de tacto; deberá mucho de su éxito a estas cualidades y a la buena voluntad que despertarán en los demás. Es afortunado para la salud y para el éxito general en la vida. Las personas y las ocupaciones significadas por él, intervendrán ampliamente en la vida del nativo. SATURNO ASCENDENTE. A menudo, da una fuerte personalidad, dependiendo mucho de que se halle fortalecido por el signo y bajo favorables aspectos, o a la contraria. Cuando es fuerte confiere la propia confianza, dominio, de sí mismo, poder de resistencia, mucha habilidad práctica y capacidad para un trabajo duro, así como las demás características de Saturno; pero sus lados malos se manifiestan en frialdad, melancolía, reserva, aislamiento, egoísmo y en tener que soportar muchos reveses de fortuna. A menos que se halle bien aspectado, no es propicio ni para la salud ni para el éxito general de la vida; pero es más favorable cuando las personas han pasado de la mitad de su vida. Da cierta propensión a accidentes, reumatismo y refriados. URANO ASCENDENTE. Confiere fuerza de voluntad, independencia, amor de la libertad y otras características uranianas ya descritas. Si se halla favorecido por buenos aspectos de los “benéficos” prominentes, hay probabilidad de elevación en la vida del nativo, que podrá llegar a ser persona de renombre; pero en caso contrario hay que esperar una gran cantidad de disgustos, separaciones, discordias y contrariedades. Muchas de las dificultades que proporciona son en gran parte debidas a su propia acción. Es difícil estimar su influencia sobre

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

la salud, pero, de igual manera que Saturno, probablemente es mejor en la segunda mitad de la vida que en edad temprana. NEPTUNO ASCENDENTE. Se conoce más poco acerca de la influencia de este planeta en las diversas casas, que acerca de la de cualquiera otro de los cuerpos celestes. Parece que confiere popularidad, especialmente con iguales o inferiores, cuando se halla libre de aflicción. Sus características pueden encontrarse en la índole del nativo, siendo en extremo probable que ocurran experiencias psíquicas de alguna especie. Si se encuentra seriamente afligido, hay indicios de que la vida del nativo sea sacudida por el escándalo en cualquier tiempo, y él podrá exhibir aquella vanidosa “presunción de sí mismo”. La mala influencia del planeta se hará sentir o se manifestará en alguien relacionado con el nativo. PLUTÓN ASCENDENTE. Según lo dejamos dicho, su influencia tiende a fortalecer el carácter, en un sentido positivo, eliminando toda propensión inhibitiva, y haciendo a la persona impulsiva más bien que reflexiva, y - a diferencia de Neptuno -, activa, mucho más que soñadora, eminentemente práctica y dotada, de un fuerte sentido de la realidad objetiva.

LA 2a. CASA

EL SOL en 2a. CASA. Es favorable para asuntos de dinero, para ganancias mediante ocupaciones indicadas por el Sol o por el signo; da dinero procedente del Padre o de asociaciones con personas significadas por el Sol. Se ganará dinero por el esfuerzo personal y en trabajo independiente. Hay probabilidades de malgastar extravagantemente, ya sea por impulso propio del nativo o por la fuerza de las circunstancias. LA LUNA en 2a. CASA. Favorece las ganancias mediante ocupaciones y gente significada por la Luna; da dinero mediante la madre o la esposa en el horóscopo de un hombre y mediante ocupaciones conectadas con viajes, agua o líquidos. En esta casa, facilita más las ganancias bajo un superior que trabajando uno solo. A menos que se halle seriamente afligida, confiere prudencia y economía en asuntos de dinero y ganancias mediante cuidadosas inversiones. MERCURIO en 2a. CASA. Suministra ganancias mediante cualquiera ocupación significada por el

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

planeta: escribir, estudiar, enseñar, etc. Favorece mejor las ganancias en una posición subordinada al superior, o en asociación con otros, que trabajando independientemente. A veces da dinero procedente de un hermano, hermana, o mediante viajes. VENUS en 2a. CASA. Es favorable para asuntos monetarios, ya sea mediante el matrimonio o asociados, mediante la buena voluntad y estimación de los amigos y público en general, o bien por ocupaciones significadas por este planeta y ya descritas. El nativo se beneficiará por su popularidad. Habrá gastos en lujos, adornos, placeres, diversiones y en personas (como la esposa o amiga), así como en cosas denotadas por Venus, especialmente, si el planeta se halla bajo malos aspectos. Promete ganancias mediante inversiones o especulación si recibe buenos aspectos de Saturno o la Luna, pero, en caso contrario, pérdidas si estos se hallan afligidos. MARTE en 2a. CASA. EL nativo tendrá habilidad para hacer dinero por su propia energía y actividad, y por su propio trabajo personal. Favorece la ganancia mediante el matrimonio, herencia, ocupaciones y personas significadas por Marte. Sus desembolsos serán pesados, y en ocasiones se verá competido a gastar con esplendidez. Si el planeta se encuentra afligido, la extravagancia, malas inversiones y graves pérdidas acabarán con la fortuna. JÚPITER en 2a. CASA. Favorece todos los asuntos de dinero, ya sea mediante las ocupaciones designadas por Júpiter, mediante la buena voluntad y amistad de otros y mediante buenas inversiones y habilidad financiera. Si está debilitado por él signo, o seriamente afligido, los beneficios serán mucho menores y habrá períodos de pérdida bajo malas “direcciones”. SATURNO en 2a. CASA. A menos que se halle muy bien aspectado, Saturno aquí es malo para el dinero. Ocurrirán fuertes pérdidas, vendrá el dinero con suma lentitud, imprudentes inversiones traerán molestias y disgustos, o bien habrá en el nativo falta de habilidad financiera. Si se halla suficientemente bien colocado, y bien aspectado, podrá traer dinero mediante la economía, un cuidadoso manejo, inversiones prudentes, o bien mediante personas y ocupaciones designadas por Saturno, o mediante el padre. URANO en 2a. CASA. No siempre es favorable para el dinero. Hay posibilidad de pérdidas repentinas e inesperadas, riesgos imprudentes, falta de habilidad financiera y

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

de tacto; cierto peligro de fraude y mala fe. Si se halla muy bien aspectado,

llegará el dinero por inesperados golpes de fortuna mediante empresas nuevas, arriesgándose el nativo por sí solo en ellas; o a través de ocupaciones no

comunes. Es mas propicio para un trabajo original o independiente que para asociados o subordinados en negocios.

NEPTUNO en 2a. CASA. Esta influencia es de mucho riesgo si el planeta se halla seriamente afligido; habrá peligro de pérdidas, derrumbamiento de planes y proyectos, empresas improductivas, fraude y falta de honradez. En horóscopo de persona evolucionada espiritualmente, Neptuno en la

II Casa (o dominando sobre ella) indica apoyo interior en la Providencia

Espiritual, y medios invisibles de subsistencia. PLUTON en la 2a. CASA. Puede indicar dinero adquirido por medio de trusts, monopolios y por medios ilícitos.

LA 3a. CASA

EL SOL en 3a. CASA. Favorece y da fuerza a los asuntos significados por la casa; esto es, educación, habilidad intelectual, honores y éxitos por el estudio, la enseñanza, ciencia, literatura, escritura, o bien, ocupaciones que se refieren a ellas. Agradables relaciones con los hermanos y hermanas. Incita a viajar, especialmente si el planeta se halla en alguno de los signos cardinales.

LA LUNA en 3a. CASA. Esta confiere probabilidad de frecuentes viajes. La mente es imaginativa, activa, cambiable y se ocupa de muchos asuntos. Si Mercurio es prominente y da un buen aspecto, la menté del nativo podrá dominar bien una variedad de asuntos. Buena para escritores y estudiantes que se dirijan al público: novelistas, reporteros, editores, maestros de escuela, oradores, etc. Si

se halla bien aspectada favorece las habilidades mentales, los éxitos en el

campo educacional y mediante hermanos y hermanas. MERCURIO en 3a. CASA. Bueno para el desarrollo intelectual y para toda clase de actividades mentales; educación, escritos, estudios, enseñanza, ciencia, literatura y la mayor parte de ocupaciones significadas por el planeta Mercurio. Favorece los viajes y las buenas relaciones con hermanos y hermanas. Mercurio es fuerte aquí y esta casa es la casa normal de Géminis.

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

VENUS en 3a. CASA. Esta posición suministra a la mente del nativo un colorido “venusino” con cierto gusto por la música, arte y poesía. Da buena imaginación y es propicia en asuntos de educación, literatura y placeres, así como para ganancias en ocupaciones relacionados con esta casa, y mediante hermanos y hermanas. MARTE en 3a. CASA. Confiere energía y actividad a la mente, actividad que puede ser utilizada en ocupaciones gobernadas por Marte, inventos, excursiones y exploraciones. Hay peligro de querellas por escrito o de palabra; de áspera crítica; malas inteligencias; ataques intelectuales; disputas con los hermanos o hermanas; separación o muerte de uno y peligro de accidentes en los viajes. JÚPITER en 3a. CASA. Es propicio para todos los asuntos regidos por la tercera casa: viajes, educación en sus más altas esferas, etc., así como para ocupaciones relacionadas con esta casa. Puede conferir imaginación y buen gusto, agradables relaciones con los hermanos y hermanas, y ganancias a través de cualquiera de esas fuentes. SATURNO en 3a. CASA. Da una mente pensativa y seria, con habilidad para los asuntos más profundos, concentración mental y firmeza. Es mucho más propicio en la última parte de la vida que en la juventud y, si se halla bien aspectado, puede acarrear ganancias mediante viajes, educación o cualquier ocupación propia de la casa 3a. Si se encuentra debilitado o afligido, es capaz de estorbar la educación, de ocasionar molestias mediante los hermanos, de causar indolencia, estupidez y propensión a accidentes durante los viajes. URANO EN 3a. CASA. Hace que la mente se incline hacia los asuntos regidos por el planeta y da positividad mental, independencia y originalidad con cierto gusto por ideas nuevas, asuntos fuera de lo común, ciencia, astrología y ocultismo. Inclina también a los viajes y exploraciones. Si se halla afligido traerá dificultades para la educación, desobediencia, falta de disciplina, demasiada falta de convencionalidad, pasión por la libertad, disgustos con hermanos y hermanas, separación de ellos y accidentes en los viajes. NEPTUNO en 3a. CASA. Inclina la mente hacia aquellos asuntos y modos de pensamiento significados por el planeta: psíquico, místico, imaginativo, estético; podrá dar experiencias psíquicas, sueños, etc. Confiere el gusto por viajar, especialmente

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

por agua. A menos que se halle seriamente afligido, es probable que de fortuna en asuntos relacionados con esta casa. PLUTON en la 3a. CASA. Puede indicar escritos y contactos de un carácter revolucionario, o bien peligros relacionados con pequeños viajes (especialmente cuando aflija los luminares o el planeta señor del Ascendente).

LA 4a. CASA

EL SOL en 4a. CASA. Denota buena fortuna, éxito y honores hacia el fin de la vida (esto se aplica especialmente a quienes alcancen la vejez, y no tanto a quienes mueren jóvenes). Atrae favorables relaciones con los padres, buena herencia, ayuda mutua, aunque probablemente el padre morirá antes que la madre. Es propicio para la propiedad de tierras y casas y para las ocupaciones significadas por la cuarta casa: hacendados, mineros, constructores y traficantes en terrenos o casas. Si se halla afligido puede ocasionar alguna debilidad o delicadeza constitucional. A veces procura inclinación al psiquismo o experiencias en él. Si se halla aquí seriamente afligido habrá molestias y trastornos, una especie de repentina mudanza, ruina, pérdidas, prisión o detención que se experimentarán especialmente hacia el fin de la vida. LA LUNA en 4a. CASA. Es fuerte y, a menos que esté seriamente afligida, trae buena fortuna mediante todas las cosas significadas por ella y por la casa. Es propicia para la vida del hogar, apego a la madre y beneficios mediante ella, legados de los padres, ganancias en terrenos, casas y ocupaciones de la cuarta casa. Denota muchos cambios. Si está seriamente afligida, podrán sufrir la salud y la digestión. Puede procurar alguna inclinación o experiencia psíquica. Denota asimismo el bienestar y popularidad al final de la vida, siempre que esta luminaria no se halle gravemente afligida. VENUS en 4a. CASA. Es una posición afortunada para la vida del hogar y afectos de familia, así como para la propiedad inmueble y para ocupaciones significadas por esta casa. Algunas veces confiere un matrimonio tardío en la vida y herencia mediante los padres. MERCURIO en 4a. CASA. Es propicio para jefes y empleados que trabajan en ocupaciones gobernadas por Mercurio, así como para ocupaciones regidas por el planeta y

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

que lleven al nativo ante las masas. Favorece más el trabajo subordinado a la dirección de otro que el independiente. Las actividades intelectuales, literarias, o de otro carácter “mercuriano” probablemente llegarán a tener prominencia en la última parte de la vida. Si Mercurio se halla cerca de la cúspide y afligido, su influencia se debilita y el sistema nervioso puede ser afectado especialmente en la vejez. Hay probabilidad de muchos cambios de residencia; y alguna actividad psíquica, que se haga trabajar en armonía con el intelecto, puede manifestarse como intuición, esto es, el traer a la conciencia las experiencias de planos ocultos. MARTE en 4a. CASA. Trae dificultades en conexión con algún disgusto de los padres, separación de ellos, muerte de uno, probablemente la madre. Igualmente trae trastornos domésticos, falta de armonía, accidentes o incendio en la casa de residencia; gastos y pérdidas en terrenos o casas. Al final de la vida pueden sobrevenir enemistades y contrariedades. Si se halla cerca de la cúspide afecta el aparato digestivo y en ocasiones da propensión a fiebres, accidentes o enfermedades “marcianas” en la vejez. Si está en su propia casa, o en su exaltación y bien aspectado puede haber herencias de los padres y ganancias, en vez de pérdidas, en terrenos y casas. JÚPITER en 4a. CASA. Atrae mucha fortuna para todas las cosas regidas por la 4a. casa:

felicidad en el hogar, beneficios y, probablemente, legado de los padres; es particularmente afortunado para relaciones con la madre, para ganancias mediante casas, terrenos y ocupaciones conectadas con la cuarta casa. Denota prosperidad y felicidad en la vejez. SATURNO en 4a. CASA. Esta posición significa la temprana muerte de alguno de los padres del nativo, generalmente del padre, y trae malestar doméstico, desacuerdo y molestias; pérdidas mediante ocupaciones conectadas con tierras, casas, etc. Podrá el nativo sufrir la separación de sus padres, a menos que Saturno se halle en su propia casa, en su exaltación o muy bien aspectado. Es desafortunado para las ocupaciones del planeta y trae desgracias y carencia de bienestar en la vejez. URANO en 4a. CASA. Atrae al ocultismo y a estudios o asuntos fuera de lo común. Amenaza con falta de armonía en el hogar o con alguno de los padres, y separación posible de ellos. A veces, uno de ellos es muy inclinado al ocultismo. Pronostica alzas y bajas en la ocupación, cambios de ella, molestias derivadas

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

de vida o posición públicas, así como cambios de residencia. NEPTUNO en 4a. CASA. Si está muy afligido es desafortunado para la vida doméstica lo mismo que para negocios en casas y terrenos; habrá pérdidas, despojos, escándalo, ruina, etc. Pero si se halla libre de aflicción y bien aspectado habrá prosperidad y ganancias con muchos cambios de residencia. El nativo podrá exhibir facultades psíquicas o padecer de mediumnidad. PLUTON en la 4a. CASA. La persona que lo tenga en este punto del horóscopo necesita vigilar de una manera particularmente cuidadosa todos los asuntos que tienen relación con la casa, el hogar, el domicilio y los inmuebles.

LA 5a. CASA

EL SOL en 5a. CASA. Es bueno para la salud y la vitalidad, para el éxito y satisfacciones en sociedad y entre amigos, y para el honor y reputación ganados por el propio mérito. Confiere la confianza en sí y cierto sentido de dignidad, jactancia y ambición, así como la probabilidad de elevarse en la vida. Generalmente, tan solo un hijo es prometido por esta posición. LA LUNA en 5a. CASA. Aumenta el número de hijos, especialmente si se halla bien aspectada por los benéficos y en un signo fértil; pero la influencia de la Luna aquí depende en gran manera del signo y aspecto: si está en un signo estéril o seriamente afligida, el nativo podrá no tener hijos o éstos podrán morir. Confiere alguna inclinación a las especulaciones que serán afortunadas o adversas según los aspectos. Es propicia para el bienestar y comodidad en casa, a menos que se halle afligida, y da cierto amor por los placeres, variabilidad en afectos, muchos amigos y la consiguiente popularidad, aunque todo esto depende del signo y de los aspectos. MERCURIO en 5a. CASA. Es afortunado para maestros, profesores, educadores de toda clase; para los que se ocupan de enseñar, ya fuere por medio de escritos o de palabra; para quienes viven de divertimientos dando gusto a otros mediante su intelecto, por ejemplo, actores, cantantes, artistas, etc.; para los que escriben para el teatro. Intelectualiza los sentimientos, disminuye el número de hijos y, si está bien aspectado, dará cierta habilidad especulativa en las finanzas.

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

VENUS en 5a. CASA. Aumenta el calor de les afectos y la naturaleza emocional. Hay probabilidad de muchos líos amorosos, pero el nativo será honorable y sincero

a menos que el planeta se halle seriamente afligido por los maléficos.

Favorece las amistades y compañías por la buena disposición y el placer derivado de ellas. Aumenta el número de hijos quienes serán de buena índole (excepto si el planeta está afligido por maléficos). Es propicia para ocupaciones relacionadas con diversión, teatros, artes, escuelas y juventud. Si está bien aspectada, particularmente por Saturno, hay la posibilidad de ganancias por especulación.

MARTE en 5a. CASA. Aumenta el impulso, el ardor y la tendencia al dominio y al mando; disminuye el número de hijos y amenaza de muerte a uno; acarrea contratiempos y disgustos mediante los hijos. Pero si es fuerte y está bien aspectado confiere capacidad para el gobierno de escuelas y planteles de educación, para indagaciones e investigaciones. Si se halla afligido, denota disputas, y vejaciones en sociedad y en la vida social, así como demasiado amor por los placeres y, en consecuencia, sufrimientos. Promete separación de los amigos o su muerte, imprudentes asuntos amorosos y padecimientos a causa de ellos.

JÚPITER en 5a. CASA. Acrecienta el número de hijos y atrae buena fortuna y goces mediante ellos. Es muy propicio para todos los asuntos significados por la casa, para el éxito social y sus placeres, y para muchas amistades. Hay la posibilidad de ganancias mediante cosas indicadas por la casa: divertimiento, placeres, sport, drama, etc. Favorece la instrucción (especialmente las altas clases de educación), la vida profesional y universitaria, así como ciertas fases de trabajo eclesiástico. SATURNO en 5a. CASA. Ocasiona sufrimientos, dilaciones y penalidades en asuntos denotados por la casa; irregularidad o separación en asuntos amorosos; disgustos y pesares motivados por amigos, hijos, o jóvenes. Es desafortunado para personas y ocupaciones significadas por la quinta casa. Promete pocos hijos,

la muerte de uno y la separación o diferencias con los otros. Anuncia pérdidas

mediante inversiones o especulaciones a menos que el planeta se halle en su

propia casa o en exaltación o muy bien aspectado. No es muy fuerte aquí Saturno, pero a veces procura puestos y trabajos públicos.

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

URANO en 5a. CASA. Produce, poco más o menos, la misma influencia que Saturno en esta propia casa. NEPTUNO en 5a. CASA. Acrecienta el lado emocional del carácter y su inclinación a los placeres, al bienestar y al lujo. Si se halla bien aspectado confiere habilidad para el arte, la música y el teatro, éxito en ellos y en la vida social. Promete hijos, pero si está afligido amenaza alguna decepción o escándalo conectado con ellos, con amigos o con asuntos amorosos; da fácilmente hijos naturales o adoptivos. PLUTON en la 5a. CASA. Su influencia es semejante a la de Marte, pero más intensa; puede indicar hijos de muy fuerte carácter, algo independientes y difíciles de gobernar, y también peligro de su pérdida prematura.

La 6a. CASA

EL SOL en 6a. CASA. Anuncia éxito en un puesto de autoridad o de responsabilidad en una gran empresa, por ejemplo, Gerente de ella, bajo un superior Consejo. Trae buena fortuna mediante sirvientes, empleados y subordinados en general, con habilidad para dirigirlos. Si se halla afligido, puede afectar ligeramente la salud.

LA LUNA en 6a. CASA. Buena posición para una ocupación o designio significado por el regente del signo, especialmente en un puesto subordinado a un superior; favorece las actividades relacionadas con las masas del pueblo más bien que con las clases elevadas, las ocupaciones que tengan que ver con aquellas o en las que se emplee gran número de personas, y, en general, las ocupaciones significadas por la Luna. Denota éxito mediante los sirvientes. Si está afligida, debilitará ligeramente el estómago y la digestión. MERCURIO en 6a. CASA. Es muy propicio para ocupaciones regidas por el planeta, y probablemente es mejor para la vida comercial que profesional. Si se sigue una profesión, ayudará a hacer resaltar el lado comercial de ella, y, a menos que esté afligido, da buena actividad para los negocios. Esta posición de Mercurio sugiere que el nativo tendrá mayor éxito si trabaja en asociación, o bajo la dirección de otro, que por su propia cuenta, a menos que la inclinación

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

a la independencia se halle señalada en alguna otra parte del mapa. Si está afligido, los nervios podrán afectar la salud mediante angustias y exceso de trabajo: hay también indicación de que serán afectados el hígado, la digestión y los intestinos. A menos que se halle afligido, denota buenos y útiles sirvientes, empleados y subordinados, así como la destreza para manejarlos. Mercurio se halla bien colocado aquí. VENUS en 6a. CASA.

Es favorable para quienes trabajan a las órdenes de otro, especialmente

en asuntos significados por Venus. El dinero se ganará más fácilmente por asociación con otros que en trabajo independiente. Por este aspecto se denotan sirvientes fieles, así como la buena voluntad general de superiores e inferiores.

MARTE en 6a. CASA. Hace del nativo un trabajador enérgico, uno que podrá realizar mucho bajo la dirección de otros o en asociación con ellos. Si se encuentra afligido, anuncia disputas y dificultades con superiores e inferiores, con empleados y sirvientes. Tal vez ocupará el nativo una posición subordinada y encontrará muy difícil elevarse hasta ser independiente. Habrá propensión a accidentes, heridas, operaciones quirúrgicas, o fiebres que afecten el hígado o el canal alimenticio. JÚPITER en 6a. CASA. Da relaciones amigables con sirvientes o empleados, así como éxito mediante ellos, especialmente en ocupaciones regidas por Júpiter. El nativo tendrá más prosperidad a las órdenes de otro que guiado por sí mismo, a menos que el planeta se halle fuertemente bien aspectado. Si está afligido, el hígado, la digestión y los intestinos serán afectados. SATURNO en 6a. CASA.

A menos que se encuentre muy bien aspectado, trae toda clase de

dificultades al nativo en su empleo, así como en sus asuntos domésticos o mercantiles; falta de popularidad, pérdidas y disgustos mediante los subordinados. Pero si Saturno se halla fuerte y bien aspectado anuncia la habilidad para controlar y conducir a los sirvientes y subordinados, así como la capacidad para puestos de importancia, gerencias, empleos oficiales, superintendentes y, en general, las ocupaciones “saturnianas”. El estómago, hígado e intestinos son afectados por esta posición. URANO en 6a. CASA. Puede inclinar al nativo a estudios y ocupaciones denotadas por Urano y llevarlo al éxito mediante ellas, a no ser que se encuentre afligido. Lo hace idóneo para puestos de alguna responsabilidad o autoridad, pero a las órdenes

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

de otros o en asociación con ellos especialmente en empresas de importancia o públicas. Son probables las disputas y disgustos con sirvientes y subordinados y hay propensión a sufrir por la digestión, los intestinos, o la parte del cuerpo significada por el signo. NEPTUNO en 6a. CASA. Indica la posibilidad de mala fe, falta de honradez, y traición de parte de los sirvientes; daños ocasionados por inferiores o subordinados de mal carácter. La salud sufrirá de acuerdo con lo que indique el signo en que se halle Neptuno, y serán afectados el estómago e intestinos. Pueden venir infortunios mediante el empleo y aún la pérdida de él o bien de la Posición. Si se encuentra bien aspectado, anuncia éxito mediante asuntos psíquicos u ocultos significados por Neptuno. PLUTON en la 6a. CASA. Es benéfico para el trabajo, especialmente si forma trígono con el Mediocielo; pero la persona que tenga Plutón en esta Casa del horóscopo necesita vigilar cuidadosamente su salud evitando los excesos de toda especie. Vigile también sus dependientes y las organizaciones a las que pueden pertenecer.

LA 7a. CASA O DESCENDENTE

EL SOL en 7a. CASA. Generalmente atrae un gran círculo de amigos y conocidos entre personas designadas por el Sol y entre quienes ocupen buenas posiciones, inclinando a una carrera más pública. A menos que esté seriamente afligido, favorece el matrimonio que puede ser con persona significada por el Sol. Anuncia éxito en asociaciones mercantiles o mediante compañía con otros y a veces un aumento de dignidad por el matrimonio o la asociación. Si se halla seriamente afligido, denota enemigos entre las personas designadas por el Sol y entre aquellas que ocupen elevadas posiciones. LA LUNA en 7a. CASA. Es favorable para el matrimonio, asociaciones o amistades especialmente con personas significadas por la Luna; popularidad con las masas; relaciones con amigas de posición social algo más baja; versatilidad o inconstancia en asuntos conectados con lo anterior y, posiblemente, ganancia mediante el matrimonio. Si se halla seriamente afligida, sucederá lo reverso:

disgustos en el matrimonio, impopularidad, (especialmente entre personas designadas por la Luna, entre mujeres y público en general) así como pérdidas

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

mediante las sociedades o compañías. MERCURIO en 7a. CASA. El nativo podrá casarse con persona designada por Mercurio en carácter

u ocupación; durante un viaje puede encontrar un primo, empleado, o

consorte, o bien el socio comercial. La ocupación puede implicar viajes, enseñanza, escritos, oratoria, o cualquier actividad gobernada por Mercurio. Esta posición es propicia para el orador público, las buenas relaciones y alguna popularidad entre personas designadas por Mercurio (literatos,

científicos, etc.). Si se halla muy afligido anuncia críticas en público, disputas

en el matrimonio o con los socios, hostilidad de parte de escritores, oradores y

gente “mercuriana”, litigios, pérdida de amigos, versatilidad o inconstancia con las amistades. VENUS en 7a. CASA. Esta posición es muy afortunada para el matrimonio, asociaciones, amistades y popularidad en general. Las ganancias vendrán mediante cualquiera de estos canales. El nativo tendrá generalmente maneras muy agradables que contribuirán de varios modos a su adelanto y éxito. El socio, el marido o esposa, podrán ser personas significadas por Venus, o bien seguir alguna ocupación “venusina”. MARTE en 7a. CASA. Si se halla fuerte y no seriamente afligido, anuncia que el nativo casará con persona cuyo carácter u ocupación sea significado por Marte; pero si está muy afligido hay peligro de querellas y mal carácter, el consorte será imperioso y dominante, se dificultará congeniar con él y hay peligro de separación o muerte. Iguales indicaciones se aplican al socio comercial y relaciones: si Marte se halla afligido, la enemistad surgirá fácilmente y se llegará a la oposición, habrá propensión a accidentes y operaciones quirúrgicas. Pero si el planeta es fuerte o bien aspectado anuncia éxito mediante personas “marcianas”. JÚPITER en 7a. CASA. Favorece el matrimonio, las asociaciones y la popularidad. Probablemente el matrimonio será satisfactorio y atraerá ganancias y buena fortuna. En la vida del nativo tendrán prominencia las personas y ocupaciones denotadas por Júpiter (o conectadas con la Ley o la Religión) y suministrarán placer y ganancias. Pero si Júpiter está bastante afligido por los maléficos, estas indicaciones se entienden a la reversa y las personas “jupiterianas” actuarán como oponentes y causarán pérdidas e impopularidad; el consorte podrá vivir a considerable distancia o ser un extranjero. Esta posición aumenta

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

la probabilidad de viajes, especialmente en conexión con el matrimonio y actividades jupiterianas. SATURNO en 7a. CASA.

Si está bien colocado por el signo, y bien aspectado denota matrimonio

con una persona del carácter o posición significados por Saturno: justo, grave

y pensador, pero reservado y algo frío, posiblemente de más edad que el

nativo, alguien que morirá tal vez antes que el nativo pero mediante el cual, éste ganará en dinero o posición. En cualquier caso, el matrimonio puede ser estorbado o retrasado. Si Saturno está afligido, anuncia muchos infortunios: el consorte propenderá a exhibir el lado malo del planeta, frialdad, egoísmo; sobrevendrán enfermedades, pérdidas, ruina o muerte, según la clase de aflicción. Iguales indicaciones se aplican a los asociados y a los amigos o enemigos públicos.

URANO en 7a. CASA.

A menos que esté bien colocado y libre de malos aspectos, atrae

dificultades a través del matrimonio, asociados, relaciones de amistad y funcionarios públicos. Posiblemente se casará el nativo con persona significada por Urano en carácter u ocupación, puede haber un compromiso impulsivo, un festinado matrimonio, peligro de incompatibilidad, discordia, separación o divorcio. O bien, denota una unión irregular. Iguales indicaciones deben aplicarse al socio en negocios y a funcionarios públicos con quien se lleve amistad. Esta posición puede también indicar hostilidad, impopularidad

y críticas de parte del público. Pero si se halla bien aspectado indica ganancias

y éxito mediante actividades uranianas. Este planeta, en esta casa, puede imprimirse muy fuertemente en el carácter propio del nativo. NEPTUNO en 7a. CASA.

Si se encuentra bien aspectado atrae relaciones amistosas con personas

designadas por Neptuno: místicos, psíquicos, bohemios, dando éxito y satisfacciones mediante ellos; puede significar también un posible matrimonio con persona “neptuniana”. Pero si se halla afligido, será una rémora considerable para el matrimonio o causará desastres en conexión con él:

enlaces irregulares, peligro de escándalo, decepciones, volubilidad, así como fraude y traiciones de parte del co-propietario o asociados. Inclina a la persona

a pertenecer a asociaciones de un carácter místico, fraternal, espiritual o

secreto. PLUTON en la 7a. CASA. Indica que la persona necesita vigilar de la manera más atenta sus asociaciones y asociados, por quienes podría ser dominado en un grado mayor

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

de lo que sea deseable para él.

LA 8a. CASA

EL SOL en 8a. CASA. Atrae suerte para dinero procedente del matrimonio o del asociado en negocios, así como para herencias, pero a la vez indica prodigalidad en gastos, cabalmente lo mismo que cuando el Sol está en la segunda casa. Da honores mediante el matrimonio o asociados, pero si el Sol está afligido hay peligro de la temprana muerte del padre, o bien del mismo nativo hacia la mitad de la vida. En el horóscopo de una mujer, denota la muerte de su marido. LA LUNA en 8a. CASA. Sus efectos dependen ampliamente de si se halla bien colocada por el signo y los aspectos. Si estos son buenos indica ganancia por herencia, especialmente de parte de la madre o de otras mujeres; dinero mediante matrimonio o asociado en negocios. Aumenta el número de hijos, pero alguno de ellos morirá. Si se halla afligida disminuye y aun impide la probabilidad de ganancia mediante los conductos citados; posiblemente habrá pérdidas o disputas acerca de testamentos, legados, y dinero procedente del matrimonio o de los asociados. También será desfavorable para la salud y causará debilidad o falta de vigor en aquellas partes del cuerpo regidas por el signo. Hay peligro de muerte por ahogo o mediante cualquier líquido, así como a manos de la plebe, del público. MERCURIO en 8a. CASA. Si está bien aspectado atrae ganancias mediante las actividades y ocupaciones del planeta (docentes, literarias, científicas) especialmente si son llevadas en compañía o en asociación con otros. Indica también herencias. Pero si se halla afligido, significa la muerte de un hermano, hermana, primo, empleado o amigo de algún tipo mercuriano; así como dificultades derivadas de testamentos, de asuntos monetarios de otros, especialmente del consorte o del asociado en negocios. Esta posición denota litigios. VENUS en 8a. CASA. Atrae ganancias a base de capital, asociación y legados si se halla muy bien aspectada; habrá dinero mediante ocupaciones significadas por Venus, especialmente si son llevadas en asociación con alguien. Pero si está afligida, disminuye o anula toda probabilidad de ganancia; anuncia peligro de la muerte del consorte o asociado en negocios, pérdidas o gastos extravagantes, disgustos y separación en asuntos amorosos, de acuerdo con las aflicciones del

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

planeta. Venus es débil en esta casa y lo que promete puede no ser gran cosa a menos que el planeta se encuentre bien colocado. MARTE en 8a. CASA. Si se halla bien aspectado anuncia fortuna por herencia y por el capital del consorte o asociado en negocios. Es también algo favorable para ocupaciones regidas por Marte, pero parece que el dinero será despilfarrado o perdido, del mismo modo que anuncia Marte en 2a. Casa, si bien aquí podrá ser causante de ello el socio. Si está afligido son probables los pleitos y pérdidas en conexión con el capital o legados; habrá peligro de muerte por accidente, operación quirúrgica o bien por alguna de las enfermedades denotadas por Marte. JÚPITER en 8a. CASA. Es favorable para legados, para dinero mediante matrimonio o asociaciones y, en grado menor, mediante personas y ocupaciones significadas por Júpiter. Pero si está debilitado por el signo o seriamente afligido, aquellas promesas disminuyen o se anulan. Si se halla afligido, hay peligro de enfermedad y muerte de la clase significada por el planeta, o bien durante un viaje.

SATURNO en 8a. CASA. Anuncia la posibilidad de pérdidas o disgustos a causa de legados, o del capital del matrimonio o del socio. El dinero del nativo se agotará y habrá pérdida de sus bienes, de la buena opinión de sus empleados y superiores; esta posición es desafortunada para ocupaciones regidas por Saturno, anuncia penosa y dilatada muerte en la vejez o bien ocasionada por alguna enfermedad “saturniana”. Pero si es fuerte por el signo (Capricornio, Acuario, Libra) y muy bien aspectado por planetas que denotan dinero, puede haber ganancias y buena fortuna en lugar de pérdidas. URANO en 8a. CASA. Tiene efectos parecidos a los que ocasiona Saturno en esta misma casa:

disputas y disgustos por herencia, por el capital del matrimonio o del asociado; dificultades financieras después de la súbita e inesperada ganancia cuando el matrimonio; pérdidas de acuerdo con los aspectos. Es probable la muerte por alguna enfermedad complicada e incurable, o bien por extremada vejez. Si Urano aflige el Hyleg (sol, luna y ascendente, la trinidad foco de salud) es probable la muerte inesperada del nativo. Este planeta situado aquí, confiere atracción por el estudio del ocultismo y de todo lo conectado con él. NEPTUNO en 8a. CASA. Si se halla bien aspectado y sin aflicción atrae fortuna mediante

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

matrimonio o socios comerciales, pero si está afligido sobrevendrán fuertes pérdidas, disgustos y aun fraude mediante cualquiera de esas conexiones. PLUTON en la 8a. CASA. Señala el peligro de una muerte violenta en circunstancias un poco diferentes de lo ordinario; también inclina a relaciones sexuales de un carácter perjudicial.

LA 9a. CASA

EL SOL en 9a. CASA. Da inclinación a viajar y fortuna para el éxito y los honores en ocupaciones y actividades significadas por esta casa, por ejemplo, Religión, Ley, Filosofía, Enseñanza, Publicidad y viajes a países extraños. La perseverancia y la constancia acompañarán todos estos asuntos. LA LUNA en 9a. CASA. Pronostica viajes por tierra y mar, ya sea por negocios o placer, siendo a este respecto propicia o no, según los aspectos que reciba. A menos que se hallare seriamente afligida, da inclinación para las ocupaciones designadas por la casa; hace la mente activa, cambiable e imaginativa, lista y hábil; a veces da sueños y experiencias psíquicas. Si está seriamente afligida, hay probabilidad de sufrimientos y peligro durante los viajes y a causa de asuntos regidos por esta casa. MERCURIO en 9a. CASA. Confiere una mente activa, de mucha comprensión y capacidad para recibir buena educación en asuntos de elevado alcance; una mente ocupada en muchas direcciones. Denota fluidez o verbosidad, en escritos u oratoria, si se halla apoyado por otras indicaciones. Promete éxito en ley, religión, filosofía, ciencia o literatura; mutabilidad en creencias y opiniones; y probabilidad de viajes. Pero si el planeta se encuentra afligido habrá sufrimientos mediante personas o cosas que tengan que ver con religión, ley, o cualquiera de las actividades de esta casa. VENUS en 9a. CASA. Es propicia para viajes, ya fuere por placer o negocio. Inclina a ocupaciones artísticas, musicales o teatrales, dando buen gusto y éxito en ellas. Aumenta la fe y la sinceridad en asuntos religiosos; confiere goce y ganancia mediante la religión o actividades conectadas con la Iglesia. Los viajes, el cambio de actitud mental religiosa, o el surgimiento de alguna labor religiosa pueden acompañar o seguir al matrimonio del nativo.

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

MARTE en 9a. CASA. Esta posición aplica la positividad y energía marcianas a las cosas regidas por la casa. Confiere ardor y entusiasmo en asuntos religiosos; habilidad ejecutiva en asuntos legales y éxito mediante ella; cierto amor por independencia y libertad que puede variar desde la generosidad hasta la agresión o despotismo. Si el planeta recibe malos aspectos, el nativo manifestará tendencia a los debates, disputas, litigios, escepticismo y cambio de creencias religiosas, y sufrirá a causa de sus opiniones. Hay peligro de accidentes al viajar, de disgustos con los parientes y con los parientes políticos. JÚPITER en 9a. CASA. Atrae satisfacciones, éxito y estimación en todos los asuntos regidos por esta casa, sinceridad en la religión y buenas influencias y fortuna para quien siga una carrera conectada con la Iglesia. Si el planeta está apoyado por Mercurio, habrá adaptabilidad para la filosofía y los altos estudios mentales. Es propicio para los viajes y para cualquier ocupación denotada por la casa. A veces inclina al misticismo u Ocultismo, especialmente si se halla bien apoyado por Urano y Neptuno. Pero si está el planeta debilitado por el signo o afligido por aspectos, todos aquellos beneficios serán mucho menores. SATURNO en 9a. CASA. Esta influencia varía: da un serio designio por la religión, constancia y persistencia en ella y, si se halla bien aspectado, el éxito en cualquiera ocupación conectada con religión, ley, y vida universitaria; así como la habilidad para un trabajo duro y la posibilidad de ejercer poder en estas direcciones. Pero si el planeta está debilitado o seriamente afligido, podrán presentarse disputas, desgracias o pérdidas mediante asuntos de religión o de la ley; el nativo será fanático o indiferente en religión y sufrirá de parte de quienes tengan semejantes características. Pueden venir penas y dificultades durante viajes y navegaciones, o en países extranjeros, así como éxito en estas cosas si el planeta se halla bien aspectado. URANO en 9a. CASA. Inclina con fuerza la mente hacia las ocupaciones y demás asuntos regidos por Urano; trae nuevos puntos de mira y a veces un cambio de religión. Si está bien aspectado, podrá el nativo ejercer el poder o llegar a ser eminente en conexiones eclesiásticas, legales, filosóficas, o cualquier otra de las designadas por Urano, llegando a adquirir mucha originalidad e instrucción. Hay probabilidad de viajes, pero también de dificultades en ellos si el planeta se halla afligido.

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

NEPTUNO en 9a. CASA. Inclina a opiniones místicas, psíquicas y peculiares en asuntos de religión; a sueños, visiones y experiencias ocultas. Denota largos viajes por mar y tierra, así como peligros en ellos, si está afligido. PLUTON en 9a. CASA. Expone a la persona a peligros relacionados con los largos viajes; también inclina a las ideologías de un carácter extremista.

LA 10a. CASA

EL SOL en 10a. CASA. Da ambición, amor por ejercer el poder de la autoridad e indica la probabilidad de elevación en la vida. El nativo ganará la buena voluntad de los superiores y es muy posible que ocupe puestos elevados y de responsabilidad, o que sea independiente, o que siga una carrera pública. Es favorable para el padre y para el éxito mediante él. En un horóscopo femenino se podrán aplicar estas indicaciones si ella sigue una carrera independiente, de otra manera la buena fortuna y elevación en la vida llegarán a través del marido. Pero los malos aspectos pueden disminuir en gran manera aquellas posibilidades. LA LUNA en 10a. CASA. Lleva mucho al nativo ante el público y las masas, lo inclina a la vida pública y lo hace seguir a menudo ocupaciones significadas por la Luna que a veces traen popularidad pero que dan notoriedad solamente cuando el planeta se halla seriamente afligido. Si está bien aspectado anuncia cambios de ocupación, probabilidad de viajar y ganancias en dinero o propiedades, así como una estrecha asociación con mujeres y la ayuda de ellas. Bajo fuerte aflicción de parte de los maléficos, acarrea la hostilidad pública, impopularidad, ruina, inestabilidad en el puesto, pérdidas y cambios improductivos. MERCURIO en 10a. CASA. Favorece el éxito en ocupaciones y actividades significadas por el planeta: literatura, enseñanza, ciencia, escritos o cualquiera otra labor intelectual; logro de fama mediante estas cosas; promociones en la vida. A veces denota cambios en la ocupación o interés en varias actividades diferentes, así como facilidad de palabra: un orador público, conferencista. VENUS en 10a. CASA. Atrae popularidad, muchos amigos y relaciones (algunas entre gente de posición elevada), la buena voluntad de los superiores y éxito social. Es muy

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

favorable para ocupaciones y actividades significadas por Venus, y el nativo podrá casarse bien. Pronostica bienestar financiero, éxito en general, el favor del sexo opuesto (especialmente de quienes se hallen en buena posición), ganancia mediante los padres y una agradable vida doméstica. MARTE en 10a. CASA. Es fuerte, anuncia predilección por ocupaciones significadas por el planeta y éxito en ellas. El nativo podrá muy bien llegar a ser soldado, marinero, cirujano, ingeniero, etc. con habilidad para el mando, y el gobierno

y el orden. A veces tiende a mostrar maneras dominantes, dictatoriales,

agresivas y altaneras, lo que causará enemistades y críticas que lo harán sufrir.

En ocasiones ofenderá al pueblo por sus maneras, perderá la buena voluntad de subalternos y superiores, se creará enemigos, incurrirá en pérdidas o fuertes gastos en su ocupación. Hay la posibilidad de Separación del padre, ya sea por malos sentimientos o por muerte. Si el planeta es fuerte por el signo y bien aspectado vendrá la promoción en la vida y mucho éxito, pero si está débil y seriamente afligido pronostica desgracias, pérdidas, querellas y peligros de accidentes. JÚPITER en 10a. CASA. Es muy favorable para el éxito en la vida, para los honores, aumento de reputación, favor social, y popularidad. Es bueno para ocupaciones eclesiásticas, judiciales y las demás denotadas por Júpiter, así como para puestos públicos. Si se halla bien aspectado por Saturno o las luminarias, el nativo podrá llegar a ser muy rico. SATURNO en 10a. CASA. Si se halla bien aspectado y fuerte por el signo, dará ambición por el poder y habilidad para ejercerlo; éxito mediante un rudo trabajo; control de sí mismo, fuerza de voluntad y posible ganancia de riquezas o propiedad mediante ocupaciones designadas por Saturno. Pero hay siempre algún peligro

en perspectiva y, bajo malas “direcciones” o si está mal colocado o aspectado

a la hora del nacimiento, produce pérdidas, descrédito, ruina, temprana muerte

del padre, menoscabo en la reputación, fracaso, en la ocupación, miseria. Mucho depende todo de la fuerza o debilidad que comuniquen el signo y los aspectos. URANO en 10a. CASA. Da ambición, poder, fuerza de voluntad, capacidad para puestos de autoridad o responsabilidad, dificultades para trabajar como subordinado. Anuncia diferencias con superiores, patrones y padres y la probabilidad del cambio de ocupación. Es favorable para aquellas posiciones en que se tenga

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

independencia o aislamiento; para las ocupaciones denotadas por el planeta; para puestos públicos y para la vida pública. Si se halla afligido, sobrevendrán reveses, alzas y bajas, descrédito, censura pública, hostilidad de parte de superiores, odio a lo convencional, excentricidad y accidentes repentinos. El lado malo de este planeta opera súbita e inesperadamente. NEPTUNO en 10a. CASA. Si se halla bien aspectado atrae éxito y prominencia en asuntos, psíquicos y místicos y da también aptitudes artísticas o musicales. Si está afligido, pronostica serias dificultades y pérdidas mediante la ocupación del nativo y amenaza con disgustos en la familia, descrédito público, escándalo y ruina.

PLUTON en la 10a. CASA. Puede favorecer la elevación, pero siempre indica una posición algo precaria y peligrosa.

LA 11a. CASA

EL SOL en 11a. CASA. Favorece las promociones en la vida, el logro de la ambición, el número de amigos en buena posición y los beneficios sociales mediante los superiores.

A veces inclina a la vida pública o bien a las ocupaciones y puestos públicos.

Esta posición anuncia un empleo conectado con los Cuerpos Administrativos

Locales, o Congresos, y a veces promete honores públicos. También significa

el nacimiento de hijos.

LA LUNA en 11a. CASA. Atrae amistades, especialmente con personas denotadas por la Luna:

mujeres, público en general e inferiores. Las amistades serán contraídas y abandonadas con igual facilidad. Esta posición es buena para la popularidad en términos generales; para las uniones libres, ya sean comerciales o sociales con otras personas; para pertenecer a Clubes, Sociedades y Asociaciones. Atrae beneficios o pérdidas mediante los amigos, de acuerdo con los aspectos. MERCURIO en 11a. CASA. Procura amigos entre literatos, científicos o demás significados por Mercurio; buena o mala fortuna llegará mediante ellos, según el aspecto y la naturaleza del planeta que envía el aspecto. Si es bueno, habrá ayuda, ganancia, éxitos, relaciones amistosas con sirvientes, empleados, subordinados, hermanos y hermanas.

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

VENUS en 11a. CASA. Pronostica muchas amistades y relaciones, la ayuda de ellas cuando se necesite, y satisfacciones mediante ellas. Contribuye a la popularidad en sociedad y entre amistades; a las relaciones y asuntos amorosos con el sexo opuesto. Si se halla seriamente afligida, anuncia pérdidas, extravagancia o bien escándalo mediante las amistades. Pronostica el nacimiento de hijos. MARTE en 11a. CASA. Si está bien y fuertemente aspectado, atrae amigos entre personas significadas por Marte: soldados, cirujanos, ingenieros, etc., pero siempre hay peligro de dificultades con ellos. Si Marte se halla afligido, habrá disputas con ellos, conflictos, malos sentimientos, extravagancia, separaciones, algunas veces pérdidas y escándalo, así como la muerte de amigos. Es desafortunado para los hijos y denota la muerte de uno o separación de él. JÚPITER en 11a. CASA. Da amigos y conocidos entre personas de buena posición y carácter; gustó por la sociedad, por la vida social y sus placeres; ganancias y éxito mediante los amigos. Favorece el ingreso a Clubes, Sociedades o Asociaciones, y contribuye a la recepción de honores y éxito general de la vida. Denota el nacimiento de hijos y buena fortuna mediante ellos. SATURNO en 11a. CASA. Si es fuerte por el signo y se halla bien aspectado atrae relaciones con personas “saturnianas” y con quienes sigan ocupaciones significadas por el planeta: terratenientes, agricultores, funcionarios públicos, altos empleados, así como con personas serias, de edad y de capital. Si está muy afligido, habrá pocos amigos íntimos o ninguno, dificultades mediante amistades o el público, frialdad, impopularidad, demasiada reserva de parte del nativo, a veces pérdidas de importancia y fraudes, los amigos se tornarán enemigos. No favorece el nacimiento de hijos, anuncia penas mediante ellos o la muerte de alguno. URANO en 11a. CASA. Confiere amigos entre personas del carácter significado por el planeta, o que sigan ocupaciones “uranianas”, gente interesada en ocultismo, en propósitos fuera de lo común, metafísica o ciencias; así como entre personas de autoridad o que ocupen puestos prominentes. Hay probabilidad de ingreso a Sociedades que se dediquen al estudio de asuntos ocultos, teosóficos. Las amistades o enlaces podrán comenzar y terminar festinadamente; podrá haber disgustos con los amigos, (a menos que Urano reciba buenos aspectos) pérdidas o dificultades mediante ellos, desavenencias y alejamiento,

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

especialmente si se halla mal aspectado. Pero sí está bien aspectado llegarán satisfacciones o ayuda inesperada de parte de ellos. NEPTUNO en 11a. CASA. Pronostica amigos entre psíquicos, místicos, músicos, artistas y las demás personas designadas por el planeta. Denota amistades, iniciadas bajo el impulso emocional, que no durarán. Si el planeta se halla afligido, anuncia pérdida de amigos; molestias y dificultades - de la naturaleza del planeta que aflige - ocasionadas por ellos, traición, y escándalo y fraude. PLUTON en la 11a. CASA. Inclina a contraer amistades de un carácter algo funesto o dudoso, aunque puedan ser temporalmente de gran utilidad.

LA 12a. CASA

EL SOL en 12a. CASA. Da éxito en alguna ocupación relativamente quieta, que no implique el aparecer prominentemente ante el público, o que sea de poco renombre; pero el nativo puede ser prominente en ella. Favorece ocupaciones conectadas con hospitales, talleres, consejos de guardianes, movimientos filantrópicos y asociaciones de beneficencia. El éxito llegará por Espiritismo, Ocultismo, Masonería, o cualquier labor alejada de la mirada pública. Si el Sol se halla seriamente afligido cerca de la cúspide, se tiene una desafortunada posición que anuncia peligro de pérdidas, persecución, aislamiento, animosidad de los superiores, y enemigos secretos. Si está bien aspectado, tal vez podrán presentarse esos peligros pero el nativo llegará a sobreponerse a ellos. LA LUNA en 12a. CASA. Es favorable para ocupaciones y actividades conectadas con esta casa:

hospitales, asilos, hospicios, prisiones; casas de beneficencia, obras caritativas, así como aquellas que tienen que ver con las masas del público, o bien con otras que sean relativamente aisladas o en encierro. Es propicia para el trabajo y la vida del hogar, Pero si está afligida anuncia enemistades de la plebe, de los inferiores, de las mujeres, y habrá peligro de persecuciones, fraude, pérdida o decepciones. MERCURIO en 12a. CASA. Confiere cierta aptitud para estudios o escritos sobre asuntos relacionados con esta casa; para actuación oculta, conspiraciones, sociedades secretas, intrigas; para empleos subalternos, detectives, policía secreta; teniendo mucho que ver con prisiones y asilos. Podrá el nativo exhibir buena

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

habilidad mental pero habrá falta de oportunidad para ello, tal vez por una descuidada educación; a menudo será difuso o indefinido en sus escritos y lenguaje, o bien inexacto y descuidado en su conducta, incomodando sin necesidad. Si Mercurio se halla afligido, habrá peligro de libelos, escándalo, calumnias, falsificaciones, robo de documentos y pérdidas mediante hermanos, hermanas y sirvientes. VENUS en 12a. CASA. Es propicia para las ocupaciones de esta casa: hospitales, asilos, casas de cuna, instituciones caritativas, prisiones, etc. El nativo podrá beneficiarse de la caridad si lo necesita, o será ayudado secretamente por amigos. El mismo será caritativo y tendrá probabilidad de ganancias mediante trabajo relativamente secreto, de no mucha apariencia ante el público. Esta posición atrae enlaces o matrimonios secretos; podrá el nativo casarse con persona de más baja esfera social. Si el planeta se halla afligido, acarrea celos, enemistades secretas en relación con asuntos amorosos o matrimoniales, separación de los cónyuges y escándalo. MARTE en 12a. CASA. Si se halla fuerte por el signo, o está en su propia casa, o en su exaltación, y bien aspectado, el nativo se beneficiará mediante asuntos gobernados por la casa: hospitales, cirugía, policía secreta, administración de prisiones o algún trabajo conectado con asilos. Cuando se encuentra Marte en esta posición, hay siempre cierto peligro de enemistades secretas, traiciones, intrigas, disputas con empleados, calumnias y robos, o bien el mismo nativo podrá conducirse de mala fe y con falta de honradez. También indica una posible pérdida de la reputación, y la muerte en un encierro, hospital o institución de retiro, o bien en la miseria. Se dice que esta posición lleva al nativo a la propia perdición o ruina, pero esto es solamente cuando el planeta se halle afligido. JÚPITER en 12a. CASA. Atrae éxito en ocupaciones religiosas o caritativas; en las que se refieren a hospitales, sociedades filantrópicas, movimientos sociales para el beneficio de los miembros, tales como la Franc-Masonería, etc., así como en todas las sociedades secretas y místicas que no aparecen ante el público. Los médicos y enfermeras se benefician por esta posición. Quienes tengan a Júpiter en esta casa, darán y recibirán caridad y simpatía; los ataques de sus enemigos fallarán y estos se convertirán en amigos. Si Urano y Neptuno aspectan favorablemente, se tendrá éxito en designios o empresas ocultas.

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

SATURNO en 12a. CASA. Si está fortalecido por el signo, en su propia casa, en su exaltación y bien aspectado, el éxito coronará los trabajos conectados con esta casa; a los encargados de asilos, prisiones, hospitales o casas para los pobres; a los que se dediquen a ocupación quieta, secreta u oscura. Pero si está débil o afligido, la reputación se hallará en peligro, son probables las pérdidas de dinero y propiedad, así como trastornos y persecuciones. Otros males posibles son: un duro trabajo en cualquier ocupación oscura e impopular; dificultad para ganar ascensos, malos amigos y sufrimientos a causa de ellos. URANO en 12a. CASA. Confiere inclinación hacia lo oculto y demás propósitos significados por Urano, los cuales serán llevados en secreto o privadamente. Promete algunas experiencias prácticas en ocultismo o psiquismo; enemigos entre gente “uraniana”; querellas y separaciones; enemistades misteriosas; pérdidas y desgracias inesperadas. NEPTUNO en 12a. CASA. Esta influencia varía con el aspecto. Cuando éste es bueno, promete éxito en asuntos psíquicos y en los demás regidos por el planeta, así como experiencias místicas. Da amigos neptunianos y el poder de investigar asuntos neptunianos en el retiro, o en secreto. El nativo puede pertenecer a un movimiento secreto u oculto. Si el planeta se halla afligido pronostica peligros y dificultades mediante tales amigos y movimientos, así como engaños, enemistades, calumnia y pérdida de popularidad. PLUTON en la 12a. CASA. Suele indicar condiciones kármicas algo difíciles que la persona tiene que atravesar, trampas y enemigos poderosos que puedan amenazarle: inclina a vivir en campos de concentración.

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

PARA EL ESTUDIO DE LOS ASPECTOS

El horóscopo del grabado siguiente, donde aparecen los planetas con los grados de sus respectivas posiciones, podrá servir de ayuda a los principiantes para estudiar los aspectos que presentare su propio horóscopo, ya que al pie de ese mapa aparece la gráfica completa de aspectos y sus símbolos.

ASPECTOS

 

INFLUENCIA

!

Conjunción

 

Buena o adversa, según los planetas.

P

Paralelo

 

Idem.

&

Semi-sextil

30

Gr.

Ligeramente buena.

(

Semi-cuadratura

45

Gr.

Ligeramente mala.

'

Sextil

60

Gr.

Buena.

#

Cuadratura

90

Gr.

Adversa.

$

Trígono (o Trino)

120

Gr.

Muy buena.

)

Quincunxio

150

Gr.

Buena o Adversa.

"

Oposición

180

Gr.

Muy mala.

Se considera una holgura hasta de 6 grados para estimar la influencia de un aspecto. Ejemplos en el horóscopo anexo:

ASPECTOS AJUSTADOS:

Venus sextil Urano. Luna sextil Neptuno. Neptuno oposición Venus. Luna trígono Venus. ASPECTOS POCO CEÑIDOS:

Marte trígono Júpiter. Saturno trígono Urano. Saturno oposición Venus.

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

Anónimo – Leyendo el Horóscopo PLANETAS   ASPECTOS       Q R S T U

PLANETAS

 

ASPECTOS

 
   

Q

R

S

T

U

V

W

X

Y

SOL

Q

     

(

 

#

   

)

LUNA

R

     

$

   

'

"

'

MERCURIO

S

       

!

$

     

VENUS

T

(

$

       

"

'

"

MARTE

U

   

!

   

$

&

   

JÚPITER

V

#

 

$

 

$

       

SATURNO

W

 

'

 

"

&

   

$

!

URANO

X

 

"

 

'

   

$

 

$

NEPTUNO

Y

)

'

 

"

   

!

$

 

ASCENDENTE

-

 

'

 

"

   

!

$

!

MEDIO CIELO

-

                 

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

CAPÍTULO IV ANÁLISIS DE LOS ASPECTOS

Ha sido ya descrita la influencia de cada uno de los cuerpos celestes y se tiene ya un cuadro de los buenos o malos aspectos. Algunos escritores consideran que, cuando ya se conoce la influencia propia de cada planeta, y los aspectos, debería dejarse al lector que dedujera sus propias conclusiones acerca de la manera en que ellos se modifican recíprocamente para bien o para mal. Teóricamente tal vez así será, y mientras más experiencia llegue a adquirir el estudiante, menos necesidad tendrá de consultar el análisis de cada aspecto. Sin embargo, muchos principiantes encontrarán que una delineación completa de los aspectos facilita la empresa de leer el horóscopo, aparte del hecho de que también aumenta el número de detalles que deben tomarse en consideración; pero, como es imposible incluir bajo cada aspecto cada uno de los muchos puntos que puede implicar, deben tenerse presentes las siguientes reglas a la hora de descifrar el significado completo de un horóscopo:

1.-

Un aspecto débil, como un semi-sextil o semi-cuadrado, no hará mucho bien o mucho daño como lo hace un aspecto fuerte, un trino o una cuadratura. Cuando un aspecto se produce apenas dentro de las órbitas no podrá afectar tanto como aquel que sea exacto; por consiguiente, no hay que esperar que se produzcan los efectos completos de una manera uniforme en cada caso.

2.-

Un aspecto ajustado, ya sea bueno o malo, tiende a aumentar la importancia de los dos cuerpos que lo forman y hace mucho más prominentes las facultades, tipos de carácter, personas, propósitos y demás cosas significadas por ambos planetas.

3.-

Los buenos aspectos siempre traen un resultado satisfactorio mediante las cosas significadas por los planetas entre los cuales se producen, aunque los planetas sean maléficos. Ayudan asimismo a hacer resaltar en el carácter las buenas cualidades de ambos planetas y, en muchas ocasiones, la buena fortuna que anuncian no es otra cosa que el resultado natural del ejercicio de aquellas buenas cualidades, como cuando Marte, bien aspectado, trae éxito por el valor y la audacia; o

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

cuando Venus atrae prosperidad mediante las agradables y festivas maneras que confiere y que encantan al público.

4.-

Los malos aspectos causan la reversión de esta regla y atraen siempre mayor o menor desgracia de cualquier clase mediante cosas significadas por los dos cuerpos celestes, ya que ellos favorecen el surgimiento de las peores cualidades en el carácter; y las dificultades consiguientes son, en gran número de casos, el resultado natural de este defectuoso carácter. Un Marte afligido, por ejemplo, significa el mal carácter del nativo que le creará muchos enemigos.

5.-

Los buenos y malos aspectos acarrean también felicidad o desgracia mediante las cosas significadas por la casa en que ambos planetas se hallen colocados.

6.-

Cuando un planeta está en su propia casa, o signo, o en su exaltación, es seguro que se presentarán algunas de sus mejores cualidades, no importa cuan mal aspectado esté. Tal planeta tiene siempre alguna importancia, su poder para el bien se halla aumentado y los malos aspectos que reciba son de menor importancia que como lo serían en algún otro caso.

7.-

Cuando un planeta se halle debilitado por el signo, o en su detrimento, o decaído, se disminuye su poder para el bien. Los buenos aspectos y direcciones que reciba tendrán menor efecto que como lo tendrían en otro caso, y el efecto de los malos aspectos será mayor. El nativo tendrá propensión a manifestar en su carácter las peores cualidades, así como a experimentar las consecuencias de las mismas, de parte de otras personas que nazcan bajo esos malos aspectos. Tales posiciones son:

Saturno o Marte en Cáncer; Júpiter en Virgo o Escorpio; la Luna en Escorpio o Capricornio; Mercurio en Piscis.

8.-

Los aspectos al Sol, en el horóscopo de una mujer, tenderán siempre a afectar al marido y al padre. Los aspectos a la Luna, en el horóscopo de un hombre, tenderán siempre a afectar a la esposa y la madre. Estos puntos deberán tenerse muy presentes al interpretar los aspectos, pues no es práctico estarlos repitiendo en el análisis que sigue.

El SOL EN ! o P, O BUENOS ASPECTOS CON LA LUNA. La conjunción fortalece e intensifica el carácter personal conferido por el signo en que tiene lugar, independientemente de la parte del zodíaco en la cual ocurra. Por ejemplo: la conjunción en Libra imprimirá fuertemente en el nativo los elementos de Libra, aunque ésta no se halle en el Ascendente, y así

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

el total será una mezcla de características del signo ascendente y de libra. Los

asuntos significados por la casa terrestre en la que ocurre la conjunción, aumentarán en importancia y jugarán parte prominente en la vida,

especialmente para el bien; pero mucho depende ello de los aspectos de los

planetas hacia el Sol y la Luna. Los aspectos definitivamente buenos, el trino

y el sextil, son supremamente favorables para el éxito en la vida,

especialmente mediante cosas significadas por las casas en que tienen lugar,

así como para la salud y asuntos domésticos, para hacer amigos y atraerse la buena voluntad de otros. Nota: Si el paralelo cae cerca de la oposición o de algún mal aspecto debe considerarse como de la naturaleza del mal aspecto.

EL SOL EN MALOS ASPECTOS CON LA LUNA. Da propensión a dificultades, obstáculos y falta de armonía en asuntos significados por las casas que contienen el Sol y la Luna; disgustos en asuntos con los padres, la familia y las ocupaciones. Puede quebrantar ligeramente la constitución, particularmente al tiempo de las “malas direcciones”, pero no serán casos muy serios y si el horóscopo es suficientemente afortunado en el resto, sólo aquejarán males de fácil remedio.

EL SOL EN ! o P, CON MERCURIO. Fortalece el intelecto dándole positividad y fácil comprensión, así como firmeza, concentración y persistencia para seguir una línea de actividad mental o cualquier estudio que se emprenda. Mientras más ajustada sea la conjunción, mejor dotado será el nativo para ocupaciones y propósitos significados por Mercurio: literatura, ciencia, etc., los que generalmente se expresan mediante asuntos denotados por la casa y modificados por el signo. La memoria es buena y se tendrán amigos entre personas “mercurianas”. La conjunción no será fuerte a menos que se halle dentro de cinco grados.

EL SOL EN ! o P, CON VENUS. Vigoriza en el carácter el lado emocional, afectuoso y amante de la belleza. Da gusto por la música, el arte o poesía e inclina a todas las cosas

bellas, elegantes, lujosas y ornamentales. Hace al nativo amante de la sociedad

y sus diversiones; le da capacidad para hacerse fácilmente de amigos y de

popularidad, para ganar dinero y para el éxito general de su vida. Este aspecto

es favorable para el matrimonio, particularmente en el horóscopo de una mujer, y confiere generosidad de ánimo y buena vitalidad.

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

EL SOL EN SEMI-CUADRATURA CON VENUS. La semi-cuadratura es el único mal aspecto posible entre estos planetas. No es muy importante, pero introducirá dilaciones, y dificultades en los asuntos amorosos, matrimonio, y en todas las cosas significadas por Venus, bien en la ocupación o en la vida privada. Habrá alguna tendencia a lo extravagante, mucha ansia de placer y falta de control en los sentimientos. El semi-sextil es el único buen aspecto que se forma entre estos planetas; semejante a la conjunción pero mucho menos importante. EL SOL EN BUEN ASPECTO CON MARTE. Aumenta en el carácter el lado enérgico, positivo e impetuoso; confiere valor, audacia y habilidad ejecutiva; poder para un duro trabajo de muchos resultados, para dirigir y controlar a los otros; capacidad para posiciones de prominencia y responsabilidad. Favorece mucho las ocupaciones señaladas por Marte y la vida pública. Es bueno para la salud pues vigoriza la vitalidad, el poder de resistencia y de recuperación. La conjunción es semejante a los buenos aspectos en muchas circunstancias, y comunica energía, ardor y decisión, así como la probabilidad de llegar a puestos de primer rango pero anuncia peligros propios de los malos aspectos de estos planetas. EL SOL EN MAL ASPECTO CON MARTE. Da energía, valor, amor a la independencia, habilidades ejecutivas, actividad corporal y mental, precipitación y temeridad, falta de prudencia, desobediencia, rebelión, oposición, terquedad y luchas, así como el peligro de accidentes y enfermedades significadas por Marte. Anuncia la temprana muerte del padre o dificultades con él como con los superiores. En el horóscopo de una mujer las dificultades podrán venir mediante el marido o a la muerte de él. EL SOL EN ! O EN OTRO BUEN ASPECTO CON JÚPITER. Muy afortunado aspecto para la salud, vitalidad y el éxito general de la vida. Confiere sinceridad, honor, generosidad y muchos amigos; es favorable para las cosas regidas por las casas que ocupen los planetas, así como para las ocupaciones propias de Júpiter y el Sol. Buena influencia para personas que deban actuar ante el público, para jefes y superiores, para quienes laboran en los altos círculos y para personas conectadas con la Religión y la Ley. Denota popularidad y éxito, juntamente con el deseo de llevar una vida correcta y ser ortodoxo en religión. EL SOL EN MAL ASPECTO CON JÚPITER Comunica temeridad, impulsividad, falta de tacto y prudencia, extravagancia, pérdidas por malos cálculos, gastos innecesarios, dificultades

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

sobrevinientes de asuntos regidos por las casas que ocupan ambos planetas. Este es un aspecto desafortunado para las ocupaciones de Júpiter y atrae dificultades mediante las opiniones religiosas no ortodoxas. A menudo se manifiesta por el desarreglo en la conducta y en el vestir; también podrá afectar la salud mediante congestión o plétora. EL SOL EN BUEN ASPECTO CON SATURNO. Aumenta en el carácter los elementos saturnianos y atrae buena fortuna mediante la sobriedad, gravedad, reserva, control propio, prudencia, resistencia y perseverancia. Es propicio para el éxito en ocupaciones y mediante personas denotadas por Saturno, especialmente para posiciones de responsabilidad y prominencia. Si se encuentra apoyado por otros aspectos, habrá ganancia de dinero o propiedades y el éxito podrá llegar mediante el padre, los superiores, o los ancianos. Su buena fortuna se muestra mejor en la mitad de la vida y en la vejez que en la juventud. EL SOL EN " O MAL ASPECTO CON SATURNO. Pronostica muchas dificultades mediante las cosas de las casas ocupadas, duro trabajo con poca recompensa, esfuerzos contraproducentes, dilaciones y estorbos, contrariedades o disgustos con el padre, superiores y mayores, así como con personas y ocupaciones denotadas por Saturno. A veces da mucha reserva, haciendo al nativo demasiado centralizado en sí mismo, falto de simpatía, obstinado y de mal carácter; siendo también desfavorable para la salud, dependiendo las enfermedades de los signos ocupados. EL SOL EN BUEN ASPECTO CON URANO. Confiere fuerza de voluntad, positividad, confianza en sí, independencia y las cualidades necesarias para una carrera pública, para la vida pública y para ocupar posiciones de preeminencia o de autoridad sobre otros. Se tendrá éxito en ocupaciones significadas por Urano y si alguno de ambos planetas está en el M. C. puede llevar hasta la notoriedad. EL SOL EN ", P, O MAL ASPECTO CON URANO. Da casi tanta fuerza de voluntad, independencia y amor por la libertad como el buen aspecto, y aun tal vez más, pero el nativo será brusco, precipitado, falto de juicio, errabundo, desobediente, rebelde, inconvencional y se acarreará dificultades por sí mismo. Surgirán malas inteligencias con el padre, los mayores y los superiores; puede haber mucha fluctuación de ocupaciones, disfavor del público o de las autoridades y molestias mediante las cosas denotadas por las casas. Estos aspectos son también desfavorables para la salud.

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

EL SOL EN BUEN ASPECTO CON NEPTUNO. Da éxito en arte, música y literatura imaginativa, buen gusto y un sentido de belleza y de refinamiento. Favorece las ocupaciones conectadas con el público y las masas; las investigaciones psíquicas lo mismo que el uso de facultades psíquicas. La conjunción trae a menudo la posibilidad de desarrollar la clarividencia o algún otro de los dones supra-corporales. EL SOL EN MAL ASPECTO CON NEPTUNO. Denota molestias mediante lo significado por ambas casas ocupadas; falta de sinceridad, de honradez y de confianza en sí mismo, pudiendo el nativo desalentarse con facilidad o entregarse a las pasiones y vicios. Podrá sufrir decepciones, falta de honradez y fraudes por parte de otros; y este aspecto es desafortunado para investigaciones y ocupaciones psíquicas.

LA LUNA EN !, P, O BUEN ASPECTO CON MERCURIO. Fortalece la inteligencia, la agudeza, la imaginación y la memoria; hace

a la mente versátil, adaptable, receptiva, ingeniosa, sutil e intuitiva. Anuncia

capacidad de buena educación mental y para actividades literarias, educacionales y las otras denotadas por Mercurio, algunas de las cuales, probablemente, ocuparán de preferencia al nativo. Hay probabilidades de viajar. El trino y sextil no tan sólo son una fuerza, sino una decidida buena fortuna para estos asuntos. LA LUNA EN MAL ASPECTO CON MERCURIO. Esta posición puede dar tanta fuerza y actividad a las cualidades mercurianas como los buenos aspectos. Confiere igualmente mucha inclinación para las ocupaciones significadas por Mercurio, pero las dificultades derivarán de ellas: obstáculos, irregularidades, pérdidas, oposición, hostilidad y mucha propensión a cambiarlas. En signos cardinales, el aspecto puede significar excitabilidad, falta de tenacidad y de paciencia. En signos fijos hace a uno demasiado inflexible, dando falta de adaptabilidad y cierta mala suerte en asuntos “mercurianos”.

LA LUNA EN !, P, O BUEN ASPECTO CON VENUS. Hace al nativo amigable, afectuoso, de buen carácter y amante del hogar. Si concurren otras indicaciones, alcanzará popularidad y buen éxito por la buena voluntad de los demás. Este aspecto es afortunado para el amor y el matrimonio, especialmente en el horóscopo de un hombre, pues atrae amigos

y conocidos y éxito mediante los propósitos significados por Venus y por las dos casas ocupadas. Buen aspecto: ciertamente contribuye a la felicidad general en la vida.

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

LA LUNA EN MAL ASPECTO CON VENUS. Atrae infelicidad en amores y matrimonio, especialmente en el horóscopo de un hombre, disgustos, inconstancia, veleidad, peligro de separación. Las molestias llegarán mediante las amistades y este aspecto es desafortunado para las sociedades comerciales y para asuntos denotados por las dos casas ocupadas. Pueden ocurrir despojos por parte de la madre, de la familia o de los amigos y hay la posibilidad de impopularidad o escándalo. LA LUNA EN BUEN ASPECTO CON MARTE. Aumenta en el carácter los elementos marcianos, especialmente en una mujer; da valor, independencia, entusiasmo, iniciativa, habilidad para una labor activa y éxito mediante una actuación personal, particularmente en asuntos y propósitos significados por Marte. Las ganancias y la felicidad podrán alcanzarse mediante las cualidades marcianas. Este aspecto mejora la vitalidad y el físico. LA LUNA EN ", P, O MAL ASPECTO CON MARTE. Atrae contrariedades, disputas, violencias, imprudencia, hostilidad efectuada o recibida, independencia, rebelión, arbitrariedad, ambición y, a veces, orgullo y mal carácter. Vendrá sufrimiento mediante las mujeres y la madre, si se trata del horóscopo de un hombre, así como dificultades mediante la esposa, incompatibilidad, extravagancia o disputas. La salud será afectada por males significados por Marte y habrá peligro de accidentes. Llegarán las desdichas mediante asuntos denotados por el planeta y por las dos casas. LA LUNA EN !, P, O BUEN ASPECTO CON JÚPITER. Todas las cualidades jupiterianas tienden a resaltar bajo este aspecto:

buen natural, benevolencia, bondad, tacto, sociabilidad, ayuda, honradez, sinceridad e imaginación; las cuales atraerán amistades ocasionando popularidad y felicidad, especialmente en asuntos significados por las casas ocupadas. Favorece a la madre, la esposa, la salud, y en general las ocupaciones significadas por Júpiter. LA LUNA EN MAL ASPECTO CON JÚPITER. Ocasiona dificultades mediante los asuntos significados por Júpiter:

religión o ley, madre o mujer, cuestiones domésticas, etc. Este aspecto hace al nativo orgulloso, vanidoso, extravagante, falto de honradez; y las cualidades favorables de Júpiter le atraerán algunas pérdidas y muchas dificultades, ya sea creadas por el o por los demás. Puede causar enfermedades jupiterianas:

congestión, plétora, etc. LA LUNA EN BUEN ASPECTO CON SATURNO. Da las virtudes y las mejores cualidades de Saturno, con felicidad y

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

ganancias mediante ellas: previsión, control de sí mismo, firmeza, reserva y economía; lo que contribuirá a la buena fortuna mediante la familia y la ocupación, especialmente de parte de personas y propósitos significados por Saturno. Este aspecto es afortunado para los padres y atrae ganancias de dinero y de propiedad. LA LUNA EN ", P, O MAL ASPECTO CON SATURNO. Es una influencia muy desafortunada y causará muchas dificultades a menos que se halle fuertemente contrabalanceada por otras. Atrae desgracias y tristezas mediante los padres, las ocupaciones, el dinero y la propiedad, así como para todas las cosas regidas por ambas casas. El dinero vendrá lentamente o será malgastado. Estorbos y reveses en la ocupación; carencia de bienestar, impopularidad, ruina y duro trabajo para corto resultado. Podrá el nativo ser previsor y dueño de sí, pero a la vez mostrará las menos deseables cualidades saturnianas: melancolía, egoísmo, sospecha, dureza, falta de escrúpulo, etc. Este aspecto afecta la salud y atrae las enfermedades significadas por Saturno. LA LUNA EN BUEN ASPECTO CON URANO. Confiere ambición, iniciativa, confianza en sí, originalidad, independencia y éxito en la vida pública o mediante propósitos que lleven al nativo ante el mundo. Da atracción por lo oculto y otras ocupaciones o estudios similares, así como buen suceso mediante ellos. Es favorable para ocultistas, investigadores psíquicos, hipnotistas, astrólogos, etc. LA LUNA EN ", P, O MAL ASPECTO CON URANO. Intensifica las características uranianas y puede dar tanta atracción por lo oculto y asuntos similares como los buenos aspectos, pero seguida de dificultades. Podrá el nativo ser muy errante, independiente, áspero, obstinado, ambicioso, vanidoso, inconvencional; y a causa de estas cualidades alejará de sí a los demás, será rebelde y desobediente, sufrirá en sus ocupaciones, en su hogar y mediante sus familiares y amigos. La conjunción da a menudo una fuerte personalidad, pero otros aspectos, aun los buenos, si se hallan muy ajustados, pueden dar lo mismo. LA LUNA EN BUEN ASPECTO CON NEPTUNO. Confiere imaginación, el amor de la belleza, gusto por la música y bellas artes, refinamiento y sensibilidad, simpatía, bondad y buen carácter. Podrá dar inclinación hacia los asuntos psíquicos y místicos, así como algunas experiencias personales a lo largo de éstas líneas. LA LUNA EN ", P, O MAL ASPECTO CON NEPTUNO. Da indolencia, sensualidad, vicios y peligro de escándalo. Puede atraer a

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

los asuntos psíquicos tanto como el buen aspecto. La conjunción, especialmente, da facultades psíquicas, amor a la belleza, a la música y a las artes, así como sensitividad. Pero los aspectos decididamente malos atraen fracaso, pérdidas y muchas otras dificultades.

MERCURIO EN ", P, O BUEN ASPECTO CON VENUS. Confiere una disposición amigable y sociable, juntamente con buen carácter. Hace al nativo alegre y agradable, dándole buen gusto en sus maneras y su vestir, inclinándolo al refinamiento y a la hermosura. Generalmente habrá cierto talento para la música, pintura y otras artes significadas por Venus. Esta posición es afortunada para el amor, para el matrimonio y las amistades; da éxito en la literatura imaginativa o en cualquiera otra de las ocupaciones mercurianas. MERCURIO EN SEMI-CUADRATURA CON VENUS. Es el único mal aspecto que se forma entre ambos planetas; no es muy importante pero puede cooperar con otros malos aspectos ocasionando trastornos y disgustos en asuntos significados por cualquiera de los planetas. Podrá también atraer dificultades en amores, amistades o asuntos sociales. MERCURIO EN BUEN ASPECTO CON MARTE. Hace la mente lista y rápida, alerta, ingeniosa y llena de recursos; hace al nativo agudo y bromista, en ocasiones sarcástico e irónico. Este aspecto es afortunado para la literatura imaginativa; para debates, oratoria y litigios judiciales; para el dibujo, grabado, escultura, operaciones quirúrgicas, artes y oficios populares y, en general, todo lo que requiera habilidad manual. MERCURIO EN ", P, O MAL ASPECTO CON MARTE. Confiere las mismas características generales que bajo buenos aspectos, pero acompañadas de dificultades, ocasionadas a veces por el nativo, a quien este aspecto puede atraer exageración, falsedad, irritabilidad, mal carácter, impulsividad de lenguaje o de acción, excitabilidad mental, afirmaciones inexactas o descuidadas, agudeza cruel y satírica; pudiendo sufrir a consecuencia de exceso en trabajo mental y de sus juicios precipitados, así como también por calumnia, libelo y deshonestidad de otros. O bien, podrá él mismo ser culpable de estos defectos. Hay inclinación para las mismas ocupaciones denotadas por los buenos aspectos, pero acompañadas de penalidades. Pero no se presentarán los peores resultados a menos que otras influencias cooperen a ello. MERCURIO EN !, P, O BUEN ASPECTO CON JÚPITER. Hace al nativo lleno de tacto, de sólido juicio y sentido común,

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

contribuyendo a formarle un carácter honorable, jovial y benevolente que tal vez le ganará muchos amigos y popularidad. Esta posición es afortunada para ocupaciones educacionales, religiosas, legales, literarias, docentes, orales, así como cualquiera otra de las significadas por ambos planetas. Agradables satisfacciones y ganancias vendrán mediante viajes. Podrá el nativo ocupar altos puestos eclesiásticos o gubernativos trabajando espiritual o socialmente para el bien de todos, si el aspecto es decididamente bueno. MERCURIO EN MAL ASPECTO CON JÚPITER. Puede conferir el mismo tipo de mente generosa y benevolente conferida por el buen aspecto, pero irá acompañada de ciertas cortapisas. A menudo hay impulsividad, prejuicio u oblicuidad que torcerán el juicio llevándolo a opiniones falsas o parciales que resistirán los argumentos o persuasiones, especialmente si Júpiter es más fuerte que Mercurio, o si cooperan Marte y Urano. En otros casos, podrá haber cambio de ideas religiosas, hostilidad hacia la religión, fuertes prejuicios en favor o en contra de puntos de mira religiosos o políticos; asociaciones mal formadas, opiniones precipitadas y la dificultad de formarse un juicio sereno, justo y balanceado. Podrán venir sufrimientos mediante asuntos religiosos, legales, educacionales o intelectuales. MERCURIO EN BUEN ASPECTO CON SATURNO. Afirma la mente, dándole solidez y perseverancia; habilidad para seguir asuntos largos o difíciles y el tren de pensamiento; concentración, calma de juicio, meditación, buena memoria, un intelecto serio más bien que brillante. Es favorable para las ocupaciones de Mercurio, para ganancias mediante ellas ya fuere como jefe o empleado y atrae amigos entre la gente “mercuriana”. MERCURIO EN ", P, O MAL ASPECTO CON SATURNO. Puede haber aquí el mismo control mental y firmeza que con los buenos aspectos, pero generalmente se agregan los obstáculos y cualidades poco favorables: morbosidad, críticas, propensión a accesos de depresión y mal carácter y cierta dificultad para agradar o satisfacer. Habrá sufrimientos mediante asuntos educacionales y a causa de personas y propósitos significados por Mercurio; a veces denota una mente tardía, la hostilidad de falsos amigos, críticas en público, libelos, informes falsos (a veces de mala fe), falta de sinceridad y de honradez, o bien, sufrimiento a causa de estas cualidades en otros. Pero los peores efectos no se presentarán a menos que cooperen otras influencias. MERCURIO EN !, P, O BUEN ASPECTO CON URANO. Confiere una inteligencia activa y original, con puntos de mira

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

independientes, que sigue métodos nuevos e inconvencionales despreciando la costumbre y la autoridad. Esta posición es afortunada para objetos educacionales, literarios, científicos y los demás propios de Mercurio, y a menudo atrae al estudio del ocultismo, de asuntos psíquicos o nuevos, siendo favorable para astrólogos, hipnotistas, investigadores psíquicos, etc, y produce descubridores, inventores y pensadores originales. MERCURIO EN MAL ASPECTO CON URANO. Puede dar tanta ingeniosidad y originalidad como los buenos aspectos, pero siempre indica dificultades. La mente es demasiado independiente, opuesta a lo convencional, obstinada, crítica, reacia y hostil a las opiniones y métodos de otros. Con facilidad cambia de opinión y se hace de enemigos. Hay la misma inclinación para pensar en los asuntos “uranianos”, pero acompañada de inquietudes y cuidados. Tal vez se presentarán obstáculos y dificultades para la educación o para asuntos literarios y demás regidos por Mercurio. MERCURIO EN !, P, O BUEN ASPECTO CON NEPTUNO. Da intuición, imaginación, cierto sentido de la belleza y cierto gusto para la poesía y la pintura. Puede atraer hacia el lado psíquico y místico de las cosas, confiriendo habilidad para desarrollar facultades de varias clases, como la clarividencia, clariaudiencia, interpretación de sueños y de otras experiencias similares. MERCURIO EN MAL ASPECTO CON NEPTUNO. Hace a la mente intuitiva, imaginativa y romántica, pero, al mismo tiempo, propensa a lo confuso, indefinido, impracticable y raro. Pueden presentarse las mismas atracciones psíquicas o místicas, las mismas experiencias que bajo los buenos aspectos, pero habrá cierta tendencia a ilusiones, desilusiones, decepciones, puntos de mira falsos. Esta posición es desafortunada para la educación, para hermanos y hermanas, para la literatura, escritura de obras y, en general, todos los propósitos significados por Mercurio; promete pérdidas, rémoras y desgracia mediante ellos.

VENUS EN BUEN ASPECTO CON MARTE. Comunica ardor a los afectos, atrae muchas amistades (especialmente con el sexo opuesto), contribuye a la popularidad y al éxito en sociedad; indica algún asunto amoroso en edad temprana, - a menos que haya contraindicación por otros aspectos - y la posibilidad de matrimonio en corta edad. Marte infunde energía y calor a las cualidades conferidas por Venus (los afectos y las emociones). Hay cierto gusto por la música, la pintura y otras dedicaciones

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

señaladas por Venus y que atraerán satisfacciones y ganancias. También está indicada la posibilidad de dinero mediante el matrimonio, sociedades en participación, o herencias. VENUS EN ", P, O MAL ASPECTO CON MARTE. Hace muy activos a los sentimientos y afectos, pero hay el peligro de que no sea posible controlarlos debidamente y de que los asuntos de amor y el matrimonio atraigan dificultades. El nativo será impulsivo, falto de juicio en amores, y hay peligro de inmoralidad, sensualidad y líos que no terminen en matrimonio. Indica la separación o muerte de alguien a quien se ame; la extravagancia, la generosidad mal entendida, prodigalidad en gastos indebidos, así como pérdidas a causa de personas y ocupaciones significadas por Venus. Habrá excesiva afición por trajes, adornos lujosos, joyas y placeres; y, posiblemente, la pérdida de alguna herencia o del capital del consorte. La conjunción no es necesariamente desafortunada y puede atraer muchas cualidades buenas así como bienestar mediante ocupaciones denotadas por Venus. VENUS EN !, P, O BUEN ASPECTO CON JÚPITER. Confiere mucha imaginación, gusto por la pintura o demás bellas artes, cierto sentido de la belleza e inclinación por cosas bellas: muebles, ornamentos, trajes. Atrae muchas amistades y hace al nativo de buen carácter; benefactor, amante de la sociedad y la compañía de otros, afortunado en amor y en matrimonio y apto para ocupaciones significadas por ambos planetas, y si el horóscopo muestra otras indicaciones favorables, será también afortunado como novelista, músico o actor. VENUS EN MAL ASPECTO CON JÚPITER. Hace al nativo precipitado e imprudente en amor o en matrimonio; atrae sufrimientos a causa de ello y de las amistades; da extravagancia, loca generosidad, demasiado amor por el lujo, placeres, trajes, adornos y joyas; da dinero mediante ocupaciones significadas por ambos planetas. Pero bajo este aspecto hay siempre un peligro de indolencia, de ceder a las pasiones, sensualidad y vicios. VENUS EN BUEN ASPECTO CON SATURNO. Da firmeza constancia y fidelidad en amor y amistades; prudencia, moderación y control propio en el lado emocional del carácter. Si cooperan otras influencias dará también habilidad financiera, fortuna en asuntos monetarios y buenas ganancias mediante inversiones, así como bienestar mediante ocupaciones significadas por ambos planetas.

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

VENUS EN ", P, O MAL ASPECTO CON SATURNO. Atrae desgracias y tristezas en amor y matrimonio, disgustos, frialdad, pérdida de afectos, incompatibilidad, separación, algún peligro de escándalo, decepciones en asuntos amorosos, alguna unión irregular o conducta desordenada y vulgar. Retrasa el matrimonio y atrae pérdidas mediante el consorte o los socios comerciales. Se harán malas inversiones y se perderá dinero por malos cálculos, pudiendo el nativo sufrir por la falta de honradez de otro. La conjunción no es enteramente mala y podrá atraer varios de los efectos de los buenos aspectos, especialmente si el horóscopo se muestra favorable en otros puntos. VENUS EN BUEN ASPECTO CON URANO. Procura muchas amistades y relaciones, dando mucha popularidad social y amigos entre personas significadas por Urano. Es favorable para el amor y el matrimonio y, a veces, este último será prematuro o bien festinadamente contraído. En ocasiones se denota por este aspecto alguna unión platónica. Confiere gusto para la pintura, música o poesía; el amor de la belleza y el bienestar, éxito y aun popularidad o fama por asuntos relacionados con Urano. VENUS EN ", P, O MAL ASPECTO CON URANO. La conjunción generalmente es mala pero el mal efecto será aminorado cuando se encuentren los planetas en sus propias casas, o signos, o exaltaciones, o recibiendo buenos aspectos de otros planetas. Los aspectos desafortunados traerán sufrimientos en amor y matrimonio; algún enlace festinadamente contraído y deshecho después; morbosidades, diferencias, peligro de escándalo mediante el sexo opuesto, incompatibilidad, etc. Las dificultades vendrán mediante personas y ocupaciones significadas por cualquiera de ambos planetas, con pérdida de amistades. VENUS EN BUEN ASPECTO CON NEPTUNO. Confiere benevolencia, emoción, amor a la belleza, imaginación, talento y gusto para la música, la pintura o la expresión de la belleza mediante el arte. VENUS EN ", P, O MAL ASPECTO CON NEPTUNO. Acarrea dificultades en amor y matrimonio, emociones mal reguladas, demasiado impulsivismo, falta de restricción en los afectos seguida de sufrimiento, y en algunos casos, disgustos en amor; una naturaleza sensual con tendencia a la indolencia, a entregarse a los deseos, y pasiones, y lujuria. El matrimonio se retardará mucho.

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

MARTE EN BUEN ASPECTO CON JÚPITER. Aumenta la energía, el ardor y el fuego, ya sea en el carácter o en el cuerpo; da generosidad, actividad y bienestar en las ocupaciones significadas por los dos planetas: el ejército, la religión o la ley. Denota buen poder para las ganancias, así como un trabajador empeñoso, capaz de realizar grandes obras con entusiasmo generoso, con honradez y honor. MARTE EN ", P, O MAL ASPECTO CON JÚPITER. Comunica demasiado fuego, impulso y pasión al carácter, con los sufrimientos consiguientes. La excitación, la cólera, indignación, entusiasmo y ardor combatiente surgirán con facilidad y podrán ser aplicadas en direcciones útiles; pero la extravagancia de lenguaje o de acción, la falta de precaución y mesura, el juicio impulsivo y el enojo se manifestarán fuertemente. Un mal aspecto muy ajustado podrá también ocasionar una agresiva tendencia en pro o en contra de la religión, extremos en opiniones, exceso de actividad, y en ocasiones, molestias por asuntos legales. MARTE EN BUEN ASPECTO CON SATURNO. Confiere valor, habilidad ejecutiva, determinación, positividad y fortaleza. Hace al nativo capaz de trabajar fuerte y perseverantemente y de realizar grandes fines. Es muy propicio para alguien que se halle a la cabeza de una empresa o que tenga trabajadores a sus órdenes si bien suele comunicar cierta dureza al carácter, un tipo fuerte y austero. Es favorable para la vida pública en puestos administrativos. MARTE EN ", P, O MAL ASPECTO CON SATURNO. Da un carácter algo duro, inflexible e indomable. Hace a uno irritable, iracundo, fanático, fácilmente inclinado al pleito y a la oposición; algunas veces egoísta, cruel y sin escrúpulos; con muchas otras malas posibilidades. Es desfavorable para actuar en la vida pública, para las relaciones con superiores y el público y atrae algún peligro de reveses, ruina o desgracia. Pronostica igualmente peligro de accidentes y de muerte súbita o violenta. Si alguno de los planetas se encuentra en su propia casa, ó en exaltación, el mal puede ser aminorado y si el tipo general del horóscopo es bueno, el aspecto puede significar daño recibido de manos de otros, por el cuál el nativo será muy indirectamente responsable. MARTE EN BUEN O MAL ASPECTO CON URANO. Es, en muchos casos, semejante a Marte en buen o mal aspecto con Saturno; hay mayor positividad y el nativo actuará más repentina e inesperadamente ya fuere para el bien o para el mal. A menos que se halle grandemente modificado por otras posiciones, la personalidad será muy fuerte,

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

difícil de influenciar, inflexible, indomable, y falta de control propio. Los buenos aspectos atraerán éxito mediante ocupaciones de cualquiera de ambos planetas o mediante puestos públicos, siendo muy favorables para quienes ocupan posiciones onerosas o de responsabilidad, para líderes, hombres públicos y jefes, quienes podrán mostrar en toda su extensión las cualidades positivas y alcanzar éxito. Los malos aspectos atraen muchas desgracias y muestran poderes mal regulados: la rebelión, desobediencia, inconvencionalismo, irascibilidad, etc. El nativo se creará enemistades, la desaprobación y la oposición públicas. Algún desastre súbito podrá sobrevenirle, algún accidente, muerte repentina o violenta, y aun el suicidio. MARTE EN BUEN ASPECTO CON NEPTUNO. Aumenta el fuego, entusiasmo y generosidad del carácter. Puede conferir facultades psíquicas que no sean mediumnísticas o esporádicas, sino ejercitadas concientemente. MARTE EN ", P, O MAL ASPECTO CON NEPTUNO. Da características similares a las que resultan del mal aspecto de Marte con Júpiter. También atrae sufrimiento de parte de los inferiores, del público, de las clases bajas y hay peligro ocasionado por el agua, venenos, enfermedades infecciosas o accidentes significados por Marte. A menudo es el nativo sensual, entregado a pasiones y de maneras ordinarias.

JÚPITER EN BUEN ASPECTO CON SATURNO. Es favorable para dinero, propiedades, legados y bienestar mediante la ocupación, especialmente si es de las significadas por cualquiera de los dos planetas. Puede dar una buena dosis de habilidad financiera, buen juicio para inversiones y bienestar derivado de prudentes especulaciones. Es propicio para que el nativo desempeñe empleos públicos, para su posición mundanal y para su éxito en general. La conjunción es semejante en sus efectos a los buenos aspectos, pero no tan decididamente afortunada, y si acaso Júpiter se hallare debilitado por el signo o afligido de otra manera, muy poco podrá esperarse de aquella. JÚPITER EN MAL ASPECTO CON SATURNO. Es por completo desfavorable para asuntos de dinero, ya sea mediante negocios, profesión, legados u ocupaciones significadas por cualquiera de los dos planetas. Denota el desperdicio de dinero, gastos pesados, pérdidas mediante inversiones, utilidades cortas; hay indicación de fraudes y falta de honradez, a veces pérdida de algún legado, herencia muy pobre y amenazada. No es bueno para puestos públicos. Podrán venir sufrimientos derivados de la

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

religión, ya fuere por sostener ideas de intolerancia y fanatismo, o bien por indiferencia en ella. Pero si Júpiter o Saturno se encuentran bien aspectados por otra parte, o fuertes por el signo, el mal será mucho menor. JÚPITER EN !, P, O BUEN ASPECTO CON URANO. Es afortunado para posiciones públicas, para la situación mundana; confiere poder, reputación, dignidad, honor, capacidad para altos puestos de responsabilidad, ya fuere en el ejercicio de la autoridad o a la cabeza de empresas comerciales. Es muy propicia esta posición para actividades conectadas con la religión, la ley, filosofía, puestos universitarios, así como para los estudios ocultos y demás propósitos significados por Urano. Favorece la consecución de dinero, de propiedades y herencias. La conjunción es semejante a los buenos aspectos, pero varía algo en sus efectos que los otros aspectos de ambos planetas sean buenos o malos, así como si Júpiter se halla fuerte o débil por el signo. JÚPITER EN MAL ASPECTO CON URANO. Es desfavorable para ocupaciones o profesiones conectadas con los dos planetas, ya fueren religiosas, judiciales o de administración pública, así como las referentes a cosas fuera del alcance de la mentalidad común, ocultismo, etc. Anuncia peligro de perder la posición, empleo, reputación, honor y amigos. Es desafortunado para dinero o propiedades; amenaza con reveses y pérdidas en los negocios. El nativo será heterodoxo y opuesto a lo convencional. JÚPITER EN !, P, O BUEN ASPECTO CON NEPTUNO. Desarrolla y refina los sentimientos y las emociones; realza el lado místico del carácter llevándolo a todo lo que sea religioso, devocional, ceremonial; confiere benevolencia, simpatía e ideales humanitarios, así como buen gusto y cierto sentido de lo hermoso que contribuye a la formación del genio poético, musical o cualquiera otra forma de arte. JÚPITER EN MAL ASPECTO CON NEPTUNO. Lleva a la heterodoxia y al cambio de ideas religiosas. Hace al nativo sumamente emocional e impulsivo, con sentimientos mal regulados. Pronostica extravagancia y pérdidas en asuntos de dinero.

SATURNO EN BUEN ASPECTO CON URANO. Da fuerza de voluntad, gravedad, seriedad, paciencia, perseverancia, reserva, control de sí mismo, ambición, capacidad para puestos de responsabilidad, así como la habilidad necesaria para ejercer el poder y la autoridad. Si concurren otras influencias, el nativo podrá ser una persona

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

prominente y adquirir notoriedad y fama, pues el éxito acompaña por regla general a estas cualidades. Es favorable para una carrera pública, para ser públicamente electo para altos puestos oficiales, así como para las ocupaciones y actuación significadas por ambos planetas. Este aspecto denota

asimismo éxito en investigaciones ocultas y en el desarrollo de facultades ocultas de clase positiva y dominante. La conjunción confiere iguales características pero su influencia es más bien incierta para el momento crítico;

si los dos planetas se hallan por otra parte bien afectados, o fuertes por el

signo, el resultado puede ser bueno; pero si se encuentran debilitados por el signo en un horóscopo “afligido”, la conjunción podrá obrar como los malos aspectos. SATURNO EN MAL ASPECTO CON URANO. Confiere casi las mismas cualidades anteriores, pero acompañadas de obstáculos y desgracia. El nativo mostrará reserva, discreción, gravedad, egoísmo, impopularidad, alguna dureza y falta de simpatía, y, a veces, falta de escrúpulos y de honradez. No es favorable para las ocupaciones y asuntos regidos por los planetas y las casas en que se hallan colocados: mediante ellas vendrán tristezas y pérdidas como debilidad en las partes del cuerpo regidas por los signos y las casas.

SATURNO EN BUEN ASPECTO CON NEPTUNO. Es afortunado para la investigación de asuntos psíquicos y para la adquisición de experiencias psíquicas. Favorece la posición mundanal, la ganancia de riqueza y de poder así como las ocupaciones designadas por Saturno. Aumenta el control de sí mismo, la reserva, poder de meditación y de perseverancia. SATURNO EN ", P, O MAL ASPECTO CON NEPTUNO. Atrae dificultades mediante ocupaciones o carrera pública, pérdida de

dinero o propiedad, disgusto y fracaso de proyectos, peligro de engaño, fraude

y falta de honradez. Desfavorable para asuntos psíquicos, puede atraer

decepción o desilusión en ellos. Pronostica algún cambio o estado caótico de asuntos en las cosas significadas por las casas ocupadas. La conjunción produce buen efecto si los planetas se hallan bien aspectados.

URANO EN BUEN ASPECTO CON NEPTUNO. Es afortunado para una posición o una carrera públicas; confiere fuerza

de voluntad, poder para organizar y para dirigir a otros, para manejar grandes

negocios y estar a la Cabeza de empresas importantes. Hay la probabilidad de promoción en la vida y de lograr las ambiciones. Es favorable para las

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

investigaciones psíquicas y ocultas. URANO EN MAL ASPECTO CON NEPTUNO. Atrae dificultades en conexión con la posición pública, la carrera o la reputación; rémoras, cambios y trastornos en asuntos significados por los planetas y las casas, así como cierta inestabilidad en todo. Puede atraer fuertemente a lo oculto y a lo psíquico, pero de allí seguirán mortificaciones, cambios de ánimo, incertidumbres, disgustos y decepciones. Acerca de la conjunción se sabe poco, pero es probable que no sea enteramente mala y su efecto podrá variar según la fuerza o debilidad comunicadas a los planetas por el signo, así como según los aspectos que reciban de otros planetas.

LOS ASPECTOS DE PLUTÓN. La influencia específica de los aspectos de Plutón es aún muy poco conocida para poderse detallar en su relación buena y mala con los diferentes planetas. No pueden estar, sin embargo, muy lejos de la verdad las deducciones que se hagan de la misma, considerándola como análoga a la de Marte, pero más intensa y más oculta, más repentina y drástica en sus efectos, obrando de una manera más sutil y poderosa. Tanto las conjunciones como las cuadraturas y las oposiciones suelen producir efectos maléficos o separantes, desde un punto de vista exterior, aunque su influencia fundamental sea de un carácter más bien purificador tanto del cuerpo como de la voluntad. En cuanto a los trígonos y sextiles, desarrollan una energía que puede ser mejor aprovechada y encauzada para resultados constructivos e integrativos. Particular importancia tiene la conjunción entre Plutón y Neptuno que influye de una manera especialmente intensa sobre toda la generación nacida alrededor de los años 1890-92, en la que se combina la influencia de esos dos planetas extremos de nuestro sistema, desarrollando el sentido de la necesidad integrativa (Plutón), en combinación con el idealismo Neptuniano que, sin embargo, puede tomar formas muy diferentes y hasta opuestas en apariencia, según el medio social e ideológico en el que se desarrolla.

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

SECCIÓN SEGUNDA CAPÍTULO V SÍNTESIS

La primera parte de esta serie se destinó al análisis de la influencia de las Casas, Planetas y Aspectos, tomando cada uno separadamente; y en esta Sección nos ocuparemos de explicar bajo los encabezados de Vida y Muerte, Salud y Enfermedades, Carácter, Amor y Matrimonio, la manera en que son reunidas y clasificadas estas indicaciones separadas. Esta es realmente la parte difícil de la Astrología, aquella para la cual fue meramente preliminar todo lo que se dijo antes. Cada persona de inteligencia ordinaria puede aprender a calcular un mapa de los cielos con suficiente grado de exactitud para los propósitos prácticos, así como a descifrar el significado de cada posición y aspecto tomados separadamente. Sin embargo, la tarea de coleccionar las indicaciones esparcidas y muchas veces aparentemente contradictorias en las diferentes partes del horóscopo, de ninguna manera puede tenerse como fácil. Muchos autores han formulado reglas relativas a esta parte del horóscopo, basadas todas en la experiencia y, por lo mismo, valiosas. Pero el estudiante que deseare dominar este arte, deberá tener, en primer lugar, una atracción natural por la Astrología; un juicio recto, sólido e imparcial, así como suficiente experiencia práctica en la lectura de los horóscopos, que lo capacite para aplicar con maestría y rapidez las siguiente reglas que revelarán el asunto como un todo, y no como una masa de fragmentos desconectados.

h

VIDA O MUERTE

Si consideramos el horóscopo de un recién nacido, las primeras preguntas que surgen para su examen serán: si la criatura vivirá largo tiempo o

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

morirá joven; si su constitución será fuerte o débil; qué clase de enfermedad estará propenso a contraer; y, en caso de que sobreviva a la infancia, si morirá en su juventud, en su edad plena o en su vejez. EL HYLEG (o hileg). Es aquella parte del horóscopo que muestra la longitud de la vida. Esta palabra fue usada por los antiguos astrólogos árabes para compendiar los puntos del horóscopo en que se encuentran los principales focos de vitalidad y salud, a saber, el Sol, la Luna y el Ascendente. Por tanto, al considerar aquellas primeras cuestiones, debemos fijar nuestra atención en los “significadores de salud” o sea, el Hyleg. El término griego Apheta viene a significar lo mismo, y es, en efecto, opuesto al significado de Anareta, lo que destruye la vida. De consiguiente, los planetas Aphéticos conservan la vida porque envían buenos aspectos sobre el Hyleg, mientras que los planetas Anaréticos la destruyen enviando malos aspectos al Hyleg. En las obras de Ptolomeo se encuentra el término “Prorrogador”, que tiene el mismo significado que Hyleg, acerca del cual se han propuesto varias teorías explicativas en distintas épocas, pero entendemos que la de Ptolomeo es la mejor, y ésa seguiremos. Los lugares hylegíacos son: El Ascendente, (incluyendo casi la mitad de la duodécima casa) y las casas Undécima, (probablemente tan solo en su parte superior). Décima, Novena y Séptima. Si el Sol se halla en alguno de estos lugares, es Hyleg siempre; si no se halla el Sol, sino la Luna, ésta es hyleg. Si ninguna de las luminarias se encuentra en esos lugares, deberá observarse cuidadosamente la cúspide del Ascendente y el planeta ascendente. Si el Sol es hyleg, hay que notar sus aspectos: salud y vitalidad serán impartidas por aquellos planetas con quienes se halle en buen aspecto; debilidad y enfermedades llegarán, tal vez, mediante aquellos con quienes esté en malos aspectos. De igual manera examinaremos la Luna si ella es hyleg. Si ninguno de los dos es hyleg, notemos los aspectos al grado en la cúspide del Ascendente y al planeta ascendente si hay alguno. Al tratar de contestar la pregunta de si la criatura vivirá, deben ser examinados los aspectos y condiciones del Sol, Luna y Ascendente; en particular los de aquel de los tres que sea Hyleg. Hay, naturalmente, tres posibilidades: los aspectos pueden ser todos buenos, todos malos, o mezclados. Si la mayor parte de aspectos, no solamente al hyleg sino también a los otros dos significadores de salud, son buenos y fuertes, hay que presumir que la criatura no solamente pasará la infancia sino que llegará a la vejez. Por el contrario, si los maléficos afligen seriamente con sus aspectos y hay poco

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

apoyo o casi ninguna ayuda de parte de los benéficos, la criatura probablemente morirá joven. Si, como el caso es muy frecuente, se hallan mezcladas las influencias, deberán balancearse cuidadosamente los testimonios, uno en contra del otro, así como estimarse el grado de fuerza de cada uno, pues si preponderan los malos, podrá la criatura sobrevivir a la infancia pero no llegará a su madurez, en tanto que si los buenos aspectos al hyleg son más importantes que los malos, podrá llegar y aun pasar de la condición de adulto pero no vivirá hasta la vejez. Estos son únicamente principios generales y, al aplicarlos, hay varias condiciones y calificaciones que deben tenerse presentes. Hay que distinguir entre la longitud de la vida y la propensión a enfermedades. Se cree que el Hyleg determina la longitud de la vida. Si la Luna no es hyleg, un serio mal aspecto hacia ella dará al nativo la propensión a enfermedades, mas no indica probabilidad de producir la muerte. Es muy posible que una persona sufra un sin número de dolencias, aun de gravedad, y sin embargo vivirá hasta una edad considerable. El signo ascendente es de la mayor importancia en todos los casos, pero especialmente en la infancia. Cáncer, Capricornio y Piscis dan menos fuerza y vitalidad en la infancia, que los demás signos; a tal grado que, bajo malos aspectos, ocasionan a menudo la muerte. Escorpio es un signo fuerte y, con todo, bajo él acaece un gran número de muertes durante los primeros años de la vida. Los signos de fuego, Aries, Leo y Sagitario acrecientan la vitalidad ordinaria y, por tanto, una criatura nacida bajo alguno de los tres tiene más probabilidades de sobrevivir a una enfermedad que mataría a quien hubiere nacido bajo cualquiera de los mencionados previamente. Si el hyleg es fuerte, debido a que sus componentes se hallen en su propia casa, o en exaltación, dará mucha mayor vitalidad y una mejor constitución que cuando no esté significado; por ejemplo, el Sol en Aries o Leo puede resistir aflicciones muy serias, de igual manera que si se halla en Sagitario, signo de fuego; así como la Luna si se halla en Piscis, signo de agua. Si el hyleg estuviere en su detrimento o decaimiento, la vitalidad será disminuida Aunque esto no es importante a menos que los aspectos maléficos sean potentes. No todos los planetas son de poder vitalizador; los buenos aspectos recibidos de Venus, Júpiter y Marte, son mucho más importantes que los recibidos del resto de los planetas. Si el Sol es hyleg, un trino con Júpiter fortalecerá la constitución de la criatura mucho más efectivamente que lo haría un trino con Saturno, y sin embargo, los buenos aspectos procedentes de Saturno y Urano servirán para aumentar la tenacidad de la vida en los días de

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

la vejez. Si una de las dos luminarias es hyleg, un buen aspecto de la otra es algo de importancia. Igualmente, no todos los planetas ocasionan de modo semejante la muerte o las enfermedades. Malos aspectos al hyleg, procedentes de Marte, Saturno o Urano, son mucho más serios que iguales aspectos procedentes de otros planetas y requieren influencias mucho más fuertes y buenas para contrarrestarlos; mientras que los malos aspectos procedentes de Mercurio, Venus o Júpiter, aunque algunas veces pueden acarrear enfermedad, son, en su generalidad, mucho menos serios que de ordinario. Sí una luminaria es hyleg, un mal aspecto de la otra raras veces mata: para ello se requiere la cooperación de otras aflicciones. Si un planeta que aflige el hyleg está en la Octava Casa, o es el señor del signo en la cuspide de dicha casa, se aumentará grandemente su poder de ocasionar la muerte; la cuarta y la sexta casas son también muy desfavorables a este respecto, no tan solo en cuestión de muerte sino también de enfermedad. Si un planeta que aflige al hyleg se halla en su propia casa o en exaltación, su malignidad es disminuida; podrá causar enfermedades pero es menos probable que mate. Si está en su detrimento o decaimiento, o si se encuentra elevado sobre el Hyleg (por ejemplo Saturno en Cáncer, en el Medio-cielo, en cuadratura con el Sol en la séptima casa), aumentará su poder maléfico. Cuando el Sol o la Luna son hyleg, son mucho más fuertes por hallarse en un ángulo. El Sol ascendente es una magnífica posición, una en que puede resistir aun serias aflicciones; cuando se halla en el Medio-Cielo es mucho más fuerte que en la undécima casa. Si una de las luminarias es hyleg, las aflicciones que la otra reciba podrán deprimir la vitalidad y producir enfermedad en cualquier tiempo de la vida. Si bien la cuestión de vida o muerte depende del punto que sea hyleg (Sol, Luna o Ascendente), con todo, debe tomarse en cuenta el aspecto a los tres juntos, porque el hyleg es el único punto que por sus aflicciones puede ocasionar la muerte. Sin embargo, las aflicciones de los otros dos puntos tienden a debilitar algo la constitución y por tanto a reducir las probabilidades de vida. El Sol suministra la fuerza vital y rige a la vez el corazón; y así, las aflicciones serias recibidas por él, serían responsables de disminución en la vitalidad pero nunca traerán la muerte si el Sol no está en hyleg. La Luna rige la sustancia del cuerpo, los canales a través de los que fluye la vitalidad; y así, una fuerte aflicción que reciba podría embarazar el funcionamiento de los tejidos aun cuando la Luna no sea hyleg. Cuando ni el Sol ni la Luna se hallen en lugar hyalégico, la cuestión de decidir si vivirá la criatura es algunas veces

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

muy difícil. El grado ascendente deberá ser considerado como si fuera un planeta, calculando los aspectos que reciba. Si un planeta es ascendente, sus aspectos deberán asimismo ser considerados. Si no hay planeta ascendente, pero si el planeta regente del signo ascendente (llamado el Señor del Ascendente) se encuentra en lugar hyalégico, sus aspectos deben considerarse de acuerdo con las reglas precedentes. La mera presencia de Júpiter o Venus en el ascendente no basta de por sí para asegurar que no morirá la criatura, especialmente si los aspectos son malos, pero si alguno de ambos, Júpiter o Venus, en el ascendente, se halla en buen aspecto con el Sol o la Luna, ésta es una indicación muy favorable. Las casas sexta y octava no son lugares hyalégicos, pero es Una indicación muy desfavorable para el Sol o la Luna o el señor del ascendente ser afligidos seriamente por los maléficos desde cualquiera de ambas casas. La causa de la muerte va generalmente de acuerdo con la naturaleza del planeta que ocasiona la enfermedad o accidente que mata y ello será considerado con más propiedad al tratar de “Salud y Enfermedad”.

h

SALUD Y ENFERMEDAD

Estos dos asuntos pueden ser tratados como una extensión del anterior, “Vida y Muerte”. Las reglas para encontrar el hyleg deben aplicarse aquí lo mismo que allá y el modo de balancear las buenas indicaciones respecto de las malas deberá efectuarse justamente lo mismo para ver cuales preponderan. La principal diferencia consiste en que mientras una seria aflicción al hyleg índica muerte, la enfermedad que no mata puede ser indicada por un puñado mucho mayor de indicios. De hecho casi cada fuerte mal-aspecto es capaz de ocasionar, o bien un debilitamiento de la parte del cuerpo significada, o bien una real enfermedad, de acuerdo con el grado de aquella fuerza. La señal más segura de enfermedad son los malos aspectos al Sol y a la Luna ascendentes, o a los planetas en el ascendente; los malos aspectos al hyleg son los más serios de esta clase y generalmente producen las peores enfermedades. Habrá de tenerse siempre presente la influencia modificadora de que se habló anteriormente. Las aflicciones procedentes de los maléficos producen resultados más serios que las procedentes de los benéficos. Los malos aspectos enviados desde las casas cuarta, sexta u octava, o recibidos de los planetas

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

regentes de dichas casas son siempre serios. Si los planetas se encuentran fuertes por la casa, por exaltación, o por el signo afín, causan menos enfermedad que cuando se hallan debilitados por el “detrimento” o “decaimiento”. Un hyleg fuerte y afortunado no tan sólo produce larga vida, sino que ayuda a disminuir la importancia de cualquier enfermedad que pudiera contraerse, aunque no promete forzosamente la inmunidad contra todo mal. La conjunción con un maléfico, con el Sol, la Luna o el Ascendente, no indicará necesariamente la muerte en temprana edad. Cuando se encuentre alguna de esas conjunciones o mal aspecto, deberá hacerse un esfuerzo para estimar su importancia y para descubrir si hay algunas otras indicaciones en el mapa que la corroboren, o si no hay una sola; si el planeta no se halla debilitado por el signo, podrá existir alguna pequeña debilidad en la parte del cuerpo indicada, la cual no será sospechada sino hacia el final de la vida. Por ejemplo, Saturno ascendente en Leo es débil por el signo, pero si el Sol está en conjunción con Júpiter, puede ser buena la salud y fuerte la constitución; ambos el Sol y Leo rigen el corazón. Cuando ocurre alguna seria aflicción en un horóscopo, afectará la parte del cuerpo regida por el signo ocupado, o por la casa ocupada, o bien aquella naturalmente significada por el propio planeta. Generalmente, una de tales indicaciones es más seria que las otras, y por este indicio de mayor fuerza podrá definirse la naturaleza del mal. Una aflicción daña más a menudo la parte del cuerpo significada por el signo que aquella regida por la casa, pero ésta es la que a veces sufre, por lo cual deberá tenerse en cuenta la circunstancia. Una aflicción grave que proviene de un planeta se manifestará por el debilitamiento o enfermedad de la parte naturalmente regida por el planeta; pero éste, comúnmente, indica el tipo general de enfermedad más que la parte real del cuerpo que será afectada. Por ejemplo, Saturno denota reumatismo o resfriados; Marte denota fiebre o accidentes; etc. En la Sección de Análisis ya se dio una lista de las partes del cuerpo regidas por las casas y signos. La tabla que sigue señala los tipos de enfermedad y muerte asociados con cada cuerpo celeste:

EL SOL. Rige el corazón, las arterias, la espina dorsal, la fuerza vital, y el ojo derecho del hombre y el izquierdo en la mujer. Cuando se halle afligido, alguna de estas partes podrá sufrir, pero no debe hacerse una predicción definida del resultado, a menos que se tenga una evidencia corroborativa en

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

cualquier otra parte del mapa. Generalmente pasa su aflicción a la parte del cuerpo regida por el signo en que esté colocado o bien a aquélla regida por el signo en el cual se encuentra el planeta que aflige. Si está mal aspectado por Saturno o Neptuno, la vitalidad será deficiente o la acción del corazón débil; si por Urano, se tendrán repentinas irregularidades o espasmos nerviosos; si por Marte o Júpiter, excesiva actividad. Siendo caliente y seco, el Sol inclina más hacia la excesiva acción, alta temperatura, fiebre e inflamación, que hacia una deficiente actividad. LA LUNA. Gobierna el estómago, la digestión en parte, los pechos, la linfa, la enjundia, la vejiga, el ojo izquierdo en el hombre y el derecho en la mujer, las funciones regulares femeninas y el parto, el sistema cerebro-nervioso en parte, así como las glándulas y tejidos suaves en parte. Si se halla seriamente afligida serán afectadas estas partes especiales de preferencia a la digestión, pero el signo en que la Luna esté colocada significa frecuentemente la parte afectada. Debe tenerse en cuenta el planeta que aflige, lo mismo que con el Sol. En un signo de agua, habrá peligro mediante los líquidos: el agua, ahogo, hidropesía, bebidas, etc. MERCURIO. Gobierna el cerebro y el sistema nervioso, la lengua, la voz, boca, manos, pulmones, intestinos. Su preferente dominio se ejerce sobre el sistema nervioso y sus enfermedades son generalmente producidas mediante el cerebro o los nervios, tos nerviosa, impedimentos guturales, mala memoria y exceso o defecto de acción nerviosa según el planeta que aflija. Si es Marte, producirá excitación nerviosa, peligro de convulsiones, manías, irritabilidad y exceso de trabajo; si Saturno, vitalidad y acción deficientes en el sistema nervioso, pesadez de ánimo, idiotez, enfermedades del cerebro; si Urano, epilepsia, acción nerviosa irregular; si Neptuno, mente distraída y loca, enfermedades psíquicas y ocultas (lo mismo si aflige Urano). No es seguro predecir cualquiera de estas ya más formales enfermedades nerviosas, a menos que Mercurio y la Luna se hallen ambos malamente afligidos y con muy pocos buenos aspectos o ninguno. VENUS. Gobierna la garganta, riñones, ingles y parte del sistema generativo. Cuando se halla afligido, a menudo resultan enfermedades del exceso de comer o beber, de la disipación sexual, exceso de placeres, etc. Rige sobre cierta clase de veneno.

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

MARTE. Gobierna la cabeza, especialmente la frente y nariz, el oído izquierdo, los músculos, parte del sistema urinario y generativo, parte de los riñones, la vesícula biliar. Comunica enfermedades infecciosas, fiebre, elevadas temperaturas, inflamaciones, ictericia, viruela, tifo, escarlatina, difteria, etc.; efusión de sangre bajo cualquier forma: heridas en la batalla o en accidentes, operaciones quirúrgicas, hemorragias; quemaduras y escaldaduras, explosiones, sustancias corrosivas, venenos violentos, etc., todo ello queda bajo la influencia de Marte. SATURNO. Gobierna los huesos, dientes, coyunturas (especialmente las rodillas), las espinillas y pantorrillas, el bazo y el oído derecho. Da susceptibilidad para los resfriados, y escalofríos que afectan diversas partes del cuerpo; deprime la vitalidad y la temperatura, así como el funcionamiento de aquellas partes del cuerpo regidas por Saturno. Provoca obstrucciones, reumatismo y achaques resultantes de exceso de acido úrico, atrofias, agotamiento, raquitismo, parálisis, melancolía, enfermedades crónicas o de larga duración, calenturas y tercianas, cálculos renales y estreñimiento, caídas y golpes. Se dice que ocasiona el cáncer cuando aflige a la Luna en signos fijos, pero esto aun no ha podido definirse bien, pues a veces se ha encontrado que otras aflicciones atraen esta misma enfermedad. URANO. Todavía no se conoce con certeza el señorío de este planeta, pero se le atribuye la causa de afecciones nerviosas, de enfermedades seguidas de complicaciones y difíciles de curar. Bajo su influencia, los males y la muerte son súbitos e inesperados. Con Mercurio podrá ocasionar epilepsia y desarreglos nerviosos; con Marte, accidentes serios, violencia, explosiones, ataques, suicidio, asesinato; pero en ocasiones sus enfermedades resultan de resfríos, como con Saturno, o de malsanas formas de ocultismo práctico. NEPTUNO. Muy poco se conoce de su señorío sobre las enfermedades. Se sospecha que ocasiona síncopes, trastornos del corazón, peligros mediante líquidos, el agua, muerte por ahogo, enfermedades resultantes de alimento malo o en descomposición, de envenenamiento de la sangre, de la embriaguez, disipación y vida disoluta, así como las provenientes de fuentes psíquicas, como la obsesión y el trance. PLUTON. Su influencia se hace sentir sobre todo sobre el calor natural del cuerpo

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

y su mecanismo regulador: inclina fácilmente a la calentura así como a los

actos y peligros violentos. Puede producir fuertes estímulos eróticos, y cuando esté mal aspectado, inclinar al crimen y actos de sadismo.

Se ha encontrado, por lo que respecta a enfermedades, que los signos de

la misma cuadruplicidad mantienen su señorío hasta cierto grado en común, y

por tanto debe tomarse nota de las clases de signos en los que ocurran las aflicciones serias, porque tales aflicciones propenden algunas veces a afectar todos los signos de aquella cuadruplicidad, aunque no todos se hallen ocupados.

Los signos Cardinales rigen:

Cabeza, pechos, estómago, riñones y rodillas. Los signos Fijos:

Garganta, corazón, columna vertebral, intestino recto, órganos sexuales y espinillas. Los signos Comunes o Mudables:

Pulmones, brazos, abdomen, hígado, intestinos, muslos y pies.

Las aflicciones serias en algún signo del grupo, tienen la propensión a afectar a los demás por razón de la polaridad. Los maléficos en Piscis podrán afectar los intestinos porque el signo opuesto es Virgo y éste rige los intestinos. Malos aspectos en Escorpio pueden afectar el corazón, aun cuando

no haya nada en Leo; o la garganta aun cuando Tauro esté libre. El signo tiene

la propensión a ser afectado, cuando el Sol y la Luna se afligen mutuamente o

son afligidos por los maléficos desde los ángulos, así como cuando el Sol o la Luna son afligidos en, o desde los lugares de las nebulosas, por ejemplo, las Pléyades en el 29; Presepa en el 6; los Asselli en el 6 y 7. Las Pléyades son las peores de todas y la mera presencia del Sol, Luna o Ascendente o cualquier maléfico afligido cerca de este punto, es desfavorable para los ojos y la vista.

Si Mercurio es débil por el signo y afligido por Urano, Saturno o Marte, hay peligro de sordera, especialmente si también la Luna se halla afligida. El tartamudeo y el ceceo resultarán de iguales aflicciones de Mercurio, principalmente desde signos cardinales.

h

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

CARÁCTER

Es fácil y al mismo tiempo difícil delinear el carácter. Fácil porque algunos de los detalles están siempre evidentes a la superficie; difícil porque la tarea es muy complicada, muchos factores deben ser tomados en cuenta y contrapesados mutuamente. El carácter general se encuentra en lo indicado por el signo ascendente y ya se habló de las marcas que cada uno confiere; pero esto es susceptible de considerable desarrollo y modificaciones, de acuerdo con las posiciones de los cuerpos celestes, pues alguno de ellos, o todos, pueden moldear en parte el carácter conforme a su fuerza y grado de prominencia. Convendrá considerar el asunto bajo los encabezados familiares de Intelecto, Sentimiento y Acción. El intelecto es denotado preferentemente por Mercurio y depende de la preeminencia y fuerza de aquel planeta cuyo mejor lugar es en Gemirás o Virgo, aunque si se halla muy favorablemente aspectado, cualquier signo puede conferirle una buena inteligencia. La presencia de Mercurio en la primera, décima o séptima casa, especialmente si se halla solo o bien aspectado, hará resaltar prominentemente su influjo imprimiendo al nativo alguna de todas las siguientes cualidades: memoria, capacidad educacional, habilidad literaria, poder de razonamiento, oratoria pública, agudeza e ingenio; y, por añadidura, la ocupación será designada con toda probabilidad por la posición del planeta. Mercurio también se considera bien colocado en la tercera o en la novena casa; y si se halla en la segunda o en la sexta favorece las ocupaciones financieras y mercantiles, siempre que los aspectos le sean propicios. Mientras mayor número de aspectos fuertes reciba Mercurio, más grande será su poder. Cualquier aspecto, bueno o malo, tiende a realzar la fuerza del planeta. Muchos intelectuales de fama han tenido en su horóscopo a Mercurio muy malamente aspectado; sin embargo, desde el punto de mira de una buena suerte, son más deseables los buenos que los malos aspectos, pues aunque estos no se oponen a una poderosa inteligencia con seguridad atraen dificultades de varias clases: oposición, crítica, demoras y obstáculos según el planeta que aflige. Los aspectos recibidos de la Luna, especialmente la conjunción, trino o sextil, fortalecen grandemente a Mercurio. Los recibidos de Urano dan una mente muy activa y positiva, habilidad considerable para la ciencia y literatura. Los de Marte, agudeza mental, viveza y adaptabilidad. Los de Júpiter y Venus, aquellas cualidades más sociales, benevolentes, imaginativas y refinadas. Los de Saturno, firmeza

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

al intelecto que actuará lenta pero profunda y comprensivamente. Los de

Neptuno, adaptabilidad psíquica. El signo en que se halle Mercurio confiere lo que podríamos llamar el primer colorido a la inteligencia y decide sobre su cualidad particular. Por ejemplo, cuando está en Aries o Escorpio, tendrá un reflejo algo marcial y lo manifestará aun cuando no haya aspecto entre Marte y Mercurio. En Tauro o Libra, adquiere el tinte social, afectuoso o imaginativo. Y así con los demás. Las anormalidades o graves deficiencias mentales son comúnmente significadas por hallarse Mercurio y la Luna afligidos ambos por maléficos:

Marte, Saturno, Urano y Neptuno. Pero para desviar los peores resultados basta con muy poco; a veces la presencia de un benéfico con Mercurio o la Luna, o de uno o dos buenos aspectos de los demás planetas, o un buen aspecto entre Mercurio y la Luna, serán suficientes para prevenir los peores efectos. Ya hemos detallado la significación de los varios aspectos hacia Mercurio. Se manifiestan plenamente cuando el planeta se halla en los tres ángulos más altos, especialmente si a la vez se encuentra en Géminis o Virgo;

o en un signo cardinal. Podrán existir en su plenitud las capacidades

mercurianas, en alguna otra casa, pero no se manifestarán de preferencia,

especialmente en las casas 12a., 8a., 6a., 5a., o 2a. Los sentimientos. Los sentimientos, incluyendo el lado emocional y afectivo del carácter,

dependen en gran manera de Venus. Cuando se halle en el ascendente, en la décima o en la séptima casa, y Mercurio sea menos prominente, el sentimiento, bajo alguna de sus múltiples manifestaciones, será más fuerte que

el intelecto. Si ambos planetas, ambos lados del carácter serán preeminentes y

habrá cierta inclinación hacia el lado imaginativo de la vida, hacia las bellas artes, literatura y teatro. Los signos de fuego y agua, si están en el ascendente

o contienen una mayoría de planetas, van siempre asociados con la emoción y el sentimiento. Si Venus se hallare en aspecto con el Sol o la Luna aumenta considerablemente su influjo. Si Venus y Marte son ambos fuertes por encontrarse elevados, o en sus propias casas, o en aspecto mutuo, los afectos serán muy ardientes, y bajo buenos otros aspectos, habrá mucha popularidad entre el sexo opuesto. Venus y Júpiter comunican gusto por la sociedad haciendo activos los instintos sociales y al nativo muy amigable con todos y enemigo de nadie; dan gusto por las bellas artes, amor por la belleza plástica o imaginativa, pulidez y limpieza en el vestir, elegancia en el ambiente

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

doméstico, cortesía y ceremoniosidad. Venus y la Luna influencian el lado más doméstico y amante del hogar. Para que algún planeta se asocie con Venus a este fin, no es necesario que ambos estén en aspecto, bastará con que ambos sean fuertes y prominentes en el horóscopo, como cuando Sagitario asciende con Júpiter en él, o Venus está en Libra. La fuerza o impetuosidad de Marte da mucho sentimiento al vigor, que con facilidad manifestará presunción y combatividad y que rápidamente se convertirá en odio y cólera si se le resiste. La actuación. El lado del carácter llamado actio, o “voluntad en acción”, llega a ser dominante cuando los planetas positivos, el Sol, Marte, Saturno y Urano, son angulares, o los más fuertes y más elevados del horóscopo, y cuando los signos regidos por ellos están ascendiendo o contienen mayoría de planetas. Cualquiera de éstos, si se halla ascendiendo, o elevado sobre todos los demás planetas, da una buena dosis de carácter positivo y ambicioso, deseo de hallarse a la cabeza de las cosas, naturaleza que encuentra mucho más fácil guiar que seguir, mandar que obedecer. Si dos o más de estos son fuertes por la casa, o si se hallan en ángulos, producen un carácter muy dominante, que podrá ser duro e inflexible, a menos que los benéficos lo modifiquen. En cierto modo, todos tienden a producir aislamiento. El Sol confiere mucha ambición y sentido de dignidad, especialmente cuando se halla ascendiendo o culminando, pero fácilmente mutables en sociabilidad y buen natural si aquel recibe buenos aspectos de Júpiter y Venus. Saturno inclina al aislamiento mediante la reserva, control de sí mismo, ascetismo y, algunas veces, frialdad o egoísmo. Urano da una fuerte personalidad, fuerte voluntad, y carácter difícil de influenciar o gobernar; puede mostrar tanta reserva, o egoísmo, como Saturno y tanto orgullo e impulso voluntarioso como Marte. Parece ser igualmente fuerte en el ángulo descendente que en el ascendente, o en la cúspide de la décima casa. Los soldados y los marinos tienen generalmente al Sol y Marte en aspecto o ambos fuertes en el horóscopo. El Sol y Urano inclinan a la política, a la vida-pública y a la jefatura; pueden atraer buena fama pero más bien atraen admiración y amor. Saturno, si se halla convenientemente apoyado, produce un trabajador infatigable, lento pero seguro y práctico. Júpiter pertenece más al lado del sentimiento, o mejor, una mezcla de sentimiento e inteligencia, que al de la acción; pero, como todos los planetas, indica ciertas ocupaciones, y en éstas el sentimiento puede llegar a ser práctico y podrá inclinar hacia la religión, la ley, o las finanzas.

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

Al considerar esta cuestión del carácter bajo los tres encabezados de

intelecto, sentimiento y actuación, conviene clasificar los planetas de acuerdo

a la triplicidad y cuadruplicidad. Se debe contar cuantos cuerpos celestes hay

en signos de fuego, de aire, de tierra y de agua; y asimismo cuantos hay en signos cardinales, fijos y mudables. El grupo que contenga el mayor número se imprimirá a sí mismo en el carácter. Hablando en términos amplios, el fuego significa impulso, pasión y las más positivas emociones; el agua es también emocional y gobierna el sentimiento pero es más receptiva y plástica que el fuego; el aire es intelecto y la tierra es acción apoyada por un sentido común práctico. Ahora en las cuadruplicidades: el grupo cardinal corresponde a cambios y acción; el fijo a firmeza y deseo; el mudable a equilibrio e intelecto.

La Triplicidad de Fuego. Significa impulso, energía, ardor, entusiasmo, valor, audacia y positividad, cualidades que pueden ser usadas sabia o locamente, según el tipo del horóscopo ; se adaptan muy bien a los sentimientos, emociones, pasión y deseo, pero, en un horóscopo apropiado a ello, podrán ser encauzadas hacia el intelecto y podrán asimismo vitalizar el cuerpo físico e impulsarlo a la acción. La Triplicidad de Aire. Confiere intelectualidad, discernimiento, pensamiento, poder mental e ingenio, mostrando, por regla general, cierto grado de refinamiento, buen gusto y capacidad para recibir educación. Atrae comúnmente muchas amistades y relaciones. La Triplicidad de Agua. Da sentimiento, emoción, imaginación, receptividad, buen natural, amor, del hogar, domesticidad, inclinación al confort y comodidades, intuición

e impresionabilidad. La Triplicidad de Tierra. Es más o menos práctica, de realidad positiva; concreta en pensamiento

y previsión, metódica, precavida y reservada. La Cuadruplicidad Cardinal o Movible. Significa actividad, cambio, movilidad, agitación continua, espontaneidad, independencia, individualidad, originalidad. Hace a las personas emprendedoras, la acción es su tónica dominante, pudiendo llegar a ser intelectual o emocional según el tipo del horóscopo. Guando el nativo tiene gran número de planetas en este grupo o cuadruplicidad, podrá llevar vida pública, atraer la atención pública o llegar a ser bien conocido

Anónimo – Leyendo el Horóscopo

especialmente si los planetas se hallan en ángulos. La Cuadruplicidad Fija. Da firmeza, carácter conservador que no cambia fácilmente y que es difícil de influenciar, dueño de si mismo, de costumbres y opiniones fijas, perseverante, lento pero seguro, obstinado y a veces muy indolente. Tiene afinidad con el sentimiento y el deseo, pero puede influenciar todo o solamente una parte del carácter. La Cuadruplicidad Mudable o Común. Comunica adaptabilidad, versatilidad, ingeniosidad, simpatía, habilidad para ver ambos lados de alguna cuestión, imparcialidad, y cuidado del detalle. Hace al nativo metódico, sutil, intuicional y crítico, apto para mostrar vacilación, indecisión, astucia, incertidumbre, y dualidad de mente o sentimiento. Tiene afinidad con el intelecto pero podrá influenciar cualquiera otra parte del carácter.

Estos grupos son de mucha importancia para la clasificación del carácter, pero debe recordarse que ellos ni son buenos ni malos, ni favorables ni desfavorables, pero actuarán en cualquiera de ambas direcciones conforme

al tipo del horóscopo. Debe calcularse cuidadosamente cual es el planeta más fuerte en el

horóscopo, pues si hubiere algún cuerpo celeste que tenga preferente derecho

a esta distinción, imprimirá muy decididamente sus características sobre el

carácter del nativo. De varias fuentes deriva la fuerza de un planeta: cuando se halla en su propia casa, o en exaltación, en un signo o casa afín; cuando se halla sobre el horizonte, en la primera, décima o séptima casas, (especialmente en o muy cerca de la cúspide), cuando es el Señor del Ascendente, o del signo que contiene el Sol, o del signo que contenga el mayor número de planetas (esto se entiende cuando un signo contiene tres, cuatro o más planetas), o, por último cuando está elevado sobre todos los demás. Algunas veces dos o más planetas reúnen casi igual número de las circunstancias anteriores y entonces

se requiere el mayor cuidado para encontrar cual es el que deberá considerarse como el más fuerte.

h