Está en la página 1de 2

SEÑOS JUEZ DEL OCTAVO JUZGADO CONTENSIOSO ADMINISTRATIVO LIMA

EXPEDIENTE NÚMERO: 06929-2015

DEMANDANTE: DEFENSE S.A.

DEMANDADO: SUPER INTENDENCIA NACIONAL DE CONTROL DE SERVISIONS DE SEGURIDAD,


ARMAS, MUNICIONES Y EXPLOSIVOS DE USO CIVIL- SUCAMEC

MATERIA: NUILDAD DEL ACTO ADMINISTRATIVO

APELA SENTENCIA:

 Ante la inconformidad de la sentencia emitida al declarar infundada la demanda


contenciosa administrativo DEFENSE S.A representada por su apoderado MIGUEL ANGEL
SOTO YUCRA interpone recurso de apelación contra la sentencia ya mencionada. La
demandante fundamenta el recurso tomando en cuenta el principio constitucional de la
posibilidad de revisión de fallos judiciales y la doble instancia.
 Asimismo, se alega que la sentencia presenta graves errores de derecho puesto que no está
debidamente motivada como consecuencia se estaría violando el principio de motivación
de las resoluciones judiciales. Y como es sabido la debida motivación de las resoluciones
emitidas por los magistrados es una garantía del justicible frente a la arbitrariedad judicial
por ende deben expresar razones o justificaciones objetivas que lo lleven a tomar una
determinada decisión tomando en cuenta los datos objetivos que proporciona el
ordenamiento jurídico o los que derivan del caso.
 Cabe precisar que la recurrida recién a partir de su considerando octavo y siguiente se
pronuncia sobre el caso concreto y habiendo una interpretación errada sobre nuestros
fundamentos de hecho y derecho de nuestra pretención.
 En concordancia con el art 236 – A, de la ley 27444; debio declararse que constituyen
condiciones atenuantes de la responsabilidad por la comisión de la infracción
administrativa, las siguientes acciones de subsanación voluntaria por parte del posible
sancionado del acto u omisión imputado como constitutivo de infracción administrativa,
con anterioridad a la notificación de la imputación de cargos a que se refiere el inciso 3) del
artículo 235, en consecuencia no resulta adecuado con la norma administrativa invocada
que la subsanación voluntaria de nuestra parte no es atenuante de la comisión de
infracción, toda vez que el sentencia su despacho erróneamente ha manifestado que no
cabe subsanación en el caso concreto de nuestra pretensión
 Otro punto importante es que la recurrida no ha aplicado el principio de licitud. Dicho
principio nos dice que las entidades deben presumir que los administrados han actuado
apegados a sus deberes mientras no se demuestre lo contrario.

POR TANTO: Sírvase señor juez conceder la apelación con efecto suspensivo y elevar los
actuados al superior jerárquico con la debida nota de atención.