Está en la página 1de 1

Todos anhelamos el beso de alguien... Quien sea, pero alguien a la final.

Lastimosamente no
podemos elegir los labios con los que soñamos en la noche, de ser así todo sería mucho más
fácil. Mi problema posiblemente sea que me siento solo cuando estoy acompañado de tanta
gente, un tanto vacio pero siempre alegre y sonriente, medio alejado pero siempre tan cerca de
todo el mundo, tantas contradicciones casi nunca son sinónimo de realidad pero que razones
tendría para mentir. Siempre me describí como una persona buena, recta y de buena moral
pero ya no se qué creer... Yo me conozco y podría dar otra definición de mi, pero esa que
acaban de leer es lo que todos piensan de mi, a lo mejor no están tan equivocados pero no es
más que una verdad a medias.

El razón que tome hoy para desahogarme en letras es el simple pretexto de que tengo que
contarle algo a alguien y dudo que exista mejor entendedor para mis penas que yo mismo.
Siempre opto por hacer otras cosas, cualquier otra cosa, por encima de escribir pero hoy solo
tengo la necesidad de hacerlo. ¿Cuántas veces nos preguntamos al día si lo que hicimos está
bien? ¿Cuántas veces nos martirizamos la vida pensando en lo que hemos hecho y dejado de
hacer? desconozco la respuesta de otras personas pero en mi caso personal la respuesta es:
Todo el tiempo.

De sol a sol me cuestiono todo acto que hago, a lo mejor es un poco exagerado pero necesito
saber que todo lo que hago está bien, que todo lo que hice, hago o hare esta en armonía con
mi sentido de ética y moral. He aquí la razón por la que estoy escribiendo, hice algo de lo que
no estoy orgulloso de haber hecho y preferiría que no hubiese sido así... pero por otro lado no
me arrepiento.

En este tipo de encrucijadas ni yo mismo logro figurar una respuesta lógica que me satisfaga.
Sé que lo que hice está mal, me consta, pero mentiría al decir que me quiero disculpar por
haberlo hecho, y por muy hipócrita que suene intente disculparme solo para mantener ese
ambiente de comodidad con respecto a mis actos. Tal vez algunos quieran saber la historia
completa de lo que pasa aquí... Pero les dejare solo una frase que pensé luego de escuchar
unas palabras que me llenaron de dudas y a la vez de pensamientos, palabras que me hicieron
cuestionarme él porque la gente piensa que yo soy bueno... Esas palabras no tenían ese
objetivo, pero de alguna manera yo permití que alcanzaran mas allá de a donde estaban
destinadas a llegar.

"Un beso con sabor a lastima y un abrazo condescendiente para la despedida; la decepción, la
pena, el dolor, la tristeza, la amargura y demás me invaden. Siento que perdí a alguien muy
cercano por un capricho mundano... Ya me recordé a mi mismo porque me abstengo de hacer
nada, no importa cómo se dé, donde se dé o con quien se dé simplemente nunca termina bien.
Aun ella no se aleja de mi y ya la extraño, pero lo que sigo sin entender es el porqué lo hice...
Espero responderme esta pregunta pronto... Y espero que ella me vuelva a mirar algún día con
los mismos ojos inocentes y cálidos, llenos de amistad y compañía, amor y confianza con los
que me miraba hace 3 horas"

Solo hay una persona que entenderá el enigma escondido tras tanto drama y cursilería, si
algún día esa persona llegase a leer esto... Espero me perdone por mi imprudencia y quiero
que sepa que por mucho que quisiera que no hubiese sucedido muy en el fondo yo se que, sin
dudarlo, lo volvería a hacer.

P.D: Gracias por esas miradas tan únicas y esos abrazos tan cálidos. Espero volver a recibirlos
algún día

Intereses relacionados