P. 1
Región Pampeana

Región Pampeana

|Views: 17.835|Likes:
Publicado porLazarus Morell
Región pampeana. Recursos naturales, sujetos y medio ambiente
Región pampeana. Recursos naturales, sujetos y medio ambiente

More info:

Categories:Types, Research, History
Published by: Lazarus Morell on Nov 21, 2011
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

11/09/2015

pdf

text

original

Región pampeana.

Recursos naturales, sujetos y medio ambiente*

Contenido
Clima, relieve y biodiversidad ...................................................................................................... 1 Estructura productiva .................................................................................................................... 4 Historia económica de la región .................................................................................................... 7 Población, trabajo y calidad de vida............................................................................................ 12 Contaminación y deterioro ambiental ......................................................................................... 15 Estudio de caso. El boom de la soja y la tendencia al monocultivo ............................................ 19 Referencias .................................................................................................................................. 23

Clima, relieve y biodiversidad
El término pampa o moco, proveniente del quechua significa 'llanura', en especial llanura entre montañas. Fueron los españoles que bajaron en el siglo XVI desde la región andina, especialmente por la Quebrada de Humahuaca desde Potosí, quienes refirieron como las pampas a esas grandes llanuras sin bosques importantes que existen en el centro del Cono Sur.
*

Trabajo realizado en el marco del Proyecto de Fortalecimiento Institucional, Argentina, recursos naturales, sociedad y medio ambiente. Alumnos de 1ºA y 1ºB, CENS Nº 46.

1

La llanura pampeana abarca la provincia de Buenos Aires, centro y sur de Santa Fe, gran parte de la provincia de Córdoba, centro y sur de San Luis y parte de La Pampa. Su relieve es llano, ligeramente ondulado y presenta dos sistemas serranos: • • Sierras de Tandilia: se extiende desde Mar del Plata hasta el arroyo Las Flores. La mayor altura, 524 msnm, se encuentra en el cerro La Juanita. Sierras de Ventania: se extiende desde la laguna Del Monte hacia la costa atlántica. Su mayor altura, es de 1.239 m, se encuentra en el cerro Tres Picos.

Presenta áreas diferenciadas que permiten establecer subregiones morfológicas: Pampa Ondulada: Limita hacia el este con las costas de la provincia de Buenos Aires (río Paraná y Río de la Plata); hacia el sur y el oeste con el río Salado; y hacia el norte con el río Carcarañá, en la provincia de Santa Fe. La elevación del basamento provocó que los ríos Paraná y Río de la Plata erosionaran su lecho. En general su relieve es levemente ondulado y está drenado por arroyos y cursos de agua bien definidos. Los suelos son en su mayoría profundos y bien drenados, con una textura franco-limosa. Pampa Deprimida: Se sitúa en la cuenca del río Salado de Buenos Aires, son frecuentes las inundaciones dado que no hay pendientes de desagüe, además por las dunas en la Bahía de Samborombón se complica, aún más, la evacuación de agua. En general se trata de una llanura sumamente plana que comprende la mayor parte de la cuenca del Río Salado y una amplia zona, topográficamente más alta, limitada por los pedemontes de los sistemas de Tandilia y Ventania. La característica más notable es su exigua pendiente y agudos problemas de escurrimiento de las aguas superficiales. Pampa Alta: Está ubicada cerca de las serranías de Córdoba y de San Luis; su altitud va aumentando progresivamente a medida que se aleja de la pampa deprimida.

Relieve de la región pampeana Su clima es templado, siendo más húmedo hacia el este quedando definidas dos subregiones: Pampa Húmeda y Pampa Seca. Muestra varios fenómenos cíclicos, muy poco estudiados aún: un Pulso de Extinción de Árboles, cada 600 años, con bajísimas lluvias durante más de dos años consecutivos; hemiciclo húmedo y otro hemiciclo seco, de 50 años de duración. El diferencial de cantidad de precipitación anual podría estar en 200 mm entre ambos ciclos, lo que produce importantes cambios en las isohietas. Los vientos característicos de la llanura pampeana son el Pampero y la Sudestada. El

2

primero, frío, seco, violento proveniente del sudoeste, nace en el Pacífico sur, deja su humedad al atravesar la cordillera de los Andes y avanza sobre la región pampeana. La Sudestada es un viento frío que carga la humedad recogida en su paso por el Atlántico y el río de La Plata. Al detener el avance de las aguas que bajan por este río, provoca inundaciones es su margen derecha y en el sur del litoral El bioma natural de la región es el pastizal pampeano, que fuera modificado profundamente por el humano. Durante los 10 milenios de vegetación de pastizal pampeano se generaron fitolitos de tamaño arcilla, en un 20% del total de la fracción arcilla.

Llanura Pampeana El humano provocó grandes cambios al introducir la agricultura, la ganadería, la forestación. Entonces especies como el puma, ñandú, venado de las pampas, guanaco, etc. fueron desapareciendo para ser encontrados en su hábitat natural en muy pocos lugares. También pueden encontrarse especies foráneas que han sido introducidas por el ser humano como la liebre europea, el jabalí y el gorrión común. Especies de menor tamaño que las anteriormente mencionadas se han adaptado a las transformaciones generadas por el hombre. Es así que, en las áreas rurales pueden verse mamíferos como la comadreja overa, el cuis, el zorro de las pampas, el peludo; aves como el sirirí, la gallareta, la martineta, la perdiz copetona, varios paseriformes (entre ellos: el jilguero amarillo, el cardenal de copete rojo, el zorzal, etc.); reptiles (como el lagarto overo) y anfibios.

Ñandú

Puma

Mulita

La llanura pampeana es la región donde se forma la cuenca del Plata (importante por su potencialidad económica), los ríos más importantes que la componen son el Paraná y Uruguay, cuya confluencia, origina el Río de la Plata. También presenta otros ríos que son generalmente de lechos rocosos y arenosos y su caudal varía a lo largo del año; forman cuencas de régimen irregular. Los ríos se aprovechan para generar energía hidroeléctrica y como vías de comunicación. Su riqueza origina actividades como la pesca y además se desarrollan actividades agropecuarias e industriales (puertos-centros industriales)

3

Cuenca del Plata

Desembocadura del Paraná y el Uruguay

Estructura productiva
a. Buenos Aires
La provincia de Buenos Aires goza de diversas características que le son favorables en cuanto a la calidad del suelo, al clima templado y las facilidades de acceso marítimo, además de la modernización del equipamiento empleado y la expansión industrial. Agricultura: Cereales (trigo, maíz, avena, cebada, centeno, sorgo) oleaginosas (maní, girasol, soja) Fuera de los cultivos de granos, también se cultivan frutales, papa y hortalizas; éstas últimas se concentran en la zona más cercana a la Ciudad de Buenos Aires. Ganadería: Buenos Aires es una de las provincias argentina con mayor producción de ganado ovino, bovino y porcino. Actividad tambera: Las mayores explotaciones, se desarrollan en los Municipios de Olavarría, Azul, Tandil, General Pueyrredón, Mar Chiquita, Suipacha, Chivilcoy y Navarro, entre otros. En las mismas zonas de producción se encuentran importantes establecimientos industriales que se elaboran derivados de la leche, además de numerosas plantas frigoríficas y curtiembres, los tres rubros relacionados con el ganado vacuno. Muchas empresas vinculadas al rubro lechero se encuentran en el Gran Buenos Aires, cerca de los centros de gran consumo. Considerada la tercera provincia en cuanto a la producción de leche cruda. Al oeste, se encuentra la cuenca lechera más importante con un alto porcentaje de los tambos y de la producción. Minería: En los Municipios de Olavarría, Tandil y Azul se extrae Granito en bloque o triturado. En los Municipios de General Pueyrredón, Saavedra y Coronel Pringles se extrae: Cuarcitas. En los Municipios de Coronel Juárez, Olavarría y Tandil: Caliza, Arcilla. Industria: En los Municipios de San Nicolás y Zárate se concentran los complejos siderúrgicos. En los Municipios de Avellaneda, La Matanza y La Plata: Complejos Petroquímicos. Además en la provincia se concentran destilerías de petróleo, plantas metalmecánicas para autopartes y automotores (abarca la producción de material y equipo ferroviario, fabricación de grandes motores Diesel, construcciones navales, generadores y transformadores entre otros) fábricas de plástico, fábricas de medicamentos y

4

equipamiento hospitalario, establecimientos textiles y establecimientos alimentarios. En los Municipios de Zárate, San Nicolás, Campana, Ramallo: producción de acero y laminados. La Municipalidad de Olavarría posee plantas productoras de cemento (Loma Negra, es una de las mayores plantas de América del Sur) Pesca: En los Municipios de Mar del Plata y Necochea, merluza austral, sábalo, calamar, pulpos, langostinos y diversas especies de moluscos bivalvos. Turismo: Es considerado una fuente de ingresos muy importante para Buenos Aires, al disponer de numerosas localidades junto a la costa con grandes zonas de playas, siendo el Municipio de Mar del Plata la zona turística más importante. La Ciudad de Buenos Aires también es uno de los puntos de mayor concentración turística por su oferta de servicios, espectáculos y bienes culturales. Exportación: Los rubros de exportación son carne vacuna; pescados y mariscos; productos de molinería (malta sin tostar); cacao; cereales; grasas y aceites; semillas y frutos oleaginosos; material de transporte; pieles y cueros; manufacturas de cuero; metales y sus manufacturas (tubos y caños de acero o fundición de hierro, chapas y planchas de acero o fundición de hierro); productos químicos (productos farmacéuticos; químicos inorgánicos), máquinas agropecuaria, material eléctrico.

b. Santa Fe
Posee una importante infraestructura para el desarrollo del turismo gracias a la creación de autopistas y túneles sub fluviales, destacándose además su belleza paisajística y las múltiples actividades para realizar. Considerada una de las provincias con mayor desarrollo económico. Su actividad económica está basada originalmente en la transformación de productos agropecuarios y en la industria metalúrgica (RosarioVilla Constitución), química (Puerto General San Martín-San Lorenzo-Rosario), mecánica (Granadero Baigorria-Rosario-Villa Gobernador Gálvez-Alvear-Villa Constitución), tecnológica (Santa Fe- Sauce Viejo- Santo Tomé) y automotriz (Alvear-Rosario-Rafaela). Agricultura: Los Municipios de Rosario y Venado Tuerto, son considerados como una de las tierras agrícolas más fértiles y propicias para la agricultura en el mundo. Se resalta el cultivo de: soja (principal provincia productora de soja) girasol, lino. Es la primera productora de cereales abarcando trigo, Maíz y sorgo. En el Municipio de Coronda se cultivan frutillas. En el Municipio de Arroyo Seco se cultivan Papas. Además se practica la horticultura y la fruticultura. En el norte, más cálido, se cultiva el algodón. Apicultura: Se desarrolla una gran actividad en la cría de abejas y la producción de miel para el consumo. Ganadería: En la Provincia se destaca la cría del vacuno para la producción de carne y leche. En santa Fe se encuentra una parte muy importante de la llamada cuenca lechera del país, donde se producen, aproximadamente, unos 2.600 millones de litros de leche, la tercera parte de la producción de la Argentina. Toda esta actividad está facilitada por las buenas pasturas, que posibilitan la cría de un ganado vacuno de excelente calidad. La raza más difundida es la holando-argentina, productora de leche, que se distribuye especialmente en la región central de la provincia. Industria: La provincia se destaca la industria aceitera, los molinos harineros, la producción de lácteos y de carnes, la elaboración de quesos y leche en polvo, la producción de miel. En la Municipalidad de Villa Constitución se destaca: la industria siderúrgica. En las Municipalidades de Rosario y en San Carlos sobresale: la Cerveza (producto típicamente santafesino) En la Municipalidad de de Alvear se destaca la industria automotriz (se ha puesto en marcha el complejo industrial automotriz internacional -General Motors-) Se producen automóviles tanto para el mercado interno como para la exportación, aumentando considerablemente la demanda de los subsectores de autopartes, metalmecánica y de servicios. En consecuencia se radicaron nuevas plantas de auto componentes y se indujo el crecimiento y la actualización tecnológica de las ya existentes en la provincia. Explotación Forestal: Se practica en los bosques de madera dura del norte (Los Quebrachales) Exportación: Los rubros de exportación son sector automotriz; productos alimenticios; para ello cuenta con una amplia red ferroviaria y de carreteras y con varios puertos, entre ellos los de Rosado, Santa Fe, Villa Constitución y San Lorenzo. La provincia tiene un gran puesto exportador en Rosario, desde el cual salen al exterior cereales, harina, forrajes, carnes y preparados, productos lácteos, pieles, cueros y lana, azúcar, madera, productos químicos y petroquímicos, aceite de linaza, miel, productos frutihortícolas procesados, huevos, cerveza, leña y carbón vegetal, además de hierro y acero.

5

c. Córdoba
En Córdoba hay importantes industrias harineras, lácteas, aceiteras, mecánicas y automotrices. La provincia participa de la estructura productiva pampeana que la inserta en el comercio de granos y carnes para el mercado nacional e internacional. Por otro lado, se fue desarrollando un importante sector industrial alrededor de la capital, que concentra la fabricación de material de transporte, fabricación y armado de automotores y de sus componentes, al igual que tractores y motores. Otros centros industriales importantes son el de San Francisco, Villa María y Río Cuarto, dedicados principalmente a la metalurgia y a la agroindustria.

Agricultura: Se destaca el cultivo de maíz, trigo, papas, soja, girasol, maní, olivo y vid Ganadería: Se destaca la producción de: vacunos, porcinos, criaderos de equinos y caprinos, avicultura (pollos y huevos) cunicultura y cría de "nutrias" (coipos). Minería: Los productos que más sobresalen son: cal, granito, sal, mica, cuarzo, ónix. También existen yacimientos de: arcillas, fluorita, manganeso y uranio. Industria: Industrias artesanales (hilados, quesos y quesillos, aceites, dulces) Industrias tecnológicas (bicicletas, automotores, motocicletas, autopartes, aviones, tractores y maquinaria agrícola, máquinas herramientas, material ferroviario) Molinos harineros, producción de lácteos (quesos entre otros) cervezas, bebidas gaseosas, muebles, cemento, industrias químicas. La Provincia de Córdoba posee un importante centro automotriz nacional. Entre las empresas establecidas encontramos a Renault, Fiat, Iveco, Marco Polo y Volkswagen (Córdoba Capital). Recursos hídricos: Con el desarrollo de una política de captación y embalse del agua de sus ríos, destinada al riego y a la generación de electricidad, ha sido un factor determinante para su desarrollo industrial. Posee decenas de represas y embalses, éstos tienen diversas funciones: sirven de reservorios de agua dulce, producen energía hidroeléctrica, regulan los caudales hídricos, aportan aguas para el riego (en especial si el riego es en zonas de secano), en ellos se practica la piscicultura y la pesca tanto industrial como deportiva, aunque uno de los mayores valores económicos es el turismo al practicarse en ellos actividades balnearias y deportes náuticos. Turismo: Villa Carlos Paz: Conjuga la posibilidad de disfrutar de la geografía y naturaleza cautivante de las sierras (Lago San Roque). Cosquin: Considerada la "capital del folklore". Es sede anual de un festival folklórico que convoca a verdaderas multitudes. Laguna de mar Chiquita: Un gran mar interior en la llanura, donde se hallan flamencos, garzas y otras aves en un magnífico refugio silvestre.

d. Entre Ríos
Revela la fuerte presencia de cauces hídricos que han determinado su demarcación geográfica e influencia en su economía. Los dos principales, el Paraná y el Uruguay, aglutinan a las grandes localidades en sus márgenes. Las actividades que predominan son la industria y el turismo, centrado en el denominado "Carnaval del País, considerado el de mayor envergadura de Argentina. También posee otros atractivos turísticos como son los complejos termales, el turismo rural, el turismo de aventura. Los ríos permiten la presencia de balnearios y la práctica de la pesca. Asimismo, la provincia cuenta con numerosos sitios de interés histórico. Se destaca la producción agropecuaria, ganadera y turismo. También se suma la actividad minera e industrial. Agricultura: En el Municipio de Gualeguaychú predomina el cultivo de: arroz, soja, trigo, maíz. Entre Ríos es la primera productora nacional de naranjas, pomelos, mandarina y limones. En los Municipios de Paraná, Colón y Federal se distinguen el cultivo de durazno; en los Municipios de Federación, Gualeguaychú, Colón y Villaguay, la nuez; en el Municipio de Concordia la vid; en los Municipios de Concordia y Gualeguaychú arándano; en los Municipios de la costa del Paraná, kiwi, mamón, higos, olivos, banana y frambuesa; en los Municipios de Paraná y Colón, sandía, zapallo, melón, batata, repollo, remolacha, zanahoria, acelga, frutilla, pepino, espinaca, albahaca, lechuga mantecosa y capuchina, berenjena, tomate perita, brócoli, arveja, remolacha. Ganadería: Prevalece el vacuno, avícola, ovino y cunicultura. Apicultura: Los Municipios de Federación, Gualeguaychú, Villa Elisa y Paraná poseen dos tipos de explotación: apicultura casera y apicultura industrial

6

Minería: La actividad consiste en la extracción de minerales de tercera categoría, es decir, no metalíferos: amianto, arcilla, azufre, cuarzo y yeso Industria: Elaboración de alimentos y bebidas, molinos harineros, molinos arroceros, frigoríficos, industria maderera, industria química, industria metalúrgica, producción de maquinarias. Pesca: En la provincia se realizan dos tipos de pesca: Pesquería artesanal (se desarrolla en el río Paraná y río Uruguay y es la más importante para la provincia) Pesquería industrial (opera solo en el río Uruguay, dedicada a la producción de aceite de pescado principalmente) Recursos hídricos: Las principales fuentes energéticas de la provincia son la electricidad y el gas. La producción eléctrica se origina en la Represa Salto Grande. Dicha represa fue el primer complejo hidroeléctrico binacional de Latinoamérica, y provee de electricidad tanto a la Argentina como al Uruguay. El suministro gasífero se debe a la conexión con el Gasoducto Subfluvial que cruza el río Paraná y continúa con el Gasoducto Troncal Entrerriano. Explotación forestal: Los principales árboles utilizados son: eucaliptus, pino y salicáceas. Exportación: Cítricos, madera, maíz, miel, minerales, oleaginosas, trigo, arroz carne de ave, carne bovina, grasas y aceites, harinas, jugos de frutas y hortalizas, lácteos, lanas elaboradas, pescados, pieles y cueros preparados, madera y sus manufacturas, metales y sus manufacturas, plásticos y sus manufacturas, productos químicos, textiles y marroquinería, combustible entre otros. Turismo: Gualeguaychú: La ribera del río Gualeguaychú, constituye el marco adecuado para la práctica de variados deportes náuticos, natación y pesca deportiva. Su atractivo de verdes y playas permite recorrer sus excelentes balnearios y paseos por la costanera. Puede mencionarse, aparte del famoso carnaval, el casino, parrillas, confiterías y restaurantes. Paraná: El río Paraná ofrece un bello entorno natural para disfrutar de sus playas, deleitarse con las barrancas, practicar la pesca deportiva y los deportes náuticos. También se pueden realizar paseos en lancha, visitar el Parque Nacional Pre-Delta, y recorrer sus islas, entre otras actividades.

e. La Pampa
Por su posición geográfica es considerado el polo agropecuario del país. Además presenta las mejores pasturas para criar vacunos, de los que se obtiene carne y leche para las grandes ciudades y para exportación. La tecnología mejoró los pastos, las razas y los sistemas de cría, renovando la producción. Las principales actividades económicas de la región son los cultivos de trigo, maíz, arroz, girasol en el este y la ganadera en el centro oeste. Agricultura: En los Municipios de Santa Rosa, General Pico, Ingeniero Luiggi, Parera, Coronel Hilario Lagos, Villa Mirasol, Mauricio Mayer, Santa Teresa y General Campos, se destacan los cultivos de: trigo, maíz, girasol, soja, papa, maní y sorgo. Ganadería: Se considera la actividad económica fundamental de la provincia. En los Municipios de Santa Rosa, General Pico, Bernardo Larroudé, Intendente Alvear, Trenel, Alta Italia, Monte Nievas, Villa Mirasol, Ataliva Roca y Mauricio Mayer se distinguen: vacunos, equinos, ovinos, porcinos, caprinos Minería: En la provincia se destacan una variada gama de minerales rocosos: yeso, arena, piedra caliza, cuarcita y granito. En los Municipios de Tomás M. Anchorena, Uriburu y Rolón sobresale la explotación de salinas Hidrocarburos: La Pampa está posicionada como la sexta provincia en la producción de petróleo. Silvicultura: En los Municipios de Eduardo Castex, La Maruja, General Pico, Villa Mirasol, Victorica y Telén: explotación de madera, extracción de leña y la producción de carbón. Exportación: Frutas frescas, hortalizas, legumbres, miel, queso de cabra lanas elaboradas, pieles y cueros, manufacturas de cuero, marroquinería, manufactura de piedra, yeso, metales comunes y sus manufacturas, piedras y metales preciosos, productos químicos, caballos de polo, semillas, frutos oleaginosos, azúcar, bebidas, líquidos alcohólicos, vinagre, café, yerba mate y carne de conejo.

Historia económica de la región
a. La Conquista y la colonia
Cuando los españoles llegaron al actual territorio argentino, lo encontraron ocupado por diferentes grupos de indígenas. Estos grupos se diferenciaban por sus diversas pautas culturales, formas de asentamiento y

7

organización del espacio. Los grupos del noroeste argentino, contaban con una cultura material más desarrollada y estaban bajo la influencia del Imperio Inca. Por ello, se encontraban integrados en un complejo sistema de circulación que se desarrollaba a ambos lados de la cordillera en los territorios que, posteriormente, correspondieron a Perú y Chile. Estos grupos se asentaron en los valles y practicaron la agricultura. En función de la misma realizaron importantes obras de ingeniería como andenes, terrazas de cultivo, caminos y acequias. Los demás grupos indígenas eran menos densos y vivían de la caza, la pesca y la recolección. La circulación estaba asociada a las condiciones de la naturaleza (presencia de aguadas y desplazamiento de los animales para la caza) Tras la Conquista, el sistema de asentamientos españoles se estableció a partir de tres corrientes de ingreso (Alto Perú, Asunción y Chile). Las ciudades fueron emplazadas atendiendo las condiciones del sitio, a la presencia de indígenas susceptibles de ser utilizados como mano de obra y a la relación con la insipiente red urbana que se iba creando. Algunos rasgos de la organización del espacio colonial se conservan en la actualidad. Las reglas para la fundación estaban pautadas: el trazado debía ser en damero, con una plaza en el centro de la traza destinada a ser el núcleo cívico de la ciudad. A su alrededor, se construían los edificios representativos del poder eclesiástico (iglesia), militar (fuerte), y político (cabildo, gobernación. Las tierras destinadas como chacras o estancias se encontraban en las afueras de la ciudad y completaban el esquema de reparto realizado durante la fundación. El espacio americano estaba organizado en función de los intereses de la metrópoli. España, desarrolló una economía extractiva de los recursos naturales para su destino europeo. El punto neurálgico de esa organización en América del Sur era la mina de plata de Potosí (Bolivia) y su puerto de salida al Pacífico, Lima en el Altoperú. Por un lado, las colonias aportaron oro y plata a la metrópoli y esta proporcionó todo los productos manufacturados para atender las necesidades de las ciudades coloniales. El Río de la Plata era un área marginal dentro del Virreinato del Perú. La política comercial monopólica de la Corona hizo del contrabando, la actividad principal de Buenos Aires. A fines del siglo XVIII, una serie de medidas económicas y políticas desarrolladas por la monarquía española, produjeron un fuerte impulso a la orientación hacia el Atlántico de la economía colonial. La creación del Virreinato del Río de la Plata y, posteriormente la liberación del comercio de Buenos Aires, transformó el nuevo circuito y a la ciudad en motores de la nueva organización económica. Las ciudades del interior reorientaron su producción en función de este esquema. La competencia con los productos importados arruinó algunas producciones regionales.

Potosí. La primera imagen en Europa. Pedro Cieza de León, 1553.

8

b. El crecimiento hacia afuera
Luego de la Independencia y de un largo período de convulsiones políticas, a partir del último cuarto del siglo XIX se pudo llevar a cabo la organización y consolidación del Estado nacional y la concreción del proyecto agroexportador. Bajo intereses hegemónicos de los grandes terratenientes y comerciantes, la Argentina se incorporó al mercado mundial y al esquema de división internacional del trabajo como proveedora de materias primas y consumidor de manufacturas. Al mismo tiempo, se conformó un mercado interno con centro en Buenos Aires y en las ciudades pampeanas que articuló la producción de las distintas regiones del territorio. Con el aumento de la demanda del mercado internacional se creó la necesidad de incorporar nuevas tierras productivas. La incorporación de nuevas tierras al sistema productivo se apoyó en el avance y exterminio de las comunidades de indios de la Patagonia y el Chaco. Dos elementos esenciales para que el proyecto político-económico agroexportador fuese viable fueron la presencia de capitales para el desarrollo de infraestructura y la mano de obra. La mayor parte de los capitales empleados fueron extranjeros, específicamente ingleses, y se radicaron especialmente en la región pampeana. Tuvieron un papel decisivo en el tendido de la red ferroviaria, en la industria y la modernización de los puertos. El objetivo central de la red ferroviaria era llevar la producción agrícola hasta los puertos de exportación, de modo que Buenos Aires, y en menor medida Rosario y Bahía Blanca fueron puntos terminales del sistema de circulación. Pero al mismo tiempo, la extensión de las líneas ferroviarias estimuló el desarrollo de producciones locales, que pudieron alcanzar el mercado pampeano rápidamente. Ante la ausencia de mano de obra autóctona el Estado promovió la inmigración masiva europea. Ésta se dio a gran escala y tuvo impacto en diversos ámbitos de la vida económica, social, cultural y política. La mayor parte de los migrantes procedían de Europa del sur, especialmente Italia y España.

La Conquista del Desierto, cuadro de Juan Blanes

c. Crecimiento hacia adentro
Aunque el desarrollo del Estado tuvo su basamento en el modelo agroexportador, éste, estaba organizado sobre una doble dependencia: el sector más dinámico de la economía dependía del mercado mundial y las producciones regionales dependían de la marcha de la economía pampeana. Esto hacía que cualquier acontecimiento o trauma mundial como las dos guerras mundiales (1914-1918 y 1939-1945) y la crisis del capitalismo mundial de 1929 afectara las bases mismas del proyecto. La crisis capitalista desatada por la quiebra de la bolsa de Nueva York, se propagó rápidamente a las economías europeas. La retracción del mercado mundial redujo sensiblemente la capacidad de compra de los productos de exportación argentinos en el exterior, así como la entrada de productos manufacturados y capitales al país. Estas

9

condiciones impulsaron el desarrollo de un proceso de industrialización “por sustitución de exportaciones”. Si bien hubo mínimas inversiones de cierta parte de los terratenientes pampeanos, comerciantes exportadores y capitales extranjeros, se destacó el papel central del Estado al frente de ese proceso industrializador. Además, tuvo una fuerte intervención en la economía y la regulación de los mercados. Estas políticas se complementaron posteriormente con medidas que permitieron la ampliación del consumo basadas en el pleno empleo y la redistribución del ingreso durante las presidencias de Juan Domingo Perón, posibilitando la inclusión de sectores sociales antes postergados, y dando forma al “estado de bienestar” en la Argentina. Las nuevas industrias (química, farmacéutica, metalúrgica, maquinarias, aparatos eléctricos) plantearon nuevas necesidades de insumos que no eran producidos en el país, continuaban manteniendo una marcada dependencia del exterior en lo que respecta a bienes de capital. A esta primera etapa del proceso de sustitución de exportaciones, a finales de los años cincuenta, le siguió una segunda caracterizada por una política de corte desarrollista (también impulsada por diferentes estados latinoamericanos) donde se produce una fuerte entrada al país del capital internacional de la mano de la instalación de numerosas empresas multinacionales y el desarrollo de la industria pesada (siderurgia, petroquímica). Sin embargo, la mayor cantidad de exportaciones del país durante este periodo continuaban siendo materias primas y alimentos. Los productos nacionales manufacturados solo satisfacían al mercado interno. Varios factores contribuyeron para que las industrias se concentraran en el área pampeana. Por un lado, se encontraban los principales mercados de consumidores debido a que gran parte de la población estaba concentrada allí. Por otro lado, en esa área se encontraban los principales puertos de importación y su instalación permitía eliminar costos de transporte. El área pampeana disponía también de suficiente mano de obra y sus ciudades ofrecían una variedad de servicios para que las empresas puedan funcionar. Las principales excepciones a este patrón estuvieron por aquellas industrias que se orientaron al procesamiento de materias primas como el azúcar (Tucumán, Salta, Jujuy) o la vitivinícola (Cuyo, San Juan, Rio Negro) El patrón de inversiones industriales se apoyó en las grandes ciudades que, a s u vez, gozaban de ingresos más elevados. Esto reforzó dicho patrón y atrajo nuevos contingentes de población que acudían a los núcleos industriales en busca de nuevas fuentes de trabajo. Durante el periodo de sustitución de importaciones se produjeron fuertes movimientos de población de tres tipos. El primero se refiere a migraciones internacionales intercontinentales que tomaron un nuevo impulso tras la finalización de la segunda guerra mundial en 1950. El segundo tipo son las migraciones internas. Las provincias más empobrecidas que quedaron al margen del proceso sustitutivo impulsaron población hacia los centros urbanos industriales. El tercer tipo de migraciones son las procedentes de los países limítrofes (Paraguay, Bolivia, Chile, Uruguay) que cobraron relevancia a partir de 1950. En este caso, los destinos fueron más diversos.

Las migraciones internas hacia los centros urbanos del Litoral durante la década de 1930, produjeron cambios en la conformación de la clase obrera. Foto del 17 de octubre de 1945 en la Plaza de Mayo

10

d. Crisis de estructura productiva y reforma Estado
A mediados de la década de 1970, se produjo un intento de modernizar la economía argentina y reinsertarla en el contexto internacional. Apoyado en la introducción de fuertes cambios tecnológicos en la organización y desarrollo de los procesos productivos y la aplicación sistemática de políticas neoliberales. Éstas fueron imposiciones de los organismos de crédito internacional a cambio del constante refinanciamiento de la deuda externa. Contó para su implementación del terrorismo de estado de las Juntas Militares, y de gobiernos subordinados a las corporaciones económicas como el de Carlos Menem y Fernando de la Rúa. Entre estas medidas se destacan, la apertura de la economía a flujo de capital extranjero (favoreciendo a la inversión financiera) la desregulación de la economía dejando las decisiones económicas en manos de poderosos agentes económicos y la reforma del Estado, que se caracterizó por el abandono por parte del Estado de sus funciones de productor y prestador de servicios, una amplia política de privatizaciones, el recorte del gasto público y la retracción y no intervención en los mercados. Si bien la implantación de este modelo tuvo marchas y retrocesos, un paso decisivo fue la sanción de las leyes de Reforma del Estado (1989) y la puesta en práctica del Plan de Convertibilidad (1991) Su aplicación tuvo efectos catastróficos en el aparato productivo, las exportaciones continuaron siendo mayoritariamente agropecuarias y solo grandes propietarios se beneficiaron con la coyuntura. Al mismo tiempo, amplios sectores de la población fueron expulsados a la pobreza. La reducción del empleo y el fraccionamiento de los procesos productivos han sido los efectos más notorios del proceso de modernización tecnológica de los últimos años. Además, debido a que el Estado ha dejado de funcionar como generador de servicios y empleo y el mercado no absorbe a los trabajadores que fueron expulsados, el desempleo se volvió estructural. Otra causa del desempleo obedeció al cierre de de numerosas empresas que no pudieron adaptarse al nuevo funcionamiento económico ni a las nuevas condiciones de competencia frente a la entrada masiva de productos importados. El proyecto económico liberal entró en una profunda crisis en el año 2001. Los índices de pobreza y la tasa de desocupación llegaron a niveles inéditos. La crisis fue tan profunda que recién en el 2005, se llegaron a alcanzar los niveles productivos de 1997. La leve recuperación de los últimos años se apoyó básicamente, en la anulación del plan de convertibilidad y en la devaluación de la moneda que generó mejores condiciones para la venta al exterior de los productos agropecuarios nacionales.

Efectos de la política neoliberal. Crisis de Diciembre de 2001

11

Población, trabajo y calidad de vida
a. El sector urbano
En la actualidad, la mayor parte de la población se instala, como sucedió históricamente en la región pampeana y, sobre todo, en el Área Metropolitana de Buenos Aires. A partir de la década de 1930, la población tendió a concentrarse en las ciudades mayores y en áreas metropolitanas. Este proceso responde a que si bien la aglomeración urbana genera una serie de problemas (congestión, estrés, contaminación), brinda mejores posibilidades de resolución de problemas, como los relacionados con el mercado de trabajo o el abastecimiento de servicios. La argentina es uno de los países más urbanizados del mundo. El proceso de urbanización es producido entre otras cosas, cuando se acrecienta la población de las ciudades por el movimiento migratorio desde las áreas rurales. En el Área Metropolitana de Buenos Aires vive más de 12 millones de personas; y las ciudades de Gran Córdoba, Gran Rosario, Gran Mendoza, Gran San Miguel de Tucumán, Gran La Plata y Mar del Plata sumadas concentran más de 5 millones de personas. La migración de la población rural o de las ciudades pequeñas hacia ciudades intermedias se explica básicamente por la tecnificación del campo, la merma de oportunidades en el campo y la insuficiente oferta de servicios. En la región pampeana, algunos de los casos más significativos de crecimiento poblacional son los de Tandil, Junín, Zárate, Pergamino, Pilar y Campana. Estas ciudades atraen nuevas inversiones y en ellas se instalan distinto tipo de empresas y organizaciones: bancos, compañía de seguros y de selección de personal, salas de espectáculos, universidades, shopping centers, grandes tiendas y cadenas de supermercado. Las principales razones por la que las empresas deciden radicarse en las ciudades medianas obedecen a que ellas ofrecen un rápido crecimiento demográfico que repercute en la conformación de un mercado de consumidores más amplio, en mayores oportunidades de negocios, en la posibilidad de conseguir terrenos a bajos precios y en las menores distancias a centros de salud y enseñanza. Los casos de Arroyito (Córdoba), Sunchales (Santa Fe), Concordia (Entre Ríos) Campana y Bahía Blanca (Buenos Aires) se justifican por ser sedes de industrias dinámicas por su buena red vial, por la posibilidad de contar con mano de obra calificada, energía necesaria para la actividad industrial y por su cercanía a las materias primas. A partir del periodo de sustitución de importaciones y del desarrollo de la industrialización, la Argentina, históricamente un país agrario dejó de emplear a la mayoría de su población en el sector primario. La decadencia de las economías campesinas y el crecimiento de las actividades urbanas hicieron que los trabajadores rurales se emplearan cada vez más en los sectores secundario y terciario. El empleo y los salarios reales de los trabajadores industriales se redujeron considerablemente, al tiempo que el sector terciario de la economía (comercio, transporte, administración, comunicación y otros servicios) vio crecer su participación. Este proceso de tercerización va de la mano con la desindustrialización de las últimas décadas y del crecimiento de de actividades de baja productividad del sector terciario. La estructura ocupacional del empleo rural quedó dividida en un sector empresarial modernizado y un sector familiar que se moviliza hacia el sector terciario. La reestructuración económica iniciada a mediados de 1970, caracterizada por picos de inflación, crecimiento de la deuda externa y el auge de la especulación financiera, afecto profundamente al sector industrial. La colocación de dinero en los bancos y financieras rendía ganancias más elevadas que la producción industrial que no podía competir en el mercado externo y se encontraba con un mercado interno con menor poder adquisitivo. Las ramas que consiguieron crecer en este período son las productoras de comodities (materias primas), sujetas a fuertes fluctuaciones de precio. La profundidad de la crisis de 2001 y los lineamientos económicos posteriores cambiaron las condiciones macroeconómicas para las distintas ramas industriales. Así como, en años recientes, algunos complejos industriales reforzaron su crecimiento como el complejo aceitero, frente a mejores condiciones para la exportación, ramas que habían quedado prácticamente destruidas como la textil o la maquinaria agrícola, volvieron a producir para el mercado interno. El grado de desarrollo del comercio y los servicios en la actualidad es de tal magnitud que muchos investigadores hablan de una sociedad posindustrial. Su distribución por provincia es aproximadamente

12

equivalente a la distribución poblacional. En las áreas urbanas se produce una marcad jerarquía según la cual los comercios y servicios simples se encuentran distribuidos de manera homogénea. Estos satisfacen las necesidades cotidianas de alimentos, medicamentos, educación y salud. Servicios más complejos de tipo cultural, financiero, administración pública o empresas tienen una concentración marcada en las ciudades de mayor tamaño. El empleo estatal constituye una importante fuente de empleo en muchas capitales de provincia y cabeceras de municipios. Un impacto de gran magnitud sobre la estructura comercial está dado por la aparición desde mediados de 1980, de shopping centers e hipermercados. Las calles comerciales de las diferentes ciudades se ven afectadas por la competencia de estos nuevos emprendimientos comerciales. Los pequeños comerciantes tienen dificultades para hacer frente a esta competencia y de eso resulta la concentración del sector comercial en manos de actores de mayor poder económico identificados con las corporaciones transnacionales. Los problemas s laborales que sufre gran parte de la población económicamente activa se relacionan con el surgimiento de “una nueva pobreza”, que no es la pobreza estructural (población que proviene de hogares que históricamente tuvieron un bajo grado de satisfacción de sus necesidades básicas), sino la deriva de la reducción de ingresos percibidos por las familias que lleva a muchas personas a la exclusión de los bienes y servicios básicos. Los problemas vinculados aumentan considerablemente las desigualdades sociales, y la concentración de la riqueza es cada vez mayor.

Densidad de población. Año 2010

13

Shopping Center. Cambio en la estructura comercial y el espacio urbano

b. El espacio rural
En la Argentina los paisajes rurales distan mucho de ser naturales, pues han sido profundamente transformados por el trabajo humano, especialmente aquellas tierras dedicadas a la producción agropecuaria. Actualmente los productores rurales que producen para el mercado intentan distintas estrategias para lograr la máxima ganancia capitalista combinada con el mínimo riesgo. En el caso de las grandes empresas, las estrategias de diversificación productiva, la especulación con los precios de venta y la ampliación de inversiones extra rurales. Es cada vez más estrecho el encadenamiento con el sector secundario o urbano-industrial (industrias procesadoras de materias primas, fabricantes de maquinarias, industria agroquímica, industria alimenticia) Además, se articulan los procesos de comercialización, distribución y las estrategias de financiamiento y gestión empresarial. En la región pampeana como en otras, el espacio rural se diversifica de acuerdo a tres factores: • • • a. Capital Reconversión tecnológica Concentración de la tierra La propiedad de gran escala en manos de empresas articuladas ligadas a los circuitos exportadores y el comercio exterior. Su participación en la economía global es fruto de la modernización y la reconversión tecnológica que permite el aumento de la producción y la disminución de los costos. Articulan las distintas fases de la producción: desde la etapa agraria hasta la comercial y financiera. Mano de obra asalariada y calificada según el caso. Propietarios o arriendan grandes extensiones que provocan un desajustes en el mercado inmobiliario de tierras por la concentración de este recurso y su revalorización La creciente exclusión social de pequeños y medianos productores que no participan de la reconversión tecnológica. Escasa disponibilidad de cantidad de recursos (tierra, agua) Escaso capital Bajo nivel de tecnificación (maquinarias e insumos)

• • • •

b.

• •

14

• • c.

No están en condiciones de acceder a la financiación Mano de obra familiar Trabajador rural o campesino. Su actividad se haya restringida a la reproducción de la vida familiar. Su lógica no persigue la subsistencia. Mano de obra familiar. Eventualmente son contratados como asalariados en determinadas estaciones del año. Bajo nivel de especialización.

• • •

Diferencias en cuanto a la reconversión de capital y la distribución de recursos En los últimos veinte años, se produjeron importantes cambios en el campo pampeano: su despoblamiento en términos absolutos, profundas modificaciones en las formas de tenencia de la tierra, la aparición de nuevos agentes económicos y la desaparición de otros. En relación con este último aspecto, se trata básicamente de la desaparición de arrendatarios y del surgimiento de la figura del contratista (individuo u empresa) y de los llamados pools de siembra. Existen numerosos tipos de pools, pero el más difundido es el de fondos de inversión que cotiza en el mercado. La mecánica es tener una amplia superficie con diferentes probabilidades de sequías, lluvias, suelos más pobres etc. Así, los productores pueden disminuir los riesgos y obtener una rentabilidad aceptable.

Contaminación y deterioro ambiental
Las relaciones entre sociedad y la naturaleza son conflictivas, variables en el tiempo y se manifiestan de maneras diversas. La contaminación de muchos ríos de nuestro país y la degradación de los recursos del suelo son ejemplos de una profunda modificación de las condiciones de funcionamiento de la naturaleza y de sus ciclos de renovación. Las distintas formas de producción y los diferentes modos de inserción económica en el contexto internacional condicionan, a lo largo del tiempo, las características de los ecosistemas locales y regionales. El deterioro ambiental esta dado por la función que históricamente ha desempeñado cada ambiente en los sistemas nacional e internacional. El mejoramiento de la calidad ambiental supone un manejo de recursos naturales y de los diversos ecosistemas, enmarcado en un proceso más amplio de desarrollo. Este proceso implica conservar una cantidad de recursos ambientales de recursos ambientales de determinada calidad y diversidad. Asimismo, requiere del apoyo de la sociedad civil, del compromiso del Estado para regular y controlar la gestión ambiental y de los procesos científico-tecnológicos para llevar adelante una modernización productiva en compatibilidad con la conservación del medio ambiente. El Estado Nacional se ocupa de desarrollar y de gestionar un Sistema Nacional de Áreas Protegidas (SNAP), como una de las herramientas de conservación fundamentales para el mantenimiento de la diversidad biológica, y del

15

patrimonio natural y cultural de la Argentina. El SNAP se compone de diversas áreas protegidas dependientes de distintas jurisdicciones (nacionales, provinciales, municipales, universitarias y privadas) y se distinguen diferentes formas en cuanto al manejo: parque nacional, monumento natural y reserva nacional.

a. Problemas ambientales urbanos
En general puede decirse que en la Argentina, el crecimiento urbano es un proceso que no ha tenido regulación ni control sistemático sobre la distribución de las actividades urbanas y sobre la ocupación de la población. Las consecuencias de este proceso se manifiestan en la expansión territorial desorganizada y en la insuficiencia de viviendas e infraestructura adecuada para satisfacer las necesidades. Sin embargo, existe una clara diferenciación según los distintos sectores socioeconómicos de las ciudades, ya que se acentúa el deterioro en la población de más bajos ingresos. La contaminación ambiental en la Argentina se encuentra relacionada con el aumento de la población urbana y el desarrollo industrial, con la existencia de un marco de regulaciones inadecuado y con un déficit en materia de infraestructura sanitaria y de tratamiento de residuos Agenda de los problemas urbanos Deterioro de los recursos hídricos: El problema de la contaminación de las napas subterráneas es grave por los riesgos que ocasiona a la salud, especialmente en los hogares de bajos ingresos. Si bien en los últimos años ha habido una mejora en la provisión de agua y en el saneamiento de muchas ciudades, no se ha podido revertir el déficit en la población de agua potable de buena parte de la población. Las cañerías que vuelcan clandestinamente las aguas servidas y las descargas cloacales contribuyen a la contaminación hídrica de las costas del Río de la Plata y del Paraná. El lago San Roque, que abastece de agua a la ciudad de Córdoba esta en un estado avanzado de eutrofización, ha perdido potencial recreativo y está creando serias dificultades a la principal planta de tratamiento de agua. Otros problemas vinculados con el manejo de los recursos hídricos en las áreas urbanas que exigen inmediata solución son los asociados con la evacuación de aguas pluviales, el aumento del escurrimiento por impermeabilización del suelo y las inundaciones recurrentes.

Contaminación de la costa del Río de la Plata

Inundaciones recurrentes en la Capital Federal

El déficit de los espacios verdes: La cantidad de la masa arbórea y de los espacios libres (parques y cursos de agua) en una ciudad, es un indicador de calidad ambiental, por sus usos recreativos y por las funciones ambientales que cumplen. Son fundamentales para la capacidad de absorción de aguas de lluvia y su papel en el proceso de fotosíntesis. La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda entre

16

10 y 15 metros cuadrados por habitante. La Ciudad de Buenos Aires tiene solo entre 2 y 5 metros cuadrados por habitante. El 85% de los espacios verdes urbanos de la ciudad es privado (clubes, universidades) y solo el 15% es público, con entrada libre y gratuita. La recolección y disposición de residuos: Un problema asociado con esto son los derrames de sustancias contaminantes desde los pozos negros o los tanques sépticos hacia las napas subterráneas y los arroyos locales. Se presume que buena cantidad de residuos se desechan clandestinamente en basurales a cielo abierto o pozos negros y no pasan por las plantas de tratamiento. Otros temas a resolver son la cobertura del servicio que no alcanza a toda la población, ya que quedan afuera las áreas más pobres y alejadas del centro de las ciudades, la cantidad de basura sin proceso de reciclaje y recuperación, y la escasez de rellenos sanitarios. La contaminación del aire y el suelo: Las principales fuentes de emisión de gases que ocasionan la contaminación atmosférica son las emisiones de la industria y los automóviles. En la región pampeana las más contaminantes son las petroquímicas y la de extracción de cal. No solo la calidad de los recursos se ve afectada, sino que también producen olores desagradables y ruidos intolerables para la población. Por su parte, la contaminación del aire y el ruido constituyen un serio problema en Buenos Aires, Rosario y San Nicolás.

Contaminación atmosférica en Dock Sud

Basural clandestino en Rosario

b. Problemas ambientales rurales
En la Argentina los principales problemas ambientales rurales son la pérdida de suelo, el deterioro de las reservas de agua, de los bosques y pastizales, y de la biodiversidad. Completan este panorama aquellos problemas representados por el inadecuado tratamiento de los combustibles fósiles, el agotamiento de los recursos pesqueros y la deforestación. La degradación de los suelos: La fertilidad de los suelos es el resultado de la relación entre las condiciones naturales y el capital y trabajo que se hayan incorporado al recurso. En el caso de los suelos pampeanos, que históricamente contaban con niveles de nutrientes muy por encima de las cantidades requeridas para conseguir rendimientos óptimos, la progresiva pérdida de fertilidad no tuvo, hasta hace poco tiempo, un impacto den los rendimientos, ya que los nutrientes parecían ser tan abundantes que no se percibía la necesidad de conservarlos. La situación de los suelos pampeanos se agravó cuando, en un contexto de caída de los precios internacionales, los productores se vieron obligados a compensar, a través de cosechas récords los perjuicios de los bajos precios de exportación. Los niveles de cosechas de oleaginosas y cereales de los últimos años permitieron un gran aumento de las exportaciones y la tendencia hacia el monocultivo de soja perjudicó la rotación de los suelos. Otra causa importante de la

17

degradación es el sobrepastoreo. Este proceso alude a la excesiva cantidad de ganado por parcela y a las tecnologías de manejo usadas. A su vez, los campos de la región sufren las consecuencias ecológicas del aumento en el uso de agroquímicos y ven alterada la velocidad de infiltración de las lluvias, la densidad y la acidez de los suelos, y la presencia de materia orgánica. La pérdida de pastizales y bosques naturales: Los pastizales y bosques naturales constituyen la base fundamental para la producción de carne, lana cueros y madera. Cerca del 50% de la superficie del país son campos naturales de uso ganadero y, en general, su aprovechamiento se realiza con sistemas de manejo muy rudimentarios. Así se explica la baja productividad de los pastizales pampeanos, con la consecuente reducción del número de cabezas de ganado que pueden alimentarse por unidad de superficie en esos pastizales. El 22% de la superficie del país está representado por bosques naturales de uso forestal. Actualmente, el desmonte tiene como principal objetivo liberar tierras para el desarrollo de las actividades agropecuarias. Variación climática: El efecto invernadero se está viendo acentuado en la Tierra por la emisión de ciertos gases, como el dióxido de carbono y el metano, debido a la actividad humana. Sus consecuencias se hacen evidentes en un conjunto de variaciones climáticas (menor amplitud térmica, incremento de lluvias y caída más frecuentes en chaparrones fuertes y breves) y la tendencia hacia la tropicalización creciente del clima de la pampa húmeda. Otro rasgo de la variación climática en la región es la mayor frecuencia de sudestada (viento húmedo) y la disminución del predominio de otro viento, el pampero (seco y frío). La modificación frecuente de la humedad hacia el oeste de la provincia de Buenos Aires, tierras de la pampa seca donde solo se criaba ganado, incrementó el cultivo de especies más demandantes de agua como las oleaginosas. La reducción de la biodiversidad: De las 11.380 especies animales y vegetales que existen en el país, unas 779 están amenazadas. En el caso de las especies animales, además de la acción directa de los cazadores y del tráfico ilegal de fauna, un importante factor de disminución de especies es la destrucción de los hábitats de los animales. La pérdida de especies forestales es también relevante. La Argentina ha perdido el 50% de sus bosques originarios en un proceso que es irreversible. A los daños inmediatos que representan los árboles talados, se suman los daños derivados de la pérdida de las funciones del bosque (protección de los suelos y de las cabeceras de os cursos de agua, refugio de animales y sostén de ecosistemas asociados)

Aumento del uso de agroquímicos

Santa Fe. Tropicalización del clima e inundacines

18

Estudio de caso. El boom de la soja y la tendencia al monocultivo
La soja empezó su expansión en nuestro país desde 1970 y, actualmente, es el principal cultivo nacional. De hecho, el sector más competitivo de la economía argentina está representado hoy en día, por la cadena agroindustrial de oleaginosas. Los principales puertos y aceiteras, localizados sobre la hidrovía del río Paraná, entre las ciudades de Rosario y Santa Fe, constituyen los de mayor movimiento de aceites y granos de la Argentina. Los usos de la soja en la industria son diversos: antibióticos, materiales de limpieza, cosméticos, cartón, plásticos, pinturas y adhesivos. En la alimentación, se aprovecha para la fabricación de leche, pastas, alimentos para bebé, aceites, caramelos, cerveza, levaduras, panadería y productos dietéticos. La harina de soja encuentra su principal destino en la elaboración de alimento para ganado. Las inversiones que realizan los productores en tecnología se manifiestan en nuevas técnicas de manejo del suelo, en la aplicación controlada de agroquímicos y en el uso de nuevas biotecnologías. Las modificaciones genéticas realizadas son todavía muy discutidas por la comunidad científica en cuanto a sus efectos para el humano como para el medio ambiente. Muchos países europeos han decidido no consumir soja transgénica. Por otro lado, este modelo productivo tendiente al monocultivo provoca un gran impacto social porque aumenta la migración de mano de obra desocupada por un sistema productivo que requiere tecnología y poca mano de obra. A continuación, un análisis comparativo de las causas, ventajas y desventajas y políticas para una mejor utilización del suelo. Cuadro 1. Causales más importantes que han favorecido el proceso de monocultivo de soja. FACTORES CAUSALES - Mayor rentabilidad financiera y de rápida rotación. Económicos- Menor complejidad y riesgo que otros cultivos. Financieros - Altas posibilidades de arrendamientos de campos. Comerciales - Alta demanda internacional de soja. (Se vende todo lo que se produce). - Facilidad para hacer escala. - Conocimiento y dominio de la tecnología del cultivo: SD - cv. RR (GM) y Tecnológicos herbicida específico. - Utilización de semilla propia. Desarrollo Infraestructura - Vida rural vs. Vida urbana. (Calidad de Vida)

Cuadro 2. Ventajas de la expansión del cultivo de soja. FACTORES CAUSALES - Aporte de divisas que potencian capacidad del Estado - Rentabilidad por hora hombre. Económicos- Mayor seguridad frente a otros cultivos por cuestiones climáticas Financieros fundamentalmente. - Incrementa el valor de la tierra Comerciales - Genera un modelo agro exportador algo más previsible - Expansión de la frontera agrícola hacia áreas no tradicionalmente agrícolas. Tecnológicos - Especialización y eficiencia del productor en un cultivo Calidad de vida - Menos tiempo y esfuerzo del productor Crecimiento local - Desarrollo de PyMes agroindustriales (maquinarias)

19

Cuadro 3. Desventajas de la expansión del cultivo de soja. FACTORES CAUSALES - Inestabilidad del sistema (jugados a un solo cultivo) - Migración interna. Menos puestos de trabajo. Económico-sociales - Mano de obra ociosa. - Insostenibilidad social. - Riesgos de barreras para-arancelarias por soja GM (RR) Comerciales - Baja diversificación comercial (por oferta y por demanda). - Variabilidad productiva - Baja variabilidad genética Desequilibrio - Riesgos sanitarios; nuevas plagas; enfermedades, resistencia Ecológico - Riesgos de escurrimientos incontrolados y anegamientos (Tecnológicos) - Monocultivo: falta de rotaciones, desequilibrio en la extracción de nutrientes, impacto ambiental - Exportación de commodities con poco valor agregado. Desarrollo Local - No acumula riqueza localmente - Concentra la renta en pocas manos - Nivel de retenciones para el sector - Aporte mayoritario pocos sectores a las finanzas públicas Equidad - Privilegio de la infraestructura para soja

Cuadro 4. Posibles medidas políticas y tecnológicas para equilibrar en el mediano/largo plazo la utilización territorial del suelos y el ambiente en las regiones pampeana y extrapampeana. CONCEPTOS SUGERENCIAS - Participación y aportes técnicos-científicos para la fijación de políticas por parte de organismos de ciencia y técnica del Estado. Información - Evaluación de impactos ambientales, económicos y sociales por parte de esos Sectorial organismos. - Necesidad de planificación a largo plazo. - Trabajar sobre ley de arrendamientos rurales. - Incentivos a los programas conservacionistas. (integrar a la comunidad ruralurbana p/definición de caminos posibles) Políticas de Estado - Políticas de incentivos para equilibrar los procesos. para el Desarrollo del - Valorizar la cultura del esfuerzo. Sector - Sistemas de créditos orientados. - Sistema de seguro agrícolas mixto (oficial y privado) - Desarrollar tecnologías que reducen costos e incrementen productividad en otros rubros alternativos a la soja. - Mejorar la productividad de la ganadería; hay margen para ello aun aceptando su mayor complejidad respecto a la agricultura. (Hay otras producciones alternativas que pueden competir con el monocultivo de soja: tambo Roca (INTA EEA Tecnológicas Rafaela), chacra mixta agrícola porcina (INTA EEA M.Juárez), Cría Bovina Intensiva (INTA UEE Vdo. Tuerto). - Eficientizar la capacidad de administración de riesgo en los diferentes sistemas productivos.

20

Gráfico 1. Precios históricos de la soja. Fuente: FMI

Gráfico 2. Evolución de la producción nacional de soja en Argentina (en toneladas) Fuente: SAGPyA.

Gráfico 2. Evolución de área sembrada con soja en Argentina (en hectáreas) Fuente: SAGPyA

21

Gráfico 3. Participación Argentina en la producción mundial de soja año 2010. Fuente: USDA

Gráfico 4. Producción de soja por provincia. Campaña 2008/2009. Fuente. INTA.

22

Referencias Bibliográficas
Blanco, J., Fernández Caso, V., Gurevich, R. Geografía Argentina y del Mercosur. Aique, Buenos Aires, 2007. Romero, L. A., Breve historia contemporánea de la Argentina. Siglo XXI, Buenos Aires, 2001.
Velázquez, G. Geografía, fragmentación social y diferenciación territorial en la región pampeana. En Hologramática, Facultad de Ciencias Sociales UNZL Año VI, Número 7, VI, pp.49-70, ISSN 1668-5024 http://www.cienciared.com.ar/ra/usr/3/483/hologramatica07_v1pp49_70.pdf

Referencias Digitales
Souza Casadinho J., La insustentabilidad del Cultivo de Soja. http://www.ecoportal.net/Temas_Especiales/Suelos/La_Insustentabilidad_del_Cultivo_de_Soja http://es.wikipedia.org/wiki/Regi%C3%B3n_pampeana El avance de la soja en la Argentina y la sostenibilidad de los sistemas agrícolas http://www.inta.gov.ar/reconquista/crsantafe/docsoja.htm Ministerio del Interior de la Republica Argentina. Presidencia de la Nación. http://www.mininterior.gov.ar/municipios/gestion/regiones_archivos/Pampeana.pdf

República Argentina por provincia o jurisdicción. Densidad de población. Año 2010. http://200.51.91.231/censo2010/ El océano de soja también arrasa con la salud de la gente de campo http://www.pagina12.com.ar/diario/suplementos/rosario/18-12187-2008-02-04.html

Viñas, M., Hambre de soja (2004) http://www.youtube.com/watch?v=evpUuJl0fXU

23

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->