Está en la página 1de 31

DISCURSO Y CLASES DE

DISCURSO

1
DEDICATORIA

El siguiente trabajo presentado a continuación


esta dedicado especialmente a Dios, a mis
padres y a mis hermanos por darme una
formación humana y profesional y por
brindarme su ayuda en momentos que lo
requería.

2
INDICE

3
INTRODUCCION 4

El Diccionario de la Lengua Española de la Real Academia nos ayuda a


entender que un discurso es la facultad de usar la mente (el razonamiento)
para reflexionar o analizar los antecedentes, principios, indicios o señales de
cualquier asunto con el fin de entenderlo. Cuando reflexionas, estás
discursando, es decir, aplicando tu inteligencia, para entender un tema y hasta
para ser capaz de explicarlo inteligentemente a otras personas. Es una tarea
que realizas en el interior de tu mente, una línea de razonamiento que sigues al
deducir los asuntos.

Ahora bien, cuando expones los resultados de esas reflexiones, ya sea ante
una o varias personas para proveerles la información o para que te ayuden a
reflexionar aún más profundamene, decimos que estás presentando un
discurso público o delante de ellas, lo que significa que los que te escuchan
usan su inteligencia para entender lo que dices. Ese es el sentido principal que
le damos en Oratorianet.com para diferenciarla claramente de la conferencia.

Por lo tanto, un discurso es una línea de razonamiento que te ayuda a discernir


o entender un asunto, así como para explicarlo a otros. Cuando lo haces
delante de otros se llama discurso público, para lo cual le añades un comienzo
que despierta el interés en lo que dirás, y una conclusión que mueva a actuar.

Para acumular poder político, religioso o comercial muchos han aprovechado la


influencia de los discursos debido a que por lo general las masas parecen
dejarse impresionar fácilmente por quienes tienen gran habilidad para
interpretar sus necesidades, ya sea mediante grandes promesas, aun las que
nunca podrían cumplirse, o aparentando ser ejemplares ante la sociedad, por
ejemplo, tomando la iniciativa para enfocar y proponer la solución a ciertos
problemas apremiantes o desplegando cualidades directivas.

Lamentablemente, aunque la historia está tachonada de discursantes y


discursos, algunos que pudieran parecer notables desde un punto de vista
meramente intelectual, hoy suele comentarse que la sociedad en casi todas

4
partes parece haber entrado en crisis. No falta quien saque a relucir el asunto
del liderazgo eficaz, ya sea promocionándose y erigiéndose personalmente en
un líder, o llamando atención a la necesidad de proponer a alguien, quien a su
vez nuevamente se valdrá del discurso para captar adeptos.

No obstante, el discurso no debería ser necesariamente una herramienta


asociada con el poder. También la utilizan los maestros para impartir
instrucción, incluidos los que capacitan al personal de las empresas. De hecho,
si todos los padres de familia se valieran de los principios que rigen el arte de
preparar y presentar discursos, lo cual implica familiarizarse con ciertos
principios de motivación y relaciones humanas, seguramente lograrían mejores
resultados al comunicar sus enseñanzas a sus hijos.

También se valen del discurso los vendedores, las secretarias, los médicos,
abogados, ingenieros, científicos, periodistas y demás profesionales y técnicos
que sirven a la comunidad de muchas otras maneras en toda clase de puestos
de responsabilidad, que no necesariamente van tras el poder político, religioso
o comercial. En otras palabras, el discurso bien empleado es en sí mismo una
herramienta eficaz de comunicación, y el que algunos lo hayan utilizado
exclusivamente con el objetivo de manipular, acumular poder o dominar a otros
denota lo peligroso que puede resultar en manos de gente inescrupulosa,
inmodesta o carente de humildad.

5
1. MARCO CONCEPTUAL 6

1.1. Discurso 6
Un discurso es el acto verbal en el que se transmite un determinado mensaje a
un público previamente escogido.
La funcionalidad del discurso es la de comunicar o exponer ideas con el
objetivo principal subyacente de persuadir y provocar una determinada
reacción en los oyentes.
1.2 Orador 6
Toda comunicación tiene como meta intentar convencer de algo a otro; es
decir, persuadir al otro de algo. Siempre que hablamos queremos influir en los
demás de tal manera que obtengamos una respuesta. Cualquier cosa que
digamos busca una reacción en la otra persona.
Ningún mensaje es inocuo. Todo tiene un sentido. Hasta el más insignificante
de nuestros gestos o de nuestras expresiones busca algo en el otro, aunque ni
nosotros mismos seamos capaces de ser conscientes de ello.
1.3 Oratoria 6

• Arte de hablar con elocuencia.


• Disciplina del género literario que se aplica en todos los procesos
comunicativos hablados, tales como conferencias, charlas, sermones,
exposiciones, narraciones, etc.

1.4 Desenvolvimiento
Si aplicas el término desenvoltura estarías hablando de algo que se encuentra
envuelto, si aplicas desenvolvimiento estarías hablando de desarrollar
propiamente características o habilidades. Supongo que te refieres a lo
segundo.

1.5 Auditorio

Un auditorio es el área dentro de un teatro, sala de conciertos u otro espacio de


actuación en donde la audiencia escucha y observa la interpretación. Para los
cines, el número de auditorios es comúnmente expresado como el número de
salas.

6
2. MARCO TEORICO 7
2.1 Discurso es una noción con muchos sentidos. Discurso no es lo que
hablamos, ni lo que pensamos o lo que hacemos o callamos. El discurso existe
aun en ausencia de palabras, cuando callamos o cuando decimos lo contrario
de lo que queremos decir. La noción de discurso es necesaria para entender
que lo que decimos no es realmente lo que queremos decir y que casi nadie
consigue ser entendido a partir de las palabras, pues existe una grieta entre
palabra y lenguaje, del mismo modo que existe una grieta entre habla y
pensamiento. El discurso es una matriz, una malla que nos apresa como si
fuéramos pececillos y de la que no podemos escapar salvo de una manera:
rompiendo la red. Eso es lo que hacen precisamente algunos peces
indomables y también los psicóticos agujerean la malla que queda así incapaz
de atrapar significantes y condenada a suceder una significación a otra,
condenada a un desplazamiento infinito de las significaciones

La palabra discurso, según el RAE (Diccionario de la Real Academia Española)


tiene diversas acepciones, y muchas de ellas con significado completamente
distinto. Nosotros definiremos la palabra discurso de la siguiente manera:

“Un discurso es toda sucesión de palabras, expresadas de forma oral, extensas


o cortas, que sirva para expresar lo que discurrimos; debe ser adecuado, es
decir, ordenado, acomodado y proporcionado para lo que se quiere, perfecto
para el caso”.

Un discurso es un acto de habla, y por tanto consta de los elementos de todo


acto de habla: en primer lugar, un acto locutivo o locucionario, es decir, el acto
de decir un dicho ( texto) con sentido y referencia; en segundo lugar, un acto
ilocutivo o ilocucionario, o el conjunto de actos convencionalmente asociados al
acto ilocutivo; finalmente, un acto perlocutivo o perlocucionario, o sea, los
efectos en pensamientos, creencias, sentimientos o acciones del interlocutor
(oyente).

El discurso es el razonamiento extenso dirigido por una persona a otra u otras,


es la exposiciónoral de alguna extensión hecha generalmente con el fin de

7
persuadir, y que ella como dijimos se encuentra conformada por tres aspectos
que son:

Tema o contenido del discurso, Orador y Auditorio.

En primer lugar, tenemos el contenido del discurso, el cual debe ser tejido en el
telar de las experiencias, debe estar copado de detalles, ilustraciones,
personificaciones, dramatismo y ejemplos en algunos casos; y todos estos
expresados con terminos familiares y concisos los cuales den la comprensión y
el entendimiento adecuado; en donde lo que se quiere decir sea entendidos por
todos.

2.2 Discurso Literario 8

Los discursos literarios son ficciones que refieren a mundos verbalmente


posibles y fundamentados en sí mismos. Estos discursos son intransitivos
puesto que se encierran en sí mismos o, lo que es lo mismo, no refieren ni a los
objetos ni a los eventos del mundo real. En este sentido, los discursos literarios
son inútiles. Es decir, la literatura no sirve para construir tractores, no desarrolla
teorías científicas ni tecnológicas ni proporciona herramientas para llevar mejor
la contabilidad de una empresa. Sin embargo, la literatura es también una
mercancía para la que hay un mercado.

Los discursos académicos son transitivos pues hablan de diversos aspectos de


una realidad circundante a la que examinan minuciosamente. A diferencia de
los discursos literarios su esquema discursivo es rígido y conservador pues su
finalidad es mostrar interpretaciones alternativas del mundo construidas de
acuerdo a las normas de procedimientos aceptadas en los medios académicos
del mundo.

El discurso académico define un objeto, elabora un método para examinarlo,


construye una teoría que explica el funcionamiento del objeto y comprueba la
validez de la teoría. sea que el académico decida emprender la publicación de
una teoría completa deberá convencer al lector académico de la validez de la
posición adoptada. Este aspecto retórico del discurso académico es esencial
pues de lo contrario el discurso no sería comprendido por la comunidad
académica y no seria aceptado.

8
La estructura global de un discurso académico suele tener tres secuencias
principales : introducción, desarrollo y conclusiones. En la primera secuencia se
suele mencionar la metodología usada, las fuentes y la tesis. Luego, en el
desarrollo se procede al análisis de las derivaciones lógicas de la tesis y a la
validación de dicha teoría. Finalmente, la última secuencia evalúa la veracidad
o falsedad de la hipótesis, enuncia los corolarios de rigor e indica los problemas
que han quedado pendientes.

2.3 Discurso Académico 9

Comparación entre discurso literario y el discurso académico

Es bastante obvio que el discurso factual en general, y académico en particular,


es distinto del literario pues las condiciones de su producción material están
determinadas por un mercado de conocimientos fuertemente reglamentado,
mientras que el discurso literario se disgrega en una cantidad enorme de
circuitos culturales y económicos paralelos. Si el desarrollo histórico del
discurso literario está dominado por el principio de renovación y conservación
constante, el del discurso académico es predominantemente conservador.

Esto quiere decir que los esquemas discursivos académicos permanecen más
o menos iguales a lo largo de las décadas, no así los esquemas discursivos
literarios. Por otra parte, el discurso literario puede usar y transgredir esquemas
discursivos no ficcionales fácilmente, pero no el discurso académico.

Este, más bien, proporciona esquemas discursivos que pueden ser usados con
fines extra-académicos. Estas diferencias no alcanzan a borrar el hecho de que
ambos tipos de discurso tienen un carácterretórico que proviene de la
necesidad de ser verosímiles y de persuadir, aún cuando la persuasión tenga
distintos móviles.

2.4 Usos en diferentes materias 9


En el uso cotidiano un discurso es un mensaje: el acto verbal y oral de dirigirse
a un público. Su principal función ha sido desde sus orígenes comunicar o
exponer pero con el objetivo principal de persuadir.
También podemos decir que un discurso es un acto de habla, y por tanto
consta de los elementos de todo acto de habla: en primer lugar, un acto

9
locutivo o locucionario, es decir, el acto de decir un dicho (texto) con sentido y
referencia; en segundo lugar, un acto ilocutivo o ilocucionario, o el conjunto de
actos convencionalmente asociados al acto ilocutivo; finalmente, un acto
perlocutivo o perlocucionario, o sea, los efectos en pensamientos, creencias,
sentimientos o acciones del interlocutor (oyente).
El discurso es el razonamiento extenso dirigido por una persona a otra u otras,
es la exposición oral de alguna extensión hecha generalmente con el fin de
persuadir, y que ella como dijimos se encuentra conformada por tres aspectos
que son: Tema o contenido del discurso, Orador y Auditorio.
En primer lugar, tenemos el contenido del discurso, el cual debe ser tejido en el
telar de las experiencias, debe estar copado de detalles, ilustraciones,
personificaciones, dramatismo y ejemplos en algunos casos; y todos estos
expresados con términos familiares y concisos los cuales den la comprensión y
el entendimiento adecuado; en donde lo que se quiere decir sea entendido por
todos.
• En lingüística y en las ciencias sociales y cognitivas el discurso es una
forma de lenguaje escrito (texto) o hablado (conversación en su contexto
social, político o cultural).
• En la antropología y la etnografía se habla también de evento de
comunicación.
• En la filosofía, por ejemplo con Foucault, un discurso es más bien un
sistema de discursos, un sistema social de pensamiento o de ideas
El Análisis del discurso es una 'trans-disciplina' que se desarrolló en los años
1960s en la antropología, la lingüística, la sociología, la filosofía, y la psicología,
y después también en otras disciplinas, como la historia y el estudio de la
comunicación.
Dado la multiplicidad de los enfoques, el discurso se puede definir como una
estructura verbal, como un evento comunicativo cultural, una forma de
interacción, un sentido, una representación mental, un signo, etc. Tanto el
discurso hablado como el discurso escrito (texto) se considera hoy en día como
una forma de interacción contextualmente situada.
Como estructura verbal, un discurso es una secuencia coherente de oraciones.
La coherencia global se define por los temas o tópicos que se expresan por
ejemplo en los titulares o los resúmenes del discurso.

10
Como interacción (conversación, diálogo) el discurso es una secuencia
coherente de turnos y acciones de varios participantes, en que cada acto se
lleva a cabo en relación con el anterior, y prepara el siguiente.
Aparte de sus estructuras secuenciales, los discursos tienen muchas otras
estructuras en varios niveles, por ejemplo estructuras de la gramática
(fonología, sintaxis, semántica), el estilo, las estructuras de la retórica (como
metáforas, eufemismos), y las estructuras 'esquemáticas' que definen el
formato global del discurso, como la argumentación, la narración, o el formato
convencional de una noticia en la prensa.
De la perspectiva de la cognición, el discurso se describe como procesos y
representaciones mentales, en que los usuarios de la lengua aplican palabra
por palabra, oración por oración, estrategias de producción o de comprensión
antes de almacenar fragmentos del discurso en la memoria. Porque los
usuarios de la misma lengua y cultura comparten tantos conocimientos, el
discurso es fundamentalmente 'incompleto'
La aproximación etnográfica del discurso enfatiza la variación cultural de los
discursos: Conversaciones, discursos políticos, negociaciones, cuentos, y
muchos otros géneros tienen otras estructuras y estrategias en otras culturas.

2.5 Método Cellamare 10


Mike Cellamare, Autor de Audiolibros, Periodista y reconocido Instructor de
Oratoria Moderna, explica que cuando se habla acerca de la oratoria es
inevitable pensar en el miedo escénico, el nerviosismo, el complejo o temor de
hablar en público, conocido también como glossofobia. Muchas personas le
tienen pánico al solo hecho de pensar en hablar ante un público grande o
pequeño. Esta sensación es completamente normal en nosotros los seres
humanos. Como sabemos, la mayoría de la gente sufre un gran temor de
hablar en público, sin embargo, es necesario saber controlarlo para dar buenos
informes en el trabajo, participar activamente en la clase de un curso, o incluso
pronunciar unas palabras en el brindis de una boda, entre otras situaciones,
puede ser logrado sin mayores dificultades si sabemos las técnicas para
convertir ese miedo en un verdadero aliado. El secreto será ser paciente y
practicar todo lo posible. La regla más importante para hablar en público, es
saber muy bien de qué se está hablando. La técnica SCP significa Seguridad,

11
Convicción y Poder. Son los tres elementos más sobresalientes que aprecia el
público cuando realizas un discurso o presentación. La ventaja de comunicarte
con la técnica Seguridad, Convicción y Poder (SCP) es la herramienta más
importante para alcanzar todo lo que te propongas, por ejemplo; aumentar tu
cartera de clientes, multiplicar y profundizar tu red de ventas, aumentar tus
calificaciones en clase, defender una tesis con un estilo magistral, impactar y
cerrar cada vez más ventas en tus presentaciones empresariales, persuadir y
convencer a otros acerca de tu idea, etc. Los buenos comunicadores y
expertos en comunicación persuasiva son los más requeridos en el mercado
laboral y en todas las empresas. Los que saben comunicarse eficazmente son
quienes controlan mejor el miedo escénico. La palabra oratoria es un vocablo
que se origina del latín y significa el arte de hablar en público con elocuencia,
es un género literario que se concreta en distintas formas, como el discurso, la
disertación, la conferencia, el sermón, etc. La oratoria es el arte de hablar o
comunicarse oralmente con otras personas con el objetivo de informarles,
enseñarles, instruirles, convencerlas, entretenerlas, venderles algo o
persuadirlas a hacer algo en particular. Es bueno señalar que hay una gran
diferencia entre persuasión y manipulación, son dos cosas muy distintas.

2.6 CARACTERISTICAS DEL DISCURSO 12

Entretener. Busca en el auditorio una respuesta de agrado, diversión y


complacencia, con el propósito predominante de hacer olvidar la vida cotidiana
con sus pequeños sucesos y sus apremios basados en el humor.
Ofrece grandes ventajas, tanto al emisor como a los receptores, debido a la
narración y a la expresión cultural que se utilice.
Informar. Persigue la clara compresión de un asunto, tema o idea que resuelve
una incertidumbre. Su principal objetivo es de ayudar a los miembros del
auditorio para que estos pretendan ampliar su campo de conocimiento. Su
característica principal de este discurso es llevar a cabo la objetividad.
Convencer. Argumentar.
Sentimientos.
Persuadir. Manipular.
Emociones.

12
Convencer. Es influir sobre los oyentes acerca de verdades claras e
indiscutibles que de poder ser probadas y comprobadas.
Argumentar. Lo que constituye una operación lógica que emplea elementos
cognoscitivos y racionales; creando una actitud libre y reflexiva, con la ausencia
de elemento positivo.
Persuasión. Aspira una respuesta de adhesión o acción; en donde se define
como un medio de influenciar la conducta a través de llamamientos dirigidos
primariamente a emociones, constituye en la comunicación verbal un elemento
clave ya que es la característica que se vale de las tres anteriormente
mencionadas. Donde se manipula al individuo según sea su conveniencia.
Propósitos del discurso. Se considera a la respuesta precisa que el orador o el
emisor desea obtener del auditorio, que desea que se le cumplan sus
necesidades, por lo que el orador trata de obtener la comprensión de sus
receptores para que haga, comprenda y disfrute del mensaje que le ha
proporcionado el emisor.

2.7 ELEMENTOS PARA UN BUEN DISCURSO 13

Tiempo

• Narración ulterior: relato de hechos pasados


• Narración anterior: profecía o predicción
• Narración simultánea: reportaje

Persona

Narración heterodiegética: el narrador no es un personaje. Gramaticalmente


el relato está en 3ª persona.

Narración homodiegética: el narrador sí es un personaje de la historia, por lo


cual sus actos de habla son, en la ficción, tan serios como los de cualquier otro
personaje. Gramaticalmente, el relato está en 1ª persona.

13
Nivel

• Narración metadiegética

La elaboración del discurso, aún siendo determinante, constituye tan sólo una
primera etapa de la preparación del acto (y puede que no la más complicada).

Cuando se prepara un discurso hay que tener muy claro cuál es su objetivo,
qué es lo que se pretende conseguir (informar, motivar, divertir, advertir, etc.).

En primer lugar hay que definir el tema de la exposición. Esto puede venir ya
indicado por los organizadores del acto (aunque uno siempre podrá darle su
propia orientación) o puede que uno tenga libertad para elegirlo.

Definido el tema, hay que determinar la idea clave que se quiere transmitir y
sobre la que va a girar toda la argumentación

2.8 TIPOS DE DISCURSO, VENTAJAS Y DESVENTAJAS 14


Tipos de discurso. Leído, improvisado, memorizado, extempore.
Leído. Se redacta por escrito y el orador pronuncia directamente su mensaje.
En donde sus ventajas son: se pueden remarcar palabras clave, ya sea en
mayúsculas o en negritas, para darle énfasis.
El orador se concentra en su lectura.
No hay equivocación en lo que realmente se quiere decir.
Desventajas. El lenguaje es artificial.
El orador puede que tenga fallas de dicción.
Que pierda la atención de su público, por no dirigir la mirada a este.
Que si es tedioso el mensaje, se convierta en foco de desinterés y se haga más
denso.
Memorizado. Es aquella redacción que se queda en la mente del emisor.
Desventajas. Inflexión de la voz (poca variedad), fallo de la memoria, olvido de
una palabra y por esta se rompe la secuencia de las oraciones.
Podemos caer en la recitación. Alguna intervención conlleva a reacciones
inesperadas del emisor, al grado de perder el hilo del mensaje.
Discurso improvisado.La improvisación consiste en "realizar" algo que
hacemos todos los días sin darnos cuenta, es decir, explicar o exponer un

14
hecho, pensamiento o idea cualquiera que conozcamos y vestirlo con las
palabras de nuestro léxico habitual.
Ventajas. No tiene una estructura real (redacción, memorización). Se utiliza un
lenguaje muy cotidiano. Se valoriza los conocimientos que se tienen y se
transmiten.
Desventajas. Se puede caer en la redundancia. Exceso de muletillas y falta de
vocabulario, incoherencia, ilógica entre una oración y otra.
Discurso extempore. Se trata en realidad de un procedimiento combinado,
pues este tipo de discurso está situado entre el leído y el improvisado, sus
ventajas son:
• la estructura la realiza el orador con total libertad.
• Existe libertad de expresión en cuanto a la información que se vaya a
transmitir.
• Se utiliza un lenguaje cotidiano o bien, un argot, dependiendo del
conocimiento del orador.
• No hay necesidad de memorizar pero si de entender, comprender y
practicar el mensaje que se va a transmitir. Dentro del mensaje pueden
darse ejemplos de la vida cotidiana para reforzar el mensaje y ser aun
más entendible para los receptores.
Desventajas.
• Que el orador no canalice los nervios.
• Que no haya un estudio del tema.
• Que no haya relajación por parte del emisor
Preparación de un discurso.
• Mejorar la comunicación verbal.
• Selección del un tema.
• Acopio de información.
• Selección de materiales.
• Ordenamiento de materiales.
• Construcción del mensaje (guión).
• Conclusión.
• Habilidades de un comunicador.
• Conocimientos técnicos de un comunicador.

15
Mejorar la comunicación verbal:
1-. Saber escuchar eficazmente.
2-. Dar y recibir retroalimentación.
3-. Uso adecuado de la abstracción.
• Entretener.
• Informar.
• Saber escuchar eficazmente.
• Evaluar.
• Empatizar/crear confianza.
• Dar y recibir información.
• Fijarse en la disponibilidad del receptor.
• Describir, no interpretar.
• Dar retroalimentación inmediatamente.
• Dar retroalimentación en el momento, tiempo y lugar apropiado.
• Dar retroalimentación que aporte nuevas ideas.
• Dar retroalimentación sobre qué o qué se puede cambiar.
• No exigir el cambio.
• No exagerar.
• Fijarnos un motivo.
• Compartir experiencias, sentimientos e ideas.
Recibir retroalimentación.
• Expresar sobre que es lo que quiero de retroalimentación.
• Comprobar que has escuchado.
• Compartir tus reacciones con la retroalimentación.
Uso adecuado de la abstracción. Comunicación personal.
• Intrapersonal. Relación de temas.
• Interpersonal.
• Hechos / acontecimientos. Desarrollo del tema.
Declaraciones de hecho. Son aquellas que se llevan a cabo única y
exclusivamente por la observación, en donde el receptor puede hacer
comentarios volviéndose emisor de lo que se ha observado, sus aportaciones
pueden ser falsas o verdaderas, se limita a lo que se ha observado, se sujeta a
los estándares de verificación y puede hacer referencias al pasado o presente.

16
Declaraciones de inferencia. El individuo (emisor, receptor) puede hacer
comentarios de lo que no se ha observado, se involucra en varios niveles de
probabilidad del hecho pasado y no se sujeta a los estándares de verificación,
pueden hablar en presente, pasado y futuro.
Elección de un tema (para realizar un discurso). Impuesto, libre, uso
adecuado de la abstracción. Delimitación del tema. Enfoque del tema.
El contenido del mensaje que se ha de comunicar a través de un discurso
puede ser impuesto o elegido por el orador. De las dos maneras es necesario
delimitar un tema utilizando la abstracción, la que por medio de ella nos dará
optativamente el enfoque que se quiera expresar, de esta manera el mensaje
se transmite según lo que el emisor quiere decir, lo que piensa, lo que siente y
lo que dice; otorgando de esta manera seguridad psicológica o intelectual al
orador.
Acopio de información. Es la búsqueda de todos los datos referentes al tema,
los cuales se compilan mediante las siguientes herramientas: bibliografía,
teoría de autores especializados, comentarios o testimonios de gente que haya
estudiado dicho tema o bien que tenga una declaración de hecho: revistas,
vídeo, uso del Internet, etc.
Selección de material. La información obtenida se debe limitar según el
criterio del orador. Puede seleccionar una vez que se tenga la información
requerida el apoyo didáctico por el cual quiera este desarrollar su tema,
apoyándose en las siguientes herramientas de trabajo: pizarrón, proyector de
acetatos, diapositivas, rotafolio, vídeo, reportajes, documentales, cápsulas
informativas, programas de la computadora, etc.
Ordenamiento de materiales. El orador tiene la libertad de estructurar como
va ir desenvolviendo el tema, en donde debe ser preciso el uso de las
herramientas de apoyo, etc. y pone en riguroso criterio la capacidad intelectual
que tenga este ante un público receptivo.

17
2.9 La construcción del guión. Exactitud, originalidad, claridad, concisión.
Vicios de redacción. Cacofonía, barbarismo, solecismo, pleonasmo,
anfibología.
Sintaxis figurada: silepsis, elipsis, traslación, hipérbaton.
• Concisión. Es una declaración larga y compleja del tema a redactar, en
donde la idea reside en las acciones principales que el orador realiza y
manifiesta el propósito de que el receptor o los receptores puedan crear
preguntas en su mente, elaborar un pensamiento desde la perspectiva
de estos, en donde al finalizar el discurso, los oyentes puedan intervenir
en el discurso extempore.
• Exactitud. Es aquella donde debemos preocuparnos en cada una de las
palabras que expresamos, en los puntos principales que acciona el
emisor y estos a su vez, produzcan una impresión entre los receptores,
en la redacción se debe evitar palabras innecesarias, procurar mantener
una voz activa que entremezcle afirmaciones y preguntas.
• Claridad. Es la exposición de puntos a base de palabras y frases que
llamen la atención por su vivacidad y el de procurar que las palabras
manifiesten una función clave en la conclusión o término de un discurso.
• Originalidad. La expresión de cada individuo, de manera que
desenvuelve un tema de su preferencia o impuesto; el cual integra la
información que crea conveniente y de alguna manera, esto nos dirá que
profesionalismo y compromiso a la hora de desarrollarlo.

2.10 PREPARACIÓN DE UN DISCURSO 18

La preparación de un discurso ha de ir precedida siempre por unos puntos que


debe plantearse el emisor:

o Hemos de saber hasta que punto llega nuestra capacidad de


comunicación y asertividad.

o Si somos capaces de “escuchar con la vista al público” y leer las


miradas para interpretar sus pensamientos (si se aburren o
distraen…)

18
o Cómo de grande es nuestra habilidad para usar y recibir
retroalimentación

Una vez analizados los puntos anteriores, procederemos a crear nuestro


discurso. Para ello hemos de seguir los siguientes pasos:

• Selección de un tema. Hemos de escoger un tema a tratar y definir en


que variante nos queremos centrar.
• Acopio de información. Utilizaremos todos los medios posibles para
conseguir todo tipo de información relacionada con el tema.
• Selección de materiales. Después de una extensa, pero minuciosa
búsqueda de información, seleccionaremos aquello que nos resulte de
más interés, evitando rellenos y banalidades que no pueden venir al
caso.
• Elección de material de apoyo. Siempre es importante, puesto que
está demostrado que un material de apoyo como puede ser aparatos
reproductores de presentaciones, diapositivas, hojas anexas, ejemplos,
videos, etc., aumenta el interés del espectador en un 30 %. Y queda
retenido en su memoria un 20 % más de tiempo que lo habitual.
• Construcción del mensaje. Hemos de construir el mensaje, crear un
índice y seguirlo paso por paso.
• Conclusión. Hemos de crear una conclusión que impacte y sea
extremadamente receptiva por parte del oyente.

2.11 CONSTRUCCION DEL GUION

La construcción del guión es a lo que nos referimos cuando marcamos el guión


que tenemos que leer o expresar delante del público. Es la parte que los
espectadores solamente ven, ya que nuestra preparación para llegar a este
punto, a pesar de ser extensa, queda reflejada sólo por lo que vayamos a
explicar.

Es por ello, y dada la importancia de este punto, que tenemos que fijarnos
cuatro características, desde el principio hasta el final del guión. Ellas son:

19
• Concisión y exactitud. Hemos de convertir nuestro tema aunque sea
complejo y largo en una declaración cortas, sencilla de entendimiento,
en donde la idea reside en las acciones principales que el orador realiza
y manifiesta el propósito de que el receptor/ores puedan crear preguntas
en su mente, elaborar un pensamiento desde la perspectiva de éstos, en
donde al finalizar el discurso, los oyentes se queden con algo que
analizar y acaben en un resultado positivo.

En la redacción se debe evitar palabras innecesarias como ya hemos


comentado, procurar mantener una voz activa, y entremezclar afirmaciones y
preguntas.

• Claridad. Hemos de procurar que nuestras palabras manifiesten una


función clave en la conclusión o término de nuestro discurso. Éstas, por
supuesto han de llamar la atención tanto por su vivacidad como por su
entonación.

• Originalidad. La expresión de cada individuo es diferente y por ello


mismo ha de evitar caer en un estilo corriente y visto. La información que
integras en tu discurso dirá a los demás el profesionalismo y
compromiso a la hora de desarrollarlo.

2.12 LA RETROALIMENTACION

Como ya sabemos, la retroalimentación es aquel sistema capaz de dar y recibir


información.

Es muy importante que durante todo el discurso seamos capaces de crear un


ambiente interactivo, y que no se trate solo de un canal de transmisión en un
solo sentido. El uso de hacer preguntas en el aire, aunque sean contestadas
por ti mismo, ya crea en el espectador un halo de interactividad, aunque se
manera indirecta. En definitiva, tenemos que hacer creer al espectador que su
presencia es realmente importante, y que el forma una parte importante del
discurso.

20
Comunicación no verbal.

Es aquella que se expresa con la mirada, los gestos, el movimiento. No sólo las
palabras componen un discurso. El 55 % de este tipo de comunicación está
compuesto por la comunicación no verbal y un 87 % llega de forma visual al
cerebro del oyente. Dado que son unos niveles de porcentaje muy elevado,
hemos de procurar hacer movimientos que sean rítmicos a nuestra explicación
y que faciliten al oyente con la vista parte de lo que queremos decir.

Uso de coletillas y conectores.

En este punto nos referimos a la concordancia de nuestras frases y al enlace


de unas con otras. Se han de evitar cortes al máximo para no dar a entender
que estamos tratando de puntos distintos, sino de que todo es el mismo tema
relacionado. El uso de conectores, y coletillas (por tanto, también, de esta
manera, así, por ejemplo, siguiendo con el siguiente punto…) nos pueden
ayudar en gran medida a que esto se cumpla.

2.13 EL BUEN ORADOR DARA UN EXCELENTE DISCURSO

El orador en sí mismo
Frente al auditorio el expositor debe buscar una ubicación intermedia: ni
pegado a la pared ni pegado al auditorio de la primera fila. Es preferible
ubicarse en el centro del espacio que hay entre las primeras carpetas y la
pizarra, por así decirlo. La postura debe ser natural, en equilibrio, no
recostándose en una i otra pierna, no rígida pero tampoco movediza, agitada.
Las manos libres, fuera de los bolsillos, evitando cogérselas nerviosamente.
En cuanto al desplazamiento, quien expone no debe permanecer estático como
tampoco "correr" de un lado a otro, sino que iniciando su disertación deberá
desplazarse a la derecha o a la izquierda, o hacia atrás cuando va a utilizar la
pizarra, siempre regresando al lugar de inicio de la exposición.
Debe tenerse en cuenta también que la ubicación que se tenga y el
desplazamiento mal ejecutados distraen al auditorio.

21
Ubicación y desplazamiento
La voz es un recurso sonoro y audible por el que las palabras del expositor
llegan al oyente. Es la palabra el vehículo que lleva el mensaje del emisor y del
receptor y es tal su fuerza que levanta el edificio de la ciencia, derribando las
murallas de la ignorancia.
Tanto los primeros como los últimos del aula deben escuchar

Volumen adecuado
La voz debe ser modulada en término medio, entre el tono ronco y chillón.

Pereza de tono
Es la pronunciación y velocidad que permite decir correctamente las palabras.
Claridad

Flexibilidad
Es la capacidad que tiene el expositor para variar el volumen, tono, velocidad,
entonación, y pausas evitando así la monotonía.
Cualidades de la voz
Ejercicios de la Voz

La voz
Para hablar bien en público es necesario abrir la boca. Y para hacer esto ha de
relajarse la mandíbula inferior. Son muchas las personas que tienen la
mandíbula inferior en tensión.
El ejercicio para acostumbrarse a relajarla es muy sencillo, pero sí exige mucha
práctica, y por bastante tiempo.
Este ejercicio consiste sencillamente en inspirar profundamente, y con la
garganta relajada, decir "a" con la mandíbula caída.
Relajamiento de la mandíbula
Son muchas las personas que tienen los dos labios, cualquiera de los dos o
aún una parte del labio bajo tensión.

22
CONCLUSIONES
PRIMERA

Los que solo tienen la meta de convencer suelen hablarle al auditorio, es decir,
dirigirse a sus oyentes con una explicación o sermón procurando que
concuerden con lo que se dijo (que respondan mentalmente con un "sí"
rotundo); pero aquellos que tienen la meta de persuadir suelen ir más allá y
conversan con el auditorio, dialogan con sus oyentes directa o retóricamente
con la finalidad de que se sientan movidos a hacer algo al respecto. En otras
palabras, los que discursan le hablan al público y hacen muy pocas pausas de
reflexión. Son metralletas de argumentos, pruebas y testimonios. Pero los que
conferencian usan un tono más bien pausado y conversacional y suelen hacer
silencios de reflexión para que las ideas bajen al corazón y muevan a acción.

SEGUNDA

El discursante le habla al auditorio para razonar con él; pero el conferenciante


conversa con él para moverlo a actuar. El discursante convence; el
conferenciante persuade. Dependiendo de la forma que adopte su explicación,
el auditorio permanecerá pasivo, pensando en lo que se dijo, o se sentirá
movido a actuar, a hacer algo al respecto. Y viceversa, por el efecto en el
auditorio se puede calificar una presentación como discurso o conferencia. Si
los oyentes solo se han sentido motivados a reflexionar, ha sido un discurso, un
razonamiento; pero si se han sentido movidos a hacer algo al respecto, ha sido
una conferencia, una motivación (aunque no haya habido un diálogo audible).

Por eso, discursas cuando te diriges al público valiéndote de razonamientos,


para reflexionar y analizar los antecedentes, principios, indicios y señales de
los diferentes temas de tu interés con la finalidad de discernirlos. Reflexionas
para tus adentros, es decir, en tu mente, aplicando la inteligencia para entender
el asunto de una manera que puedas, de ser necesario, explicarlo hábilmente a
los demás. Pero conferencias cuando das lugar a una comunicación de doble
vía y motivas al público a hacer algo.

23
Sí, el discurso es una tarea que realizas en el interior de tu mente, una línea de
razonamiento que, si deseas, puedes presentar ante un auditorio, en cuyo caso
se denomina discurso público.
TERCERA
. Es el punto estratégico de un discurso, pues lo que se diga al final, las últimas
palabras que se expresen quedan sonando en la memoria del auditorio por un
largo tiempo, ya sea de manera acertada o de reflexión. Por lo que es
recomendable que contenga los siguientes aspectos:
• El recuerdo breve de las diversas etapas recorridas.
• Formular el punto de vista del orador y valorar los méritos que este dé
ante una solución.
• Si la naturaleza del tema requiere concluir con un reto o consejo es
válido.
• Usar como broche final una frase vigorosa, una fórmula valiente, una cita
elocuente, una pregunta en donde tu auditorio piense en la solución,
reflexione o analice lo que se le está pidiendo o bien hacer una
exhortación.

24
SUGERENCIAS

• Si no informas debidamente, no te entenderán; si no impactas, no


recordarán lo que dijiste; si no conmueves, no los persuadirás; y si no
entretienes, se aburrirán y no te prestarán atención.
• Un orador pudiera presentar información valiosa, pero hacerlo de
manera poco entendible; pudiera mencionar algunos ejemplos o
ilustraciones bien pensados, pero enredarse y hacerlo de manera
confusa; pudiera decir cosas que tienen en cuenta los sentimientos del
auditorio, pero hacerlo de manera que no parezca que realmente sus
oyentes le importan; o pudiera hacer participar al auditorio y aun así
aburrirlo por hacerlo de manera aburrida y monótona, o desconsiderada
y frívola. El resultado no es que solo no le prestan atención, sino que le
pierden el respeto. Su oratoria no tiene fuerza para invitar a la reflexión
ni para impulsar los cambios.

• ¿Cuál es la palabra clave en el párrafo anterior? La manera de hacerlo.


Uno pudiera estudiar y aprender una larga lista de principios de oratoria,
y aún así fracasar en su intento de llegar al corazón de sus oyentes.
Porque aunque LO QUE se dice es muy importante, la MANERA de
decirlo contiene el secreto del éxito.

• Una voz apagada, monótona y carente de entusiasmo, y unos gestos y


ademanes débiles que no pintan cuadros en el aire, difícilmente pueden
estimular a un auditorio, porque el oyente lo interpreta como desinterés,
lo cual despierta una empatía negativa (si a él no le interesa, a mí
tampoco, mejor me voy a dar una vuelta y regreso cuando hable otro
orador, o mejor, la próxima vez no regreso). Si una reunión siempre
comienza de manera poco agradable, aumentan las probabilidades de
que todos lleguen tarde, cuando los temas tienden a ser menos
monótonos. Pero si promete ser muy interesante, será probable que
todos lleguen puntualmente.

• Cuando los discursantes tienden a ser aburridos, los oyentes tienden a


sentarse en la parte posterior de la sala para sentirse libres de poder

25
fugarse tan pronto como consiguen una buena excusa (tengo sed, me
dio tos, me duele la columna, no puedo estar sentado mucho tiempo,
olvidé algo en casa, ya regreso, etc.). Pero cuando tienden a ser
entusiastas, todos madrugan y hasta se pelean por ocupar las filas
delanteras.

Por eso, no creas que es suficiente con hablar bien o no tener temor de
hablar en público. El secreto del éxito en oratoria está en la manera de
hacerlo. Por eso en este site no descuidamos ninguno de los cuatro
aspectos arriba indicados. Esperamos que de hoy en adelante resuenen
en tu mente y corazón como una sirena de barco que te advierta que
algo muy importante está por sucederte: Aprender a hablar en público de
manera que todos disfruten de la experiencia.

Para dar un buen discurso hay que tener presente lo siguiente

1. Tener algo interesante para decir.


2. No intentes vender algo.
3. Entretener a la audiencia.
4. Conocer quién es la audiencia.
5. Vestir por encima de la audiencia.
6. No denigrar a tu competencia, aunque se lo merezcan.
7. Contar cuentos.
8. Circular anteriormente con tu audiencia.
9. Presentar hacia el principio del evento.
10. Pide una sala pequeña.
11. Practicar mucho

26
BIBLIOGRAFIA

• Seminario 17, Jacques Lacan. Ediciones Paidós.


• Biblioteca de Consulta Microsoft® Encarta ® 2004. © 1993-2003
Microsoft Corporation. Reservados todos los derechos.
• http://www.monografias.com/trabajos7/orat/orat2.shtml
• http://www.monografias.com/trabajos13/discurso/discurso.shtml
• Enciclopedia GER . tomo XX
• Enciclopedia GER. Tomo XVII
• Como aprender a hablar bien y sin miedo. Folleto de la Universidad
Mayor de San Marcos.
• Cómo aprender a hablar en público. Ander – Egg, Ezequiel.
• Oratoria. Krell H. y A. ILVE,. Lima – Perú.

27
ANEXOS

28
ESQUEMA DE UN DISCURSO

29
Vencer el miedo

30
31