Está en la página 1de 5

“El consumidor, su modus vivendi y los medios publicitarios a través de

tiempo.”
En el presente ensayo analizaremos al consumidor desde un enfoque de
exposición mercadológica, su consumo de mercadotecnia según sus costumbres
de vida tomando en cuenta como indicadores principales la época temporal, la fecha
cronológica, y como el entorno del consumidor cambia a través de los años pidiendo
una adaptación por parte de los medios publicitarios según los hábitos de consumo,
todo lo anterior basado en la efectividad de la publicidad según su nivel de
exposición al consumidor y a su vez con base en la inversión llevada a cabo entre
mil novecientos noventa y ocho y dos mil cuatro en un estudio elaborado con un
muestreo de los principales medios masivos de comunicación en Perú.

De Igual forma expondré mi punto de vista con respecto a la adaptación de los


medios publicitarios según las costumbres de vida y el entorno general del
consumidor tomando en cuenta todos los puntos anteriormente mencionados.

El lector por su parte, es invitado cordialmente a analizar la información


proporcionada con la finalidad de comprender mi punto de vista

Hablando de nuestra sociedad, con hábitos de consumo tanto de producto como de


la mercadotecnia publicitaria a la que estamos expuestos día a día, podemos
establecer como punto de referencia base la primera revolución industrial (mil
setecientos sesenta – mil ochocientos cuarenta) que es un punto enigmático en la
producción a gran escala.

La mercadotecnia ha pasado por varias etapas de maduración según la época y


principalmente el entorno económico y tecnológico (Referente a medios de
comunicación).

Empezando en la primera revolución industrial, durante esta época en la cual el


radio apenas estaba por ser inventado, la imprenta así como el cambaceo / voceros
fueron dos medios de difusión que predominaban desde las plazas comerciales
hasta los callejones con periódicos, revistas y posters. Todas las técnicas anteriores
de difusión adecuadas y efectivas para la época. Ya que no existía el teléfono, la
radio, la televisión, las costumbres sociales obligaban al consumidor a interactuar
más físicamente, a salir de su casa y a interactuar más con estos medios de difusión
masivos presentes principalmente en las calles. Dichos medios de la época no
consideraban tanto como hoy en día las necesidades y problemas del consumidor.

Podemos brincar al siguiente suceso importante en los medios de difusión masivos;


mil novecientos veintidós, nace la radio y comienza la publicidad radiofónica, los
medios publicitarios se adecuan al nuevo modus vivendi que incluye la radio y

1
excluye un poco a los medios impresos. Para mil novecientos treinta y tres más de
la mitad de la población mundial ya contaba con radio, el medio de entretenimiento
más importante de la época.

Ya gozaba de radio, siendo la clientela real de las estaciones los espacios


publicitarios vendidos.

Posteriormente en mil novecientos cuarenta y uno, tuvo lugar el primer spot


publicitario televisivo que llegó a más de cuatro mil televisores en todo estados
unidos, un nuevo mercado y record publicitario para la época. Fue tan importante,
que en mil novecientos cincuenta y cuatro los ingresos reportados en Estados
Unidos por spots televisivos superaron los ingresos publicitarios del radio y medios
impresos en general, es decir, la inversión en medios diferentes a publicidad
televisiva comenzó su decrecimiento gradual hasta la actualidad.

Los hábitos cambiaron, desde la primera revolución industrial, al radio, del radio la
televisión, la sociedad pasa cada vez más a costumbres sedentarias y junto con ello
los medios de comunicación publicitaria a los que el consumidor es expuesto en su
vida diaria.

Mil novecientos setenta y tres a mil novecientos noventa y cuatro; emergió la era
digital (también conocida como la tercera revolución industrial) con la primer llamada
el tres de abril de mil novecientos setenta y tres , ocho años después IBM lanzo al
mercado su primer computadora personal de escritorio y tan solo tres años después
en mil novecientos ochenta y cuatro APPLE lanzó al mercado el nuevo Macintosh
(una versión de computadora personal de escritorio) en un spot televisivo durante
el super bowl llegando según las cifras oficiales al cuarenta y seis punto cuatro por
ciento de la población total de Estados Unidos a la época.

Sí la revolución industrial fue un gran paso para la mercadotecnia en los medios de


difusión masivos, la era digital fueron diez pasos agigantados impulsado muchos
avances en un lapso corto de tiempo que veremos a continuación. Vayamos a la
raíz, evidentemente los avances tecnológicos no tuvieron un motivo en específico,
pero si representa “diez pasos agigantados” porque permite el contacto masivo con
el consumidor gracias a los nuevos hábitos poblacionales de consumo adquiridos
por la nueva tecnología disponible. Y la respuesta a esto es fácil para el marketing
publicitario; adecuarse o perecer, y perecer no es una opción en el mundo capitalista
en el que vivimos…esto es algo que los medios publicitarios comprenden muy bien.

Terminemos los datos cronológicos con la burbuja punto com entre mil novecientos
noventa y cinco y dos mil dos, los motores de búsqueda en línea, las redes sociales,
y los teléfonos inteligentes. Todo lo anterior sucedió en un lapso de quince a veinte
años, es muy poco tiempo para todos los avances presentados por la tecnología, el
nuevo entorno del consumidor se mueve muy rápido, y el consumidor y sus

2
costumbres junto con ello, ambos impulsando las estrategias del marketing hasta el
“inbound” que es una estrategia diseñada para atraer al consumidor por medio del
ofrecimiento de productos o servicios de su interés según sus necesidades y
consultas en su papel de consumidores.

Ahora enfoquémonos en los números, nuestra fuente bibliográfica de investigación


nos provee la siguiente tabla para analizar el comportamiento de la inversión en
millones de dólares en los medios de difusión masiva publicitaria principales;

En la tabla podemos apreciar que está comprendida de 1995 a 2004 tomando en


cuenta que la tercera revolución industrial (era digital) comienza en el 2000 y la
cuarta revolución industrial (La era de la inteligencia digital) es al día de hoy
podemos notar que está comprendida por dos ciclos distintos dentro de la
diferenciación establecida por el humano. Más con un análisis a fondo de los datos
descubriremos que la diferencia entre épocas es mínima, siendo esta únicamente
la aplicación de la autonomía a máquinas para la elaboración de actividades que
regularmente requerirían análisis profundo humano que una simple maquina no
puede llevar a cabo. Y aquí entra el dilema de nuestro ensayo ¿cómo impacta esto
en el tema que nos acontece? Las últimas dos revoluciones industriales marcaron
un parte aguas en cuanto a la rapidez con la que se lleva a cabo desarrollo
tecnológico (más la segunda que la primera), mismo desarrollo al que toda la
sociedad mundial económicamente estable puede tener acceso, tomando en cuenta
que hoy en día aproximadamente el 50% de la población tiene acceso a internet por
medio de cualquier dispositivo esto implica que nuestras costumbres de consumo
principales cambiaron, cambiaron secuencialmente de revistas y vía publica a

3
radios, de radios a tv y cable, de tv y cable a internet (este último cambio no se
desarrolla en el presente ensayo). Por lo tanto los últimos cambios de costumbres
de consumo mencionados forzaron a la mercadotecnia publicitaria a ajustar sus
presupuestos en cuanto a medios de difusión masiva se refiere.

Podemos notar en la tabla los siguientes datos que son los más relevantes;

 La tv y las revistas tuvieron una reducción en el presupuesto de inversión.


Esto se debe a que el consumidor ha reducido el consumo de revistas y tv
libre para consumir cable por pago (razón que explica el aumento de
inversión en el cable) y otros medios visuales como redes sociales, y
plataformas de pago disponibles en todos los dispositivos.

 El diario (periódico) no tuvo una variación considerable ya que al ser un


medio de noticias e información el consumidor y sus necesidades información
relevante están obligados a consumirlo en la misma medida sin aumentos o
decrecimientos.

 El radio por otro lado, tuvo un decrecimiento que en los últimos años que la
tabla toma en consideración aumentó a principios de la cuarta revolución
industrial aun que realmente no es una variación considerable tomando en
cuenta las cantidades invertidas en otros medios como tv y diarios.

 Finalmente la vía pública muestra un aumento muy considerable denotando


el incremento de la efectividad de la publicidad en la vía pública
implementando la tecnología actual. Siendo la nueva publicidad en vía
pública anuncios en pantallas (fotos o videos), espectaculares etc.

Para concluir el presente ensayo; es sumamente importante que el lector


permanezca con las siguientes ideas para haber entendido el punto primordial del
escritor.

1. El consumidor es el principal receptor de la exposición de mercadotecnia


publicitaria con el fin de obtener un intercambio de valores producto – dinero.

2. El consumo de la mercadotecnia publicitaria por parte del consumidor varía


dependiendo de las costumbres de vida y a su vez, como estas costumbres
de vida son una variable dependiente del entorno tecnológico que rodea al
consumidor tomando en cuenta la época y revolución industrial (época
temporal) a tomar en cuenta.

4
3. La efectividad de la publicidad y el medio de difusión a usar depende de los
hábitos de consumo del cliente, a su vez estos medios a usar dependen de
los hábitos del consumidor.

Como último el lector debe entender la sinergia de los 3 puntos a considerar de la


siguiente forma;

El lector tome en consideración el desarrollo de las revoluciones industriales de la


mercadotecnia publicitaria mencionadas así como las características de cada una
para poder llegar al entendiendo que su adaptación tanto presupuestaria como el
medio publicitario que se usa para llegar al consumidor únicamente depende de dos
constantes; los hábitos del consumo del cliente y como estos hábitos se relacionan
con el desarrollo tecnológico/económico que lo rodea.

Bibliografía
Salvador Carrillo. (2005). Estrategias para cazar al consumidor del nuevo siglo. En
Contratexto No.°13 (149-153)