Está en la página 1de 9

Carta Natal de Alejandra

La carta natal es un mapa único y personal en el que se reflejan las estrellas que
adornaban el firmamento cuando nacimos. Marcarán la manera en la que los planetas se
manifiestan, a través de nuestros signos, en nuestra personalidad, qué aspectos cambiar, y
nos darán “el mapa del tesoro” para descubrir nuestra “Gran Obra”.

Signo Solar: Tauro


Signo Lunar: Libra
Ascendente: Sagitario
Planeta regente: Jupiter
Elementos (de mayor intensidad a menor): Fuego, Tierra, Aire y Agua
Modalidades: Equilibrio entre signos cardinales y fijos, tres signos mutables.
Polaridades: Positivo sobre negativo.
Observaciones: Tauro y Escorpio interceptado. Gran Cuadratura y Gran Trígono.

A rasgos generales podemos observar una persona sensata que necesita la seguridad
de “estar caminando sobre tierra”. Este tipo de necesidad de seguridad la lleva a que tarde
en tomar decisiones. Necesita sublimar a través de la creatividad. Considera a los demás
pero a la vez le cuesta ponerse sobre ellos. Prioriza ser amable y quedar bien a expresar lo
que le causa dolor. Tiene principios morales muy fuertes, los cuales la hacen ser a veces poco
flexible, y es capaz de quedarse en situaciones dolorosas por miedo al cambio, también
desconoce el valor subjetivo de los objetos y de las personas, acumulando cosas sin valor, o
deshaciéndose de cosas con valor. Este tipo de actitudes le hace muy difícil vivir sus
relaciones y conocerse a ella misma a través de la interacción social. En este punto entra en
roce con su Luna en Libra, la cual exige que las emociones se transmitan y se compartan.
Queda periférica en los grupos, por voluntad propia.
Lo primero que vemos de ella es que es una persona que busca lograr sus metas y su
independencia, amante del derroche y los viajes. Su trabajo idea será uno que la obligue a
explotar su creatividad, pero para que se sienta plena necesita reconocimiento constante.
Debe aprender a trabajar en grupo, ya que tiene la oportunidad de aprender de las demás
personas.
Es curiosa, inquieta, e inteligente. Enfrenta el mundo siempre dispuesta a
sorprenderse, aunque debido a sus energías interceptadas, tiende a esperar que el mundo
la sorprenda para mal. Es impulsiva, y las reacciones impulsivas le terminan generando estrés
y desequilibrio. Este desequilibrio desemboca en un cansancio general. La paciencia es una
cualidad a desarrollar.
El Sol
Representa la chispa divina y a la vez la representación de esta chispa en Tierra. Son los
trazos bocetos que trazan tu personalidad. El Sol no es el signo con el que nos presentamos al
mundo, es nuestro interior, nuestro mapa. Lo que debemos llegar a ser. Es nuestra misión en
esta vida.

Signo Solar: Tauro


Triplicidad: Tierra
Cuatruplicidad: Fija
Planeta regente: Venus

Tauro materializa la energía que envía Aries desde su primera casa. Es pragmática y va
siempre al punto para resolverlo. En el caso de Alejandra, Tauro se encuentra interceptado, y
encuentra difícil responder a las preguntas que este signo se hace para buscar el sentido a su vida.
Tauro interceptado me habla de una inhabilidad para romper con los dogmas o valores que
han calado en ella en el pasado, “más vale mal conocido que bueno por conocer”. No logra
encontrar la manera de romper con experiencias dolorosas que la han marcado, y suele ser
prejuiciosa. Estanca la energía en “cómo piensa que son las cosas”, en lugar de pensar en “cómo
podrían ser”, y sostiene sus prejuicios con terquedad y tenacidad digna de una Taurina.
Es una gran trabajadora, pero los aspectos interceptados muchas veces la llevan a un
agotamiento mental, de este modo no puede desenvolverse con naturaleza, ni en su máximo
potencial.
Para elevarse en su plenitud, debe deshacerse de las cadenas impuestas en ella, en el
pasado, y revivir su vida de manera opuesta.

Tauro en la Casa VI, la casa de lo cotidiano, las rutinas, y la salud

La sexta casa nos habla de cómo se incorpora el trabajo en nuestra vida, el modo de cómo
uno se relaciona con lo cotidiano. Son los límites de tu cuerpo y alma.
Para una Taurina, el trabajo se lleva a cabo dentro de normas establecidas, entregado de
tiempo y forma Es responsable y proactiva, aunque no suele expresar toda su creatividad, salvo
que esté en posiciones elevadas.
Al estar Tauro interceptado, puede hablarnos de una conducta obsesiva con el trabajo, o
por el contrario, actuar completamente desinteresada. Esto puede llevar nuevamente a situaciones
de ansiedad y estrés laboral, comúnmente expresada por dolores cervicales, o de garganta.
Tal vez mantenga trabajos por el miedo a desprenderse de lo que ya está ahí, y no se
atreverá a correr riesgos innecesarios si ya tiene algo asegurado. Esto la hace perder el control
cuando ve que nada es seguro.

El Sol y sus aspectos

Los aspectos en el Zodíaco es cómo las energías planetarias interactúan entre sí,
llevando a cabo una danza de la que nosotros terminamos siendo víctimas o beneficiarios.
Los aspectos pueden ser armónicos o inarmónicos. Acá es el momento en el que la carta
astral se vuelve personal.
En cuanto a la carta de Alejandra, podemos ver un Sol bien aspectado con un sextil
en Marte, y trígono en Urano y Neptuno. Estos aspectos en conjunto me hablan de que es
una persona imaginativa, sensible, creativa y suele ir con la corriente. Posee mucha energía
para llevar los proyectos que se propone a cabo, pero a la vez necesita que se le dé espacio
individual para poner sus pensamientos en el orden que Tauro le exige. Es rápida para
encontrar soluciones a los problemas, y para encontrar la mejor manera de salir de una
situación, siempre y cuando ponga sobre la mesa su problema de no poder soltar. Por otro
lado, el Sol muestra aspectos disonantes con Júpiter, Saturno y su Mediocielo. Me hablan de
una persona cuya energía muchas veces se encuentra disipada o nula, siempre queriendo
más, y nunca obteniéndolo, debido a una carencia personal. Posiblemente tenga la figura
paterna en alta estima, y busque relacionarse con personas masculinas que le marquen un
camino a seguir y la ordenen. Este tipo de crianza la convirtió en una persona muy rígida, y
que a veces puede obsesionarse con cosas, por ejemplo, su trabajo, como me indica el
Mediocielo. Necesita todo el tiempo reconocimiento para sentir que vale algo, lo cual no
logra conseguir porque suele rodearse de gente que es bastante negativa, y que suele tirar
para abajo.

La Luna

La luna representa el lado emocional y soñador de la persona. Determina nuestra relación


con lo maternal, y la manera en la que pedimos ser amadas, y de qué manera expresamos
ese amor. Es la luminaria de lo oculto, de lo que no dejamos ver.
Luna en Libra, en la casa XI

La casa XI nos habla de las relaciones interpersonales, los amigos, y compañeros.


La Luna en Libra en la Onceava muestra que la persona necesita de los demás para
sentirse realizada como persona, necesita rodearse de personas que compartan los mismos
intereses creativos que ella y que puedan ayudarla a crear nuevos espacios para ella.
Alejandra muestra una actitud altamente social, dotada de capacidad para entender a las
personas, mediar entre ellas. Logra identificarse rápidamente con las personas que la
rodean. El exceso de soledad puede causarle tristeza o ansiedad.

Aspectos Lunares

La Luna está aspectada positivamente con Mercurio, Venus, el Mediocielo y Saturno.


Alejandra es una persona carismática y capaz de interactuar con los demás y lograr buenos
resultados, ya que tiene alta capacidad de negociación. Necesita expresar más su punto de vista en
cuanto a lo laboral se trata, y menos esperar la aprobación de los demás para llevarlo a cabo. Tiene
buena memora, es locuaz, y es realista. La gente se siente atraída a ella ya que es una persona muy
cálida y dispuesta a ayudar. Mantiene mejores relaciones con mujeres que con varones, ya que le
proveen más seguridad que los varones. Tiene sentimientos ordenados, y domados, a veces
reprimidos, y demasiado prudentes, pero es responsable sobre ellos. Está más cómoda teniendo
pocos amigos.
Por otro lado, se encuentra en aspecto negativo con Marte, Urano y Neptuno. El discurso
de Alejandra a veces puede tornarse demasiado agresivo, o nulo. No se siente cómoda defendiendo
sus ideas, pero cuando lo hace estalla en enojo. Puede entrar en conflicto con otras mujeres debido
a malas experiencias en el pasado, y alberga rencores que debe ir soltando, posiblemente hacia
alguien de su familia, varón. Sus emociones fluctúan y la desconciertan porque nunca sabe dónde
va a caer la ficha, y se siente decepcionada de sí mismo debido a que mantiene expectativas
irrealistas.

Ascendente
El ascendente es la cara que le mostramos al mundo, cómo queremos que nos vea, la
máscara que nos ayuda a interactuar con el exterior. El ascendente es ese signo que
nosotras solemos decir “yo soy de tal signo”, pues todas nuestras características visibles
descansan en él.

Sagitario nos habla de una persona que necesita sentirse útil para estar en paz con
ella misma. Suele tener iniciativa para armar proyectos, viajes, y aprender cosas nuevas. Su
fuerza de voluntad la lleva a reponerse de situaciones difíciles y lograr lo que se propone. Si
no tiene las manos en actividad se deprimirá.
Se muestra al mundo como una persona independiente, que ya alcanzó los objetivos
en su vida. Tiene confianza en sus conocimientos, lo cual le da una sensación de seguridad
frente a los demás.

Júpiter en la casa IX

La casa IX nos relata un poco nuestra vocación, lo que nos apasiona, así como también
nuestra relación con otras culturas, con otras personas, y con nuestros estudios. Júpiter en
la casa IX nos habla de una persona que logrará aprender de los demás a través de viaje e
intercambio culturales. Se siente feliz cuando conoce gente con quién compartir este tipo de
interrelación y puede sentirse dichosa cuando viaja al exterior. Tiene las herramientas para
crear un futuro estable y provechoso, puede planear las cosas naturalmente, sin el menor
esfuerzo, pero debe superar el miedo a lo desconocido, el cual levanta paredes de dogmas
y creencias alrededor de lo que ella realmente quiere, demasiado recta y formal. Una vez
superada esta enseñanza de Saturno (se verá más abajo) ella podrá alcanzar el éxito total en
cuanto a lo laboral se trata, cuando se anime a salir de la caja.

Mercurio, el planeta de las Ideas


Mercurio rige las ideas, cómo percibimos nosotras el mundo, de qué manera
absorbemos la información, la expresión; Mercurio se presenta bien aspectado con Venus y
el Mediocielo. Alejandra es una persona que puede expresar sus ideas con amabilidad, y se
expresa con creatividad en el marco laboral. Tiene una manera de expresarse que es delicada
y dulce, y esto le trae ventajas en el ámbito del éxito laboral, ya que cae bien, y puede
contribuir con sus ideas de manera clara y bella.
Sin embargo, Mercurio presenta cuadratura disonante con Marte, Urano y Neptuno,
lo cual la hace una persona con tendencia a enojarse fácilmente por cuestiones que quizás
no son para tanto, ya que se maneja con una actitud defensiva debido a traumas pasados.
Prefiere callar sus ideas, por miedo a sonar tonta, o cambia de parecer muy rápidamente
con respecto a sus proyectos. Suele discutir con personas que no estén de acuerdo con sus
ideas, pero de manera ruda. Puede preferir el silencio a contar lo que le pasa, o quizás hasta
mentir para salirse con la suya, o no hablar de sus sentimientos. Esconde sus opiniones
detrás de chistes, clichés, y demás. Tiene impedimento para comunicarse, a pesar de que es
capaz de generar cosas bellas con la palabra, ya que en el pasado sus ideas u opiniones no
valieron nada.
En la carta de Alejandra, Mercurio se encuentra en Aries, en la casa V, lo que habla
de una persona creativa a la hora de expresar sus ideas en lo laboral, no tiene problemas
para plasmar en papel lo que se le viene a la cabeza, pero a veces esto la puede llevar a
reaccionar demasiado rápido ante un estímulo, sin pensar realmente en si amerita dicha
reacción.
En una profesión relacionada a lo artístico, o un hobbie artístico, esta cualidad se
expresará de manera positiva, y sin demasiada dificultad, siempre y cuando se atreva a
romper la caja de Saturno.

Venus, el planeta del amor y lo bello


La Venus de Alejandra se encuentra en Géminis, en la VII casa. Es la casa del
matrimonio, de la atracción. Muchas veces suele mostrarse fría porque prefiere
resguardarse en el pensamiento, antes que en el sentimiento. Evita sumergirse en su
interior, ya que navegando en sus sentimiento puede encontrarse con cosas que le harán
doler a las cuales no está lista para hacer frente. Tiende a priorizar la seducción antes que la
profundidad en la pareja.
El trígono con Saturno muestra que Alejandra se siente más cómoda relacionándose
con personas más adultas que ella, las cuales le ofrezcan un lugar donde resguardarse en
momentos de tristeza. Tiene tendencia a tener sus sentimientos demasiado en bajo control,
y eso la hace relacionarse de manera fría con sus alrededores, debido a que presenta heridas
pasadas. Es social y cortés, de buen pasar económico y bien educada, tal vez con demasiada
rigidez. La Venus en conjunción harmónica con el Mediocielo me habla de una persona que
tiene tacto al manejarse con sus superiores, y no podría desenvolverse en otra actividad que
no sea algo que ver con la estética. Es buena en las relaciones públicas y diplomática.

Marte, la guerra y las pasiones


Marte nos cuenta cómo es tu manera de actuar ante diversa situaciones. Nos conversa de
tus pasiones. Marte es el fuego que te hace levantarte cada vez que te sentís mal con vos misma.
Es el planeta de la mujer Guerrera.
Marte se encuentra en armonía con Urano, Neptuno y Plutón. Nos recuerda la inhabilidad
de Alejandra para estar quieta y dejar que la vida siga su flujo sin que ella esté interviniendo. Su
energía la lleva a estar ocupada siempre, pero no descansar también le provoca estrés, dolores, e
inestabilidad emocional. Subyace un fuerte deseo de ser reconocida por sus capacidades, y eso
hace que no se detenga, ya que de otra manera se sentiría inútil. Neptuno nos vuelve a recordar
que la energía de Alejandra debe ser sublimada en el aspecto creativo, y nos aconseja que tal vez
sería bueno que busque un camino espiritual que vaya con ella. Tiende a ser reservada y a actuar
en secreto, y a veces puede ser víctima de traiciones de sus allegados.
Plutón nos aconseja que Alejandra logre transformar toda su energía emocional de manera
constructiva, ya que puede tener explosiones emocionales fuertes, las cuales la terminan
lastimando a ella. Posee mucho coraje y mucha Fuerza de Voluntad para hacer frente a las
adversidades que se le presenten en el camino. Plutón en Escorpio interceptado en la casa XII (la
casa de lo oculto, la empatía, de la construcción del futuro) nos habla de que sos una persona que
oculta un mundo debido a que en el algún momento tocaste fondo, o te pasó algo muy traumático,
lo cual te obliga a reprimir lo que sentís. Tiende a querer tener el controle excesivo sobre todas las
cosas, lo cual le produce un terror irracional hacia la muerte, ya que es algo que escapa a sus manos.
El desafío para Alejandra es resolver sus terrores nocturnos, y hacerle frente a lo que yace en la
oscuridad, atrapado entre las paredes del dogma establecido por una familia demasiado rígida, las
cuales no la dejan experimentar los dolores con facilidad. Estos dolores se entierran y luego
escapan a través de exceso de trabajo, sexualidad nula, tendencia a la soledad, y ataques de ira o
somatizaciones.

Saturno

Saturno es el padre que te deja caerte para que aprendas la lección. Es el que nos
marca el camino, el que nos OBLIGA a aprender algo nuevo. Saturno nos habla de nuestras
propias limitaciones, esas que tenemos que superar, esas que nos da miedo enfrentar.
Saturno es el espejo que evitamos mirar cuando vamos al baño con la luz apagada. Es el que
nos refleja nuestro karma, el reflejo sobre aguas turbias.

Tu Saturno en la casa III nos obliga a mirar un poco atrás. Nos habla de heridas
causadas por nuestros intereses, tal vez los quisimos comunicar y se burlaron de nosotros,
tal vez nunca congeniaste con tus compañeras de la escuela. Es posible que hayas sido
víctima de “bullying” por otros compañeros, o de aislamiento por ser “rara”.
Nos especifica quizás algún tipo de rivalidad con otros miembros de tu familia (en el
caso de tener hermanos) o mismas compañeras de curso, o compañeros, a los cuales nunca
entendiste, ni te entendieron. Eso te hizo desarrollar un problema para expresar tus
opiniones, tus ideas, y tus sentimientos, ya que siempre se salían de la norma establecida,
impuesta por los de “mayor jerarquía”.
Este tipo de negligencia te convirtió en una persona muy capaz de construir un
mundo interior cómodo para vos, pero se antepone con la necesidad de encontrar un grupo
en el cual finalmente encajar, ya que es probable que te hayas preguntado “por qué las
chicas salen en grupo y yo no”. Muchas veces te hicieron sentir que eras absorbente y que
molestabas, por eso preferís ahora tomar distancia y apartarte de los demás, lo que se
convierte en un círculo vicioso que no podés soltar.
Tu trabajo, tus quehaceres y tu desarrollo intelectual te esclavizan o simplemente
dejan de interesarte, ya que no encontrás manera de llenar ese vacío que no aprendiste al
no haber desarrollado relaciones sanas. Vivís en una estructura que ni vos sabés que está
ahí, porque vos no la construiste. Te rige el temor al cambio, y el temor a soltar eso que te
causó dolor.
Saturno te enseña con cada golpe, con cada discusión, con cada llanto, a que analices
qué es lo que necesitás en ese momento, si necesitás estar sola, o necesitás a alguien que te
comprenda y en quién confiar. Nos aconseja dejar de lado las cosas que nos lastimaron,
trabajar sobre ellas, y volver a comenzar.

Epílogo
Alejandra, si bien te conozco, en tu carta quedó claro que lo tuyo es sublimar tus
energías negativas y positivas en algo en donde puedas ser creativa. Tenés que nutrirte de
experiencias que te hagan cambiar de paradigma, y conocer nuevos caminos que no sean
los que ya caminaste. Tenés que abrirte a experiencias nuevas aunque te den miedo, y no
tenés que tener miedo de hacer cosas “locas”, y hacerle frente a los prejuicios que traés
instaurados de otro lado que no sos vos.
Es fundamental hacerle frente a la idea de maduración, y comprender que ya no
estamos más bajo el ala protectora y dogmática de nuestra casa paterna/materna, y soltar
ese deseo de protección que te embarga cada vez que le hacés frente a un problema en
particular. Debés buscar la manera armónica que te quiere enseñar Libra de transmitir tus
ideas y sentimientos, pero por sobre todas las cosas, debés escucharte y comprenderte.