Está en la página 1de 4

Proposiciones simples, también llamadas proposiciones atómicas, son aquellas que no se pueden dividir.

Proposiciones compuestas, también llamadas proposiciones moleculares, son aquellas que están
formadas por 2 o más proposiciones simples

Oraciones bimembres

La primavera no será lo mismo sin ti.


Su hija es realmente muy hermosa.

Oraciones unimembres

Llovía copiosamente
Hará mucho frío.

El sujeto es la parte de la oración que nos indica de quién se habla.

El predicado es la parte que se relaciona con lo que se dice del sujeto

Adjetivo
Se trata de un tipo de palabra que califica o determina al sustantivo. Los adjetivos expresan propiedades
atribuidas a los sustantivos, especificándolas o resaltándolas.
Ej.:
Ella es hermosa. El vaso es frágil

Los adjetivos calificativos son aquellos que describen lo que son, hacen o tienen los sujetos de la oración.
Ej.: Alto, viejo, nuevo, feo, gordo, alto, hermoso

Los adjetivos demostrativos son los que determinan una relación de proximidad de una persona, animal
o cosa con quienes o de quienes se habla.
Ej.: Este, ese, aquel, aquellos

Los adjetivos explicativos resaltan las cualidades que expresan por sí mismo los sustantivos, ya sean
abstractas o concretas.
Ej.: Las verdes praderas. La obscura noche.

Los adjetivos gentilicios son los que se utilizan para manifestar el origen de las personas o de cualquier
objeto
Ej.: Ecuatoriano, asiática, brasileño, europeo, quiteño

Los adjetivos indefinidos proporcionan una información de forma indefinida sobre la magnitud del
sustantivo al que acompañan.
Ej.: Cualquier día te llamo. Tengo poco dinero.

Los adjetivos numerales son los que determinan una cantidad numérica en el nombre.
Cardinales: Uno, dos, tres
Ordinales: Primero, segundo, vigésimo
Proporcionales: Doble, cuádruplo, quíntuple
Partitivos: Un octavo, la mitad, un tercio
Los adjetivos posesivos son los que modifican al sustantivo añadiéndole una idea de pertenencia o
posesión.
Ej.: Mío, mí, tu, tuyo, su, nuestro

Los adjetivos pronominales, también conocidos como determinativos son un tipo de pronombres que a
diferencia de éstos no sustituyen a los sustantivos, sino que los acompañan y los complementan.
Ej.: Este, ese, aquel, tuyo, mi, ningún

Los adjetivos sustantivados son aquellos que pueden utilizarse como un sustantivo en determinados
textos, dependiendo del significado que esa palabra tenga en la oración y por regla general llevan un
artículo antes del adjetivo.
De todas esas muchachas la pelirroja es la más bonita. De todos mis abrigos el gris es el mejor.

Sustantivo
Es una clase de palabras que puede funcionar como sujeto de una oración y que designa o identifica a un
ser animado o inanimado.
Ej.:
La vaca
El profesor

Verbo
Es la clase de palabra que puede modificarse para concordar con la persona, el número, el tiempo, el
modo y el aspecto que posea el sujeto del cual habla.
Ej.:
Leer (conjugar)

Pronombre
Es una clase de palabra sin referente fijo, ya que se determina de acuerdo a la relación que entabla con
otras que ya se han nombrado. Los pronombres hacen las veces del sustantivo, refiriéndose a personas o
cosas extralingüísticas.
Ej.:
Personal: Yo, tú…
Posesivo: Mío, tuyo…
Demostrativo: Éste, ésta, éstos…

Artículo
Es la parte de la oración que se ocupa de expresar el género y el número del nombre u objeto en
cuestión.
Ej.:
Los, las, unos, una, unas

El diptongo se define como la unión de dos vocales en la misma sílaba


Ej.: Tierra, ruido, baile

El hiato es cuando dos vocales se encuentran juntas pero están en diferentes sílabas.
Ej.: Teatro, río, alcohol
Metáfora
Se traslada el significado de un concepto a otro, estableciendo una relación de semejanza
Ej.: “Nuestras vidas son los ríos/ que van a dar en la mar/ que es el morir”. Jorge Manrique

Anáfora
Consiste en la repetición de una palabra o conjunto de palabra al principio de un verso o una frase.
Ej.: “corre, corre, que te pueden atrapar”

Símil
Consiste en establecer una relación de semejanza o comparación entre dos imágenes, ideas,
sentimientos, cosas, etc.
Ej.: “Miraba como el alba pura;/ sonreía como una flor” Rubén Darío

Onomatopeya
Es la imitación lingüística oral o la palabra o representación escrita de un sonido natural
Ej.: Achís (estornudo), Cuac (Pato)

Retrato
Consiste en mostrar y combinar las cualidades tanto internas como externas de la persona de la que se
habla.
Ej.: Blanca por dentro, verde por fuera, si quieres que te lo diga espera.

Imagen
Intenta despertar la imaginación del lector y consiste en utilizar palabras y frases para crear “imágenes
mentales” que ayuden al lector a ver y experimentar lo que lee de la forma más realista posible.
Ej.: “Tiene una salud de hierro, pues está tan fuerte como un roble.”

Prosopopeya
Consiste en atribuir vida o cualidades humanas a objetos o cosas inanimadas dándoles vida propia.
Ej.: “Rugen las olas y suspira el viento.”

Etopeya
Hace referencia a las características morales y psicológicas del sujeto, con sus propiedades virtuosas pero
también con sus vicios.
Ej.: Góngora fue un poeta jugador, pendenciero, irónico y sensible.

Hipérbole
Consiste en exagerar la realidad de la historia con palabras y frases específicas para dar más énfasis o, un
efecto más notable, a la historia haciendo hincapié en un punto específico.
Ej.: “Te lo he dicho un millón de veces ya, deja de hacer el tonto.”

Reduplicación
Consiste en la repetición de palabras en un mismo verso o frase.
Ej.: Rey don Sancho, rey don Sancho.

Interrogación
Consiste en realizar una pregunta sin esperar respuesta por considerarse ésta implícita y, con el fin de
despertar el interés o dar énfasis a lo que se quiere comunicar
Ej.: “¿Cuántas veces tengo que decirte que te vayas?”
Admiración
Intenta transmitir fuertes emociones al destinatario del mensaje. Se la reconoce sintácticamente por el
uso de signos de exclamación y de interjecciones
Ej.: "¡Oh tiempos!, ¡oh costumbres!." Marco Tulio Cicerón