Está en la página 1de 52

Mayo de 1984 Año 30, número 5

Liahona
La Primera Presidencia Artículos de interés general
SpencerW. Kimbalí
Marión G. Romney Mensaje de la Primera
Gordon B. Hinckley Presidencia: "Al gran profeta
Quórum de ios Doce rindamos honores"
Ezra Taft Benson
Mark E. Peíersen presidente Gordon B. Hinckley 1
Howard W. Huníer
ThomasS. Monson Experiencias:
Boyd K. Packer
Marvin J. Ashton
"Para Cynthia" Cynthia Brown
eBruce R. McConkie Stevens 10
L. Tom Perry
David B. Haight Una bendición Eleanor
J a m e s E. Faust
Neal A. Maxwell
Yates Barton 11
Asesores Un libro que merece respeto
M. Russeli Ballard
Loren C. Dunn
John W. Welch 13
Rex D. Pinegar ¡Tantas voces! Robert F. Bohn 21
Charles A. Didier
George P. Lee Por qué delegar, cómo . . . y
Editor cómo no hacerlo William G. Dyer 24
M. Russeli Ballard
Revistas internacionaies
Preguntas y respuestas Carlfred
Editor gerente Broderick 29
Larry Hiller
Editor ayudante
El obsequio de Mateo Denise
David Mitcheil Walsh Norton 31
Sección para los niños
Lois Richardson En el autobús equivocado
Preparación artística
J. Scott Knudsen
élder SterlingW, Sill 32
Liahona
Cuatro versiones incas de la
Coordinación editorial leyenda del Dios Blanco
Diana R. Tucker
Producción
Kirk Magleby 36
Ronda Read
Sección para los niños
La oveja de Nita Elizabeth Fritz 1
Thomas Kane: amigo de los
pioneros Santos de los Últimos
Días Susan Arrington Madsen 4
Tiempo para compartir: [El
bautismo] Un día y una promesa
para recordar Pat Graham 6
Laberinto acuático Roberta L.
Fairall 7
Comparando rayas Roberta L.
Fairall 7
Juanito el español June Anne
Olsen 8

bibliotecasud.blogspot.com
Mensaje de la Primera Presidencia 1

"AL GRAN PROFETA


RINDAMOS HONORES //

por el presidente Gordon B. Hlnckley


Segundo Consejero en la Primera
Presidencia

H
1
ace muchos años, cuando a se anunció el himno de apertura y —
los doce años de edad me como entonces era costumbre— todos
ordenaron diácono, mi pa- nos pusimos de pie para cantar. Allí ha-
dre, que entonces era presi- bía quizás unas cuatrocientas personas;
dente de nuestra estaca, me llevó a mi al unísono aquellos hombres elevaron
primera reunión del sacerdocio. En sus voces en alabanzas, algunos con
aquellos días estas reuniones se efec- acento de lenguas europeas dado que
tuaban una noche de entre semana. Re- habían llegado del viejo continente lue-
cuerdo que fuimos al edificio del Barrio go de convertirse a la Iglesia, todos can-
Diez en Salt Lake City. El se dirigió hacia tando estas palabras con un gran espíri-
el pulpito y yo permanecí sentado en la tu de convicción y testimonio:
última fila, sintiéndome un poco solitario
e incómodo en aquel salón lleno de Al gran profeta rindamos honores,
hombres que habían sido ordenados al fue ordenado por Cristo Jesús;
sacerdocio de Dios. La reunión se inició, a restaurar la verdad a los hombres,

bibliotecasud.blogspot.com
2 Liahona

y entregar a los pueblos la luz. toria. Esa clase de obra puede hacer
(Himnos de Sión, No. 190.) tropezar a unos pocos de los débiles,
Cantaban acerca del profeta José pero sólo consigue fortalecer a los fuer-
Smith y, al hacerlo, mi corazón se llenó tes. Y mucho después de que ese hom-
de amor y creencia en el gran Profeta de bre y otros de su misma clase hayan
esta dispensación. En mi niñez se me pasado al silencio, el nombre de José
había enseñado de él en las reuniones y Smith continuará recibiendo honor y
clases de nuestro barrio así como tam- contando con el amor de un número
bién en nuestro hogar; pero mi experien- siempre creciente de Santos de los Últi-
cia en aquella reunión del sacerdocio de mos Días en un número igualmente cre-
la estaca fue diferente. Supe entonces, ciente de naciones.
por el poder del Espíritu Santo, que José Recuerdo que una vez estuve en Nau-
Smith ciertamente era un profeta de voo, Illinois, la Ciudad de José, con dos
Dios. hermanos del Quórum de los Setenta y
Cierto es que durante los años si- doce presidentes de misión acompaña-
guientes hubo ocasiones en las que ese dos de sus esposas, durante un semina-
testimonio vaciló un poco, particular- rio de presidentes de misión. El toque
mente en los años en los que estuve en del otoño ya había iniciado su obra en la
la universidad, antes de graduarme. Sin región —las hojas doradas, algo de ne-
embargo, aquella convicción nunca me blina en el aire, el fresco de la noche, los
abandonó del todo; y se ha ido afirman- días cálidos. Había terminado la época
do a través de los años, en parte por del turismo y la ciudad se veía tranquila
causa de los desafíos de aquellos días y hermosa. Efectuamos nuestra primera
que me llevaron a leer, estudiar y lograr reunión en el Salón de los Setenta que
la seguridad por mí mismo. Creo que había sido restaurado, lugar en el cual,
muchos de vosotros habéis pasado por en la década de 1840, los hombres se
experiencias semejantes. El presidente preparaban, mediante el estudio y la en-
Harold B. Lee dijo una vez que nuestros señanza de la doctrina del reino, para Ir
testimonios necesitan ser renovados a declarar el mensaje del evangelio al
diariamente. En armonía con ese princi- resto del mundo. La obra que allí se
pio, desearía fortalecer nuestros testi- efectuaba fue predecesora de los cen-
monios de la gran obra que el Dios de tros de capacitación misional de la Igle-
los cielos ha permitido que acontezca sia. Reunidos en aquel lugar y en algu-
en estos los postreros tiempos. nos hogares y otros salones en Nauvoo,
para nuestro corazón y nuestra mente,
Hace algunos años recibí una carta
era como si las grandes figuras del pa-
escrita por un evangelista que, con
sado estuvieran presentes: José e Hy-
amargura, criticó severamente al profeta
rum, Brigham Young, Heber C. Kimball,
José Smith, llamándolo un impostor mal-
John Taylor, Wilford Woodruff, los her-
vado, hombre fraudulento, farsante y en-
manos Pratt —Orson y Parley— y mu-
gañador. También decía que estaba
chos otros.
dando comienzo a una campaña para
hacer conocer sus puntos de vista. No Ciertamente ésta era la Ciudad de Jo-
sé qué sucedió con la obra de aquel sé. El fue el profeta que la planificó, y
hombre; no debe de haber sido muy no- quienes lo seguían la edificaron. Llegó a

bibliotecasud.blogspot.com
bibliotecasud.blogspot.com
4 Liahona

ser la ciudad más grande y la más nota- han Smith, que había descubierto un
ble en el estado de Illinois. Con sus fir- procedimiento mediante el cual la pier-
mes casas de ladrillo; sus lugares de na infectada podía ser curada!
adoración, de enseñanza y de entreteni- Pero e! restablecimiento no se había
miento, y con el magnífico tempio que de lograr sin que el paciente pasara por
se levantaba en la cima de una colina un terrible sufrimiento. De hecho, hoy
subiendo desde el río, esta ciudad so- día es difícil concebir cómo el jovencito
bre las riberas del Misisipí se formó co- pudo soportarlo mientras su padre lo
mo si quienes ia construyeron fueran a sostenía en brazos y la madre caminaba
estar allí durante un siglo o más. de un lado a otro orando entre los árbo-
Allí, antes del día trágico en Carthage, les de la granja para no oír los gritos
el Profeta se hallaba en la cumbre de su mientras el médico hacía la larga Inci-
carrera mortal. Parándome donde él una sión y quebraba parte del hueso infecta-
vez había estado y mirando hacia la ciu- do sin ayuda de anestesia. Posiblemen-
dad, pensé en los acontecimientos que te el recuerdo de aquel intenso
lo llevaron allí, repasando mentalmente sufrimiento le ayudó a José Smith a pre-
la herencia que era suya. Pensé en sus pararse para más adelante cuando lo
antepasados que generaciones antes cubrirían de brea caliente y de plumas
habían salido de las Islas Británicas y en Kirtland, así como para las condicio-
llegado a Boston; de sus vidas en el nes asquerosas de la cárcel de Liberty y
Nuevo Mundo durante cinco generacio- las balas en Carthage.
nes por parte de su padre y cuatro por Al meditar sobre la vida de José
parte de su madre; de sus labores para Smith, pensé en las fuerzas que Impul-
desbrozar las tierras de Massachusetts, saron a la familia Smith, de generacio-
New Hampshire y Vermont a fin de esta- nes vividas en Nueva Inglaterra, a la
blecer granjas y casas; pensé en su parte occidental de Nueva York, a don-
destacado servicio en la Guerra de In- de tenían que Ir para que los propósitos
dependencia; en las adversidades y fra- de Dios pudieran cumplirse. Pensé en la
casos que enfrentaron tratando de ga- pérdida de la granja familiar, en las co-
narse la vida gracias a los cerros de sechas pobres en aquel suelo parco en
granito entre los que vivían. Pensé en el sus frutos, en el sorpresivo frío de 1816
niñito que nació en Sharon, Vermont, en cuando una devastadora helada que se
diciembre de 1805, recibiendo el nom- produjo en pleno verano los obligó aira
bre de su padre. Medité acerca de la vivir a otro lugar; luego la mudanza a
época terrible de enfermedad cuando el Palmyra, Nueva York, la compra de una
tifus azotó a la familia, y la osteomielitis granja en Manchester, Nueva York, y de
(enfermadad a los huesos) que, causán- los predicadores que se esforzaban en
dole gran sufrimiento y una Infección la renovación de la fe y que entusiasma-
que lo debilitó, se produjo en la pierna ban a la gente y tanto confundieron ai
de José. Eso fue mientras la familia vivía joven que tomó la determinación de pe-
en Lebanon, New Hampshire, ¡y cuan dir sabiduría a Dios.
notable fue que a solamente unos pocos
Ese fue el verdadero comienzo de to-
kilómetros de distancia, en una universi-
do, aquel día primaveral de 1820 cuan-
dad en Hanover, estaba el doctor Nat-
do se arrodilló entre los árboles, oró y

bibliotecasud.blogspot.com
Mayo de 1984 5

contempló una gloriosa visión en la que Santo, pero puedo proponer algunas
habló con Dios, el Eterno Padre y su Hi- preguntas con las que ellos deben en-
jo, el Señor Resucitado, Jesucristo. En- frentarse antes de desechar a José
tonces vinieron los años de instrucción, Smith. Propondré solamente tres de las
siendo el instructor un ángel de Dios, muchas que se podría preguntar: Prime-
que en varias ocasiones enseñó, re- ra, ¿Qué hacéis con el Libro de Mor-
prendió, advirtió y consoló al joven món? Segunda, ¿Cómo explicáis su ca-
mientras crecía convirtiéndose en hom- pacidad de influir en hombres fuertes al
bre. punto de que lo siguieron, aun hasta su
Y así, mientras me encontraba en misma muerte? Y tercera, ¿Cómo justifi-
Nauvoo, reflexioné en cuanto a la prepa- cáis el cumplimiento de sus profecías?
ración para ocupar el oficio de profeta; Tomo en mis manos el Libro de Mor-
medité en cuanto a este sorprendente món; leo sus palabras; he leído la expli-
José Smith. No puedo esperar que sus cación de José Smith en cuanto a cómo
detractores sepan de su llamamiento salió a luz. Para el incrédulo es una his-
profético mediante el poder del Espíritu toria difícil de aceptar, y durante gene-

bibliotecasud.blogspot.com
6 Liahona

raciones los críticos han dedicado su vi- para ser usado y leído con oración y un
da a escribir libros dirigidos a desmentir espíritu inquisitivo y sincero. Toda la
esa historia ofreciendo otras explicacio- obra de quienes ¡o han criticado a través
nes, diferentes a la que José el Profeta de los ciento cincuenta y tres años de su
nos dejó. Pero a los de amplio criterio presencia en la tierra ha carecido de
estos escritos negativos solamente los credibilidad y no ha surtido ningún efec-
ha estimulado a investigar más a fondo; to en aquellos que, con oración, han leí-
y cuanto más a fondo investigan, tanto do el libro y han recibido mediante el
mayor es la acumulación de evidencia poder del Espíritu Santo un testimonio
en cuanto a la veracidad de la historia de su veracidad. Si no hubiera ninguna
de José Smith. Con todo, tal como ha otra evidencia en cuanto a la misión divi-
sido demostrado durante ciento cin- na de José Smith, el Libro de Mormón
cuenta años, la veracidad del Libro de sería por sí solo un testimonio innegable
Mormón no será determinada por el de ese hecho. Pensar que alguien sin
análisis literario ni por la investigación inspiración pudiera producir un libro
científica, aunque ambos esfuerzos destinado a ejercer tan profundo efecto
sean alentadores. La verdad en cuanto para bien en tantas personas es imagi-
a los orígenes del Libro de Mormón será nar lo que simplemente no puede ser.
determinada hoy y mañana, tal como lo La evidencia de la veracidad del Libro
ha sido en el pasado, mediante la lectu- de Mormón se encuentra en la vida de
ra del libro en el espíritu de reverencia, los millones, vivos y difuntos, que lo han
respeto y oración. leído, que han orado en relación a él y
Hace algún tiempo recibí una carta de que han recibido un testimonio de su
un padre de familia quien me decía que, verdad.
en respuesta a una petición que yo ha- Mi segunda pregunta, en cuanto a có-
bía solicitado cierta vez en una confe- mo explicar la capacidad de José Smith
rencia general de que leyéramos el Li- para influir en hombres y mujeres de fir-
bro de Mormón, él y su familia iban a me carácter, al punto de que lo siguie-
leer la primera impresión, la cual había ron hasta su misma muerte, es igual-
afectado tan profundamente a hombres mente difícil de descartar. Cualquier
tan fuertes y capaces que lo leyeron persona que ponga en duda la capaci-
cuando salió de la prensa por vez pri- dad de líder que José Smith poseía ha-
mera. Lo felicité, pero me apresuré a ría bien en observar la vida de los hom-
añadir que nadie tiene necesidad de bres que se sintieron atraídos hacia él.
buscar un ejemplar de la primera edi- No se acercaron en busca de riquezas
ción para alcanzar el espíritu de esté li- ni de poder político; no fueron atraídos
bro tan notable. Cada uno de los ejem- por sueños de conquista militar, lo que
plares, entre más de un millón que se él les ofrecía no era nada de eso; más
imprimirán este año, lleva en sí ese mis- bien tenía que ver solamente con la sal-
mo espíritu, incluye la misma promesa vación mediante la fe en el Señor Jesu-
maravillosa y producirá el mismo resul- cristo. Incluía persecución con sus dolo-
tado en el testimonio concerniente a la res y pérdidas, misiones largas y
veracidad del texto. solitarias, separación de la familia y ami-
El Libro de Mormón está aquí, y está gos, y en muchos casos la muerte misma.

bibliotecasud.blogspot.com
Mayo de 1984 7

Tomemos por ejemplo a Orson Hyde. bres que los acompañaron. En la tarde
El hermano Hyde era un empleado de del 27 de junio de 1844, la mayoría ha-
una casa de ventas en el pueblo de Kirt- bía sido enviado a ocuparse de ciertos
land cuando conoció a José Smith, el asuntos, dejando solamente a John Tay-
joven Profeta. Fue a aquel joven desco- lor y a Willard Richards con el Profeta y
nocido y nada prometedor vendedor de su hermano Hyrum. Aquella tarde, des-
botones, hilos y telas, que José, hablan- pués de la cena, el carcelero, sabiendo
do en el nombre del Señor, le diría que de la chusma congregada afuera del
él, Orson Hyde, era ordenado "para pro- edificio, sugirió que estarían más segu-
clamar el evangelio sempiterno por el ros en la celda de la prisión. Dirigiéndo-
Espíritu del Dios viviente, de pueblo en se a Willard Richards, José preguntó:
pueblo, y de tierra en tierra, entre las "¿Irá usted con nosotros si vamos a esa
congregaciones de los inicuos, en sus celda?" A lo que el élder Richards res-
sinagogas, razonando con ellos y decla- pondió:
rándoles todas las Escrituras". (D. y O "Hermano José, usted no me pidió
68:1.) que cruzara el río . . . Tampoco me pidió
Este joven, este empleado en una que viniera a Carthage . . . No me pidió
tienda del pueblo, bajo la inspiración de que viniera a la cárcel con usted . . . ¿y
aquel llamado profético, recorrió más de cree que lo abandonaría ahora? Le diré
tres mil kilómetros a pie por Rhode Is- lo que voy a hacer; si usted es condena-
land, Massachusetts, Malne y Nueva do a la horca por 'traición', yo seré col-
York, "razonando con ellos y declarán- gado en su lugar, y usted saldrá libre."
doles todas las Escrituras" a todos los (B. H. Roberts, A Comprehenslve His-
que encontraba en su camino. toryoftheChurch, 2:283.)
Recuerdo que estuve en la casa de Los hombres fuertes e Inteligentes no
Orson Hyde en Nauvoo, la cómoda casa demuestran esa clase de amor hacia un
que abandonó para Ir a Inglaterra y Ale- impostor. Esa clase de amor proviene
mania y para visitar Constantinopla [hoy de Dios y del reconocimiento de la inte-
Estambul], El Cairo y Alejandría en ruta gridad en los hombres. Es una expre-
a Jerusalén donde, el 24 de octubre de sión del espíritu y refleja el ejemplo del
1841, parado en el Monte de los Olivos, Salvador, quien dio su vida por todos los
dedicó la tierra de Palestina, mediante la hombres y quien declaró: "Nadie tiene
autoridad del Santo Sacerdocio, para el mayor amor que este, que uno ponga su
retorno de ios judíos. Eso fue un cuarto vida por sus amigos." (Juan 15:13.)
de siglo antes de que Theodor Herzl Hubo muchos otros —los Young, los
[1860-1904], fundador del movimiento Klmball, los Taylor, los Snow, los Pratt y
sionista, emprendiera la obra del recogi- muchos otros— quienes cuando prime-
miento judío a su patria. ramente conocieron a José Smlth pare-
Otro ejemplo es Willard Richards, un cían ser personas comunes y corrientes
hombre de mucha instrucción que, que poco prometían, pero quienes, bajo
cuando José y Hyrum se entregaron al el poder de las verdades y del sacerdo-
gobernador de Illinois y fueron encerra- cio que José Smith restauró, se tornaron
dos en la cárcel de Carthage, se encon- en gigantes por sus logros mediante su
traba entre el pequeño grupo de hom- servicio a los demás.

bibliotecasud.blogspot.com
8 Liahona

Finalmente, ¿qué decir de ¡as profe- cretarse veintinueve años después de


cías expresadas por José Smith? No que él lo mencionara? Solamente me-
fueron pocas, y se cumplieron. Entre las diante el espíritu de profecía que había
más notables está la revelación con res- en él.
pecto a la Guerra Civil de los Estados Por otra parte, considerad la igual-
Unidos, dada a conocer en la Navidad mente extraordinaria profecía concer-
de 1832. Hubo muchos hombres y muje- niente al traslado de los santos a los va-
res nobles que deploraban la institución lles de las montañas del Gran Lago
de la esclavitud entonces común en los Salado. Los santos vivían entonces en
estados del Sur de los Estados Unidos, Nauvoo y en su comunidad gemela al
y se decía mucho en cuanto a la aboli- otro lado del Río Misisipí y gozaban de
ción de la esclavitud. Pero . . . ¿quién, a prosperidad que hasta entonces les ha-
no ser un profeta de Dios se iba a atre- bía sido ajena. Estaban construyendo
ver a decir, treinta y nueve años antes un templo y otros edificios importantes;
de que sucediera, que "las guerras . . . sus casas recién levantadas eran de la-
que pronto se realizarán, comenzando drillo, hechas para durar mucho tiempo.
por la rebelión de la Carolina del Sur" y Sin embargo, en un día de agosto de
que "los estados del Sur se dividirán en 1842, mientras visitaba Montrose, José
contra de los del Norte .-.."? (D. y C. profetizó que "los santos seguirían pa-
87:1, 3.) Esta notable predicción tuvo su deciendo mucha aflicción y que serían
cumplimiento cuando en la bahía de expulsados hasta las Montañas Roco-
Charleston, en el Fuerte Sumpter, en Ca- sas; que muchos apostatarían, otros
rolina del Sur, se abrió fuego en 1861. morirían a manos de nuestros persegui-
¿Cómo pudo José Smith haber previsto dores, o por motivo de los rigores de la
con tal exactitud el hecho que iba a con- Intemperie o las enfermedades: y que

bibliotecasud.blogspot.com
Mayo de 1984 9

algunos de ellos vivirían para ir a ayudar


a establecer colonias y edificar ciuda-
des, y ver a los santos llegar a ser un
pueblo fuerte en medio de las Montañas
Rocosas." (Enseñanzas del profeta José
Smith, pág. 113.)
Considerado en el contexto del tiem-
po y las circunstancias, esta declara-
ción es sumamente notable. Solamente
hablando con un conocimiento superior
al propio podría alguien haber expresa-
do palabras que se cumplirían tan lite-
ralmente.
Y ¿qué sucede con respecto a esta
profecía, que en forma tan grandiosa
anunció el gozoso destino de esta Igle-
sia? sopesado su obra, ni han orado en
"Nuestros misioneros van a distintas cuanto a él. Como uno que sí lo ha he-
naciones . . . El estandarte de la verdad cho, añado mis propias palabras de tes-
ha sido levantado; ninguna mano impía timonio de que era y es un profeta de
puede detener el progreso de la obra; Dios, levantado como instrumento en las
las persecuciones se encarnizarán, el manos, del Todopoderoso para dar co-
populacho podrá conspirar, los ejércitos mienzo a la nueva y última dispensación
podrán juntarse, la calumnia podrá difa- del evangelio. Del profeta José Smith
mar, mas la verdad de Dios seguirá ade- podríamos decir:
lante valerosa, noble e independiente- "Cuando una persona da su vida por
mente, hasta que haya penetrado en la causa que ha defendido, da la mayor
todo continente, visitado toda región, prueba de honradez y sinceridad que su
abarcado todo país y resonado en todo generación, o cualquier otra generación
oído, hasta que se cumplan los propósi- futura puede reclamar. Al morir por su
tos de Dios y el gran Jehová diga que la testimonio, todas las lenguas maliciosas
obra está concluida." (Hlstory of the deberían guardar silencio, y todas las
Church, 4:540; Lecciones para el semi- voces acallar en reverencia ante un sa-
nario de preparación para el templo, crificio tan completo." (Ezra Dalby, ma-
pág. 32.) nuscrito, 12 de diciembre de 1926.)
La visión del profeta José Smith fue Es totalmente apropiado que hoy día
grandiosa. Abarcó a todos los pueblos cantemos en homenaje a José Smith, el
de la tierra, de todas partes, y a todas gran siervo del Señor y Maestro Jesu-
las generaciones que han vivido y muer- cristo en los postreros tiempos:
to. ¿Cómo puede alguien, tanto del pa- Grande su gloria, su nombre eterno,
sado como del presente, hablar en con- siempre jamás él las llaves tendrá.
tra de él a menos que sea por causa de Justo y fiel entrará en su reino,
la ignorancia? Esas personas no han leí- entre profetas nombrado será.
do ni meditado en sus palabras; no han (Himnos de Sión, No. 190.) •

http://bibliotecasud.blogspot.com
bibliotecasud.blogspot.com
10 Experiencias

la muerte de mamá.
Y sucedió entonces que una noche tu-
"Para ve un sueño hermoso. Mi madre entró en
el dormitorio y se sentó al borde de la

Cynthia" cama. Estaba vestida de blanco, y aun-


que su apariencia era casi la misma que
cuando la había visto por última vez, lu-
cía más joven, pues no había señas de
por Cynthia Brown Stevens

Y
pesar o tristeza que marcaran su rostro.
o tenía veinte años de edad y Sonreía y estaba radiante. Al despertar,
me encontraba a unos 5000 sólo pude recordar que en el sueño ella
kilómetros de distancia de mi me había hablado bastante, dándome
casa paterna por razón de mi consuelo y la seguridad de que todo es-
estudios universitarios. Fue en esas cir- taba bien.
cunstancias que mi madre murió repen- La semana siguiente recibí una caja
tinamente. No la había visto desde ha- por correo. Era una caja que había esta-
cía dos años y esto se añadió al golpe do entre las pertenencias de mamá y
producido por su muerte inesperada. sobre la que, escrito por ella misma, se
Dos meses más tarde los misioneros leía "Para Cynthia". Me sorprendí al ver
llegaron a mí puerta. En el transcurso de lo que contenía. Había viejas fotografías
las lecciones me sentí sorprendida al de la familia, algunas de los abuelos que
enterarme de que las creencias perso- habían fallecido antes de que yo nacie-
nales de mamá eran las mismas que las ra, algunos de mis trabajos escolares,
de esa Iglesia de la que hablaban los fotos de la infancia, mi primera carta a
misioneros —creencias a las que ella fir- Papá Noel. Encontré un pequeño diario
memente se había aferrado a pesar de personal, de tapas blancas, que mi ma-
la crítica levantada por parte de la Igle- dre había escrito, cartas personales, y
sia en la cual yo me crié. Sin demora una hoja grande de papel cuadriculado,
acepté las enseñanzas del evangelio amarillenta y arrugada, en la que apare-
restaurado y fui bautizada tres semanas cía una gráfica de varias generaciones
más tarde. de la genealogía familiar, cuidadosa-
Para mí el bautismo fue una experien- mente detalladas allí por mamá e inicia-
cia feliz y triste a la vez. Me sentía feliz da muchos años antes por su madre.
en una forma que antes no había experi- Los ojos se me llenaron de lágrimas, y
mentado, pero luchaba con el pesar y la durante mucho rato apoyé la cabeza en
desilusión personal porque mamá había aquella caja y lloré. Mis sollozos pare-
estado tan cerca de la verdad, y a mí se cieron borrar las dudas y el pesar, y la
me había robado el privilegio de com- paz que yo anhelaba llenó mi alma.
partirla con ella por apenas dos cortos Con esa paz recibí la certeza de que
meses. A pesar de todo lo que ahora no era una coincidencia el hecho de que
sabía de la vida eterna, no encontraba las creencias de mamá se parecieran
paz interior. Expresé mis sentimientos tanto a muchas de las enseñanzas de la
en mis oraciones, pidiendo perdón por Iglesia, ni que ella hubiera juntado y
mi debilidad de no ser capaz de aceptar guardado la caja con cosas de Interés

bibliotecasud.blogspot.com
Experiencias 11

familiar. La vida de mamá y sus ense- rían para siempre a nuestra familia.
ñanzas me prepararon para recibir ía Yo no tuve necesidad de ser misione-
plenitud del evangelio, su fe e inspira- ra para mamá; ¡ella lo había sido para
ción la guiaron para preparar el camino mí! •
para que yo hiciera la recopilación de la La hermana Stevens, madre de tres hijos,
. historia de la familia y efectuara la obra vive en el Barrio Tercero de Sunsef, Estaca
genealógica del templo, obras que uni- Sunset Utah.

Una
bendición
por Eleanor Yates Barton

L
as bendiciones dadas por el sa-
cerdocio nunca fueron más Im-
portantes en mi vida que en una
ocasión, hace tres años, cuan-
do mi esposo se encontraba gravemen-
te enfermo en el hospital. Los exámenes
médicos habían revelado que tenía un
tumor canceroso, bastante desarrolla-
do, que no podía ser extirpado. Los mé-
dicos explicaron que los métodos mo-
dernos podrían alargarle la vida tal vez
por muchos años; algunas personas ha-
bían llegado a curarse totalmente de
esa enfermedad. De manera que éra-
mos todo esperanzas, confiados en que
David, mi esposo, sería uno de los que
tendrían esa suerte.
Estaba en plena recuperación cuan-
do, repentinamente, comenzó a sentir
dolores agudos en el pecho. Había con-
traído pulmonía y tenía coágulos de
sangre en los pulmones. Durante las
tres semanas siguientes nuestra preo-
cupación en cuanto al cáncer pasó a
segundo lugar mientras los médicos lu-
chaban por salvarle la vida y limpiarle

bibliotecasud.blogspot.com
12 Experiencias
los pulmones. Finalmente se le sometió pedir a los enfermos que bendijeran a
a una operación quirúrgica importante y los sanos, pero no tenía otra salida.
comenzó a mejorar. Nunca olvidaré cómo se veía mi espo-
Nos sentimos Inmensamente alivia- so, parado delante de mí mientras yo me
dos. Para mí era suficiente encarar un senté en el borde de la cama. Vestido
problema a la vez. Ahora podíamos con la bata del hospital, delgado y páli-
pensar en cuanto al cáncer. Me sentía do por causa del dolor, y tan débil que
optimista. Le pregunté al médico en apenas se podía mantener en pie, final-
cuanto a las posibilidades futuras de mente levantó su brazo izquierdo hasta
David. Me dijo que si el tratamiento de mi hombro, y con la mano derecha so-
inyecciones daba resultado, podíamos bre mi cabeza procedió a darme una
esperar una reducción del crecimiento bendición.
del tumor por espacio de dos años. Me ¡Oh, la magnificencia del sacerdocio
quedé atónita; yo pensaba que él me de Dios ejercido por un hombre justo! Mi
hablaría de quince o veinte años; ahora esposo habló con energía, poder y auto-
me decía que sería espléndido que mi ridad, pidiendo al Señor que quitara el
esposo viviera dos años más. pesar que había en mi corazón. Inme-
Me entregué al dolor. Creo que no ha- diatamente sentí que me invadía la cal-
bría sido peor si David hubiera fallecido. ma. Fue como si el Señor hubiera entra-
Durante tres días y tres noches pensé do en mi corazón y sacado la tristeza
que yo misma moriría de pesar. El do- que allí había.
mingo fui a la reunión sacramental, y va- MI pena nunca volvió, no obstante
rias personas, incluyendo al obispo y los que tenía muchos días difíciles por de-
maestros orientadores, me preguntaron lante.
qué podían hacer para ayudar en la si- La lucha de David contra la enferme-
tuación. Necesitaba desesperadamente dad ha sido dolorosa durante los últimos
una bendición, pero temía perder el tres años, pero vive. El doctor nos dice
control de mis emociones si comenzaba que ahora tiene buenas posibilidades
a hablar. De manera que con un movi- de sanar. Estamos convencidos de que
miento de cabeza indiqué que todo es- la razón por la que vive es por causa del
taba bien, y salí del edificio. poder del sacerdocio.
Unos minutos más tarde, camino al He aprendido que, tal como dice la
hospital, me sentía enojada conmigo poesía: "La tierra no tiene pesar que el
misma por no permitirles darme ayuda. cielo no pueda curar". Doy gracias a
Sabía que no podría aguantar mucho en nuestro Padre Celestial diariamente por
el estado en que me encontraba y me las bendiciones que he recibido a través
preguntaba: "¿Qué es lo que voy a ha- del sacerdocio; pero el sacerdocio no
cer en esta situación?" Entonces, repen- había llegado a tener tanto significado
tinamente, me vino la respuesta: "David para mí como aquella noche en la que
tiene el sacerdocio; él podría darme una llenó una sala de hospital con su poder
bendición." mediante un hombre valiente vestido en
Parecía extraño que lo hiciera; des- su bata de enfermo. •
pués de todo, era él quien había estado
La hermana Barton es madre de seis hijos y
recibiendo bendición tras bendición en vive en el Barrio Bennion, Estaca Bennion
esfuerzos por salvarle la vida. Era como Utah.

http://bibliotecasud.blogspot.com
bibliotecasud.blogspot.com
Mayo de 1984 13

He llegado a descubrir que por medio del


Libro de Mormón se puede convencer a
los eruditos, aunque éstos no se
conviertan.

E
n el curso de los años, el Li-
bro de Mormón ha llegado a
significar muchas cosas im-
portantes en mi vida. Pero, ñanzas y utilidad.
principalmente, este gran libro ha de- No quiere decir que todas estas cuali-
mandado una clase de respeto muy es- dades sean sorprendentes en un libro
pecial. preservado en forma tan milagrosa; más
Para mí el Libro de Mormón es en rea- bien, continúa siendo maravilloso en el
lidad un libro maravilloso. Y cuanto más sentido de que toda gran obra de litera-
aprendo acerca de él, más asombroso tura inspira un sentimiento extraordina-
se vuelve por su precisión, uniformidad, rio de admiración y respeto. En vista de
validez, por la vitalidad que encierra en este conocimiento, nunca podría recal-
cada una de sus páginas, por sus ense- car demasiado el respeto que siento ha-

bibliotecasud.blogspot.com
14 Liahona
Mormón es admirado ¡ntelectualmente;
contiene más de lo necesario para con-
El quiasmo en Mosíah 5:10-12: siderársele, teniendo en cuenta cual-
quier serie de normas establecidas, uno
de los libros más admirables en la histo-
AYsobre
acontecerá que quien no tome
sí el nombre de Cristo ria de la humanidad. En las últimas dé-
cadas ha surgido una gran variedad de
Btendrá que ser llamado por
algún otro nombre; materiales antiguos, incluyendo muchí-
simos escritos religiosos que corroboran
C por tanto, se hallará a la
izquierda de Dios. la respetabilidad de este gran libro y
que cambian radicalmente ciertas opi-
D y quisiera que también
recordaseis que éste es
el nombre . . .
niones estrictas que los eruditos tenían
hacia la literatura sagrada.
Sin embargo, el presentar este mate-
E el cual nunca sería
borrado,
rial en conexión con el Libro de Mormón
a personas letradas acarrea problemas

F sino por
transgresión;
especiales: pocos de ellos van a permi-
tir que se les convierta por el poder del

F por tanto, tened


cuidado de no
transgredir,
Espíritu Santo. Pero, ¡cuan significativo
es el que muchas de estas personas,
aunque no han sido convertidas, que-
den convencidas por el Libro de Mor-
E para que el nombre ño
sea borrado de
vuestros corazones.
món! Y aunque los testimonios no son eí
producto de teorías académicas o de
. . . quisiera que os conclusiones versadas, existen aquellos
D acordaseis de siempre
conservar escrito este
para quienes una convicción intelectual
puede despertar una sensibilidad espiri-
tual.

c
nombre . . .
para que no os halléis a la La mayoría de nosotros ha tenido ex-
izquierda de Dios, • periencias con el poder convertidor del
Libro de Mormón. Pensemos por un mo-
B sino que oigáis y conozcáis la
voz por la cual seréis llamados,
y también el nombre por el cual él
mento en cuanto a su poder convincen-
te. Me he dado cuenta de que de la mis-
A os llamará. ma forma en que con gran poder el
Libro de Mormón se comunica con mi
espíritu, con toda elocuencia se comuni-
cia el Libro de Mormón, como un regis- ca con mi mente. Posee una inmensa
tro exacto y precioso. capacidad de convencer a los estudio-
Siempre había valorado y respetado sos de que lo deben aceptar seriamen-
el Libro de Mormón; pero no fue sino te. A continuación presento algunos
hasta que empecé a verlo como un testi- ejemplos que sirven para ilustrar lo que
monio ante eruditos, que comencé a quiero exponer.
darme cuenta del gran respeto que este Mientras me encontraba en Alemania,
libro en verdad merece. Sin ninguna va- asistí a una serie de conferencias en la
cilación, se puede decir que el Libro de ' Universidad de Regensburg. dictadas

bibliotecasud.blogspot.com
Mayo de 1984 15
por un catedrático ilustre. En una de las le mucho de lo relacionado'con el Libro
conferencias el tema que se trató fue eí de Mormón. Aunque él ya había oído y
quiasmo en los evangelios según Mateo leído de su historia antes, nunca se ha-
y Marcos. Es una forma antigua del arte bía detenido a pensar en él. Gran parte
literario, empleada con gran frecuencia de su obra profesional había tratado el
en la Biblia. Un pasaje que se escribe en libro de Mateo, demostrando que era un
esta forma de estilo está dispuesto de documento de gran exquisitez literaria,
manera que el primer elemento en el pa- escrito conscientemente con una es-
saje sea paralelo con ei último, ei segun- tructura compleja y no únicamente na-
do con el penúltimo, y así sucesivamen- rrativa. Una de las evidencias que utilizó
te hasta llegar al centro. Durante sus para probar su punto fue la presencia
presentaciones, el profesor recalcó va- de estructuras paralelas de cuatro y
rias veces que la presencia del quias- ocho partes que se encuentran en Ma-
mo, especialmente en el Evangelio se- teo, de las cuales una de las más nota-
gún Mateo, era una evidencia del bles está en Mateo 5:3-10, las biena-
razonamiento del Cercano Oriente y no venturanzas. Lo interesante del caso es
del pensamiento occidental. Poco des- que eí Libro de Mormón también usa es-
pués de concluidas sus presentaciones, tructuras de cuatro y ocho partes; de
hice arreglos para hablar con el profesor manera que cuando le mostré algunos
en su oficina. Mi propósito era el de de estos ejemplos en el discurso del rey
mostrarle cuatro pasajes complejos es- Benjamín en el libro de Mosíah, y otro
critos en forma de quiasmo que había muy convincente en Alma 34:18^25, su
encontrado en el Libro de Mormón. (Mo- falta de Interés hacia el Libro de Mormón
síah 3:18-19, 5:10-12; Alma 36 y el libro pronto desapareció. Hacia el final de
de 1 Nefi.) Nuestro encuentro fue breve, nuestra conversación, este erudito, que
ya que la evidencia del pensamiento en sus más de sesenta años de estudios
antiguo oriental que se encontraba en el había visto muchas cosas y adquirido
Libro de Mormón no necesitaba mucha toda clase de conocimiento, seriamente
explicación; y el profesor, confuso por lo movía la cabeza en señal de aproba-
ineludible de la conclusión para la que ción. En forma muy particular recuerdo
él mismo había establecido las premi- la manera en que sus ojos hicieron eco
sas, quedó convencido y sin nada que al entusiasmo que yo sentía por el Libro
decir. de Mormón. Concluyó nuestra conver-
sación diciendo: 'Aquí has encontrado
Un segundo erudito fue uno de los
mucha vida, y una vida entera de
teólogos católicos más prolíficos de la
trabajo".
década de ¡os 60, que también había
escrito sobre el quiasmo en el libro de Otro encuentro que resultó ser una ex-
Mateo. Se trataba de un sacerdote Je- periencia muy provechosa fue con un
suíta que vivía en un monasterio en Aus- estudiante que tenía el doctorado y es-
tria. En vista de que yo había tratado de tudiaba historia de los primeros días del
entablar comunicación con él para darle cristianismo en el Instituto Pontificio Bí-
a conocer información sobre mi estudio blico en Roma. Por lo que podía yo ver,
del Libro de Mormón, quedé muy agra- este brillante erudito había recibido todo
decido cuando recibí su invitación para honor y privilegio de estudiar teniendo a
ir a visitarle. Cuando lo hice, pude decir- su disposición las grandes bibliotecas

bibliotecasud.blogspot.com
16 Liahona

Libro de Mormón, y en particular algu-


nos de sus textos rituales e históricos.
Por ejemplo, analizamos en forma des-
criptiva la filosofía de Lehl y su manera
de actuar en relación con los asuntos
internacionales contemporáneos. Los
gobernantes de Israel se habían aliado
con Egipto en contra de su común ene-
migo, Babilonia. Sin embargo. Jeremías
había criticado en forma muy vehemen-
te esta decisión, y parece existir eviden-
cia de que las opiniones políticas de Le-
hi eran tan poco populares como las de
Jeremías. Una de las ciudades aliadas
de Babilonia era Sldón (en Fenicia), a
pesar de que su ciudad hermana. Tiro,
se había unido a Egipto. La gente del
Libro de Mormón con frecuencia usaba
el nombre Sldón: existe una ciudad lla-
mada Sldón, un río conocido como Sl-
dón y hasta un hombre llamado Gidgid-
dona, que, según el doctor Hugh Nibley.
de la Universidad Brigham Young, es el
nombre egipcio de Sidón. Sin embargo,
el nombre de Tiro nunca aparece de nin-
guna forma en el Libro de Mormón, a
pesar de que en el Antiguo Testamento
los dos nombres están constantemente
ligados entre sí; uno casi nunca aparece
sin que se mencione el otro. Esta prefe-
rencia que aparentemente existía en el
Libro de Mormón por Sidón en vez de
Tiro encaja perfectamente en la situa-
ción del mundo que Lehi conocía, y co-
rrobora las deducciones del doctor Ni-
bley de que Lehl posiblemente era un
comerciante de gran Influencia en ciu-
dades extranjeras, cuya seguridad y
prosperidad las garantizaba el Chuwa, o
"contrato de amistad", que protegía a un
extranjero en otra ciudad-estado. Es na-
tural que, aunque conocía el egipcio, él
del Vaticano. Un amigo nos presentó (al Igual que Jeremías) lamentara la
durante una reunión planeada específi- alianza de Israel con Egipto, pues podía
camente con el propósito de examinar el

bibliotecasud.blogspot.com
Mayo de 1984 17

ver que su nación estaba perdiendo su la Biblia en varias maneras muy crucia-
seguridad. (Véase Approach to the les. Por ejemplo, en el Sermón del Mon-
Bookof Mormón, Curso del Sacerdocio te, que aparece en ambos libros, la Bi-
de Melquisedec, 1957, pág. 52.) blia, según la versión del Rey Santiago
Este fue sólo uno de los muchos as- dice: "Pero yo os digo que cualquiera
pectos que yo deseaba analizar con tan que se enoje contra su hermano, sin nin-
eminente erudito, aunque al principio te- gún motivo, será culpable de juicio".
mía que nuestro encuentro iba a ser un (Mateo 5:22; cursiva agregada.) La fra-
tanto difícil. El había leído varios de los se que va en cursiva parece ser una in-
capítulos del Libro de Mormón y los ha- terpolación que se le añadió al texto mu-
bía entendido con bastante precisión, cho después de que fuera escrito por
considerando que era la primera vez Mateo. Los primeros manuscritos del
que los leía, pero su conclusión había Nuevo Testamento no la tienen, ni tam-
sido de que el libro no tenía esencia al- poco el Libro de Mormón (véase 3 Nefi
guna. Examinamos una y otra vez lo que 12:22). La versión Reina-Valera, en es-
él había leído, considerándolo desde pañol, tampoco la tiene. También hice
puntos de vista diferentes. Después de mención de las numerosas diferencias
muchas horas y de muchas palabras tu- entre aquellos pasajes seleccionados
vo que admitir que el libro era de gran de Isaías que se citan en el Libro de
significado. "Esto es un libro", dijo, "que Mormón y los mismos pasajes en la Bi-
es imposible pasar por alto." blia; a las similaridades importantes en-
treoí lenguaje figurado del Libro de Mor-
En mi último año de estudios en la
món y el mismo tipo de lenguaje judío,
Universidad Brigham Young participé
no bíblico (especialmente en lo que res-
en el concurso nacional para recibir la
pecta al árbol de la vida y a la importan-
beca Woodrow Wllson, nombre que ha-
cia de José); y finalmente, a la poesía
bía recibido en honor de un ex presiden-
original como parte de los escritos de
te de los Estados Unidos. Una parte im-
los profetas del Libro de Mormón.
portante de este concurso era la
tradicional entrevista privada de media Hubo por lo menos dos aspectos que
hora, en la que tres jueces le hacían al me hicieron pensar que mi respuesta
participante cualquier pregunta que qui- había sido convincente. Primero, uno de
sieran. En mi entrevista, todo iba muy los otros profesores por fin le dijo en for-
bien cuando de repente, a mitad de la ma bien directa al que hacía la interpe-
entrevista, uno de los jueces cambió de lación: "A mí eso no me parece robar.
tema. Mi expediente contenía una copia ¿Ha leído usted alguna vez el Libro de
de mi artículo sobre el Libro de Mormón Mormón?" Y segundo, yo fui el ganador
que había sido publicado por la univer- de esa beca.
sidad; de manera que ese fue el tema Continué mis estudios posgraduados
de su pregunta. En tono algo desafiante en filosofía griega en la Universidad Ox-
dijo: "¿Acaso el Libro de Mormón no ro- ford en Inglaterra. Allí también se me
ba de la Biblia sus enseñanzas?" presentó la oportunidad de compartir el
Los siguientes cinco minutos estuvie- Libro de Mormón con muchos de mis
ron llenos de tensión. Empecé a demos- colegas. Una noche, un grupo de doc-
trarle que el Libro de Mormón difería de tos del Nuevo Testamento empezaron a

bibliotecasud.blogspot.com
18 Liahona

hablar sobre la forma en que la ideolo- llo de la filosofía griega antigua. Por
gía griega antigua había ejercido su in- ejemplo, un filósofo llamado Heráclito,
fluencia en la filosofía del cristianismo que vivió en el siglo seis A. DE C, había
de los primeros años. El análisis condujo estado profundamente interesado en el
a un comentario en cuanto al papel que papel que la oposición tenía en el uni-
la oposición había tenido en el desarro- verso; y estudiándola más allá de las

bibliotecasud.blogspot.com
Mayo de 1984 19
oposiciones, deseaba mostrar unidad. de la miel. (Véase estos mismos elemen-
Teniendo esto en cuenta, yo mencioné tos en 1 Nefi 8:10-12 y 11:25).
la enseñanza de Lehi: "Porque es preci- Después de analizar algunos de los
so que haya una oposición en todas las aspectos técnicos de este documento
cosas. Pues de otro modo . . todas las proveniente del Cercano Oriente, el pro-
cosas necesariamente serían un solo fesor preguntó a la clase: ¿Qué conclu-
conjunto" (2 Nefi 2:11). La reacción que sión podemos sacar con respecto al re-
mi comentario causó en los presentes lato de Zósimo? ¿Es una narración judía
fue positiva. Varios expresaron con toda o cristiana?" No teniendo mucho que
sinceridad el deseo de saber más sobre decir, los miembros de la clase estaban
este texto, especialmente a la luz de la a punto de catalogar el relato como un
ideología moral de Lehi, y no solamente escrito que no se podía clasificar por ser
material, en cuanto a la teoría de los totalmente diferente a cualquier escrito
puntos opuestos. que jamás hubieran visto. Para ese mo-
Mas adelante asistí a la Universidad mento ya no podía mantenerme callado
Duke en Carolina del Norte, donde parti- por más tiempo, y le relaté a la clase la
cipé en el estudio de una colección de historia de Lehi y su familia y les hablé
libros apócrifos judíos y cristianos de la más acerca del Libro de Mormón. Cuan-
época de Jesús. Durante el curso del do terminé mi presentación, el grupo te-
seminario mencioné algunas veces e! Li- nía menos que argumentar, por lo que el
bro de Mormón, pero mis comentarios profesor dijo: "Clase, permítanme añadir
fueron tomados a la ligera por los demás unas cuantas cosas más acerca del Li-
participantes. Hacia fines del curso, bro de Mormón". Procedió entonces a
nuestro prominente profesor, que tenía describir el uso que el Libro de Mormón
una gran reputación en su campo de in- le da a la técnica del qulasmo, de la
vestigación, le pidió al grupo que anali- referencia que en Alma 13 se hace de
zara uno de los escritos más desconcer- Melquisedec y de otros puntos impor-
tantes, conocido como la "narración de tantes que él y yo habíamos analizado
Zósimo". En ella se habla de una familia durante nuestras conversaciones priva-
justa a la que Dios había llevado de Je- das, y concluyó diciendo: "Bueno, ¿a
rusalén antes de su destrucción por los qué conclusión podemos llegar en
babilonios, alrededor del año 600 A. DE cuanto al Libro de Mormón?" Aunque al-
C, y de la forma en que este grupo es- gunos de los participantes finalmente
capó a una tierra de bendiciones donde concluyeron que la mejor solución era
guardaron registros en planchas de me- identificar a José Smith como un escriba
tal, ¡o suficientemente suaves como pa- judío reencarnado, para mí fue muy im-
ra grabar en ellas con las uñas. En la portante el hecho de que el estudiante
historia, a Zósimo le fue permitido visitar que más había demostrado sarcasmo
en una visión a este pueblo. Para poder durante mis previas alusiones al Libro
llegar a su tierra, Zósimo y su pueblo de Mormón era quien ahora me pregun-
tuvieron que viajar a través de desiertos, taba si podía saber más.
pasar po(r neblinas de una obscuridad
¿Qué es lo que esta clase de expe-
Intensa, cruzar el océano y llegar de un
riencias significan? Si se estudian indivi-
árbol que daba fruto puro y de donde
dualmente, tal vez no parezcan sorpren-
emanaba agua de una dulzura como la
dentes; sin lugar a dudas, cientos de

bibliotecasud.blogspot.com
20
experiencias similares a ésta han ocurri- biduría de los sabios tiene que
do cuando las personas han tomado en desvanecer ante el Señor (Isaías 29:14).
serio el Libro de Mormón. Aunque una Y cuando ocurra, ¡a convicción y una
por una no han despertado gran interés, forma más elevada de respeto reempla-
al juntarse, añaden un testimonio muy zará a la duda.
importante de la veracidad del Libro de Nunca he visto que al Libro de Mor-
Mormón. món le falte justificación alguna. Aunque
Tal vez sea fácil para el erudito que no en la mente de algunos lectores ha sus-
es mormón desechar casualmente el Li- citado muchos interrogantes, siempre
bro de Mormón, ya que cuanto más ver- me he sentido recompensado en vez de
sada sea la persona, más es la tenden- desilusionado por las respuestas que
cia que existe a descartar el libro. Para estas preguntas proporcionan. El en-
el erudito perspicaz, las planchas de contrar estas respuestas lleva a la con-
oro, un ángel, un joven profeta vienen a vicción, y el estar convencido nos con-
sonar como un relato de lo sobrenatural. duce al respeto, el cual algunas veces
Su estilo aparentemente sencillo y su re- nos deja ver claramente el sendero ha-
lación tan concisa con otras escrituras cia el testimonio.
hebreas antiguas parecen catalogarlo Yo sé que es importante desarrollar y
como un engaño insensato e irrisorio. ayudar a otros a sentir respeto por el
Sin embargo, al final no es el libro el que Libro de Mormón. Es la palabra de Dios,
carece de sentido, sino los que así lo y todo aquel que lo posea será juzgado
consideran. Uno de los grandes errores por él. Es Escritura sagrada que se nos
que algunos de nosotros cometemos es ha dado para "enseñar, para
la tendencia de juzgarlo (favorable o redargüir. . . para instruir en justicia". (2
desfavorablemente) sin examinarlo y en- Ti. 3:16.) Sería ¡dea! que todos pudiesen
tenderlo a fondo como deberíamos. aceptar un ejemplar del Libro de Mor-
Y ¿en qué forma se relaciona esto con món sin desconfianza alguna, para que
un seminario de graduados, un grupo después, por medio de la oración y con
de eruditos de Oxford, un panel de jue- humildad, pudieran recibir del Espíritu
ces, un estudiante haciendo investiga- • Santo el testimonio de que es verdade-
ciones, un teólogo, un profesor, etc.? La ro. Pero no siendo las circunstancias tan
respuesta es muy simple. En mi expe- Ideales como quisiéramos, es bueno
riencia, el Libro de Mormón es un instru- que el libro en sí merezca el respeto de
mento maravilloso del Señor. Es sor- muchos.
prendente verlo hacerse acreedor de Por el respeto que siento hacia este
respeto y obtenerlo para el evangelio de libro, me encuentro más cerca del Se-
Jesucristo. Al igual que la piedra que fue ñor. Estoy agradecido porque tan her-
reprobada por los edificadores, pero mosa relación aumenta el amor que
que llegó a ser la cabeza del ángulo siento por las palabras de este precioso
(Hechos 4:11, Salmos 118:22), el Libro registro, y así, a medida en que mi res-
de Mormón, también una piedra angu- peto por este libro aumenta, yo también
lar, en ocasiones ha sido rechazado por continúo progresando. •
muchos edificadores fíeles en otros as-
pectos. Pero como muchas veces ocu- El hermano Welch es abogado y enseña en la
facultad de abogada de la Universidad
rre con aquello que es verdadero, la sa- Brigham Young.

bibliotecasud.blogspot.com
Mayo de 1984 21

¡TANTAS
VOCES!
Cómo equilibrar las demandas
de tiempo

por Robert F. Bohn

A
veces nos preguntamos có- "Sea un buen vecino."
mo es posible que logremos "Participe en la vida política y cívica."
todo lo que queremos hacer
en la vida cuando desde tan- Por otra parte oímos que nos dicen:
tos ángulos se nos requiere nuestro "Dedique más tiempo a su familia."
tiempo. Las voces provienen de gente "La maternidad es la responsabilidad
que amamos y respetamos; las activida- más importante de la mujer."
des a las que nos Invitan son encomia- "Pase más tiempo en su casa."
bles e importantes. Pero el problema es "Dedique más tiempo a su llamamiento
éste: ¿Cómo hacer todo lo que se nos en la Iglesia."
pide? "Evite el extremismo —y recuerde sus
compromisos para con su familia e Igle-
Por un lado oímos que nos dicen: sia."
"Nunca rechace un llamamiento en la De ahí la pregunta respecto a cómo
Iglesia." todo Santo de los Últimos Días que se
"Toda mujer debe participar de muchas dedica a sus deberes puede encontrar
actividades que la hagan sentirse feliz." tiempo para todo cuando tantas voces
"Destaqúese en su trabajo." —familia, iglesia, trabajo y comunidad—

bibliotecasud.blogspot.com
22 Liahona

demandan tanto de su tiempo. barrio puede merecerla con respecto a


un partido de fútbol con los hijos. En
Un tiempo para cada cosa consecuencia, la pregunta ¿qué viene
"Todo tiene su tiempo, y todo lo que primero—la familia o la Iglesia9—es
se qutéredeBajp del cielo tiene su hora." una pregunta errónea si se busca una
(Eclesiastés 3:1.) Esta declaración es de sola respuesta en todos los casos. La
tanta vigencia hoy día como lo fue anti- familia y la Iglesia son de primordial im-
guamente. Es lamentable tratar de vivir portancia. Ambas son de Dios y cual-
en el pasado o en el futuro más bien que quiera de elias puede requerir prioridad
concentrarnos en el propósito del pre- según la situación. Ambas son parte in-
sente. tegral del todo, o sea el evangelio de
La cantidad de tiempo que una perso- Jesucristo. Una de nuestras mayores
na dedica a distintas actividades varía necesidades individuales es la de
significativamente según el momento de aprender a vivir mediante el Espíritu. Al
la vida en que se encuentre. Cada fase volvernos sensibles a la Influencia del
de nuestra vida tiene un propósito espe- Espíritu Santo, podemos establecer me-
cial, y el sentimiento de logro se alcanza jor las prioridades en cada ocasión o cir-
al vivir el propósito de cada época en el cunstancia, en una forma que será
momento apropiado. aceptable y agradable al Señor.

Establecer prioridades ¿Cuándo acabará?


A fin de-decidir qué es lo bueno para Dada la cantidad de voces que recla-
nosotros en un momento determinado y man nuestro tiempo, a veces resulta fá-
en una situación definida, es menester cil sentirse un poco deprimido y pregun-
que establezcamos prioridades. tarse cuándo acabará. Siempre
Pero . . . ¿qué sucede cuando dos prin- tendremos demandas de tiempo, pero
cipios correctos entran en colisión? Por nuestra depresión disminuirá al aceptar
ejemplo, el de dedicar tiempo a nuestra el hecho de que enfrentar las demandas
familia frente al de cumplir con los llama- es parte natural de la vida, y al no inten-
mientos en la Iglesia. tar escapar de ellas, sino enfrentar la
La clave está en entender que cada realidad y vivir felizmente cada día.
situación tiene que ser considerada par- Establezcamos una comparación:
ticularmente y que se debe orar respec- Cuando un ciclista usa sus piernas, la
to a ella, porque lo que puede ser lo bicicleta se mueve y el que va en ella se
correcto en una situación tal vez no lo mantiene en equilibrio. Pero si no usa las
sea en otra. Al intentar establecer priori- piernas y la bicicleta deja de moverse,
dades, debemos decidir cuál alternativa pierde el equilibrio y cae.
es la más Importante en cada caso. Por Lo mismo se aplica cuando estamos
ejemplo, un momento crucial en la vida deprimidos o cuando nos detenemos en
de un niño en el que se requiere la aten- nuestro progreso por causa de un pro-
ción de los padres puede merecer prio- blema. El permanecer inactivos, espe-
ridad en relación con una responsabili- rando que las muchas demandas lle-
dad en la Iglesia; pero en otro momento, guen a un fin, hace que sintamos
el bienestar espiritual de un miembro del autoconmiseraclón, y distorsiona núes-

bibliotecasud.blogspot.com
Mayo de 1984 23

tra perspectiva de las cosas. Por el con- introduzcamos a las distintas voces en
trario, la actividad nos ayuda a mantener el momento preciso, en el lugar que co-
el equilibrio, conservando nuestra vida rresponde y con la intensidad apropia-
en forma productiva y en una perspecti- da. Nuestra es la responsabilidad de
va adecuada. controlar el equilibrio, con inspiración
del Señor. La responsabilidad final es
Hallar armonía nuestra en el ejercicio de nuestro libre
A fin de encontrar armonía en la vida, albedrío.
debemos aprender a controlar las distin-
tas demandas de nuestro tiempo. Consi- Armemos el rompecabezas
deremos el ejemplo de un director de un En respuesta a la Interrogante de có-
coro. Un buen coro tiene muchas voces mo es posible que logremos todo lo que
distintas que cantan en el registro de queremos hacer en la vida cuando des-
contraltos, sopranos, bajos y tenores. de tantos ángulos se nos requiere nues-
Aunque cada cantante puede ser un ex- tro tiempo, debemos establecer priori-
perto vocalista, si cada uno fuera a can- dades buscando en oración la guía del
tar su canción predilecta con toda su Señor para que las muchas demandas
potencia sin considerar a los demás, el sean coordinadas en nuestra vida se-
resultado sería una mezcla de ruidos. El gún el tiempo y la etapa adecuados. En
canto resulta hermoso cuando el direc- esa forma podremos estar complacidos
tor ayuda a cada cantante a entrar en el con lo que podamos hacer mientras lo
momento adecuado con el volumen re- Intentamos con gozo, en lugar de siem-
querido y con la expresión necesaria. pre sentirnos frustrados en cuanto a lo
Manteniendo el control de los Intereses que somos incapaces de realizar. Pode-
particulares de cada cantante, el direc- mos buscar equilibrio en la vida estando
tor convierte la confusión en un himno "anhelosamente empeñados en una
equilibrado y melódico. causa buena" (D. y C. 58:27), y en esa
Lo mismo sucede con las distintas de- forma venceremos muchos momentos
mandas expresadas en nuestra vida — de depresión. Sea nuestra vida un him-
familia, genealogía, orientación familiar, no armonioso o un ruido desagradable
obra misional, asignaciones de bienes- depende de cómo dirijamos el ritmo y la
tar, obra en el templo, reuniones, res- intensidad de las voces que requieren
ponsabilidades cívicas, vecinos y traba- nuestro tiempo. El aplicar estos princi-
jo. En lugar de permitir que estas voces pios generales a nuestras circunstan-
—todas ellas buenas— determinen qué cias específicas nos ayudará a alcanzar
himno cantar y con qué potencia, el Se- lo que el profeta José Smith dijo que es
ñor espera que cada uno de nosotros "el objeto y propósito de nuestra
sea el director de su propia vida. Fue el existencia": la felicidad. (Mease Ense-
Señor quien le dijo a José Smith: ñanzas del profeta José Smith, pág.
"Porque el poder está en ellos, y en esto 312.) •
vienen a ser sus propios agentes" (D. y
C. 58:28). Y el resultado, ya sea ruido
El hermano Bohn enseña en la Universidad
disonante o la música armoniosa y equi-
Golden Gate, San Francisco, California, EE.
librada, depende de cómo dirijamos e UU.

bibliotecasud.blogspot.com
24 Liahona

POR QUÉ DELEGAR,


CÓMO . . . Y
COMO NO HACERLO
SUGERENCIAS PARA EL
HOGAR Y LA IGLESIA
por William G. Dyer

(Continúa Pág. 25)


bibliotecasud.blogspot.com
Mayo de 1984 25

E
s posible que no haya otro prin- nuevas habilidades. Sin embargo, una
cipio de liderazgo que haya si- asignación puede ser el comienzo del
do menos comprendido que e! interés, la capacitación, o el adelanto de
de la delegación. Es corriente una persona.
oír comentarios como éstos en cuanto a 2. Proyectos. Los proyectos forman
un líder que está sobrecargado de tra- un conjunto mayor y más complejo de
bajo: "Debería delegar más", o "¿Por tareas que requieren más habilidades;
qué no aprende a delegar?" Se da por pero, al Igual que las asignaciones,
entendido que todo lo que hay en eso usualmente no representan una respon-
de delegar es entregar el trabajo a otra sabilidad continua.
persona y, repentinamente, sentirse li- Por ejemplo, nuestro obispo delegó
bre de toda responsabilidad. en nuestro líder del grupo de sumos sa-
No obstante, todo buen líder sabe cerdotes la tarea de encargarse de la
que la delegación no le va a dar más cena del 'barrio, lo cual incluía todos los
tiempo libre en un abrir y cerrar de ojos. arreglos para la comida, las mesas, la
Al cabo de un largo período, la delega- decoración, el servicio y el programa. El
ción verdadera debería darle más opor- líder del quórum a su vez hizo cierto nú-
tunidad de atender otros asuntos, pero mero de asignaciones relacionadas con
en lo Inmediato tal vez le exija una mayor esas responsabilidades.
dedicación de su tiempo. Siempre que resulte apropiado, los
padres deberían dar a los hijos toda la
Lo que se debe hacer responsabilidad de algunas tareas. Por
¿Qué se puede hacer para que la de- ejemplo, se puede delegar en los hijos
legación sea un útil Instrumento en lugar proyectos tales como planear las activi-
de una carga? Un buen punto para co- dades para la noche de hogar, encar-
menzar es comprender los elementos garse de las compras semanales para la
que componen la tarea que se delega. casa, preparar un menú para toda la se-
1. Asignaciones. La asignación con- mana, revisar el almacenamiento de ali-
siste generalmente en una sola tarea de- mentos y anotar lo que haya que com-
terminada y clara, que se lleva a cabo prar; en vez de sólo darles pequeñas
de una vez. Los discursos, las presenta- asignaciones tales como arreglar la ca-
ciones durante una lección y el hacer ma, devolver algo a la vecina, guardar la
mandados son ejemplos de algunas ropa, sacar la basura, poner la mesa, etc.
asignaciones. Cuando nuestro hijo de Los proyectos bien delegados deben
dieciséis años necesitó transporte para proveer oportunidades excelentes de
concurrir a una práctica deportiva tem- desarrollo a quienes las reciban. Sola-
prano en la mañana, le pedí a uno de mente un líder imprudente o un padre
sus hermanos mayores que se encarga- vacilante teme delegar completamente
ra del asunto. Esta fue una asignación una tarea y se limita sólo a dar asigna-
delegada, una actividad-sola, que me ciones.
liberó de una tarea en un día particular. 3. Responsabilidad permanente. Con-
Como las asignaciones son tareas siste en un conjunto de actividades que
que se efectúan una por vez, usuaímen- se prolongarán durante largo tiempo; en
te producen un desarrollo limitado de este caso, ya no se trata de una asigna-

bibliotecasud.blogspot.com
28 Liahona

ción simple ni de un proyecto a corto de en realidad exigir del líder más tiem-
plazo. po que la realización de la tarea misma.
Este tipo de delegación puede hacer-
se en la forma de una función regular, o Por qué se debe delegar
sea, como parte de un cargo o de un Los líderes delegan por dos razones:
llamamiento determinado. El presidente (1) porque carecen de tiempo, habilidad
de estaca puede delegar la responsabi- o recursos para hacer el trabajo; o (2)
lidad de ciertas actividades en la granja porque desean dar a otros las oportuni-
del plan de bienestar en uno de los dades de desarrollo que se tienen al lle-
miembros del sumo consejo; otro puede var a cabo una responsabilidad o activi-
encargarse del programa de adultos dad en particular.
solteros; otros son responsables de los Por otra parte, muchos líderes no de-
programas de Hombres Jóvenes o Mu- legan porque: (1) no siempre pueden
jeres Jóvenes, del de desarrollo del depender de otros para hacer la tarea
maestro, de las actividades deportivas, de la manera en que ellos quieren que
etc. se haga; (2) se requiere más tiempo pa-
En algunos otros casos, la responsa- ra demostrarle a la gente cómo hacer
bilidad permanente no es parte de lla- las cosas; (3) porque resulta frustrante
mamientos o cargos, sino que se delega delegar una responsabilidad y que no la
según las necesidades que surjan. Por cumplan en la forma correcta y a tiem-
ejemplo: un padre delega en su hijo ma- po; (4) a veces las tareas delegadas in-
yor la responsabilidad de cuidar de las volucran más problemas y tiempo, dado
herramientas de la familia; a una adoles- que la gente sigue preguntando y que-
cente se le asigna la tarea de reunir a la jándose en cuanto a la asignación.
familia todas las mañanas para la lectu-
ra de las Escrituras y la oración familiar; Eliminar obstáculos
algunas familias dividen la limpieza de Es posible vencer los obstáculos. Las
la casa en zonas de trabajo y delegan siguientes sugerencias pueden resultar
en sus miembros la responsabilidad de útiles:
ocuparse de la limpieza de cierta parte 1. Buscar inspiración. Determinar,
de la casa; una madre delega en su hija mediante la oración, quién debe recibir
la compra de las provisiones para la fa- ciertas asignaciones y qué tareas se de-
milia (esto significa que la hija es res- ben asignar a ciertas personas. En esta
ponsable del manejo de una cantidad forma, la persona que da y la que recibe
considerable de dinero para comprar la asignación pueden sentir mayores
los alimentos y que debe hacer las com- deseos de cumplir su parte en el arre-
pras según el consumo del núcleo fami- glo.
liar). 2. Dar asignaciones interesantes. A
Esta forma de trabajo da a quien reci- veces IQS líderes delegan en otras per-
be la tarea una gran oportunidad de sonas sólo las actividades fastidiosas,
aprender mucho, progresar y aliviar la aburridoras o difíciles y reservan para sí
carga del líder o el jefe de la familia. las más interesantes o las que pueden
Pero, al principio, la enseñanza y capa- llevarles mayor reconocimiento de los
citación de quien recibe esa tarea pue- demás. En muchos de estos casos, la

bibliotecasud.blogspot.com
Mayo de 1984 27

persona que recibe la tarea no percibe se sienta comprometida a cumplir lo que


mejoramiento ni progreso como resulta- se le ha asignado, también puede darle
do de ella y, con el tiempo, comienza a la oportunidad de hacer preguntas o
sentir resentimiento y resistirse a reali- aclarar dudas en cuanto a la tarea y
zarla. Si a un niño se le asigna siempre conducir naturalmente al buen cumpli-
el lavado de la loza después de la cena miento de ésta.
en el día de la noche de hogar y nunca 5. Capacitar cuando sea necesario.
se le da ocasión de dar ¡a lección, de Muchas veces, una tarea es completa-
planear la actividad o elegir el postre, mente nueva para la persona que debe
sería muy fácil que se sintiera descon- realizarla y, al principio, quizás no pue-
tento. El líder prudente considera perió- da llevarla a cabo en la forma debida; a
dicamente lo que ha delegado para ver fin de ayudarle a tener éxito, el líder qui-
cómo se sienten las personas en cuanto zás tenga que dedicar algún tiempo a
a sus asignaciones. darle instrucciones y capacitarlo. Por
3. Explicar lo que se espera. Aunque ejemplo, cuando a un poseedor del sa-
una persona delegue en otra cierta ta- cerdocio se le asigna la orientación fa-
rea, aún es hasta cierto punto responsa- miliar, el líder debe explicarle claramen-
ble por el cumplimiento de la misma. te cuál es su responsabilidad; además,
Aun cuando una madre asigna a su hija puede llevarlo consigo a hacer visitas a
la tarea de hacer las compras de alma- fin de demostrarle la forma de llevar a
cén, ella misma retiene la responsabili- cabo la tarea eficazmente. Sin una pre-
dad de la buena alimentación de su fa- paración-así, el nuevo maestro orienta-
milia y, por lo tanto, es responsable si la dor puede dejar mucho que desear en
hija no cumple bien su asignación debi- el cumplimiento de su asignación y cau-
do a su ignorancia. Por este motivo, es sar disgustos entre los miembros. ¡Y
fundamental que la madre le explique puede ser que el líder jamás se dé
claramente lo que espera de ella y la cuenta de que él fue la causa del pro-
importancia de su tarea; que le diga blema!
cuánto puede gastar, cuándo desea 6. Evaluar el progreso. Al delegar una
que haga las compras y qué tipo de responsabilidad, muchas veces el líder
mercancías debe comprar. Si no existe da por sentado que puede quedarse
esta comunicación entre ambas, la hija tranquilo y olvidarse del asunto. En reali-
podría, involuntariamente, echar por tie- dad, la tarea no se llevará a cabo como
rra los planes de su madre en cuanto a es debido a menos que él establezca
la alimentación de la familia. una manera uniforme de evaluar el pro-
4. Comprometer a la persona en la greso de la persona en su asignación.
asignación. Después de explicarle la im-- Para hacerlo, es necesario averiguar pe-
portancia y el objetivo de la tarea, el lí- riódicamente lo que se ha hecho, eva-
der debe dar a la persona la oportuni- luar los resultados, volver a planear los
dad de responder, aceptando o puntos débiles, y tal vez capacitar y ani-
rechazando la asignación, tarea o res- mar un poco más a la persona. La eva-
ponsabilidad permanente; y si la acep- luación no quiere decir que el líder esté
ta, comprometiéndose a cumplirla. La siempre metiendo la nariz en el asunto,
respuesta personal, más que hacer que sino que se reúna regularmente con la

bibliotecasud.blogspot.com
28 Liahona

persona que recibió la asignación para cabo una labor, sea cual sea, no puede
determinar los progresos que ésta ha evitar poner en ella algo de su individua-
hecho. lidad; esto es natural; debe permitirse e
Por ejemplo, si se ha delegado en el incluso apreciarse. Es de esperar que,
comité de un quórum de maestros, bajo si la persona va a progresar debido a la
la responsabilidad de un director, la ta- asignación, llegará a dominar la situa-
rea de organizar una fiesta y cena para ción y quizás hasta haga ei trabajo mu-
el quórum, el asesor de éste debe dar cho mejor de lo que el líder imaginaba.
primero instrucciones claras y luego es- Por ejemplo, una presidenta de la So-
tablecer fechas en que deben estar he- ciedad de Socorro, después de pedir a
chos ciertos arreglos y él debe recibir un una de sus consejeras que dirija una
informe. No debe esperar a que llegue reunión o supervise una labor en pro-
el día de la fiesta para entonces, a últi- yecto, quizás se encuentre con que ésta
mo momento, comenzar a averiguar lo hace en una manera diferente de la
apresuradamente si todo está en orden. que ella lo haría; pero la forma de traba-
' Muchos programas fracasan porque no jar de la consejera puede ser tan eficien-
existe un método para estimular a la te como la suya e incluso producir mejo-
gente que tiene asignaciones o darle res resultados si la presidenta le da
nuevas direcciones o instrucción. Por libertad de acción. En cambio, la conse-
otra parte, la falta de una evaluación jera jamás aprendería nada ni alcanza-
puede hacer pensar a la persona que ría progreso alguno si la presidenta es-
recibió la asignación que el líder ha per- tuviera constantemente vigilando sus
dido interés en el proyecto, lo cual qui- acciones hasta el punto de Inhibirla en lo
zás le haga perder la motivación para que debe hacer.
llevarla a cabo correctamente. La delegación no es una artimaña pa-
7. Dejar la tarea en manos de quienes ra librarse de una tarea, sino una estra-
tienen la responsabilidad. Aunque el lí- tegia de liderazgo, un plan más amplio
der debe aclararle a la persona lo que de trabajo cuyo resultado final es que
se espera de ella, darle instrucciones o alivia al líder de ciertas responsabilida-
capacitarla y evaluar su progreso, no se des y que la persona que lleva a cabo la
debe pretender que realice la tarea tarea progresa y aprende al hacerlo. La
exactamente en la misma forma en que delegación eficiente se logra por medio
el líder lo haría. Este debe dejar la tarea de una minuciosa planificación, una cla-
ra explicación de la responsabilidad en
. en las manos de quien recibió la asigna-
cuestión, la capacitación que sea nece-
ción, dándole el derecho de llevarla a
saria, la evaluación del cumplimiento de
cabo de acuerdo con su propia capaci-
la tarea y la buena voluntad de permitirá
dad, personalidad, estilo y experiencia.
la persona en quien se ha delegado que
Es sumamente desagradable recibir
actúe de acuerdo con su propio crite-
una asignación y luego notar que otra
rio. •
persona está vigilando, dirigiendo y co-
rrigiendo porque siente que necesita
El hermano Dyer, experto en problemas de
dominarlo todo a fin de asegurarse de
conducta, es Decano de la Facultad de
que la tarea se realiza en la forma que Administración en la Universidad Brigham
ella lo desea. La persona que lleva a Young.

bibliotecasud.blogspot.com
Preguntas y respuestas 29

acudió-a mí profesionalmente con pro-


blemas maritales sumamente serlos.
Ambos decían: ¿Cómo es posible que
esto nos esté pasando a nosotros? Nos
casamos en el templo, hemos guardado
los mandamientos, pagamos nuestros
diezmos, guardamos la Palabra de Sa-
biduría, asistimos regularmente al tem-
plo y servimos al Señor fielmente en
nuestros llamamientos en la Iglesia.
¡Simplemente no es justo! ¿Por qué no
somos bendecidos con un matrimonio
Estas respuestas se dan como ayuda
feliz?
y orientación para los miembros, y no
como pronunciamiento de doctrina de la Abrí Doctrina y Convenios y les pedí
Iglesia. que leyesen los versículos veinte y vein-
tiuno de la sección 130.
Pregunta: Después de ver el fracaso "Hay una ley, irrevocablemente de-
del matrimonio de mis padres (ambos cretada en el cielo antes de la fundación
personas buenas y respetables), me de este mundo, sobre la cual todas las
encuentro a mí mismo poniendo en bendiciones se basan;
tela de juicio mi actitud hacia el "y cuando recibimos una bendición
matrimonio. ¿Cómo puedo mantener de Dios, es porque se obedece aquella
mi fe en este principio tan ley sobre la cual se basa."
importante? Les hice ver que habían sido bendeci-
dos por guardar las leyes mencionadas,
Responde: Carlfred Broderick, pero que el Señor no podía bendecirlos
director del Programa de con un matrimonio feliz a menos que
Entrenamiento en el Matrimonio y guardaran las leyes que se aplicaban a
Terapia Familiar de la Universidad del dicho matrimonio.
Sur de California, y ex presidente de —Por ejemplo —les dije—, ustedes
estaca. dicen que cumplen con la ley de los
diezmos.
Muchas personas se sienten desilusio- —En realidad —contestó él—, proba-
nadas y mortificadas cuando ocurre un blemente pagamos un poco más de lo
divorcio entre aquellas parejas a quie- que nos es requerido.
nes han admirado y han confiado. Se —Muy bien. ¿Y reciben las bendicio-
dicen a sí mismas: Si ellos no pudieron nes asociadas con dicha ley?
tener éxito en su matrimonio, ¿qué pro- Se miraron mutuamente.
babilidades tienen de lograrlo personas —Sí, hemos sido sumamente bende-
comunes y corrientes como nosotros? cidos.
Con frecuencia, la pareja en cuestión se —¿Dicen que guardan la Palabra de
siente Igualmente desilusionada. Sabiduría?
Hace algunos años, un matrimonio, —Así es.
ambos miembros activos de la Iglesia, —¿Y reciben las bendiciones prometí-

bibliotecasud.blogspot.com
30 Preguntas y respuestas

das a aquellos que obedecen esa ley? afecto fraternal, prefiriéndose el uno al
—Sí, el Señor nos ha bendecido con otro (versículo 8-10). Reconocieron que
salud y la suficiente energía para hacer no siempre se habían regocijado cuan-
nuestros muchos quehaceres. do su compañero tenía razón para rego-
—Exactamente de la misma manera, cijarse, o llorado cuando él o ella lloraba
el Señor los bendecirá con un matrimo- (versículo 15), que con frecuencia no
nio feliz si guardan las leyes que gobier- eran "unánimes" entre sí (versículo 16),
nan la felicidad en un matrimonio—les y que no se esforzaban lo más que les
dije. era posible por vivir "en paz" el uno con
Deseaban saber cuáles eran, y les el otro (versículo 18). Finalmente, confe-
pedí que leyeran la sección 121 de Doc- saron que nunca habían podido domi-
trina y Convenios, donde el Señor pro- nar la regla de no vengarse el uno del
porciona instrucción en el ejercicio de otro en vez de dar "lugar a la ira" (versí-
un justo dominio (véanse especialmente culo 19), o de no ser vencido "de lo ma-
los versículos 34-46), y el capítulo doce lo, sino vencer con el bien el mal" (versí-
de Romanos donde Pablo señala las le- culo21).
yes que gobiernan la unidad en cual- En una palabra, les dije que en cierta
quier organización de la Iglesia. manera se encontraban en la situación
Admitieron con franqueza que a pesar de aquellos que diezman "la menta y el
de la ayuda ofrecida en Doctrina y Con- eneldo y el comino, y [dejan] lo más im-
venios 121, en realidad no ponían en portante de la ley: la justicia, la miseri-
práctica sus responsabilidades comu- cordia y la fe.' Esto era necesario hacer,
nes de autoridad "por persuasión, por sin dejar de hacer aquello" (Mateo
longanimidad, benignidad, mansedum- 23:23).
bre y por amor sincero; por bondad y Por tanto, para dar respuesta directa
por conocimiento puro . . . sin hipocre- a estas preguntas, es necesario saber
sía y sin malicia" (versículos 41-42). Por que podemos tener la seguridad de un
el contrario, constantemente se veían matrimonio feliz, perdurable y celestial si
envueltos en luchas por el poder, sobre obedecemos las leyes que gobiernan
quién tenía la razón y quién estaba en esta parte particular de la vida. Estas se
error, y utilizaban toda clase de estrate- encuentran entre las leyes más sublimes
gias para "ganar" dentro de la arena fa- y a la vez más difíciles de cumplir en
miliar. todo el evangelio; ninguna otra recom-
Admitieron que en oposición al conse- pensa es tan maravillosa como la pro-
jo de Pablo en Romanos 12, sus expec- metida por el Señor a aquellos que las
taciones mutuas se conformaban dema- obedecen.
siado "a este siglo" (versículo 2); que "Porque estrecha es la puerta y an-
cada uno se consideraba a sí mismo y gosto el camino que conduce a la exal-
sus opiniones en "más alto concepto" tación y continuación de las vidas, y po-
del que debía (versículo 3); que no ha- cos son los que la hallan . . . Mas si me
bía suficiente aprecio positivo por las recibís en el mundo, entonces me cono-
maneras diferentes de ser (versículos ceréis y recibiréis vuestra exaltación;
4-6); y que en su hogar había una esca- para que donde yo estoy vosotros tam-
sez de misericordia, alegría, amor y bién estéis." (D. y C. 132:22-23.) •

bibliotecasud.blogspot.com
Mayo de 1984 31

EL OBSEQUIO
DE
MATEO
por Denise Walsh Norton

A
quel sábado en que Mateo, en ello, me di cuenta de que lo hacía
mi hijo de siete años, decidió con temor a un Dios que me infundía
comprarme un manual de la miedo y que demandaba su décima
Sociedad de Socorro con el parte. (Véase D. y C. 64:23.) De alguna
dinero que tan merecidamente se había manera, en mi confusión, el Dios al cual
ganado, no pude menos que preguntar- tímidamente le ofrecía mis diezmos dife-
me si él sabría exactamente lo que ha- ría enormemente del Padre amoroso y
cía. Era el dinero que había recibido por misericordioso que me escuchaba
ocupar el lugar del "hombre de la casa" cuando yo le abría mi corazón en ora-
mientras mi esposo se encontraba inter- ción todas las mañanas y noches, el Pa-
nado en el hospital. Pensamos que se dre que me amaba y deseaba que re-
compraría las cosas que comúnmente gresara a su presencia.
atraen a un chico de siete años de edad; En ese momento supe con certeza
sin embargo, decidió comprar un libro que mi Padre Celestial me amaba, y aun
para mí. cuando era mi obligación y responsabili-
Me sentí un poco incómoda al aceptar dad devolverle una décima parte de mis
lo que para mí era un sacrificio, y unos ingresos, El igual agradecía mis ofren-
días después compartí mis sentimientos das y se sentía complacido conmigo por
con una amiga. Después de todo, sabía ello. Con lágrimas rodando por mis meji-
que después de pagar los diezmos y llas, mis palabras hicieron eco en mi
comprarme el libro, a Mateo no le que- mente y me recordaron la promesa del
daba mucho dinero para él. Señor que dice: "Traed todos los diez-
—Yo no tenía que aceptarlo, Nancy mos al alfolí y haya alimento en mi casa;
—le expliqué a mi amiga—, pero sabía y probadme ahora en esto, dice Jehová
que él se sentiría bien. Fue un gesto de los ejércitos, si no os abriré las venta-
muy especial de su parte y de una ma- nas de los cielos, y derramaré sobre vo-
nera u otra se lo retribuiré. sotros bendición hasta que sobreabun-
¡Entonces se produjo el milagro! Fue de." (Malaquías 3:10.)
en ese preciso momento que mi con- Cuan agradecida me siento por la lec-
cepto acerca del pago de los diezmos ción que me enseñó un amoroso Padre
cambió por completo; fue como si una Celestial, y por el gesto desinteresado y
luz se hubiera encendido repentinamen- generoso de mi hijito. •
te para que yo pudiera ver.
Siempre había sido fiel y constante en Denise Walsh Norton vive en Leavitt, Alberta,
el pago de los diezmos pero, pensando Canadá.

bibliotecasud.blogspot.com
32

EN EL AUTOBÚS

U
no de los impedimentos más do hubiera estado bien si no fuera por
grandes para lograr el éxito un pequeño detalle: había tomado el au-
es el hecho de que dedica- tobús equivocado.
mos mucho tiempo a cosas Es interesante ver cómo muchas per-
que nos llevan hacia lo que no desea- sonas llegan a algo en la vida, algo que
mos ser. Es mucho lo que podemos nunca quisieron ser. Nos fijamos metas
aprender del relato que, hace varios de honor, éxito y felicidad, pero a veces
años, nos contó el doctor Harry Emerson tomamos los autobuses que nos llevan a
Fosdick al cual tituló: "En el autobús- un destino de deshonor, fracaso y des-
equivocado". Se trataba de un hombre dicha. Uno de los propósitos fundamen-
que subió a un ómnibus con la intención tales de nuestra existencia mortal es el
de ir a la ciudad de Detroit, Michigan; de prepararnos para la vida venidera.
pero cuando llegó al final de su viaje se Los destinos a los que podemos llegar
encontró que estaba en Kansas City, están separados en tres grandes subdi-
Kansas. Este pobre hombre no podía visiones, las que Pablo compara con la
convencerse de lo que había sucedido; luz del sol, de la luna y de las estrellas.
cuando preguntó cómo llegar a la aveni- El dijo:"... una estrella es diferente de
da Woodward y le dijeron que tal aveni- otra en gloria. Así también es la resu-
da no existía, se sintió indignado, por- rrección de los muertos" (1 Corintios
que él sabía muy bien que sí había una 15:41-42).
calle que se llamaba de esa manera. Le Es indiscutible que la gloria más de-
costó aceptar la realidad de que, muy a seada es la que se compara con el sol,
pesar de sus buenas intenciones, no es- la cual yace al final de la angosta senda
taba en Detroit, sino en Kansas City. To- que conduce a la vida, pero lamentable-

bibliotecasud.blogspot.com
33

EQUIVOCADO
por el élder Sterling W. Sill
del Primer Quórum de los Setenta,
Emérito

mente para nosotros que viajamos, tal llegará al lugar que menos deseaba.
como lo dijo Jesús, solamente unos po- Incluso Satanás tomó el autobús equi-
cos llegarán a este destino, el cual es el vocado, y ahora sabemos cuál es su
más grandioso de todos. Todos debe- destino final, destino que Dios, el juez
ríamos tener el deseo de llegar al reino definitivo, le ha determinado. Pero Sata-
celestial, el cielo más elevado, donde nás nunca hizo planes para tal degrada-
moran Dios y Jesucristo y el cual es el ción; él era conocido como Lucifer, el
reino para las familias. Pero muchas portador de luz, el brillante hijo de la ma-
personas, mientras hablan acerca del ñana, que se mantenía cerca de Dios. El
cielo más elevado, se embarcan en au- deseaba para sí lo mejor y se decía en
tobuses cuyo destino es el infierno más su corazón: "Subiré al cielo; en lo alto,
bajo. junto a las estrellas de Dios . . . y seré
El menos atractivo de estos tres reinos semejante al Altísimo". (Isaías
es el telestial, que está tan por debajo 14:13-14.) Pero aun siendo consciente
del celestial como el centelleo de una de este objetivo maravilloso, tomó el au-
estrella es pequeña en comparación tobús de la rebeldía que lo conduce al
con el esplendor del sol de! mediodía. más bajo de los destinos.
Las Escrituras nos dicen que los que lle- Muchas personas han tenido la expe-
guen al reino telestial serán tan numero- riencia, en algunos aspectos de la vida,
sos como las arenas del mar o como las de arribar a lugares donde no deseaban
estrellas del firmamento. Pero aún así, ir. Por ejemplo, nadie se esfuerza por
antes de que lleguen a este destino, és- obtener una buena educación ni invierte
tos deben purgar sus pecados con el grandes sumas de dinero en negocios
castigo del infierno. Esta gran multitud con la esperanza de fracasar o dar ban-

bibliotecasud.blogspot.com
34 Liahona

carrota; nadie elige a su esposo o espo- nuestra personalidad. Sembramos una


sa con la idea de terminar en un desdi- vida desordenada e indisciplinada y lue-
chado y triste divorcio. Aun el gran go oramos para no recoger las conse-
número de los que se convierten en ase- cuencias, lo cual generalmente no suce-
sinos y suicidas, y que se hacen adictos de, ya que esas semillas son muy
a drogas y al alcohol, no comenzaron a resistentes y es difícil detener su creci-
recorrer esas sendas pensando que los miento una vez que sus raíces han cre-
conducirían a un destino tal. Aquellos cido en nuestra vida.
que cometen fechorías y actos inmora- Podemos tener los objetivos más loa-
les, o que terminan en escuelas reforma- bles en nuestra mente, pero si tomamos
torias, en cárceles o Instituciones men- el ómnibus que nos lleva al destino equi-
tales, no pensaban en estos lugares vocado, no podemos cambiar de ruta
cuando planeaban el sendero que ¡rían diciéndonos simplemente a nosotros
a tomar. mismos que teníamos la mejor de las
Es probable que la habilidad más va- intenciones. A esa altura de los aconte-
liosa que una persona pueda desarrollar cimientos, lo importante van a ser los he-
sea la de identificar el ómnibus que la chos, ya que vamos a ser juzgados por
lleve al lugar donde realmente desea ir. ellos y no por nuestros deseos, y sería
En una oportunidad hablé con una jo- Inútil prestar atención al dicho que dice
ven que tenía sentimientos de rechazo que el sendero hacia el Infierno está pa-
hacia sus padres. Como no se sentía vimentado con buenas intenciones.
querida por ellos, trataba de compensar Muy frecuentemente no dejamos que
esa falta de amor haciendo amistad con la mano izquierda de las Intenciones se-
personas indignas, y pensaba que ir a la pa lo que la mano derecha de los he-
Iglesia era como rendirse a sus padres. chos está en verdad haciendo. Tene-
Su vida estaba llenándose de amargura, mos grandes proyectos en nuestra
y estaba desarrollando hábitos y toman- mente pero nos desviamos tanto que la
do actitudes que le harían tomar el óm- excepción se convierte en nuestra regla
nibus equivocado, donde se relaciona- general. Deseamos llegar a ser una bue-
ría y formaría parte de un grupo de na persona en el futuro, pero no necesa-
personas indeseables. A menos que su- riamente hoy. Con frecuencia decimos:
ceda un milagro, ella llegará a Kansas "No me juzguen por mi aspecto físico ni
City, cuando todo lo que deseaba en su por mi vestimenta ni mis palabras; júz-
vida era ir a Detroit. guenme por cómo me siento dentro de
Supongo que nadie comienza a parti- mí". Este es un razonamiento muy peli-
cipar en ciertas cosas con la idea pre- groso y muy a menudo es la causa de
concebida de terminar en un quebranto nuestra ruina. Yo me pregunto: ¿Por qué
nervioso, de disolver su matrimonio o de debe una persona dedicar tanto tiempo
terminar en la cárcel, pero a veces el a parecer, actuar y pensar como lo que
peso de la cadena de los malos hábitos no desea ser?
no se siente hasta que es demasiado Es necesario que destruyamos toda
pesada para quebrarla. A veces la tra- evidencia de rebeldía. Si vamos a un
gedia nos abruma porque permitimos desfile vestidos de payasos, es muy
que el desánimo siembre su semilla en probable que no pensemos ni actuemos

bibliotecasud.blogspot.com
Mayo de 1984 35

como un rey. No debemos hacer unas peores que un pequeño acto de vanda-
pocas cosas buenas y entonces hacer lismo o prender fuego a un edificio. Un
un montón de excepciones; no debe- pequeño descuido y unas pocas menti-
mos estar en el camino ancho y espa- ras no significan mucho si no nos impor-
cioso que conduce a la muerte cuando ta llegar a Detroit en lugar de a Kansas
tenemos planeado ganar la vida eterna, City.
la cual se encuentra al final del sendera Es buena idea determinar claramente
recto y angosto. el lugar a dónde queremos ir y entonces
Nos ayudaría mucho recordar que to- encaminarnos en esa dirección, sin des-
da persona que transgriede la ley y todo víos de ninguna clase, recordando siem-
pecador tiene algunos grandes ideales pre que las excepciones pueden resul-
y ambiciones en las cuales se basa para tar muy peligrosas. Estas pueden ser
juzgarse a sí mismo. En una oportuni- más rápidas en derribar una buena cos-
dad, asistí a una reunión religiosa en ia tumbre que Ibs hechos positivos en edi-
cárcel, donde muchos de los prisione- ficarlas; uno puede resistir la tentación
ros expresaron sus sentimientos. Sin ex- mil veces, y perderlo todo por tan sólo
cepción dijeron: "En esta cárcel se en- una indulgencia. Alguien dijo que debe
cuentran algunas de las mejores de haber mil pasos del infierno al cielo,
personas de todo el mundo". Creo que, pero tan sólo uno del cielo al infierno.
en muchos aspectos, eso es verdad. Al- Los ideales no nos sirven de nada si
gunas de las personas que están en la no hacemos algo por lograrlos, y puede
cárcel son más compasivas, más ama- ser muy peligroso creer que podemos
bles y más humildes de lo que pueden salvarnos con tan sólo declarar nuestra
ser muchos de los que están en libertad. fe de una vez por todas o por una serie
Algunos de ellos son tan generosos que de circunstancias. En una palabra, uno
se sacarían la camisa para dársela a un no puede enfrentar al enemigo, pelear la
amigo que la necesite. Algunos de ellos batalla y dominar a todos los adversa-
ofrecen oraciones preciosas y tienen un rios a la vez. La batalla debe irse ganan-
testimonio maravilloso del evangelio, do en forma constante. Muchos han tes-
pero cometieron algunos errores: algu- tificado acerca de la verdad del
nos de ellos mataron, robaron un banco, evangelio y por otro lado han tomado el
salieron borrachos a la calle, o cometie- ómnibus con destino a la vergüenza y a
ron otro tipo de transgresión. Ai hacerlo, la degradación. Las semillas de la des-
estaban dirigiéndose a un lugar donde trucción no necesitan ser muy grandes;
no deseaban ir. Es muy importante re- un árbol grande de maldad puede tam-
cordar que, con frecuencia, nosotros bién crecer de una.pequeña semilla de
mismos, en ciertos aspectos, nos ence- pecado. Si no queremos que el árbol
guecemos de tal manera que no pode- crezca, es mejor que no permitamos
mos vernos como realmente somos. que ia semilla comience a germinar.
Es frecuente que, cuando las perso- Para terminar, resumamos este gran
nas están cometiendo ciertas inmorali- concepto en dos: primero, sepamos cla-
dades, piensen que están simplemente ramente a dónde deseamos ir; y segun-
viviendo la vida, y se justifican con la do, tomemos el ómnibus que nos lleve
idea de que muchos han hecho cosas allí. •

bibliotecasud.blogspot.com
36 Liahona

CUATRO
VERSIONES
INCAS DE
LA
LEYENDA
DEL DIOS
BLANCO
por Kirk Magleby

E
s muy conocido el hecho de
que casi todas las tribus indíge-
nas del Hemisferio Occidental
han preservado tradiciones so-
bre la aparición en la antigüedad de un
dios blanco que bajó del cielo para ins-
truir y organizar a su pueblo. Algunas de
las versiones más interesantes de esta
extendida tradición proceden del Perú,
donde se conoce a ese dios legendario
bajo los nombres de Kon Tiki Viracocha,
Tunupa, Pachacamac, Tarapacao Ar-
nauan, según la región del país. Cuatro
afamados cronistas que escribieron his-
torias de los incas, Pedro Cieza de
Nota: En el intento de preservar la au- León, Pedro Sarmiento de Gamboa,
tenticidad de los escritos que sirven co- Juan Betanzos y Juan de Santa Cruz Pa-
mo referencia a este artículo, no se han chacuti, registraron interesantes relatos
hecho correcciones ni en la ortografía ni de ese dios blanco y barbado. Dichos
en la sintaxis, castellana de los mismos. escritos nos dan una descripción bas-
La redacción. tante detallada de su apariencia, perso-

bibliotecasud.blogspot.com
Mayo de 1984 37

nalidad y visitas a los antepasados de cuentan estos indios otra cosa muy ma-
los indios andinos. yor que todas las que ellos dicen, por-
Cieza de León llegó a Perú en 1548 que afirman que estuvieron mucho tiem-
como soldado de un destacamento en- po sin ver el sol y que, padeciendo gran
viado para sofocar una rebelión que se trabajo con esta falta, hacían grandes
había convertido en una guerra civil en- votos é plegarias a los que ellos tenían
tre los españoles. Permaneció allí hasta por dioses, pidiéndoles la lumbre de
1550, tiempo durante el cual visitó casi que carecían; y que estando desta suer-
toda aquella tierra recién conquistada, te, salió de la isla de Titicaca, questá
observando y registrando por escrito dentro de la gran laguna del Collao1, el
descripciones del terreno, la flora, las sol muy resplandeciente, con que todos
costumbres nativas y los aspectos más se alegraron. Y luego questo pasó, di-
importantes de la historia indígena. Des- cen que de hacia las partes del Medio-
de sus viajes a Colombia, en 1541, ha- día vino y remanesció un hombre blanco
bía llevado un diario de sus observacio- de crecido cuerpo, el cual en su aspec-
nes; pero en Perú, Cieza de León se to y persona mostraba gran autoridad y
dejó fascinar por la idea de escribir una veneración, y queste varón, que asi vie-
historia del país y sus nativos. Después ron, tenia tan gran poder, que de los ce-
de terminar sus deberes militares, se rros hacia llanuras y de las llanuras ha-
dedicaba a conversar con los amautas cia cerros grandes, haciendo fuentes en
(hombres sabios entre los indios) y los piedras vivas; y como tal poder recono-
orejones (nobles incas), así como con ciesen, llamábanle Hacedor de todas
españoles versados en esos conoci- las cosas criadas, Principio deltas, Pa-
mientos, a fin de aprender todo lo que dre del sol, porque, sin esto, dicen que
podía sobre la historia y las tradiciones hacia otras cosas mayores, porque dió
del Imperio Inca. ser á los hombres y animales, y que, en
fin, por su mano les vino notable benefi-
"Lo que yo aquí escribo son verdades
cio. Y este tal, cuentan los indios que á
y cosas de Importancia, provecho-
mi me lo dixeron, que oyeron á sus pa-
sas . . .", escribió en la dedicatoria de su
sados, que ellos también oyeron en los
primer libro, "pues muchas veces cuan-
cantares que ellos de lo muy antiguo te-
do los otros soldados descansaban,
nían, que fué de largo hacia el NORTE,
cansaba yo escribiendo."
haciendo y obrando estas maravillas,
La primera obra de este historiador,
por el camino de la serranía, y que nun-
La crónica del Perú, fue publicada por
ca jamás lo volvieron á ver. En muchos
primera vez en Sevilla, en 1553; la últi-
lugares diz que dió orden á los hombres
ma, El señorío de los incas, permaneció
cómo viviesen, y que les hablaba amo-
inédita hasta 1880. En el capítulo cinco
rosamente y con mucha mansedumbre,
de ésta última, Cieza de León relata la
amonestándoles que fuesen buenos y
siguiente leyenda sobre la aparición de
los unos á los otros no se hiciesen daño
un dios blanco a los antepasados de
ni injuria, antes, amándose, en todos ho-
aquellos indígenas:
biese caridad. Generalmente le nom-
"Antes que los Incas reinasen en es- bran en la mayor parte Ticiviracocha,
tos reinos ni en ellos fuesen conocidos,

bibliotecasud.blogspot.com
38 Liahona

aunque en la provincia del Collao le lla- cocha, el cual tienen noticia que fue un
man Tuapaca, y en otros lugares della hombre de mediana estatura, blanco y
Arnauan. Fuéronle en muchas partes vestido de una ropa blanca a manera de
hechos templos, en los cuales pusieron alba ceñida por el cuerpo, y traía un bá-
bultos de piedra á su semejanza, y de- culo y un libro en las manos. Y tras esto
lante dellos hacian sacrificios: los bultos cuentan un extraño caso, que, como
grandes questán en el pueblo de después quel Viracocha crió todas las
Tlahuanacu2, se tiene que fué desde gentes, viniese caminando, llegó a un
aquellos tiempos; y aunque, por fama asiento donde se habían congregado
que tienen de lo pasado, cuentan esto muchos hombres de los por él
que digo de Ticiviracocha, no saben de- criados . . .
cir del más, ni que volviese á parte nin- "Viracocha prosiguió su camino, ha-
guna deste reino."3 ciendo sus obras e instruyendo las gen-
Pedro Sarmiento de Gamboa fue un tes criadas . . . V quiriendo dejarla tierra
navegante y escritor español, que era del Pirú, hizo una habla a los que había
capitán en el ejército de su país. Mien- criado, avisándoles de cosas que les
tras se encontraba estacionado en Cuz- habían de suceder. Les dijo que ven-
co, Perú, recibió del virrey Francisco de drían gentes algunas que dijesen que
Toledo la orden de recopilar una historia ellos eran el Viracocha, su Criador, y
de los incas. Sarmiento de Gamboa que no los creyesen, y quel en los tiem-
convocó a los hombres sabios más vie- pos venideros les enviaría sus mensaje-
jos que había en esa capital de los incas ros para que los amparasen y enseña-
y habló con ellos, uno a uno, personal- sen. Y esto dicho, se metió con sus dos
mente; luego comparó sus declaracio- criados por la mar, e iban caminando
nes, sacó sus propias conclusiones y sobre las aguas, como por la tierra, sin
escribió parte de la historia que se le hundirse."4
había solicitado. Su manuscrito llevaba Juan de Betanzos era un cronista y
el título Historia de los lncas,~Segunda conquistador español, de los primeros
Parte de La Historia Llamada Indica, y que invadieron el Perú al mando de
fue el segundo tomo de una gran obra Francisco Pizarra. Apenas llegaran a
que originalmente se pensó publicar en esa tierra, Betanzos comenzó a estudiar
tres volúmenes. Sin embargo, el manus- el quechua, el idioma de los incas, y pu-
crito inédito permaneció bajo custodia do dominarlo hasta el punto de ser nom-
de los reyes españoles durante muchos brado Intérprete oficial de la corte real.
años, siendo finalmente vendido a la bi- Las primeras de sus obras que se publi-
blioteca de la Universidad de Gotinga, caron fueron dos diccionarios Español-
en Alemania, donde fue descubierto y Quechua. Betanzos se casó con una
finalmente publicado en Berlín, en 1906. princesa Inca y se estableció en Cuzco,
La versión que da Sarmiento de Gam- reuniendo datos y observaciones que él
boa sobre la leyenda del dios blanco mismo conseguía, hasta 1551, año en
aparece a continuación: que se publicó su tratado sobre la histo-
"Todos concuerdan en que la crea- ria y las tradiciones de los indios andi-
ción destas gentes la hizo el dicho Vira- nos titulado Suma y narración de los in-

bibliotecasud.blogspot.com
Mayo de 1984 39

cas. Al escribir, tenía especial cuidado leyenda que aparece más abajo. Se tra-
en "guardar la manera y orden de hablar taba de un indio procedente del sur del
de los naturales" (dedicatoria del libro). imperio inca, que se enorgullecía de ha-
Esta es su descripción del dios Viraco- ber sido "cristianizado". Firmó sus escri-
cha: tos con el nombre don Juan de Santa-
". . . que preguntando a los indios que cruz Pachacuti Yamqui, y el manuscrito,
figura tenía este Viracocha cuando ansí hecho en una extraña mezcla de espa-
le vieron los antiguos, según que dello ñol y quechua, permaneció inédito hasta
ellos tenían noticia y dijeronme que era 1880. No obstante, la versión del dios
un hombre alto de cuerpo y que tenía blanco que da este autor es por demás
vestidura blanca que le daba hasta los interesante:
pies, y questa vestidura traía ceñida, é "Y passado algunos años después de
que traía el cabello corto y una corona aberlos ydo y echado a los
hecha en la cabeza a manera de sacer- demonios . . . desta tierra, an llegado
dote y andaba destocado, y que traía en entonces a esas provincias y reynos de
las manos cierta cosa que á ellos les Tabanatinsuyo7 un hombre barbudo,
parece el día de hoy como estos brevia- mediano de cuerpo y con cabellos lar-
rios que los sacerdotes traían en las gos, y con camissas algo largas, y dizen
manos . . . preguntóles como se llama- que era ya hombre passado más que de
ba aquella persona en cuyo lugar aque- moco, y trayey las canas, hera flaco, el
lla piedra era puesta5, y dijeronme que qual andava con su bordón, y era que
se llama Con Tici Viracocha Pachaya- enseñaba a los naturales con gran
chachic, que quiere decir en su lengua, amor, llamándoles a todos hijos y hijas,
Dios Hacedor del mundo."6 el qual no fueron oydos ni hechos casso
Muy poco se sabe del que escribió la de los naturales, y guando andaba por

bibliotecasud.blogspot.com
40 Liahona

todas las provincias ha hecho muchos tro versiones de la tradición inca del
milagros, y bisibles; solamente con to- dios blanco en una sola descripción,
car a los enfermos los sanaba, el qual no surge un interesante retrato del dios Vi-
trayey enteres ninguno ni trayey atos, el racocha. Se trataba de un dios creador
qual dizen que todas las lenguas habla- que vino a la tierra a visitar a los hom-
va mejor que los naturales, y le nombra- bres a quienes había creado, a instruir-
van TON APA o TARAPACA VIRACO- los y organizarlos. Era de piel blanca, de
CHANPA CHAYACHICACHAN o estatura mediana o grande, y llevaba
PACCHACAN Y BICCHHAYCAMAYOC puesta una túnica blanca, sujeta en la
_CUANACUYCAMAYOC . . . Reprehen- cintura, que le llegaba hasta los pies; ya
diéndoles con amor afable, y por el di- no era un jovenzuelo; tenía e¡ pelo blan-
cho Apotampo8 los oyeron con aten- co y era delgado; cuando caminaba, lle-
ción, recibiéndole el dicho palo en su vaba un báculo y un libro en las manos,
mano, de modo que en un palo los reci- y algunas veces se le vio llevar una co-
bieron lo que les predicava, señalándo- rona en la cabeza. Aunque demostraba
les y rayándoles cada capitulo de las suprema autoridad, hablaba con humil-
rrazones. Este barón llamado Thonapa dad y amor, llamando a todos sus hijos e
dizen que andubo por aquellas provin- hijas.
cias de los collasuyos9, predicándoles Muy anterior a la época del imperio
sin descansar. . . El cual dicho Thonapa inca, la visita de este Viracocha se cons-
dizen que los maldijo el dicho pueblo, tituyó en la tradición más importante de
de que vino a azer anegados con agua, los pueblos andinos. Durante muchos
y el día de oy se llama Yamqui Cupaco- días antes de su venida, el so! se oscu-
cha, la laguna, que los yndios deste reció y la gente sufrió tremendas priva-
tiempo casi todos lo saben que como ciones por la falta de luz solar. Sólo des-
antiguamente hera pueblo principal y pués de mucho suplicar y orar
agora es laguna. Lo uno dizen que en un intensamente se les devolvió la luz, des-
cerro muy alto llamado Cachapucara,. pués de lo cual apareció el Viracocha.
estaba o abia un ydolo en figura de mu- En todas las partes que visitó, llevó a
jer, a el cual dizen que Tunapa tuvo gran cabo milagros; hizo que se aplanaran
odio con el dicho ydolo, y después le las colinas y se levantaran los valles pa-
hecho fuego y se abrasó el dicho cerro ra formar montañas; hizo brotar agua de
con el dicho ydolo, rrebentandoles y de- las rocas, devolvió la vida a hombres y
rretiendoles como una cera el dicho ce- animales y caminó sobre las aguas; cu-
rro, y hasta el día de oy hay señales de ró a los enfermos con solamente tocar-
aquel milagro espantable, jamás oído los, y hablaba todos los idiomas de la
en el mundo . . . Dizen quel dicho Tuna- región con igual facilidad. Cuando Vira-
pa pasó siguiendo al rrío de Chacamar- cocha maldijo una ciudad, ésta quedó
ca, hasta topar en la mar. Entiendo que sumergida en un lago y todos sus habi-
pasó por el estrecho hacia la otra mar. tantes se ahogaron; maldijo una monta-
Esto han averiguado por antiguos inqas ña, y ésta fue consumida por fuego del
antiquísimos."]0 cielo. El dio a los hombres los manda-
Uniendo los elementos de estas cua- mientos de amar a su prójimo y tratarlo

bibliotecasud.blogspot.com
Mayo de 1984 41

con caridad; además, amonestó a la por cosa sagrada." (Pedro Cieza de


gente por su iniquidad. Les entregó una León, La crónica del Perú, cap. CU I.)
copia de su sermón, escrita en un palo, 2. Las ruinas de la ciudad de Tlahua-
y luego la revisó con ellos haciendo hin- naco, el vestigio más importante de la
capié en los puntos importantes. Habló cultura del mismo nombre, se encuen-
a una gran congregación, diciéndoles tran en el este de Bolivia, muy próximas
los acontecimientos que sobrevendrían, al Lago Titicaca.
y les advirtió que aparecerían hombres 3. Pedro Cienza de León, El señorío
que declararían falsamente ser el Vira- de los incas, Lima: Editorial Universo S.
cocha; pero también les prometió que A., 1973, cap. V, págs. 18-19.
en tiempos futuros les enviaría mensaje- 4. Pedro Sarmiento de Gamboa, His-
ros y siervos suyos para enseñarles y toria de los Incas, segunda parte de la
protegerlos. No poseyendo valores ma- Historia Indica, Buenos Aires: Emecé
teriales, Viracocha se fue sobre el mar al Editores, 1943, págs. 108-109.
final de su visita, y el pueblo jamás vol- 5. El monumento de piedra al cual se
vió a saber de él. refiere era una estatua en tamaño natu-
No resulta difícil comprender que al- ral del dios Tikiviracocha, que antigua-
gunas personas declaren que existe mente se encontraba en el Templo de
una fuerte relación entre las muchas ver- Viracocha, en el sur del Perú. Véase Pe-
siones de la leyenda del dios blanco dro Cieza de León, La crónica del Perú,
que tienen los diversos pueblos indíge- cap.XCVIII.
nas de América y el relato de la visita del 6. Juan Diez de Betanzos, Suma y na-
Cristo resucitado a los pueblos america- rración de los incas, Madrid: Marcos Ji-
nos, registrado en el Libro de Mormón. ménez de la Espada, Imprenta de Ma-
Muchos de los detalles de estas versio- nuel G. Hernández, 1880, cap. II, pág. 7.
nes peruanas de dicha leyenda parecen 7. Tahuantlnsuyo, nombre dado al Im-
dar crédito a esas afirmaciones. Más perio Inca cuya capital era Cuzco y que
aún, parecería que los indios que las re- se extendía abarcando casi 2 millones
lataron a los cronistas españoles las co- de km2; estaba dividido en cuatro gran-
nocían muy bien. des reglones, y éstas en provincias.
Notas 8. Los apotampos eran posadas que
1. "La gran laguna del Collao tiene por había a lo largo de los caminos del im-
nombre Titicaca, por el templo que estu- perio, a través de los Andes.
vo edificado en la misma laguna; de 9. Collasuyo, al sur de Cuzco, era una
donde los naturales tuvieron por opinión de las cuatro grandes regiones en que
una vanidad muy grande, y es que se encontraba dividido el Imperio Inca, y
cuentan estos indios que sus antiguos lo abarcaba la zona del Lago Titicaca.
afirmaron por cierto, como hicieron otras 10. Juan de Santa Cruz Pachacuti
burlerías que dice, que carecieron de Yamqui, Relación de antigüedades des-
lumbre muchos días, y que estando to- te Reyno del Pirú, en Tres relaciones de
dos puestos en tinieblas y obscuridad antigüedades peruanas, Asunción del
salió desta isla de Titicaca el sol muy Paraguay: Editorial Guarania, 1950,
resplandeciente, por la cual la tuvieron págs. 210-213. •

bibliotecasud.blogspot.com
SECCIÓN PARA LOS NIÑOS

por Elizabeth Fritz

N
ita Blackwing, una indiecita con radiante majestad, dándole a la tie-
navajo, sacó del corral a su rra y a las rocas de la reservación navajo
ovejita que apenas tenía un un hermoso color rojizo.
año, y mientras la llevaba pa- Adelantándose a la anciana con la
ra ser esquilada le decía: agilidad de sus tiernos años, Nita gritó:
—No te preocupes; no te va a doler.
—¡Abuelita, los cactos están florean-
Su madre y su abuela iban a esquilar
do!
el rebaño entero ese día primaveral.
Algunas de las ovejas pertenecían a Y manteniéndose un poco alejada de
los hermanos mayores de Nita, pero es- las espinas, acariciaba los hermosos
ta era su primera ovejita. Con sus tijeras pétalos de color rosado obscuro, que
grandes, abuelita le quitó toda la lana a eran grandes y brillantes como la cera.
la ovejita en una sola pieza. Le pidió a su abuelita que le dejara
—¡Pobrecita, qué fiaquita se le ve! — arrancar uno para llevar a casa.
dijo Nita. Hubiera deseado envolverla —La flor del cacto vive muy poco
de nuevo en su lana y convertirla de tiempo —le respondió la abuelita—; de-
nuevo en un corderito. jémoslo para que se convierta en fruto y
Sintiéndose un poco triste, Nita cami- así podamos usarlo.
nó de regreso a casa con su abuelita La choza de la familia Blackwing era
mientras que en el cielo el sol se ponía redonda y estaba hecha de troncos y

bibliotecasud.blogspot.com
2 SECCIÓN PARA IOS NIÑOS
corteza de árbol, cubierta de barro del —¡A mí me gusta el rojo, un rojo fuer-
color de las piedras que la rodeaban. te! —fue el comentario de Ben.
Mientras los muchachos ayudaban a su —Mi oveja es negra, así que yo no
padre con los caballos, los ponis y las tengo que escoger ningún color —
cosechas de maíz y calabaza, las mu- afirmó Ramón.
chachas pastoreaban las ovejas y ayu- Al ver que todos habían escogido sus
daban a preparar la lana para hacer los colores, Johnny dijo:
tejidos. La madre de Nita tejía hermosas —Yo quiero que la mía quede blanca,
frazadas y tapices, pero mucha gente pues al combinarla con la de Ramón
conocía a abuelita como una de las me- tendremos una hermosa lana gris.
jores tejedoras entre los navajos. Tanto la madre como la abuela usa-
Nita y sus hermanas pasaban los ca- ban los tres colores naturales, negro,
lurosos días del verano frente a la cho- blanco y gris. Sin embargo, a la abuelita
za, apaleando la lana para que quedara no le gustaba usar tintes que fueran arti-
más pura y hermosa; luego, con una es- ficiales; ella preparaba los suyos hirvien-
pecie de peine de dientes metálicos, la do raíces, cortezas de árboles y hojas y
cardaban en hebras. Nita cardó con frutos de diversas plantas.
gran cuidado el vellón de su ovejita para —Yo creo que vas a tener que esco-
que su abuela quisiera usarlo y hacer ger el color café —le dijo María a Nita—;
con él un lindo tapete. ese es casi el único que usa abuelita.
Cada noche Nita contemplaba a su Pero también a Nita le gustaban los
abuelita hilar la lana en un huso. En una colores brillantes, y el café no lo era.
ocasión le preguntó: Un díaNitafueconsu abuelita a las
—Abuelita, por qué haces girar la lana montañas cercanas para buscar las
tantas veces? plantas que necesitaba para hacer la
La anciana le respondió: tintura. Los árboles y los arbustos esta-
—Porque entre más se le haga girar, ban cambiando debido a la temperatura
más delgado es el hilo, y entre más del- otoñal y se podían apreciar los colores
gado sea el hilo, mejor la calidad del rojos y amarillos de las hojas.
tapiz. —¡Qué hermoso árbol! —dijo Nita
Para teñir la lana de colores diferen- mientras que las dos sacaban algunas
tes, la madre de Nita a quien le gusta- raíces de una caoba montañesa de cor-
ban las formas modernas de vida y tam- teza y hojas rojizas—. Abuelita, ¿crees
bién los colores brillantes, compraba en que con estas raíces podremos hacer
la tienda de intercambio pequeñas bol- tintura roja? —Ella esperaba que así fue-
sitas de tintura. Una noche cuando to- ra. Sin embargo, la anciana le contestó
dos estaban acostados bajo las abriga- que el color sería café.
das pieles de oveja, los niños De camino a casa pasaron junto al
escogieron los colores que querían para cacto espinoso cuyo fruto, parecido a la
su lana. pera, ahora estaba rojo.
—¡Yo quiero que la mía sea azul co- —Recogeremos algunos para hacer
mo el cielo! —dijo María. tintura rosada—dijo la abuelita.
—¡Y la mía amarilla como el sol! —dijo —¡Pero tú nunca has hilado un tapete
Jolie. rosado! —le dijo Nita con gran sorpresa.

bibliotecasud.blogspot.com
—El rosado lo mezclaremos con el ca- de la flor del cacto espinoso y de la cao-
fé, para formar un lindo color indio, el ba.
color de la tierra que nos cuida. La abuela se acercó y empezó a enro-
Nita entonces miró hacia la chocita, llar el tapiz. —Bueno, es hora de que
que parecía una fotografía enmarcada vayamos a la tienda de intercambios,
de rocas, y señalando en esa dirección pues necesitamos harina, azúcar, otros
preguntó, —¿Así como ese? alimentos y tela para hacer algunas fal-
—Sí. A mi mente surge la idea de un das y blusas.
diseño que tiene muchos cuadrados del Las lágrimas rodaron por las mejillas
color indio de la tierra durante la puesta de Nita al pensar que tan hermoso tapiz
del sol. tendría que cambiarse por aquello que
—Entonces ese es el color que quiero la familia necesitaba.
para la lana de mi oveja —replicó Nita. —Vamos—, dijo la abuelita—. Tu pa-
Con la llegada de la nieve y el aullar- dre nos llevará hasta la tienda en su ca-
de los coyotes, Nita se sentaba frente al mioneta. Cuando lleguemos allá, el co-
telar y contemplaba a su abuelita tejer merciante te regalará un caramelo.
su tapiz. El fondo era gris y los bordes Nita sonrió. —Ya es casi hora de que
negros, y lo complementaba un diseño las ovejas tengan corderitos, ¿no es ver-
de cuadrados y rectángulos de color dad, abuelita? ¿Podré tener otra ovejita?
blanco, negro y el color rosado de la —Por supuesto—, le contestó la
tierra india. anciana—; tendrás una nueva ovejita, y
Cuando el suelo se descongeló y ce- la otra tendrá nueva lana. Los cactos flo-
saron las tormentas de nieve y empeza- recerán de nuevo, y otra vez ¡remos a
ron las de polvo, la abuelita quitó el tapiz las montañas para buscar las plantas
del telar y lo colocó en el suelo. Nita pa- para hacer la tintura. Esa es la forma en
só sus pequeñitas manos por los cua- que la tierra nos cuida.
drados del color café rosado. —Y yo aprenderé a tejer tapices lle-
—Esta es laJana de mi ovejita —dijo nos de diseños hermosos como los
con emoción—, y aquí están los colores tuyos—, dijo Nita. •

bibliotecasud.blogspot.com
SECCIÓN PARA LOS NIÑOS

Amigo de los Pioneros Santos


de los Últimos Días

E
por Susan Arrington Madsen
l coronel Thomas Kane, repre- campamento, encontró a uno de los pio-
sentante especial del presiden- neros que estaba orando en secreto.
te de los Estados Unidos, Ja- Para no ser visto se detuvo y escuchó
mes Polk, visitó en 1846 a los atentamente al hombre, que humilde-
pioneros Santos de los Últimos Días mente expresaba agradecimiento por el
mientras se encontraban acampando en evangelio restaurado y pedía que ios
el estado de lowa, preparándose para santos fueran protegidos durante sus
cruzar el Río Misurí. El sabía de los san- viajes.
tos, pues en los periódicos que había Esta experiencia llegó hasta lo más
leído se describía la forma en que fre- profundo del corazón de Thomas, y a
cuentemente eran perseguidos y desa- pesar de que nunca se unió a la Iglesia,
lojados de sus hogares. En esa ocasión, se convirtió en un gran amigo de los
mientras se paseaba por las afueras del mormones durante el resto de su vida.

bibliotecasud.blogspot.com
SECCIÓN MBA
Thomas Kane vivía en Pensilvania con
su esposa, Elizabeth, y sus cuatro hijos. -
Muchos de los oficiales del gobierno lo
conocían y respetaban, por lo que en
diferentes ocasiones pudo ayudar a
buscar soluciones satisfactorias a con-
flictos y malentendidos entre el gobierno
y los santos.
Durante una época en que los santos
estaban pasando necesidades econó-
micas y veían que sin dinero era imposi-
ble hacer el viaje al Valle del Lago Sala-
do, Thomas se reunió con el presidente
Polk e hizo los arreglos para que el go-
bierno los ayudara, alistando a 500 de
sus hombres en el ejército de los Esta-
dos Unidos. A la unidad que estos hom- lobo, y oro que el Batallón Mormón ha-
bres llegaron a formar se le vino a cono- bía traído de California.
cer como el Batallón Mormón. El dinero En una ocasión, Thomas trabajó junto
que se les pagó por sus servicios lo em- con el presidente Brlgham Young y el
plearon en la compra de carromatos, ví- presidente de los Estados Unidos, Ja-
veres y demás provisiones esenciales mes Buchanan, para resolver un malen-
para tan difícil travesía. tendido que hubiera resultado en una
Thomas se hizo gran amigo de Brig- guerra entre los santos y el gobierno,
ham Young y frecuentemente visitaba pues éste ya había enviado tropas con-
los hogares de los santos, admirando tra los santos en Utah. Sin embargo, con
siempre la sencillez en que vivían y la la influencia de Thomas Kane, se llegó a
sinceridad con que expresaban su testi- una solución antes de que se derramara
monio del evangelio. Quedó sorprendi- una gota de sangre. Más tarde, el presi-
do al ver los sacrificios que muchos de dente Wilford Woodruff le dijo: "Fuiste un
ellos hacían y el amor con que se trata- instrumento en las manos de Dios y El te
ban en el campamento, a pesar del inspiró para que apartara de
hambre y de las penas que tenían que nosotros . . . la espada destructora".
soportar. Thomas Kane se fue a vivir a Pensilva-
En la parte este de los Estados Uni- nia, pero continuó visitando a sus ami-
dos, al hablar de los Santos con perso- gos Santos de los Últimos Días e intere-
najes políticos, reporteros y otros gru- sándose en su bienestar. Después de
pos, Thomas siempre alababa la forma su muerte en 1883, su esposa escribió
de vida de los mormones. Después de una carta a los santos dlciéndoles que
que los santos habían llegado al Valle con sus últimos suspiros Thomas le ha-
del Lago Salado, Thomas les ayudó a bía pedido que le enviara "el mensaje
obtener permiso para formar un gobier- más dulce que pudiera escribir a mis
no territorial, por lo cual le agradecieron amigos mormones, a todos mis queridos
dándole una túnica, hecha de piel de amigos mormones". •

bibliotecasud.blogspot.com
SECCIÓN PARA IOS NIÑOS
nuestro Padre Celestial, la persona que
Un Día y una Promesa va a ser bautizada debe ser sumergida
en el agua por alguien que tenga la de-
para Recordar bida autoridad del sacerdocio.

por Pat Graham

E
l que no naciere de agua y del
Espíritu, no puede entrar en el
reino de Dios. (Juan 3:5.)
El día de tu bautismo es un día
para recordar. Quizás desees tomar una
fotografía dei lugar en que fuiste bauti-
zado, para colocarla en tu libro de re- 1'. El bautismo comenzó con Adán (Moisés 6:64—66) y ha
cuerdos. Cada vez que tomes la Santa continuado desde que el sacerdocio ha estado sobre ¡a
tierra.
Cena se te recordará la promesa o con-
venio que hiciste cuando fuiste bautiza-
do. A medida que aprendas a seguir las
enseñanzas de Jesús, estarás cum-
pliendo tu promesa.
La ordenanza del bautismo se ha lle-
vado a cabo en muchos diferentes luga-
res, pero, para que sea aceptable a

2. Jesús tue bautizado en el Río Jordán por Juan e¡


Bautista (Marcos 1:9).

3. Hoy día, los niños por lo general son bautizados en una


pila bautismal, que puede estar en un centro de estaca o
centro de reuniones.

Instrucciones: Colorea la figura más


grande. Utiliza las otras para relatar la
historia del bautismo a alguna persona
querida. •

bibliotecasud.blogspot.com
SECCIÓN RARA LOS NIÑOS 7

bibliotecasud.blogspot.com
SECCIÓN PARA LOS NIÑOS

bibliotecasud.blogspot.com
bibliotecasud.blogspot.com