Está en la página 1de 7

EUTANASIA

ANTECEDENTES HISTORICOS

La eutanasia no planteaba problemas morales en la antigua Grecia: la concepción de la vida


era diferente. Una mala vida no era digna de ser vivida y por tanto ni el eugenismo, ni la
eutanasia complicaban a las personas. Hipócrates representa una notable excepción: él
prohíbe a los médicos la eutanasia activa y la ayuda para cometer suicidio.

1. En el mundo grecorromano, ésto significa el morir bien, sin dolor, no tiene en


cuenta la ayuda al morir. , Cicerón le da significado a la palabra como "muerte
digna, honesta y gloriosa".
2. En la Historia Griega, Hipócrates (S. V a.C.) en su juramento afirma que no dará
medicamento mortal por más que se lo soliciten. Platón, (427-337 a.C.) dice lo
contrario en la república : "Se dejará morir a quienes no sean sanos de cuerpo".
3. En los Romanos, la práctica es múltiple : Muerte sin dolor por miedo a afrontar
conscientemente el sufrimiento y la propia destrucción (Tácito en sus Anales)
4. Los Estoicos, (Séneca, Epícteto y Marco Aurelio) ven la Eutanasia así : Séneca :
"Es preferible quitarse la vida, a una vida sin sentido y con sufrimiento". Epícteto
predica la muerte como una afirmación de la libre voluntad.

Durante la Edad Media se produjeron cambios frente a la muerte y al acto de morir. La


eutanasia, el suicidio y el aborto bajo la óptica de creencias religiosas cristianas son
considerados como «pecado», puesto que la persona no puede disponer libremente sobre la
vida, que le fue dada por Dios.

El filósofo inglés Francis Bacon, en 1623, es el primero en retomar el antiguo nombre de


eutanasia y diferencia dos tipos: la «eutanasia exterior» como término directo de la vida y
la «eutanasia interior» como preparación espiritual para la muerte. Con esto, Bacon se
refiere, por una parte, a la tradición del «arte de morir» como parte del «arte de vivir», pero
agrega a esta tradición algo que para la Edad Media era una posibilidad inimaginable: la
muerte de un enfermo ayudado por el médico.

Para Bacon, el deseo del enfermo es un requisito decisivo de la eutanasia activa; la


eutanasia no puede tener lugar contra la voluntad del enfermo o sin aclaración:

Quien se ha convencido de esto, quien termina su vida, ya sea voluntariamente a través de


la abstención de recibir alimentos o es puesto a dormir y encuentra salvación sin darse
cuenta de la muerte. Contra su voluntad no se debe matar a nadie, se le debe prestar
cuidados igual que a cualquier otro.
Francis Bacon, Utopía (1516)
Se sabe que hasta fines del siglo XIX en América del Sur existía la persona del
«despenador» o «despenadora», encargada de hacer morir a los moribundos desahuciados a
petición de los parientes.
DEFINICION

El diccionario de la RAE define eutanasia como toda acción u omisión, que con la
intención de evitar sufrimientos a los pacientes deshauciados médicamente, acelera su
muerte con su consentimiento o sin él.[2] La palabra deriva del griego: eu (‘bueno’) y
thanatos (‘muerte’) y fue acuñada por Francis Bacon quien defendía su práctica y
legalización.

CLASIFICACION

1. Eutanasia directa: Adelantar la hora de la muerte en caso de una enfermedad incurable,


esta a su vez posee dos formas:

a) Activa: Consiste en provocar una muerte indolora a petición del afectado;

b) Pasiva: Se deja de tratar una complicación, por ejemplo una bronconeumonía, o de


alimentar por vía parenteral u otra al enfermo, con lo cual se precipita el término de la vida;
es una muerte por omisión y no se abandona en ningún momento al enfermo.

2. Eutanasia indirecta: Consiste en efectuar procedimientos terapéuticos que tienen como


efecto secundario la muerte, por ejemplo la sobredosis de analgésicos, como es el caso de la
morfina para calmar los dolores.

La ley de eutanasia de Holanda prohíbe su aplicación en personas menores de 17 años. La


ley sobre eutanasia es muy precisa y la persona que quiera acogerse a ella debe cumplir
estos requisitos:

• El paciente debe solicitar la eutanasia de forma voluntaria

• El médico debe estar seguro de que el sufrimiento del enfermo es insoportable y que el
paciente no tiene posibilidades de recuperación

• El paciente y el médico deben contar con una segunda opinión médica que certifique
que el doctor del paciente ha cumplido con los requisitos de la eutanasia

• La terminación de la vida debe ser llevada a cabo en una forma médica apropiada

Dos años después, Bélgica despenalizó la eutanasia. Desde el 23 de septiembre de 2002,


los enfermos que están en fase terminal pueden solicitar la eutanasia cumpliendo ciertos
requisitos:

• El paciente debe ser mayor de 18 años y estar mentalmente saludable

• El paciente debe solicitar la eutanasia de forma voluntaria, bien considerada y


repetidamente
• El sufrimiento debe ser insoportable

• El paciente debe estar bien informado de su situación y de otras alternativas

• Un segundo médico debe confirmar que la enfermedad sea incurable y que el


sufrimiento sea insoportable

• El paciente siempre debe hacer su petición de eutanasia por escrito.

• La eutanasia debe ser asistida por un médico

En Gran Bretaña, la eutanasia continúa siendo ilegal. Pero entre 1993 y 1994 la justicia
autorizó a varios médicos a desactivar los aparatos de pacientes que eran mantenidos con
vida artificialmente. En Escocia, en junio de 1996, el Estado autorizó a un enfermo a
someterse a esta práctica.

En nuestro continente, el estado de Oregon, que forma parte de Estados Unidos, es la


única jurisdicción que cuenta con una ley de muerte con dignidad. La legislación fue
aprobada por los votantes en 1997.

La ley de eutanasia de Oregon establece requisitos similares a las legislaciones de


Bélgica y Holanda. Pero, a diferencia de esos países, en Oregon el enfermo puede pedir al
médico la prescripción de una sustancia letal. El paciente puede decidir dónde y cuándo
desea morir.

En otros países la eutanasia avanza hoy a grandes pasos: China, Alemania, Japón e India
podrían en breve anunciar su legalización.

POSTURAS

La postura de las iglesias cristianas en tanto, a nivel mundial, es mayoritariamente contraria


a la eutanasia y al suicidio asistido: es el caso de la Iglesia Católica Romana y de las
Iglesias evangélicas y pentecostales.

Las iglesias luteranas y metodistas en cambio, como asimismo la mayoría de las afiliadas a
la Comunión Anglicana se oponen en principio, pero dan espacio para la decisión
individual caso a caso. Por otro lado, varias iglesias han optado por no pronunciarse a este
respecto y enfatizar el valor de la conciencia individual en cuestiones éticas, es el caso de
las iglesias católicas afiliadas a la Unión de Utrecht, y algunas Iglesias presbiterianas, entre
otras.[
CONCLUSION

Los argumentos en contra inciden en la «inviolabilidad» de la vida humana, la defensa de


su dignidad independientemente de las condiciones de vida o la voluntad del individuo
implicado, y las repercusiones sociales de desconfianza que podría conllevar la eutanasia.

Los argumentos a favor se basan en que desde siempre, los médicos han participado en la
toma de decisiones sobre el fin de la vida y actualmente es común suspender o no instaurar
tratamientos en determinados casos, aunque ello lleve a la muerte del paciente. Sin
embargo, a veces los médicos deciden por su propia parte si el paciente debe morir o no y
provocan su muerte, rápida y sin dolor. Es lo que se conoce como limitación del esfuerzo
terapéutico, limitación de tratamientos o, simplemente, eutanasia agresiva. Normalmente la
eutanasia se lleva a cabo con el conocimiento y anuencia de los familiares y/o curadores del
paciente.[cita requerida]

En medicina, el respeto a la autonomía de la persona y los derechos de los pacientes son


cada vez más ponderados en la toma de decisiones médicas.
ANEXO # 1

TESTAMENTO VITAL

(Manifestación de voluntad sobre el final de mi propia vida)

Yo........................................................................., con D.N.I.no...................................,


mayor de edad, con domicilio
en ......................................................................................................................................., en
plenitud de mis facultades mentales, libremente y tras prolongada reflexión, DECLARO:

Que, si llego a encontrarme en una situación en la que no pueda tomar decisiones sobre mi
cuidado médico, a consecuencia de mi deterioro físico y/o mental, por encontrarme en uno
de los estados clínicos enumerados en el punto 4 de este documento, y si dos médicos
independientes coinciden en que mi estado es irreversible, mi voluntad inequívoca es la
siguiente:

1.Que no se prolongue mi vida por medios artificiales, tales como técnicas de soporte vital,
fluidos intravenosos, fármacos o alimentación artificial.

2.Que se me suministren los fármacos necesarios para paliar al máximo mi malestar,


sufrimiento psíquico y dolor físico causados por la enfermedad o por falta de fluidos o
alimentación, aún en el caso de que puedan acortar mi vida.

3.Que, si me hallo en un estado particularmente deteriorado, se me administren los


fármacos necesarios para acabar definitivamente, y de forma rápida e indolora, con los
padecimientos expresados en el punto 2 de este documento.

4.Los estados clínicos a las que hago mención más arriba son: Daño cerebral severo e
irreversible. Tumor maligno diseminado en fase avanzada. Enfermedad degenerativa del
sistema nervioso y/o del sistema muscular en fase avanzada, con importante limitación de
mi movilidad y falta de respuesta positiva al tratamiento específico si lo hubiere.
Demencias preseniles, seniles o similares. Enfermedades o situaciones de gravedad
comparable a las anteriores.

Otras: (especificar si se desea) ................................................................................................

5.Designo como mi representante para que vigile el cumplimiento de las instrucciones


sobre el final de mi vida expresadas en este documento, y tome las decisiones necesarias
para tal fin, a:

Nombre del representante ............................................................................


D.N.I.............................

6.Manifiesto, asimismo, que libero a los médicos que me atiendan de toda responsabilidad
civil y penal que pueda derivarse por llevar a cabo los términos de esta declaración.
7.Me reservo el derecho de revocar esta declaración en cualquier momento, en forma oral o
escrita.

Fecha........................ Lugar......................... Firma....................................

TESTIGOS:

1. Nombre................................................. DNI.............. Firma.................................

2. Nombre................................................. DNI.............. Firma..................................

REPRESENTANTE:

Firma................................................................ Fecha.................................

------------------------------------------------------------------------

Asociación Derecho a Morir Dignamente

Apartado 31.134

08080 BARCELONA

Intereses relacionados