Está en la página 1de 1

CICLO CARDIACO.

Se inicia con impulso eléctrico en una zona especializada a nivel del atrio derecho,
denominada Nodo Sinoauricular, este impulso despolariza las aurículas causando la
contracción de éstas (sístole) lo que provoca la entrada de sangre al ventrículo, +/- 30%
del llenado final.

El impulso se desplaza por todo el tejido atrial y al llegar al Nodo Aurículo – Ventricular
será retardado y luego reimpulsado, aquí se inicia la despolarización (sístole) Ventricular
con el cierre de las válvulas cuspides, y a medida que el impulso viaja por el Haz de His y
las fibras de Purkinje, la presión intraventricular aumenta, mientras el músculo se contrae
y la presión de los ventrículos sobrepasa a la presión aórtica (80mm Hg) y la presión de
la arteria Pulmonar (10 mm Hg), entonces se abren las válvulas sigmoides aórtica y
pulmonar y se inicia la expulsión ventricular, la eyección es rápida al inicio pero va
disminuyendo al progresar la despolarización del ventrículo, al igual que las presiones
que tienen su peack máximo en el ventrículo izquierdo de 120 mm Hg y en el derecho de
25 mm Hg.

Con cada latido se expulsan 70 a 90 cc de sangre y quedan +/- 50 cc en los ventrículos al


final de la sístole (por lo tanto se expulsa el 65% del volumen total), la eyección de sangre
finaliza cuando la presión intraventricular en disminución es sobrepasada por las
presiones vasculares, entonces las válvulas sigmoides se cierran y la presión continúa
bajando hasta la relajación (diástole - Repolarización) incluso por debajo de la presiones
auriculares. En este momento se abren las válvulas cúspides, lo que permite un llenado
pasivo de loa ventrículos en 70%, Luego comienza la despolarización de la aurícula con
aumento de las presiones iniciándose un nuevo ciclo.

Resumen A. Mosqueda D