Está en la página 1de 25

Vamos a conocer el

cuento de la letra T t
Escuchen con atención la siguiente historia
Después de la fiesta que hicieron las vocales para celebrar por

haber encontrado a la “m”, la “s”, la “l” y la “p“

Las hermanas quedaron muy felices y contentas.


Las hermanas estaban tan felices que a la “e” y la “i” se les ocurrió

ir a comprar una trompeta para seguir celebrando


¿A dónde
iremos para
encontrar una ¡Podríamos ir a la
trompeta? ciudad!
¡O a la playa!
¡Oh y si vamos a
la montaña ! ¡Oh y si vamos a la
montaña !
¡Si, vamos a la
montaña! ¡Yo he visto allá un
pastor que hace
flautas!
Tal vez podría fabricar
una trompeta
A lo lejos vieron al pastor que feliz

tocaba su flauta junto a sus ovejas


El pastor se ve muy
feliz tocando y
Es mejor si le dejamos
bailando con sus
una carta para pedirle
ovejas.
que fabrique una
trompeta y así no lo
interrumpimos.

aeio
u
Al volver a su casa, el pastor encontró la carta debajo

de la ventana.

aeiou
Muy sorprendido, leyó la carta

Querido Pastor:

Sabemos que tú fabricas hermosas


flautas.

¿Podrías fabricar una trompeta para


tocarla en nuestras fiestas?

Muchas Gracias

Las Hermanas Vocales.


El Pastor quedó tan feliz con la carta que comenzó a

fabricar la trompeta enseguida.


Cuando la terminó, la hizo sonar, pero………

Quedó sorprendido, porque al tocarla salió

un sonido que no conocía y eso lo puso muy


t t
triste, pensó que había hecho mal la
tt t
t
trompeta.
De pronto apareció una señora

Hola, soy una letra,


me llaman “te” y mi
sonido es t t
¿por qué me llamas? t t
t t
t
Ahhh
¡Este sonido es tuyo !

t
t t
t t
t
El Pastor estaba tan sorprendido y feliz de haber conocido

a la letra “T”, que se le ocurrió una idea:

Le preguntó a la “T” si ella, que era una letra, le podía

llevar de regalo la trompeta a las hermanas vocales.

La “T”, feliz de al fin conocer a las vocales,

inmediatamente aceptó llevar el regalo.


¡Hermanas Vocales!
Yo soy la “t”
Al escuchar que alguien las llamaba, las hermanas se

acercaron para ver quién era


El Pastor me pidió
que les trajera esta
trompeta
¡Que alegría!

Ahora las vocales tenían la trompeta que tanto

deseaban y se las había traído una letra que no

conocían. Ahora podían hacer otra fiesta con la nueva

amiga y la trompeta. t
t
t t
t

También podría gustarte