Está en la página 1de 9

¿Qué es una Directiva?

ETIMOLOGÍA: Deriva del latín directus, participio pasivo e dirigere (dirigir). Adjetivo: "recto, derecho".

Las Directivas tienen por finalidad precisar políticas y determinar procedimientos o acciones que deben realizarse en
cumplimiento de disposiciones legales vigentes.

Es un documento técnico-normativo que orienta las acciones de los servidores de la administración pública en el


cumplimiento de sus funciones o en la ejecución de tareas encomendadas. Generalmente la directiva complementa o precisa,
en forma minuciosa, disposiciones contenidas en un reglamento o una resolución.

Es un dispositivo legal, de carácter interno, que emiten las dependencias administrativas, a través de sus autoridades
superiores, con la intención de normar y orientar a las personas en un determinado asunto.
FUNCIÓN
Este documento permite a las autoridades dictar normas, disposiciones y órdenes de carácter general. Les facilita difundir y
orientar la aplicación de leyes, decretos, reglamentos, estatutos, etc.

Sirve, también, para prescribir y canalizar el comportamiento o procedimiento que las personas y dependencias
subordinadas deben seguir en determinadas situaciones.

Generalmente la directiva complementa o precisa, en forma minuciosa, disposiciones contenidas en un reglamente o una
resolución.
USOS
Se usa solamente en sentido vertical descendente, es decir de superior a subalterno.

La Directiva puede servir, por ejemplo:

• Normar reuniones y actividades de diversos tipos que puedan surgir en una institución.
• Fijar procedimientos de trámite documentario.
• Dictar disposiciones sobre asistencia, permisos y licencias del personal.
• Dar normas para la conservación de muebles e inmuebles.
• Establecer pautas para el refrigerio, etc.
ESTRUCTURA
a) Encabezamiento: Comprende numeración y título.

b) Cuerpo:

• Objeto: es el objetivo general de la directiva.


• Finalidad: es lo que se pretende conseguir con el cumplimiento de las normas.
• Alcance: comprende a los organismos que se encuentran incluidos bajo las normas que se dictan.
• Antecedentes: son las leyes y disposiciones en que se ampara la directiva.
• Procedimiento: son las pautas específicas que se tienen que cumplir.

c) Término: Incluye la fecha, firma, cargo, iníciales y distribución.


PARTES
La directiva presenta las siguiente partes obligatorias:

1. Código.
2. Título.
3. Texto.
4. Lugar y fecha.
5. Firma, posfirma y sello.
6. Distribución.
7. Pie de página.

Y las siguientes complementarias:


• Membrete.
• Nombre del órgano que formula el proyecto de directiva.
• Anexo.
ÁREA DE DIFUSIÓN Y ENLACE.
El ámbito de difusión de la directiva puede ser a nivel nacional, regional o institucional, según la jerarquía del funcionario
que la aprueba. Por ejemplo, puede ser aprobada por un ministro, presidente regional o director.

Su área de difusión la fija la misma directiva en la sección de su texto denominada "alcance".

La directiva enlaza a la autoridad con facultad para expedir disposiciones gubernamentales con el personal subordinado.
FACULTAD PARA ELABORAR Y FIRMAR
DIRECTIVAS

La directiva se formula por propia iniciativa o por encargo o mandato de la superioridad en el órgano a cuya área de competencia
incumbe la norma o medida a dictarse, pero la facultad de firmarla corresponde sólo al funcionario autorizado para expedir
disposiciones gubernamentales.
FORMULACIÓN, APROBACIÓN Y DISTRIBUCIÓN
DE DIRECTIVAS

Cada ministro o repartición estatal norma el procedimiento para la formulación, aprobación y distribución de directivas,
resoluciones y otros dispositivos que se originan en sus dependencias.
ACCIÓN DE SEGURIDAD EN LA EXPEDICIÓN DE
DIRECTIVAS, RESOLUCIONES, CONTRATOS Y
OTROS DOCUMENTOS

La autoridad que expide directivas, resoluciones, contratos, convenios, estatutos, reglamentos y otros documentos que los
considera delicados, debe adoptar medidas de seguridad para que no puedan ser adulterados dolosamente.

Una de estas medidas de seguridad consiste en que dicha autoridad rubrica cada una de las páginas del documento, en su margen
izquierdo, a excepción de la última en la que aparece su firma y sello. Esta acción se efectúa no obstante que los documentos pudieran
estar visados por los jefes de los órganos que intervinieron en su elaboración.