Está en la página 1de 6

QUINTA UNIDAD

 PODER PÚBLICO GUATEMALTECO

o Definición: El poder público guatemalteco es la competencia jurídica para tomar


decisiones y ejecutarlas. En sentido material, dicho poder lo ejerce todo el aparato
gubernamental, por medio de todas las organizaciones públicas. Se distribuye en
tres funciones principales, Legislativo, Ejecutivo y Judicial.

 Organismo Legislativo:
Su función principal es la creación de leyes, sin pasar por alto que también
realizan actos considerados de administración pública. Lo podemos definir como un
órgano colegiado de tipo ordinario y permanente de carácter representativo cuya
legitimidad deviene de la voluntad del pueblo mediante voto.
 Funciones:

1.1 Creación, reforma y derogatoria de leyes


1.2 Ejercicio de controles interórganos (horizontales) e intraórganos (verticales).
Regulación constitucional:157-181.
 Organismo Ejecutivo.
 Es a quien le corresponde la facultad de gobernar y administrar. Las
facultades de gobernar y administrar implican la realización de tres actos
de distinta naturaleza:
1.  Actos de gobierno: los cuales conciernen al orden político institucional y
al funcionamiento de los organismos.
2. Actos colegislativos: los que se refieren a la formación de leyes, porque
posee iniciativa de ley y la facultad de sancionarlas, promulgarlas, publicarlas
o vetarlas.
3.  Actos administrativos: administrar la cosa pública.
Regulación constitucional: 182-202.

 Organismo Judicial.
 Es el que cuya función principal es la de aplicar la ley y declarar los
derechos de los casos controvertidos sometidos a su conocimiento.
 Regulación constitucional: 203-222.
 CONTROLES
 Intraórganos e interórganos: con la finalidad de mantener el equilibrio
entre los órganos del Estado y para evitar el abuso o exceso en el ejercicio
de las funciones que constitucionalmente a cada una les corresponde, la
Carta Magna ha previsto controles que van a lo interno de cada organismo
y otros que se efectúan entre los mismos.
 1. Controles intraórganos: o verticales (procedimiento legislativo,
refrendo ministerial, votación calificada, etc.), son aquellos que se aplican
dentro del mismo organismo. Son verticales porque su control va de arriba
hacia abajo.
 2. Controles interórganos: u horizontales (veto presidencial, interpelación,
informes ministeriales, etc.), son aquellos realizados entre los tres
organismos del Estado. Son horizontales porque dentro de los tres poderes
no hay jerarquías.
 Órganos Extrapoder: Son organismos ajenos a los tres típicos poderes
del Estado, coadyuvan como tal en el mantenimiento del Estado
Democrático de Derecho. Los hay de distintas materias y funciones, sin
embargo, poseen características que les unen, tales como su autonomía,
lo cual les habilita para ejercer sus ocupaciones de manera
independiente.  Además de esto, fungen como frenos, para evitar el
establecimiento de un poder desmedido de los tres organismos de la
nación. Estos son:
 El Ministerio Público: encargado de la persecución penal y el
cumplimiento de las leyes.
 La Procuraduría General de la Nación: el abogado del Estado, su
representación jurídica.
 La Procuraduría de los Derechos Humanos: encargada de velar por el
estricto cumplimiento de los Derechos Humanos y de denunciar los actos
delincuenciales en contra de los mismos.
 La Contraloría General de Cuentas: el ente fiscalizador del Estado,
maneja los fondos públicos de la Nación.
 La Corte de Constitucionalidad: encargada del cumplimiento de las
disposiciones constitucionales y protección al Estado Constitucional de
Derecho.
 El Tribunal Supremo Electoral: máximo organismo en materia electoral.

 Responsabilidad gubernamental:

 El actuar de los funcionarios públicos, se encuentra limitado por la propia


constitución y las demás leyes que conforman el ordenamiento jurídico. Son
responsables de su incumplimiento. Artículos constitucionales 152 al
156. Las responsabilidades incurren en materia:
 Civil, Penal, Política, Administrativa. La responsabilidad Civil de los
funcionarios y empleados públicos, podrá deducirse mientras no se hubiere
consumado la prescripción, cuyo termino será de 20 años.