Está en la página 1de 9

CONTROL PRENATAL

Son acciones y
procedimientos,
sistemáticos o periódicos,
destinados a la prevención,
diagnóstico y tratamiento
de los factores que pueden
condicionar la morbilidad y
mortalidad materna
IMPORTANCIA DEL CONTROL
PRENATAL
El control prenatal es una parte importante del cuidado
de la salud durante el embarazo.
El médico, hará un seguimiento del desarrollo del futuro
bebé y realizará pruebas de rutina para descubrir y evitar
posibles problemas.

Estos chequeos de salud regulares también son


oportunidades excelentes para que aprendas cómo aliviar
cualquier molestia que tengas y para que hagas
preguntas sobre el embarazo y el nacimiento de tu futuro
bebé.
OBJETIVO DEL CONTROL PRENATAL
 Promover hábitos de vida saludable, factores
protectores a las gestantes y sus familias.

 Vigilar el proceso de la gestación para prevenir y


controlar oportunamente los factores de riesgo
biológicos psicológicos y sociales.

 Detectar tempranamente las complicaciones


del embarazo y orientar el tratamiento adecuado de
los mismos.

 Ofrecer educación a la pareja que permita una


interrelación adecuada entre los padres e hijos mucho
antes de que nazcan éstos.
CARACTERÍSTICAS DEL CONTROL PRENATAL

En el control prenatal se tienen que cumplir algunas características:

 Oportunidad: La gestante debe involucrarse en el control prenatal tan


pronto conozca su condición de embarazada.
 Pertinencia: cada gestante que ingrese al programa es un ser individual
con diferentes características y situaciones que deben ser analizadas para
así particularizar la atención a cada una de estas.
 Eficacia: hace referencia al cumplimiento de los objetivos propuestos en la
atención de cada gestante en particular.
 Eficiencia: es lograr el cumplimento de los objetivos con la menor cantidad
de recursos.
ALIMENTACION DE UNA EMBARAZADA

 La nutrición de la futura mamá es clave para


tener un embarazo saludable. La gestación es
una etapa con necesidades nutricionales
especiales que la madre debe satisfacer a
través de una dieta equilibrada. La mejor
dieta en el embarazo es una dieta variada y
completa, con alimentos que aporten
nutrientes de calidad.
 La mujer embarazada necesita comer algo de todos estos grupos de alimentos cada
día para obtener las cantidades necesarias de energía.

 Un 10% de las calorías debe provenir de las proteínas como carne, pescado,
huevos, los productos lácteos y las legumbres.

 Un 35% de las calorías debe provenir de las grasas principalmente la mantequilla,


aceite, margarina, los productos lácteos y los frutos secos.

 Un 55% de las calorías debe provenir de los hidratos de carbono. Se encuentran en


el pan, la pasta, las patatas, el arroz, el maíz y otros cereales.
 Ácido fólico

Durante los tres primeros meses del embarazo (y preferiblemente antes de quedarse
embarazada), la mujer necesita ácido fólico.

Es importante durante el embarazo, para la formación del sistema nervioso del bebé.

El ácido fólico puede ayudar a prevenir defectos de la columna vertebral, como la espina
bífida, y otras malformaciones congénitas como el paladar abierto o el labio leporino.

 Hierro

Durante el embarazo, el cuerpo de la mujer necesita más hierro del que produce

normalmente, pues precisa de mayor cantidad de sangre para transportar nutrientes a su hijo

por medio de la placenta, y porque buena parte de ellos son utilizados por el propio hijo en su

desarrollo.

Son buenas fuentes de hierro las verduras como el brécol y las espinacas, las fresas, el muesli

y el pan integral, así como los moluscos (almejas y mejillones) y las carnes.

 Cinc y calcio

Los minerales cinc ycalcio también son necesarios para el desarrollo del embrión. Sin

embargo, normalmente se pueden obtener cinc y calcio suficientes siguiendo una dieta

variada.
SINTOMAS NEGATIVOS DURANTE EL EMBARAZO
Algunos síntomas son señales de advertencia de problemas muy peligrosos
durante el embarazo si sientes alguno de estos síntomas:
• Dolores de cabeza agudos o persistentes
• Inflamación de la cara, manos, pies o tobillos
• Vómitos durante 24 horas
• Sangrado vaginal
• Disminución de la visión o visión borrosa o Visión doble o mareos
• Pérdida repentina o goteo constante de fluido acuoso de la vagina
• Ardor o dolor al orina
• Fiebre o escalofríos
• Sospecha de trabajo de parto
• Dolor de vientre que no desaparece o es repetitivo
• Erupciones o llagas
• Desmayos
• Disminución o falta de movimiento fetal después de 24 semanas
VACUNAS PARA EMBARAZADAS
 Las vacunas pueden proteger tanto a la madre como a el bebé de las
enfermedades prevenibles mediante vacunas. Durante el embarazo, las
madres vacunadas le transmiten las proteínas que luchan contra
infecciones, denominadas anticuerpos, a sus bebés.
Vacuna Toxoide (diftéria, tétanos y tos ferina). Es una vacuna segura y
se recomienda a todas las embarazadas a partir de las 13 semanas de
embarazo para proteger a la mamá y al bebé de estas infecciones,
independientemente de cuando hayan recibido la última dosis de vacuna del
tétano.
vacuna de la hepatitis B
La inmunización materna con la vacuna de la hepatitis b puede ser una forma
de prevenir la infección del virus en los lactantes, antes de que se les pueda
administrar la vacuna y así brindarle protección al lactante y a la madre.