Está en la página 1de 6

El ejercicio aeróbico es un ejercicio físico que necesita de la

respiración.

Ejercicio aeróbico.
Abarca los ejercicios más comunes como caminar, marchar,
trotar, bailar, esquiar, pedalear, etc. Tienen por objetivo conseguir
mayor resistencia. Para obtener la energía necesaria para
realizar estas actividades es preciso quemar hidratos y grasas, y
para ello se necesita oxígeno.
Beneficios del ejercicio aeróbico
Los principales beneficios que puedes conseguir con la práctica de ejercicio aeróbico
son:
•Permite adelgazar, al reducir la grasa corporal. Como se ha explicado anteriormente,
el ejercicio aeróbico emplea las grasas como fuente principal de energía, por lo que
resulta el tipo de ejercicio más beneficioso para las personas con obesidad o
sobrepeso. Además, para definir los músculos, primero es preciso eliminar la grasa
localizada entre los mismos. Para conseguir la pérdida de peso, el ejercicio se debe
practicar habitualmente y con una intensidad moderada.
•Mejora la función cardiovascular y la capacidad pulmonar, tanto en los individuos
sanos, como en pacientes con algún trastorno coronario. También facilita la
circulación sanguínea y la oxigenación del organismo, lo que se traduce en un
incremento de la capacidad para realizar esfuerzos, y una mejora general de las
diversas funciones del organismo.
La frecuencia máxima o número máximo de
pulsaciones por minuto (NPM) que puede alcanzar un
corazón sano con seguridad, se calcula mediante una
constante de 220 (para hombres) y 226 (para mujeres)
a la cual se le resta la edad, es decir:
NPM para hombres = 220 – Edad
NPM para mujeres = 226 – Edad
Así, un hombre de 50 años sería: 220 - 50 = 170
Ejercicio n°1: Ejercicio n°2: Ejercicio n°3: