Está en la página 1de 17

QUE ES?

El sistema respiratorio está compuesto por órganos que realizan diversas funciones,
pero, la enorme importancia que estos órganos poseen, es su capacidad de
intercambiar CO2 y O2 con el medio, ya que los sistemas biológicos poseen como
cualidad principal el de ser sistemas abiertos que intercambian constantemente con
el medio que los rodea.

Respiración: se refiere al intercambio de gases a nivel interno, es decir entre los


alvéolos y el capilar sanguíneo.

Ventilación: es el intercambio de gases entre los pulmones y la atmósfera. Aunque


normalmente llamamos a este proceso en el que inspiramos y espiramos
«respiración», acabamos de ver que su nombre correcto es «ventilación»
La hematosis, o sea, el intercambio gaseoso que proporciona oxígeno a la sangre Y
elimina el dióxido de carbono que se produce en el organismo producto del
metabolismo Celular se realiza en los pulmones a nivel de formaciones especializadas
denominadas alvéolos, los cuales constituyen parte del parénquima pulmonar.

La penetración del aire en esas vías se produce por la acción de los músculos
respiratorios (intercostales y diafragma, principalmente) que aumentan y disminuyen
de forma rítmica el tamaño de la cavidad torácica (inspiración y espiración).

El proceso de ventilación es automático, involuntario y cíclico, es decir que se repite


constantemente. Consta de dos etapas: la inspiración, que es la entrada de aire a los
pulmones, y la espiración, que es la salida. Cuando inspiramos, el oxígeno presente en
el aire entra en el sistema respiratorio, que se ocupa de captarlo y llevarlo a las células
de todo el cuerpo a través de la sangre; cuando espiramos, desechamos el dióxido de
carbono que las células producen como resultado del proceso de absorción del oxígeno.
A esto contribuye también la cavidad pleural, cuya presión negativa se opone a
la retracción elástica del pulmón; por tanto, en el sistema respiratorio existe una
porción conductora, cuya función es permitir la penetración del aire (función
ventilatoria) y otra porción, la respiratoria integrada por bronquiolos
respiratorios, conductos alveolares, sacos alveolares y alvéolos y cuya función es
la hematosis
Sistema de conducción

Constituyen un conjunto de cavidades o estructuras tubulares que


tienen por finalidad conducir el aire desde el exterior a todas las
regiones del pulmón en la inspiración o a la inversa desde el pulmón al
exterior en la espiración y comprende órganos y estructuras extra e
intrapulmonares

EXTRAPULMONARES
• cavidad nasal INTRAPULMONARES
• nasofaringe • bronquios intrapulmonares
• laringe • bronquiolos no respiratorios
• tráquea
• bronquios primarios
Porción conductora extrapulmonar

Los componentes de la porción conductora


presentan algunas características comunes, 4
tales como: la existencia de un esqueleto óseo
y/o cartilaginoso que permite a esta porción
mantener su luz permeable al aire, y la
presencia de un epitelio de revestimiento con
cilios y células caliciformes, que sirven para
humedecer el aire inspirado y para limpiar y
englobar respectivamente los gérmenes o
partículas extrañas que llegan a penetran en
las vías respiratorias.
SISTEMA RESPIRATORIO

EL INTERCAMBIO DE
FUNCIÓN COMPONENTES
GASEOSO
La función principal del aparato La nariz
El mecanismo de
respiratorio es conducir el La faringe
intercambio gaseoso
oxígeno al interior de los La laringe
correcto del organismo
Pulmones, transferirlo a la La tráquea
con el exterior presenta
sangre y expulsar las sustancias Bronquios y bronquiolos
dos etapas:
de desecho, en forma de El diafragma
La ventilación
Anhídrido carbónico. Los pulmones
pulmonar, y El
El oxígeno inspirado penetra en intercambio de gases en
los pulmones y alcanza los los pulmones
alvéolos.
El aparato respiratorio humano consta
de los siguientes elementos:

Fosas nasales: Son dos amplias cavidades


cuya función es permitir la entrada y salida del aire, el
cual se humedece, filtra y calienta a través de unas
estructuras llamadas cornetes.

Faringe: Estructura con forma de tubo


situada en el cuello y revestido de membrana
mucosa; conecta la cavidad bucal y las fosas
nasales con el esófago y la laringe.

Laringe: Es un conducto que permite el paso


del aire desde la faringe hacia la tráquea y los
pulmones. En la laringe se encuentran las cuerdas
vocales que dejan entre sí un espacio llamado
glotis.
CUERDAS VOCALES. Son dos repliegues situados en la
laringe que vibran cuando el aire los atraviesa
produciendo la voz.

GLOTIS. Es la porción más estrecha de la luz


laríngea, espacio que está limitado por las cuerdas
vocales.

EPIGLOTIS: La epiglotis es un cartílago situado encima


de la glotis que obstruye el paso del bolo
alimenticio en el momento de la deglución evitando
que este se vaya al sistema respiratorio. Marca el
límite entre la orofaringe y la laringofaringe.

TRÁQUEA. es un conducto de doce centímetros


de longitud, situado delante del esófago. La
tráquea brinda una vía abierta al aire que entra
y sale de los pulmones.
BRONQUIOS. son los dos tubos en que se
divide la tráquea. Los bronquios penetran
en los pulmones, donde se ramifican una
multitud de veces, hasta llegar a formar
los bronquiolos.
LOS PULMONES
Son los órganos que se encargan de realizar el intercambio gaseoso con la sangre. En
los pulmones se separa el oxígeno de los otros gases que componen el aire. Luego el
oxígeno será transportado a través del sistema cardiovascular a todas las células del
organismo. Dentro de cada pulmón se encuentra el árbol bronquial, que se va
dividiendo en ramificaciones cada vez más pequeñas:

Bronquio

La tráquea se bifurca en dos conductos


tubulares (uno en cada pulmón) que se llaman
bronquios. Por ellos llega el aire a los
pulmones. El bronquio principal se divide
dentro del pulmón en bronquios secundarios,
que luego se dividen bronquios terciarios. A su
vez los bronquios terciarios se dividen en
ramificaciones más pequeñas llamadas
bronquiolos.
BRONQUIOLO
El bronquiolo es el conducto que conduce el
aire desde los bronquios hasta los alvéolos

ALVÉOLO
Los alvéolos se encuentran al final de la última ramificación de los bronquiolos.
Son pequeños sacos, y en ellos se produce el intercambio de gases con la sangre.
En los pulmones de un adulto hay unos 750 millones de alvéolos.

Cada uno tiene una abertura por donde entran y salen los gases que intercambia
con la sangre: sale el oxígeno para que la sangre lo distribuya a todas las células
del cuerpo, y entra el dióxido de carbono que las células desechan y la sangre
transporta a los pulmones para que estos lo eliminen en el proceso de ventilación.
Músculos intercostales

Son los músculos que se encuentran entre


las costillas, y mueven la caja torácica
permitiendo la respiración.

El diafragma es un músculo que separa la cavidad torácica


de la cavidad abdominal. Cuando se contrae baja,
aumentando el espacio en la cavidad torácica y provocando
la inspiración. Cuando se dilata sube, disminuyendo el
espacio en la cavidad torácica y provocando la espiración.
PLEURA Y CAVIDAD PLEURAL

La pleura es una membrana que recubre los pulmones. Tiene dos capas: la pleura
parietal está en contacto con la pared del tórax, y la pleura visceral con los pulmones.
El espacio entre ambas capas se llama cavidad pleural. La presión dentro de la cavidad
pleural es menor que la presión atmosférica, y esto hace posible que los pulmones se
expandan durante la inspiración.