Está en la página 1de 15

TEORIA DE LA ARGUMENTACION

JURIDICA
CONCEPCION MATERIUAL DE LA ARGUMENTACION JURIDICA.
CONCEPCION FORMAL
CONCEPCION MATERIAL RAZONES Y TIPOS DE RAZONES
RAZONES JURIDICAS, CASOS
Sesion III
LA CONCEPCIÓN FORMAL DE LA
ARGUMENTACIÓN JURÍDICA
Este aspecto de la argumentación jurídica se
ocupa del análisis estructural de los argumentos;
es decir, de la corrección formal o lógica de los
razonamientos. No debe confundirse con la
lógica formal, aunque esta sí puede considerarse
como una ciencia auxiliar del Derecho y en
específico de la argumentación jurídica
• …así como no es sencillo identificar la
finalidad de la lógica, pues existen varias
lógicas (lógica tradicional, lógica clásica, lógica
deductiva, lógica deóntica, lógicas monótonas
o no monótonas, etc.), tampoco resulta fácil
definir en qué consiste el aspecto formal de la
argumentación
• Este problema de definición es resuelto por
Atienza, al señalar que la lógica deductiva
estándar (de proposiciones y de predicados)
constituye el núcleo de la concepción formal
• …Este autor explica en qué sentido es formal
dicha lógica y qué se debe entender exactamente
por análisis o consideración formal de los
argumentos. Parte de la idea de que, si bien la
inferencia no es el único objeto de la lógica, sí ha
constituido su tema central desde la época
aristotélica. A la lógica no le preocupa la
corrección de las premisas y de la conclusión,
sino cómo se pasa de las primeras a la otra, hace
abstracción del significado de los enunciados y
del contexto en el que han sido emitidos
• …la validez de la inferencia no implica
“obligación” a aceptar la conclusión, sino sólo
que el argumento es correcto en forma abstracta,
con independencia de su significado semántico,
contextual. Por ello, es que en la lógica deductiva
es posible expresar los argumentos por medio de
símbolos y así poder analizarlos de una mejor
manera. No obstante lo anterior, Atienza nos
advierte que la lógica formal es incapaz de
expresar la riqueza del lenguaje natural, que está
cargado de intenciones. Por ese motivo
LA CONCEPCIÓN MATERIAL DE LA
ARGUMENTACIÓN JURÍDICA
• La siguiente dimensión de la argumentación es la
material, que aunque es distinta a la concepción
formal, están ciertamente vinculadas a esta, pues
la segunda es presupuesto necesario de la
primera; es decir, antes del análisis material o de
contenido de un argumento, es requisito
indispensable que éste cumpla con las reglas
mínimas que exige la lógica, pues de otra forma,
se estaría en presencia de un razonamiento
inválido.
RAZONAMIENTO PRACTICO Y
RAZONAMIENTO JURÍDICO
La justificación deductiva de la interpretación judicial.
La justificación de una decisión judicial puede consistir
en un razonamiento deductivo , aunque algunas veces la
justificación deductiva no es posible. La típica justificación
deductiva tiene la forma del argumento lógico modus
ponens: a) p-q b) p c) q Que se lee: a) «si p, entonces q»;
b) «p»; c) luego «q», forma de razonamiento que, por
ejemplo, podría expresar: a) «si X es culpable del delito Y,
entonces debe ser condenado a una pena de dos años de
privación de libertad»; b) «X es culpable del delito Y»; c)
«X debe ser condenado a dos años de privación de
libertad»
Conclusión jurídica: dos premisas, a saber:
1.-El enunciado jurídico
2.-El enunciado de hecho
por consiguiente, una decisión jurídica que
produce esa conclusión jurídica está justificada
en virtud de ese argumento. La aplicación de
una norma no es un comportamiento, sino un
razonamiento.
• Es obvio que el juez, y en general los juristas, emiten un
discurso de segundo grado (metalenguaje) que versa sobre
las disposiciones jurídicas, siendo una de sus tareas
fundamentales la de atribuir un significado a la disposición
jurídica elegida . Ahora bien, la atribución de significado a
un enunciado no es el producto de una operación
conceptual basada en cuestiones de hecho, sino más bien
una actividad que utiliza argumentos que implican un
compromiso valorativo al elegir la premisa adecuada: toda
elección supone una valoración, y ésta es una actividad que
se sitúa fuera del ámbito de la lógica para acercarse más al
ámbito político y moral, entendidos éstos desde un punto
de vista muy amplio y flexible
Las normas jurídicas como razones para la
acción. El razonamiento justificativo en los
contextos jurídicos «Creo que la pregunta
central de la Filosofía del Derecho, de la que
depende una multitud de otros interrogantes, es
la que se refiere a si las normas jurídicas
expresan o no razones operativas autónomas
para justificar acciones o decisiones como las
judiciales.»
• La cita es de C. S. NIÑO , cuyo texto nos servirá
de guía para introducir los temas de este
apartado. La cuestión consiste en dilucidar el
papel que juegan las reglas jurídicas en la
estructura del razonamiento práctico,
fundamentalmente del razonamiento dirigido
a justificar categóricamente acciones y
decisiones, tal y como se expresa
cotidianamente en la práctica judicial .
• ¿Qué papel juegan las razones justificativas
como premisas de un razonamiento práctico?
En este sentido dirá NIÑO: «... si ese
razonamiento concluye en un juicio de deber
ser y si las razones justificatorias funcionan
como premisas de él, necesariamente tales
razones deben estar constituidas por juicios o
proposiciones e incluir entre ellos al menos un
juicio de deber ser.
• NIÑO sigue a RAZ al diferenciar entre:
1.- Razones completas (constituidas por el conjunto de
premisas no superfluas de un razonamiento práctico válido),
2.-Razones operativas (premisas «de deber» ser constitutivas
de razones completas para la acción) y
3.-Razones auxiliares (juicios de hecho que indican medios
para satisfacer razones operativas)
Sólo, por tanto, los juicios normativos —los enunciados de
deber ser— podrían constituir razones justificativas operativas
como premisas de un razonamiento práctico, aunque también
podrían ser los contenidos significativos de los deseos que, al
fin y al cabo, expresan adhesiones a juicios normativos o
valorativos
• Por ejemplo, si yo digo que deseo una sociedad
igualitaria estoy formulando una creencia en la
validez de un juicio normativo que dice que la
organización igualitaria de las sociedades es algo
justificado; ésta podría ser la premisa mayor de
un razonamiento práctico, premisa que tendría
que venir acompañada por una premisa menor
que expresase una razón auxiliar, es decir, un
juicio fáctico que indicase un medio para
satisfacer una razón operativa .