Está en la página 1de 50

UNIVERSIDAD NACIONAL DE SAN ANTONIO ABAD DEL CUSCO

ESCUELA PROFESIONAL DE INGENIERÍA METALÚRGICA


DEPARTAMENTO ACADEMICO DE INGENIERÍA METALÚRGICA

CORROSION Y PROTECCION DE METALES

PRESENTACIÓN : FORMACION DE CELDAS DE CORROSION EN


METALES Y ALEACIONES Y REACCIONES TIPICAS DE CORROSION
ELECTROQUIMICA.

ESTUDIANTES: HUALLPAYUNCA QUISPE,AUGUSTO……..150194


HERRERA POLANCO YERAL RODRIGO..........114018

SEMESTRE ACADÉMICO 2019-I

CUSCO/PERÚ
ORIGEN DE LAS CORRIENTES ELECTRICAS EN LA CORROSION ELECTROQUIMICA

La electroquímica

es una rama de la química que estudia la transformación entre la energía eléctrica y la


energía química. En otras palabras, las reacciones químicas que se dan en la interfaz de
un conductor eléctrico (llamado electrodo, que puede ser un metal o un semiconductor) y
un conductor iónico (el electrolito) pudiendo ser una disolución y en algunos casos
especiales, un sólido.

Si las reacciones químicas son provocadas por una diferencia de potencial aplicada
externamente, se hace referencia a una electrólisis. En cambio, si la diferencia de
potencial eléctrico es creada como consecuencia de la reacción química, se conoce como
un "acumulador de energía eléctrica", también llamado batería o celda galvánica.
Principios

Reacciones de reducción-oxidación

Las reacciones de reducción-oxidación son las reacciones de transferencia de electrones. Esta transferencia
se produce entre un conjunto de elementos químicos, uno oxidante y uno reductor (una forma reducida y
una forma oxidada respectivamente). En dichas reacciones la energía liberada de una reacción espontánea
se convierte en electricidad o bien se puede aprovechar para inducir una reacción química no espontánea.
Equilibrio de las ecuaciones redox

Las reacciones electroquímicas se pueden equilibrar por el método ion-electrón donde la reacción
global se divide en dos semirreacciones (una de oxidación y otra de reducción), se efectúa el
balance de carga y elemento, agregando H+, OH−, H2O y/o electrones para compensar los cambios
de oxidación.
Antes de empezar a equilibrar se tiene que determinar en qué medio ocurre la reacción, debido a que
se procede de una manera en particular para cada medio.

 Cada semirreación se balancea de acuerdo con  Cada semirreación se balancea de acuerdo con el
el número y tipo de átomos y cargas. Como número y tipo de átomos y cargas. Como estamos
estamos en medio ácido los iones H+ se agregan en medio alcalino los OH− se agregan para
para balancear los átomos de H y se agrega H2O balancear los átomos de H y normalmente se
para balancear los átomos de O. agrega la mitad de moléculas de H2O del otro
lado de la semirreacción para balancear los
átomos de O.
Celdas electroquímicas

La celda electroquímica es el dispositivo utilizado para la descomposición mediante corriente eléctrica de


sustancias ionizadas denominadas electrolitos o para la producción de electricidad. También se conoce como
celda galvánica o voltaica, en honor de los científicos Luigi Galvani y Alessandro Volta, quienes fabricaron las
primeras de este tipo a fines del S. XVIII
Esquema de la Pila de Daniell. El puente
Las celdas electroquímicas salino (representado por el tubo en forma
tienen dos electrodos: el ánodo de U invertida) contiene una disolución de
y el cátodo. El ánodo se define KCl permitiendo la interacción eléctrica
como el electrodo en el que se entre el ánodo y el cátodo. Las puntas de
lleva a cabo la oxidación y el éste deben estar tapadas con pedazos de
cátodo donde se efectúa la algodón para evitar que la disolución de
reducción. KCl contamine los otros contenedores.

Los electrodos pueden ser de cualquier material que sea un conductor eléctrico, como metales o
semiconductores. También se usa mucho el grafito debido a su conductividad y a su bajo coste.
La corriente eléctrica fluye del ánodo al cátodo porque existe una diferencia de potencial eléctrico
entre ambos electrolitos. Esa diferencia se mide con la ayuda de un voltímetro y es conocida como
el voltaje de la celda. También se denomina fuerza electromotriz (fem) o bien como potencial de
celda.

A una celda galvánica cuyo ánodo sea una barra de cinc y el cátodo sea una barra de cobre, ambas
sumergidas en soluciones de sus respectivos sulfatos y unidas por un puente salino, se la conoce
como pila de Daniell
Corrosión

La corrosión es definida como el deterioro de un material a consecuencia de un ataque electroquímico por


su entorno. De manera más general puede entenderse como la tendencia general que tienen los materiales a
buscar su forma más estable o de menor energía interna. Siempre que la corrosión esté originada por una
reacción electroquímica (oxidación), la velocidad a la que tiene lugar dependerá en alguna medida de la
temperatura, la salinidad del fluido en contacto con el metal y las propiedades de los metales en cuestión.
Otros materiales no metálicos también sufren corrosión mediante otros mecanismos.

La corrosión puede ser mediante una reacción química (redox) en la que intervienen dos factores:
 la pieza manufacturada (la concepción de la pieza: forma, tratamiento, montaje)
 el ambiente (por ejemplo, un ambiente cerrado es menos propenso a la corrosión que un ambiente
abierto)
En condiciones atmosféricas ambientales, el hierro se cubre de una capa de
solución electrolítica (humedad y aire del ambiente) y la película de óxido no lo
protege adecuadamente porque no es capaz de evitar el acceso de los iones
hasta el metal. Además esta capa es quebradiza y permite la penetración de la
solución electrolítica.

Es conveniente proteger a los materiales (metales principalmente) de la corrosión ya que la


misma genera pérdidas económicas importantes. Una de las formas de protección son las
películas protectoras, que deben cumplir ciertas condiciones.
DEFINICIÓN DE ÁNODO Y CÁTODO

Para la notación de los dos electrodos en una celda electroquímica (galvánica o electrolítica) son
válidas las siguientes definiciones generales: El ánodo es el electrodo en el cual, o a través del cual,
la corriente positiva pasa hacia el electrolito. El cátodo es el electrodo en el cual entra la corriente
positiva proveniente del electrolito.

Generalmente, se toman como válidas las siguientes reglas:


1) La reacción anódica es una oxidación y la reacción catódica una reducción.
2) Los aniones (iones negativos) migran hacia el ánodo y los cationes (iones positivos) hacia
el cátodo. Hay que hacer notar que particularmente en una celda galvánica, por ejemplo en
una pila seca (Figura 9), la corriente positiva fluye del polo (+) al (-) en el circuito externo,
mientras que dentro de la celda, la corriente positiva fluye del (-) al (+).
El proceso de disolución de un metal en un ácido es igualmente un proceso electroquímico.
La infinidad de burbujas que aparecen sobre la superficie metálica revela la existencia de
infinitos cátodos, mientras que en los ánodos se va disolviendo el metal, llega un momento
en que el metal se disuelve totalmente.
Las reacciones que tienen lugar en las zonas anódicas y catódicas son las siguientes:
FUNDAMENTOS DE LA PROTECCIÓN CATÓDICA

Como se ha señalado, para que exista la corrosión electroquímica o húmeda, como se le conoce también,
es fundamental que se ponga en funcionamiento una pila galvánica que denota la existencia de un
ánodo, un cátodo y un electrolito. En el momento en que uno de estos tres elementos básicos para el
funcionamiento de una pila falle, ésta dejará de funcionar y por tanto se detendrá la corrosión.
Los sistemas de protección contra la corrosión están basados en la eliminación de alguno de estos
elementos o en hacerlos inoperantes.
El procedimiento que elimina todos los ánodos de la superficie metálica haciéndola toda catódica, se
conoce con el nombre de protección catódica.
¿Cómo se puede volver catódica una superficie metálica? Existen dos procedimientos
diferentes para lograrlo:

a) Conectando el metal que se trata de proteger a otro menos noble que él, es decir, más negativo en
la serie electroquímica ,Este sistema se conoce como protección catódica con ánodos galvánicos o
de sacrificio y consiste realmente en la creación de una pila galvánica en que el metal a proteger
actúe forzosamente de cátodo (polo positivo de la pila), mientras que el metal anódico se
"sacrifica", o sea que se disuelve Como el metal más comúnmente utilizado en la práctica por su
bajo precio y alta resistencia mecánica es el acero, los metales que se puedan conectar a él y que
deben tener un potencial más negativo quedan reducidos en la práctica al zinc (Zn), aluminio (Al),
magnesio (Mg) y a sus aleaciones.
b) Conectando el metal a proteger al polo negativo de una fuente de alimentación de corriente continua, pura
o rectificada, y el polo positivo a un electrodo auxiliar que puede estar constituido por chatarra de hierro,
ferro-silicio, plomo-plata, grafito, etc. Este sistema se conoce con el nombre de protección catódica con
corriente impresa.
Compatibilidad entre acero galvanizado y aluminio

1. La teoría predice que el aluminio y el acero galvanizado son compatibles. El zinc (recubrimiento del
acero) y el aluminio están adyacentes el uno junto al otro en la escala de galvanizado.

2. Las pruebas experimentales confirman la teoría. Por ejemplo, Doyle y Wright1muestran que el
grado de corrosión del aluminio no se incrementa al estar en contacto con el acero galvanizado.

3. La normativa ha incorporado estos resultados. Por ejemplo, la Asociación del Aluminio, en su


código estructural, establece que no hay necesidad de separar o pintar las superficies de acero
galvanizado que estén en contacto con el aluminio.
Comportamiento del acero galvanizado en contacto con: