Está en la página 1de 13

Mg.

Carla Patricia Ríos


Núñez
ES UN PROCESO INICIADO ANTES DEL NACIMIENTO, Y
QUE ES ESENCIAL PARA GARANTIZAR LA FUTURA
SALUD MENTAL DEL NIÑO.

ESTÁ CENTRADO EN EL AFECTO Y CUIDADO QUE SE


RECIBE. ES EL PRODUCTO DE LA ACTIVIDAD DE UNA
SERIE DE COMPORTAMIENTOS TANTO DEL NIÑO COMO
DE LA MADRE.
A TRAVES DEL VINCULO AFECTIVO SE FORTALECE EL
AUTOESTIMA COMO PERSONAS Y PADRES

EL VINCULO AFECTIVO ES LA CAPACIDAD DE ESTABLECER


UNA RELACION AFECTUOSA, PERMANENTE, CONTINUA
Y SATISFACTORIA; EN LA QUE LOS DOS CRESCAN Y SE
FORTALESCAN

EL PERIODO MAS IMPORTANTE DONDE SE FORTALECE


EL VINCULO AFECTIVO; SE ENCUENTRA DESDE EL
MOMENTO DE LA GESTACION HASTA LOS TRES AÑOS

EL VINCULO AFECTIVO ES DE ENORME VALOR PARA LA


SUPERVIVIENCIA, CONSTITUYE FORMAS DE CONDUCTA
QUE SE ADQUIEREN Y FORTALECEN EN LA INFANCIA
PERO PERMANECEN TODA LA VIDA
 VISTA
OLFATO
TACTO
OIDO
DURANTE EL MOMENTO DE LACTAR AL BEBE, AL PERCIBIR
EL CONTACTO DE LA PIEL DE LA MADRE, LA MIRADA LA
VOZ Y EL OLOR. EL RECIBE UNA SERIE DE ESTIMULOS QUE
SON IMPORTANTES PARA SU DESARROLLO EMOCIONAL Y
AFECTIVO.
TIPOS DE VINCULO
AFECTIVO
Cuando están con la madre, los niños más
pequeños se acercan y se alejan de ella
continuamente y le muestran juguetes o la
saludan desde lejos. Se entristecen y
protestan cuando son separados de sus
madres y la buscan.

Cuando ella regresa se alegran y buscan su


contacto. Después vuelven a sus niveles
habituales de juego rápidamente. Son niños
que suelen cooperar y mostrar poca
agresividad. A la edad de preescolar la relación
con sus padres es íntima y relajada
Mientras están con la madre se centran en el juego sin
incluirla a ella, con quien se muestran indiferentes o
evasivos. Rara vez lloran cuando la madre se va y cuando
regresa evitan mirarla y la evitan también a ella.

A la edad de preescolar se relacionan lo menos posible con


sus padres y tienden a ignorarlos.
Cuando están con la madre se relacionan poco con ella y si lo
hacen es mostrando una conducta ambivalente, de
aproximación y rechazo. Les resulta difícil separarse de ella y
sus niveles de juego son bajos. Después de la separación se
muestran muy ansiosos y alterados, lloran mucho pero se
quedan pasivos y no la buscan.
Muestran comportamientos contradictorios e inconsistentes.
Saludan alegremente a la madre cuando regresa pero luego se
alejan de ella o se aproximan sin mirarla o parecen aturdidos
durante el reencuentro. Cuando tienen miedo de un extraño se
alejan y apoyan la frente en la pared aunque la madre esté
cerca.

También pueden tener miedo a los padres. A la edad de


preescolar tratan de controlar a los padres para intentar
compensar de esa forma la ausencia de un ambiente predecible
y estructurado que suele ser muy importante para los niños. A
veces puede darse una inversión de roles, actuando el niño
como si fuera el padre o madre y tratando de dirigirlos,
cuidarlos, organizarlos y castigarlos.
 EL CONOCIMIENTO DE LOS HIJOS,
 LA VALORACION JUSTA DEL COMPORTAMIENTO DE LOS HIJOS,
 LA INTERACCION CON LOS HIJOS.

Para solucionar este problema es importante que los padres


aprendan a compartir tiempo de calidad con sus hijos. Se trata
de aprovechar al máximo todos los espacios en los que los
niños se expresan para que, a su vez, los padres les manifiesten
su opinión, incluso, cuando no estén de acuerdo con lo que los
niños dicen. Tener interacción implica que se construya la
confianza suficiente como para expresar abiertamente, con
respeto, los puntos de vista de ambas partes
https://www.youtube.com/watch?v=dU_U5NwXAOY