Está en la página 1de 7

República Bolivariana de Venezuela

Ministerio del Poder Popular para la Educación Universitaria


Universidad Politécnica Territorial “Andrés Eloy Blanco”
Definición de Estudio de Usuarios
Para conocer la conceptualización de los Estudios de usuarios, se
debe definir ¿Qué son los usuarios? Para ello, es preciso citar a Jirón
(2001) quien nos dice “Son individuos o grupos de personas que
enfrentan una realidad que les plantean problemas y que tienen una
capacidad para resolverlos, la que supone la identificación de
requerimientos de información y la utilización de dicha información”.

Sanz (1994), ha definido los estudios de usuarios como el conjunto


de estudios que tratan de analizar cualitativa y cuantitativamente los
hábitos de información de los usuarios, mediante la aplicación de
distintos métodos, entre ellos los matemáticos, a su consumo de
información.
Origen y Antecedentes del Estudio de Usuarios
Si bien existen varias divergencias en cuanto al origen del estudio de
usuarios, autores como Moore (1989) quien ubica los orígenes en la
segunda década del Siglo XX, Bouazza (1989) lo ubica en la década de los
cincuenta, mientras que Wilson (1981) y Odini (1993), fijan el origen en la
década de los cuarenta, también existen congruencias al definir que el
origen del estudio de usuarios esta supeditado por la necesidad que tienen
los Centros de información de realizar la planificación de sus servicios,
Moore (1989), esto les ayuda a identificar opciones y posibilidades al
tiempo que les obliga a conocer a sus usuarios y las necesidades que
estos presenten.
Evolución Histórica del Estudio de Usuarios
A principios del Siglo XX, se realizaron los primeros estudios sobre la
comunicación científica, cuando se cree comenzó la documentación
científica tal y como la conocemos hoy en día, al respecto se refiere lo
siguiente “En aquellos momentos casi todos los trabajos giraban en torno a
la gestión de los centros. Las bibliotecas analizaban como mejorar su
efectividad, sin estudiar a los usuarios y sus necesidades, y se centraban en
analizar y evaluar sus recursos en todos sus aspectos, desde la distribución
de edificios e infraestructuras, al funcionamiento de los servicios técnicos y
la calidad de las colecciones" (Hernández Salazar, 1997). Es solo hasta
finalizada la década de los cuarenta, cuando la Royal Society of London
convoca la Conferencia de Información Científica para analizar durante diez
días diferentes aspectos de la comunicación científica, donde se consideró
pertinente estudiar a los científicos experimentales como usuarios de
información.
Permiten conocer e identificar a los usuarios: perfil.
Determinar necesidades, demandas y usabilidad de información
Evaluación de los servicios y productos archivísticos.
La planificación de nuevos servicios y productos.
Tomar decisiones sobre cambios, renovaciones o eliminaciones de los
servicios y productos.
Analizar los patrones de consumo y uso de la información por parte de
los usuarios.

Cambiar políticas que restringen la satisfacción de los servicios.


Adaptación del programa de descripción acorde con las necesidades de los
usuarios
Evaluación de los recursos humanos, materiales y tecnológicos del archivo.
OBJETIVOS DE LOS ESTUDIOS DE USUARIOS
Entender el comportamiento de los usuarios ante el uso de la
información.
Conocer las necesidades de información de los usuarios.
Evaluar los recursos y servicios de las unidades de información.
Permitir la programación de los cursos de formación de usuarios.
Contribuir a la formulación de políticas de desarrollo de colecciones.
Adecuar el espacio de las unidades de información, etc.
RECOGIDA DE DATOS DE LOS USUARIOS DE INFORMACIÓN
El estudio de los hábitos y necesidades de información de los usuarios puede
llevarse a cabo mediante distintas técnicas, entre las que se encuentran:
• Encuestas. Las más utilizadas son las auto administradas.
• Entrevistas. En las que interviene un especialista en información encargado de
aclarar al usuario las dudas que puede tener sobre las distintas preguntas del
cuestionario.
• Análisis de expertos. Que pueden ser internos o externos.
• Foros o Reuniones. Donde usuarios o especialistas discuten distintos aspectos
vinculados al uso de la información en los centros.
• Indicadores Sociales. Para conocer la capacidad adquisitiva del usuario, nivel
de educación, edad, etc.
• Referencias Bibliográficas. Se analiza la bibliografía que utiliza el usuario
para llevar a cabo su actividad (normalmente científica).
• Demanda de Documentos. Generados para otros fines, como las consultas o
préstamos realizados en el centro.
• Utilización conjunta de varios métodos. Aunque pueda parecer complicado,
en muchos estudios de usuarios se han utilizado de forma conjunta varias de
las técnicas nombradas.
A la hora de realizar un estudio de usuarios, nos decantaremos por una u otra
técnica de recogida de datos, en función de los objetivos que el investigador
pretenda