Está en la página 1de 13

“Año de la Inversión para el Desarrollo Rural y

la Seguridad Alimentaria”

ESPECIALIDAD: ADMINISTRACIÓN DE HOTELERIA Y TURISMO


CURSO: FUNDAMENTOS DEL TURISMO
NOMBRE: ALEXANDER WILDER DE LA CRUZ
TURISMO CIENTIFICO
El turismo científico es una
modalidad de turismo cuya
motivación es el interés en la ciencia
o la necesidad de realizar estudios e
investigaciones científicas en
lugares especiales como estaciones
biológicas o yacimientos
arqueológicos.

En ocasiones existe la necesidad de


viajar para observar alguna realidad
que es objeto de estudio. El turismo
científico se realiza de forma
individual o en pequeños grupos
para evitar alterar el objeto de
estudio en un entorno natural.
TURISMO CIENTIFICO
El turismo científico para el público
en general apareció por primera vez
en países desarrollados, con el
objeto de involucrar de una manera
más directa y participativa a las
personas en el conocimiento del
mundo natural.

El objetivo principal del turismo


científico es dar a conocer lugares
que tienen relación con cualquiera
de las ciencias o de los personajes
científicos que han formado parte de
su historia y cuyo legado continúa en
vigencia.
TURISMO CIENTIFICO
FORMAS DE TURISMO CIENTIFICO
EL TURISMO DE AVENTURA CON DIMENSION
CIENTIFICA: Permite asociar una dimensión
científica a prácticas exploratorias,
aventureras o deportivas. La investigación
puede ser más o menos desarrollada en la
motivación del desplazamiento turístico,
simple pretexto elemento principal en la
práctica.

EL TURISMO CULTURAL CON DIMENSION


CIENTIFICA:
Turismo cultural y patrimonial con un
acompañamiento, mediación, animación, e
interpretación científica.

La dimensión científica es parte integral de


la oferta, lo que lo diferencia de los
productos clásicos.
TURISMO CIENTIFICO
FORMAS DE TURISMO CIENTIFICO
ECO VOLUNTARIADO CIENTÍFICO:
Ecoturismo con una implicación directa del
turista o voluntario en la construcción y
desarrollo de la actividad investigativa.
Llevado por investigadores, el voluntario
viene a ser un actor participante de la
puesta en marcha del protocolo
investigativo.

TURISMO DE INVESTIGACIÖN CIENTÍFICA: El


turismo de investigación o expediciones
científicas, incluyen investigadores que se
desplazan a terreno en sus labores y para
realizar sus experimentos, para intercambios o
encuentros, coloquios y seminarios. Este
turismo se vincula más bien al turismo de
negocios.
TURISMO RURAL
El turismo rural es una actividad en la que
confluyen diversos sectores productivos y
participan organizaciones públicas y privadas.
Representa una estrategia de desarrollo local,
da nueva utilidad a los recursos geográficos del
territorio y suelo y a la fuerza de trabajo de la
zona; estimula a productores y turistas a
respetar y valorar la conservación del medio
ambiente y, en términos culturales, a los “otros”;
tiene sus propios requerimientos legales, de
comercialización y marketing.

El turismo rural es una actividad turística que se


realiza en un espacio rural, habitualmente en
pequeñas localidades (menores a los 1.000 o
2.000 habitantes) o fuera del casco urbano en
localidades de mayor tamaño. Las instalaciones
suelen ser antiguas masías y caseríos que, una
vez rehabilitados, reformados y adaptados,
suelen estar regentados familiarmente,
ofreciendo un servicio de calidad, en ocasiones
por los mismos propietarios.
TURISMO RURAL
FACTORES DEL TURISMO RURAL

• Riqueza histórico-cultural
• Sentimientos que despierta el lugar
• Limpieza y tranquilidad del entorno
• Trato recibido
• Armonía del entorno
• Mantenimiento del estilo arquitectónico.
• Tiendas
• Riqueza histórico-paisajística
• Gestión turístico-cultural
• Oferta turística complementaria
TURISMO RURAL
MODALIDADES DEL TURISMO RURAL

El turismo rural presenta múltiples modalidades,


dependiendo del territorio y de la temática
concreta de la actividad desarrollada.

• El agroturismo ofrece al turista la


participación en actividades propias de una
explotación agropecuaria, como ordeñar,
elaborar queso, errar ganado, etc.
• El ecoturismo busca hacer compatible el
disfrute de la naturaleza con el respeto al
equilibrio del medio ambiente.
• El turismo de salud se realiza generalmente
en aguas termales y/o curativas.
• El turismo religioso se lleva a cabo en los
santuarios localizados en zonas rurales
donde se celebran fiestas alusivas, así como
retiros religiosos.
TURISMO RURAL
MODALIDADES DEL TURISMO RURAL

• El turismo deportivo contempla, sobre todo, la


caza y la pesca, y exige el acatamiento de las
normativas legales que protegen la fauna.
• El turismo cultural motiva la revalorización
identitaria de los pueblos a través de
festividades y tradiciones; música, teatro y
espectáculos; vestigios arqueológicos;
monumentos históricos y religiosos;
arquitectura; gastronomía; memoria,
leyendas y la vida rural misma.
Aunque el turismo gastronómico se considera
parte del turismo cultural, amerita un trato
aparte.

La única manera de confirmar que un territorio


posee verdaderamente un potencial de desarrollo
turístico que justifique una determinada inversión,
es una evaluación rigurosa que considere la
viabilidad de poner en valor sus recursos, el análisis
de la oferta, la demanda, la competencia y las
tendencias del mercado.
TURISMO Y PATRIMONIO
ARQUEOLOGICO
El patrimonio arqueológico es un recurso social, cultural y también económico, para su
utilización tanto educativa como comercial esta última de la mano del turismo, es
imprescindible la puesta en valor, es decir su identificación y estimación social. Esto
implica que, en el proceso de construcción sociocultural del pasado deben participar
diferentes actores sociales, con mayor o menor grado de responsabilidad, pero todos
con el compromiso de velar por los bienes culturales, tanto en el aspecto material como
simbólico y significativo.

Al hablar de bienes culturales no nos referimos a un inventario de objetos atractivos,


factibles de exhibir o yacimientos arqueológicos con arquitectura monumental, sino, al
conocimiento e interpretación integral, contextualizado e interrelacionado del
patrimonio cultural y su entorno natural, donde los objetos y sitios arqueológicos son
solo una parte de un todo, integrados a un sistema cultural que manifiestan procesos
históricos únicos e irrepetibles en el tiempo y el espacio.

La correcta difusión de los bienes culturales es de trascendental importancia para las


comunidades que los poseen, ya que sirven para reforzar la identidad y diversidad en
un mundo globalizado que tiene como paradigma la homogeneización y el consumo
indiscriminado. En este sentido el rol de los investigadores y la comunicación es crucial.