Está en la página 1de 52

Sustentantes: Matricula:

Greisy Figueroa 100328302


Sugeidy Gómez 100290663
Normalina Flores 100140551
Santa Marte Rojas 100317876
Maria Mota Adon 100301730
En esta familia de instrumentos el sonido se
produce por la vibración, esta vibración se produce
de diferentes maneras, ya sea golpeando las cuerdas
o pulsándolas.
En la familia de cuerdas existe la siguiente
clasificación, si desea conocerla dé clic sobre el
botón deseado.

CUERDA CUERDA CUERDA


FROTADA PULSADA PERCUTIDA
En este tipo los instrumentos son muy parecidos, la
diferencia que encontramos en ellos es el tamaño y su
sonido, mientras más grande más grave será su sonido.
Los instrumentos de cuerda son:

VIOLÍN VIOLA

VIOLONCELLO CONTRABAJO
El violín es uno de los
instrumentos más pequeños,
por lo tanto es el más agudo
de los cuatro, en una
orquesta sinfónica es el
instrumento más numeroso.
PARTES DEL VIOLÍN
Al tocar el violín es muy
importante la posición del
cuerpo, de los brazos y de los
dedos, así como la
colocación del instrumento y
el arco para obtener el mejor
sonido.
Con este instrumento es posible tocar dos notas al mismo
tiempo deslizando el arco por encima de dos cuerdas
adyacentes.
El violín es un instrumento
medieval que se llamaba fídula o
viola de arco que surge a partir del
siglo IX-X d.c., con el paso del
tiempo se fue perfeccionando hasta
llegar en el siglo XV a la Viola de
Braccio, en Italia, que dio lugar al
violín, pero fue en el siglo XVI
cuando se creó el verdadero violín,
que ha llegado a nuestros días casi
sin cambio alguno.
Existieron varios inventores del
violín, pero destacaron Andrea
Amati y Antonio Stradivarius
que eran constructores de
instrumentos denominados
Luthiers o Violeros, ellos
vivieron en Italia en el siglo
XVI.
Esta es un instrumento de
tesitura, esto significa la
altura de su sonido, este se
encuentra entre el violín y el
violoncello.

La forma de la viola es
semejante a la del violín, pero
la viola es de mayor tamaño y
de complexión más robusta.
Este instrumento se toca igual que el
violín, se sostiene debajo de la
barbilla y con un brazo estirado.

Su sonido es algo más grave y


melodioso que el del violín.

Este instrumento se interpreta en


clave de do.
Este instrumento se toca de
forma similar a la del violín,
pero es importante resaltar
que el cuerpo del instrumento
y el arco es un poco más
grande.
En este instrumento se puede
utilizar la técnica de las
cuerdas dobles del violín.
Este instrumento es el heredero de las
violas de arco del medievo.
Su antecesor fue la “Violette", que es la
Violeta o la Vihuela bastarda, nombre
común en España en los siglos XVI y
XVII.
Realmente en el Clasicismo fue cuando
la Viola comenzó a ser importante.
Fueron Mozart y Beethoven
quienes dieron importancia a
la Viola, creando algunas
obras en las que actuará como
solista.

Para los compositores de los siglos XIX y XX


se convirtó en un instrumento imprescindible
unos de ellos fueron Berlioz y Hindemith.
Este instrumento es más grande que el violín y
que la viola, por lo tanto su sonido es más grave.
Este instrumento por su anchura y peso se toca
sentado y entre las rodillas.
Al principio este instrumento era de
acompañamiento, pero poco a poco, le dedicaron
obras como instrumento solista, esto se debe a su
potente y nítido timbre.
Entre los músicos es conocido como “Cello" que en
castellano se pronuncia “Chelo“.
En el Violoncello, en su
parte más baja se añade una
especie de punta de acero que
hace de mediador entre el
instrumento y el suelo, a este
elemento se le llama “Pica".
El Violoncello es mucho más
grande que el violín y que la viola.
Debido a que pesa mucho se apoya
en el suelo mediante un puntal de
acero que se denomina "pica“, este
sirve para que el instrumento no
roce con el suelo y no se deteriore.

El violoncello siempre se toca en la posición de


sentado y con el instrumento entre las rodillas.
El Violoncello apareció en Italia en
el siglo XVI.
Se origina de la familia de
las “Violas de Braccio“, pero
existe otro instrumento semejante al
Violoncello, que es la “Viola Da
Gamba". En España son conocidos
como “Violones".
El Violoncello desplazó a la “Viola
Da Gamba" desde el inicio del siglo
XVII, ya que el Cello era un
instrumento mucho más apropiado
para los acompañamientos
monódicos, mientras que la “Viola
Da Gamba" era un instrumento más
melódico.

En la actualidad podemos ver conciertos con ambos


instrumentos, esto pude provocar una confusión al
escucharlos.
De la familia de la cuerda frotada, el
Contrabajo es el instrumento más
grande y voluminoso, por este motivo
produce los sonidos más graves.
El contrabajo se puede tocar con los
dedos en vez de con el arco para
conseguir distintas sonoridades, a
esta técnica se le conoce como
“Pizzicato“.
Es una de las partes más
importantes de estos
instrumentos, ya que roza
directamente con las cuerdas
produciendo el sonido.
Está formado por una varilla delgada y flexible, en sus
extremos se tensan crines de caballo o hebras de nylon que se
frotan con resina para que no resbale por la cuerda.
El tamaño del arco varía según el instrumento, el del
contrabajo es el más corto y pesado, mientras que el del violín
es más largo, más ligero y tiene las crines más delgadas.
El Contrabajo, cuenta con una especie de punta de
acero que hace de mediador entre el instrumento y el
suelo.

A este elemento se le llama “Taco" y es mucho


más pequeño que el del Violoncello.
Los contrabajos normalmente
miden más de dos metros.

Los intérpretes normalmente están de pie,


pero se puede tocar sentado en un taburete
alto.
Este instrumento, se hace a medida, ya que
el tamaño que vaya a tener el instrumento
depende de la estatura del músico.
El Contrabajo apareció en Italia a
mediados del siglo XVI, su nombre procede
del término italiano “Contrabasso”.
Este instrumento está influenciado por las
violas y los violines, siendo una mezcla
entre los dos.
En el siglo XVIII quedaron ya muy
definidas sus formas, fueron tocados en una
orquesta en 1663, Mozart y Beethoven le
dieron un papel importante en sus obras.
Los instrumentos de cuerda pulsada son aquellos en los que
obtenemos el sonido pulsando la cuerda normalmente con las
yemas de los dedos.
También se puede obtener el sonido con un pequeño aparato
llamado púa o plectro.
estos son los instrumentos más importantes de cuerda pulsada.

GUITARRA ARPA LAÚD


La guitarra es uno de los instrumentos más populares.
Este es un instrumento que sirve como
acompañamiento de cualquier tipo de música y no
presenta dificultades en su interpretación.
Existen guitarras clásicas que son conocidas como
guitarras españolas.

En la actualidad encontramos variaciones de la guitarra clásica, desde


el banjo o el charango hasta los últimos modelos de guitarras eléctricas o
acústicas.
La guitarra se toca en posición
sentado y se apoya sobre alguna
pierna, que se encuentre ligeramente
levantada.
La mano izquierda va al mástil,
situando el pulgar en la parte de
atrás y utilizándolo como apoyo para
la colocación de las distintas
digitaciones de nuestros dedos.
La mano derecha se encarga de la pulsación de
las cuerdas.
HISTORIA DE LA GUITARRA
La guitarra es un instrumento popular, procedente del oriente.
Llegó a Europa a través de España y se difundió en la
península antes del siglo XV.
La guitarra se incorporó al folklore hispanoamericano y al
resto del mundo.
Las variantes de la guitarra son el charango, requinto, etc.
Pero a principios del siglo XIX la guitarra se utiliza como
instrumento para la música culta y se introduce en las salas de
conciertos con autores españoles, como Aguado, Sor y más
tarde Yepes y Segovia.
La cejilla se coloca a lo largo del
mástil y acorta la longitud de las
cuerdas, con lo que podemos
cambiar la tonalidad de la obra
que queremos interpretar.

La púa o plectro apenas se


usa en la guitarra clásica,
pero se usa normalmente
para todo tipo de obras
populares o modernas.
El arpa es un instrumento de tamaño y peso
considerable, sus cuerdas se tocan con las yemas de
los dedos de ambas manos.
Este instrumento se toca sentado y apoyándola
sobre las rodillas.
Las partituras del arpa se escriben en dos claves a
la vez, en la de Do y en la de Fa.
Las grandes orquestas suelen tener siempre arpa,
pero por su tamaño muchas orquestas no cuentan
con ella.
El arpa es uno de los instrumentos más difíciles
de tocar, ya que el número de cuerdas varía entre
40 y 47, siendo las arpas profesionales las de 47
cuerdas.
Sus cuerdas son de colores, las que corresponden
a la nota Do son rojas, las negras corresponden
a la nota Fa y el resto blancas.
En la parte baja del instrumento hay siete
pedales, uno para cada nota, con tres posiciones
cada uno: bemol, sostenido y becuadro, cada vez
que encontramos una alteración, tenemos que
pulsar el pedal a su posición correspondiente.
El origen del arpa se remonta a 2000 años A.C.
Las primeras arpas se encontraron en el Egipto
de los faraones y eran de gran tamaño.
En Europa, se comenzó a usar a partir de la
edad media.
Hasta el siglo XVIII, el arpa se consideró un
instrumento varonil y su interpretación estaba
reservada a los hombres.
En la actualidad el Arpa es un instrumento
importante en las orquestas y algunos
compositores han dedicado parte de sus obra.
Son instrumentos de cuerda más extendidos del mundo,
existen ejemplares que se señalan con los dedos, con
plectros e incluso frotando las cuerdas con un arco.
Un Laúd antiguo se reconoce por su caja de resonancia,
ya que es redonda y en forma de pera; el clavijero hace un
ángulo de 90 grados con el mástil.

El Laúd no participa en la orquesta moderna, pero es


un instrumento indispensable en cualquier formación
medieval y renacentista.
El laúd. se toca con púa o plectro.
Los laúdes actuales
generalmente tienen doce
cuerdas que se agrupan de dos
en dos, cada grupo de dos
cuerdas se denomina "orden" y
se tocan siempre a la vez, ya que
están afinadas a la misma altura.
Este instrumento se toca
levantando el pie derecho y ahí
se apoya.
HISTORIA DEL LAÚD
Su nombre proviene del árabe "úd" que significa madera
o palo. Lo que caracteriza al laúd es su comba, que es la
parte trasera de su caja de resonancia porque tiene
forma de pera.

Este instrumento llegó a España y se extendió por toda


Europa. A partir de entonces son muchos los
instrumentos que adquieren la forma del laúd: tiorbas,
mandolinas, bandurrias, chitarrones, sistros, etc.

Al occidente llegó en el siglo IX, alcanzando


popularidad en el renacimiento.
Estos son otros instrumentos de cuerda pulsada, típicos de
alguna región determinada o de alguna época de la historia
de la música.

Bandurria
Cítola

Balalaika
Charango
Timple

Sitar Tiorba

Mandolina

Estos instrumentos tienen características similares a la


guitarra.
Los instrumentos de cuerda percutida son aquellos en que la
cuerda es golpeada por una especie de maza.
A este grupo pertenecen todos los tipos de pianos.
El piano de pared, por su
tamaño y por su precio, es
un instrumento más al
alcance de todo el mundo,
por lo que es más fácil ver
estos pianos en las casas
particulares. su sonido es
menos voluminoso que el
del piano de cola.
El piano de cola
que se utiliza en
los conciertos, es el
más espectacular y
potente de todos
los instrumentos de
cuerda.
Teclas Cuerdas
Martillos

Al pulsar una tecla del piano, se levantan una especie de


martillos de madera, esa cuerda vibra y así se produce el
sonido.
Este instrumento es difícil de tocar,
ya que se hace con las dos manos a
la vez.
La mano derecha toca la melodía
leyendo una partitura que está
escrita en clave de Sol.
La mano izquierda toca la parte
grave, de acompañamiento o líneas
de bajo, mientras va leyendo una
partitura que está escrita en clave
de Fa.
HISTORIA DEL PIANO
En el siglo XVIII, el italiano Bartolomé Cristofori inventó un
mecanismo que permitía amplificar la sonoridad del clavicordio: "el
Piano Forte".

En el siglo XVIII se crean pianos que tienen macillos muy pequeños,


pero con el paso del tiempo se van perfeccionando, hasta llegar a ser
el instrumento que conocemos hoy en día.
Durante el romanticismo en
el siglo XIX, el piano es
reconocido como el
instrumento capaz de
expresar los sentimientos y
la música mejor que
cualquier otro instrumento,
esto se debe a sus grandes
posibilidades armónicas.

Pero es hasta el siglo XX cuando se le da su importancia y se le


reconocido dentro de la música.