Está en la página 1de 46

EMILY YANITZHI GARCÍA BARILLAS

KARLA YARITZA HERNANDEZ IZQUIERDO


FREDDY CORDOVA PÉREZ
Abraham Maslow (Brooklyn,
Nueva York, 1 de abril de
1908-Palo Alto, California, 8
de junio de 1970) fue un
psicólogo estadounidense
conocido como uno de los
fundadores y principales
exponentes de la psicología
humanista.
ACERCA DE LA PSICOLOGÍA HUMANISTA
DE MASLOW Y ROGERS
Abraham Maslow y Carl Rogers fueron pioneros de la
aproximación humanista de la psicología para entender la
personalidad, una alternativa importante tanto para el
psicoanálisis como para el conductismo.
ACERCA DE LA PSICOLOGÍA HUMANISTA
DE MASLOW Y ROGERS
Maslow desarrolló estos aspectos principales:
• La personalidad sana no es simplemente la ausencia de patología.
• Su teoría de la jerarquía de necesidades indicaba que la conducta no está
motivada en su totalidad por pulsiones con base fisiológica hacia el
hambre o el sexo.
• La autorrealización es el desarrollo completo de los potenciales positivos
de la persona.
• Las experiencias cumbre son estados alterados de conciencia en los que
una persona saca el máximo provecho del significado de su vida o
existencia.
ACERCA DE LA PSICOLOGÍA HUMANISTA
DE MASLOW Y ROGERS
La teoría de Carl Rogers se desarrolló a partir de sus experiencias
de vida, su conocimiento de las tradiciones filosóficas
contemporáneas y los desarrollos en el campo de la psicoterapia y
de su trabajo psicoterapéutico con niños con problemas y sus
padres.
ACERCA DE LA PSICOLOGÍA HUMANISTA
DE MASLOW Y ROGERS
Algunos de los aspectos principales de su enfoque son:
1. El centro de la personalidad es el sí mismo, el mundo privado de la
experiencia y el significado personal.
2. En la ausencia de comprensión empática y de amor incondicional, el
sentido de una persona de sí misma se moldea por el amor y la
aceptación condicional o de calidad.
3. Desde el punto de vista rogeriano, la psicoterapia requiere el
establecimiento de una relación en la que el terapeuta tiene
consideración positiva incondicional por el cliente, intenta ver el mundo
como el cliente lo ve y es capaz de proporcionar calidez empática
genuina al cliente.
Maslow prefirió pensar en este estado
de desarrollo ejemplar de personalidad
como autorrealización.
El interés de Maslow en tales
individuos también estableció una
muestra no representativa de
personalidades como base de
generalizaciones psicológicas, pero esta
muestra puede servir como un
correctivo necesario tras largos años
de haberse centrado el estudio en la
psicopatología.
Maslow consideró la personalidad saludable como aquella
que posee suficiente fortaleza personal y creatividad para
ser espontánea e inocente.

De acuerdo con Maslow, la inocencia se refiere a la


capacidad de la personalidad saludable para vivir sin
pretensiones, sino dedicada desinteresadamente a una
meta creativa.
La investigación de Maslow incluía una gran cantidad de
investigaciones de observación sobre la interacción animal y las
relaciones de grupo.
Durante sus primeras investigaciones, Maslow observó que la
dominancia de un animal sobre los demás sólo se establecía en
raras ocasiones mediante agresión física abierta.
Para estudiar el sentimiento de dominancia Maslow desarrolló un método
que llamó indagación por medio de la conversación. Esta investigación
consiste en entrevistar a un sujeto después de haber establecido un rapport
satisfactorio.
Maslow descubrió una serie de variables difíciles de encontrar en personas
con alta dominancia. Si un sujeto mostraba un sentimiento de dominancia
alto, era poco probable que estuviera ansioso, celoso o neurótico.
Maslow dirigió su atención Las mujeres con
hacia la conducta sexual de
sus sujetos. Reportó una
sentimiento de
gran cantidad de datos dominancia alto que
impresionistas y estudió Maslow tenían
estadísticos sobre las ideas muy específicas
preferencias sexuales de sobre el “hombre
sus sujetos con alta ideal” y sobre la
dominancia, pero en
particular un fenómeno “situación ideal para
resultó sorprendente. hacer el amor”.
Maslow conceptualizó la diferencia entre los individuos con alta y baja
dominancia como una diferencia entre personalidades relativamente
seguras y relativamente inseguras.

Las personas que han llevado a buen término su sentimiento de dominancia,


fueron después conceptualizadas por Maslow como “totalmente humanos”.

Así Maslow inició el estudio de lo que consideraba lo “mejor” que la


naturaleza humana tenía que ofrecer, lo más “virtuoso”, lo más sabio, la
personalidad humana con más realización.
Iniciando como algo privado e informal, el interés de Maslow en lo
psicológicamente saludable pronto se enfocó en las personas
autorrealizadas. Es claro que respecto al organismo excepcional, “el buen
espécimen” era una extensión del trabajo inicial de Maslow con animales
dominantes y luego con personas dominantes a las que había entrevistado.
Después, Maslow comenzó a desarrollar criterios de normalidad y salud
psicológica.
CARACTERÍSTICAS DE LAS PERSONAS
AUTORREALIZADAS
A partir de sus observaciones, entrevistas e investigación, Maslow desarrolló
una imagen de la personalidad autorrealizada.
La pauta de autorrealización consiste en quince características positivas o
favorables y cinco rasgos negativos.
Tabla 13.1 Pauta de autorrealización de Maslow
CARACTERÍSTICA DE AUTORREALIZACIÓN DESCRIPCIÓN
Centrado en la realidad (1) y centrado en el Percepción de la realidad más eficiente y precisa; capacidad poco
problema (4) común para identificar las imitaciones, lo falso y lo deshonesto; se
enfoca en problemas externos a sí mismo; invierte energía en “causas”.
Aceptación de sí mismo y de los demás (2); Acepta su propia naturaleza con un estilo estoico; acepta lo que
espontaneidad y sencillez (3) no puede cambiarse; es espontáneo y siempre natural.
Necesidad de privacidad (5); independencia de Se basa en su propio juicio; confía en sí mismo; resiste la presión
la cultura y del medio (6); resistencia a enculturación de los demás y de normas sociales.
(15)
Originalidad en la apreciación (7); creatividad Mantiene la constancia ante el temor y la sorpresa; capacidad para
(14) maravillarse y disfrutar las cosas buenas de la vida
Sentido del humor no hostil (13); democrático No disfruta las bromas a expensas de otros; prefiere un humor
(11); Gemeinschaftsgefühl (9); relaciones personales filosófico que inyecte algo gracioso a la condición humana
íntimas (10)
Experiencias cumbre (místicas) (8); discriminación Ha experimentado estados místicos caracterizados por sentimientos
entre medios y fines (12) ilimitados de apertura de horizontes y de poderío e indefensión
simultáneamente.
Imperfecciones: crueldad inesperada; distracción No existe la gente perfecta”; los individuos autorrealizados pueden
ocasional; culpa y ansiedad no neuróticas mostrar indiferencia cuando se les incita a traicionar a alguien
APRENDIZAJE DE LAS PRINCIPALES
FIGURAS
En la década de 1930, Maslow vivía en la ciudad de Nueva York como
profesor de psicología en el Brooklyn College. Este lugar le dio la
oportunidad de conocer a muchos psicólogos y participar en el intercambio
de ideas con ellos.
La apertura de Maslow a pensadores tan diversos le permitió colocar
diferentes teorías de la motivación dentro de un solo marco conceptual en
su desarrollo del concepto de la jerarquía de necesidades.
LA JERARQUÍA DE NECESIDADES: DE LA CARENCIA
AL CRECIMIENTO DE LA MOTIVACIÓN Y LA
AUTORREALIZACIÓN

AUT CION El concepto de jerarquía


de necesidades es aquel
que incluye cinco grupos
de necesidades básicas
que interactúan entre sí
para impulsar la
motivación a seleccionar
tipos específicos de
reforzamiento del mundo
externo.
EXPERIENCIAS CUMBRE COMO ESTADOS INTENSOS
MOMENTÁNEOS DEL POTENCIAL TOTAL DEL
INDIVIDUO
En 1902 William James publicó sus Conferencias de Gifford con el título de The
Varieties of Religious Experience.
James enlistó las siguientes características de la experiencia mística:
1. Inefabilidad: “El sujeto de una [experiencia mística]inmediatamente dice que
ésta desafía la expresión, que no puede darse con palabras un reporte
adecuado de su contenido.
2. Cualidad noética: La palabra “noética” se basa en una raíz griega que significa
“mente” o “intelecto”.
3. Transitoriedad: “Los estados místicos no pueden mantenerse mucho tiempo.
4. Pasividad: “… el místico siente como si por sí mismo estuviera suspendido y
algunas veces como si se agarrara y lo mantuviera un poder superior.”
Las experiencias cumbre son expresiones de estados óptimos del funcionamiento
integrado de la personalidad y las pautas de autorrealización.
La investigación clínica sobre las experiencias cumbre ha identificado las
dimensiones que definen estos estados óptimos:
1) percepción;
2) memoria;
3) niveles de conciencia;
4) identidad;
5) capacidad;
6) disposición motivacional;
7) regulación del afecto, y
8) conducta motora/somática
Tabla 13.2 Procesos psicológicos básicos durante la experiencia cumbre
Dimensiones psicológicas Cualidades de experiencias cumbre
Percepción Vívida, clara, en el momento, centrada, holística, lúcida, aguda, trasciende al yo,
unidad, cognición B, fúlgida, objetiva, sincrónica.
Memoria Clara, total, recuerdo agudo continuo, sin distorsión, sin amnesia,
eidética; intacta, vívida, detallada.
Conciencia Fluida, clara, decidida, fina, aguda, atención total, cognición B,
abierta a la experiencia, orientada a la persona y el lugar, desorientada
en tiempo y espacio, trascendente, mística, indescriptible.
Identidad Integradora, sin ego, experiencia aguda de identidad, mejora de
Identidad.
Habilidad Unificada, completa, espontánea, dándose cuenta del potencial,
integrada, coherente, autónoma, conectada, alta energía.
Motivación Sin esfuerzo, intrínseca; autodirigida, espontánea, produce crecimiento,
satisface necesidades, libera y expresa creatividad, fluidez.
Afecto Positivo, afectos sincronizados; subjetivamente placentero, aumento
en el despertar positivo.
Somático/motor Sensible, descubre las modalidades sensoriales, sentimientos de
plenitud, altos estados de propiocepción, control motor sin esfuerzo,
altos estados de tensión o relajación, tranquilidad.
En su libro, Towards a Psychology of Being (1968) Maslow escribió sobre las
experiencias cumbre, la autorrealización y la naturaleza de la jerarquía de
necesidades.
Maslow creó un diagrama vectorial simple
Seguridad
para ilustrar este dilema existencial:

Crecimiento Persona
Valores humanos de orden superior
Los valores B —verdad, belleza, bondad, unidad, etc.—que adquieren gran
significación para la persona autorrealizada, se intensifican en estados de
experiencias cumbre.
Quien ha pasado por una experiencia cumbre se siente:

1. Más integrado, completo y unificado. 10. Libre de los límites del pasado y del futuro.
2. Más acorde con el mundo. 11. Libre del mundo, libre de ser.
3. Como si estuviera en la cima de sus 12. Sin impulso, desmotivado, sin deseos, más
poderes, más lleno de sí mismo. allá de las
4. Digno, sin presión, natural. necesidades.
5. Creativo, activo, responsable, 13. Extasiado, poético.
autocontrolado. 14. Consumido, logrado, cerrado, completo.
6. Libre de inhibiciones, bloqueos, dudas, 15. Travieso, de buen humor, como un niño.
autocrítica. 16. Afortunado, suertudo, agradecido.
7. Espontáneo, expresivo, inocente.
8. Creativo, seguro de sí mismo, flexible.
MÁS ALLÁ DE LA AUTORREALIZACIÓN: VALORES B

Las personas autorrealizadas desarrollan valores B y metanecesidades; han


avanzado en la jerarquía de necesidades básicas.
En este sentido, Maslow propuso un conjunto de necesidades de ser (necesidades
B) que surgen en el punto de la autorrealización de la jerarquía básica. A estos
valores B Maslow los llamó metamotivos.
PSICOLOGÍA HUMANISTA: LA TERCERA FUERZA
La psicología humanista resalta las capacidades humanas de bondad, creatividad y
libertad. A diferencia de los puntos de vista estrictamente deterministas y algo
mecanicistas sobre los seres humanos que se encuentran en el psicoanálisis de
Freud y en el conductismo, la psicología humanista interpreta al ser humano como
racional, propositivo y autónomo, con capacidad creativa y de experimentar un
conocimiento profundo de la realidad.

El trabajo de Maslow y Rogers, y de muchos otros, ha sido llamado la tercera


fuerza en la psicología para resaltar su estatura como un punto de vista viable
distinto del psicoanálisis y el conductismo.
HACIA UN PUNTO DE VISTA TRANSPERSONAL
Maslow es considerado uno de los fundadores del campo de la psicología
transpersonal, un área que resalta la dimensión espiritual de la experiencia
humana. Él llamó a la psicología transpersonal la cuarta fuerza de la psicología.
Karl Ransom Rogers (8 de enero de 1902, Oak Park, Illinois, Estados
Unidos-4 de febrero de 1987, San Diego, California, Estados
Unidos) psicólogo estadounidense, iniciador junto a Abraham
Maslow del enfoque humanista en psicología.
LA TEORÍA DE LA PERSONALIDAD Y DE LA
CONDUCTA SEGÚN ROGERS
Carl R. Rogers es mejor conocido por sus escritos sobre la psicoterapia centrada en
el cliente. De hecho, él escribió de forma detallada sobre la naturaleza y proceso
de la psicoterapia no directiva, lo que finalmente le ganó reconocimiento mundial
por su innovador trabajo.
Sin embargo, lo que con frecuencia se ignora o está ausente en los textos
académicos sobre psicología es su teoría de la personalidad.
LA TEORÍA DE LA PERSONALIDAD Y DE LA
CONDUCTA SEGÚN ROGERS
Primero: la perspectiva existencial que aprecia la personalidad en su complejidad,
es pragmáticamente útil y necesaria para ver la personalidad desde una
perspectiva fenomenológica; es decir, cómo la gente percibe e interpreta sus
experiencias de vida.
Segundo: Rogers hace hincapié en la tendencia a la autorrealización, significado
que el organismo se esforzará por alcanzar para mantener o establecer niveles
óptimos de funcionamiento integrado.
Tercero: Rogers creía que era importante entender la disparidad entre la
experiencia individual y cómo la persona se ve a sí misma como persona.
Cuarto: Rogers creía que había una clase de isomorfismo sinérgico entre los
aspectos psicológicos y orgánicos de la vida mental.
EL PSICOTERAPEUTA COMO FACILITADOR DE LA AUTORREALIZACIÓN

La teoría de la personalidad de Rogers surgió en parte a partir de sus cuidadosos y


rigurosos estudios psicoterapéuticos. Él fue de los primeros investigadores
terapeutas que grabaron sus sesiones de psicoterapia. Aunado a su disposición a
confiar el proceso de terapia al escrutinio científico, Rogers fue pionero en el
cambio dominante de la forma en que la relación clínica podía usarse para inducir
el cambio en la personalidad y en las formas en que la información sobre la
personalidad podía derivarse de esa relación
DESARROLLO DEL PUNTO DE VISTA NO DIRECTIVO

La teoría de Rogers puede, entonces, entenderse como un intento por descubrir


las condiciones que fomentan el uso que hace el individuo de sus propios poderes
para la salud y la comprensión.

Pragmatismo temprano: “Si funciona, hazlo”

Comprensión de la dignidad de la persona: un “fracaso”


FUENTES PERSONALES DE LA IMPORTANCIA QUE ROGERS DIO
A LA LIBERTAD Y AUTOESTIMA
Etapa de crecimiento de Rogers: fe y rebelión

Carl Rogers nació en 1902 en un suburbio de Chicago; fue el cuarto de seis hijos.
Rogers tuvo poca vida social.
Nunca tuvo una cita “verdadera” hasta la preparatoria.
Tuvo gran interés por la investigación a muy temprana edad.
En tercer año de la universidad, Rogers fue seleccionado de entre diez estudiantes
para viajar a Pekín, China, como representante de la Federación Mundial de
Estudiantes Cristianos.
En 1924, Rogers decidió estudiar para el ministerio en el Union Theological Seminary
en Nueva York. Este seminario tenía entonces, como la tiene ahora, reputación de
liberal, la clase de liberalismo radical que desaprobaba el padre de Rogers.
PRIMERA PROPUESTA NO DIRECTIVA: DEMASIADA LIBERTAD
Rogers resaltó la importancia de cuatro principios de la “nueva” psicoterapia:
1. La nueva terapia “se basa más en la tendencia individual hacia el crecimiento,
la salud y la adaptación.
2. Esta nueva terapia pone mayor relevancia en los elementos emocionales, los
aspectos del sentimiento en la situación, que en los aspectos intelectuales.
3. Esta nueva terapia hace más hincapié en la situación inmediata que en el
pasado del individuo.
4. La nueva aproximación “ resalta la relación terapéutica en sí misma como
experiencia de crecimiento… Aquí el individuo aprende a entenderse a sí
mismo; a tomar decisiones significativas, a relacionarse a sí mismo
exitosamente con otra persona de modo más adulto.
TERAPIA CENTRADA EN EL CLIENTE: COMPRENSIÓN EMPÁTICA
El título del libro terapia centrada en el cliente denotaba las nuevas razones de su
enfoque: “El cliente, de acuerdo con el significado que ha adquirido el término, es
aquel que llega activa y voluntariamente para obtener ayuda en un problema,
pero sin la intención de renunciar a su propia responsabilidad por la situación”

De este modo, la publicación del libro marcó el inicio de una segunda fase en el
pensamiento de Rogers. El enfoque había cambiado los esfuerzos del terapeuta
hacia ser empático en la comprensión del mundo del cliente, hacia la
comunicación de esa comprensión al cliente.
TERAPIA DE LA EXPERIENCIA: LAS CONDICIONES DEL CAMBIO
DE PERSONALIDAD
En estas líneas Rogers ha proporcionado un razonamiento teórico para el cambio de
personalidad en la terapia.
1) Dos personas tienen contacto psicológico por lo que cada una está consciente, aun
cuando sea de manera muy débil, de que la presencia de la otra hace la diferencia.
2) La primera persona, el cliente, está en un estado de incongruencia consigo mismo; se
encuentra vulnerable y ansioso.
3) La segunda persona, el terapeuta, es congruente consigo mismo o integrado en la
relación.
4) El terapeuta experimenta consideración positiva incondicional por el cliente.
5) El terapeuta experimenta una comprensión empática del marco de referencia interno
del cliente e intenta comunicar su experiencia al cliente.
6) Debe lograrse la comunicación con el cliente sobre la comprensión empática y la
consideración positiva incondicional del terapeuta.
CAMBIOS EN LA PERSONALIDAD PROVOCADOS POR LA
RELACIÓN TERAPÉUTICA
En general, Rogers identificó siete pasos en el proceso. Las primeras tres fases por las
que los clientes pasan incluyen la incapacidad inicial para ver sus dificultades, un débil
reconocimiento gradual de que los problemas existen y, una vez que se reconoce el
problema, una tendencia a hablar de sí mismo como objeto sin sentimientos reales.
Así, las primeras tres etapas del cambio de personalidad en la psicoterapia rogeriana
se identifican como:
• Rigidez en la auto percepción: no reconocer la necesidad del cambio de uno
mismo.
• Ligero reconocimiento del problema: el problema existe en los demás, no en uno
mismo.
• Trato de sí mismo como objeto: no se apropia de sus sentimientos.
CAMBIOS EN LA PERSONALIDAD PROVOCADOS POR LA
RELACIÓN TERAPÉUTICA
En la cuarta etapa se da un movimiento en la dirección hacia una mayor flexibilidad.

• Reconocimiento parcial de sentimientos: tendencia a tratar los sentimientos como


objetos inanimados.
CAMBIOS EN LA PERSONALIDAD PROVOCADOS POR LA
RELACIÓN TERAPÉUTICA
En las últimas tres fases del proceso de cambio de personalidad, el cliente se aproxima
gradualmente a un reconocimiento y apropiación de sentimientos más exactos, a la
aceptación de sí mismo, con una reevaluación de interpretaciones personales, y
finalmente, en la séptima fase, experimenta los sentimientos con plenitud y claridad.
Estas tres últimas fases del proceso del cambio de personalidad pueden identificarse
como:
• Mejor reconocimiento de los sentimientos: los sentimientos de querer ser el
“verdadero yo”.
• Aceptación de sentimientos con plenitud: uno mismo es libre de “poseer”
sentimientos.
• Los sentimientos nuevos se experimentan con libertad: uno mismo es totalmente
flexible y capaz de cambiar y crecer.
LA PERSONA PLENAMENTE FUNCIONAL: SALUD MENTAL
IDEAL
Rogers se abocó al problema de definir a la persona plenamente funcional.
Rogers distinguió tres características primarias de la persona plenamente funcional
que observó después de la terapia:
1. La persona plenamente funcional es más abierta a la experiencia.
2. La persona plenamente funcional tiene la capacidad de experimentar la vida de
forma existencial.
3. La persona plenamente funcional experimenta una mayor confianza en su propio
organismo
MODELO DE DESARROLLO DE ROGERS

La tendencia innata y más básica del infante humano es una tendencia hacia "realizar
su organismo".
Rogers propone la hipótesis de que la mayor parte de los impulsos de las funciones
biológicas y psicológicas debería incluirse en un rubro mayor: una necesidad de
mantener y mejorar la propia vida.
Conforme el infante se desarrolla biológicamente, su maduración psicológica tiende a
mantener el ritmo gracias al aumento de la conciencia de sí mismo.
Una parte del mundo de fenómenos del infante se va diferenciando y reconociendo
como "mí", "yo" o "mí mismo".
El infante aprende lenta y de manera cuidadosa, a identificarse a sí mismo como
agente independiente.
LA IMPORTANCIA DE LA APROBACIÓN

El infante desarrolla su imagen de "mí" a través de sus interacciones con otras


personas significativas.
Rogers indicó la importancia de la sensibilidad del niño a que los adultos de su mundo
lo elogien y castiguen.
El niño experimenta las palabras y acciones de sus padres respecto a las conductas
satisfactorias y las palabras y acciones sumadas al sentimiento "eres malo, la conducta
es mala y nadie te quiere cuando te comportas de esta manera".
La estructura de sí mismo.
Autoconsideracion positiva.
El infante gradualmente adquiere un conocimiento de las condiciones de valía
relevantes.
INCONGRUENCIA ENTRE EL SÍ MISMO Y LA EXPERIENCIA.

Rogers resaltó la importancia de un individuo que protege el sentido de consideración


de sí mismo y desarrollo del concepto de incongruencia con uno mismo. Debido a la
necesidad de consideración de sí mismo, el individuo percibe su experiencia de forma
subjetiva, en términos de las condiciones de valía que existen en él.
A) Las experiencias acordes con sus condiciones de valía se perciben y simbolizan
correctamente en la conciencia.
B) Las experiencias contrarias a las condiciones de valía se perciben selectivamente.
El sí mismo real, discrepa con la autoimagen o sí mismo percibido y negado en la
conciencia.
Se dice que las experiencias amenazantes a la estructura de uno mismo son
"subcedidas".
DESORGANIZACIÓN DE LA PERSONALIDAD.

Cuando la discrepancia entre la estructura del sí mismo y la experiencia es tan grande


que la subcepción deja de funcionar con éxito completo, el resultado para algunas
personas puede ser la desorganización de la personalidad. Ésta puede surgir si la
percepción de la experiencia amenazante ocurre repentinamente y con tanta fuerza
que es imposible negarla.

Algunas veces el individuo experimenta desajuste psicológico cuando la estructura


total de sí mismo se basa en las evaluaciones de los demás.
FUNCIONAMIENTO DEL CONCEPTO DE SÍ MISMO:
METODOLOGÍA Q
La confianza de Rogers en los conceptos de sí mismo, incongruencia con uno mismo y
con el sí mismo ideal surge de sus experiencias con pacientes en terapia.
Cuando Rogers había comenzado a conceptualizar el sí mismo como el elemento clave
en cualquier descripción de la experiencia de la persona, un colaborador de la
Universidad de Chicago, William Stephenson, desarrolló un método estadístico y
racional exclusivamente aplicable al estudio del mundo fenomenológico, o del mundo
de las experiencias del individuo, sus percepciones y significados. Con la denominada
técnica de clasificación Q.
Rogers y su equipo de investigación adoptó la técnica Q para poner en funcionamiento
el concepto de sí mismo.
Metodología Q: es el nombre genérico utilizado para caracterizar un conjunto de ideas
filosóficas. Psicológicas, pedagógicas, estadísticas y psicométricas, orientadas a la
investigación de la subjetividad humana.
FUNCIONAMIENTO DEL CONCEPTO DE SÍ MISMO:
METODOLOGÍA Q
La técnica de clasificación Q incluye proporcionar a una persona un gran número de
afirmaciones por escrito y pedirle que las ordene en un número deliberadamente
determinado de grupos.

Un arreglo típico de una distribución Q se ve de la siguiente manera:


LA NATURALEZA IDEOGRÁFICA Y NOMOTÉTICA DE LA
PSICOLOGÍA HUMANISTA.
 La teoría de Rogers es ampliamente un acercamiento fenomenológico de
personalidad, lo que quiere decir que se enfoca en los significados subjetivos por los
que la gente vive, aunque destaca los factores universales importantes para
cualquier persona.

 Nuestra evaluación de Maslow y Rogers indica que ambos teóricos construyeron


teorías altamente irrefutables, aunque el trabajo clínico de Rogers produjo
estrategias terapéuticas empíricamente comprobables. La agencia humana, desde el
punto de vista de ambos teóricos, es activa más que pasiva. La teoría de Rogers, más
enfocada en lo clínico, es más ideográfica y la perspectiva de Maslow, con su
enfoque en constructos generales, es más nomotética.

También podría gustarte